LIDERAZGO Y PROCESOS POLITICOS EN EL PERU

Por Orlando L. Paredes e-mail: oparedes@peru.com

Academic paper developed for the Canadian Forces Leadership Institute

Lima, 2003

Abstract: Este trabajo presenta un análisis sobre el paradigma del Liderazgo promovido por Sendero Luminoso. Explica los modelos, roles y principales factores de la emergencia de diversos estilos de liderazgo al interior de este grupo. Así mismo, se realiza el análisis del rebrote de las acciones subversivas y las nuevas estrategias de lucha de Sendero Luminoso. Key- Words: Liderazgo, Terrorismo.

LIDERAZGO Y PROCESOS POLITICOS EN EL PERU

INTRODUCCION Dos conceptos son importantes en esta investigación: Terrorismo y Liderazgo. La unidad de análisis es el rebrote de actividades terroristas de Sendero Luminoso en diversas ciudades del Perú y su influencia en los procesos sociales. Terrorismo es definido como organizaciones que poseen sustento ideológico y buscan tomar el poder por medio del empleo de medios ilegítimos o violentos; y liderazgo para nosotros es, lo que mueve al mundo. Es una transacción que se hace con la historia, en donde se reafirma la capacidad que tienen ciertos individuos para conmover, inspirar y movilizar masas de personas para que actúen al unísono en busca de un fin determinado. Desde la unidad de análisis del rebrote de las acciones de Sendero Luminoso en diversas ciudades del Perú, esbozamos el contexto nacional a partir de la aparición de estas agrupaciones violentistas a inicios de l980. Perú, luego de 10 años de dictadura militar estuvo retornando a un gobierno civil elegido democráticamente, cuando repentinamente la población peruana ingreso en una situación inestable con las acciones de estas agrupaciones terroristas con ideología marxista-leninista-maoísta y pensamiento Gonzalo cuyo único objetivo -durante los últimos 22 años- es la toma del poder por medios de acciones violentas. El periodo de este estudio comprende las mas recientes actividades terroristas; actividades atribuidas a una tercera facción de Sendero Luminoso, denominada “Proseguir”, caracterizado por la manifestación de innovadores estilos de liderazgo paralelo a nuevos modos de acción senderistas tal como el incremento de infiltración en la burocracia nacional, así como también en organizaciones no gubernamentales. Por otro lado, el estudio del liderazgo en el ámbito civil y militar en el Perú asociado contra el terrorismo, significa describir y explicar una complicada interrelación de variables. Entre ellos estudiamos: la relación de liderazgo entre el individuo y su organización, la interrelación de la población con estas agrupaciones y con los militares, la relación del gobierno con la población, y la relación entre el gobierno y los militares. Con respecto a esas relaciones, encontramos, que los líderes civiles están relativamente bien integrados con respecto al sistema democrático en comparación a los militares; encontramos que los líderes de las organizaciones terroristas si se encuentran bien 2

integradas a su sistema ideológico; evidenciando que ambas organizaciones se caracterizan y se definen por su relación dentro de su estructura jerárquica y por su estilo de liderazgo sustentado en un contenido ideológico. Así mismo, encontramos que la relativa integración de lo civiles y militares dentro del sistema nacional, es debido a que su estructura de liderazgo en ambos sectores se diferencia en su fundamento de la formación y participación democrática con el que no concuerdan algunos de sus integrantes. En cambio las organizaciones terroristas tienen su propio sistema que están empelando el sistema nacional para sus logros ideológicos. Su liderazgo se encuentra centralizado en una elite con características peculiares, la misma que se encuentra cerrado al ingreso de nuevos líderes. La investigación del liderazgo en Sendero Luminoso supone la consideración de un ilustrativo caso desde el accionar de sus seguidores en cada acción terrorista a nivel local e internacional. Acciones que fueron ejecutadas evidenciando una nueva estructura organizacional y un nuevo estilo de liderazgo. El accionar también revela que los seguidores también tiene una formación ideológica de la lucha por el poder, formación ideológica que esta definida como una interrelación entre las creencias y la ideología marxista-leninista-maoísta y pensamiento Gonzalo. Esto esta operacionalizado en la expresión de lemas claves aparecidos en ciudades del interior del país, así como en el exterior -New York, Estados Unidos-. Finalmente, el análisis de los modelos de decisión de la organización de los senderistas esta caracterizado como el inicio de una nueva facción dentro de los niveles de acción terrorista. En este caso, una nueva estructura esta siendo creada para la concentración del esfuerzo de elementos de liderazgo en cada nivel de liderazgo, en donde una decisión es predominantemente independiente de la estructura orgánica, mientras que las otras –liderazgo civil y militar- es largamente dependiente debido a que inicia sus actividades en función a las actividades de los agentes internos de su organización. Los dos casos estudiados proveen información adicional sobre la naturaleza y la estructura del liderazgo en cada grupo, así como también confirma la importancia de la relación entre liderazgo, organización e ideología como medio para influir en cualquier proceso político.

3

Parte I – Generalidades. Las sociedades humanas, sus culturas y las civilizaciones, emergen de otras sociedades y culturas, se desarrollan y se vuelven cada vez más complejas. En su proceso histórico, unas civilizaciones se oponen a otras, y en el interior de cada de ellas unos grupos luchan contra otros bajo el liderazgo de individuaos con características acordes al espacio y lugar en donde se desarrollan estos procesos dialécticos. Sendero Luminoso o Partido Comunista del Perú,1 ha sido analizado y comentado por diversos especialistas e instituciones desde diversos enfoques y paradigmas, pero ninguna ha realizado un análisis minucioso de los aspectos del liderazgo al interior de esta organización tal como es nuestra intención en el presente trabajo. Para tal fin en esta primera parte nos centramos en desarrollar aquellos aspectos relacionados a la delimitación conceptual y a la descripción del terrorismo en el Perú. Variables que nos permitieran tener una aproximación más certera al entendimiento del tema central, cual es el liderazgo. 1. Definiendo el terrorismo. No hay una definición universal aceptada de terrorismo. Sin embargo en el medio académico en materia de terrorismo encontramos un consenso aceptable y razonablemente comprensivo de las causas del fenómeno, pese a que aun no nos hemos puesto de acuerdo en “una” definición que englobe todos los aspectos relacionados al terrorismo. Así encontramos a Marta Crenshaw,2 quien sostiene que las preferencias colectivas o valores que estas organizaciones persiguen a través de la violencia son el producto de un rango de alternativas percibidas. Así, la eficacia de la acción terrorista será la medida en función a los objetivos políticos alcanzados o no en forma exitosa. Por tanto si establecemos a priori que estas organizaciones tienen un objetivo político implica entonces la necesidad de estudiar el fenómeno más allá de sus características netamente
En el presente trabajo emplearemos indistintamente los nombres Partido Comunista del Perú y Sendero Luminoso para referirnos al mismo movimiento subversivo. 2 Crenshaw, Martha: “The logic of terrorism: Terrorist Behaviour as a product of strategic choice”. in Reich, Walter. Origins of Terrorism. Psychologies, Ideologies, Theologies, States of Mind. Washington DC, Woodrow Wilson Center Press. 1998. pp. 8. En: Vigliero, Sebastián. El Terrorismo: Algunos Elementos para su Comprensión. REDES. 2002. Brasil. 2002
1

Definición y modelos

4

violentas e interpretar aspectos tales como la dinámica y la psicología grupal de sus integrantes, el proceso de toma de decisiones a la que están sometidos, la metodología y técnica desarrollada, el tipo de medios empleados y su poder económico. Es decir que preliminarmente podríamos afirmar que la elección de un acto terrorista podría obedecer a una conducta de características lógicas, sin entrar a pensar si es un acto moral o no. Su expresión manifiesta estará representada a través de sus movimientos tácticos, es decir los atentados, los cuales representan el último eslabón de toda una secuencia orgánica, constituida por individuos debidamente adiestrados y adoctrinados que responden a un proceso de toma de decisiones y que dependen de sofisticados medios. Por su parte Bruce Hoffman3 atribuye las causas del terrorismo a razones fundamentalmente de carácter políticas, en el sentido de que estas organizaciones buscan hacerse del poder, con la finalidad de conseguir el cambio político. Concuerda con la definición del Departamento de Estado de los Estados Unidos, en cuyo Código se define al terrorismo como violencia premeditada, políticamente motivada perpetrada contra objetivos no-combatientes por grupos subnacionales o agentes clandestinos, generalmente con la intención de influenciar a una audiencia. Un “grupo terrorista” es definido como un grupo que practica el terrorismo o que tenga subgrupos significativos que lo practiquen.4 Por lo tanto, bajo este modelo podríamos suponer entonces que todos los actos terroristas están motivados políticamente. Sin embargo, si solo nos limitamos al carácter político, olvidaríamos que algunos actos están motivados por otros factores, y el número puede crecer a la luz de la expansión de la actividad en el ámbito internacional y en un número creciente de actos extremistas llevados a cabo en nombre de causas religiosas y culturales. Un nuevo enfoque puede centrarse más en definir los actos terroristas, dando menos énfasis a la motivación detrás de los éstos. Pero Alex Schmid,5 en la primera edición de su obra “Political Terrorism: A Reaserch Guide”, examinó más de cien definiciones de terrorismo en un esfuerzo por hallar una explicación aceptable y razonablemente comprensiva del fenómeno terrorista y nunca llegó a una definición. Cuatro años después y en una segunda edición, aún estaba lejos
3

4

5

Hoffman, Bruce: “Inside Terrorism”. Columbia University Press. New York. 1998. En: Vigliero, Sebastián. El Terrorismo: Algunos Elementos para su Comprensión. REDES. 2002. Brasil. 2002 La definición de terrorismo contenida en el Título 22 del Código de los Estados Unidos, Sección 2656f(d). Patterns of Global Terrorism. U.S. Department of State En: http://www.state.gov/s/ct/rls/pgtrpt/2000/ Schmid, Alex. “Political Terrorism: A New Guide to Actors, Authors, Concepts, Data Bases, Theories, and Literature”. New Brunswick, Transaction Books, 1984 pp. X.

5

de definir el problema y manifestaba que la búsqueda de una adecuada definición se hallaba aún en curso. En líneas generales, y teniendo en cuenta la existencia de un vasto cúmulo de enfoques sobre el terrorismo se podría elaborar una perspectiva más acotada sobre el concepto “terrorista”; para algunos, éste presupone de por sí una caracterización más sentimental en el sentido de que es “inmoral”, mientras que para otros representa una consideración de tinte más “política”. Por lo que el hallazgo de una definición depende en parte de la visión particular de cada analista; su uso implica un juicio moral y si alguien es capaz de tildar de terrorista a un individuo será inevitable que otros queden persuadidos por este punto de vista moral.6 A fin de categorizar el accionar de Sendero Luminoso he visto por conveniente definir el terrorismo como una modalidad violenta dentro del contexto de las formas de lucha dirigida a tomar el poder y practicada por algunas organizaciones que entre otras características se manifiesta a través del empleo de medios ilegítimos o violentos; son acciones que esencialmente posee motivos ideológicos, políticos o religiosos.7 Definiendo el liderazgo. Así como no encontramos unanimidad para la definición del terrorismos, lo mismo encontramos en torno al tema del liderazgo, ya que sobre el tema de liderazgo se ha investigado y publicado mucho, pero sin embargo aun encontramos definiciones vagas, fragmentadas y muchas veces confusas, por lo que he visto por conveniente seleccionar una definición que abarque y facilite comprensión en lo posible todo lo concerniente al análisis del liderazgo en Sendero Luminoso. En tal sentido, para nosotros el liderazgo es aquello que mueve al mundo. Es una transacción pública que se hace con la historia, en donde se reafirma la capacidad que tienen ciertos individuos para conmover, inspirar y movilizar grupos de personas para

6

7

Jenkins, Brian: “The Study of Terrorism: Definitional Problems”. Santa Monica CA: RAND Corporation, P-6563, December 1980. Para esta definición tomo como punto de inicio la conceptualización de Guerra Popular realizado por Abimael Guzmán, y publicad en “El Diario” en 1988, en la denominada Entrevista del Siglo, en donde Guzmán sostiene que la guerra popular tiene dos aspectos: uno de construcción y otro de destrucción. Rechaza el calificativo de terrorista que se le da Sendero Luminoso, aunque reconoce que hace uso de acciones terroristas y lo justifica diciendo que la violencia es una cuestión sustantiva del marxismo, porque “sin violencia revolucionaria no se puede sustituir una clase por otra, no se puede derrumbar un viejo orden para crear uno nuevo”.

