P. 1
EV ESTRUCTURAL PVTOS FLEX CON FWD

EV ESTRUCTURAL PVTOS FLEX CON FWD

|Views: 851|Likes:
Publicado porCesar Granados

More info:

Published by: Cesar Granados on Feb 18, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

03/23/2015

pdf

text

original

EVALUACIÓN ESTRUCTURAL DE PAVIMENTOS FLEXIBLES A PARTIR DE

INFORMACIÓN TOMADA CON DEFLECTÓMETRO DE IMPACTO – FWD

STRUCTURAL ASSESSMENT OF FLEXIBLE PAVEMENTS BASED ON
INFORMATION OF FALLING WEIGHT DEFLECTOMETER - FWD


EDWIN ANTONIO GUZMÁN SUÁREZ, Ing. de Transporte y Vías.
Especialista en Infraestructura Vial.
Ingeniero de Pavimentos, ITINERIS Gestión de Infraestructura Ltda.
Carrera 13 No. 94A – 25 Oficina 201, Centro Ejecutivo Castilla.
Tel: +57 1 236 7695, FAX: + 57 1 257 0532
Correo Electrónico: edwin.guzman@itinerisglobal.com


RESUMEN

El artículo presenta el resultado y análisis de la evaluación estructural cuantitativa de
pavimentos flexibles, mediante la determinación de parámetros del cuenco de deflexiones
obtenido con deflectómetro de impacto. La evaluación estructural se realiza aplicando
metodologías basadas en el modelo de Hogg realizadas por Lukanen y Hoffman en
YONAPAVE, en las cuales la determinación de los módulos de las capas del pavimento no
dependen directamente de los espesores de las mismas, los resultados obtenidos se
comparan con la metodología propuesta por la AASHTO 1993.

PALABRAS CLAVES: Evaluación estructural, método AASHTO 1993, YONAPAVE, modelo de
Hogg.

ABSTRACT

The paper presents the results and analysis of flexible pavement structural assessment by
determining of parameters based on the deflection basin obtained with falling weight
deflectometer. The structural assessment is conducted using methodologies based on the
Hogg´s model by Lukanen and Hoffman in YONAPAVE, in which the determination of the
stiffness of the layers of the pavements they do not depend directly on the thicknesses of
the same ones, the obtained results be compared with the methodology proposed by the
AASHTO 1993

KEY WORDS: Structural assessment, AASHTO 1993 method, YONAPAVE, Hogg´s model.

1. INTRODUCCIÓN

La evaluación estructural de pavimentos, empleando deflectometría de impacto, tiene
como finalidad la determinación de la capacidad portante del sistema pavimento-
subrasante, en cualquier momento de su vida de servicio, con fines de monitoreo y conocer
su desempeño, así como para establecer y cuantificar las necesidades de rehabilitación.
Esto es posible mediante procesos de retro cálculo, en donde, si se emplea la metodología
propuesta por AASHTO 1993, se obtienen parámetros conocidos como el Número Estructural
Efectivo (SN), el Módulo Resiliente de la Subrasante (Mr) y el Módulo Equivalente del
pavimento (Ep).

Para realizar una evaluación estructural, tradicionalmente se recurre a efectuar la
exploración geotécnica de la estructura de pavimento, con el fin de conocer espesores de
las capas existentes así como propiedades geotécnicas de los materiales constituyentes de
las distintas capas de la estructura, tales como módulos de elasticidad y coeficientes de
Poisson; este proceso “Destructivo” es lento y costoso, además causa incomodidades en los
usuarios de la vía.

Otra forma de estimar la capacidad estructural de un pavimento en servicio es mediante
pruebas “No Destructivas”, las cuales se basan en la interpretación del cuenco de
deflexiones generado ante la aplicación de una carga estándar. En este artículo se presenta
la aplicación de metodologías basadas en este concepto, en las cuales la evaluación
estructural se realiza al analizar la relación intrínseca existente entre las deflexiones
obtenidas con deflectómetro de impacto (FWD) y los módulos de las capas del pavimento.

En las metodologías aplicadas no existe una dependencia directa entre los espesores de las
capas de la estructura de pavimento y los parámetros de evaluación de la capacidad
estructural, lo cual se constituye en el fundamento de este estudio, teniendo en cuenta
que su objetivo es observar la bondad que la aplicación de estas metodologías tiene en la
evaluación estructural de pavimentos, al obviar los costos e incomodidades asociados a la
exploración geotécnica. Para este fin los resultados de los parámetros obtenidos mediante
las metodologías propuestas (Número Estructural Efectivo-SN, Módulo Resiliente de la
Subrasante-Mr y Módulo Equivalente del pavimento-Ep), se compararan con los
determinados con la metodología tradicional de evaluación en nuestro medio, el método
AASHTO en su versión 1993, cabe anotar que la evaluación se realiza en estructuras de
pavimento reales, las cuales se encuentran actualmente en servicio.

2. MÉTODOS DE EVALUACIÓN ESTRUCTURAL

A continuación se presentan los conceptos básicos de las metodologías AASHTO 1993, la
adaptación de Wiseman del modelo de Hogg empleada por Lukanen y YONAPAVE, los cuales
constituyen la base para la evaluación estructural. Se anota que en el denominado método
de Lukanen se emplean conceptos, tanto de las investigaciones efectuadas por el
Departamento de Transporte de Minnesota (Mn/DOT), como de estudios realizados en
Chile.

Se presenta para cada una de las metodologías los parámetros que se obtienen a partir de
la evaluación deflectométrica con FWD, los cuales son la base para establecer la condición
estructural de un pavimento.

2. 1 Mét odo AASHTO 1993

Este se constituye en el método tradicional para la evaluación estructural de pavimentos
en nuestro medio, razón por la cual las conclusiones surgen al comparar los resultados que
mediante este se determinan, con los obtenidos mediante las otras dos metodologías
propuestas en el estudio, basadas en el modelo de Hogg.

2.1.1 Módulo Resiliente. De acuerdo con la metodología AASHTO 1993, el cálculo del
módulo resiliente de la subrasante puede determinarse a partir de las deflexiones
obtenidas con el deflectómetro de impacto. La ecuación empleada para su cálculo es la
que sigue:

Hr =
u.24 · P
J
¡
· r


Ecuaci ón No. 1 Ecuaci ón para el cál cul o del módul o resi l i ent e.

Donde:

M
r
= Módulo resiliente de la subrasante, en Lb/pulg
2
.
P = Carga aplicada, en libras.
d
r
=

Deflexión medida a una distancia r del centro del plato de carga, en pulgadas.
r = Distancia desde el centro del plato de carga, en pulgadas.

En la evaluación se emplea la deflexión correspondiente al sismómetro más cercano a la
distancia r, para su determinación se tiene en cuenta lo citado a continuación:

De acuerdo con lo propuesto por AASHTO en la guía de diseño para estructuras de
pavimento (1993), la deflexión empleada para retro calcular el módulo de la subrasante
debe ser medida lo suficientemente lejos, de tal modo que provea un buen estimativo del
módulo de la subrasante, independientemente de los efectos de cualquiera de las capas
por encima de ésta; pero, también debe estar lo suficientemente cerca, de tal modo, que
no sea muy pequeña e impida una medición precisa. La mínima distancia debe
determinarse siguiendo la siguiente relación;

r ~ u.7 · o
c


Ecuaci ón No. 2 Ecuaci ón para l a veri f i caci ón de l a di st anci a míni ma.

Donde:
o
c
= o
2
+|Ð

E
p
Hr
3
¹

Ecuaci ón No. 3 Ecuaci ón para el cál cul o de l a di st anci a míni ma.

Donde:

a
e
= Radio del bulbo de esfuerzos en la interfase pavimento – subrasante, en pulgadas.
a = Radio del plato de carga del deflectómetro, en pulgadas.
D = Espesor total de todas las capas del pavimento por encima de la subrasante, en
pulgadas.
E
p
= Módulo efectivo de todas las capas del pavimento por encima de la subrasante, en
Lb/pulg
2
.
Mr = Módulo resiliente de la subrasante, en Lb/pulg
2
.

Esta distancia r, se compara con la distancia (con respecto al centro del radio de carga) de
cada sismómetro inmediatamente superior y se escoge el que más cercano esté a r.

2.1.2 Módulo Equivalente. El módulo equivalente, refleja la capacidad estructural del
pavimento existente, es decir, la rigidez equivalente otorgada por la capa asfáltica que la
conforma y los materiales que se encuentran debajo de ésta. El módulo equivalente se
determina empleando la metodología de la AASHTO alimentada con la medición
deflectométrica, mediante la siguiente ecuación.

J
0
= 1.S · p · o ·
`
1
1
1
1
1
Hr ·

1 +|
Ð
o
·
¹
E
p
Hr
3
+
2
+
l
l
l
l
l
l
1 -
1
¹
1 +I
Ð
o
]
2
E
p
1
1
1
1
1
1
1
1
1
1
1


Ecuaci ón No. 4 Ecuaci ón para el cál cul o del Módul o Equi val ent e.

Donde:

d
0
= Deflexión central, en pulgadas.
p = Presión del plato de carga, en Lb/pulg
2
. (82.3 Lb/pulg
2
= 5.76 Kg/cm
2
.)
a = Radio del plato de carga, en pulgadas. (5.9 pulgadas = 15 cm.)
Mr = Módulo resiliente de la subrasante, en Lb/pulg
2
.
D = Espesor total de todas las capas del pavimento por encima de la subrasante, en
pulgadas.
Ep = Módulo efectivo de todas las capas del pavimento, en Lb/pulg
2
.

2.1.3 Número Estructural Efectivo. La metodología propuesta por la AASHTO emplea el
concepto del Número Estructural Efectivo (SN
efectivo
) para valorar la capacidad estructural
de un pavimento. Dicho SN
efectivo
puede ser retro calculado a partir de mediciones de
deflexión con el deflectómetro de impacto, con la Ecuación No. 5:

SN
L]cctì¡o
= u.uu4S · Ð · .E
p
3


Ecuaci ón No. 5 Ecuaci ón para el ret ro cál cul o de Número Est ruct ural Ef ect i vo.

