P. 1
El Consumismo en AL

El Consumismo en AL

|Views: 139|Likes:
Publicado porMario E López

More info:

Published by: Mario E López on Jan 07, 2011
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

01/07/2011

pdf

text

original

CC603:101 Contemporánea.

Interpretación

Misional

de

la

Cultura

Semana 14: EL CONSUMISMO Y LA ACUMULACIÓN EN AMÉRICA LATINA Trabajo grupal Grupo 4: MARIO ENRIQUE LÓPEZ Y SARIT AZÓCAR DE LLANOS El Consumismo y la acumulación en América Latina
Introducción:
Cuando se habla de necesidades básicas del ser humano, la mayoría de los autores consideran que se refiere a salud, alimentación, vivienda, vestido, entre otros. La Confederación de Organizaciones de Psicopedagogía y Orientación de España afirma que toda persona tiene unas necesidades básicas, necesidades como las de tipo material, comer, dormir, beber, es decir, aquellas necesarias para subsistir, las que le van a permitir seguir viviendo . Sin embargo, consideran que otras de las necesidades del ser humano, una vez superadas las primeras, son el hecho de desarrollarse como personas considerando como pilares fundamentales la identidad, el sentido de pertenencia a un grupo y tener la percepción de ser valorados y aceptados tal como somos. Para desarrollar el tema se consideró el concepto del consumismo como una actitud de las personas, el cual consiste en la acumulación de bienes materiales no esenciales, o consumo descontrolado y tomando en cuenta la sociedad del consumo, basado en el consumismo por encima de la satisfacción de las necesidades básicas y que ha influido en el estado de ánimo, identidad, éxito, o frustración de las personas; quienes viven a expensas de lograr lo que el sistema o mercado les impone, propone o manipula acerca de lo que supuestamente necesita el ser humano y que promueve la competencia en la adquisición de riquezas para mostrar un determinado estatus social. En las próximas líneas se estudia misionalmente El Consumismo y la acumulación en América Latina , partiendo del análisis de videos, la observación en supermercados, las propagandas televisivas y en el cine apoyado en una revisión bibliográfica a través de documentación de Internet, que permitieron arrojar conclusiones y recomendaciones a la iglesia de hoy con el apoyo de la metodología propuesta por el Dr. Vanhoozer, tomando en consideración los planteamientos Epic y Emic y descripciones de importancia relacionadas con el tema del Consumismo en América Latina. Como parte de la Metodología se formuló la matriz misional, tomando en cuenta el método del Dr. Fernández, antes de establecer las conclusiones.

Metodología Utilizada:
Con el propósito de acercarnos a la cultura y descubrir elementos básicos del tema, desarrollados posteriormente en el acercamiento Epic, Emic y la matriz misional se consideraron los elementos que se describen a continuación: 1. El análisis de videos colocados en la página de internet www.youtube.com, recomendados por el profesor Enrique Fernández, y otros que se pudieron agregar para tener un criterio, basado en varios puntos de vista.

2. Observación en supermercados en cuanto a productos más visibles para los compradores, como por ejemplo artículos cercanos a las cajas registradoras e inferir las razones para la colocación y posterior compra de los mismos. 3. Observación a algunos individuos en sus compras en algunas redes de supermercados de Caracas. 4. Observación de la distribución de productos en supermercados y demostración visual de algunas ofertas. 5. Consultas en Internet de temas relacionados con el consumismo, necesidades básicas de individuos, entre otros temas relacionados. 6. Se formuló la matriz misional, del método del Dr. Fernández, en el desarrollo del estudio a fin de establecer conclusiones y recomendaciones para el ministerio de la iglesia.