6

que actúen al unísono en busca de un fin determinado.8 En donde los individuos cuentan y son la razón de los procesos históricos y de los acontecimientos, pues seria absurdo creer que los pueblos pueden manejarse a si mismo y dirigir sus destinos de una manera anónima. No debemos olvidar que la humanidad no hace nada a no ser por la iniciativa de algunos líderes grandes o pequeños, quienes muestran el camino y establecen los patrones que luego el común de la gente adopta y sigue. 2. Terrorismo en el Perú Los grupos armadas que hicieron su aparición en la década de 1980 y aun hasta la actualidad continúan con sus acciones terroristas, son organizaciones totalmente diferentes a los modelos revolucionarias que antes habían existido en el Perú, uno con preeminencia sobre el otro, particularmente el Partido Comunista del Perú, cuya doctrina filosófica se sustenta en la Revolución China teorizada por Mao Tse Tung y el Movimiento Revolucionario Tupac Amaru (MRTA), organización relacionada con el comunismo cubano y el movimiento M-19 de Colombia. Sobre Sendero Luminoso ya se ha escrito profusamente; sin embargo, de manera precisa se resumirá los aspectos más trascendentales de su ideología, estrategia, organización y los costos sociales y económicos generados por este grupo subversivo; a fin de facilitar la comprensión de la situación actual de la nueva estrategia senderista y del cambio en el estilo de liderazgo que viene desarrollando. Sendero Luminoso El fenómeno iniciado en la década de 1960 y pasado a la clandestinidad luego de Iniciar la Lucha Armada (ILA) con el quemado de ánforas el 17 de mayo de 1980 en un lejano caserío de Chuschi, departamento de Ayacucho; es la que va ser en parte el inicio de un nuevo proceso político en el Perú con la intervención de estas organizaciones alzadas en armas y la acción de civiles y militares desde y fuera del gobierno peruano. En dicha época la situación interna del Perú presentaba un panorama de inestabilidad como consecuencia de 10 años de dictadura militar. La crisis política, económica, social y el notorio desamparo en la que se encontraba la sociedad peruana, como consecuencia del desinterés y el descuido en la que se encontraban las provincias mas pobres de la sierra por parte del centralismo limeño, asociado a la falta de esperanza de la población
8

SCHLESINGER, Arthur. “Sobre el Liderazgo”. En: Lideres del Mundo – Kadafi. Editado por Benjamín Kyle. Cinco. Colombia. 1987, pp. 7

7

peruana por un futuro mejor, fue una oportunidad para que Sendero Luminoso empiece a desarrollar su actividad revolucionaria y alcanzara un éxito sin precedentes durante los años ochenta. La filosofía de lucha de Sendero Luminoso se enmarca en los preceptos básicos del marxismo-leninismo, en las doctrinas de Mao Tse Tung y específicamente en el aporte de su líder Abimael Guzmán Reynoso,9 cuyo aporte es conocido como “Pensamiento Gonzalo”, la misma que consistente en la aplicación del marxismo-leninismo-maoísmo a la revolución peruana.10 Bajo la guía de estos preceptos filosóficos, Sendero Luminoso inicia su accionar caracterizando a la sociedad peruana contemporánea, como una sociedad semifeudal y semicolonial11 y considerando que el único camino para cambiar dicha situación era por medio de la Lucha Armada, la misma que debía avanzar necesariamente del campo a la ciudad. Es decir, la guerra popular debía ejecutarse en dos campos: en el campo, que era el prioritario, y las ciudades, a las que debía llevarse la guerra luego del triunfo en el campo. La guerra debía seguir “el camino de cercar las ciudades desde el campo”. Así, como parte del desarrollo de su estrategia para el logro de su objetivo se propuso: 1. Implantar con urgencia un largo periodo de adoctrinamiento, tanto en el nivel de la dirigencia, tanto en la bases; 2. Brindar una mayor preparación bélica teórica a sus cuadros; 3. Iniciar la lucha armada en condiciones optimas, seguras, proporcionadas por las condiciones de miseria, injusticia y corrupción oficial; 4. Utilizar en el entrenamiento guerrillero los resultados positivos y negativos de tácticas militares empleadas en las guerras populares del exterior; y, 5. Canalizar el malestar socioeconómico general del país y específicamente regional, en el teatro de operaciones, desarrollando en el curso del flujo y reflujo de la lucha armada, la alternativa mas clara, directa e inmediata a la problemática nacional para salir del subdesarrollo y la liberación del colonialismo económico y cultural.12 Esta estrategia general y el objetivo final de Sendero Luminoso siempre estuvo dirigido a “tomar el poder”, empleando para ella una guerra prolongada, la misma que implicaba que debían desarrollarse militar y económicamente para luego asumir la iniciativa para
Abimael Guzmán Reynoso, también es conocido como el “Presidente Gonzalo” y reconocido como la cuarta espada de la revolución comunista mundial. 10 Arce Borja, Luis. “Entrevista con el Presidente Gonzalo”. El Diario. Julio 1988. Perú. 11 Caracterización que había sido hecho por la agrupación izquierdista Bandera Roja en 1964. 12 Hidalgo Morey, Teodoro. “Sendero Luminoso”. Ed. Monterrico. Lima. 1992. pp. 20
9

8

derrotar al enemigo y a partir de ahí implantar el comunismo en el Perú. Para esto Sendero Luminoso se estructuro como una organización político-militar que viene combinando las prácticas guerrilleras y terroristas. Para tales fines esta guerra popular se debe ejecutando en tres etapas. Igual a la desarrollada por Mao Tse Tung: 1. Primera Fase Bélica: Establecimiento de la Republica de Nueva Democracia.13 Esta fase fue desplegada por Sendero Luminoso entre los años 1980-1983, fundamentalmente en los departamentos de Ayacucho, Apurimac y Huancavelica. Aprovechando la ausencia del estado y utilizando métodos en la intimidación, la persuasión y el paternalismo logro contar con cierto apoyo inicial para el incremento de sus actividades en el terreno militar. 14 Este accionar senderistas de los primeros años de la década del 80 se caracterizaba por su forma sorpresiva, una gran capacidad de movilidad, desplazamiento y astucia para mimetizarse con la población que no participaba en sus designios.15 Esta fase es una innovación respecto a la metodología maoísta; su establecimiento era necesario porque no existe una situación revolucionaria en desarrollo en el Perú, de manera que tenia que hacerse muchas acciones proselitistas y de acción psicológica para que los peruanos se enteraran de que había un grupo de comunistas que empezaban a luchar por un futuro que casi ninguno de los peruanos deseaba. 2. Segunda Fase Bélica: Implantación del Socialismo bajo la dictadura del proletariado. Esta debía ejecutarse bajo los preceptos clásicas de la guerra prolongada –esta etapa debe entenderse según el esquema adelantado por Sendero Luminoso, ya que su desarrollo fue minimizado con la captura de sus líderes en el año 1992-, y debía seguir las siguientes etapas: defensa estratégica y equilibrio estratégico. Esta etapa debía caracterizarse por una ofensiva contra

13

14

15

Es una organización transitoria que las fuerzas revolucionarias van construyendo en el curso de la lucha armada y se expresa mediante los comités locales y las bases de apoyo. No es una republica en el sentido tradicional del concepto, pues cuando se produce el triunfo de la revolución, la republica conquistada ingresa al mundo del socialismo, dominado por el partido comunista, no por el proletariado, como se ha visto en todos los lugares donde han triunfado las fuerzas revolucionarias comunistas. Defensoría del Pueblo. “La Desaparición forzada de personas en el Perú”. Serie Informes Defensoriales. Informe Nº 55. Lima. 2002. pp. 40 Según DESCO durante 1980 Sendero Luminoso ejecuto 219 acciones, mientras que en 1981 realizo 715, en 1982 llevo a cabo 891 acciones y 1,123 en 1983, En. “Violencia Política en el Perú”, Vol. I 1980-1988. Lima, 1989. pp. 28

9

el Estado y su poder militar mediante enfrentamiento directo a fin de obtener armamento y establecer zonas liberadas útiles para iniciar la ultima fase. 3. Tercera Fase Bélica: Establecimiento del Comunismo en el Perú. Durante la cual el campo vencerá a la ciudad por intermedio de una Guerra Total y se establecerá el comunismo. Cronológicamente esta etapa esta prevista para dentro de cien años. Por otro lado, desde su perspectiva estratégica, Sendero Luminoso aparece, por un lado, como portador de un orden autoritario, que se expande de manera violenta en contraposición y lucha no sólo contra el Estado sino contra esos otros intentos más o menos democráticos que surgían desde la sociedad. Sendero Luminoso aparece como una reacción antimoderna con ideología maoísta que surge en las entrañas mismas de aparatos que supuestamente debían generar modernidad: la universidad y la escuela. Porque Sendero Luminoso nació del encuentro que se produjo en la Universidad Nacional San Cristóbal de Huamanga –Ayacucho- entre una elite intelectual provinciana mestiza con una base social juvenil también provinciana y mestiza, que sufría un doloroso proceso de desarraigo y desesperanza producto de la marginación y de la exclusión política económica del centralismos limeño. A ellos Sendero Luminoso les ofrece una estructura, normas, valores y una nueva identidad política basada en el marxismo-leninismo-maoísmo. Impacto Social y Económico de la Acción Terrorista. “Por tus hechos os conoceré” reza un adagio. Y los hechos resultantes de la acción terrorista de Sendero Luminoso, son una muestra de la mentalidad de dichos líderes que es preciso citarlos a fin de entender la magnitud de estas acciones en un país pobre como el Perú. Costo Social: Según los datos citados por Víctor Quechua,16 por efectos directos de los grupos terroristas, perdieron la vida 26,829 personas, se registraron más de 4,000 niños muertos o lisiados, 55,000 huérfanos y 238 desaparecidos a nivel nacional. Además los subversivos son responsables de haber dejado a más de 131,700 menores en estado de orfandad.

16

Quechua, Víctor. “Perú: 13 años de oprobio”. Lima. 1994. Pp. 400-407

10

El asesinato de autoridades civiles y políticas a manos de los terroristas cobró 593 víctimas entre ellos 4 prefectos, 11 sub prefectos, 86 gobernadores, 167 tenientes gobernadores, 13 fiscales, 70 jueces de paz, 164 alcaldes, 25 tenientes alcaldes, 30 agentes municipales y 23 regidores. En Ayacucho se registró la mayor cantidad de muertos con 128 víctimas, seguido de Junín con 83, Puno con 63 y Lima con 63. Entre otras autoridades asesinadas figuran 156 muertos entre ellos 6 diputados, 12 dirigentes laborales, 9 dirigentes políticos, 18 dirigentes vecinales, 41 dirigentes comunales, 22 dirigentes de los asentamientos humanos, 5 dirigentes del programa Vaso de Leche, 21 dirigentes de rondas urbanas y campesinas, y 22 candidatos. Lima fue la más afectada con 58 casos, seguida por Junín con 21 y Puno con 13. El terrorismo cobró un total de 300 profesionales asesinados entre ellos 127 profesores, 92 ingenieros, 21 religiosos, 17 administradores, 13 periodistas, 7 abogados, 2 catedráticos, 5 contadores, 11 enfermeros y 5 médicos. El departamento de Ayacucho fue el más afectado con 96 casos, seguido por Junín con 40, Lima con 39, Huancavelica con 26 y Ancash con 24. Costo Económico: Para la consecución de sus fines, tanto SL como el MRTA tratan de quebrar la infraestructura económica del país como parte del propiciado colapso a nivel nacional e internacional. Para tal fin, orientan sus acciones de sabotaje contra instalaciones, obras de arte, vías de comunicación, torres de alta tensión, fundos y otros centros que signifiquen medios de desarrollo y progreso. La suma en pérdidas económicas supera los 26,000 millones de dólares y que equivale a la deuda externa peruana. Si a estas elevadas cifras numéricas del costo social y económico, se le agregan los costos que demandan al Estado y a las familias la formación educativa para forjar un profesional en el Perú, éstas se duplicarían pecuniariamente y quintuplicarían moralmente el daño en el seno familiar, todo esto va socavando las bases sociales, políticas y económicas en que se fundamenta el Estado peruano. Se calcula que como consecuencia de la violencia terrorista, el movimiento voluntario de talentos hacia el exterior, ha dado lugar a que hayan "fugado" un promedio de 59,000 técnicos y profesionales, que atemorizados y por la falta de garantías y de oportunidades, abandonaron el país dejándolo todo.