Donde:

SN
Efectivo
= Número Estructural Efectivo.
D = Espesor total de todas las capas del pavimento por encima de la subrasante, en
pulgadas.
Ep = Módulo efectivo de todas las capas del pavimento, en Lb/pulg
2
.

2. 2 Mét odos basados en el Model o de Hogg

Como suele ocurrir en la evaluación de pavimentos, el espesor exacto de las capas que
constituyen la estructura de pavimento no siempre está disponible. Esto puede tener un
efecto significativo en la estimación del módulo de la capa determinada a partir de retro
cálculo. Una forma de eludir esta falta de datos fiables es utilizar metodologías que
generan un módulo equivalente. Los métodos de Lukanen y YONAPAVE son dos de estos
métodos, éstos se basan en el modelo de Hogg, y al hacer uso de ésta representación de la
estructura, y la determinación de las propiedades elásticas de las capas obtenidas del
cuenco de deflexiones, se puede estimar un módulo equivalente adecuado.

2. 3 Model o de Hogg

En 1944 A.H.A. Hogg presentó la solución matemática del modelo que lleva su nombre. El
modelo de Hogg está basado en un sistema hipotético de dos capas, una placa delgada con
cierta rigidez a la flexión y horizontalmente infinita, sustentada por una capa elástica
homogénea e isotrópica, de espesor que puede ser infinito o limitado por una base rígida,
horizontal y perfectamente rugosa. La Figura No. 1 describe la geometría del modelo de
Hogg.

Geomet r ía del Model o

Figura No. 1: Geometría del modelo de Hogg.
Fuente: Elaboración propia a partir del artículo de Hoffman
“Descripción del modelo de Hogg”.

2.3.1 Parámetros del modelo de Hogg. A continuación se describen los parámetros
básicos del modelo de Hogg.

• Rigidez a la flexión de la losa

Ð =
E
p
· b
p
3
12 · (1 -µ
p
2
)


Ecuaci ón No. 6 Ecuaci ón para el cál cul o de l a ri gi dez del pavi ment o.

Donde:

D = Rigidez a la flexión de la losa (Pavimento), en Kg – cm.
E
p
= Módulo de elasticidad de la losa (Pavimento), en Kg/cm
2
.
h
p
= Espesor de la losa (Pavimento), cm.
µ
p
= Coeficiente de Poisson de la losa (Pavimento).

• Longitud característica

l
0
=
Ð
E
sg
·
(1 +µ
sg
) · (S -4 · µ
sg
)
2 · (1 -µ
sg
)
3


Ecuaci ón No. 7 Ecuaci ón para el cál cul o de l a l ongi t ud caract eríst i ca en el model o de Hogg.

Donde:
a
p
h
Losa ≅ Pavimento
E
sg
, μ
sg


l
0
= longitud característica, en cm.
D = Rigidez a la flexión de la losa (Pavimento), en Kg – cm.
µ
sg
= Coeficiente de Poisson de la subrasante.

2.3.2 Deflexiones en el modelo de Hogg. El procedimiento con el modelo de Hogg usa la
deflexión en el centro de la carga puntual y una de las deflexiones adicionales fuera del
punto inicial de aplicación de la carga. Hogg demostró que la distancia radial donde la
deflexión es aproximadamente la mitad de la deflexión bajo el punto inicial de carga, era
eficaz para eliminar la tendencia de valoración o error estadístico de los parámetros
básicos del modelo. Sus cálculos consideran variaciones en el espesor del pavimento y la
relación entre la rigidez del pavimento y la rigidez de la subrasante, ya que la distancia en
donde la deflexión es la mitad de la desviación máxima está controlada por estos
parámetros.

Tal como se describe en los párrafos anteriores, en 1944 Hogg presentó el análisis de una
losa de espesor delgado apoyada sobre una fundación elástica de espesor finito o infinito,
posteriormente, en 1977, G. Wiseman presentó la soluciones numéricas y la adaptación del
modelo para cargas distribuidas, demostrando así la utilidad del modelo para la evaluación
estructural de pavimentos, y M. Hoffman amplió la solución para el cálculo de cuencos de
deflexiones, para cargas de cualquier forma y a diferentes distancias del eje de carga.

Con base en estas premisas, a continuación se describen las metodologías, basadas en el
modelo de Hogg, y los conceptos desarrollados en torno él para hacer posible la
caracterización de los materiales del sistema pavimento-subrasante, para la evaluación
estructural de pavimentos flexibles.

2. 4 Mét odo de Lukanen

La evaluación estructural mediante método de Lukanen, utiliza variaciones del modelo de
Hogg, desarrolladas por Wiseman, para la evaluación del módulo de la subrasante, estos
valores de módulo son convertidos a valores de resistencia Hveen (Valor R), mediante
relaciones obtenidas en investigaciones llevadas a cabo por el Mn/DOT, y con la aplicación
de expresiones determinadas en estudios efectuados en Chile se determina el Número
Estructural del Pavimento.

2.4.1 Distancia donde la deflexión es la mitad de la deflexión central. El modelo de Hogg
adaptado por Wiseman, utiliza la distancia radial al punto del cuenco de deflexiones,
donde la deflexión es el cincuenta por ciento de la deflexión en el centro del plato de
carga, esta distancia denominada r
50
, hace referencia a la rigidez del pavimento sobre la
subrasante y a la profundidad de la capa rígida, de la misma manera que el parámetro
ÁREA (YONAPAVE) lo hace. Pavimentos con elevados valores del parámetro ÁREA, tendrán
elevados valores del parámetro r
50
, de igual forma, pavimentos con bajos valores del
parámetro ÁREA, tendrán bajos valores del parámetro r
50
.

Las expresiones que se emplean para el cálculo son las siguientes:

r
50
=
A
C
-B
|A · |
J
0
J
¡
- 1||
C
- B


Ecuaci ón No. 8 Ecuaci ón para el cál cul o de r
50
.

Donde:

r
50
= Distancia donde la deflexión es la mitad de la deflexión central, en cm.
d
0
= Deflexión central, en µm.
d
r
= Deflexión medida a la distancia r, en µm.
A, B, C = Coeficientes de correlación. Ver Tabla No. 1.

2.4.2 Longitud característica. Ésta se determina mediante la siguiente expresión:

l
0
=
¥ · r
50
+ .(¥ · r
50
)
2
- 4 · o · X · r
50
2
2


Ecuaci ón No. 9 Ecuaci ón para el cál cul o de l a l ongi t ud caract eríst i ca.

Donde:

l
0
= Longitud característica, en cm.
a = Radio del plato de carga, en cm.
r
50
= Distancia donde la deflexión es la mitad de la deflexión central, en cm.
X,Y = Coeficientes de correlación. Ver Tabla No. 1.

2.4.3 Módulo de la subrasante. El primer paso para determinar el módulo de la
subrasante consiste en calcular la relación teórica entre la rigidez por carga puntual y la
rigidez por carga distribuida sobre un área, para un cociente dado del valor a/l
0
. La rigidez
del pavimento se define como la relación entre la carga y la deflexión.

S =
P
J
0


Ecuaci ón No. 10 Ecuaci ón para el cál cul o de l a ri gi dez del pavi ment o.

Donde:

S = Rigidez del pavimento, en Kg/µm.
P = Carga aplicada, en Kg.
d
0
= Deflexión central, en µm.

La relación teórica entre las rigideces se calcula por medio de la siguiente expresión:

S
0
S
= 1 -H · |
o
l
0
- u.2u1

Ecuaci ón No. 11 Ecuaci ón para el cál cul o de l a rel aci ón de ri gi deces.

Donde:

S
0
= Rigidez teórica por carga puntual, en Kg/µm.
S = Rigidez del pavimento, en Kg/µm.
l
0
= Longitud característica, en cm.
a = Radio del plato de carga, en cm.
M = Coeficiente para relación de rigideces. Ver Tabla No. 1.

Una vez determinados los parámetros anteriores el módulo de la subrasante se determina
así:

E
sg
= |
K · I · P
l
0
· J
0
| ·
S
0
S


Ecuaci ón No. 12 Ecuaci ón para el cál cul o del módul o de l a subrasant e.

Donde:

E
sg
= Módulo equivalente de la subrasante, en Kg/cm
2
.
P = Carga aplicada, en Kg.
d
0
= Deflexión central, en cm.
l
0
= Longitud característica, en cm.
S
0
/S = Relación de rigideces.
K = Coeficiente que numérico que depende del coeficiente de Poisson. Ver Tabla No. 1.
I = Factor de influencia. Ver Tabla No. 1.

Wiseman describió la implementación del modelo de Hogg describiendo tres casos. Uno es
para una fundación infinita elástica, y los otros dos son para un estrato finito elástico con
un espesor efectivo que se asume aproximadamente igual a diez veces la longitud
característica. Los dos casos de espesor finito corresponden a coeficientes de Poisson
fijados en 0.4 y 0.5, respectivamente, los coeficientes para la determinación de los
parámetros en el modelo de Hogg, para estos dos casos, se presentan en la Tabla No. 1.

Tabla No. 1: Coeficientes para el modelo de Hogg


2.4.4 Número Estructural Efectivo. Con el fin de hacer comparable la valoración de la
capacidad estructural del pavimento, se utiliza una expresión que permita estimar el
Número Estructural a partir de parámetros del retro análisis. la expresión es la siguiente:

SN =
2747.S
J
o
0.40647786
· K
0.19848453


Ecuaci ón No. 13 Ecuaci ón para el cál cul o del Número Est ruct ural .

Donde:

SN = Número Estructural, en mm
d
0
= Deflexión central, en mm/1000.
K = Módulo de reacción de la subrasante, en Mpa.