DESARROLLO DE LA MATRIZ MISIONAL I. Acercamiento Multidisciplinario
En relación al tema que nos compete, referido al Consumo y acumulación en América Latina puede verse que el consumismo forma parte de la propia cultura, no distingue clases sociales, la necesidad de consumo va desde los más pobres hasta los que se les consideran ricos por los bienes que poseen. En el caso de Venezuela, se puede ver en los ranchos de las clases marginales equipos tecnológicos costosos y bienes de consumo por encima de las necesidades básicas. El uso de Internet, por ejemplo, las conexiones inalámbricas prepago han marcado la pauta, así como la televisión a través de antenas satelitales se han adaptado para cubrir estas clases aparentemente excluidas. Las disciplinas que consideramos deben revisarse son: la Psicología, la Mercadotecnia, el Mercadeo, la Publicidad, la Comunicación Social, la Sociología, la Antropología, la Economía, las Finanzas, la Teología, el Diseño Gráfico, entre otros. II. Leyendo el texto desde atrás: El mundo del autor El Consumismo puede definirse como una actitud de las personas y consiste en la acumulación de bienes materiales no esenciales, o a su consumo o compra descontrolada. También puede referirse a un sistema político que promueve la competencia en la adquisición de riquezas para mostrar un determinado estatus social. El consumismo tiene su origen en la primera mitad del siglo XVIII en Europa en lo que era el nacimiento de la sociedad moderna, cuando una parte importante de la población comenzó a adquirir productos que no eran necesarios para la subsistencia o que eran sólo para la exhibición. Hubo varios factores para la aparición del consumismo, entre los más importantes está el hecho que la religión no fue predominante en esa época debido al surgimiento del Movimiento de la Ilustración, que criticaba a la religión y promovía la confianza en la ciencia y en la técnica como instrumentos para mejorar las condiciones de vida del ser humano. Si se parte de este origen, se notará que esta intención perdura hasta nuestros días en el que el consumismo está orientado a adquirir productos no necesarios como lo más moderno en tecnología, en estar a la moda que incluye desde la apariencia personal como los vestidos, accesorios, calzados y hasta la manera de exhibir o mostrar el cuerpo.

Esto se pueden apreciar en varios de los videos que se pudieron revisar relacionado con el consumismo, la gente busca lo que está de moda y el mercado de alguna manera busca atrapar o captar clientes promoviendo la moda o la necesidad en el público que consume.

El caso de América Latina
Este trabajo está enfocado en el Consumismo en América Latina, de allí que los aportes, la investigación y la observación abarca exclusivamente a América Latina y se señalará en algunos casos algunas influencias desde otros territorios como los Estados Unidos, Europa o Asia. En nuestro continente latinoamericano, el consumismo fue tomando auge después de que las filosofías marxistas y socialcristianas que corrieron por todo el continente entre 1960 y 1970 fueron derrotadas. Además, con la crisis y caída del comunismo se fueron introduciendo con más fuerza las economías de mercado. Entre 1980 y 1990 ocurrieron una serie de cambios que trataron de introducir las ideas principales del neoliberalismo: Privatización de las empresas del estado, incremento de las importaciones, disminución de del rol del Estado, inserción de los países latinoamericanos en el mercado mundial. Por otro lado, la influencia de la cultura norteamericana fuertemente promocionada por la televisión y sus películas, ha llevado a la población al consumo de sus productos y tratar de imitar su estilo de vida. Se puede decir que el propósito en la aparición del consumismo es la de fortalecer una ideología política y económica por un lado. Pero por el lado de la población el consumismo tiene el propósito de mostrar un determinado estatus social y una obsesión por la novedad, lo peculiar y sofisticado. Todas las clases sociales están expuestas al consumismo. Sin embargo, se nota que la clase media está bastante atraída al consumismo porque se ha constituido en una manera de mostrar un determinado estatus social. El consumismo se ha expandido fundamentalmente a través de los medios masivos de comunicación, especialmente a través de la televisión. Las películas y la publicidad han contribuido en la promoción del consumismo.