11

Otra de las consecuencias del terrorismo, fue la emigración interna, la huída para salvar la vida, dejando tras de sí familiares, tierras y pertenencias. Según el Centro de Promoción y Desarrollo Poblacional, se calcula entre 600,000 y un millón de personas, los que abandonaron las zonas andinas para refugiarse en las ciudades del departamento al que pertenecen o en otras, como es el caso de Lima, a donde se calcula que habrían llegado entre 200,000 a 300,000 pobladores andinos. Parte II – Sendero Luminoso: La barrera insuperable. Lo que mas resalta en los primeros años del gobierno de Alejandro Toledo es la aparente flexibilidad e inoperancia del gobierno frente a las actividades de Sendero Luminoso, tal como podemos evidenciar luego de la caída del régimen fujimorista y el cierre del Servicio de Inteligencia Nacional, el Perú prácticamente se convirtió en un país “sin ojos ni oídos” para hacer frente a este enemigo. Así Alberto Bolívar17 en su artículo ¿Ha regresado Sendero Luminoso? sostiene que Sendero Luminoso no ha regresado por que simplemente nunca se fue, sino por el contrario siempre estuvo con nosotros agazapado, lamiendo sus heridas, analizando sus errores y esperando una ventana de oportunidad. Y lo que sucede es que los errores cometidos después de la captura de Abimael Guzmán y las acciones del actual gobierno de Alejandro Toledo están acelerando el momento político y estratégico para su reaparición, tal como lo evidencian las últimas acciones terroristas, a través de la cual Sendero Luminoso nos esta demostrando que esta: 1. resolviendo de manera permanente su dilema de liderazgo; 2. replanteando totalmente su estrategia; 3. reconstruyendo una cadena de mando segura y eficiente; y, 4. retomando la ofensiva estratégica.18 Para tal fin, Sendero Luminoso está llegando a infiltrarse a niveles insospechados de la burocracia nacional, organizaciones no gubernamentales, sindicatos, partidos políticos,19
17 18

19

Bolívar Alberto. “¿Ha regresado Sedero?”. Lima 2001 Bailetti Mac-Kee, “Subversion and Counter-Subversion: Shining Path”. Citado por Masterson, Daniel. En: “Fuerza Armada y Sociedad en el Perú Moderno”. Instituto de Estudios Políticos y Estratégicos. Lima 2001. pp. 430 Lo que llama la atención de las ultimas elecciones regiones realizado el 17 de Noviembre del año 2002, es el triunfo de 8 partidos independientes de los 25 gobiernos regionales, entre los que destaca la figura de Jehude Simons Munaro (“camarada José”) en la región de la Libertad, quien fue integrante del Aparato Político del MRTA, específicamente del Comité Central. Este terrorista fue amnistiado por el gobierno transitorio de Valentín Paniagua por recomendación de su Ministro de Justicia.

12

medios de comunicación, fuerzas armadas y fuerzas policiales. Organizaciones que les están sirviendo como medio para la organización de canales eficaces de comunicación entre sus mandos y lideres presos por terrorismo a fin de llevar a cabo la acciones a favor de la denominada “solución pacifica de la lucha armada”. En estas actividades también estarían participando los denominados “familiares de los presos políticos”, quienes tienen como misión desarrollar marchas y movilizaciones en diversas partes de la ciudad a fin de atraer los medios de comunicación y hacer notar sus actividades de lucha democrática. Mientras esto se percibe en la ciudad, en los lugares más alejados de la ciudad de Ayacucho y Junín, notamos la presencia los mandos militares, cuya presencia se evidencia en las pintas alusivas a la “guerra popular” y el llamado a la lucha popular. Así podemos citar las acciones que fueron realizadas días antes de las elecciones regionales del año 2002, entre las que resaltan los atentados a diversos poblados y la emboscada a una patrulla policial, cuya acción trajo la muerte de un efectivo policial. 3. El Rebrote: La nueva estrategia Después de la captura de Abimael Guzmán en septiembre de 1992. Pronto, Sendero Luminoso comenzó a desmoronarse y para 1995 hubo una disminución notoria en el accionar de este grupo subversivo en el Alto Huallaga, lugar donde se encuentran las bases militares de Sendero Luminoso, quienes no se hicieron notar por buen tiempo hasta que en noviembre del año 2000, decidieron hacer notar su capacidad y presencia con algunos actos que demuestran que no están “muertos” y que se están rearmado silenciosamente para retomar su actividad. Sendero Luminoso lo que nos demuestra con sus ultimas acciones, es que después de la captura de sus principales lideres, lo que hizo fue entrar en una fase de reorganización estratégica, dirigido a reestructurar su organización y sobre todo a la mejora de la selección de sus cuadros, sus mandos y comisarios. Todo ello teniendo en cuenta los errores del pasado y sobre todo cumpliendo a cabalidad la directiva dada por su líder cuando fue presentado a la prensa: “...unos piensan que es una gran derrota, ¡lo sueñan!, les decimos sigan soñando, es simplemente un recodo, ¡nada más!, ¡un recodo en el camino! El camino es largo y a eso llegaremos nosotros, y ¡triunfaremos! Ustedes lo

13

verán”.20 Discurso en donde se evidencia el llamado a sus integrantes del Partido Comunista del Perú a proseguir con su guerra popular. En tal sentido, analizando el problema de la subversión en el Perú en los últimos años, vamos a percatarnos que el terrorismo de Sendero Luminoso ha vuelto a ocupar el centro de la atención y para nadie es un secreto el retorno de las acciones senderistas al escenario nacional e internacional tal como lo evidencian las estadísticas referidas a las acciones terroristas. Así, de acuerdo al Informe sobre Derechos Humanos del Departamento de Estado de los Estados Unidos, durante el año 2001 los terroristas de Sendero Luminoso asesinaron a 31 personas en 130 acciones de violencia.21 Cifra que nos muestra que la subversión en el aspecto militar ha sido reducida abismalmente en comparación a lo que se mostraba durante los años 80, en donde se evidenciaba 157 acciones terroristas en promedio mensual. Sin embargo, una simple correlación entre cantidad, frecuencia y lugar de la actividad subversiva en los últimos años configura un contorno preciso, que nos lleva a concluir que el terrorismo no está en una fase terminal y que por el contrario esta en una etapa de reorganización empeñada a desarrollar actividades de tipo político ideológico en forma encubierta y guerrillera en forma abierta. Analizando este y otros indicadores cuantitativos de las acciones militares de Sendero Luminoso. Desde el punto de vista de frecuencia y magnitud, notamos tambien que los terroristas en la actualidad tienen capacidad para organizar una campaña militare aislada de baja envergadura, que tendria una duración aproximada de 5 o 6 meses durante un año, a diferencia de los 80 cuando podían desplegar dos o tres campañas en el transcurso de un solo año. En cuanto a la localización geográfica de estas acciones militares, resalta fundamentalmente el cordón cocalero de la región del Alto Huallaga y otros lugares de la Selva, como la provincia de Satipo, lugares en donde se producen enfrentamientos armados y en donde se encuentran localizados los últimos rezagos de los mandos militares de Sendero Luminoso. Lima Metropolitana y otras regiones, en el Sur, concretamente Cusco y Puno, manifiestan más bien una proclividad hacia las acciones de agitación y propaganda. Partiendo de estas nuevas acciones tácticas, podemos inferir que nos encontramos más bien ante un problema que presenta dos caras: primero, el probable agotamiento de la
20
21

Guzmán, Abimael. “Discurso del Presidente Gonzalo”. Lima. 24 setiembre 1992 Departamento de Estado. “Informe sobre practica de DDHH”. Oficina de Democracia, Derechos Humanos y Trabajo. Embajada USA, Marzo 8, 2002.

14

política de lucha antisubversiva, cuyos ejes matrices no parecen ser ya eficaces frente al nuevo planteamiento que los senderista lo denominan “giro estratégico para la guerra popular”; y; segundo, como correlato de ello, Sendero Luminoso ha adquirido cierta articulación organizativa de sus mandos ideológicos y políticos, tal como lo evidencian las cartas que habrían hecho circular Abimael Guzmán y Elena Iparraguirre, el 17 de mayo del 2002, invocando a sus militantes "a cambiar las luchas de forma de guerra con armas por una lucha política sin armas”.22 Así mismo, en el aspecto del proceso de reorganización político-ideológica, Sendero Luminoso no evidencia los mismos avances en comparación a su reorganización de sus mandos militares, en donde se nota una limitada posibilidad de alcanzar la potencialidad militar del “equilibrio estratégico“ como para poder imponer cierta presencia en la vida nacional, debido a que sus mandos militares no tienen la eficiencia combativa, ni la potencia de fuegos para hacer frente a las unidades de las fuerzas del orden. También carecen de recursos y logística de años anteriores La nueva estrategia que esta siendo desarrollado por Sendero Luminoso esta carcterizado por la existencia de dos bandos al interior de dicha organiacion, cada una con características peculiares: 1. La facción militar que se encuentra en la clandestinidad dirigido por Filomeno Cerdón Cardoso, alias "camarada Artemio" y compuesto básicamente por grupos que operan en los valles cocaleros de los departamentos de Ayacucho, San Martín y Junín. Son pocos los que provienen del tronco histórico y sus fuerzas se han nutrido de campesinos que han visto agudizada su pobreza por la persistente crisis económica que afecta al país y en particular a las zonas rurales. Es decir, son senderistas menos ideologizados dedicados en los últimos años a la protección del narcotráfico; y, 2. La facción política que se encuentra aglutinada en torno a la figura del "Presidente Gonzalo", es la facción con sólida formación ideológica sobre los principios maoístas, quienes están ensayando una nueva táctica política. Del modo como esta operando esta facción política -bajo la batuta de Abimael Guzmán- podemos notar que estos sediciosos han cambiado de táctica, debido a que ya no están abogando por el Acuerdo de Paz, sino por "la solución política de los problemas derivados de
22

Documento que se hizo circular entre los presos por terrorismo y cuya autoría es atribuido a Abimael Guzmán.

15

la guerra". Es decir, a través de una sostenida campaña legal, psicológica y propagandística, Sendero Luminoso esta desacreditando las leyes antiterroristas y como consecuencia de ello están buscando el otorgamiento de una amnistía general de su líder Abimael Guzmán y de los demás subversivos presos, procesados, expatriados y requisitoriados. Como lo evidencian diversas fuentes de la inteligencia peruana, la mayoría de los senderistas están trabajando en función de esta última táctica y están procurando sentar las bases de la unidad ideológica para reconstruir el Partido Comunista del Perú. Además se cuenta con información que en la zona del Alto Huallaga, en Aucayacu, se habría producido -entre el 26 y 27 de octubre del año 2002- la primera convención nacional sobre desaparecidos por la violencia política, a la que habría asistió el "camarada Artemio", responsable máximo del denominado Comité Regional del Huallaga y líder de la facción radical terrorista quien también habría sido ganado hacia la causa del “doctor Abimael Guzmán Reinoso".23 Finalmente, para que esta táctica política sea absolutamente legal, los abogados de los senderistas están trabajando una serie de habeas corpus de condenados por terrorismo, las mismas que el Tribunal Constitucional y los tribunales peruanos han declarado fundados con arreglo al derecho, no con arreglo a ninguna entidad subversiva como una muestra de la fragilidad del sistema legal peruano en casos de terrorismo. En algunos casos están recurriendo a organismos internacionales como la Corte Interamericana de Derechos Humanos, convencidos que la lucha legal senderista “no va a decaer ni por presión ni por coacción ni por otra razón". A propósito de las facciones es preciso citar que muchos han especulado sobre la posibilidad de que la lucha de estas facciones al interior de Sendero lo debilite al extremo de desaparecerlo. Sin embargo, esta es una posibilidad entre otras, pero no debemos olvidar que como parte del desarrollo de la Lucha Armada, Abimael Guzmán lo que buscaba era justamente la contradicción dialéctica al interior de su organización como una formar de cuajar su organización. Puede también ocurrir, hipotéticamente, que en el mediano plazo no tengamos uno sino dos senderos, ambos poniendo énfasis en la lucha armada, aun cuando uno estime que ahora es el momento y el otro que hay que guardar fuerzas para la violencia de mañana.
23

Nótese que ya no lo llaman "Presidente Gonzalo".

