Está en la página 1de 33

CONFLICTOS

ESCOLARES

Cristina San José Aguilar

Irene García Romero

Miriam García Olmedo

María Teresa Maroto

Ángel Luis de Celis Rico


UCLM (Campus de Toledo)
RESUMEN

Este informe pretende ser una reflexión en torno a diferentes investigaciones


realizadas sobre el tema del conflicto escolar. Este tema será abordado desde el análisis
de los conflictos y la violencia en los centros educativos, así como sus consecuencias
educativas y sociales.
La problemática de los conflictos escolares suscita preocupación en todos los
niveles de nuestra sociedad; ya que aunque estadísticamente existan más conflictos en
otras instituciones, la escuela sigue siendo paradigma de educación.
Los resultados de una encuesta realizada por 50 alumnos del tercer ciclo de
primaria, demuestran que las relaciones intrafamiliares, así como las relaciones
escuela/familia repercuten en la formación de la personalidad de los niños (y, por tanto,
en sus posibles conflictos).

PALABRAS CLAVE

Conflictos, Escuela, Educación Primaria, Relación escolar, Clima escolar, Tipos


de conflicto.

ABSTRACT

This report hopes to be a reflection about the different research made about the
theme of scholar conflicts. This theme will be treated with the analysis of the conflict
and the violence in the educative centres, and its educative and social consequences.

The problematic of scholar conflict causes a lot of worry in all our level of
population, as although sadistically there are more conflicts in other institution, the
school continues being paradigm of education.

The survey’s results, that they have been carried out by 50 third cycle of
primary’s pupils, demonstrate that the family relationship, as the relationship between
the school and the families has an effect in the formation of children’s personality and in
their possible conflicts.

2
INTRODUCCIÓN

Los conflictos escolares más frecuentes en la actualidad se producen por la


violencia de unos alumnos hacia otros, y su origen no se puede buscar en la herencia,
sino que tal y como nos indicó Agnes Heller: “El instinto agresivo” no es sino una
“abstracción antropomórfica” y como cualquier abstracción no puede transmitirse
hereditariamente.

Por otro lado, no podemos decir que la violencia descarte un origen iniciado por
la herencia y continuado con lo aprendido en su entorno de forma inadecuada, como nos
indicó Yela en su estudio de 1978, “Lo innato, genéticamente heredado, y los hábitos
aprendidos inadecuadamente, se encuentran interrelacionados y de alguna forma son
interdependientes. La influencia de reacciones violentas en los centros educativos no
deja indiferente a nadie, influye en el entorno escolar y se transmite a la sociedad, tal y
como dijo Johnson: (1972) “La respuesta violenta es un concepto multidimensional y
con diferentes traducciones sociales”.

No podemos considerar un acto de violencia aislado y sin relación con alguna


víctima, y este hecho repercute de forma directa en el individuo que agrede, en la
persona o grupo agredido y en la respuesta social que esto produce en su entorno; así lo
indican estudios realizados por expertos en la materia como son, Fernández García
(1991), Cerezo y Esteban (1992) y Ortega (1994): “La victimización se produce
cuando se prolonga en el tiempo, siendo vista por la víctima como algo frecuente en su
vida, por el agresor como una manifestación de fuerza y por el entorno como una
indefensión y falta de seguridad”.

Pero esta agresión no se produce de forma puntual, porque en ese caso no podría
ser considerada como un conflicto escolar, sino como un desacuerdo momentáneo que
tiene solución rápida con un acto de empatía, sino que el acto es continuado en el tiempo
y con diversas manifestaciones posibles, que en algunos casos son muy sutiles en sus
manifestaciones y por tanto difíciles de demostrar y de detectar por parte de los
profesores, tal y como demuestran teorías como las de Olweus (1993): “La
victimización es una agresión física y/o psicológica más o menos continuada que pone a
la víctima en una situación de indefensión de la que difícilmente puede salir por sus
propios medios.” Sarlet, García y Berlango (1996) exponen diferentes formas de
expresión de la violencia: “La violencia tiene muchas formas de expresión: física
(golpes, patadas, empujones, etc.), verbal (poner motes, insultar, repetir bromas de mal

3
gusto, hacer comentarios desagradables, amenazar, etc.) y de forma indirecta (extender
rumores desagradables, excluir a alguien de los grupos sociales, etc.), llegando el
bulling (bull en inglés significa matón) a ser en ocasiones muy sutil y difícil de
demostrar.

Los conflictos escolares hacen referencia a la situación en la que las


motivaciones, valores personales y/o intereses de alguno de los componentes de la
comunidad escolar son contrapuestos. Estos conflictos son inherentes a la condición
humana y no tienen por qué implicar violencia, ya que pueden ser resueltos de forma
pacífica, como indicó Elzo (1998): “La violencia que se da en los centros escolares no
se produce de forma generalizada, ni por ser un ente social en sí mismo, sino que se
ocasiona por la capacidad que tiene de generar su propio clima de convivencia”.”Los
conflictos sueles producirse por tres motivos: primero por marginación social, segundo
por la visión única de un proyecto, rechazando otras posibles ideas, y en tercer lugar
por reacciones no controladas fruto de las frustraciones y de un sistema de valores
basado en la satisfacción inmediata”.

Esta investigación aborda diferentes aspectos relativos a la comunidad educativa,


como son la relación entre sus componentes, el clima del centro y del aula, la
satisfacción de cada sujeto, los conflictos escolares en función del género y la edad, sus
posibles causas así como la resolución de estos conflictos. Teniendo conocimientos
profundos de estos entes sociales podremos afrontar el conflicto y resolverlo de forma
efectiva y duradera, así lo afirma Ince (1998): “Para solucionar un conflicto debe
haber compañerismo y mucho apoyo entre los profesores, procurar buenas relaciones
entre el alumnado haciendo que los alumnos se encuentren escuchados y protegidos y
anular la violencia en el entorno del centro educativo”.

