Está en la página 1de 5

Resumen

Se exponen las principales razones del rápido y desordenado crecimiento urbano de Lima, y
cuál fue su impacto en la respuesta de provisión de infraestructura básica. El razonamiento
está basado en observar los fenómenos demográficos y observar en paralelo a otras
ciudades del mundo, como México, París y ciudades del Asia con rápido crecimiento
urbano.
-.-.-.-

Lima ha crecido explosivamente en los últimos años, la migración de las poblaciones de las
ciudades del interior hacia la capital ha superado la capacidad del Estado y de los
municipios a planificar un crecimiento sostenido y con una infraestructura apropiada. El
fenómeno demográfico de Lima ha tenido diversos orígenes, entre otros, la "urbanización"
del Perú, la violencia en el interior del país registrada en las décadas de los 80s y
90s, aunque también se puede decir que responde a un fenómeno regional en América
Latina entre los 70's y 90's (1), que se origina principalmente en las grandes desigualdades
entre la vida urbana y la vida rural en los países latinoamericanos. Se puede decir que
durante décadas, nuestros países han intentado encontrar el camino de la estabilidad
política, económica y social, y que sin embargo, la rápida urbanización ha creado un fuerte
polo de atractividad y un notorio desbalance con respecto al campo. El fenómeno también
nos induce a pensar que las tendencias estructurales no han logrado difundirse por entornos
geográficos difíciles y distantes, y que favoreció la concentración y el centralismo como
camino natural al status quo.

El crecimiento de Lima se explica como ya se ha dicho, por el rápido crecimiento natural


de la población peruana, por el aumento de la población urbana con respecto a la rural y por
su atractividad frente a otras ciudades.

Fig. 1 Evolución de la Población en Lima y el Perú. Tabla elaboración propia. Fuente INEI
En dos décadas, entre 1940 y 1961, Lima triplicó su población en tanto que la población
peruana crecía 60% en el mismo período. El crecimiento de Lima ha sido largamente
superior al crecimiento natural de la población nacional, inclusive en la actualidad la
tendencia no ha logrado revertirse, creciendo la población de Lima 30% más rápido que la
del conjunto país.
Fig. 2. Evolución de la población de Lima y del Perú. Gráfico elaboración propia. Fuente:
INEI

Los planes urbanos de la ciudad, así como la infraestructura básica, se debilitaba ante el
crecimiento sorpresivo. Las nuevas oleadas de migrantes tomaban muchos terrenos baldíos
alrededor de Lima y que luego serían incorporados al tejido urbano. Obviamente, los
nuevos terrenos sin factibilidad de servicios, eran habitados antes de que construyera la
infraestructura, y en los primeros años, los servicios de la ciudad fueron saturados y luego
desbordados, sin lograr cumplir requisitos mínimos de habitabilidad para los nuevos
"pueblos jóvenes".'

Fig. 3. Variación anual de la población. Gráfico elaboración propia. Fuente: INEI

Entre 1940 y 1980, Lima creció a un ritmo cercano a 5% anual, en tanto que la población
peruana crecía a un ritmo entre 2 y 3%, tasa mucho menor que la capital. Pese a que
actualmente las tasas poblacionales han decrecido notoriamente, Lima mantiene (hasta el
Censo del 2007) una tasa de crecimiento superior al promedio peruano.
Fig. 4. Fracción representativa de la ciudad más poblada según país. Gráfico elaboración
propia. (2)

En el ámbito global, podemos decir que Lima ha sufrido un fenómeno acelerado de


concentración de población, muy similar al que sufrió México entre 1950 y 1970, pero que
continuó su evolución positiva a diferencia de la capital azteca que se estabilízó alrededor
del 18% de población mexicana. Un fenómeno gradual y de muchas menos proporciones se
observa en París, donde la capital francesa evoluciona desde 15% hasta el 19% en la
actualidad. En el caso chino, Shangai ha permanecido estable como proporción a la
población total china.