El valor del módulo de reacción de la subrasante según el modelo de pavimento rígido
(Modelo Hogg) se determina de la siguiente ecuación:

Caso μ D
r
/D
0
A B C X Y M I K
> 0.7 2.46 0 0.5920 0.183 0.620 0.52 0.1614 1.500
< 0.7 371.10 2 0.2190 0.183 0.620 0.52 0.1614 1.500
> 0.426 2.629 0 0.5480 0.192 0.602 0.48 0.1689 1.633
< 0.426 2283.4 3 0.2004 0.192 0.602 0.48 0.1689 1.633
Profundidad del estrato rígido (h
0
/l
0
) = 10
0.4
0.5 I
II
K = 1.17 +6S√R

Ecuaci ón No. 14 Ecuaci ón para el cál cul o del módul o de reacci ón.

Donde:

K = Módulo de reacción de la subrasante, en Mpa.
R= Valor de resistencia R de la subrasante.

Para la determinación del Valor de resistencia Hvenn (Valor R de la subrasante), el método
se apoya en la siguiente expresión desarrollada en la investigación 183 llevada a cabo por
el Mn/DOT.

R = |u.41 +u.87S · Hr]

Ecuaci ón No. 15 Ecuaci ón para el cál cul o del módul o de reacci ón.

Donde:

R= Valor de resistencia R de la subrasante.
Mr = Módulo resiliente de la subrasante, en KSI.

2. 5 YONAPAVE

El método YONAPAVE utiliza la base de las relaciones del modelo Hogg, junto con el
programa Modulus para generar curvas, a partir de la cuales los valores de módulo pueden
ser inferidos basados en las características de un cuenco de deflexión individual.

2.5.1 Área del cuenco de deflexiones. Se ha determinado que la mayor coincidencia
entre los módulos determinados con YONAPAVE y el programa Modulus, se obtiene cuando
la profundidad de la capa rígida, es decir el valor de (h/l
o
), es determinada en función del
ÁREA del cuenco de deflexiones, el parámetro ÁREA fue desarrollado por Hoffman como
parte de su Tesis de Maestría en el Instituto Tecnológico de Israel, e incorporada en el
Método AASHTO en 1981 mientras trabajaba en su Doctorado en la Universidad de Illinois
con el profesor M. Thompson.

Ésta se determina mediante la siguiente expresión:

AREA = 6 · |1 +2 ·
J
30
J
0
+2 ·
J
60
J
0
+
J
90
J
0
|

Ecuaci ón No. 16 Ecuaci ón para el cál cul o del ÁREA - Hof f man.

Donde:

ÁREA del cuenco de deflexiones, en pulgadas.
d
0
, d
30
, d
60
y d
90
= Deflexiones del FWD para r = 0, 30, 60, 90 cm.

YONAPAVE sugiere que la relación entre la profundidad real a la base o capa rígida (h), y la
longitud característica (l
0
), está relacionada con el ÁREA del cuenco de deflexiones
mediante la siguiente expresión.

l
o
= A · c
B·ARLA


Ecuaci ón No. 17 Ecuaci ón para el cál cul o de l ongi t ud caract eríst i ca - YONAPAVE.

Donde:

l
0
= longitud característica, en cm.
A, B = Coeficientes de ajuste de curvas. Ver Tabla No.2.

Tabla No. 2: Coeficientes de ajuste de curvas para la determinación de la longitud
característica.
Rango de val or es del ÁREA, Pul gadas h
0
/ l
0
A B
ÁREA >= 23 5 3.275 0.1039
21 >= ÁREA < 23 10 3.691 0.0948
19 >= ÁREA < 21 20 2.800 0.1044
ÁREA < 19 40 2.371 0.1096

2.5.2 Módulo equivalente de la subrasante. Con base en la longitud característica, el
módulo equivalente de la subrasante (E
sg
) puede determinarse en función de la presión del
plato de carga, la deflexión central y un conjunto adicional de coeficientes de ajuste de
curvas que se encuentran tabulados en la Tabla No. 3, usando una expresión de la forma:

E
sg
= m ·
p
J
0
· l
0
n


Ecuaci ón No. 18 Ecuaci ón para el cál cul o del módul o equi val ent e de l a subrasant e -
YONAPAVE.

Donde:

E
sg
= Módulo equivalente de la subrasante, en Mpa.
p = Presión del plato de carga del FWD, en kpa.
d
0
= Deflexión central, en µm.
l
0
= Longitud característica, en cm.
m, n = Coeficientes de ajustes de curvas. Ver Tabla No. 3.

Tabla No. 3: Coeficientes de ajuste de curvas para la determinación del módulo
equivalente de la subrasante
h
0
/ l
0
M n
5 926.9 -0.8595
10 1152.1 -0.8782
20 1277.6 -0.8867
40 1344.2 -0.8945

2.5.3 Número Estructural Efectivo. Una vez que los valores de la longitud característica y
el módulo equivalente de la subrasante son conocidos, es posible calcular el Número
Estructural Efectivo mediante la siguiente expresión:

SN
L]cctì¡o
= u.u182 · l
0
.E
sg
3


Ecuaci ón No. 19 Ecuaci ón para el cál cul o del Número Est ruct ural Ef ect i vo - YONAPAVE.

Donde:

SN
Efectivo
= Número Estructural Efectivo.
l
0
= Longitud característica, en cm.
E
sg
= Módulo equivalente de la subrasante, en Mpa.

3. RESULTADOS

3. 1 EVALUACIÓN DE LA SUBRASANTE

La resistencia de la subrasante se determinó mediante la evaluación deflectométrica, los
resultados obtenidos con las metodologías propuestas se han comparado entre sí, las
Figuras No. 2 a No. 5 presentan el perfil del comportamiento del módulo resiliente en dos
de las secciones analizadas para los casos I y II del modelo de Hogg, el método AASHTO y
YONAPAVE.

En las Figuras se observa que al determinar el módulo resiliente de la subrasante mediante
el II caso del modelo de Hogg, el perfil del módulo resiliente obtenido prácticamente se
superpone con el perfil del método AASHTO. Se observa, también, que en la mayoría de
puntos evaluados los módulos obtenidos con YONAPAVE corresponden a los menores valores


Figura No. 2: Comportamiento estructural de la subrasante – Caso I Hogg - Sección I.
Fuente: Elaboración propia.

0
1000
2000
3000
4000
5000
6000
7000
8000
0 20 40 60 80 100 120
M
Ó
D
U
L
O
 R
E
S
I
L
I
E
N
T
E
 
(
K
g
/
c
m
2
)
PUNTO EVALUADO
Esg AASHTO Esg Wiseman Esg YONAPAVE

Figura No. 3: Comportamiento estructural de la subrasante – Caso II Hogg - Sección I.
Fuente: Elaboración propia.


Figura No. 4: Comportamiento estructural de la subrasante – Casos I Hogg - Sección II.
Fuente: Elaboración propia.
0
1,000
2,000
3,000
4,000
5,000
6,000
7,000
8,000
0 20 40 60 80 100 120
M
Ó
D
U
L
O
 R
E
S
I
L
I
E
N
T
E
 
(
K
g
/
c
m
2
)
PUNTO EVALUADO
Esg AASHTO Esg Wiseman Esg YONAPAVE
0
500
1,000
1,500
2,000
2,500
0 20 40 60 80 100 120
M
Ó
D
U
L
O
 R
E
S
I
L
I
E
N
T
E
 
(
K
g
/
c
m
2
)
PUNTO EVALUADO
Esg AASHTO Esg Wiseman Esg YONAPAVE

Figura No. 5: Comportamiento estructural de la subrasante – Caso II Hogg - Sección II.
Fuente: Elaboración propia.

Para la primera sección de análisis, las Figuras No. 6 y No. 7 muestran la correlación
existente entre el módulo resiliente de la subrasante determinado con AASHTO y el módulo
resiliente determinado para los casos I y II del modelo de Hogg descritos por Wiseman. De
ellas se concluye que la mayor correlación, entre los módulos calculados por los dos
métodos, se obtiene al emplear en la determinación el II caso del modelo de Hogg.

0
500
1,000
1,500
2,000
2,500
0 20 40 60 80 100 120
M
Ó
D
U
L
O
 R
E
S
I
L
I
E
N
T
E
 
(
K
g
/
c
m
2
)
PUNTO EVALUADO
Esg AASHTO Esg Wiseman Esg YONAPAVE

Figura No. 6: Correlación entre los módulos resilientes AASHTO Vs Caso I Hogg.
Fuente: Elaboración propia.


Figura No. 7: Correlación entre los módulos resilientes AASHTO Vs Caso II Hogg.
Fuente: Elaboración propia.
y = 1.3449x  ‐ 93.046
R² = 0.9486
0
1,000
2,000
3,000
4,000
5,000
6,000
0 1,000 2,000 3,000 4,000 5,000 6,000
M
Ó
D
U
L
O
 R
E
S
I
L
I
E
N
T
E
 
A
A
S
H
T
O
 
(
K
g
/
c
m
2
)
MÓDULO RESILIENTE WISEMAN  (Kg/cm
2
)
y = 1.0981x  ‐ 81.988
R² = 0.9636
0
1,000
2,000
3,000
4,000
5,000
6,000
0 1,000 2,000 3,000 4,000 5,000 6,000
M
Ó
D
U
L
O
 R
E
S
I
L
I
E
N
T
E
 
A
A
S
H
T
O
 
(
K
g
/
c
m
2
)
MÓDULO RESILIENTE WISEMAN  (Kg/cm
2
)
Con base en los resultados obtenidos al analizar las anteriores Figuras, el II caso del modelo
de Hogg, en la adaptación de Wiseman, se escogió para la evaluación estructural (espesor
finito y coeficiente de Poisson de 0.4), esto teniendo en cuenta que dicha condición
proporciona resultados más razonables de los módulos de la subrasante retro calculados, en
comparación con los obtenidos con el caso I.

