P. 1
Historia del Arte Parte 05

Historia del Arte Parte 05

|Views: 12.604|Likes:
Publicado porKeilaJohnson

More info:

Published by: KeilaJohnson on Apr 14, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

10/12/2013

pdf

text

original

Es en las producciones de objetos suntuarios (de
oro, marfil y plata principalmente) donde el arte

etrusco, en especial en las épocas orientalizante y
arcaica, pertenecientes a los siglos VII y VI a.C.,
muestra mayor originalidad. De la primera mitad del
siglo VII a.C. son las refinadas piezas de orfebrería
(fíbulas, brazaletes, pectorales y, en general, joyas
de adorno personal) depositadas en las tumbas
principescas de Etruria, como las ya citadas Regolini
Galassi de Caere o Bernardini y Barberini de
Praeneste. Las elaboradas técnicas de repujado,
filigrana y granulado y la calidad estilística de los
motivos decorativos parecen confirmar que su
factura se debió a la presencia de artesanos
extranjeros, seguramente griegos y fuertemente
imbuidos de cultura oriental, que trabajaban en la
misma Etruria o en las colonias griegas del sur de
Italia y Sicilia, en estrecho contacto con el mundo
etrusco. A fines del siglo VII a.C., se constata la
implantación de artesanos en Vulci, en la Etruria
meridional, y en Vetulonia, en la septentrional.
Posteriormente, a lo largo del siglo VI a.C., se
introdujeron en Caere y, en menor grado, en Veyes,
en Chiusi y, quizás, en Populonia.

Así mismo, se documenta el trabajo de la plata
desde mediados del siglo VII a.C. en algunos
objetos, como la Sítula Castellani de Praeneste (h.
650 a.C), producidos en Etruria por artesanos de
formación oriental. A esta primera serie siguieron
objetos como el Skyphos de la tumba del Duce de
Vetulonia (h. 650-630 a.C., Museo Arqueológico,
Florencia), fabricados probablemente por un
artesano local.

Las

grandes

tumbas

orientalizantes

han
proporcionado también objetos de marfil (peines,

estatuillas y mangos de abanicos), algunos de los
cuales son, sin lugar a dudas, de fabricación
oriental. Otros, sin embargo, aun presentando
temas orientales, deben ser considerados, por sus
características, como objetos realizados por
artesanos locales. Testimonio de que existió una
producción local es la presencia, en las tumbas de
Vetulonia de la primera mitad del siglo VII a.C., de
pequeños bloques de marfil sin trabajar.

A partir del siglo VI a.C., ya no se logra la
perfección que se alcanzó en la producción de
objetos de lujo durante las fases orientalizante y
arcaica. Proliferan los pendientes y anillos de calidad
modesta, versión empobrecida de la orfebrería
griega contemporánea.

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->