Ciertos estudios realizados por especialistas en la materia dan soluciones más o


menos fiables para solucionar los conflictos, generalizando las situaciones y concretando
las actuaciones en diferentes pasos, tal es el caso de estudios como los de Notó (1998)
que amplió a diez los nueve pasos de Sánchez Pacheco (1997): “Los conflictos se
pueden resolver teniendo en cuenta diez factores: 1. Existencia de documentos
institucionales en los que queden claramente definidos los objetivos fundamentales a
trabajar, con una revisión y actualización de los mismos para que sean siempre
asumidos por la comunidad escolar y concretándose en una normativa de convivencia
con normas claras y concretas de los aspectos funcionales. 2. Buena coordinación entre
los órganos de gobierno del centro y las otras estructuras funcionales, equipos docentes,
departamentos, junta de delegados, etc. 3. El papel respetuoso del profesorado hacia los
demás compañeros y compañeras y estudiantes. Considerando las diferencias
individuales, las diferencias de opinión, los distintos intereses del alumnado y las
distintas necesidades. 4. La atención integradora de la diversidad, concretada en la
estructura organizativa que facilite su atención, la diversificación curricular, las
adaptaciones individuales, etc. En resumen, generar el sentimiento de estar atendidos y
de ser respetados. 5. Un plan de acción tutorial que facilite la intervención de todo el
alumnado en la dinámica del centro, un seguimiento del proceso educativo del
alumnado y una buena relación con las familias para informarles y que puedan

4
colaborar con el centro. 6. Participación real de la comunidad escolar en la
elaboración de los documentos institucionales y en la toma de decisiones para la
resolución de conflictos. 7. Entender el conflicto como una llamada de atención que nos
ha de llevar a realizar un proceso de mejora individual y/o institucional. 8. Desarrollar
actitudes cálidas y de ayuda en la relación adulto-niño.
9. Buscar siempre la mejora de la autoimagen del alumnado mediante la orientación y
la discusión individual. 10. Introducir elementos de reflexión social sobre los conflictos
y los problemas del aula y tratarlos en la propia aula y en otros estamentos de
participación”.
Estos pasos pueden solucionar un conflicto del tipo que estamos tratando, pero se
nos plantean varias dudas; en realidad, ¿son efectivos para todos los casos?, ¿habría un
modelo que solucionase todos los conflictos siguiendo siempre el mismo esquema? ¿Se
producen menos conflictos escolares entre las chicas que entre los chicos? ¿Son más
violentos los conflictos entre chicos que entre chicas? Este y otros puntos son los que
vamos a afrontar en este trabajo de investigación que pide, como en los casos de
resolución de conflictos, la exposición de opiniones de toda la comunidad educativa, que
en este caso somos nosotros, los futuros profesores que hemos de hacer de mediadores en
estos conflictos.

OBJETIVOS E HIPÓTESIS

Los objetivos de este informe son varios:


- Descubrir el índice de conflictividad por sexos, tanto de provocarlos como
de sufrirlos.
- Analizar la relación familia/escuela en función a la profesión de los
padres.
- Comparar las habilidades sociales en la resolución de conflictos según sus
sexos.
- Descubrir en qué zonas del recinto escolar se producen más conflictos
según los alumnos.
- Conocer la importancia que conceden los alumnos a los conflictos
escolares, en función de su sexo.

En base a estos objetivos, las hipótesis que planteamos son las siguientes:
- Los niños generan más conflictos que las niñas, y éstas las sufren en
mayor medida.
- La relación entre la familia y la escuela es mejor si los padres están en
paro, ya que disponen de más tiempo para comunicarse.
- Las niñas aplican más habilidades sociales en la resolución de conflictos.

5
- El patio con o sin vigilancia es la zona del recinto escolar donde se
producen más conflictos.
- Las niñas conceden más importancia a los conflictos escolares que los
niños.

MÉTODO:

Participantes

El estudio ha sido realizado con una muestra de 50 alumnos. Todos los sujetos
tenían una edad cronológica comprendida entre los 10 y 12 años, y se encontraban
realizando tercer ciclo de primaria. Los alumnos pertenecían a cinco colegios públicos de
las provincias de Madrid (en las localidades de Pinto y Humanes) y Toledo (en las
localidades de Torrijos, Gerindote, y Tomelloso). La participación en este estudio fue
voluntaria. Fueron seleccionados mediante muestreo por conveniencia, tratando de
igualar el número de participantes de ambos sexos.

Aparato
Hemos elaborado un cuestionario sobre conflictos escolares, cuyo contenido está
basado en cuestionarios elaborados anteriormente por los autores Gómez-Bahillo, Ortega
y del Rey, Ortega y Ortega, Fernández, Villaoslada y Funes.

Las preguntas tomadas de estos autores han sido modificadas en su mayoría, así
como hemos elaborado algunas de creación propia (ítems 3, 9, 10, 25 y 30).

El instrumento consta de 30 ítems, formulados tanto en positivo como en


negativo. Las respuestas son cerradas en su mayoría, si bien los ítems 17, 20, 23 y 26 dan
opción a escoger entre las opciones u opinar libremente, y el ítem 30 precisa de una
respuesta abierta.

Los ítems utilizados, en su conjunto, miden las variables siguientes: el bienestar


de los alumnos (ítems 1,2, 14, 21 y 28), el nivel relacional de los integrantes de la
comunidad educativa (ítems 3, 4, 5, 6, 7, 8, 11 y 22), la conflictividad general (ítems 9,
10, 12, 13, 15, 18 y 19), la resolución de conflictos (ítems 16, 27 y 28), las causas de los
conflictos escolares (ítems 17, 20 y 23) y la capacidad de empatía de los alumnos (ítems
24, 25 y 26). Estas categorías, a su vez, se desgranan en otras más concretas.