III. Leyendo el texto desde dentro: El mundo del texto 1. Perspectiva Etic
Como hemos dicho anteriormente, el consumismo ha sido promocionado mayormente por la televisión como parte de la estrategia neo liberalista para que las personas adquieran los productos y servicios para que ellos puedan obtener sus beneficios económicos. Y para esto usan la publicidad, para hacer sentir a las personas la necesidad de comprar o adquirir un determinado producto. Esta publicidad está especializada en esto. Usan no sólo la creación de falsas necesidades materiales, sino que más bien usan la creación de necesidades de estatus o emocionales para que la persona crea que por comprar un determinado producto se sentirá mejor o pertenecerá a una clase social a la que aspira. El consumismo ha sido incentivado entonces por la publicidad, por la presión social, por la falta de conciencia en cuanto al uso de artículos que pueden ser re-usados, por la aparición de artículos de baja calidad y de bajos precios pero que a la larga salen más costosos.

El Consumismo se presenta cuando una población se deja llevar por los siguientes factores para realizar sus compras: a. Estatus, cuando la compra de un determinado artículo se realiza para demostrar que se pertenece a una determinada clase social. b. Afectivo, es decir que se realiza la compra para ganar el afecto de un determinado grupo de personas. En caso contrario se ganaría el rechazo. c. Masificación, esto significa que en la medida en que la mayoría adquiere un determinado producto sube la presión por tenerlo para las personas que aún no lo tienen.

2. Perspectiva Emic
Es importante para atender a las personas que conforman y forman parte de una sociedad de consumo hacer un estudio minucioso del comportamiento, la perspectiva o plan de vida de las personas, los intereses predominantes en las distintas poblaciones por grupos etáreos y clases sociales. De alguna manera profundizar en una cultura determinada acerca de los efectos del consumismo, así como los expertos en mercadeo estudian la mejor forma de vender un producto o convertirlo en una necesidad.

IV. Leyendo el texto desde el frente: El mundo del receptor
El consumismo está bien arraigado en la mentalidad de las personas de nuestro contexto venezolano. Esto lo decimos porque es claramente visible en las actitudes y conductas de la población. Nada más hace falta ver los comerciales de la televisión para darse cuenta que la mayoría de ellos no apunta a las necesidades básicas de las personas sino más bien a asuntos que tienen que ver con el lujo o con el estatus social. Muchas de tales propagandas van dirigidas a que las personas necesitan tal o cual producto para ser un mejor tipo de persona o tener un mejor estatus social. Se puede ver, por ejemplo, que cercano a días comerciales como las madres, padres, niños, enamorados y navidad; la mayoría de los comerciales tienen mayor fuerza en los productos que consume cada grupo. Aparte de esto vemos que la población ha seguido fielmente la influencia de la publicidad en este sentido. Y se aprecia que las personas hacen muchos esfuerzos por tener determinados productos y marcas para así aparentar una posición social que no se tiene. Y en otro caso la figura que se muestra en el caso de las mujeres, son delgadas, con glúteos y senos de mayor voluminosidad, que en muchos casos, se ha logrado vender esta imagen incrementando significativamente el número de cirugías estéticas y venta de productos para adelgazar, apuntando mayormente en la autoestima de la persona o añadir valor a esta según lo tenga o como se vea. De allí que vemos como las personas, sin importar su particular situación económica hace muchos movimientos de dinero o se endeudan para tener por ejemplo un automóvil de una marca determinada, ropa a la moda actual, y a parte de artefactos tales como laptops, teléfonos móviles de última generación y otros artículos electrónicos. Se podría decir que para muchas personas el consumismo es como una droga que los hace alejar de la realidad socioeconómica que enfrentan y los lleva a un oasis en donde pueden sentirse satisfechos por un momento. En muchos casos estos son sostenidos por las tarjetas de

Crédito, la cual es una deuda silenciosa que se puede incrementar sin notarlo la persona que la posee.