16

A favor de esta última especulación está el hecho obvio de que ninguno de las dos facciones tiene fuerza suficiente para desenvolverse en un frente que abarque todo el territorio nacional. Esto bien puede derivar en una “especialización regional” de estos grupos, tal como parece ya vislumbrarse. En esta perspectiva no es difícil de entender las motivaciones y objetivos de “Artemio, que no pueden ser otros que los del Sendero de los años 80. Pero no sucede lo mismo con el “Presidente Gonzalo”. Saber lo que éste quiere presupone saber lo que esta entendiendo por "la solución política de los problemas derivados de la guerra". No, por cierto, una rendición, sino el inicio de un período de “paz armada” que salvara a su organización de una desarticulación total, desde el momento en que su dirección nacional fue capturada. El objetivo de Abimael Guzmán, claramente puntualizado en los famosos documentos que remite a sus militantes allá por 1994, fue poner a buen recaudo un “mínimo de partido”, con la esperanza de hacerlo subsistir hasta que las condiciones volviesen a presentarse propicias para el desencadenamiento de una nueva oleada de violencia. Las preocupaciones del “Presidente Gonzalo” en este sentido obligan, a interrogarse sobre los recursos humanos de que dispone para salvar la coyuntura crítica en que se halla inmerso. Según algunos estimados, que no establecen una necesaria distinción entre las dos corrientes senderistas, la organización terrorista -considerada como un todo- debe contar con una militancia que representa la octava parte de los efectivos que tuvo en sus momentos más corrosivos. Tales estimados se basan en el número de atentados que vienen ocurriendo en los últimos años. Sin embargo, una lectura atenta puede permitirnos establecer, dado el desenvolvimiento reciente de los hechos, que la asociación directa entre cantidad de acciones violentas y militantes senderistas es, por lo menos, equívoca. Recordemos que los atentados disminuyen sensiblemente en 1994, es decir, el mismo año en que Abimael Guzmán ordena a sus seguidores acatar el consabido “acuerdo de paz”. Remitirnos a la pacificación exitosa para explicar este hecho, es sólo una respuesta parcial. Restaría por saber si el Sendero “pro-Gonzalo”, acatando una orden de su jefe, ha dejado de cometer atentados violentos, pero manteniendo una fuerza organizada y activa que esta privilegiando el “trabajo político” en el tejido social, sin ponerse en evidencia.

17

Siguiendo este razonamiento, es lógico suponer que la opción militarista de “Artemio” expone mucho más a sus militantes, dada la naturaleza de sus acciones. Así, es muy probable que los estimados que se hacen sobre los senderistas actualmente en actividad, se refieran en realidad - sobre todo, aunque no necesariamente de manera exclusiva- a los que siguen esta línea guerrillera, acantonada en le Valle del Alto Huallaga. Este es un aspecto importante del asunto porque tiene que ver no sólo con la capacidad del Estado para capturar a los sediciosos o hacer un efectivo seguimiento de los que fueron liberados, sino con la capacidad del senderismo para reclutar nuevos adherentes, especialmente -aunque no únicamente- los de la línea del “Presidente Gonzalo”. 4. El Objetivo: Interpretando su Accionar El 21 de marzo de año 2002 a escasos días de la vistita del presidente norteamericano George Bush, dos autos bombas hicieron explosión cerca de la embajada de Estados Unidos en el Centro Comercial El Polo en Lima. Como saldo de este atentado nueve personas resultaron muertas y otras treinta fueron heridas. Las primeras informaciones indicaban que por la modalidad de acción utilizado en este atentado, era obra de los subversivos integrantes de la facción “Proseguir”, la rama radical que se opone a "la solución política de los problemas derivados de la guerra" planteados por los lideres de Sendero Luminoso que se encuentran cumpliendo cadena perpetua por el delito de terrorismo en la Base Naval del Callao desde 1992. Este atentado, fue una muestra publica que Sendero Luminoso esta en un proceso de reorganización con el objetivo de volver a convertirse en la organización mas sólida que el pasado. Es con este propósito que tiene en la actualidad una fuerte presencia militar en la región selvática, en donde viene realizado algunas emboscadas contra las fuerzas del orden y propaganda proselitista bajo la dirección del camarada “Artemio”. Por otro lado, este ultimo atentado –de mayor magnitud- demuestra que Sendero Luminoso ha logrado estructurar su Comité Regional Metropolitano por la facilidad con que fue cometido este acto y es muy probable que varias células urbanas estén ya infiltradas en Lima a la espera de realizar nuevas acciones. Otro hecho que preocupa son las informaciones que apuntan hacia un posible acercamiento entre miembros de las FARC y algunos integrantes de Sendero Luminoso. Si bien es cierto que esta hipótesis no ha sido confirmada por información confiable, si existe “rumores” dentro de la comunidad de inteligencia peruana de este acercamiento. También es cierto que la 18

misma no puede descartarse porque es un hecho claro que los movimientos insurgentes a nivel regional siempre han soñado con la unidad y una mayor coordinación para crear un frente común en toda Sudamérica. Sendero Luminoso esta demostrando que ha tomado un nuevo impulso y que en la actualidad esta organización terrorista pretende como objetivo político a corto plazo mantener una presencia a nivel nacional e internacional. El próximo paso de Sendero sería romper el aislamiento del “Presidente Gonzalo” y de la camarada “Miriam”, para cuyo fin los senderistas en este momento, está tratando propiciando que se flexibilice las leyes peruanas para que Abimael Guzmán coordine con otros miembros del partido para que haga un pronunciamiento público, y de ese modo “asuma la responsabilidad ante la sociedad, por todos los actos cometidos durante sus acciones terroristas”. En tal sentido, la nueva estrategia senderista estaría desarrollándose en tres áreas: 1. en el plano político, estaría orientado a buscar el pronunciamiento público de Abimael Guzmán; 2. en el lado legal sus esfuerzos estarían centrados en la apelación ante los tribunales internacionales, a fin de lograr la amnistía general a los presos por terrorismo; y, 3. en el plano militar, centrar la atención de los medios de comunicación y de la opinión pública en actividades aisladas de sabotaje y asesinatos selectivos en la zona del alto Huallaga y selva del departamento de Junín y Ayacucho. Desde luego, los defensores de los terroristas están más que de acuerdo con la idea de la amnistía. Tal como lo evidencia las declaraciones del abogado Manuel Fajardo, "debe darse una amnistía general lo más amplia posible, de acuerdo a las convenciones de Ginebra",24 pues asegura que "el 95% de los crímenes en este proceso de guerra interna los ha cometido el Estado". 5. La Respuesta del Estado La captura de los líderes terroristas y su juzgamiento con deficientes instrumentos jurídicos, nunca significó el final de la guerra revolucionaria. Esta continua, variando sus estrategias y tácticas, así como utilizando los medios y personas en las instituciones nacionales e internacionales, en donde vienen preparando, entrenando y "sembrando"

24

Sifuentes, Marco. “El nuevo objetivo http://www.agenciaperu.com. 26 de enero del 2003

de

Sendero

Luminoso”.

En:

19

sus militantes, para alcanzar el "equilibrio estratégico" que hoy se hace más evidente en el plano político. Si bien es cierto que Sendero Luminoso militarmente no esta en posibilidades de lograr su anhelado equilibrio estratégico. En cambio en el campo social y en la estructura del Estado, sí les esta siendo posible lograr el ansiado “equilibrio estratégico”, debido a una serie de “vacíos” entre las que podemos resaltar la carencia de legislación soberana y adecuada en el Poder Judicial para enfrentar la guerra no convencional; además, de estar chantajeado por el terror y la corrupción. Así mismo, el Poder Legislativo no legisla idóneamente contra el terrorismo y la masiva oposición parlamentaria a aprobar una ley específica contra el lavado de dinero del narcotráfico; adicionada la falta de acuerdos consensuados en este tipo de temas, hacen sentir la presencia de Sendero, en ventaja sobre el gobierno constituido. El letargo por parte del estado es preocupante en el sentido de que tal parece que el gobierno de Alejandro Toledo esta olvidando que la guerra contra Sendero Luminoso ya no tiene las mismas características de los años 80 y 90. Hoy sendero esta empelando tácticas mas sofisticadas de la guerra asimétrica con el objeto de negar las ventajas y explotar las vulnerabilidades, para lo cual esta usando medios físicos y legales en formas que son atípicas y presumiblemente no anticipadas por estructuras del estado. Pues debemos tener presente que en la guerra asimétrica, quien la práctica se disfraza. Quien dirige este tipo de guerra muchas veces se ve obligado, en ciertas circunstancias a liquidar parte de su propia gente a fin de ganar un grupo de líderes que apoyen a la causa.25 Así podemos notar que hoy connotados líderes, no solo están haciendo causa común con los terroristas presos, sino que están forzando a la laxitud del sistema jurídico en vez de reforzarlo para que haga frente a estas situaciones. Por otra parte, existe una política de gobierno -iniciado en el gobierno transitorio de Valentín Paniagua- que ha quitado los “ojos y oídos” al sistema de seguridad con el cierre del Sistema de Inteligencia Nacional (SIN) sin importar los años de inversión en
25

Así lo demuestra el siguiente párrafo: “Si no cumple su papel como verdadero revolucionario entonces, de inmediato debe ser criticado, desenmascarado y denunciado por los canales respectivos a fin de que el Partido tome las medidas pertinentes. Así tendremos un mejor control tanto de arriba como de abajo y además lo que es más importante para conjurar estos problemas debemos, por un lado, internamente en nuestras organizaciones del Partido, del Ejército Popular de Liberación, del Frente Nuevo Estado y del pueblo en general reforzar el estudio de nuestra política, de nuestra Base de Unidad Partidaria y por el otro liquidar a esos miserables criminales traidores”. En: Partido Comunista del Perú-Base Huallaga. “Errores e Injusticias”. Ediciones Bandera Roja. Mayo 1999. En http://www.solrojo.org

20

la capacitación y formación de analistas y personal especialista en el tema de lucha contra el terrorismo; y, la creación de su reemplazo el Consejo Nacional de Inteligencia (CNI) con “sangre nueva”; Sangre nueva que hasta la fecha no logra cohesionarse ni establecerse tal como lo evidencia los constantes cambios en su dirección –cuadro directores en dos años- y en la ineficacia e ineficacia de su personal en temas de inteligencia. Por otro lado, no debo dejar de mencionar el reforzamiento de la Dirección Contra el terrorismo (DIRCOTE) perteneciente a la Policía Nacional y la reinstalación de varias bases contra subversivas en el valle del Alto Huallaga y Ayacucho, similar a las acciones militares puesto en practica durante la etapa de pacificación donde fue necesario para reducir los efectos altamente perniciosos que mostraba la violencia política. Pero esta reacción del gobierno no debe suponer que la garantía frente a las posibilidades de conflictos sociales generalizados sea un permanente estado de sitio por dos razones: primero, este tipo de acciones termina por desnaturalizar a las instituciones militares e inhibe el despliegue de organizaciones del estado y de la sociedad civil para actuar como elemento de contención y canalización de la violencia; y, segundo: las acciones militares durante la lucha antisubversiva muchas veces sobrepasaron y cometieron excesos con la muerte y desaparición de civiles inocentes. En tal sentido, sobre la base de las acciones políticas y militares del modo como esta respondiendo el gobierno, creo que es el momento para que demos una mirada seria y objetiva sobre las causas y las nuevas tácticas de este fenómeno a fin de replantear el modo de las respuestas que hoy se vienen implementando; ya que como nos demuestra la experiencia no existe reacción efectiva contra el terrorismo que este encuadra en la lógica de la guerra convencional. Con este tipo de accionar se podrá eliminar ciertos lideres y ciertas organizaciones, pero este accionar no atiende a las causas fundamentales de donde emerge este fenómeno.26 Recordemos que siempre la acción militar de Sendero Luminoso respondió a un determinado objetivo político que, a su vez, esta determinado por un ambiente sociopolítico que no ha variado mucho en toda la historia republica del Perú. Parte III – Dinámica organizacional y Liderazgo.

