P. 1
El Secuestro Fronterizo en Venezuela

El Secuestro Fronterizo en Venezuela

|Views: 1.496|Likes:
Se debe instituir un comando unificado. Cada quien investiga por su lado y no hay manera de intercambiar la información; el comando unificado fue CEJAP en municipio Páez y funcionó muy bien. Entonces, nuevamente, hay que hacer un comando unificado. Cada cuerpo de inteligencia tiene una pieza del rompecabezas, pero como nunca se sientan, no arman el rompecabezas, entonces hay que unirse, necesitamos un interlocutor oficial válido, que no existe.

Se debe instituir un comando unificado. Cada quien investiga por su lado y no hay manera de intercambiar la información; el comando unificado fue CEJAP en municipio Páez y funcionó muy bien. Entonces, nuevamente, hay que hacer un comando unificado. Cada cuerpo de inteligencia tiene una pieza del rompecabezas, pero como nunca se sientan, no arman el rompecabezas, entonces hay que unirse, necesitamos un interlocutor oficial válido, que no existe.

More info:

Categories:Types, Research
Published by: Incosec Investigaciones Seguridad Ciudadana on Apr 04, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

11/19/2012

pdf

text

original

EL SECUESTRO FRONTERIZO EN VENEZUELA Dr.

Genaro Méndez1

Se debe instituir un comando unificado. Cada quien investiga por su lado y no hay manera de intercambiar la información; el comando unificado fue CEJAP en municipio Páez y funcionó muy bien. Entonces, nuevamente, hay que hacer un comando unificado. Cada cuerpo de inteligencia tiene una pieza del rompecabezas, pero como nunca se sientan, no arman el rompecabezas, entonces hay que unirse, necesitamos un interlocutor oficial válido, que no existe.

1 Licenciado en Comunicación Social, Ganadero y Productor Agropecuario. Conferencista especializado en el tema de Seguridad Fronteriza, Co-redactor del Libro “El secuestro y toma de Rehenes, una nueva realidad, publicado por la Cámara de Economía Venezolana Israelí, pertenece a los gremios del Colegio Nacional de Periodistas, Asociación de Ganaderos del Estado Táchira. Entre los cargos que ha desempeñado encontramos los siguientes: Presidente de la Asociación Holstein del Estado Táchira, año1993-1996, Vicepresidente de la Asociación de Ganaderos del Táchira, año 1996-2000, Director Principal de la Federación Nacional de Ganaderos de Venezuela, año 1997-2001, Vicepresidente de la Federación Nacional de Ganaderos de Venezuela FEDENAGA, año 2001-2005, actualmente es Presidente de la Federación Nacional de Ganaderos de Venezuela FEDENAGA.

Bueno, de nuevo buenas tardes.

Primero que todo, le agradezco al Alcalde Leopoldo López por haber organizado y apoyado a INCOSEC en la realización de este evento, que responde a una reunión que sostuvimos, hace aproximadamente un mes y medio. Él, preocupado por el tema de lo que es el secuestro y la inseguridad personal, me citó y fuimos compartiendo la problemática situación. Y una de las cosas que yo le manifesté al Alcalde era la angustia que tenemos nosotros, como gremio, de que la población lamentablemente no está identificada con este problema.

¿Quiénes son víctimas del secuestro? La gente piensa que no son víctimas, que los afectados pueden ser sólo los ganaderos, los industriales, los comerciantes y resulta que, hoy en día, es un delito que está tocando a todo el país; por ello, yo le decía al Alcalde que era necesario concienciar, hacer eventos, foros, presentar documentos y él inmediatamente tomó la iniciativa de planificar este evento y, de verdad, que en nombre de la Federación le agradecemos bastante.

Por otro lado, yo le decía a los compañeros míos que estoy metido en un problema hoy, porque después de haber escuchado a los técnicos extranjeros, al Dr. Mesa, a la Dra. Llano, al Dr. Mendieta y también al Coronel Ruiz, que son especialistas en la materia, el compromiso para mí es alto.

Vamos a empezar. El Secuestro Fronterizo en Venezuela es el tema que me corresponde a mí. Voy a dividir esta presentación, en estos capítulos2: unas premisas que voy a mencionar ahorita, hablar sobre el secuestro y la extorsión; las etapas del secuestro en el país, de acuerdo al criterio que nosotros manejamos; cuál es la situación actual del secuestro, un pase rasante sobre lo que es la ley
Ver Anexo Nº 1. Secuestro Fronterizo en Venezuela Lámina Nº 3. Material de apoyo audiovisual del autor durante su Conferencia.
2

2

antisecuestro que se está proponiendo y unos planteamientos que nosotros venimos haciendo y que las voy a presentar también en la tarde de hoy.

Quiero empezar por decir que yo no soy experto en la materia, voy a hacer una presentación desde el punto de vista del sector que está afectado por un delito. No somos especialistas en esto, padecemos el flagelo y estamos desde hace 32 años enfrentando los secuestros extorsivos en el país.

Por otro lado, es importante que se tenga la noción de que el delito no es reciente, el primer secuestro ocurrió en el estado Zulia, en el mes de febrero de 1976 y ya son 32 años que venimos nosotros padeciendo y enfrentando esta situación.