6
Procedimiento

Este estudio ha sido llevado a cabo mediante un método cuantitativo (a través del
cuestionario mencionado anteriormente), si bien es cierto que el ítem 30 ha sido
analizado de forma cualitativa.

Como hemos mencionado anteriormente, las variables a analizar eran, en


conjunto, seis. Estas categorías de variables fueron operativizadas según la información
relevante que podían proporcionarnos en función de nuestros objetivos e hipótesis. Así,
la operativización de las variables se presenta del siguiente modo:

- Bienestar de los alumnos:

o Clima/ambiente (ítems 1 y 14)

o Satisfacción (ítems 2, 21 y 28)

- Nivel relacional de los integrantes de la comunidad educativa:

o Relación padres/familia (ítem 3)

o Relación compañeros (ítems 4, 5, 6, 11 y 22)

o Relación alumno/profesor (ítems 7 y 8)

- Conflictividad general:

o Conflictos por sexos (ítems 9 y 10)

o Conflictos compañeros (ítems 12, 13, y 15)

o Conflictos alumnos/adultos (ítems 18 y 19)

- Resolución de conflictos (ítems 16, 27 y 28)

- Causas de los conflictos escolares (ítems 17, 20 y 23)

7
- Capacidad de empatía de los alumnos (24, 25 y 26)

Tras analizar la operativización de las variables, pasamos a indicar los pasos


seguidos para realizar este estudio.

- El grupo está compuesto por cinco integrantes, y tras seleccionar el tema


de estudio pasamos a la lectura de diversos autores en referencia al tema.

- Una vez que obtuvimos ideas sobre el tema, elaboramos el cuestionario


que íbamos a pasar.

- Cada uno de los integrantes del grupo se dispuso a realizar diez encuestas
en un colegio de distintas localidades, para sumar en su total, una muestra de 50
participantes.

- Para realizar esta encuesta, primero nos pusimos en contacto con el


colegio, y tras explicar la finalidad del estudio, accedieron a nuestra petición.

- Desde los colegios nos dijeron diversas horas en las que sería posible la
realización del cuestionario, y nos amoldamos a ellas.

- La selección de los diez participantes fue por azar. Se metieron en dos


bolsas diferentes los números correspondientes a los niños y en otra a las niñas.
Se escogieron cinco números de cada bolsa, y se localizaron los niños a los que
correspondía.

- Al llegar al aula, explicamos a los participantes en qué consistía la


encuesta, y les rogamos sinceridad recordándoles que es anónimo (ya que lo
indicaba en las instrucciones del cuestionario).

- Tras la entrega de los cuestionarios por parte de los participantes, se les


agradeció la participación y tiempo empleado (tanto a ellos como al colegio).

- Se introdujeron los datos en Excel y se analizaron los datos obtenidos.

4. RESULTADOS:

8
Los alumnos de tercer ciclo participantes en este estudio, se manifiestan en su
mayoría seguros en el centro escolar. Pese a que el 56% reconoce la existencia frecuente
de conflictos en su aula, el 44% afirman que se encuentran bastante seguros en el centro
escolar, frente al 4% que asegura lo contrario.

El 62% de los alumnos acuden contentos al colegio por ver a sus amigos, o
aprender cosas nuevas. Aunque a primera vista parece un dato muy positivo, es necesario
y alarmante observar la parte contraria, ya que un 10% reconoce que hay compañeros
que se meten con él, y un 18% admiten tener miedo a un compañero concreto. Sin
embargo, el 40% opinan que se han llevado a cabo en su clase suficientes charlas para
prevenir los conflictos. Estas cifras ponen de manifiesto el grave problema que existe, ya
que pese a que la prevención parece correcta, los conflictos existen en un número
elevado y los alumnos que acuden con miedo al colegio representan un porcentaje
alarmante.

Tabla 1. Datos estadísticos de los ítems del 1 al 10

ITEMS ITEM 1 ITEM 2 ITEM 3 ITEM 4 ITEM 5 ITEM 6 ITEM 7 ITEM 8 ITEM 9 ITEM 10
Media 3,22 3,54 3,70 4,14 3,22 2,96 3,20 3,28 3,06 3,04
Moda 3 5 4 5 4 3 4 3 3 3
Mediana 3 4 4 4 4 3 3 3 3 3
Percentil
3 2 3 3,25 2 2 2 2 2 3
25
Percentil
3 4 4 4 4 3 3 3 3 3
50
Percentil
4 5 4 5 4 3,75 4 4 4 4
75
Máxima 5 5 5 5 5 5 5 5 5 5
Mínima 1 1 2 1 1 1 1 1 1 1

Tabla 2. Datos estadísticos de los ítems del 11 al 20

ITEMS ITEM 11 ITEM 12 ITEM 13 ITEM 14 ITEM 15 ITEM 16 ITEM 17 ITEM 18 ITEM 19 ITEM 20
Media 3,46 2,78 3,38 3,44 3,68 2,44 2,14 3,38 3,94 2,44
Moda 4 1 1 4 4 1 2 4 4 1
Mediana 4 2 2,5 4 4 2 2 4 4 2,5

9
Percentil
3 1 1 3 3 1 1 4 4 1
25
Percentil
4 2 2,5 4 4 2 2 4 4 2,5
50
Percentil
4 4 6 4 5 3 3 4 4 4
75
Máxima 5 6 8 5 5 9 5 4 4 4
Mínima 1 1 1 1 1 1 1 1 1 1

Tabla 3 Datos estadísticos de los ítems 21 al 29

ITEM
ITEMS ITEM 22 ITEM 23 ITEM 24 ITEM 25 ITEM 26 ITEM 27 ITEM 28 ITEM 29
21
Media 3,90 3,62 4,44 3,50 3,08 3,42 2,20 3,38 3,00
Moda 4 4 6 4 3 4 2 5 2
Mediana 4 4 5 4 3 4 2 4 3
Percentil
3 3 2 3 3 3 2 2 2
25
Percentil
4 4 5 4 3 4 2 4 3
50
Percentil
5 5 6 4 4 4 2 5 4
75
Máxima 5 5 7 5 5 5 5 5 5
Mínima 1 1 1 1 1 1 1 1 1

Las tablas 1, 2 y 3 muestran los resultados estadísticos en lo que respecta a la


media, moda, mediana, percentil 25, 50 y 75, la máxima y la mínima de los ítems del 1 al
29.