26

Paredes, Orlando. “La Guerra Justa y el Enemigo Universal”. REDES 2002. Brasil. Agosto 2002

21

Una organización que piensa sobrevivir, debe responder a los cambios en su ambiente. Pues en última instancia el fracaso sufrido por el Partido Comunista del Perú en la década de los 90, en el fondo fue causado por lo que sus líderes hicieron o dejaron de hacer. Por lo que preciso señalar las variables organizacionales que la componen su cultura organizacional. 6. Sociodemografía de Sendero Luminoso Sendero Luminoso inicio su lucha armada, destinado a la sensibilización y captación del campesinado a favor de su lucha. Sin embargo, la débil presencia entre el campesinado durante todos estos años de terror va deberse a tres factores: 1. La serie de reveses que ese partido sufrió en la década de 1970 por la falta de consenso para la concepción de una doctrina única por parte de sus dirigentes; 2. Las continuas confiscaciones, saqueos y abusos contra esta población que va originar el rechazo de esta población, permitiendo la organización de las Rondas Campesinas y Urbanas que resultaron en el mejor antídoto para el enfrentamiento contra Sendero Luminoso; y, 3. La focalización en la formación ideológica de cuadros en los centros universitarios, cuadros constituidos principalmente por estudiantes y profesores provincianos mestizos -que se encontraban imbuidos por la ideológica del socialismo ruso, que había calado hondo en los diversos centros de formación durante la década de l970-, quienes se van a concentrar en el estudio del marxismo hasta elaborar una línea sumamente ortodoxa con los cuales conformaran un partido pequeño pero ideológica y orgánicamente muy compacto. Este hecho se va constituir como el punto de inicio del liderazgo de Abimael Guzmán de una agrupación denominada Frente Estudiantil Revolucionario (FER), cuyo polo de desarrollo va ser la Universidad Nacional San Cristóbal de Huamanga, Ayacucho. Con estos antecedentes, Sendero Luminoso se convertiría así en el clásico partido totalitario y caudillista construido desde la ideología hacia la organización y desde la cúspide hacia la base. Así, conforme avanzaban en la elaboración de su proyecto de lucha contra el estado peruano, la acción a favor del movimiento social y la acción de “ir a las masas” conformado por campesinos y obreros dejó de interesarles. Lo que priorizaron fueron los denominados "organismos generados" por el partido, que constituyen el vínculo entre éste y la “masa”. Se fueron convirtiendo así, de movimiento social en antimovimiento social, para acabar convertidos cada vez más en una organización con un grupo de elite constituido por líderes de elevada formación educativa e ideológica y otra encargada de generar terror. En esta concepción 22

organizativa para la guerra encontramos una diferencia con la propuesta maoísta, ya que mientras en Mao Tse Tung la visión de la organización para una guerra es claramente militar, en Abimael Guzmán el componente político alcanza una preponderancia mayor, de manera que la estrategia de guerra senderista confía más en la acción política ideológica que en la acción militar.27 Analizando las características sociales de sus militantes, podremos percatarnos que Sendero Luminoso estuvo constituido primordialmente por jóvenes provincianos con educación superior al promedio, tal como lo evidencia la investigación realizada por Chávez de Paz,28 quien encontró que el 57.4% de condenados por delito de terrorismo eran jóvenes de 18 a 25 años y que en un 76.5% eran provincianos. De ellos, 55.7% habían nacido en capitales de provincia y el 20.8% en pequeños pueblos dentro de la cual también podríamos ubicar a los jóvenes rurales. Por otra parte, del total de provincianos, lo que llama la atención es que el 87% de esta población provenía de las provincias que el Mapa de la Pobreza del Perú señala como las más empobrecidas, que coinciden casi totalmente con los departamentos de Ayacucho y Huancavelica que poseen una tasa de mortalidad infantil del 84.8% y 106.6% respectivamente. En cuanto al genero, el 16.4% de condenados por terrorismo eran mujeres, si bien es cierto este índice es bajo en comparación a los varones, pero es preciso señalar que la mayoría de las células senderistas estuvo liderada por mujeres, quienes generalmente se encargaban de “dar el tiro de gracia” a sus victimas. También se evidencia que el 70.5% de los sentenciados por terrorismo era solteros, la misma que puede ser consecuencia del estilo de vida que “la revolución” los lleva a asumir, caracterizado primordialmente por una mística de trabajo a favor de sus ideales y por el constante traslado a diversos lugares del Perú. Por último, en cuanto al nivel educativo, el 63.4% de sentenciados por terrorismo ha completado educación secundaria o tiene diferentes niveles de educación superior (incluyendo título profesional y/o estudios de post-grado: 4.9%). Desde el punto de vista cualitativo es importante puntualizar que el indicador “provinciano” tiene gran importancia en un país racista con acentuados caracteres de país que aun no supera su “trauma de conquistado”. Trauma que se ha constituido en un arquetipo psíquico evasivo de la libertad, que a los peruanos no nos permite direccionar nuestros esfuerzos a un punto certero.
27 28

Hidalgo Morey, Teodoro. “Sendero…” pp. 23 Chávez de Paz, D., “Juventud y terrorismo. Características sociales de los condenados por terrorismo y otros delitos”. IEP, Lima. 1989

23

Las características más saltantes de esta situación podemos observarlos en la tendencia compulsiva de los peruanos hacia la sumisión y la dominación. Las personas sumisas como el caso de la población provinciana, si bien es cierto son conscientes de esta situación y conscientemente se quejan de sufrirlas y afirman que quieren librase, existe sin embargo algún poder inconsciente que se halla en la misma psiquis y que los impulsa a sentirse inferiores o insignificantes. Llevándoles en la mayoría de casos al enganchar con la dominación ejercita por un minúsculo grupo de poder político, económico o militar que a lo largo de la historia siempre ha buscado el sometimiento al ejercicio de una forma ilimitada y absoluta de poder que redujo a esta población al papel de meros instrumentos para saciar los apetitos partidarios y personales de diversos lideres, tal como es el caso de Sendero Luminoso. El propio Abimael Guzmán asi lo consive: "...a las masas hay que enseñarles con hechos contundentes, para con ello remacharles las ideas...las masas en el país necesitan la dirección de un Partido Comunista, esperamos, con más teoría y práctica revolucionaria, con más poder, llegar al corazón mismo de la clase y del pueblo y realmente ganarlo. ¿Para qué? Para servirlo, eso es lo que queremos."29 Como puede verse, el lenguaje es de un sadismo impresionante contra la “masa”, que en el mismo párrafo se dice amar y servir. Se trata de una relación ambivalente –por no decir esquizofrénica- donde afloran los tortuosos sentimientos de amor-odio del superior por el inferior. Sentimientos que pueden permanecer del todo inconsciente, ya que no debemos olvidar que el apetito de poder no posee ningún carácter demoníaco, sino que constituye una consecuencia perfectamente racional del deseo humano de placer y seguridad; es decir, el deseo de dominar como lógico resultado de la lucha por la supervivencia del mas apto –lucha que esta condicionada biológicamente-30 De ahí que es importante puntualizar el indicador provinciano como el punto de quiebre de las tensiones que afecta a la población peruana y la propensión de aceptar un discurso como el senderista. Actitud que no hace mas que exhibir la dependencia muy marcada con respecto a poderes que no son exteriores hacia otras persona, instituciones o hacia la naturaleza misma,31 ya que las bases para esta potencial transformación se encuentran sin embargo desde un principio en la ideología y la composición social de
29

30 31

Guzmán, Abimael. “Documentos Fundamentales”. Ediciones Bandera Roja. Mayo 1988. En http://www.solrojo.org Hobbies. “Leviathan”. Londres. 1651. pp. 47 From, Erich. “El Miedo a la Libertad”. Paidos. España. 1987. pp. 146

24

Sendero Luminoso cuya columna vertebral la constituían profesores y estudiantes universitarios, así como maestros rurales crecidos en la extrema pobreza del Perú pero que a diferencia de lo que pasa entre la mayoría de peruanos de ese y otros estratos a partir de la llegada de los españoles hace cinco siglos, no logramos romper de modo significativo con la “cultura política” autoritaria. Por el contrario, la relación que Sendero Luminoso propone establecer entre partido y “masa” resulta semejante a aquella que existía en los siglos pasados entre conquistadores e indios –sádica y masoquista-, pues de acuerdo a Sendero Luminoso “el partido lo decide todo”. Como antes lo decidían los conquistadores. 7. La estructura orgánica de Sendero Luminoso La concepción ideológica y política, mas la experiencia pasada de la captura de sus principales dirigentes, hace que hoy sendero se este reorganizando lo mas clandestino posible, mediante una selección escrupulosa para cuidar a sus militantes y sobre todo para mantener en el anonimato a sus cuadros, quienes son conocidos solo por sus seudónimos. Así Sendero Luminoso no ha cambiado su característica de movimiento disciplinado y clandestino, que difícilmente puede ser infiltrado y que a nivel organizacional esta buscando en esencia dos cosas: primero, mejorar la capacidad de su organización para adaptarse a los cambios en el ámbito nacional e internacional; segundo, esta procurando cambiar el comportamiento de sus miembros, por medio de extensos periodos de organización, adoctrinamiento y desplazamiento en diversas zonas del Perú. Para tal fin continúa empleando la situación de inestabilidad política, económica y social, cuyas acciones están centradas en la valoración de aquellos sujetos excluidos de la sociedad peruana -gente con necesidades y sentimientos-. Sendero Luminoso esta constituyendo un nuevo inconsciente colectivo sostenido en: la motivación, historia personal de sus miembros y forma en que piensan y actúan. A estos nuevos miembros continua denominándoles "masa" y esta constituido en su mayoría por nativos y colonos -campesinos sin tierra-, así como también por niños denominados "pioneros", casi todos ellos nacidos en zonas gobernadas por la subversión a quienes les ha impuesto una organización social comunista. Su actividad principal está basada en la producción, para cuya actividad los subversivos utilizan a la "masa" para conseguir alimentos mediante el cultivo, lo que les permite desplazarse con seguridad por la selva sin el temor de que las provisiones escaseen. El cultivo es itinerante, pero con zonas 25

fijas de producción. Luego de la siembra, los terroristas desplazan a la "masa" a otro punto de la selva donde nuevamente vuelven a asentarse y sembrar. En tiempo de cosecha retornan. Sendero Luminoso ha organizado a la “masa” en colonias a las que denomina Comités Populares Abiertos, las mismas que se encuentran a cargo de un líder que abraza la causa comunista y a quienes se les denomina "mando". Los integrantes de estos Comités Populares Abiertos viven errantes dentro de una zona limitada aunque de extensión considerable enclavados en la selva peruana a lo que los senderistas llaman "posiciones de dominio". Los Comités Populares Abiertos a su vez son parte de los Comités Regionales, entre las que destacan los dos comités regionales existentes en las actuales zonas de influencia guerrillera e ideológica, el de Ayacucho llamado Comité Regional Principal y el Comité Regional Centro en Junín, cuya fusión con los otros Comités Regionales da como resultado el Partido y el Ejercito Guerrillero Popular -Ejercito de Liberación Popular-. Dentro de la estructura organizacional del Partido encontramos dos sectores claramente identificados. El mando militar encabezado por el camarada "Artemio" que en la actualidad se encuentra en el sector del Alto Huallaga y cuyos militantes frecuentemente están organizando acciones armadas y centrando su estrategia en la propaganda ideológica, a través de pintas, volanteos y abanderamientos, con el fin de ganar adeptos entre los cuales podemos destacan los productores cocaleros, y jóvenes de los pueblos aledaños quienes en la mayoría de los casos poseen bajos niveles educativos –todo lo opuesto al sendero de los años 80 cuando estuvo constituido por militantes de elevado nivel educativo- y no encuentra ninguna sentido a su vida, ni esperanza por un futuro mejor proveniente del gobierno central. Así mismo, dentro del mismo campo militar, los órganos generados también están actuando en acciones aisladas en la ciudad, en donde están siendo tan importantes y están generando el espacio propicio para que los senderistas intervengan destacadamente en manifestaciones populares contra el gobierno, así como también están facilitando la infiltración de algunos de sus militantes en la burocracia nacional. Uno de estos organismos generados, “Socorro Popular”, y “Proseguir” al parecer, en los últimos tiempos esta sumiendo la responsabilidad de los atentados terroristas en Lima, tal como lo evidencia el siguiente manifiesto “Un luminoso ejemplo es la magnifica acción que un Destacamento Especial del Ejército Popular de Liberación (EPL), 26