El secuestro en Venezuela

Entonces, el secuestro no llegó con esta gestión gubernamental ni con la anterior, sino que se inició desde el año 1976 y a todas las administraciones, como se ve allí3, les hemos hecho todos los reclamos. Ese es un comunicado que sacó la Federación en el año 91 y a todos los gobiernos que han estado en Venezuela les hemos hecho presiones, comunicados, les hemos exigido respuestas al problema y siempre a todos los ministros de Relaciones Interiores, de Defensa, a los Presidentes les hemos hecho comunicaciones y nos hemos reunido con ellos.

Ha habido más problemas en este gobierno para reunirnos, pero el reclamo ha sido permanente. Somos una institución que confía en las Fuerzas Armadas, pensamos que la Fuerza Armada es la que tiene que solucionar este problema; la sociedad no tiene la logística, ni los medios, para enfrentar estos grupos y siempre acudimos a la Armada, a la Guardia Nacional y el Ejército, a los cuerpos de inteligencia, para poder buscarle solución a esto.

3

Ibidem. Láminas 5 a 12.

3

Siempre mantenemos una posición apolítica sobre el asunto, no le ponemos ideología, pues es un problema apolítico, porque ya está comprobado que el delincuente cuando va a secuestrar, a extorsionar o a asesinar no pregunta si uno es rojo, azul, verde o amarillo, pues sencillamente al que se descuida lo agreden.

Hemos tenido ataques de muchos funcionarios en el pasado. En el presente también nos han acusado de ser el origen del problema. Nos dicen que somos los líderes de los paramilitares. He recibido señalamientos de que en mi finca hay un campo de entrenamiento de paramilitares, y que yo soy quien los coordina a escala nacional, que soy el autor de los secuestros en Venezuela y estamos acostumbrados a estos comentarios.

Esas declaraciones muchas veces responden a la defensa de la incapacidad de los funcionarios, al no poder enfrentar este tipo de delitos y siempre hemos estado dispuestos a colaborar con las autoridades; así lo hemos hecho con los cuerpos locales y las unidades militares, a través de recursos, información… tanto FEDENAGA como las asociaciones que la integran somos una institución nacional, conformada por alrededor de 120 gremios en toda la geografía del país y todas nuestras asociaciones siempre han estado colaborando económicamente con los cuerpos de inteligencia en su zona, porque lamentablemente esos entes tienen deficiencia económica: hay veces que no tienen ni para hacer un documento y nos toca ayudarlos, aportándoles desde la gasolina, desde el combustible, hasta con algunos equipos, dinero para la alimentación, etcétera.

¿Qué es el secuestro?

Bueno, yo voy a abordar rápidamente lo que nosotros estimamos que es el secuestro, lo que hemos padecido con el secuestro. Lo vemos como una industria eficiente, tanto que tiene 32 años en el país. Si no fuera efectiva ya hubiera desaparecido. El secuestro, sobretodo en el ámbito fronterizo, tiene una

4

planificación, la cual se hace con detalles, como lo han dicho los especialistas; el delincuente generalmente consigue la información económica de la víctima, hace un estudio previo antes de buscar a quien secuestrar. Después viene el proceso de negociación, siempre la fase más dolorosa para las familias, pues impera en ella un gran contenido psicológico y por eso es que muchas veces los grupos guerrilleros, que son lo que tienen la mayor capacidad de sostener a alguien en cautiverio, demoran.

Generalmente, en Venezuela, tardan de tres a cuatro o cinco semanas en hacer contacto con la familia y ello forma parte de la estrategia psicológica, para que cuando se haga esa comunicación, la familia, inmediatamente, trate de llegar a una negociación rápida.

Es considerado como un negocio por ellos, una forma de financiamiento eficiente para los grupos guerrilleros, como lo han hecho aquí en el pasado, y lo han utilizado para poder financiar sus operaciones.

En Venezuela, la mayor parte de los secuestros se ha resuelto porque se ha pagado un rescate. Respuesta policial ha habido, pero la mayoría de los casos, según la estadística que maneja FEDENAGA, más de 66%, se resuelve por la entrega de dinero y en la mayoría no ha habido solución policial.

Casi todos los secuestradores andan libres. Son muy pocos los que han llegado a purgar condena y siempre en las familias quedan las dudas. Se conoce que siempre del círculo familiar hay una participación: hemos visto casos en los cuales lo hicieron los nietos, los primos, los amigos, los empleados, que son fuentes de información. Entonces, como no hay una solución definitiva del delito, el secuestrado siempre mantiene una duda de qué fue lo que ocurrió en su caso en particular.

5

La extorsión Otra situación que hemos enfrentado es el problema de la extorsión4. Este flagelo se inicia en Venezuela en la zona fronteriza, más o menos en los años ochenta, unos seis o siete años, posterior a la entrada en vigencia del secuestro extorsivo y, en esa época, hay que recordar que los grupos guerrilleros habían implantado en el país un clima de terror.

Fueron los años de asesinato de ganaderos secuestrados, de atentados a los cuerpos militares por obtener armamentos y entonces ofrecieron como una respuesta a los afectados, a las víctimas, el pago de lo que ellos llaman el impuesto de guerra, conocido como la extorsión.

Un tributo que para ellos era mucho más fácil y menos riesgoso aplicar, porque con una llamada o una visita podían conseguir la entrega de ese dinero. Era una negociación personal, con cada víctima. Ya no es la familia, sino que cada quien, pues, sabe hasta qué punto llegar y, dependiendo de la capacidad de negociación de cada quien, el pago era mayor o menor.