Los valores de módulos de la subrasante obtenidos con YONAPAVE son inferiores a los
obtenidos con los otros métodos, razón por la cual estos valores deben ser corregidos por
un factor de ajuste a fin de obtener resultados similares a los conseguidos con los otros dos
métodos. La Figura No. 8 presenta los resultados de los módulos resilientes obtenidos en la
segunda sección de análisis para el método AASHTO, el II caso del modelo de Hogg y
YONAPAVE con un factor de ajuste de 1.6 para este caso en particular.


Figura No. 8: Comportamiento estructural de la subrasante – Caso II Hogg - Sección II.
Fuente: Elaboración propia.

Los modelos de Wiseman y YONAPAVE, basados en el modelo de Hogg, producen valores de
módulos que están muy correlacionados entre sí, tal como lo evidencian las Figuras No. 9 y
No. 10.










0
500
1,000
1,500
2,000
2,500
0 20 40 60 80 100 120
M
Ó
D
U
L
O
 R
E
S
I
L
I
E
N
T
E
 
(
K
g
/
c
m
2
)
PUNTO EVALUADO
Esg AASHTO Esg Wiseman Esg YONAPAVE

Figura No. 9: Comparación módulos obtenidos con Wiseman y YONAPAVE - Sección I
Fuente: Elaboración propia.


Figura No. 10: Comparación módulos obtenidos con Wiseman y YONAPAVE - Sección II
Fuente: Elaboración propia.
y = 1.3383x  ‐ 743.07
R² = 0.8235
0
500
1,000
1,500
2,000
2,500
3,000
3,500
4,000
4,500
5,000
0 1,000 2,000 3,000 4,000 5,000
M
Ó
D
U
L
O
 R
E
S
I
L
I
E
N
T
E
 
Y
O
N
A
P
A
V
E
 
(
K
g
/
c
m
2
)
MÓDULO RESILIENTE  WISEMAN  (Kg/cm
2
)
y = 1.0593x  + 20.6
R² = 0.7227
0
500
1,000
1,500
2,000
2,500
3,000
0 500 1,000 1,500 2,000 2,500 3,000
M
Ó
D
U
L
O
 R
E
S
I
L
I
E
N
T
E
 
Y
O
N
A
P
A
V
E
 
(
K
g
/
c
m
2
)
MÓDULO RESILIENTE  WISEMAN  (Kg/cm
2
)
3. 2 EVALUACIÓN DEL PAVIMENTO

El parámetro para evaluar la capacidad estructural del pavimento es el Número
Estructural, las Figuras No. 11 y No. 12 presentan el perfil del comportamiento del Número
Estructural en las secciones de análisis, obtenido con las metodologías propuestas.


Figura No. 11: Comportamiento estructural del Pavimento - Sección I.
Fuente: Elaboración propia.


Figura No. 12: Comportamiento estructural del Pavimento - Sección II.
Fuente: Elaboración propia.

0.00
10.00
20.00
30.00
40.00
50.00
60.00
0 20 40 60 80 100 120
S
N
Punto Evaluado
SN Lukanen SN YONAPAVE SN AASHTO
0.00
2.00
4.00
6.00
8.00
10.00
12.00
14.00
16.00
18.00
0 20 40 60 80 100 120
S
N
Punto Evaluado
SN Lukanen SN YONAPAVE SN AASHTO
En las anteriores Figuras se puede observar como el comportamiento del perfil obtenido
con Lukanen, básicamente sigue el mismo patrón de comportamiento del obtenido con
AASHTO (situación que no se presenta de igual manera con el perfil producto de la
evaluación con YONAPAVE). Esta característica sugiere que al afectar por un factor de
corrección el Número estructural de Lukanen, se pueden obtener valores con un orden de
magnitud similar.

En las siguientes Figuras se muestra la correlación existente entre el Número estructural
obtenido con los métodos de evaluación propuestos. En ellas se observa que la mayor
correlación se obtiene entre los métodos de Lukanen y ASSHTO, además se observa la baja
correlación existente entre YONAPAVE y los métodos de Lukanen y AASHTO.


Figura No. 13: Correlación entre los métodos de evaluación - Sección I
Fuente: Elaboración propia.
y = 0.0761x + 5.9884
R² = 0.4885
0.00
2.00
4.00
6.00
8.00
10.00
12.00
0.00 10.00 20.00 30.00 40.00 50.00 60.00
S
N
 L
u
k
a
n
e
n
SN YONAPAVE
y = 1.2301x ‐ 1.6317
R² = 0.9896
4.00
5.00
6.00
7.00
8.00
9.00
10.00
4.00 5.00 6.00 7.00 8.00 9.00 10.00
S
N
 A
A
S
H
T
O
SN Lukanen
y = 0.0855x + 5.8445
R² = 0.4035
0.00
2.00
4.00
6.00
8.00
10.00
12.00
0.00 5.00 10.00 15.00 20.00 25.00 30.00 35.00 40.00 45.00 50.00
S
N
 A
A
S
H
T
O
SN YONAPAVE

Figura No. 14: Correlación entre los métodos de evaluación - Sección II
Fuente: Elaboración propia.

Teniendo en cuenta el bajo coeficiente de correlación existente entre el Número
Estructural obtenido con YONAPAVE y los métodos de Lukanen y AASHTO, a continuación se
propone una variación de YONAPAVE con el fin aumentar la correlación existente.

Para lograr un mayor coeficiente de correlación entre YONAPAVE y los otros dos métodos,
no se estimará directamente el Número Estructural a partir de la Ecuación No.16, en vez
de ello se determinará el Módulo Equivalente del pavimento mediante la expresión No.17,
y en seguida el Número Estructural haciendo uso de la expresión No. 18.

E
p
= u.126 · c
0.2095·ARLA
· E
sg


Ecuaci ón No. 20 Ecuaci ón para el cál cul o del Módul o Equi val ent e - YONAPAVE.

y = 0.2369x +  2.9563
R² = 0.6846
0.00
1.00
2.00
3.00
4.00
5.00
6.00
7.00
8.00
0.00 2.00 4.00 6.00 8.00 10.00 12.00 14.00 16.00 18.00
S
N
 L
u
k
a
n
e
n
SN YONAPAVE
y = 1.5867x ‐ 1.1541
R² = 0.7536
2.00
3.00
4.00
5.00
6.00
7.00
8.00
9.00
10.00
11.00
2.00 2.50 3.00 3.50 4.00 4.50 5.00 5.50 6.00 6.50 7.00
S
N
 A
A
S
H
T
O
SN Lukanen
y = 0.3344x + 3.7768
R² = 0.4082
0.00
2.00
4.00
6.00
8.00
10.00
12.00
0.00 2.00 4.00 6.00 8.00 10.00 12.00 14.00 16.00 18.00
S
N
 A
A
S
H
T
O
SN YONAPAVE
Donde:

Ep = Módulo efectivo de todas las capas del pavimento, en Lb/pulg
2
.
ÁREA del cuenco de deflexiones, Pulg.
E
sg
= Módulo equivalente de la subrasante, en Mpa.

SN
L]cctì¡o
= u.2S · .E
p
3


Ecuaci ón No. 21 Ecuaci ón para el cál cul o del Número Est ruct ural Ef ect i vo - YONAPAVE.

Donde:

SN
Efectivo
= Número Estructural Efectivo.
Ep = Módulo efectivo de todas las capas del pavimento, en Lb/pulg
2
.

Las Figuras No. 15 y No.16 presentan la correlación obtenida al emplear la modificación
planteada, tal como se puede ver el coeficiente de correlación aumenta
significativamente.

Figura No. 15: Correlación entre los métodos de evaluación - Sección I
Fuente: Elaboración propia.














y = 0.7035x + 0.8926
R² = 0.8635
4.00
5.00
6.00
7.00
8.00
9.00
10.00
11.00
4.00 5.00 6.00 7.00 8.00 9.00 10.00 11.00 12.00 13.00 14.00
S
N
 A
A
S
H
T
O
SN YONAPAVE
y = 0.5539x + 2.2089
R² = 0.8185
4.00
5.00
6.00
7.00
8.00
9.00
10.00
4.00 5.00 6.00 7.00 8.00 9.00 10.00 11.00 12.00 13.00 14.00
S
N
 L
u
k
a
n
e
n
SN YONAPAVE
Figura No. 16: Correlación entre los métodos de evaluación - Sección II
Fuente: Elaboración propia.

En las siguientes Figuras se presenta el perfil del Número Estructural en las secciones de
análisis, los resultados obtenidos con las metodologías de YONAPAVE y Lukanen han sido
afectados por factores de corrección, esto con el fin de obtener valores de Número
Estructural del mismo orden de magnitud que con el método AASHTO. Como se puede
apreciar al aplicar estos factores de corrección los perfiles presentan un comportamiento
similar a lo largo de las secciones de análisis.


Figura No. 12: Comportamiento estructural del Pavimento - Sección I.
Fuente: Elaboración propia.


0.00
2.00
4.00
6.00
8.00
10.00
12.00
0 20 40 60 80 100 120
S
N
Punto Evaluado
SN Lukanen SN YONAPAVE SN AASHTO
y = 0.566x + 1.2221
R² = 0.7798
2.00
3.00
4.00
5.00
6.00
7.00
8.00
9.00
10.00
11.00
4.00 6.00 8.00 10.00 12.00 14.00 16.00
S
N
 A
A
S
H
T
O
SN YONAPAVE
y = 0.336x + 1.6619
R² = 0.918
2.00
2.50
3.00
3.50
4.00
4.50
5.00
5.50
6.00
6.50
7.00
4.00 6.00 8.00 10.00 12.00 14.00 16.00
S
N
 L
u
k
a
n
e
n
SN YONAPAVE

Figura No. 12: Comportamiento estructural del Pavimento - Sección II.
Fuente: Elaboración propia.

4. CONCLUSIONES

La evaluación estructural de la subrasante se realizó mediante la aplicación del método
AASHTO, y adaptaciones del modelo de Hogg realizadas por Wiseman y Hoffman en
YONAPAVE.