Cabe destacar que algunos de los datos como por ejemplo en el ítem 1, tanto la
media, moda, mediana, percentil 25 y 50 el resultado está en torno al 3, lo que significa
que el ambiente y clima en el centro es normal. Al igual que en el ítem 3, en lo que
respecta a la relación de los padres de los alumnos con el colegio, el resultado está entre
bien y normal.

Uno de los datos positivos que hemos recogido en la elaboración de las encuestas,
es el referido al ítem 6, donde están de acuerdo en que no hay niños solos y con los que
nadie quiere jugar, además de los ítems 18 y 19 donde afirman que las personas mayores
no insultan o maltratan a los alumnos.

10
En el ítem 15, observamos que los resultados están en torno al 4, lo que quiere
decir que los alumnos sí reconocen la existencia de conflictos, pero no con mucha
frecuencia.

El ítem 22 nos muestra que un alto porcentaje de los alumnos no suele tener
comportamientos violentos hacia otros compañeros. En el 27, los datos nos muestran que
las situaciones de intimidación las suele parar algún profesor.

Tabla 4. Datos estadísticos de las etiquetas de los ítems del 1 al 29

RESOLUCIÓ
NIVEL CAUSAS DE
ETIQUET BIENEST CONFLICTIVIDA N DE HABILIDADE
RELACIONA CONFLICTO
AS AR L
D GENERAL CONFLICTO
S S SOCIALES
S
Media 3,50 3,45 3,32 2,67 3,01 3,33
Moda 3,40 3,38 2,86 2,67 3,00 3,67
Mediana 3,50 3,50 3,21 2,67 3,17 3,67
Percentil
3,20 3,16 2,57 1,67 1,33 3,00
25
Percentil
3,50 3,50 3,21 2,67 3,17 3,67
50
Percentil
3,80 3,75 4,43 3,33 4,33 4,00
75
Máxima 5 4 5 5 5 5
Mínima 2 2 2 1 1 2

Esta tabla nos muestra los datos estadísticos de las categorías que hemos
seleccionado, al igual que las anteriores, se compone de media, moda, mediana, percentil
25, 50 y 75, puntuaciones mínimas y máximas.

Según apunta la tabla los alumnos se relacionan bastante bien entre ellos y con
otros grupos, aunque se producen conflictos entre ellos. De esto, es comprensible el
hecho de que también muestran un nivel medio de habilidades sociales que les permite
llevar a cabo una resolución pacífica de los conflictos en muchos casos.

Ningún alumno considera que su bienestar en el centro sea malo, manteniéndose


en su mayoría en un nivel medio; demostrando así que a pesar de la existencia de
conflictos, el clima en el aula y su satisfacción en la asistencia en clase es normal.

Gráfica 1. ¿Los niños suelen ser más conflictivos en el aula que las niñas?

11
La gráfica señala la diferencia notoria sobre cómo perciben los conflictos los
niños y las niñas (ítem 9). Mientras que algunos niños reconocen que suelen ser más
conflictivos que las niñas, éstas afirman todo lo contrario, mostrándose en total
deseacuerdo con el enunciado algunas de ellas. También es destacable el hecho de que
tanto niños como niñas, en su mayoría, perciben que la conflictividad no es cuestión de
sexo afirmando que los provocan ambos por igual.

Gráfica 2. ¿Son más víctimas de los conflictos escolares las niñas que los niños?

Ya hemos visto que tanto niños como niñas opinan que la conflictividad no es
cuestión de sexos, pero ¿y recibirlos? (ítem 10). En base a las estadísticas, las víctimas
de los conflictos tampoco varían en cuestión del sexo.

Aunque en su inmensa mayoría afirman que son vícitmas por igual ambos sexos
(aunque esto lo piensan más los niños que las niñas), es destacable señalar que las

12
principales diferencias de opinión entre ambos sexos se dan al firmar algunas niñas que
sí son ellas las que sufren más conflictos, opniéndose a esta idea los niños.

Gráfica 3. ¿Le dan los alumnos importancia y gravedad a estas acciones?

Según la grafica obtenida (del item 14), las niñas son las que mayor importancia
le dan a la existencia de conflictos escolares. Aunque la mayoría de los niños tampoco
se muestran indiferentes ante esta cuestión, y aunque son pocos niños lo que le dan muy
poco importancia, la maupría simplemente reconocen que éstos son algo graves e
importantes, pero no demasiado.

Gráfica 4. ¿Son capaces los alumnos de ponerse en el lugar de la persona con la que
tienen un conflicto?

Como se aprecia claramente en la gráfica, parece que la capacidad de empatía de


los alumnos no varía según el sexo de éstos. En este apartado las diferencias entre ambos
son mínimos, mostrando a simple vista una tendencia a ponerse en el lugar de la otra
persona solo en algunas ocasiones. Pocos son los alumnos que no lo hagan nunca o lo
hagan siempre, por lo que se puede decir que tienen una capacidad de empatía de nivel
media.