Fig. 5. Porcentaje de la población urbana según país. Gráfico: elaboración propia. (2)

El fenómeno de urbanización ha sucedido de manera muy marcada en México como en el


Perú, situación que refleja el estado de muchos países latinoamericanos, en ambos casos, en
50 años se pasó de 40% en 1950 a más de 70% de población urbana en el año 2000. En el
caso de Francia, la variación ha sido de sólo 10% y otros fenómenos acelerados de
urbanización se vienen observando en países del Asia como Filipinas o China, pero la
atractividad de las principales ciudades no ha crecido en la proporción que Lima.
Fig. 6. Fracción representativa de la ciudad más poblada versus porcentaje de urbanización,
según país. Gráfico: elaboración propia. (2).

La variación tan pronunciada, tanto en concentración de la población como en el fenómeno


de urbanización del país, han sobrepasado la escasa reacción planificadora y de
ordenamiento urbano de Lima. La infraestructura actual lleva retrasada muchos años, y la
disminución de las tasas de crecimiento poblacionales que se vienen observando, podría
ayudar a armonizar los servicios básicos para las poblaciones de los distritos más alejados y
los nuevos asentamientos humanos.

Con respecto a los servicios de agua potable, Lima está situada en la costa central del país,
en una zona semi desértica donde casi no llueve y en su lugar, la neblina de más de 90% de
humedad persiste más de 6 meses por año. La única provisión de agua proviene del río
Rímac y del río Chillón que descienden de los Andes, la fuente no es sólo directa sino
también a través de la explotación de la napa freática de estos dos ríos exiguos en el
invierno (el Rímac alrededor de 30m3/s)(3), y torrentosos en el verano producto de las
lluvias en los Andes (el Rímac supera los 100 m3/s). La demanda de Lima se encuentra casi
en el límite del aprovisionamiento del Rímac, estimándose en 27 m3/s para el año 2010 (4).
Según datos oficiales, la cobertura del servicio de agua era de 85% en 1999 y 95% en el
2005, y alcantarillado en 90%.

En cuanto al servicio de energía, la cobertura del servicio se estima en un 100%, cifra que
recién se ha logrado en los últimos años.
La expansión de Lima y la concentración de una gran parte de la población peruana, ha
tenido también efectos en la identidad cultural del país, así esta ciudad que concentra el
crisol de todas las culturas peruanas que se suman desde la Costa, Sierra y Selva, Norte,
Centro y Sur, ha fomentado una crisis de identidad y de pertenencia en la sociedad limeña.

Conclusiones:
- El acelerado crecimiento urbano de Lima, fruto de la atractividad de la ciudad con
respecto a otras urbes peruanas y al fenómeno migratorio de las últimas décadas, ha
desnudado las falencias de planificación del sistema de gobierno metropolitano.
- La provisión de servicios básicos ha sido superada por el rápido crecimiento de la ciudad,
y la infraestructura resulta aún hoy insuficiente para el total de la población.
- La falta de planificación ha dado como resultado una ciudad que está al límite de su
capacidad, principalmente por la provisión de agua.

Recomendaciones:
- Establecer políticas nacionales para crear diferentes polos de atractividad en otras partes
del país.
- Regular los nuevos asentamientos humanos, estudiando que los servicios a futuro puedan
estar asegurados.

Referencias:
(1) Le pari urbain en Amerique Latine. Sous la direction de Hélène Rivière d'Arc et de
Mauricio Memoli. Armand Colin, Paris, 2006.
(2) Datos peruanos: INEI, Datos mexicanos: INEGI y Programa para mejorar la Calidad del
Aire de la Zona Metropolitana del Valle de México 2002-2010, Otros países Banco
Mundial y ONU, citado en Study on Urbanization JBIC/ADB/World Bank Joint Study
"Infrastructure in East Asia: The Way Forward"
(3) The Mega City in Latin America. Editado por Alan Gilbert - Gustavo Riofrío. United
Nations University Press. 1996
(4) Principales indicadores económicos y sociales del Perú al 2008. Sociología y algo más.
http://wilverorellana.blogspot.es/

--
Publicado por Edward Santa María Dávila para Edward Santa María Dávila el 8/04/2010
02:40:00 PM