Los grandes negociadores llegaron a conseguir por extorsión lo que podía valer el rescate de un secuestro. Entonces, depende de la condición personal de cada quien para negociar. Los montos varían dependiendo de la capacidad de la persona. Generalmente pagan grandes y pequeños, industriales o ganaderos. Hoy en día, la extorsión en la frontera involucra hasta a taxistas, bodegueros, pues ya la capacidad económica no hace la diferencia, si no el hecho de que están pagando, y hasta a los obreros de la finca les están cobrando una extorsión: cancelan una cuota mensual de alrededor de 5 ó 10 bolívares fuertes, pero es una extorsión a fin de cuentas. Tal vez a los patronos pueden exigirle cifras muy superiores, pero ahorita no se salva nadie.
4

Ibidem. Lámina Nº 14.

6

Desde el punto de vista de los afectados, nosotros entendíamos la extorsión como un acto de supervivencia para las personas y ese pago no era solamente un eso, sino un dinero que otorgaba derechos al que lo entregaba, pues inmediatamente estos grupos tenían que brindar protección al afectado: ya era la garantía de no ser secuestrado, de no sufrir una invasión en su finca, de que ellos iban a evitarle el robo de ganado y una serie de problemas que generalmente uno enfrenta. Esos eran los derechos que otorgaba el pago de la extorsión y esta funcionaba para los grupos que la cobraban, que generalmente eran estos tres grupos de guerrilleros en la frontera: el ELN las FARC y el EPL, ya el EPL prácticamente está desaparecido.

Ellos tenían una coordinadora que se llamaba Coordinadora Guerrillera Simón Bolívar, en la cual se intercambiaba toda la información. Un grupo respetaba la “vacuna” que pagaba cualquier otra persona: si a un productor le llegaban las FARC a pedirle pago de una extorsión, y a lo mejor ese el productor le cancelaba al ELN, ese dinero le servía para que las FARC lo respetaran, pero era revisado en la Coordinadora Guerrillera, para saber si realmente estaba haciendo el pago. Entonces ellos se intercambiaban esa información y hacían una clasificación de “clientes”.

El desconocimiento de lo que es el delito ha facilitado el crecimiento de la extorsión. Muchas personas desconocen lo que es este flagelo y solamente con recibir una llamada, a lo mejor de un delincuente que no pertenece a ningún grupo guerrillero ni a ninguna banda organizada, se hace pasar por miembro de las FARC y uno inmediatamente se imagina que está hablando con un representante de una agrupación que tiene 20.000 hombres en armas. Entonces resulta que es un sólo hombre o con un socio, y la persona, por tener desconocimiento o por no asesorarse ni acudir a la autoridad, o por no tener quien le dé una orientación,

7

empieza a fortalecer económicamente a dos personas, que en un lapso de seis meses pueden conformar un grupo hasta de 15, 20 ó más.

Actualmente, como nosotros lo hemos manifestado a nuestro gremio y a nuestros ganaderos, no se justifica el pago de una vacuna, pues ésta no es garantía de nada. Aquí se ha secuestrado a personas, miembros de nuestras asociaciones que le pagaban vacuna a las FARC, al ELN, a la delincuencia, a los paramilitares y resulta que igualito los secuestran. Ya esa coordinadora, que existió ya hace unos 15 ó 12 años, ya no existe; cada grupo anda por su lado, más bien enfrentados por el territorio; queriendo quitarle los clientes al otro, obtener el control de cada zona. Ya esa extorsión realmente no funciona y nosotros lo que siempre recomendamos es hacer la denuncia, hacer la averiguación para estar seguros, realmente, de quién se trata el que nos está llamando para una extorsión.

Etapas históricas del secuestro en Venezuela

En el caso de los secuestros en Venezuela, pudiera separar toda la historia del secuestro en cuatro etapas5: una que va de 1976 a 1988. Siendo en 1976 el primer caso cometido por la guerrilla colombiana en el país, acotamos que no es el primer secuestro ocurrido en la nación, porque nosotros tenemos delitos de este tipo desde la década del 60; no obstante, el secuestro extorsivo, que estamos enfrentando, que es cometido por los grupos subversivos, se inició en Venezuela el año 1976. Una segunda etapa va de febrero a noviembre del año 1988, otra va de diciembre del año 88 al 99 y, después, del año 99 al actual. Ahora voy a aplicar cada una de esas etapas.

5

Ibidem. Lámina Nº 15.

8

Las FARC vecino de Venezuela La primera etapa6, que arranca con el primer secuestro, fue de 12 años y sirvió para el posicionamiento de las guerrillas de la frontera occidental del país. Fue una fase en la cual Colombia, prácticamente, tenía abandonada la frontera con Venezuela y tal vez en esos años, tal vez en esa época, el vecino de nuestro país eran las FARC. En ese entonces, hoy en día no lo es, pero tal vez ahí sí eran las FARC, porque cuando un venezolano pasaba la frontera y llegaba a El Arauca, se encontraba con las FARC vigilando las carreteras, los pueblos, uniformados con fusiles; no había Ejército colombiano.

Hoy en día, es lo contrario, en el presente, cuando uno pasa la frontera, el que esta ahí es el Ejército colombiano. Hay presencia guerrillera, pero está en el monte, está en la montaña. Anteriormente nuestros vecinos eran las FARC, ellas eran las que dominaban esos territorios, las que imponían orden y venían a imponerlo en Venezuela, aplicaban allí sus leyes y eran las que mandaban en la zona fronteriza.