dirigido omnímodamente por el Partido, en el mes de marzo plasmó contra la Embajada del imperialismo yanqui en Lima y las acciones complementarias que se hizo durante la visita del genocida Bush en la ciudad”.32 En el ámbito político-ideológico, el trabajo clandestino que viene desarrollando este grupo subversivo incluye una intensa labor de adoctrinamiento en escuelas populares y la organización de un estructura partidaria que responde a la tradicional jerarquización comunista, mediante células de pequeña magnitud, de cinco miembros, cuyos jefes no conocen mas que tres de sus pares y en donde la comunicación con otras columnas se realiza solamente a través de un miembro del comando con la finalidad de prevenir y mantener su seguridad interna.33 Este procedimiento esta probando ser altamente efectivo para prevenir la infiltración, así como también les esta impidiendo llevar a cabo operaciones a gran escala debido a un deficiente canal de comunicaron con la jefatura de la organización. En cuanto a su estructura organizacional, Sendero Luminoso no ha sufrido una significativa variación en consideración a la doctrina de Mao Tse Tung implementada durante las década 1980 y 1990, las mismas que respondían a las necesidades que le imponían las formas de lucha.34 Sendero se organizaba en cuatro elementos; el Partido, el Ejercito Guerrillero Popular (EGP), el Frente Revolucionario de Defensa del Pueblo (FRDP) y los organizamos generados para los diferentes frentes de trabajo. El Partido, es el instrumento director dentro de la organización subversiva, encargado de delinear y trazar el rumbo a seguir; produce doctrina y elabora programas, planes y campañas. Sobre este grupo gira toda la estrategia y esta compuesta por Buró Político y el Comité Central.35 En la composición del liderazgo del Partido, Sendero Luminoso no es una organización de masas, es más bien elitista e incorpora a sus filas a gentes altamente confiables. Una particularidad de Sendero Luminoso es que posee características de una organización “militar ideologizada” ya que la organización tipo de
32 33

34

35

Volante difundido en su Web site: http://www.solrojo.org Masterson, Daniel. Fuerza Armada y Sociedad en el Perú Moderno. Instituto de Estudios Políticos y Estratégicos. Lima 2001. pp. 393. En 1986, en el folleto “Desarrollar la guerra popular sirviendo a la revolución mundial”, se clasifica las formas de lucha senderista, englobándolas en cuatro grupos: guerra de guerrillas, sabotaje, aniquilamiento selectivo, y propaganda y agitación. El aniquilamiento sistemático es la que va alcanzar mayor preponderancia como una modalidad de propaganda y agitación armada. El problema que en la actualidad viene enfrentando las Fuerzas del Orden, es que no logra detectar a los integrantes de estos organismos.

27

las columnas de sendero es un comando integrado por un ideólogo, un mando político y un mando militar; un primer pelotón con dos elementos: propaganda y seguridad; un segundo pelotón para cumplir misiones típicamente militares, y un tercer pelotón cuya responsabilidad son los aniquilamientos. La mayor virtud de este tipo de columnas radica en que pueden actuar en toda situación y puede asimilar los reajustes y las reorganizaciones que sean necesarios. En la práctica este tipo de organización se adapta incluso a la realización de acciones terroristas. Así mismo, su cohesión partidaria se basa en tres elementos: 1. La ideología, el marxismos-leninismo, maoísmo y pensamiento Gonzalo; 2. el programa; y 3. la línea política general con su centro la línea militar. En cuanto al Ejercito Guerrillero Popular, su organización esta compuesta por: una fuerza principal, una fuerza local y una fuerza de base. Esta organización de principio maoísta tal como le evidencia su lema “El Partido manda al fusil y jamás permitiremos que el fusil mande al Partido”, es mas teórica que real, pues es de tipo guerrillero, sin ninguna organización que lo asemeja a un ejército regular; además, viene rearticulándose con lentitud, pues Sendero no cuenta con recursos suficientes para organizarlo, aunque en los últimos años, esto parece estar cambiando, gracias al apoyo del narcotráfico. Es un ejército de nuevo tipo que cumple las tareas políticas de la revolución establecidas por el Partido. Cumple tres tareas: 1. Combatir que es principal, como corresponde a la forma principal de organización; 2. Movilizar, es muy importante y por la cual se cumple el trabajo de masas del Partido, politiza, moviliza, organiza y arma a las masas; y, 3. Producir, aplicando el auto sostenimiento, buscando no ser carga para la “masa”. Es un ejército en lo fundamental campesino dirigido absolutamente por el Partido.36 Lo que destaca en la organización de esta fuerza militar, es que no consideran grados de carácter militar ni rememoran a sus militantes. Así mismo podemos notar que después de los enfrentamientos recogen a sus muertos y heridos como muestra de lealtad y que el Partido nunca los abandona. El Frente Revolucionario de Defensa del Pueblo constituye el llamado Nuevo Poder, en zonas donde Sendero tiene presencia importante o domina, se articula así: en la base están los comités locales, varios comités locales de un área constituyen una base de apoyo, y la suma de estas, La Republica de Nueva Democracia en formación.
36

Partido Comunista del Perú. “Línea de Construcción de los Tres Instrumentos de la Revolución. Ediciones Bandera Roja”. Ediciones Bandera Roja. Mayo 1999. En http://www.solrojo.org

28

Por otro lado, las escuelas militares de Sendero están destinadas a la capacitación en: preparación de explosivos, técnicas de demolición, preparación de emboscadas, combinación de armas a nivel táctico, manejo de arma y puntería, armas silenciosas, técnicas de comunicaciones clandestinas y vigilancia y contravigilancia. Durante la primera mitad del contenido de un programa de capacitación dan mayor importancia a los aspectos ideológicos, con vistas a obtener combatientes bien motivados. En lo que se refiere a los organismos generados para los diferentes frentes de trabajo, Sendero ha tenido un éxito indudable y ha logrado conformar una organización extensa y eficiente, particularmente en las áreas de defensa legal de sus dirigentes y militantes presos, entre la que destaca el Movimiento Popular Perú, organismo generado del Partido Comunista del Perú para el trabajo partidario en el extranjero y primordialmente para “defensa de la vida del Presidente Gonzalo, la defensa de los presos políticos y prisioneros de guerra así como a desarrollar el trabajo internacional de apoyo a las guerras populares del Perú”.37 Estos organismos generados son las piezas fundamentales de la llamada "solución política" en donde los familiares de los senderistas, agrupados principalmente en dos asociaciones: la Asociación de Familiares y Victimas de Genocidio (AFADEVIG) y la Asociación de Familiares de Desaparecidos y Presos Políticos del Perú (AFAPREDEPP).38 Están trabajando intensamente con conocidas ONGs de derechos humanos y en colaboración con la Comisión de la Verdad, su discurso nos remonta a los ochentas. Como se puede ver la organización de Sendero Luminoso en la actualidad no esta orientado a desarrollar acciones de tipo militares, sino que sus acciones estratégicas están orientadas a acciones de tipo político, tal como se viene notando en su dirigencia nacional. En contraposición a la tesis del comunismo internacional, quienes sostiene que la lucha del pueblo no puede ser aplastada cuando es dirigida por un Partido Comunista marxista-leninista-maoísta militarizado. 8. Su liderazgo

37

38

Documento de la “1era intervención del Movimiento Popular del Perú en la actividad conjunta con el Partido Comunista de Turquía (Marxista-Leninista) [TKP (ML)]”, 20 de abril del 2002 Sifuentes, Marco. “El nuevo…”. En: http://www.agenciaperu.com. 26 de enero del 2003

29

Lo que resalta de la organización senderista, es que están empeñados en tener mas lideres en comparación a otras organizaciones. Dichos líderes se están caracterizando por poseer destrezas más avanzadas, los mismos que están siendo reforzados con permanentes tareas de capacitación y perfeccionamiento con énfasis en el contenido ideológico que tiene mayor importancia sobre las necesidades personales de sus militantes, debido a que creen que metodológicamente mucho del aprendizaje comunista debe condensarse en un periodo largo de adoctrinamiento, para cuya eficacia consideran crucial la aceptación de un nuevo sistema y de autoridad. La finalidad de estos procesos de capacitación esta dirigida a lograr que sus militantes posean una actitud decidida para el logro de sus objetivos en cumplimiento de los planes, pero al mismo tiempo, y esto es lo más importante, para que estén dispuesto a sacrificar su propia vida en cada una de las acciones que emprendan. En definitiva, esta orientado para alcanzar un alto nivel de fanatismo en todos y cada uno de los senderistas, para lo cual establecieron rituales casi religiosos para conseguir altas dosis de sacrifico personal, no solo ofrendando la vida a causa de la revolución en el Perú, sino a la causa de la revolución comunista mundial.39 El éxito de esta actividad del liderazgo, esta cimentado en su ideología que a decir de los senderista los hace valientes y que les da valor, ya que asumen que “nadie nace valiente”; es decir, nadie nace líder, es la sociedad, la lucha de clases las que hacen lideres a los hombres.40 Por tanto, desde este paradigma, asumimos que el liderazgo en Sendero Luminoso se esta aprendiendo y debe aprenderse con programas diseñados para la formación de patrones conductuales en el individuo, en contraposición a la teoría de los rasgos que sustenta que se nace básicamente con el liderazgo.41 El liderazgo que viene emergiendo al interior de Sendero Luminoso no tiene nada que ver con el típico liderazgo de decir a sus militantes lo que tienen que hacer o señalarles los objetivos al estilo militar peruano; debido a que no es una organización usual apoyada en un sistema estructural de lideres basados en el cargo; sino por el contrario esta organización terrorista esta siendo diseñada como un campo de energía, en donde los lideres funcionan como nodos de energía en torno a los cuales se agrupa una determinada actividad y que ellos saben muy bien que son solamente la argamasa y,
39 40 41

Hidalgo Morey, Teodoro. “Sendero…” pp. 59 Arce Borja, Luis. “Entrevista…”. El Diario. Julio 1988. Perú Robbins, Stephen. “Comportamiento Organizacional”. Prentice Hall. México. 1996. pp.414 415

30

junto a otras argamasas, solo están sirviendo a poner cimientos para que “algún día brille el comunismo e ilumine toda la Tierra”.42 Estos líderes generalmente son autoseleccionados,43 y se caracterizan por ser capaces de descubrir percepciones y valores esenciales del Perú de ayer, como los que identifican lazos sutiles que permitirían sacar el mejor provecho de una sociedad desintegrad, bastante fragmentada y heterogénea en beneficio de su causa y de su revolución. Así mismo, Sendero Luminoso hoy esta evidenciando un liderazgo “mas blando” y mas difuso, características que muchas veces esta dando la impresión que dicha organización esta careciendo de lideres y que por tanto aparentemente la dirección del partido no esta bajo el liderazgo de un líder que este brindando las pautas de su lucha armada, sino que están dando la impresión que muchos de sus lideres de “mando medio” son quienes se encuentra dirigiendo la nueva estrategia dictada desde los penales. Uno de las mejores ilustraciones del nuevo estilo de liderazgo en Sendero Luminoso, esta relacionada a la reacción estricta de los senderistas a los estamentos ideológicos para lograr el equilibrio estratégico en el plano político, muchas veces caracterizado por el ejercicio informal de liderazgo; es decir, por la habilidad para influir surgida desde fuera de la estructura formal de la organización senderista. A estos líderes no los eligen sus seguidores, sino que hasta cierto punto este liderazgo deriva de algo así como de una dictadura donde su poder deriva de la fuerza ideológica. Lo que presenciamos ahora mismo en Sendero Luminoso es nada menos que una revolución de la manera en que sus líderes perciben los vínculos entre la ideología, la organización y las necesidades personales de sus militantes. Así como también, del modo como están conceptualizando las variables externas de la organización, variables tales como las políticas de lucha contra el terrorismo por parte del estado peruano, la legislación antiterrorista, la situación del narcotráfico, la corrupción y las instituciones gubernamentales débiles. Ya que es preciso mencionar que en función a estas variables esta organización esta ejerciendo un liderazgo “de acuerdo a la situación”, que en algunos casos no es del típico modelo fisiológico -en donde el líder actúa como la cabeza y la organización como el cuerpo-, ni del anticuado tipo de “sígueme”. Sino es el tipo distributivo.

