Está en la página 1de 2

Cuando se estudian elementos en compresión.

Estos podrían llegar a ser tan delgados que no se comportarían


en la forma considerada. Por ejemplo, un a regla ordinaria de un metro sometida a una fuerza de compresión
axial bastante pequeña, tiene una tendencia notoria a pandearse lateralmente y sufrir la falla o ruptura; por
tanto se aplicara solo a elementos de compresión con carga axial, que son mas bien cortos, es decir, a bloque
de poca altura.

PRINCIPIO DE SAINT – VENANT

Este principio establece que el valor de las fuerzas interiores en los puntos de un sólido, situados
suficientemente lejos de los lugares de aplicación de las cargas, depende muy poco del modo concreto de
aplicación de las mismas. Merced a este principio en muchos casos podremos sustituir un sistema de fuerzas
por otro estáticamente equivalente, lo que puede conducir a la simplificación del cálculo.

ESFUERZOS AXIALES, son aquellos debidos a fuerzas que actúan a lo largo del eje del elemento.

Los esfuerzos normales axiales por lo general ocurren en elementos como cables, barras o columnas
sometidos a fuerzas axiales (que actúan a lo largo de su propio eje), las cuales pueden ser de tensión o de
compresión. Además de tener resistencia, los materiales deben tener rigidez, es decir tener capacidad de
oponerse a las deformaciones (d) puesto que una estructura demasiado deformable puede llegar a ver
comprometida su funciona1idad y obviamente su estética. En el caso de fuerzas axia1es (de tensión o
compresión), se producirán en el elemento alargamientos o acortamientos, respectivamente, como se muestra
en la figura 10

Figura 10: Deformación debida a esfuerzos de tensión y de compresión, respectivamente.

Una forma de comparar la deformación entre dos elementos, es expresarla como una deformación porcentual,
o en otras palabras, calcular la deformación que sufrirá una longitud unitaria del material, la cual se denomina
deformación unitaria e. La deformación unitaria se calculará como (SALAZAR, 2001):

e = d / L0 (5) ; donde, e : deformación unitaria, d : deformación total. Lo: longitud inicial del elemento
deformado.

LEY DE HOOKE La mejor manera de entender el comportamiento mecánico de un material es someterlo a


una determinada acción (una fuerza) y medir su respuesta (la deformación que se produzca). De este
procedimiento se deducen las características acción – respuesta del material. Debido a que la fuerza y la
deformación absolutas no definen adecuadamente para efectos comparativos las características de un material,
es necesario establecer la relación entre el esfuerzo ( s ) y la deformación unitaria ( e ). Muestra una relación
directa entre el esfuerzo aplicado y la deformación producida: a mayor esfuerzo, mayor deformación

• esfuerzo axial (normal o perpendicular al plano considerado), es el que viene dado por la resultante
de tensiones normales σ, es decir, perpendiculares, al área para la cual pretendemos determinar el
esfuerzo normal.
LA FUERZA AXIAL, será aquella que actúe perpendicularmente al plano axial. Por ejemplo, presionando
con los dedos de ambas manos contra los extremos del lápiz se indicará que se está ejerciendo un esfuerzo
axial, de compresión. Estirando de los extremos, se hará entender que se está ejerciendo esfuerzo axial, de
tracción. No olvidar que el esfuerzo axial actúa constantemente, a lo largo del elemento, y siempre es, o bien
tracción o bien compresión.

La carga axial se define como una fuerza de compresión cuando actúa sobre un elemento de manera que
tienda a acortarlo y de tensión cuando tiende a alargarlo. En el caso de elementos de concreto (hormigón
armado) su capacidad esta ligada con la resistencia a la compresión del concreto, a su confinamiento con
refuerzo transversal y al refuerzo longitudinal. Las fallas se presentan debido a una deficiencia en alguna de
estas características

UN EJEMPLO REAL DE ELEMENTOS ESTRUCTURALES BAJO CARGA AXIAL ES DADO POR LOS
ELEMENTOS DE LA ARMADURA DEL PUENTE.

La cantidad máxima de fuerza que se puede aplicar al eje de un encoder en dirección paralela al eje.
carga axial: Fuerza que actúa a lo largo del eje longitudinal de un miembro estructural aplicada al centroide
de la sección transversal del mismo produciendo un esfuerzo uniforme. También llamada fuerza axial.

Se puede decir que carga axial es aquella que aparece como resultante de un sistema de cargas, misma
que transcurre por el eje centroidal de la sección del elemento cargado, ya sea en tensión o compresión

CARGA AXIAL. La compresión pura es lo que conocemos como “carga axial”, es decir una fuerza que se
aplica a un miembro estructural exactamente en coincidencia con su centroide o eje principal. En este caso la
tendencia del elemento es a encogerse hasta fallar; es decir, cundo se desquebraja en la dirección de los
esfuerzos aplicados. Pero en la realidad, esto nunca sucede, por dos circunstancias.

En primer lugar, porque los el ejes o centroides de la carga, y del elemento resistente nunca coinciden, en
vista de que el proceso constructivo de los elementos o de montaje de éstos, se puede describir como bastante
imperfecta. En segundo lugar, porque la un elemento sujeto a compresión como una columna, difícilmente
esta solo, siempre esta interactuando con otros elementos constructivos, que al funcionar como sistema, le
transmiten esfuerzos de flexión. El simple hecho de que los ejes de carga no coincidan, produce
necesariamente un momento de volteo, que provoca lo que conocemos como pandeo. Aunque éste último no
únicamente depende de las excentricidades de la carga respecto al elemento resistente, sino también respecto
a la relación de esbeltez del miembro. Es decir, entre mayor sea el largo del elemento respecto a su ancho,
mayor es la posibilidad de que este elemento sufra pandeo, o lo que conocemos como pandeo local.

ESFUERZO AXIAL: Esfuerzo que es perpendicular al plano sobre el que se aplica la fuerza de tracción o
compresión, que es distribuido de manera uniforme por toda su superficie. También llamado esfuerzo normal.