En esa etapa comenzó ese clima de terror, de dominio, de guerrilleros, que aplicaban lo que ellos llaman la “ley del monte”, que es solucionar todos los casos de rencillas, de problemas en las poblaciones fronterizas - tanto de Colombia como Venezuela- y esa era una ley que muchas veces era mejor que la tradicional, pues era más rápida y más justa.

La acción militar contra el secuestro

En algunas oportunidades, el comandante de un frente guerrillero solucionaba problemas de linderos, deudas, robo y hasta maritales, y de una serie de situaciones de la población. Y esa justicia, por llamarla de alguna manera, tenía
6

Ibidem. Lámina Nº 16.

9

mucha más rapidez y la respuesta era acatada por las personas que acudían a esos frentes para buscarle solución.

En esos años vinieron incrementándose los delitos de secuestro en Venezuela, sobretodo en el municipio Páez del estado Apure, que era la jurisdicción más afectada por estos hechos ilícitos. Ahí se concentró más de 90% de los secuestros que ocurrían en el país, y por eso es que ese incremento de los casos motivó a la creación, en el año 1988, del Comando Específico José Antonio Páez, conocido como el CEJAP, que tuvo su origen allí, en el municipio Páez, para enfrentar los delitos de secuestro.

Por eso vemos lo que era la incidencia, los secuestros ocurridos en el municipio Páez7 el año anterior a la creación del CEJAP: 27 secuestros en el año 1987. Con la creación de CEJAP8, nosotros iniciamos otra etapa en la vida de estos delitos en Venezuela y este ente llegó para comenzar una cantidad de acciones armadas; constituyó la acción militar verdadera que enfrentó a los grupos guerrilleros y por eso hasta que se mantuvo el CEJAP, de febrero a noviembre del año 88, vimos todos estos choques con la guerrilla, que están allí enumerados desde abril hasta el mes de octubre. El último enfrentamiento fue el famoso Caso de El Amparo, del Caño Las Coloradas, y las muertes de estas personas allí motivó, decimos nosotros por cuestiones políticas, la desaparición del CEJAP.

Nosotros, como sector, yo quiero decirlo aquí de manera responsable, siempre hemos sido defensores de los integrantes del Comando Específico José Antonio Páez. Pensamos que sus filas estaban haciendo su papel, que cumplían con su país y que por un mal manejo político -tanto de las autoridades establecidas como de los aspirantes a tener cargos políticos- se les desarticuló; se hizo una apreciación errada a la actuación de ese cuerpo de militares, que fueron incluso a
7 8

Ibidem. Lámina Nº 17. Ibidem. Lámina Nº 18.

10

la cárcel, perdieron su carrera militar; algunos, su familia, su matrimonio, y realmente cuando después se analiza el caso, puede percibirse que eso fue una trampa de la guerrilla, la cual pretendía eliminar al CEJAP y funcionó. Lo logró la guerrilla, la eliminación de este cuerpo, que era lo único que estaba dando respuesta al caso de los secuestros.

Habíamos visto en la gráfica del año 1987, como hubo 26 secuestros y venía creciendo el número de casos en el municipio Páez, mientras que de febrero a noviembre del año 1998, los nueve meses que operó el CEJAP –como se observa en la gráfica9- allí están los secuestros que ocurrieron en el municipio Páez en ese lapso: ninguno, pasando de 26 del año anterior, a cero10, esto, mientras el CEJAP estuvo funcionando; después de la eliminación de este órgano, el año siguiente se disparó nuevamente este delito y llegamos a contabilizar 3711 en el municipio Páez del estado Apure.

De ahí en adelante arranca otra etapa, con un alza en este flagelo, el ataque a unidades militares por parte de los cuerpos guerrilleros, la realización de convenios entre los gobiernos, tales como la Declaración de Caracas en 1989, que dio inicio a la colaboración colombo-venezolana en el combate a este delito, se crean las comisiones para asuntos fronterizos y mientras se viene haciendo este trabajo, vemos que en el año 1995 ocurre el caso de Cararabo, que fue el ataque al puesto de la Armada con el cual masacraron a infantes de marina y este hecho incluso potenció más la atención hacia la frontera.

Los Teatros de Operaciones Todo lo que estaba ocurriendo le dio pie a la fundación de los Teatros de Operaciones12. Fue creado, primero, el Teatro Nº 1, en Guasdualito, en Apure;
9

Ibidem. Lámina Nº 17. Ibidem. Lámina Nº 19. 11 Ibidem. Lámina Nº 20.
10

11

posteriormente el Teatro Nº 2, en La Fría, estado Táchira, y era tanta la disposición que había con los militares venezolanos, de enfrentar a la guerrilla colombiana, que incluso se llegó a pedir lo que dijo, creo, el Dr. Mesa: la persecución en caliente.

Era un elemento que favorecería a los militares venezolanos, porque en ese entonces la frontera -que es, como usted lo menciona, invisible para la delincuencia, pero un muro para la autoridad- era la salvación de los delincuentes cuando operaban en Venezuela y llegaban hasta allí, y de ahí no podían pasar los efectivos castrenses. Por eso se pidió fuera autorizada la persecución en caliente, que fue negada por los legisladores venezolanos y, por supuesto, por las autoridades colombianas de ese entonces.

La política de neutralidad con la guerrilla

En medio de todo esto, pues llega el triunfo del presidente actual de la República. En ese ambiente, con la llegada del Presidente Chávez, hay un giro, un cambio de la visión y de la actuación de los militares y de la perspectiva política hacia ese delito, y eso comenzó en el año 1999.