13
Gráfica 5. Relación entre la profesión de los padres y el trato con la escuela

Madre Padre

Según la gráfica, las madres que menos se relacionan con la escuela son las
dedicadas al sector primario. Llama especialmente la atención el caso de las madres que
trabajan en el sector terciario, ya que pese a que en su mayoría son las que mejor relación
tienen, son las únicas que manifiestan tener conflictos con la escuela y tener una relación
regular en algunos casos. Las madres que se encuentran en paro o realizando labores
domésticas, manifiestan tener una relación normal o buena con la escuela, pero no
excesiva.

Respecto a la profesión de los padres, la gráfica deja observar que los


trabajadores del sector primario se relacionan bastante bien con las escuelas. Los que
trabajan en el sector terciario tiene una relación inestable, pero en su mayoría se
posicionan con una relación simplemente normal. Los trabajadores del sector secundario
parecen relacionarse bien con la escuela.

Por tanto, estos datos indican que la profesión de los padres y madres más
favorable a la socialización con la escuela es el terciario, pese a su inestabilidad.

Gráfica 6. Conflictos entre alumnos/profesores (ítems 7 y 8)

14
Los conflictos entre alumnos y profesores son señalados en la actualidad como
uno de los que mayor incidencia tienen la escuela. Sin embargo, según los alumnos éstos
no suceden casi nunca. La mayoría admiten su existencia (ya que en pocos casos optan
por las opciones de nunca), pero de un modo relativamente controlado, ya que también
es reducido el número de alumnos que opina que suceden siempre.

Por otro lado, la segunda gráfica nos indica que casi todos los profesores son
partícipes de estos conflictos, con indistinción de de sexo o materias que impartan. Solo
hay un profesor que parece gozar de más respeto, temor, o cariño de sus alumnos, y es el
tutor (del sexo masculino). El porcentaje de alumnos que ha considerado que se
producen más con éste, son mínimos (sobre todo en comparación con el resto), y destaca
que sea el único que se sale de la media.

Gráfica 7. ¿Dónde se producen en mayor medida los actos violentos escolares? (ítem
13)

15
A la vista de esta gráfica, hay una diferencia más que considerable entre el lugar
donde se produce la violencia escolar con mayor frecuencia, y el resto. Este lugar es el
patio cuando no existe vigilancia. Llama la atención la enorme disminución que se
produce al ser vigilado el patio, convirtiéndose en estos casos en uno de los lugares más
seguros.

Otro dato, quizá más preocupante, es que la calle es otro de los lugares más
propicios para llevar a cabo actos violentos motivados en la escuela. El lugar más seguro,
junto con el patio vigilado, es el aula en presencia del profesor (ya que cuando éste
desaparece, la violencia incrementa aunque no desmesuradamente).

Gráfica 8. ¿Con quién hablan los alumnos en caso de intimidación? (ítem 16)

Pese a la gran cantidad de alumnos que al principio reconocían acudir con miedo
al colegio, en esta gráfica en su mayoría dicen no sentirse intimidados, o simplemente
parecen no darle importancia. De entre los que sí se deciden a hablar con alguien, lo
hacen con adultos, preferentemente el tutor o algún profesor.

16
El dato más alarmante es que casi la mitad de los que se deciden a contarlo, no
saben con quién hablar. Otro dato que resalta es que ningún alumno de los participantes
optaría por contárselo a su familia ni al orientador del centro.

Gráfica 9. ¿A qué se deben los actos violentos en la escuela? (ítems 17 y 23)

La gran mayoría de los alumnos opina que la principal causa de que se produzcan
conflictos escolares, es llamar la atención. Este tipo de alumnos pretenden hacerse los
chulos, y escogen esta manera. Hay otros muchos alumnos, casi los mismos, que piensan
que disfrutan; que no lo hacen por llamar la atención de nadie, simplemente disfrutan
haciéndolo.

Esta teoría va de la mano con los que piensan que lo hacen para hacerles daño.
Lo que la mayoría de los alumnos parece tener bastante claro, es que los conflictos
escolares no son la consecuencia de ninguna provocación.

En la segunda gráfica, que pretende descubrir el por qué los alumnos cometen sus
propios actos violentos en la escuela, encontramos resultados diversos. Por una parte,

17
encontramos exactamente el mismo número de niños en las respuestas de tres grupos
diferentes (que representan el 24% cada uno). Este es el porcentaje de alumnos que
afirman que no lo han hecho nunca. También es el porcentaje de los que dicen haberlo
hecho para integrarse en un grupo; y lo más preocupante, es el porcentaje de alumnos
que reconocen hacerlo por diversión. En otro grupo menos numeroso encontramos a lo
que cuentan que sólo pretendían gastar una broma. Por último, la gráfica parece indicar
que lo que menos motiva a los alumnos a la violencia es el racismo, la defensa propia y
la venganza (de haberlo padecido anteriormente).

Gráfica 10. ¿Qué soluciones proponen los alumnos para solucionar posibles
conflictos? (ítem 30)

5. DISCUSIÓN

Al comienzo de este trabajo exponíamos que los conflictos escolares son un tema
de relevancia educativa y social en la actualidad, debido a su gran porcentaje de
existencia en los colegios. Así lo demuestran los datos, ya que más de la mitad de los
alumnos participantes reconocieron la existencia de frecuentes conflictos en el aula.

Tras el análisis de los datos de este estudio, todos nuestros objetivos han sido
cumplidos. Hemos conocido todos los datos que mencionamos en ese apartado,
descubriendo aspectos que nos han sorprendido. Entre ellos destaca el hecho de que la
tendencia de los alumnos que se deciden a contar su caso de intimidación parece ser
hacerlo en último lugar con su familia. Es sorprendente ya que en la actualidad se intenta

18
crear un clima de confianza y diálogo en casa, que parece no haber surtido efecto, al
menos en este aspecto.