V. Evaluación
El consumismo es una actitud o tendencia que lleva a la persona a gastar más allá de sus necesidades e ingresos, con el fin de que la persona se sienta mejor, o crea tener una mejor calidad de vida, y pueda reflejar un determinado estatus social. De alguna manera es estar a la par de lo que el sistema trata de mostrar como mejor calidad de vida. Pero el consumismo está afectando de forma negativa a la sociedad, mostrando un deseo ferviente en las personas por lo novedoso aunque ello signifique socialmente de manera real tener menores ingresos, ya que se endeudan por lograr un aparente mejor estatus. Debido a la presión social que el consumismo produce cada día hay más injusticia, más delincuencia, más hambre y miseria (económica y mental), más problemas ambientales (como por ejemplo más basura). Por ejemplo las clonaciones de tarjetas de crédito, el robo de celulares de última generación, como el blackberry, iphone entre otros.

Algunos casos en Venezuela
Al observar algunos supermercados de Caracas, que vale decir son muy bien surtidos, se puede apreciar que en algunos pasillos y principalmente en los extremos, colocan productos aparentemente en oferta, con sus precios en carteles grandes y lotes de estos productos que llaman la atención de las personas, sin embargo necesariamente no son los más económicos de su ramo, al observar los otros precios de productos del mismo ramo, sin embargo, a pesar de no son considerados de primera necesidad ni los más económicos, la gente los adquiere. Por otro lado, cercanos a las cajas registradoras del superercado se observan productos que no son de primera necesidad y en una cantidad considerable, como por ejemplo, aromatizantes, repelentes de zancudos, cepillos de dientes infantiles, afeitadoras, enjuagues bucales, accesorios para bebés, juguetes para niños, entre otros. Y se puede observar a los niños pidiendo estos productos a sus padres. En un supermercado visitado, había una promoción: mientras más compres más ganas , resaltando que si invertían suficiente dinero en el mercado podían optar por ganar un mercado por el monto de la compra, y eventualmente se encuentran distintas promociones motivando el consumo de los clientes, como rifas, por ejemplo. En Caracas, por ejemplo, como ciudad capital mucha gente emigró buscando el campo laboral o mejorar su calidad de vida, la ciudad como un valle que es, se llenó de viviendas en los cerros. En un recorrido a algunos de ellos, se observan casas en condiciones precarias de infraestructura, de zinc, de madera o materia de desecho, de bloque sin frisar, entre otros, pero con equipos de sonido, televisores plasmas y antenas de DIRECTV. Entonces la pregunta es ¿Cuál es la primera necesidad?, se observan a niños que han desertado en la escolaridad, en algunos casos hasta desnutrición, pero sus valores se han distorsionados, la primera necesidad ya no es cubrir los requerimientos mínimos del sustento en cuanto a alimentación, educación y salud, sino a tener los equipos para estar al día. El consumismo en su propia expresión. Actualmente en las salas de cine caraqueñas la publicidad se ha acentuado significativamente. En una de las redes de cines, aparece en promoción como la mejor oportunidad para vender. El

Director de Comercialización y ventas de esta red afirmó que la intención que persiguen es que la gente consuma los productos que allí se venden a través de spot digital , la frase que llama la atención es esta: las empresas que hacen publicidad son las que se mantienen vivas en la mente de los compradores . Puede verse por: http://www.youtube.com/watch?v=OeJNmleLcas&NR=1

VI. Matriz Misional
En esta sección vamos a revisar el consumismo a la luz de la Palabra de Dios y las presuposiciones que tenemos al entender la Misión de Dios. Tomaremos como referencia la matriz misional propuesta por el Dr. Fernández.

I. Presuposiciones misionales
1. Una realidad real. El consumismo pretende hacer ver a las personas que la felicidad y la realización de ellas mismas se encuentra en la acumulación o en la adquisición desenfrenada de bienes, productos o servicios. Además, hace creer a la persona que el valor de la misma está directamente relacionado con su consumo. Y por otro lado, el consumismo lleva a la persona a vivir en un mundo irreal. Pero la Biblia nos enseña que este mundo es real a todos los niveles. La realidad actual de las naciones y personas responde a un propósito previamente establecido por Dios. Por otro lado, también la Biblia nos enseña que el valor de las personas y el sentido de su vida no está en la abundancia de los bienes que posee (Lucas.12:15). 2. Un conocimiento posible. El Consumismo presenta la idea que la felicidad está en obtener lo material y gastarlo. Circunscribe la vida sólo a eso y a esta esfera terrenal. Además, promueve el egoísmo y el individualismo. Pero la Palabra de Dios nos muestra que la felicidad de la persona no consiste en esto sino más bien en conocer a Dios, en tener una relación personal con Él. Por otro lado, la Escritura nos habla del amor, de la bondad y de la generosidad. Nos habla de la comunidad y de la importancia de las relaciones interpersonales. 3. Un universo abierto. Hay un único y verdadero Dios, el único que merece ser adorado. En el consumismo de alguna manera se idealizan lo bienes materiales, que se convierten en ídolos que crean vicios, el deseo de cambiar constantemente de artículos para comprar los de última generación. Algunas personas llegan a padecer de bulimia por tratar de tener cuerpos delgados, que luego se enferman, otros escapan de la realidad donde viven y usan las drogas como escapismo, de alguna manera la antítesis del consumismo es el no valorar lo que se tiene y sentirse frustrado por no estar en el estatus que te vende el mercado. (Proverbios 30.20-23) 4. Una verdad absoluta. El consumismo es presentado como una verdad absoluta para que la persona obtenga la felicidad a través de su práctica. Sin embargo, la Biblia nos enseña que la vida terrenal es sólo una preparación para la eterna y que la persona debe más bien cultivar lo espiritual a través de una relación con su Creador para que así realmente pueda tener sentido su vida y la felicidad. Esta sociedad presenta que el valor de la persona y un máximo propósito de la vida es la acumulación de las riquezas. Sin embargo, Jesús dijo con mucha claridad que esto es sumamente

dañino para el ser humano. Él dijo: ¡Tengan cuidado! --advirtió a la gente--. Absténganse de toda avaricia; la vida de una persona no depende de la abundancia de sus bienes. (Lucas 12:15, NVI) El valor de una persona no está determinado por sus posesiones, sino por lo que es realmente: una creación de Dios que merece respeto (Salmo 139:14). Una verdad aún más importante es la de que Dios es el dueño absoluto del universo y de las posesiones materiales. Los cristianos creemos que Dios es nuestro proveedor y que él ha prometido suplir todo lo que necesitamos, no lo que deseamos. 5. Una historia lineal. Esta presuposición se relaciona con el consumismo al considerar que las personas podrían no tener rumbo si no logran tener lo que el mercado les vende como vida plena , vida de calidad o la mejor vida . Por lo tanto las personas sumergidas en el consumismo o influenciadas por este podrían tener falta de dirección o rumbo en la vida, una especie de sin sentido de la vida. Distinto a la misión de Dios planteada en la Biblia que muestra un Dios eterno con un plan definido, que va más allá de los bienes materiales. Todo el libro de Eclesiastés es fundamental para esta presuposición. 6. Un universo moral. El consumismo presenta varias ideas morales. En primer lugar, presenta la idea que el hombre puede hacer lo que quiera y usar el dinero como así lo desee. Pero la Biblia enseña que el ser humano realmente es una criatura que sirve o al pecado o a Dios. Y con respecto a los bienes materiales, se ve con claridad que Dios es el dueño y Señor de todo el universo y de todo lo que este mundo tiene. En segundo lugar, presenta la idea que una persona que puede acumular o gastar entonces tiene un determinado valor social y moral. La Palabra de Dios nos dice que el valor de la persona está determinado por lo que es: un ser humano creado a imagen y semejanza de Dios y no por lo que hace o posee. En tercer lugar, el consumismo trae más competencia (desleal y feroz), problemas ecológicos, problemas con la distribución de las riquezas, problemas familiares, personales y hasta culturales. Todos estos problemas son resultados del estado espiritual del ser humano alejado de Dios. Como el centro del consumismo es la persona y no Dios entonces se verán estos efectos. 7. Un universo espiritual. El énfasis del consumismo está en el aquí y en el ahora. Se limita únicamente al cuerpo y a la tierra. Pero la Escritura señala que el ser humano es más que un cuerpo y vive no solamente para el aquí y ahora, sino para la eternidad. La Biblia nos enseña que lo material es pasajero e inestable en cambio lo espiritual es eterno y verdaderamente importante.