Allí está uno de los planteamientos que hizo el actual Presidente, que inició lo que se llama la política de neutralidad13 ante ese delito en la frontera, con los grupos guerrilleros colombianos. Él dijo en el año 1999: “siendo neutrales podemos tener la moral para interceder en el conflicto; no somos ni enemigos del gobierno de Colombia ni enemigos de la guerrilla colombiana”. Echó por la borda Cararabo, echó por la borda todos los atentados, los más de 70 soldados venezolanos acribillados por la guerrilla, todos los ganaderos asesinados, todo el daño que nos había hecho la guerrilla… entonces ahora resulta que no eran enemigos de Venezuela.
13

Ibidem. Lámina Nº 22.

12

Y esta política de neutralidad, que no buscaba, a nuestro criterio, otra cosa sino ser imparcial para poder interceder en ese conflicto, pues, dio un viraje total a lo que nosotros veníamos haciendo, e incluso se cambió la filosofía o la actuación de los Teatros de Operaciones y, el Presidente de la República, con el cambio del General en Guasdualito en ese año -que en ese entonces era el General Medina Gómez- desde Guasdualito dijo que a partir de ese momento, los Teatros de Operaciones dejaban de ser teatros de operaciones militares para ser, o convertirse, en teatros de desarrollo social, que iban empezar hacer obras sociales, a ayudar a las escuelas, a arreglar vías… pero descuidando así la actuación militar. Esta gráfica14 la traigo para que veamos qué pasó después con esa política de neutralidad, de la cual estamos hablando. Nosotros veníamos, de 1976 a 1989, con un comportamiento de los secuestros en esa forma, como está allí, en esa gráfica. El año que hubo más secuestros, fue en el año 1987, que llegamos a 10 y después de ese cambio de estrategia se dispararon estas acciones criminales, inmediatamente. Ahí está, hasta el año 2000, entonces eso es parte de lo que nosotros estamos observando, de lo que es la falta de accionar de las unidades militares y el cambio de estrategia que se hizo a partir del año 1999. Aquí vemos ya la gráfica más ampliada15, está actualizada hasta el año 2007. Estamos hablando de 32 años de secuestros, y entonces podemos ver el desarrollo de 1976 a 1999, y lo que es el comportamiento del flagelo de 1999 a 2007. Más de 90% de los casos ha ocurrido en los últimos nueve años y, el resto, los anteriores 27 años. Esto es lo que hemos cosechado con esa estrategia que, a nuestro criterio, ha sido errada, no se ha cambiado, se sigue utilizando y, por eso, todos los años se ve incrementado el número de secuestros.
14 15

Ibidem. Lámina Nº 23. Ibidem. Lámina Nº 24

13

La situación actual

¿Cuál es la situación que tenemos actualmente? Con la entrada de esa perspectiva de imparcialidad, como se llamó, los grupos guerrilleros anunciaron a los habitantes de la frontera que supuestamente había un pacto con el gobierno venezolano, un pacto de no agresión. Ellos no secuestraban y el gobierno no los enfrentaba.

Pero los subversivos siguieron secuestrando y, a partir del año 1999, del año 2000, una de las cosas que estamos enfrentando es que se acabó la autoría de los plagios.

Antes, la prueba de vida era la foto del cautivo o una película de la víctima con el grupo que lo tenía, identificado plenamente con su bandera, sus pañoletas. A partir de 2000, en esa prueba de vida solamente está el secuestrado. No se dice quién lo tiene. La familia negocia sin saber con quién está negociando. Eso desencadena en un clima que le dio crecimiento al delito. Porque hoy en día estamos enfrentando una situación16 en la cual la guerrilla colombiana secuestra y se hace pasar por delincuencia común; el hampa común secuestra y se hace pasar por insurgentes neogranadinos; donde algunos funcionarios policiales o miembros de los cuerpos de inteligencia secuestran y dicen ser paramilitares; donde los paramilitares mantienen cautivos y se hacen pasar por guerrilleros; entonces, cuando uno suma todo, pues no sabe quién está cometiendo el delito y debido a ello es que el flagelo ha crecido de la manera en la cual lo ha hecho, porque tenemos un enemigo que no está identificado. Y cuando uno negocia, no sabe con quién lo está haciendo y por eso es que un solo
16

Ibidem. Lámina Nº 25 y 26.

14

delincuente o dos, en un momento dado, adquieren fuerza como si fueran las FARC totalmente incorporadas… esta es una de las consecuencias.

La no autoría también generó la creación de otros grupos… hay uno que surgió, el FBL, que no es más que un grupo paramilitar venezolano, que se conformó y sus miembros están cometiendo delitos, especialmente en el municipio Páez… ellos actúan desde Guasdualito, Barinas y el sur del estado Táchira. Han tratado de llegar al centro del país y uno ve las pintas en las carreteras con sus siglas. Esta situación también le dio paso a la formación de lo que son llamados los embriones de la guerrilla –son los denominados campamentos- al clima de impunidad y al crecimiento de la delincuencia.