Otro aspecto relevante descubierto tras los resultados, ha sido el hecho de que se
igualen tres sectores en las causas de los conflictos. Es un punto a reflexionar, al menos,
el hecho de que la misma cantidad de niños afirmen que nunca han agredido a otro
alumno, que lo han hecho por integrarse en el grupo, y que lo hacen por diversión. Este
último aspecto es el que más nos preocupa, ya que no esperábamos un porcentaje tan alto
de niños que son capaces de disfrutar haciendo daño a otros. Creemos que las posteriores
posibles líneas de intervención, deberían ir encaminadas en parte a este aspecto.

Respecto al profesorado, existen conflictos en algunas ocasiones con los alumnos;


pero en vista de los resultados, parece que no de forma alarmante. Lo que sí debe ser
objeto de análisis es lo siguiente: ¿por qué si se producen la misma cantidad de conflictos
con todos los profesores, independientemente de su sexo y materia que imparten, con su
tutor (masculino) hay una disminución tan elevada del número de conflictos? Para esta
pregunta no tenemos una respuesta estadística, ya que no era un aspecto a analizar en
profundidad a priori, pero algunas de las posibles causas de este resultado algo chocante
puede ser el hecho de que este tutor sea más estricto y les cause temor, o todo lo
contrario (que se implique mucho con los alumnos y por ello le respeten más que al
resto).

Respecto a las hipótesis planteadas anteriormente, hemos comprobado que


algunas de ellas parecer tener tendencia a ser ciertas; mientras que otras se alejan
enormemente de lo planteado.

Respecto a la conflictividad por sexos, vemos que nuestras hipótesis no resultan


del todo ciertas, ya que partíamos de pensar que los niños generan más conflictos que las
niñas, y en cambio éstas la sufrían en mayor medida. A la vista de los resultados, parece
haber una tendencia de los alumnos a cometer y ser víctima de conflictos por igual sin
distinción de sexos (lo que, en realidad, nos parece más adecuado).

La relación entre la familia y la escuela tiende a ser buena, aunque en muchos


casos es simplemente la justa. En nuestra hipótesis planteábamos que esta relación
mejoraba si alguno de los padres estaba en paro, argumentando que entonces dispondrían
de más tiempo para comunicarse con su hijo y con la escuela. Sin embargo, los
resultados parecen refutar esta hipótesis, ya que muestran que la tendencia de la mejoría
de la relación con la escuela no la proporciona la disponibilidad horaria de los padres o
madres en paro, resultando los de mejor relación los del sector terciario.

La empatía y habilidades sociales de los niños es un aspecto muy importante en la


resolución de conflictos. Pese a que, tradicionalmente, se tiende a pensar que las niñas
las poseen en mayor medida (y así lo plasmamos en una de nuestras hipótesis), los
resultados parecen indicar que sus habilidades en este aspecto son de nivel medio y no
varían en función del sexo (por lo que la hipótesis planteada tampoco parece correcta
según demuestran los resultados).

19
El lugar donde se producen, con diferencia, más conflictos en el recinto escolar es
en el patio, tal y como apuntábamos en nuestra hipótesis. Los resultados indican una
enorme diferencia ante el número de conflictos que se dan en función de si se da o no
vigilancia en el patio. Parece que ante la presencia de algún profesor o adulto en el patio,
los conflictos se reducen considerablemente.
Nuestra última hipótesis planteaba el hecho de que las niñas conceden más
importancia a los conflictos que los niños, y cuyos resultados parecen darnos la razón.
Pese a que los niños tampoco se muestran indiferentes ante esta cuestión, las niñas
tienden a darle mayor importancia y concederle superior gravedad a los conflictos que se
producen en la escuela.

En vista de los resultados, y su posterior discusión, tenemos la esperanza de que


este estudio sirva para ayudar a que la intervención y prevención de los conflictos
escolares sea efectiva, y así se vaya reduciendo paulatinamente su aparición en las aulas.

6. REFERENCIAS

- FERNÁNDEZ GARCÍA (1991): Violencia en la escuela y en el entorno social. Una


aproximación didáctica (Madrid).
- OLWEUS, D. (1993): Bullying at school. What we know and wath we can do (Oxford,
Blackwell)
- SARLET, A.M., GARCÍA, A. y BELANDO, M. (1996): Educación para la salud: una
perspectiva antropológica (Valencia, Nau Llibres)
- SÁNCHEZ PACHECO, D. (1997): La convivencia escolar, la prevención y la
reglamentación ministerial, Aula de Innovación Educativa, 57
- JOHNSON, D. (1972) Psicología social de la educación, Buenos Aires
- ORTEGA RUIZ, R. (1994): Las malas relaciones interpersonales en la escuela: estudio
sobre la violencia y el maltrato entre compañeros en segunda etapa de EGB, Infancia y
Sociedad, 27-28
- CEREZO, F. y ESTEBAN, M. (1992): La dinámica bully-víctima entre escolares. Diversos
enfoques metodológicos, Revista de Psicología Universitas Tarraconensis.
- CEREZO RAMÍREZ, F. (2001). La violencia en las aulas. Madrid. Pirámide
- ELZO, J. (1998): Entrevista concedida a A. Campo, Cuadernos de Pedagogía, 269
- NOTÓ, C. (1998): Normas de convivencia en el aula y en el centro. Cómo dar respuesta a los
conflictos. La disciplina en la enseñanza secundaria (Barcelona, Graó).
- INCE (1998): Funcionamiento de los centros escolares. Madrid.

7. APÉNDICE

- Otras gráficas

20
1. ¿Cómo es el ambiente y clima en tu centro?

a) Muy bueno

b) Bueno

c) Normal

d) Regular, ya que hay algún


conflicto o enfrentamiento entre
compañeros
e) Malo, ya que hay muchos
conflictos entre compañeros

2. Cada mañana cuando acudes al instituto o colegio

a) Estás contento por estar


con tus amigos

b) Estás contento porque


cada día aprendes cosas
nuevas que crees interesantes
c) No te apetece ir por no ver
a algún compañero

d) Tienes miedo porque hay


compañeros que se meten
contigo
e) Tienes miedo a algún
compañero concreto

12. Los conflictos hacia algún compañero ¿Cómo se


manifiestan?

21
a) Insultos, motes ofensivos

b) Reírse de él, dejar en ridículo

c) Daño físico (empujones,


patadas)

d) Hablar mal de él

e) Rechazarlo y aislarlo, no
dejándole participar en trabajos,
juegos…
f) Amenazas, chantajes,
obligarle a hacer cosas contra
su voluntad…

15. ¿Has sufrido tú en alguna ocasión en este


colegio/instituto una situación de este tipo por parte de
otro compañero de tu clase o de otro curso?

a) Nunca se meten conmigo, ni


me rechazan ni me tratan mal
b) Algunas veces

c) Sí, muchas veces a lo largo


de varios cursos
d) Sí, muchas veces a lo largo
de este curso
e) Sí, desde que entré en el
colegio/instituto

23. Si has tenido un comportamiento violento, agresivo y


ofensivo con otro compañero de tu clase o
colegio/instituto ¿Por qué lo has hecho o lo haces
actualmente?

22
a) Nunca lo he hecho

b) Porque se metían conmigo

c) Porque a mi me lo hicieron
también

d) Porque son distintos a


nosotros: inmigrantes, gitanos,
son raros…
e) Por gastarle una broma

f) Por reírme de él y pasar un


rato divertido

g) Por sentirme incluido en el


grupo de amigos

Otros:
__________________________
________________________

26. Si has sido o fueses testigo de una agresión o


intimidación a un compañero, ¿cómo reaccionarías?

a) Intervendría personalmente si
intimidan a un amigo, si no, no

b) Intervendría personalmente
fuera quien fuera

c) Miraría para otro lado

d) Avisaría a un mayor cercano

e) Se lo contaría a sus padres o


hermanos

Otros:
__________________________
__________________________
_____

27. ¿Quién suele parar las situaciones de intimidación en


tu colegio/instituto?

23
a) Nadie.
b) Algún profesor
c) Otros adultos
d) Algunos compañeros
e) No lo sé

- Cuestionario utilizado

El siguiente cuestionario consta de 30 preguntas con diversas respuestas,


relacionadas con el clima de tu colegio/instituto y las relaciones de sus integrantes.
Es conveniente comprender bien las preguntas, así como prestar atención a las
diferentes respuestas, ya que no todas se contestan de igual modo. La opción
elegida debe marcarse con un círculo en su correspondiente letra, en todos los
casos. Este cuestionario es anónimo, por lo que les rogamos la máxima sinceridad
en sus respuestas; así como agradecemos la dedicación y tiempo empleado en
realizarlo.

Edad: _____ Curso: ______ Localidad: _____________ Sexo: niño / niña

¿A qué se dedican tus papás?: Papá__________ Mamá_____________

¿Viven juntos tus papás? _______________

¿Tienes hermanos?_____________ ¿Cuántos?_________

¿Con quién pasas más tiempo en casa?______________

24
1. ¿Cómo es el ambiente y clima en tu centro?

a) Muy bueno

b) Bueno

c) Normal

d) Regular, ya que hay algún conflicto o enfrentamiento entre compañeros

e) Malo, ya que hay muchos conflictos entre compañeros

2. Cada mañana cuando acudes al instituto o colegio

a) Estás contento por estar con tus amigos

b) Estás contento porque cada día aprendes cosas nuevas que crees interesantes

c) No te apetece ir por no ver a algún compañero

d) Tienes miedo porque hay compañeros que se meten contigo

e) Tienes miedo a algún compañero concreto

3. ¿Cómo crees que se llevan tus padres con las maestras y maestros del colegio?

a) Muy bien

b) Bien

b) Normal

c) Regular

d) Mal

4. ¿Cómo es tu relación con tus compañeros?

a) Me llevo muy bien con todos y tengo muchos amigos en el aula

b) Me relaciono con todos mis compañeros, pero mis verdaderos

amigos no están en mi clase

c) Me llevo muy bien solo con dos o tres compañeros

d) No tengo amigos en el aula

e) Estoy enfrentado con algún grupo o con algún compañero

25
5. ¿Cómo son las relaciones entre los compañeros dentro de tu clase?

a) Nos llevamos todos muy bien

b) Normales

c) Hay división entre los que sacan buenas notas y los que no

d) Hay grupos pero no hay mala relación entre ellos

e) Hay grupos con enfrentamientos entre ellos

6. En mi colegio nunca hay niños que están solos y con los que nadie quiere jugar:

a) Muy de acuerdo

b) De acuerdo

c) No lo sé/ no me he fijado

d) En desacuerdo

e) Muy en desacuerdo

7. ¿Existen conflictos frecuentes de relación entre alguno de tus compañeros con algún profesor en
el aula?

a) Muy a menudo

b) A menudo

c) A veces

d) Casi nunca

e) Nunca

8. Si los hay, ¿con qué profesor/es se da con más frecuencia?

a) Con el tutor

b) Con la tutora

c) Con profesores de otras asignaturas

d) Con profesoras de otras asignaturas

e) Con todos por igual

26
9. Los niños suelen ser más conflictivos en mi aula que las niñas:

a) Muy de acuerdo

b) De acuerdo

c) Por igual

d) En desacuerdo

e) Muy en desacuerdo

10. ¿Las victimas suelen ser más las niñas que los niños?

a) Muy de acuerdo

b) De acuerdo

c) Por igual

d) En desacuerdo

e) Muy en desacuerdo

11. ¿Existen conflictos de relación entre tus compañeros de clase o con otros cursos?

a) Nunca

b) A veces

c) Con frecuencia

d) Casi todos los días

e) Todos los días

12. Estos conflictos hacia algún compañero ¿Cómo se manifiestan?

a) Insultos, motes ofensivos

b) Reírse de él, dejar en ridículo

c) Daño físico (empujones, patadas)

d) Hablar mal de él

e) Rechazarlo y aislarlo, no dejándole participar en trabajos, juegos…

f) Amenazas, chantajes, obligarle a hacer cosas contra su voluntad…

27
13. ¿Dónde se producen estas relaciones conflictivas de acoso y violencia escolar?

a) En el recreo o patio cuando no hay vigilancia

b) En el recreo o patio con vigilancia

c) En el aula cuando no hay profesor

d) En el aula en presencia del profesor

e) Durante la salida y entrada al centro

f) En los pasillos-entre clase y clase

g) En los servicios

h) En la calle

14. ¿Le das importancia y gravedad a estas acciones?

a) Nada

b) Poco

c) Algo

d) Bastante

e) Mucho

15. ¿Has sufrido tú en alguna ocasión en este colegio/instituto una situación de este tipo por parte
de otro compañero de tu clase o de otro curso?

a) Nunca se meten conmigo, ni me rechazan ni me tratan mal

b) Algunas veces

c) Sí, muchas veces a lo largo de varios cursos

d) Sí, muchas veces a lo largo de este curso

e) Sí, desde que entré en el colegio/instituto

28
16. Si has respondido afirmativamente la pregunta anterior ¿has hablado con alguien de lo que te
estaba pasando? (Puedes elegir más de una respuesta).

a) Nadie me intimida

b) No he hablado con nadie porque es algo que no me preocupa, paso de ellos

c) No se con quien hablarlo

d) He hablado con mi tutor / profesores

e) Con el director, jefe de estudios o con el orientador del centro

f) Con mi familia

g) Con mis amigos

h) Con compañeros de clase

i) No he hablado con nadie, por miedo

17. ¿Por qué crees que unos niños hacen estas cosas a otros? (Puedes elegir dos respuestas)

a) Porque se divierten

b) Para hacerse los chulos

c) Para hacerles daño

d) Porque les han provocado

Otros: _____________________________________________________________

18. ¿Hay alguna persona mayor que a veces insulte o maltrate a los niños y las niñas? (Puedes
elegir tres respuestas)

a) Sí, un maestro o maestra

b) Sí, la madre o padre de otro niño

c) Sí, otra persona que trabaja en el centro (cocinero/a, limpiador/a, etc)

d) No

29
19. Y a ti, ¿te ha insultado o maltratado alguna persona mayor en el colegio? (Puedes elegir tres
respuestas)

a) Sí, un maestro o maestra

b) Sí, la madre o padre de otro niño

c) Sí, otra persona que trabaja en el centro (cocinero/a, limpiador/a, etc)

d) No

20. ¿Por qué crees que algunas personas mayores insultan o maltratan a los niños y las niñas?
(Puedes elegir dos respuestas)

a) Porque son malas personas

b) Porque esos niños se han portado mal y se lo merecían

c) Lo hacen por el bien de los niños

d) No lo sé

Otros: ______________________________________________________________

21. Independientemente de que tú hayas sufrido agresiones o no, ¿te encuentras seguro en el centro
escolar?

a) Nada

b) Poco

c) Regular

d) Bastante

e) Mucho

22. ¿Has tenido algún comportamiento violento hacia otro compañero de tu clase o

centro?

a) Nunca

b) Rara vez

b) Algunas veces

c) Con cierta frecuencia

d) Casi todos los días

30
23. Si has tenido un comportamiento violento, agresivo y ofensivo con otro compañero de tu clase o
colegio/instituto ¿Por qué lo has hecho o lo haces actualmente?

a) Nunca lo he hecho

b) Porque se metían conmigo

c) Porque a mi me lo hicieron también

d) Porque son distintos a nosotros: inmigrantes, gitanos, son raros…

e) Por gastarle una broma

f) Por reírme de él y pasar un rato divertido

g) Por sentirme incluido en el grupo de amigos

Otros: __________________________________________________

24. ¿Cuántas veces hablas mal de una persona que no te cae bien, procurando que otros también
piensen mal de ella?

a) Nunca

b) Rara vez

c) Algunas veces

d) Con cierta frecuencia

e) Casi todos los días

25. Cuando tienes conflictos con algún compañero/a, ¿tratas de ponerte en el lugar de la otra
persona?

a) Nunca

b) Rara vez

c) Algunas veces

d) Normalmente sí

e) Siempre

31
26. Si has sido o fueses testigo de una agresión o intimidación a un compañero, ¿cómo
reaccionarías?

a) Intervendría personalmente si intimidan a un amigo, si no, no

b) Intervendría personalmente fuera quien fuera

c) Miraría para otro lado

d) Avisaría a un mayor cercano

e) Se lo contaría a sus padres o hermanos

Otros: _________________________________________________________

27. ¿Quién suele parar las situaciones de intimidación en tu colegio/instituto?

a) Nadie.

b) Algún profesor

c) Otros adultos

d) Algunos compañeros

e) No lo sé

28. ¿Quién crees que debería encargarse, en el centro, de ayudar a resolver conflictos?

a) Profesores/as

b) Profesores/as y alumnos/as

c) Alumnos/as

d) Cada uno los suyos

e) Entre todos

29. En mi clase no se han llevado a cabo suficientes actividades o charlas para prevenir los
conflictos:

32
a) Muy de acuerdo

b) De acuerdo

c) Por igual

d) En desacuerdo

e) Muy en desacuerdo

30. Por último, imagínate que tú fueras el profesor en una clase donde hay conflictos entre
alumnos. ¿Cómo intentarías resolverlo?

__________________________________________________________________

__________________________________________________________________

__________________________________________________________________

__________________________________________________________________

__________________________________________________________________

33