42 43

Partido Comunista del Perú. “Documentos Fundamentales”. Lima. 1988 Bridges, William. “El liderazgo de la organización sin puestos de trabajo”. En: Fundación Peter Drucker, “El líder del Futuro”. Deusto. Argentina. 1997. pp. 45

31

Por otro lado, los rasgos de personalidad no se constituyen como factores claves para el ejercicio del liderazgo al interior de esta organización, ya que podemos evidenciar que los senderistas poseen rasgos que en algunos casos les esta favoreciendo el ejercicio del mismo y otros los esta obstaculizando. Sin embargo, lo que si vamos encontrar son una serie de variables en común, entre las que destacan los valores y creencias. Variables que tiene una importancia relevante al interior de Sendero Luminoso, ya que vamos evidenciar que un elevado índice de sus líderes e integrantes son ateos, pues consideran que "la religión es el opio del pueblo",44 y que la misma es un fenómeno social producto de la explotación y que se irá extinguiendo conforme la explotación vaya siendo barrida y una nueva sociedad surgiendo. Este hecho los lleva a conceptuar que la vida termina algún día y que mas allá del miedo a la muerte, lo que debe primar en un senderista debe ser su optimismo, con la convicción de que la labor a la cual sirven, otros la han de proseguir y llevarla hasta el cumplimiento de sus tareas definitivas, el comunismo -su visión organizacional-. Ideológicamente son dogmáticos y practican un sectarismo político cerrado de tipo radical de ultra izquierda, considerándose como los únicos y miembros del verdadero partido comunista de mundo; para ellos los demás son revisionistas. Este egocentrismo característico de los líderes senderistas va asociado a su optimismo, que a decir de Abimael Guzmán, “ese optimismo es casi orgánico, que los hace mover más en problemas de comprensión y voluntad, que en problemas de sentimientos”. Convirtiéndose así en sujetos proactivos, pues saben que son responsables de su propia vida y que su conducta es una función de sus decisiones y no de las condiciones, 45 ya que en los momentos difíciles siempre están buscando algo positivo o lo poco que puede tener una oportunidad para desarrollarse porque son concientes que “nunca todo puede ser negro, ni todo puede ser rojo”.46 Incluso están preparados para los posibles contratiempos que pueden tener en el desarrollo de su guerra popular, pues asumen que si ocurriera una vez más una gran derrota como lo sucedido en el año 1992 con la captura de sus principales lideres, refieren que situaciones como esta siempre tienen una parte buena; el problema esta en sacar la lección y sobre lo bueno seguir trabajando. Esta característica de su liderazgo lo asumen como una enseñanza basada en los valores del comunismo, pues creen que el esa ideología “une a la gente y quienes lo practican
44 45

46

Arce Borja, Luis. “Entrevista…”. El Diario. Julio 1988. Perú Covey, Stephen. “Los 7 Hábitos de la Gente Altamente Efectiva”. Paidos. México. 1996. pp. 90 Arce Borja, Luis. “Entrevista…”. El Diario. Julio 1988. Perú

32

siempre encontrarán quien los apoye, quien les dé calor intenso, y quien les de ayuda en el combate”. Dos principios ideológicos tres modelos: Tal como se muestra, podemos evidenciar que la filosofía y metodología del liderazgo en Sendero Luminoso y el liderazgo civil y militar en el Perú –modelo occidental-, no son tan distintos entre si como lo es su concepción de su modelo económico: la economía de libre mercado de occidente y la economía de planificación y gestión estatal del modelo comunista. Si bien es cierto que la filosofía económica occidental y su filosofía del liderazgo se basan ambas en dos principios comunes. Estos son: 1. el principio de la mayor libertad posible, y 2. el principio del interés por el ciudadano.47 También es cierto que Sendero Luminoso esta formando sus cuadros considerando algunos aspectos de estos principios con la firme convicción de fomentar una máxima voluntad de desempeño en sus militantes y guerrilleros. Para lo cual a sus lideres ideológicos les esta dando la mayor libertad de acción posible, a fin de lograr el reconocimiento de los demás. Pues los senderistas están convencidos –como muchos políticos y militares peruanos- que es fácil arrastrar consigo a la mayoría de ciudadanos peruanos, quienes tienen por característica común de ser desconfiados, letárgicos, perezosos y de buscar lo fácil para solucionar sus problemas. En el ámbito militar peruano las cosas son diferentes, pues muchos oficiales alcanzan el reconocimiento de los demás por la vía de la autoridad delegada de acuerdo al grado militar que ostentan, caracterizando su labor en el ejercicio de una autoridad impuesta.48 Características que no les da a los oficiales una mayor libertad de acción posible y que no les permite emplear toda su inteligencia, creatividad y esfuerzo para el logro eficiente y eficaz de sus objetivos; reforzado por una metodología de capacitación memorística y repetitiva que no permite a los oficiales una acción participativa y critica frente a situaciones positivas y negativas tal como lo evidencian los hechos acontecidos en la practica al interior de la Fuerza Armada. Estas variables evidencian una escala colectiva de valores defectuosa para el liderazgo desde la etapa de formación militar y la primacía de valores absurdos tales como la falacia de que “en el ejercito nada se crea
47

48

Schultze-Rhonhof, Gerd. “La Cultura del Liderazgo en una Fuerza Armada Occidental Moderna”. Universidad de Lima. Perú. 2000. pp. 16 Nótese que no es liderazgo, ya que para ser liderazgo debe poseer el reconocimiento de sus seguidores.

33

todo ya esta escrito” o el debemos ser “obedientes y bien educados”, cuando en Sendero Luminoso los valores están orientados a formar militantes “autosuficientes y responsables”. En pocas palabras, mientras en el ámbito civil y militar –y en general en la población peruana- le damos valor a la dependencia, en Sendero Luminoso se esta dando importancia a la iniciativa. Por otro lado, en general en el ejercicio del liderazgo militar, resalta el concepto “obediencia” asociado al cumplimiento de las “órdenes”, que prescribe a los subordinados no solo el resultado esperado de la acción, sino la manera en que se alcanzara dicho resultado. En contraposición al modelo senderista, en donde solo se señala el objetivo del Partido y no la acción misma, ya que la manera de ejecutar estas acciones queda en manos de sus lideres. Sin lugar a dudas este último modelo es la que se adecua mejor a la diversidad cultural, a los lugares donde se desarrolla la acción y al nivel de capacitación que puedan tener los militantes; ya que el escenario en donde actúa estos líderes muchas veces evoluciona repentinamente de manera no prevista, debido a que el Perú es un país con una heterogeneidad cultural abismalmente diferente entre el campo y la ciudad, por lo que Sendero Luminoso no esta cayendo en el mismo error de años pasados en donde decía a sus militante como pelear una batalla. Por otro lado, en el ámbito político se evidencia un limitado compromiso de los líderes con la población peruana, debido a que los líderes políticos en su mayoría se mueven en intereses personales y falsas promesas. De donde nace la manipulación de la población a sus líderes y de los líderes a la población. Un ejemplo típico lo podemos evidenciar durante los procesos electorales, en donde la población pide “algo” a cambio de su voto. Es decir la cultura del liderazgo político esta basada en la queja más que en realidades. Por lo tanto, se presume que mejor líder es quien sabe interpretar mejor las demandas, aunque fuera un pillo de siete suelas que no lograría comprador para su carro usado y a quien nadie desearía como compadre espiritual, o un incompetente incapaz de poder organizar bien una tómbola en la parroquia. Así mismo, hay una excesiva nostalgia por el pasado. Se discute sobre lo que fue, no respecto de lo que puede ser. Por otro lado, hay una expectativa en que sucedan “milagros”. Por lo tanto, se prefiere al fabricante fantasioso de ilusiones por encima del administrador eficaz de realidades. Y, por último, cuando los milagros finalmente no se materializan, la sociedad termina frustrada y cargada de pesimismo.

34

Finalmente, sobre la base del análisis de los modelos de liderazgo y de los principios de los modelos económicos descritos –modelo de mercado y modelo comunista-, podemos afirmar que al interior de sendero luminoso se viene cultivando un modelo de hidalguía militar al mismo estilo feudal, en donde priman las motivaciones intrínsecas con un sólido sustento ideológico. Mientras que al interior de la cultura civil y militar prima la interrogante capitalista ¿que hay par mi? 9. Las Tipologías Organizaciones como el Partido Comunista del Perú, son organizaciones porque están constituidas por varios individuos, quienes se juntaron en busca de un objetivo común y en donde están interactuando los valores individuales de sus integrantes, así como también sus características de personalidad, creencias, prejuicios y sus resistencias. Por lo que no debemos dejar de reconocer a estas agrupaciones violentistas una cultura organizacional propia con valores propios. Esta cultura organizacional en Sendero Luminoso es consecuencia de la ideología comunista y del pensamiento de su líder Abimael Guzmán, quien es el modelo en la formación de los futuros líderes. Así, si bien es cierto que al interior de Sendero Luminoso notamos una estilo de liderazgo para una organización sin puestos de trabajo; también evidenciamos una serie de modelos o tipologías del modo como se esta ejerciendo el liderazgo al interior de esta organización de acuerdo a la coyuntura. Estos estilos podemos diferenciarlos sobre la base de dos variables: el poder y la autoridad. Por un lado, la palabra poder tiene un doble sentido. El primero de ellos se refiere a la posesión del poder sobre alguien, a la capacidad de dominarlo; el otro significado se refiere al poder de hacer algo, de ser potente. Este último sentido no tiene nada que ver con el hecho de la dominación; expresa dominio en el sentido de capacidad. Cuando hablamos de impotencia nos referimos a este significado; no queremos indicar al que no puede dominar a los demás, sino a la persona que es impotente para hacer lo que quiere. Así, el término poder puede significar una de estas dos cosas: dominación o potencia.49 El poder evidenciado como dominación será consecuencia del impulso sádico a la dominación, mientras que el poder como potencia, implica el conocimiento de las fortalezas y debilidades, y a partir de ella la capacidad de actualizar sus potencialidades sobre la base de la libertad y la integridad del yo, no necesita dominar y se halla exento de poder.
49

From, Erich. “El Miedo…”. Paidos. España. 1987. pp. 163

35

Por otro lado, la autoridad se refiere a una relación interpersonal en la que una persona posee un derecho inherente de una posición considerada superior a otra50 y en el ejercicio conciente y enaltecido del principio de autoridad.51 Desde este punto de vista, estamos hablando de una autoridad externa, la misma que es delegada por un agente externo, ya sea a través de la participación democrática de la población o por medio de una responsabilidad jerárquica que una organización delega. Este tipo de autoridad muchas veces es asumida con relativa facilidad por muchos líderes acostumbrados a prometer de todo y no dar nada o a asumir un puesto como favor político. El otro tipo de autoridad esta referida al principio de autoridad, como consecuencia del aprendizaje histórico de nuestros antepasados y guiados por el súper yo –usando el mismo termino de Feud-. Así podemos afirma que la autoridad no es necesariamente una persona o una institución que ordena esto o permite aquello; sino que además es un fenómeno que esta ligado íntimamente a la historia de vida de los individuos. De acuerdo a las variables definidas, los tipos de liderazgo situacional que se vienen ejerciendo de acuerdo a la coyuntura en diversas organizaciones militares y civiles, especialmente en sendero luminoso, implica una acción sustentada en el poder y la autoridad, que nos dan como resultado las siguientes tipologías: 1. Liderazgo Directivo, es el resultado de la interacción entre Mucha Autoridad y Mucho Poder. Se caracteriza por centralizar la toma de decisiones y por dejar poca libertad de acción a sus subordinados. En la mayoría de veces este tipo de liderazgo se manifiesta con características autoritarias, debido a que prima la combinación del afán de dominación –impulso sádico a la dominación- con una autoridad externa, entre las cuales resalta la soberbia, el egocentrismo, el prejuicio y la “mano dura” tal como se viene dando frecuentemente en el Perú. Como ejemplo puedo citar las dictaduras militares, las alianzas entre civilesmilitares y las organizaciones terroristas quienes frecuentemente han manipulado a una población “necesitada” que en la mayoría de veces esta dispuestos a aceptar un régimen autoritario si esto ayudara a solucionar los problemas económicos.