¿Cuál es el panorama actual? Bueno, en vez de tener secuestro en cinco estados, lo tenemos en 22; ya no son las regiones fronterizas, ahora es todo el país; se incrementa la extorsión; no hay autoría; los cautivos ya no son llevados a Colombia, los dejan en Venezuela; ahora más bien traen secuestrados del país vecino al nuestro; ocurre el secuestro Express; se presenta la guerrilla urbana; hemos visto en Caracas estos grupos identificados con pañoletas; y están las zonas de aliviadero que tienen estos subversivos para descansar de la guerra que están librando en Colombia. Este era el mapa de Venezuela en materia de secuestros en el año 199517. Estos eran los estados donde, en ese año, había ocurrido parte de los secuestros. La mayor cantidad estaba repartida en Zulia, Táchira y Apure, ahí sucedía prácticamente 80% de los secuestros, en tres estados, y habían algunos casos en el resto; hoy en día, esa es la situación de Venezuela18: hay secuestros prácticamente en todo el país.

17 18

Ibidem. Lámina Nº 27. Ibidem. Lámina Nº 28.

15

La Ley Antisecuestro y Extorsión

No sé si me puedan dar cinco minutos más. Como dice el Alcalde el pueblo es el que manda. Yo quiero tocar aquí, rápidamente, lo que es la Ley Antisecuestro19. Primero, afirmo que los ganaderos tenemos 20 años esperando ese marco legal.

El primer proyecto de ley lo generó la Asociación de Ganaderos del estado Táchira. Se introdujo al Congreso Nacional y la autoría de ese texto es de los ganaderos, con el apoyo del doctor René Buroz Arismendi, ya fallecido hoy en día, y no ha sido aprobado. Esa ley la estamos esperando para corregir los vacíos legales existentes, porque los delincuentes salen en libertad por estas carencias.

El congelamiento de bienes

Hay un proyecto de ley que se está discutiendo internamente en la Asamblea Nacional y pensamos que debe abrirse a la discusión de expertos. Debe presentarse al país, para que todos podamos hacer observaciones y hay temas muy delicados, tales como el congelamiento de bienes. Nosotros, como institución, somos muy claros y rechazamos el artículo que contempla esta medida.

Congelar los bienes de una familia, en un caso de secuestro, es someterla a un doble secuestro, el de su pariente y el de la familia completa y aquí en Venezuela esta acción no creo que sea una respuesta, porque la solución, hasta ahora, es el pago. Si aquí uno realmente viera que la parte policial funciona, yo creo que pudiera, incluso, pensarse en otra salida.

19

Ibidem. Lámina Nº 29.

16

Esta es la comparación de los últimos tres años20, la gráfica de abajo, la línea inferior, es el secuestro del año 2005; después, el año 2006, vemos el crecimiento, que es la línea azul; apreciamos en el año 2007 cómo se comportó, que es la línea verde, y observamos en enero del 2008, como arrancó el 2008. Si aquí no hay un cambio en la política, en la estrategia, este año va a terminar prácticamente en casi 500 secuestros.

Despolitizar el tema del secuestro

A continuación, rápidamente las propuestas, para terminar con esto. Primero, nosotros pedimos disposición política del Gobierno para enfrentar el delito de secuestro. No hay voluntad política. Cuando hay disposición, los casos se resuelven. Aquí está el Coronel Ruiz y hemos trabajado con él secuestros y se han resuelto, porque hay el mandato de, al menos, solucionar los casos que están ya realizados, pero no hay una disposición verdadera de enfrentar, por lo mínimo, lo que está ocurriendo en la frontera. Hay que despolitizar el tema21. Creo que no es importante si son paramilitares o si es guerrilla lo que comete este delito. Son bandoleros en general que están agrediendo a la población y pienso que tenemos que superar esa discusión de la autoría y enfrentarlos a todos por igual. Estamos hablando de conformar un comando unificado22. Evitar eso que ustedes hablaron, de que cada quien investiga por su lado y no hay manera de intercambiar la información. El comando unificado fue CEJAP en municipio Páez y funcionó muy bien, por tanto, estimamos, que hay que hacer un comando unificado. Cada cuerpo de inteligencia tiene una pieza del rompecabezas, pero
20 21

Ibidem. Lámina Nº 30. Ibidem. Lámina Nº 33. 22 Ibidem. Lámina Nº 34.

17

como nunca se sientan, no arman el rompecabezas. Entonces hay que unirse, necesitamos un interlocutor oficial válido, que no existe.

El gobierno no tiene un interlocutor que hable con la sociedad. Necesitamos un ambiente seguro para las denuncias, tenemos mucha información y no hay manera de ofrecerla, porque inmediatamente lo que quieren es que se haga una acusación formal y nadie está dispuesto hacerla; lo que se requiere es hacer la investigación y para ello necesitamos un ambiente seguro.

Hay que buscar la depuración del cuerpo de inteligencia, pues muchos de los funcionarios están siendo delincuentes. Falta la capacitación de nuestros cuerpos y la asesoría de otros países. Pensamos que hay que hacer un Tribunal Especial23, fuera del área donde se cometen los delitos, porque los jueces son de carne y hueso, igual que nosotros. Quienes imparten justicia tienen que estar fuera del área de conflicto, se requieren fiscales especiales nacionales.

Necesitamos un régimen jurídico particular para las fronteras, porque el Código Orgánico Procesal Penal está ayudando a la delincuencia con su articulado. Hay que darle urgencia a la aprobación de la ley antisecuestro, para ver si a través de ella, logramos superar los vacíos legales.

Y estamos, sobre todo, solicitando también apoyo al Gobierno Nacional. A los venezolanos que han sido víctimas de secuestro24 -eso está en el artículo 142 de la Constitución- si debido a la irresponsabilidad del gobierno es que yo estoy siendo víctima de un secuestro, entonces el Ejecutivo debe responderme a mí, por

23 24

Ibidem. Lámina Nº 35. Ibidem. Lámina Nº 36.