Del modelo de Wiseman se tomaron los casos I Y II para evaluar el comportamiento
estructural de la subrasante. De la aplicación de ambos casos se concluye que el II caso
produce resultados que guardan mayor correlación con los obtenidos con el método
AASHTO.

La evaluación estructural de la subrasante se realizó mediante la aplicación del método
AASHTO, y adaptaciones del modelo de Hogg realizadas por Wiseman y Hoffman en
YONAPAVE.

La aplicación de YONAPAVE, en la evaluación estructural de la subrasante, produce valores
de módulo resiliente más bajos en comparación con los obtenidos con AASHTO y Wiseman,
razón por la cual estos valores de módulo deben ser corregidos por un factor de ajuste a fin
de obtener valores del mismo orden de magnitud.

La correlación entre los valores de módulo resiliente obtenidos al aplicar el modelo de
Wiseman, y compararlos con los de AASHTO, es superior a la correlación obtenida entre los
módulos de YONAPAVE y AASHTO, presentándose valores de R
2
del orden de 0.95 y 0.80,
respectivamente.

La evaluación estructural del pavimento se realizó aplicando el método AASHTO,
YONAPAVE, conceptos extraídos de investigaciones llevadas a cabo por el Departamento de
Transporte de Minnesota, y estudios efectuados en Chile.

0.00
2.00
4.00
6.00
8.00
10.00
12.00
0 20 40 60 80 100 120
S
N
Punto Evaluado
SN Lukanen SN YONAPAVE SN AASHTO
La mayor correlación entre los métodos empleados se da entre AASHTO y Lukanen, sin
embargo al aplicar la modificación propuesta a YONAPAVE, se logra un incremento
significativo en el coeficiente de correlación entre este método y AASHTO.

Aplicando factores de ajuste para la determinación del módulo de la subrasante y el
Número Estructural, en los métodos de Lukanen y YONAPAVE, se obtienen perfiles del
comportamiento estructural similares a los obtenidos con el método AASHTO, los cuales
conservan el mismo orden de magnitudes en los valores encontrados.

Con el reiterado uso y la cimentación de experiencia local, sumado a la comparación y
calibración con otros métodos de evaluación estructural y cálculo de refuerzos, YONAPAVE
y Lukanen pueden constituirse en métodos adoptados para determinar las necesidades de
refuerzo a nivel de proyecto ejecutivo.

5. REFERENCIAS

AASHTO Guide for Design of Pavements Structures. American Association of State Highway
and Transportation Officials. Washington DC, 1993.

Hoffman, M. S., “A Direct Method for Evaluating the Structural Needs of Flexible
Pavements Based on FWD Deflections”, TRB 2003 Annual Meeting CD ROM.

Hoffman, M. S., Del Aguila, P.M., “Estudios de Evaluación Estructural de Pavimentos
Basados en la Interpretación de Curvas de Deflexión (Ensayos no Destructivos)”, Octubre
1985.

Del Aguila, P. M., “Determinación del Módulo Resiliente del Suelo de Fundación Mediante
Método Mecanístico – Empiricista (Método Hogg Simplificado)”, Ponencia Presentada al XIV
Congreso Ibero Latinoamericano del Asfalto, La Habana, Cuba, 2007.

Lukanen, E. O., “Pavement Rehabilitation Selection, Final Report”, Minnesota Department
of Transportation, Report No. MN/RC 2008-06, January 2008.

Gaete, R., Fuente, C., Valverde, S., “Uso del Deflectómetro de Impacto para la Evaluación
Estructural de Recarpados Asfálticos Sobre Pavimentos de Hormigón” Gauss S.A., Chile.

Para realizar una evaluación estructural, tradicionalmente se recurre a efectuar la exploración geotécnica de la estructura de pavimento, con el fin de conocer espesores de las capas existentes así como propiedades geotécnicas de los materiales constituyentes de las distintas capas de la estructura, tales como módulos de elasticidad y coeficientes de Poisson; este proceso “Destructivo” es lento y costoso, además causa incomodidades en los usuarios de la vía. Otra forma de estimar la capacidad estructural de un pavimento en servicio es mediante pruebas “No Destructivas”, las cuales se basan en la interpretación del cuenco de deflexiones generado ante la aplicación de una carga estándar. En este artículo se presenta la aplicación de metodologías basadas en este concepto, en las cuales la evaluación estructural se realiza al analizar la relación intrínseca existente entre las deflexiones obtenidas con deflectómetro de impacto (FWD) y los módulos de las capas del pavimento. En las metodologías aplicadas no existe una dependencia directa entre los espesores de las capas de la estructura de pavimento y los parámetros de evaluación de la capacidad estructural, lo cual se constituye en el fundamento de este estudio, teniendo en cuenta que su objetivo es observar la bondad que la aplicación de estas metodologías tiene en la evaluación estructural de pavimentos, al obviar los costos e incomodidades asociados a la exploración geotécnica. Para este fin los resultados de los parámetros obtenidos mediante las metodologías propuestas (Número Estructural Efectivo-SN, Módulo Resiliente de la Subrasante-Mr y Módulo Equivalente del pavimento-Ep), se compararan con los determinados con la metodología tradicional de evaluación en nuestro medio, el método AASHTO en su versión 1993, cabe anotar que la evaluación se realiza en estructuras de pavimento reales, las cuales se encuentran actualmente en servicio. 2. MÉTODOS DE EVALUACIÓN ESTRUCTURAL A continuación se presentan los conceptos básicos de las metodologías AASHTO 1993, la adaptación de Wiseman del modelo de Hogg empleada por Lukanen y YONAPAVE, los cuales constituyen la base para la evaluación estructural. Se anota que en el denominado método de Lukanen se emplean conceptos, tanto de las investigaciones efectuadas por el Departamento de Transporte de Minnesota (Mn/DOT), como de estudios realizados en Chile. Se presenta para cada una de las metodologías los parámetros que se obtienen a partir de la evaluación deflectométrica con FWD, los cuales son la base para establecer la condición estructural de un pavimento. 2.1 Método AASHTO 1993

Este se constituye en el método tradicional para la evaluación estructural de pavimentos en nuestro medio, razón por la cual las conclusiones surgen al comparar los resultados que mediante este se determinan, con los obtenidos mediante las otras dos metodologías propuestas en el estudio, basadas en el modelo de Hogg. 2.1.1 Módulo Resiliente. De acuerdo con la metodología AASHTO 1993, el cálculo del módulo resiliente de la subrasante puede determinarse a partir de las deflexiones obtenidas con el deflectómetro de impacto. La ecuación empleada para su cálculo es la que sigue:

dr = Deflexión medida a una distancia r del centro del plato de carga. en pulgadas. Donde: ae = Radio del bulbo de esfuerzos en la interfase pavimento – subrasante. P = Carga aplicada. Ep = Módulo efectivo de todas las capas del pavimento por encima de la subrasante. en pulgadas. en Lb/pulg2. 3 Ecuación para el cálculo de la distancia mínima.2 Módulo Equivalente. Mr = Módulo resiliente de la subrasante. 2 Ecuación para la verificación de la distancia mínima.24  · · Ecuación No. Donde: Mr = Módulo resiliente de la subrasante. en Lb/pulg2. la rigidez equivalente otorgada por la capa asfáltica que la conforma y los materiales que se encuentran debajo de ésta. en Lb/pulg2. En la evaluación se emplea la deflexión correspondiente al sismómetro más cercano a la distancia r. en libras. también debe estar lo suficientemente cerca. de tal modo. en pulgadas. El módulo equivalente. pero. Donde: Ecuación No.0.1. 2. se compara con la distancia (con respecto al centro del radio de carga) de cada sismómetro inmediatamente superior y se escoge el que más cercano esté a r. para su determinación se tiene en cuenta lo citado a continuación: De acuerdo con lo propuesto por AASHTO en la guía de diseño para estructuras de pavimento (1993).7 · Ecuación No. El módulo equivalente se . que no sea muy pequeña e impida una medición precisa. en pulgadas. r = Distancia desde el centro del plato de carga. refleja la capacidad estructural del pavimento existente. D = Espesor total de todas las capas del pavimento por encima de la subrasante. es decir. La mínima distancia debe determinarse siguiendo la siguiente relación. la deflexión empleada para retro calcular el módulo de la subrasante debe ser medida lo suficientemente lejos. 1 Ecuación para el cálculo del módulo resiliente. a = Radio del plato de carga del deflectómetro. 0. de tal modo que provea un buen estimativo del módulo de la subrasante. independientemente de los efectos de cualquiera de las capas por encima de ésta. Esta distancia r. en pulgadas.

Donde: SNEfectivo = Número Estructural Efectivo.3 Lb/pulg2 = 5. .1. en Lb/pulg2. en pulgadas. 2.3 Número Estructural Efectivo. Dicho SNefectivo puede ser retro calculado a partir de mediciones de deflexión con el deflectómetro de impacto. 2. D = Espesor total de todas las capas del pavimento por encima de la subrasante. 4 Ecuación para el cálculo del Módulo Equivalente. La metodología propuesta por la AASHTO emplea el concepto del Número Estructural Efectivo (SNefectivo) para valorar la capacidad estructural de un pavimento.9 pulgadas = 15 cm. y la determinación de las propiedades elásticas de las capas obtenidas del cuenco de deflexiones. Ep = Módulo efectivo de todas las capas del pavimento. con la Ecuación No.5  · · · · 1 1 · 1 1 Ecuación No.2 Métodos basados en el Modelo de Hogg Como suele ocurrir en la evaluación de pavimentos. mediante la siguiente ecuación. en pulgadas. Esto puede tener un efecto significativo en la estimación del módulo de la capa determinada a partir de retro cálculo. en Lb/pulg2. en pulgadas. y al hacer uso de ésta representación de la estructura. Una forma de eludir esta falta de datos fiables es utilizar metodologías que generan un módulo equivalente. 1 1. p = Presión del plato de carga. 5 Ecuación para el retro cálculo de Número Estructural Efectivo. (5. (82.76 Kg/cm2. en Lb/pulg2.determina empleando la metodología de la AASHTO alimentada con la medición deflectométrica. en Lb/pulg2.) a = Radio del plato de carga. se puede estimar un módulo equivalente adecuado. Ep = Módulo efectivo de todas las capas del pavimento. en pulgadas.0045 · · Ecuación No.) Mr = Módulo resiliente de la subrasante. 5:  0. D = Espesor total de todas las capas del pavimento por encima de la subrasante. Donde: d0 = Deflexión central. Los métodos de Lukanen y YONAPAVE son dos de estos métodos. el espesor exacto de las capas que constituyen la estructura de pavimento no siempre está disponible. éstos se basan en el modelo de Hogg.

1 Parámetros del modelo de Hogg. µp = Coeficiente de Poisson de la losa (Pavimento). A continuación se describen los parámetros básicos del modelo de Hogg. hp = Espesor de la losa (Pavimento). Hogg presentó la solución matemática del modelo que lleva su nombre.H. 6 Ecuación para el cálculo de la rigidez del pavimento. Donde: D = Rigidez a la flexión de la losa (Pavimento). • Rigidez a la flexión de la losa   · 12 · 1 Ecuación No. La Figura No.2. Fuente: Elaboración propia a partir del artículo de Hoffman “Descripción del modelo de Hogg”. El modelo de Hogg está basado en un sistema hipotético de dos capas. 2.3 Modelo de Hogg En 1944 A. • Longitud característica · 1 · 3 2· 1 4· Ecuación No. 1: Geometría del modelo de Hogg. sustentada por una capa elástica homogénea e isotrópica. de espesor que puede ser infinito o limitado por una base rígida. 7 Ecuación para el cálculo de la longitud característica en el modelo de Hogg. Donde: . 1 describe la geometría del modelo de Hogg. Geometría del Modelo Losa ≅ Pavimento a p Esg. en Kg – cm. una placa delgada con cierta rigidez a la flexión y horizontalmente infinita. cm. en Kg/cm2.3. μsg h Figura No. Ep = Módulo de elasticidad de la losa (Pavimento). horizontal y perfectamente rugosa.A.

demostrando así la utilidad del modelo para la evaluación estructural de pavimentos. D = Rigidez a la flexión de la losa (Pavimento). estos valores de módulo son convertidos a valores de resistencia Hveen (Valor R). El modelo de Hogg adaptado por Wiseman. y los conceptos desarrollados en torno él para hacer posible la caracterización de los materiales del sistema pavimento-subrasante. a continuación se describen las metodologías. Las expresiones que se emplean para el cálculo son las siguientes:   ·  1   Ecuación No.3. tendrán elevados valores del parámetro r50. 2. . Tal como se describe en los párrafos anteriores. Pavimentos con elevados valores del parámetro ÁREA. esta distancia denominada r50. utiliza variaciones del modelo de Hogg. Hogg demostró que la distancia radial donde la deflexión es aproximadamente la mitad de la deflexión bajo el punto inicial de carga. en cm. de igual forma. 2. donde la deflexión es el cincuenta por ciento de la deflexión en el centro del plato de carga. era eficaz para eliminar la tendencia de valoración o error estadístico de los parámetros básicos del modelo. hace referencia a la rigidez del pavimento sobre la subrasante y a la profundidad de la capa rígida. de la misma manera que el parámetro ÁREA (YONAPAVE) lo hace.2 Deflexiones en el modelo de Hogg. Con base en estas premisas. utiliza la distancia radial al punto del cuenco de deflexiones. pavimentos con bajos valores del parámetro ÁREA. G. y con la aplicación de expresiones determinadas en estudios efectuados en Chile se determina el Número Estructural del Pavimento. desarrolladas por Wiseman. Sus cálculos consideran variaciones en el espesor del pavimento y la relación entre la rigidez del pavimento y la rigidez de la subrasante. posteriormente. Wiseman presentó la soluciones numéricas y la adaptación del modelo para cargas distribuidas.4 Método de Lukanen La evaluación estructural mediante método de Lukanen. El procedimiento con el modelo de Hogg usa la deflexión en el centro de la carga puntual y una de las deflexiones adicionales fuera del punto inicial de aplicación de la carga. Hoffman amplió la solución para el cálculo de cuencos de deflexiones. 2.4. en 1977.1 Distancia donde la deflexión es la mitad de la deflexión central. mediante relaciones obtenidas en investigaciones llevadas a cabo por el Mn/DOT. tendrán bajos valores del parámetro r50. en 1944 Hogg presentó el análisis de una losa de espesor delgado apoyada sobre una fundación elástica de espesor finito o infinito. para cargas de cualquier forma y a diferentes distancias del eje de carga. para la evaluación estructural de pavimentos flexibles. ya que la distancia en donde la deflexión es la mitad de la desviación máxima está controlada por estos parámetros. 8 Ecuación para el cálculo de r50.l0 = longitud característica. basadas en el modelo de Hogg. en Kg – cm. para la evaluación del módulo de la subrasante. y M. µsg = Coeficiente de Poisson de la subrasante.

20 Ecuación No. Donde: S = Rigidez del pavimento. en cm.2 Longitud característica. M = Coeficiente para relación de rigideces. 11 Ecuación para el cálculo de la relación de rigideces. 1.4. El primer paso para determinar el módulo de la subrasante consiste en calcular la relación teórica entre la rigidez por carga puntual y la rigidez por carga distribuida sobre un área.Y = Coeficientes de correlación. en µm. en cm. a = Radio del plato de carga. 2. La relación teórica entre las rigideces se calcula por medio de la siguiente expresión: 1 ·  0. en Kg/µm. S = Rigidez del pavimento. en Kg/µm. Donde: S0 = Rigidez teórica por carga puntual. a = Radio del plato de carga. 10 Ecuación para el cálculo de la rigidez del pavimento. 1. en cm. C = Coeficientes de correlación. 1. en µm. en Kg. d0 = Deflexión central.  4 · · · Ecuación No. P = Carga aplicada. en cm. Ver Tabla No. l0 = Longitud característica. La rigidez del pavimento se define como la relación entre la carga y la deflexión. A.3 Módulo de la subrasante. para un cociente dado del valor a/l0. Ver Tabla No. en cm.Donde: r50 = Distancia donde la deflexión es la mitad de la deflexión central. en µm.4. . X. dr = Deflexión medida a la distancia r. 2. 9 Ecuación para el cálculo de la longitud característica. B. Ver Tabla No. Ésta se determina mediante la siguiente expresión: · · 2 Ecuación No. en cm. d0 = Deflexión central. en Kg/µm. Donde: l0 = Longitud característica. r50 = Distancia donde la deflexión es la mitad de la deflexión central.

48 I 0.183 0. 12 Ecuación para el cálculo del módulo de la subrasante. para estos dos casos.1614 0.48 0. Donde: Esg = Módulo equivalente de la subrasante. l0 = Longitud característica. en cm.1689 K 1. en Kg/cm2.1614 0. en Mpa. en mm/1000.602 0.4 y 0.7 371.5. · .4.2190 0.620 0. K = Módulo de reacción de la subrasante. en mm d0 = Deflexión central.7 2.500 1. 1. 1. Ecuación No. 13 Ecuación para el cálculo del Número Estructural.2004 X 0. y los otros dos son para un estrato finito elástico con un espesor efectivo que se asume aproximadamente igual a diez veces la longitud característica. P = Carga aplicada.629 < 0.4 Dr/D0 B 0 2 0 3 C 0. Ver Tabla No.633 1.52 0. en cm. Ver Tabla No.620 0.4 A > 0. Los dos casos de espesor finito corresponden a coeficientes de Poisson fijados en 0. d0 = Deflexión central.5920 0.Una vez determinados los parámetros anteriores el módulo de la subrasante se determina así:   · · · · Ecuación No.4 Número Estructural Efectivo. se presentan en la Tabla No. I = Factor de influencia. K = Coeficiente que numérico que depende del coeficiente de Poisson. en Kg.5 . Con el fin de hacer comparable la valoración de la capacidad estructural del pavimento. El valor del módulo de reacción de la subrasante según el modelo de pavimento rígido (Modelo Hogg) se determina de la siguiente ecuación: . respectivamente.183 0. Donde: SN = Número Estructural.5 0.52 0.426 2283.426 2.46 < 0. se utiliza una expresión que permita estimar el Número Estructural a partir de parámetros del retro análisis. 1. la expresión es la siguiente: 2747.192 Y 0. S0/S = Relación de rigideces.633 2. Wiseman describió la implementación del modelo de Hogg describiendo tres casos.500 1.1689 0.10 > 0.192 0. Tabla No.5480 0. 1: Coeficientes para el modelo de Hogg Profundidad del estrato rígido (h0/l0 ) = 10 Caso I II μ 0. los coeficientes para la determinación de los parámetros en el modelo de Hogg.602 M 0. Uno es para una fundación infinita elástica.

e incorporada en el Método AASHTO en 1981 mientras trabajaba en su Doctorado en la Universidad de Illinois con el profesor M. Donde: K = Módulo de reacción de la subrasante. d0. Para la determinación del Valor de resistencia Hvenn (Valor R de la subrasante). 30. 60.41 0. en Mpa. Mr = Módulo resiliente de la subrasante. en pulgadas. Donde: ÁREA del cuenco de deflexiones. es determinada en función del ÁREA del cuenco de deflexiones.5. 0.17 63√ Ecuación No.873 · Ecuación No. es decir el valor de (h/lo). Thompson. d30. está relacionada con el ÁREA del cuenco de deflexiones mediante la siguiente expresión. 2. Se ha determinado que la mayor coincidencia entre los módulos determinados con YONAPAVE y el programa Modulus. Ésta se determina mediante la siguiente expresión: Á 6· 1 2· 2· Ecuación No. R= Valor de resistencia R de la subrasante. 90 cm. a partir de la cuales los valores de módulo pueden ser inferidos basados en las características de un cuenco de deflexión individual. y la longitud característica (l0). 15 Ecuación para el cálculo del módulo de reacción. . 14 Ecuación para el cálculo del módulo de reacción. se obtiene cuando la profundidad de la capa rígida. en KSI.Hoffman. YONAPAVE sugiere que la relación entre la profundidad real a la base o capa rígida (h). junto con el programa Modulus para generar curvas. d60 y d90 = Deflexiones del FWD para r = 0. Donde: R= Valor de resistencia R de la subrasante.1 Área del cuenco de deflexiones. 2. el método se apoya en la siguiente expresión desarrollada en la investigación 183 llevada a cabo por el Mn/DOT. 16 Ecuación para el cálculo del ÁREA .1. el parámetro ÁREA fue desarrollado por Hoffman como parte de su Tesis de Maestría en el Instituto Tecnológico de Israel.5 YONAPAVE El método YONAPAVE utiliza la base de las relaciones del modelo Hogg.