50

51

Stoner, James y otros. “Administración”. Prentice Hall. Sexta edición. México. 1996. pp. 555 Waelder, Robert. “El Pensamiento Vivo de Freud”. Editorial Losada. Buenos Aires. 1939. pp. 159

36

Partiendo de esta tesis, podemos evidenciar que en la mayoría de veces los autoritarios y los dictadores desde el punto de vista psicológico han empalmado neuróticamente con subordinados “si señor”, debido a que este tipo de líderes poseen problemas con su autoridad interna. En tal sentido, el liderazgo autoritario en el fondo es consecuencia de problemas con la autoestima del líder, quien en el fondo no se siente competente y no siente que vale. Por eso necesitan mandar, sentirse poderoso, tener la ultima palabra para demostrarse a si mismo que es capaz. Si algún subordinado da alguna idea diferente de la suya, este tipo de líder la ve como una amenaza, ya que teme que descubran que no es competente. Por eso con actitudes autoritarias y agresivas van formando subalternos sometidos que se limitan a decir “si”. El subalterno “si señor” también tiene problemas de autoestima. No se siente competente; por eso acepta las indicaciones sin cuestionarlas. Además es muy cómodo, ya que el hecho de que se haga lo que el líder quiere implica que si sale mal la responsabilidad no es del subordinado sino del líder.52 Desde este punto de vista y habiéndose dado este tipo de liderazgo cada diez años cíclicamente. Podemos evidenciar que en la mayoría de organizaciones de la burocracia peruana, primordialmente las organizaciones militares en donde es mas notorio esta tipología del liderazgo, encontramos que las labores de gestión son desastrosas por la perdida información valiosa para la toma de decisiones debido a las barreras de comunicación; el personal trabajaba desmotivado y muchas veces realizaba las tareas por temor, sin creer en ellas; se notaba una disminución en la velocidad de respuesta, puesto que el subordinado en la mayoría de veces debía preguntar todo antes de actuar. Con estas situaciones se había creado una cultura del miedo: los subordinados no decían abiertamente todo lo que pensaban, pero se notaba una constante crítica destructiva a escondidas. Creando un clima social inadecuado, de inseguridad y llena de chismes y rumores.53

52

53

Fischman, David. “El Camino del Líder”. Universidad de Ciencias Aplicadas. Lima. 2000. pp. 145 Estas características me fue posible recolectarlo in situ durante mi actividad laboral en una organización militar.

37

Un factor preponderante que contribuye a este modelo de liderazgo en el Perú, es el modelo educativo tradicional, que esta orientado a la formación de personas “bien educadas y obedientes”; es decir, dependientes. 2. Liderazgo Consultivo, es el resultado de la interacción de Mucho Autoridad y Poco Poder. Es el típico líder impuesto por el grupo, pero no tiene el suficiente poder para diferenciarse de sus subordinados, por lo que se ve impulsado a consultar frecuentemente con sus subordinados. Este tipo de liderazgo generalmente se caracteriza por tener poco ascendencia sobre sus subordinados, debido a que este líder muchas veces son “impuestos” considerando factores ajenos para ejercicio eficaz del liderazgo. Estos factores generalmente es el grado militar o el nivel jerárquico asociado a la responsabilidad funcional que un puesto de trabajo lo exige. En tal sentido, en esta topología la relación de líder-subordinado, muchas veces no es del más eficiente ni del más eficaz, debido a que el grupo como tal no han podido construir una razón de ser del grupo sustentado en la búsqueda de objetivos comunes tanto personales como organizacional. Así podemos evidenciar la lucha por el poco poder. 3. Liderazgo Negociador, que es consecuencia de la interacción de Mucho Poder y Poca Autoridad. Este estilo es el típico líder que continuamente reúne a sus seguidores para analizar un problema. Este tipo de líder generalmente escucha a sus subordinados por que no se siente seguro ni que los representa. Cuando un líder posee mucho poder y poco autoridad, se vera en la necesidad de recurrir a otros medios que le faciliten el ejercicio del liderazgo. En este caso la alternativa mas viable es la negociación con sus subordinados, ya que al no delegarles la autoridad para la toma de decisiones, prácticamente este le quita todo medio de influencia para actuar sobre un determinado grupo. Aunque el término negociador implica el acuerdo entre dos partes para la realización de una determinada acción, creo que en realidad este tipo de liderazgo no es del todo eficaz para ejercerlo en determinados lugares como en el caso peruano; ya que tal como se describió en párrafos anteriores, la población peruana esta acostumbrada a manipular a sus lideres de acuerdo a la coyuntura. Así, podemos evidenciar por ejemplo el liderazgo del actual presidente 38

Alejandro Toledo quien posee un elevado poder, pero una baja autoridad moral para el ejercicio de sus funciones, ya que constantemente se evidencia que la población no le esta delegando del todo la autoridad para ejercer sus funciones tal como lo evidencian las subidas y bajadas en las encuestas de aprobación y desaprobación a su gestión presidencial. Este tipo de liderazgo generalmente gasta tiempo y recursos en su intento de ganarse a sus subordinados. 4. Liderazgo Participativo, que es consecuencia de la Poca Autoridad y el Poco Poder. Esta tipología es la que se esta dando predominantemente en Sendero Luminoso. Se caracteriza por no tener un líder fijo en la organización. Sus militantes están actuando como un equipo de remo de río, en donde cada uno de los miembros juegan un rol de liderazgo dependiendo de la situación. En la carrera, la persona que esta en la parte de atrás de la embarcación, el que no sabe remar es el responsable. Él es el líder de las tareas. Fuera del río, el líder es el capitán de la embarcación. Él es responsable de elegir la tripulación, de la disciplina de la disposición del ánimo y de la motivación del equipo; pero en el río el capitán es simplemente un miembro de la tripulación. Por ultimo, esta el liderazgo del entrenador, que es responsable del entrenamiento y perfeccionamiento.54 En América Latina, Sendero Luminoso seria una de las pocas organizaciones que estaría poniendo en práctica un verdadero programa para el ejercicio de este tipo de liderazgo, mas por presión externa que por iniciativa organizacional dirigido a distribuir la toma de decisiones y a responder con mayor velocidad a los cambios situacionales. Ya que desde el punto de vista de la delegación de autoridad y manejo del poder de la información, Sendero Luminoso adolece de estos factores.

ANEXO

54

Handy, Charles. “El nuevo lenguaje de la labor de organización y sus consecuencias para los lideres”. En: Peter Drucker. “El Líder del Futuro”. Deusto. Buenos Aires. 1997. pp. 36

39

Tipologías del liderazgo de acuerdo a la coyuntura

A D CH A U RID M O T AU

DIRECTIVO

M PO UC D HO ER

LIDERAZGO SEGÚN LA COYUNTURA

P PO OC D O ER

PARTICIPATIVO

40

N E G O CI A D O R
D CA A O ID P R TO AU

C O N S U L T I V O

BIBLIOGRAFIA

Arce Borja, Luis. “Entrevista con el Presidente Gonzalo”. El Diario. Julio 1988. Perú Bailetti Mac-Kee, “Subversion and Counter-Subversion: Shining Path”. Citado por Masterson, Daniel. En: “Fuerza Armada y Sociedad en el Perú Moderno”. Instituto de Estudios Políticos y Estratégicos. Lima 2001. Bolívar Alberto. “¿Ha regresado Sedero?”. Lima 2001 Bridges, William. “El liderazgo de la organización sin puestos de trabajo”. Fundación Peter Drucker, “El líder del Futuro”. Deusto. Buenos Aires. 1997. En:

Comité Central Partido Comunista del Perú, “Viva el XXI aniversario de la Guerra Popular”. Ediciones Bandera Roja. 2001. En http://www.solrojo.org Covey, Stephen. “Los 7 Hábitos de la Gente Altamente Efectiva”. Paidos. México. 1996. Crenshaw, Martha: “The logic of terrorism: Terrorist Behaviour as a product of strategic choice”. In: Reich, Walter, Origins of Terrorism. Psychologies, Ideologies, Theologies, States of Mind. Washington DC, Woodrow Wilson Center Press, 1998 Chávez de Paz, D., “Juventud y Terrorismo. Características sociales de los condenados por terrorismo y otros delitos”. IEP, Lima. 1989 Defensoría del Pueblo. “La Desaparición forzada de personas en el Perú”. Serie Informes Defensoriales. Informe Nº 55. Lima. 2002. Departamento de Estado. “Informe sobre practica de DDHH”. Oficina de Democracia, Derechos Humanos y Trabajo. Embajada USA, Marzo 8, 2002. Desco. “Violencia Política en el Perú”, Vol. I 1980-1988. Lima, 1989. Documento de la “1era intervención del Movimiento Popular del Perú en la actividad conjunta con el Partido Comunista de Turquía (Marxista-Leninista) [TKP (ML)]”, 20 de abril del 2002 Fischman, David. “El Camino del Líder”. Universidad de Ciencias Aplicadas. Lima. 2000. From, Erich. “El Miedo a la Libertad”. Paidos. España. 1987. Guzmán, Abimael. “Discurso del Presidente Gonzalo”. Lima. 24 setiembre 1992 Handy, Charles. “El nuevo lenguaje de la labor de organización y sus consecuencias para los lideres”. En: Fundación Meter Drucker. “El Líder del Futuro”. Deusto. Buenos Aires. 1997. Hidalgo Morey, Teodoro. “Sendero Luminoso”. Ed. Monterrico. Lima. 1992. Hoffman, Bruce: “Inside Terrorism”. Columbia University Press. New York. 1998. Jenkins, Brian: “The Study of Terrorism: Definitional Problems”. Santa Monica CA: RAND Corporation, P-6563, December 1980. Masterson, Daniel. Fuerza Armada y Sociedad en el Perú Moderno. Instituto de Estudios Políticos y Estratégicos. Lima 2001.

41

Paredes, Orlando. “La Guerra Justa y el Enemigo Universal”. REDES 2002. Brasil. Agosto 2002 Partido Comunista del Perú. “Documentos Fundamentales”. Lima. 1988 Partido Comunista del Perú. “Línea de Construcción de los Tres Instrumentos de la Revolución. Ediciones Bandera Roja”. Ediciones Bandera Roja. Mayo 1999. En http://www.solrojo.org Quechua, Víctor. “Perú: 13 años de oprobio”. Lima. 1994. Roldan, Julio. “Gonzalo El Mito”. Concytec. Lima. 1990. Robbins, Stephen. “Comportamiento Organizacional”. Prentice Hall. México. 1996. Schlesinger, Arthur. “Sobre el Liderazgo”. En: Lideres del Mundo – Kadafi. Editado por Benjamín Kyle. Cinco. Colombia. 1987. Schmid, Alex. “Political Terrorism: A New Guide to Actors, Authors, Concepts, Data Bases, Theories, and Literature”. New Brunswick, Transaction Books, 1984. Schultze-Rhonhof, Gerd. “La Cultura del Liderazgo en una Fuerza Armada Occidental Moderna”. Universidad de Lima. Perú. 2000. Sifuentes, Marco. “El nuevo objetivo de http://www.agenciaperu.com. 26 de enero del 2003 Sendero Luminoso”. En:

Stoner, James y otros. “Administración”. Prentice Hall. Sexta edición. México. 1996 Título 22 del Código de los Estados Unidos, Sección 2656f(d). Patterns of Global Terrorism. U.S. Department of State. En: http://www.state.gov/s/ct/rls/pgtrpt/2000/ Waelder, Robert. “El Pensamiento Vivo de Freud”. Editorial Losada. Buenos Aires. 1939.

42

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful