Está en la página 1de 1

Materiales:

• Una tela de algodón ligeramente quemada

• Agua oxigenada como las que se vende con los descolorantes de cabello

Procedimiento:
Moja el lugar quemado con agua oxigenada, después coloca otra tela encima. Plancha
en seco. Si la quemadura no se va por completo, repite la operación.

Explicación:

En este experimento, el agua oxigenada (H2O2) en contacto con la tela quemada se


convierte en agua (H2O) ya que pierde parte de su oxigeno. Los átomos de oxigeno
desprendidos son muy activos buscando algo con que combinarse.
Les llamamos átomos nacientes. Se combinan con la sustancia marrón de la quemadura
formando un producto incoloro.
Esto no funciona si la mancha esta muy quemada y las fibras de la tela se han dañado.