18

los daños que me está haciendo un grupo de delincuentes, eso está en la Carta Magna.

Y lo más importante, y con esto termino, lo dijeron los expositores, primero, la prevención25. Como estamos solos en esto, hay que prevenir, no ser víctimas fáciles. Segundo, la unidad y solidaridad de la sociedad. Tenemos que unirnos, apoyarnos, buscar la salida a este problema y, juntos, hacer el reclamo ante quien hay que hacerlo, pedir la respuesta, que el Estado actúe, que las autoridades respondan y que nos den la seguridad que todos esperamos.

Bueno, muchas gracias.

Las preguntas y las respuestas

Durante el desarrollo del ciclo de preguntas y respuestas el Conferencista, Dr. Genaro Méndez, tuvo a bien intervenir en los siguientes términos:

La autoría de los secuestros -¿Hay o no grupos irregulares que han secuestrado a venezolanos? Bueno, yo quiero, primero que nada, repetir lo que dije hace un momento, y voy a responder de todas maneras la pregunta, lo importante no es quién está secuestrando, todos son bandoleros, lo importante es evitar que sigan cometiendo el delito.

Ahora, en la autoría, yo decía que era muy difícil conocer quién está detrás de los secuestros, pero los indicios que nosotros, en algunos casos, manejamos, nos arrojan que hay venezolanos en poder de la guerrilla colombiana.

25

Ibidem. Lámina Nº 37

19

Yo le entregué unos documentos a la Fiscalía -a mí me citaron hace un mes y medio y yo fui al Ministerio Público y le entregue al Fiscal una serie de papeles, documentos, que a nosotros nos indican que en nueve casos, por lo menos, está actuando la guerrilla colombiana.

¿Quién va a dilucidar si es la guerrilla o no?: una investigación. Cuando esa gente vuelva se sabrá si es la guerrilla o no. Y se sabrá cuando los demás recuperen la libertad, si pensamos que los tiene la delincuencia y resulta que los tiene la guerrilla. Pero esto responde a una investigación y lo que nosotros hemos pedido es que no se elimine el escenario de la guerrilla dentro del espectro de la averiguación. Porque si uno oye al ministro Rodríguez Chacín negando la actuación de la guerrilla, como lo hizo, eso ya nos minimiza las posibilidades de solucionar parte de los secuestros que han ocurrido en Venezuela.

Y sí quisiera presentar un ejemplo que nos indica que la guerrilla está actuando en el país. Hay un caso que ocurrió en el año 2006, de un productor del estado Táchira, directivo de la Asociación de Ganaderos de esa región, Marcial Marciales, para darles el nombre. A él lo secuestraron las FARC y él estaba en poder de ese grupo en territorio venezolano. Él murió en manos de las FARC y lo enterraron. La insurgencia siguió negociando su rescate - por el pedían algo así como 5 millones de bolívares fuertes y cuando se supo que estaba muerto, el Frente que lo tenía le estaba pidiendo la familia, porque sabían dónde estaba enterrado, 300 mil bolívares fuertes para entregarles el cuerpo. La manera de resolver el caso fue que gente de allá, de las fronteras, habló con las FARC y un alto dirigente de esa guerrilla, que es Grannoble, fue quien dio la orden para que entregaran el cadáver.

Entonces, ese es un caso palpable de que las FARC están actuando. Nosotros no decimos que son los autores de todos los secuestros, pero eso hay que investigarlo.

20

Lo que pasa aquí en Caracas no debe atribuirse a la guerrilla; pero nosotros sabemos que los cuerpos guerrilleros y paramilitares, ahora también con la participación de esos “águilas negras”, están actuando en la frontera de Venezuela con Colombia. En la zona del norte del Táchira tienen actividad los paramilitares colombianos y cada grupo establece su zona identificada, y uno como habitante fronterizo sabe que en las áreas donde opera la guerrilla, no actúa otro delincuente sino la guerrilla. Entonces, bueno, esos son los indicios que uno maneja y la familia también nos dice: “estoy negociando con el ELN”, “estoy negociando con las FARC” y eso se sabrá cuando el secuestrado regrese o cuando la autoría se investigue, se averigue realmente cuál es la autoría en esos casos.

Políticas públicas e incremento del secuestro -Comente su opinión acerca del incremento del secuestro en los últimos años, con énfasis en el caso del Alto Apure, donde se ha incrementado considerablemente el cobro de vacunas, a pesar de que las fuerzas militares conocen la ubicación de los grupos guerrilleros. ¿Usted considera que eso es parte de la voluntad del Gobierno Nacional y, en ese sentido, cuál es su opinión con relación con el manejo del Ejecutivo de las políticas para combatir el secuestro?

También lo traté de informar hace un momento, lo que nosotros queremos es que salga una política dirigida a evitar que el secuestro siga ocurriendo y a que siga sucediendo la extorsión. Yo no me quejo de lo que se está haciendo posterior al secuestro, que es el trabajo que está haciendo el Coronel Ruiz.

En el año 2007 se lograron hacer más de 40 rescates de secuestrados, pero nosotros queremos que no ocurran estos delitos, porque no solamente se trata del daño económico y la manera como evitar que la familia pague; es el daño moral. Por mucho que a una familia le rescaten a su familiar y no pague, el daño moral queda allí.

21

No sé si ustedes vieron una cinta de un secuestrado de Barinas, que está en Internet. Bueno, ahí se aprecia como están maltratando a la víctima, ¿cómo va a llegar ese hombre a su casa?, ¿qué esta sintiendo su familia, su esposa, sus hijos en este momento? Entonces, el daño moral es fuerte y no queremos que siga ocurriendo el secuestro, allí es donde pensamos que el Ejecutivo está fallando y hay que cambiar las estrategias.

A mí me pareció muy interesante lo que dijo el Dr. Mesa y, a lo mejor, estamos en un nivel donde lo que se está haciendo no sirve. Entonces, hay que cambiarlo, hay que revisar si vale la pena mantener los Teatros de Operaciones, si es menester mantener algunas unidades militares, si hay que seguir la estrategia, porque dentro del área de los Teatros uno ve uniformados circulando y uno dice ¿serán guerrilleros, serán paramilitares venezolanos?, pero son uniformados con armas largas. Uno no sabe qué son, porque ellos no andan -como los militares venezolanos- con sus insignias, pero están transitando y amedrentando a la población dentro del área de los teatros.

¿Cómo es posible que en las ciudades más peligrosas del país, Guasdualito, donde está la sede de TO1 y La Fría, la del TO2, todas las semanas haya sicariatos?

Guasdualito es una zona donde hay una guerra entre el ELN y las FARC por territorio. En la zona de La Fría hay una guerra entre delincuencia y paramilitares y la gente esta sufriendo las consecuencias. Entonces, ahí es donde el Ejecutivo, pensamos, está fallando y hay que hacer cambios en la estrategia militar. La responsabilidad fronteriza es de los cuerpos militares y queremos que los militares nos den respuesta y actúen-, pues allí sí hay una falla de verdad.

22

Lucha antisecuestro y defensa de Derechos Humanos

-Varias

personas,

representantes

cuerpos

de

derechos

humanos,

de

organizaciones no gubernamentales, muestran mucha preocupación en relación con su afirmación en cuanto a que en la época de CEJAP, disminuyeron o prácticamente desaparecieron los secuestros y en este sentido le preguntan, en primer lugar, ¿cuál es su opinión en relación con el Ministro Ramón Rodríguez Chacín y la participación que tuvo en el CEJAP y el cambio que en este momento aparenta tener ante la opinión pública y cómo equilibrar la actuación de grupos, como el CEJAP, con el tema de violación de Derechos Humanos?

Sí bueno, yo mencioné lo del CEJAP en base a unos resultados palpables. Yo no estoy inventando la estadística y cualquiera puede ir, ese año, a ver si en el Municipio Páez hubo un secuestro, por lo menos, desde febrero a noviembre del año 1988; a chequear si es mentira que no hubo ningún secuestro. Eso es una estadística, no es un invento mío. Corroboren también el año anterior para ver si es falso que hubo 27 secuestros; y revisen el año siguiente para ver si es mentira que hubo 37 secuestros. Entonces, esos datos nos indican la efectividad de ese grupo, y habla de cómo estaba actuando. Por eso es que nosotros manejamos la tesis de que el grupo guerrillero ELN con las FARC, creo que fue ELN, le tendió una trampa a CEJAP ese día, y desencadenó en lo que ocurrió, con la matanza de toda esta gente. Que a lo mejor iban algunos borrachitos, campesinos, pero hay que ver la situación que se vive en una zona como esa, donde generalmente no pueden transitar, no transitaban más de cuatro o tres personas por canoa y, en un momento dado, habían 17 montadas en una.

Entonces con esos resultados, los que nosotros presentamos, pensamos que el CEJAP le dio una respuesta positiva al país, le aportó tranquilidad a la zona, y los militares actuaron con entrega y somos testigos de eso. Rodríguez Chacín fue miembro del CEJAP y en ese momento, cuando estuvieron ellos en ese problema,

23

nosotros fuimos defensores, no de él, de todos los funcionarios que estaban en ese grupo, y actuaron en ese problema, y nunca compartimos la persecución que se les hizo, ni el daño moral económico y familiar del cual fueron víctimas.

Hoy en día el es Ministro de Relaciones Interiores y tenemos una visión positiva acerca de la actuación que él pueda tener. Él es un especialista en materia de secuestro, entiende el problema y tenemos la esperanza de que él y su conocimiento se pongan a favor de la Justicia, eso es lo que nosotros estamos esperando.

¿Lo va hacer?, yo creo que él lo debería hacer, sabemos que conoce el problema y es un experto, lo demás, la estrategia política que lleva el Ejecutivo, no somos quienes para criticarla, el Ejecutivo es libre de establecer una estrategia política para buscar una solución a un problema nacional que forma parte de su espectro internacional, pero lo único que si buscamos o esperamos es que haya una solución en Venezuela.

Lo que sí yo veo es que no hay, ni ha habido, una retribución de esos grupos con nosotros. El Gobierno, por política, a lo mejor intentando ser intermediario en la búsqueda de la solución en Colombia, interviene, presta apoyo, o no los ataca; pero ellos siguen actuando, entonces, no hay la retribución y por eso es que nosotros, y terminó con esto, una de las cosas que hemos exigido al Presidente de la República es que no continúe intermediando, hasta que no sean liberados todos los venezolanos que están en poder de la guerrilla. Nosotros estamos pidiendo que ponga eso como condición sine qua non, es decir, que no se busque la solución en Colombia sin antes encontrar la salida a lo que está ocurriendo aquí en Venezuela.

24

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->