Ver Tabla No. el módulo equivalente de la subrasante (Esg) puede determinarse en función de la presión del plato de carga.8782 20 1277. n = Coeficientes de ajustes de curvas.8945 2.1039 21 >= ÁREA < 23 10 3. 3.2 Módulo equivalente de la subrasante. m.9 -0. en kpa. Pulgadas ÁREA >= 23 5 3. usando una expresión de la forma: · · Ecuación No. h0/l0 A B Rango de valores del ÁREA. d0 = Deflexión central. 3: Coeficientes de ajuste de curvas para la determinación del módulo equivalente de la subrasante M n h0/l0 5 926.371 0. 2: Coeficientes de ajuste de curvas para la determinación de la longitud característica. 17 Ecuación para el cálculo de longitud característica . B = Coeficientes de ajuste de curvas. Tabla No.0948 19 >= ÁREA < 21 20 2.1 -0. 19 Ecuación para el cálculo del Número Estructural Efectivo .5. Con base en la longitud característica.2 -0. 3.YONAPAVE.1044 ÁREA < 19 40 2.6 -0. Una vez que los valores de la longitud característica y el módulo equivalente de la subrasante son conocidos. 18 Ecuación para el cálculo del módulo equivalente de la subrasante YONAPAVE.275 0. en cm. . p = Presión del plato de carga del FWD.800 0.3 Número Estructural Efectivo. en µm. es posible calcular el Número Estructural Efectivo mediante la siguiente expresión:  0.YONAPAVE. Tabla No. l0 = Longitud característica.1096 2. Donde: Esg = Módulo equivalente de la subrasante. en cm. A. Donde: l0 = longitud característica. la deflexión central y un conjunto adicional de coeficientes de ajuste de curvas que se encuentran tabulados en la Tabla No.2.  · ·Á Ecuación No.0182 · Ecuación No.691 0. en Mpa.5.8595 10 1152.8867 40 1344. Ver Tabla No.

Donde: SNEfectivo = Número Estructural Efectivo. Esg = Módulo equivalente de la subrasante. . los resultados obtenidos con las metodologías propuestas se han comparado entre sí. en Mpa. el método AASHTO y YONAPAVE. el perfil del módulo resiliente obtenido prácticamente se superpone con el perfil del método AASHTO. 3.1 EVALUACIÓN DE LA SUBRASANTE La resistencia de la subrasante se determinó mediante la evaluación deflectométrica. En las Figuras se observa que al determinar el módulo resiliente de la subrasante mediante el II caso del modelo de Hogg.Sección I. RESULTADOS 3. que en la mayoría de puntos evaluados los módulos obtenidos con YONAPAVE corresponden a los menores valores 8000 7000 6000 MÓDULO RESILIENTE  (Kg/cm 2 ) 5000 4000 3000 2000 1000 0 0 20 40 60 PUNTO EVALUADO 80 100 120 Esg AASHTO Esg Wiseman Esg YONAPAVE Figura No. también. 2: Comportamiento estructural de la subrasante – Caso I Hogg . Fuente: Elaboración propia. 5 presentan el perfil del comportamiento del módulo resiliente en dos de las secciones analizadas para los casos I y II del modelo de Hogg. Se observa. en cm. las Figuras No. l0 = Longitud característica. 2 a No.

000 MÓDULO RESILIENTE  (Kg/cm 2 ) 5.000 2. 4: Comportamiento estructural de la subrasante – Casos I Hogg . 3: Comportamiento estructural de la subrasante – Caso II Hogg . Fuente: Elaboración propia.000 MÓDULO RESILIENTE  (Kg/cm 2 ) 1.000 1. Fuente: Elaboración propia.Sección I. 2.8.000 6.000 7. .500 2.500 1.000 0 0 20 40 60 PUNTO EVALUADO 80 100 120 Esg AASHTO Esg Wiseman Esg YONAPAVE Figura No.Sección II.000 500 0 0 20 40 60 PUNTO EVALUADO 80 100 120 Esg AASHTO Esg Wiseman Esg YONAPAVE Figura No.000 4.000 3.

2.500 2. 5: Comportamiento estructural de la subrasante – Caso II Hogg . 7 muestran la correlación existente entre el módulo resiliente de la subrasante determinado con AASHTO y el módulo resiliente determinado para los casos I y II del modelo de Hogg descritos por Wiseman.000 500 0 0 20 40 60 PUNTO EVALUADO 80 100 120 Esg AASHTO Esg Wiseman Esg YONAPAVE Figura No. . 6 y No.500 1.Sección II. Para la primera sección de análisis. entre los módulos calculados por los dos métodos. las Figuras No. Fuente: Elaboración propia. De ellas se concluye que la mayor correlación. se obtiene al emplear en la determinación el II caso del modelo de Hogg.000 MÓDULO RESILIENTE  (Kg/cm 2 ) 1.

000 3.988 R² = 0.046 R² = 0. 7: Correlación entre los módulos resilientes AASHTO Vs Caso II Hogg.000 5.000 0 0 1.000 MÓDULO RESILIENTE  WISEMAN (Kg/cm 2) 4.9636 MÓDULO RESILIENTE  AASHTO (Kg/cm 2) 4.000 3.000 5.000 5.3449x ‐ 93.000 1.000 6.000 0 0 1. Fuente: Elaboración propia.9486 MÓDULO RESILIENTE  AASHTO (Kg/cm 2) 4.000 MÓDULO RESILIENTE  WISEMAN (Kg/cm 2) 4. 6: Correlación entre los módulos resilientes AASHTO Vs Caso I Hogg.000 5. 6.6.000 6.000 3.000 3.000 y = 1. .000 y = 1.000 2.000 2.000 Figura No.000 Figura No.0981x ‐ 81. Fuente: Elaboración propia.000 2.000 2.000 1.

en comparación con los obtenidos con el caso I.Sección II.500 1. 8: Comportamiento estructural de la subrasante – Caso II Hogg .Con base en los resultados obtenidos al analizar las anteriores Figuras. La Figura No. Los valores de módulos de la subrasante obtenidos con YONAPAVE son inferiores a los obtenidos con los otros métodos.000 MÓDULO RESILIENTE  (Kg/cm 2 ) 1. el II caso del modelo de Hogg y YONAPAVE con un factor de ajuste de 1. tal como lo evidencian las Figuras No. 8 presenta los resultados de los módulos resilientes obtenidos en la segunda sección de análisis para el método AASHTO. 10.4). basados en el modelo de Hogg. el II caso del modelo de Hogg. Los modelos de Wiseman y YONAPAVE. en la adaptación de Wiseman. 2.000 500 0 0 20 40 60 PUNTO EVALUADO 80 100 120 Esg AASHTO Esg Wiseman Esg YONAPAVE Figura No. producen valores de módulos que están muy correlacionados entre sí.6 para este caso en particular. se escogió para la evaluación estructural (espesor finito y coeficiente de Poisson de 0. . esto teniendo en cuenta que dicha condición proporciona resultados más razonables de los módulos de la subrasante retro calculados. Fuente: Elaboración propia. razón por la cual estos valores deben ser corregidos por un factor de ajuste a fin de obtener resultados similares a los conseguidos con los otros dos métodos. 9 y No.500 2.

000 2.5.000 2.500 MÓDULO RESILIENTE  WISEMAN (Kg/cm 2) 2.000 1.000 1. 9: Comparación módulos obtenidos con Wiseman y YONAPAVE .Sección I Fuente: Elaboración propia.000 2. 3.3383x ‐ 743.500 y = 1.500 4.000 MÓDULO RESILIENTE  WISEMAN (Kg/cm 2) Figura No.500 3.07 R² = 0.Sección II Fuente: Elaboración propia.000 3. .000 4.000 y = 1.000 2.6 R² = 0.7227 MÓDULO RESILIENTE  YONAPAVE (Kg/cm 2 ) 2.8235 MÓDULO RESILIENTE  YONAPAVE (Kg/cm 2 ) 3.000 1.500 1.000 500 0 0 500 1.500 1.500 3.000 500 0 0 1.000 4.000 5.0593x + 20.500 2.000 Figura No. 10: Comparación módulos obtenidos con Wiseman y YONAPAVE .

00 0.00 10.00 SN 8.Sección II.00 4. .3. 11: Comportamiento estructural del Pavimento .00 16.00 14.Sección I. obtenido con las metodologías propuestas. 12: Comportamiento estructural del Pavimento . 60. Fuente: Elaboración propia. 12 presentan el perfil del comportamiento del Número Estructural en las secciones de análisis.00 50.00 6.00 20.00 0.00 40.2 EVALUACIÓN DEL PAVIMENTO El parámetro para evaluar la capacidad estructural del pavimento es el Número Estructural. 18.00 SN 30.00 0 20 40 60 Punto Evaluado 80 100 120 SN Lukanen SN YONAPAVE SN AASHTO Figura No. las Figuras No.00 10.00 12.00 0 20 40 60 Punto Evaluado 80 100 120 SN Lukanen SN YONAPAVE SN AASHTO Figura No. Fuente: Elaboración propia. 11 y No.00 2.

00 2.00 y = 0. .00 0. En ellas se observa que la mayor correlación se obtiene entre los métodos de Lukanen y ASSHTO.00 20.00 6.00 10.00 y = 0.00 9.00 50.00 45.00 40.00 SN YONAPAVE 40.00 10. 10.6317 R² = 0.00 15.9896 8.00 SN AASHTO 6.2301x ‐ 1.00 8.00 35.0855x + 5.00 10.00 60.00 30.00 50.00 7.00 4.0761x + 5.00 0.4035 4.00 Figura No.00 8.00 0.00 20.8445 R² = 0.00 9.00 12. además se observa la baja correlación existente entre YONAPAVE y los métodos de Lukanen y AASHTO. se pueden obtener valores con un orden de magnitud similar.00 2.00 0.00 6.00 y = 1.00 SN Lukanen 6.00 5.En las anteriores Figuras se puede observar como el comportamiento del perfil obtenido con Lukanen.00 SN Lukanen 8.00 5.00 25.00 SN AASHTO 7.00 5.00 30. En las siguientes Figuras se muestra la correlación existente entre el Número estructural obtenido con los métodos de evaluación propuestos.Sección I Fuente: Elaboración propia.4885 4.9884 R² = 0. básicamente sigue el mismo patrón de comportamiento del obtenido con AASHTO (situación que no se presenta de igual manera con el perfil producto de la evaluación con YONAPAVE).00 SN YONAPAVE 12.00 4.00 10. Esta característica sugiere que al afectar por un factor de corrección el Número estructural de Lukanen. 13: Correlación entre los métodos de evaluación .00 10.

50 6.00 10.00 SN Lukanen 4.00 14.00 4.00 SN AASHTO 7.00 2.00 8.00 10.00 0.00 0.00 18.00 18.00 2.00 2.2369x + 2.00 14.50 7.17. ·Á · Ecuación No.00 y = 0.50 3.126 · .00 8.00 12.00 5.11.00 4.00 6.7768 R² = 0.00 4. 18.00 1. .00 6.00 3.00 0.00 7.00 SN AASHTO 6.00 9.50 SN Lukanen 5.YONAPAVE.16.00 y = 1. 20 Ecuación para el cálculo del Módulo Equivalente .00 8.00 6. Teniendo en cuenta el bajo coeficiente de correlación existente entre el Número Estructural obtenido con YONAPAVE y los métodos de Lukanen y AASHTO.00 10.00 2.Sección II Fuente: Elaboración propia.1541 R² = 0.00 2.00 8.6846 3.00 5.9563 R² = 0.00 4.00 y = 0. a continuación se propone una variación de YONAPAVE con el fin aumentar la correlación existente. y en seguida el Número Estructural haciendo uso de la expresión No.00 12.00 5.00 6.00 4. en vez de ello se determinará el Módulo Equivalente del pavimento mediante la expresión No.00 16. no se estimará directamente el Número Estructural a partir de la Ecuación No.00 6.00 SN YONAPAVE 8. 14: Correlación entre los métodos de evaluación .  0.4082 2.3344x + 3.00 12.00 16.00 3.00 2.50 4.5867x ‐ 1.00 0.7536 10. Para lograr un mayor coeficiente de correlación entre YONAPAVE y los otros dos métodos.00 SN YONAPAVE Figura No.

00 11. tal como se puede ver el coeficiente de correlación aumenta significativamente.00 13.00 5. Ep = Módulo efectivo de todas las capas del pavimento.8185 y = 0.00 13. 15 y No. Esg = Módulo equivalente de la subrasante. Las Figuras No.7035x + 0.8635 SN Lukanen 5.25 · Ecuación No.00 14.YONAPAVE. .Sección I Fuente: Elaboración propia.00 SN AASHTO 8.00 11.00 8.Donde: Ep = Módulo efectivo de todas las capas del pavimento.00 y = 0.2089 R² = 0.00 10. 11. ÁREA del cuenco de deflexiones.00 9.00 9.00 SN YONAPAVE Figura No.00 9.00 12.00 4.00 14.00 12. en Lb/pulg2. en Mpa.00 5. 21 Ecuación para el cálculo del Número Estructural Efectivo .00 7.00 5.00 8. Pulg. 15: Correlación entre los métodos de evaluación .00 6.16 presentan la correlación obtenida al emplear la modificación planteada.00 10.00 10.00 6.00 6.00 7.00 9.00 7. Donde: SNEfectivo = Número Estructural Efectivo.5539x + 2.00 6.  0.00 7.00 10.00 8.00 SN YONAPAVE 4.00 4.8926 R² = 0.00 4. en Lb/pulg2.

00 2.336x + 1.00 SN Lukanen 3. 12.50 5.00 9. Fuente: Elaboración propia.00 3.00 SN YONAPAVE 12.00 4.00 6.00 4. Como se puede apreciar al aplicar estos factores de corrección los perfiles presentan un comportamiento similar a lo largo de las secciones de análisis.00 2.00 16.00 2.00 Figura No.00 8.00 y = 0.918 SN AASHTO 7.00 7.00 6.00 4.00 10.50 2.00 0.00 8.00 16.00 6.00 8.2221 R² = 0. los resultados obtenidos con las metodologías de YONAPAVE y Lukanen han sido afectados por factores de corrección.50 4.00 10.00 SN 6.50 6.6619 R² = 0.00 0 20 40 60 Punto Evaluado 80 100 120 SN Lukanen SN YONAPAVE SN AASHTO Figura No.00 10.566x + 1.00 y = 0.00 6. 12: Comportamiento estructural del Pavimento . esto con el fin de obtener valores de Número Estructural del mismo orden de magnitud que con el método AASHTO.00 SN YONAPAVE 12. .00 14. En las siguientes Figuras se presenta el perfil del Número Estructural en las secciones de análisis. 16: Correlación entre los métodos de evaluación .50 3.11.00 14.7798 5.00 5.00 8.00 4.00 10.Sección II Fuente: Elaboración propia.00 4.Sección I.

y compararlos con los de AASHTO. en la evaluación estructural de la subrasante. Fuente: Elaboración propia. razón por la cual estos valores de módulo deben ser corregidos por un factor de ajuste a fin de obtener valores del mismo orden de magnitud. presentándose valores de R2 del orden de 0. y adaptaciones del modelo de Hogg realizadas por Wiseman y Hoffman en YONAPAVE. YONAPAVE. 4. es superior a la correlación obtenida entre los módulos de YONAPAVE y AASHTO.00 0. De la aplicación de ambos casos se concluye que el II caso produce resultados que guardan mayor correlación con los obtenidos con el método AASHTO.95 y 0.00 8.00 2.00 SN 6. La evaluación estructural de la subrasante se realizó mediante la aplicación del método AASHTO.80. 12: Comportamiento estructural del Pavimento .00 0 20 40 60 Punto Evaluado 80 100 120 SN Lukanen SN YONAPAVE SN AASHTO Figura No. .00 4. conceptos extraídos de investigaciones llevadas a cabo por el Departamento de Transporte de Minnesota. La aplicación de YONAPAVE. y adaptaciones del modelo de Hogg realizadas por Wiseman y Hoffman en YONAPAVE. La evaluación estructural del pavimento se realizó aplicando el método AASHTO. produce valores de módulo resiliente más bajos en comparación con los obtenidos con AASHTO y Wiseman. Del modelo de Wiseman se tomaron los casos I Y II para evaluar el comportamiento estructural de la subrasante.Sección II. y estudios efectuados en Chile.12. respectivamente. La correlación entre los valores de módulo resiliente obtenidos al aplicar el modelo de Wiseman.00 10. CONCLUSIONES La evaluación estructural de la subrasante se realizó mediante la aplicación del método AASHTO.

Ponencia Presentada al XIV Congreso Ibero Latinoamericano del Asfalto.. los cuales conservan el mismo orden de magnitudes en los valores encontrados. C. REFERENCIAS AASHTO Guide for Design of Pavements Structures. Final Report”. Chile. se obtienen perfiles del comportamiento estructural similares a los obtenidos con el método AASHTO. R. Fuente. 2007. January 2008. Gaete. MN/RC 2008-06. Con el reiterado uso y la cimentación de experiencia local.. Aplicando factores de ajuste para la determinación del módulo de la subrasante y el Número Estructural.. se logra un incremento significativo en el coeficiente de correlación entre este método y AASHTO.A. La Habana. O. P. S.. M.. M. 5... Report No.La mayor correlación entre los métodos empleados se da entre AASHTO y Lukanen. Minnesota Department of Transportation.. E. . YONAPAVE y Lukanen pueden constituirse en métodos adoptados para determinar las necesidades de refuerzo a nivel de proyecto ejecutivo. “Estudios de Evaluación Estructural de Pavimentos Basados en la Interpretación de Curvas de Deflexión (Ensayos no Destructivos)”. sumado a la comparación y calibración con otros métodos de evaluación estructural y cálculo de refuerzos. Hoffman. Washington DC. “A Direct Method for Evaluating the Structural Needs of Flexible Pavements Based on FWD Deflections”. “Determinación del Módulo Resiliente del Suelo de Fundación Mediante Método Mecanístico – Empiricista (Método Hogg Simplificado)”.. “Pavement Rehabilitation Selection. Lukanen. S. Octubre 1985. “Uso del Deflectómetro de Impacto para la Evaluación Estructural de Recarpados Asfálticos Sobre Pavimentos de Hormigón” Gauss S. sin embargo al aplicar la modificación propuesta a YONAPAVE. Valverde. American Association of State Highway and Transportation Officials. S. M. en los métodos de Lukanen y YONAPAVE. 1993. Hoffman.M. Del Aguila. Del Aguila. TRB 2003 Annual Meeting CD ROM. P. Cuba.

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->