Modificación
La Escritura nos da muchos principios para que podamos evaluar el consumismo y el deseo de acumular posesiones. La matriz misional que hemos descrito anteriormente nos presentan las verdades bíblicas respecto a esta ideología. El consumismo está fuertemente arraigado en la cultura latinoamericana actual, este pensamiento llena a las personas de muchas contradicciones porque viviendo en países donde hay

mucha pobreza, las personas se afanan por la posesión de cosas que los eleven a un determinado estatus social y calidad de vida y lo que realmente está sucediendo es que por el consumismo muchas personas están cayendo en más deudas, pobreza y se están acrecentando muchos males sociales. Sin embargo, las personas no suelen darse cuenta de esto, ya está arraigado en su cultura. La invitación al consumo está en las actividades diarias: al dirigirse a sus trabajos en vallas publicitarias, cuando ven programas televisivos en las propagandas, al leer el periódicos o revistas, cuando consultan sus correos por Internet, cuando van al cine y muchas otras opciones.

IX. Implementación
En una sociedad donde impera la enseñanza y práctica del consumismo, es sumamente necesario que la iglesia de Cristo asuma una postura ante esta ideología y que además practique los valores del reino de Dios. Aunque en teoría puede ser relativamente fácil identificar lo que es el consumismo, en la práctica es donde nos encontramos con las dificultades, porque algunas de las actitudes en las personas señaladas con respecto al consumismo en el presente trabajo, también se observan en el pueblo cristiano, debido a que esta es una ideología que aparentemente no toca el aspecto religioso y además está bien inmersa dentro de la cultura, y no es vista como algo malo. Es por esto que las comunidades cristianas deben revisar continuamente este tema a la luz de la Escritura y enseñar lo que la Biblia plantea en cuanto a la verdadera riqueza, la actitud que debemos tener ante las posesiones y la correcta administración de ellas. Es importante enfatizar la enseñanza de la actitud de contentamiento que debemos tener los cristianos, enseñando a profundidad pasajes como Filipenses 4: 10-20 y 1 a Timoteo 6. Por lo menos una vez al año, las iglesias deben tener seminarios de finanzas, donde se enseñe a las personas a ahorrar, a dar, y sobre todo a no caer en la trampa del consumismo. Por otro lado, los creyentes de manera individual debemos revisar nuestras actitudes frente a las posesiones para hacer los correctivos necesarios y no asumir las mismas posturas que tiene la gente no creyente quienes han claudicado ante el consumismo. En este sentido vale la pena que seamos críticos y reflexivos en cuanto al consumismo. Que revisemos nuestras motivaciones para adquirir las cosas. ¿Realmente estamos comprando las cosas que verdaderamente necesitamos? o ¿hemos caído en la corriente consumista de la sociedad?. Conclusiones El estudio misional de El Consumismo y la acumulación en América Latina , que se llevó a cabo en este trabajo y partiendo de el análisis de videos, la observación de individuos y supermercados y la revisión de la literatura relacionada con este tema, despierta el interés y la pregunta a la Iglesia latinoamericana ante esta situación que ya forma parte de la cultura y que como sal, luz de la tierra y pueblo escogido debemos abordar. Llama poderosamente la atención como iglesias dedican el mensaje en la prosperidad y los bienes materiales, dando honor a esta tendencia y dejando a un lado el centro del mensaje el cual es Jesucristo.

Creemos que pueden darse Foros y discusiones a nivel internacional acerca de estos temas, mostrando la realidad y planteando alternativas de intervención de la iglesia, de acuerdo a la Palabra y ante esta realidad cultural. Dios atiende al humilde, Dios nos viste y nos sostiene. La gente anhela llenar sus vidas de bien, de sentido, de propósito, no de los bienes que se van y de desvanecen y que al final veremos que somos polvo. El libro de Eclesiastés aborda principios fundamentales de vida relacionados a este tema. Volvamos al principio, volvamos a Dios y vivamos la vida plena conforme a las Escrituras, sin dejar de lado el contexto de un mundo sediento y hambriento por una respuesta sólida y que desea llenar sus vacíos. Es necesario que la iglesia de Cristo, como pueblo de Dios de respuestas pertinente al problema del consumismo en América Latina y que en medio del arraigo cultural que imperceptible muestre y refleje esta realidad, teniendo como base de valores y principios fundamentales la Palabra de Dios y la vez que la iglesia sea modelo de vida en relación con el uso y administración de los bienes materiales. Ante esta realidad, debemos desarrollar como pueblo de Dios de forma intencional, la manera de que las personas vean en Cristo, el único de puede suplir sus necesidades emocionales, espirituales y hasta materiales, no se trata solo de fe, sino de que la vida del ser humano sea plena en Cristo. Además de que el amor de Dios está por encima de lo que somos, que él nos da un justo valor basado en su amor, independientemente de lo que tengamos. El hecho de creer en Cristo nos da un lugar y un estatus particular que no se compra, el cual es pertenecer a la familia de Cristo, la de los redimidos, las de lo que aman a Dios. Pertenecemos a la cultura que se basa en la fe. La que vive con certezas y convicciones basadas en la Palabra de Dios y la que es gobernada por el Rey de reyes y Señor de señores. Bibliografía Consulta en Vídeos: http://www.youtube.com/watch?v=LPnTNjpmImo http://www.elcultural.es/version_papel/LETRAS/9465/Derivas_del_discurso_capitalista letra de video: http://www.youtube.com/watch?v=-F2pJPQZR3s&NR=1&feature=fvwp Información de Internet América Latina, Colonial y Capitalista. (sf). http://www.eumed.net/cursecon/textos/Frank/1.C.htm El consumismo impone la desigualdad. (2009). Tomado de: http://www.minci.gob.ve/reportajes/2/189397/el_consumismo_impone.html Consume el consumismo con sumo gusto (2010). Tomado de http://colombia.indymedia.org/news/2010/01/110515.php Consumismo (2009). Tomado de: http://es.wikipedia.org/wiki/Consumismo

Consumismo, un mal de graves consecuencias. (2005). Tomado de: http://www.azcentral.com/lavoz/casas/articles/072705empresas-CR.html Consumidos por El consumo. (sf). Tomado de: http://www.elmundo.es/magazine/m17/textos/conocer1.html Consumismo no significa felicidad. (2004). Tomado de: http://news.bbc.co.uk/hi/spanish/business/newsid_3383000/3383529.stm Corsín, Alberto y Moreiras, Alberto. El discurso de la acumulación. (2010). Tomado de: http://www.flickr.com/photos/museoreinasofia/4403094247/ Cristoffanini, Pablo R. Revista Sociedad y Discurso, Nº 10, La cultura del consumo en América Latina. (2006). Tomado de: www.discurso.aau.dk/...10-final/Pablo-consumismo.pdf Cuatro «erres» contra el consumismo Leonardo Boff (2009) Tomado de: http://www.loquesomos.org/joom/index.php?option=com_content&view=article&id=209:cuatroqerresq-contra-el-consumismo&catid=41:consumo&directory=102 La pandemia del consumismo (2009). Tomado de: http://alainet.org/active/26566&lang=es Majfud, Jorge. (2009). Tomado de: http://institucional.us.es/araucaria/otras_res/2009_11/resegna_1109_6.htm Mardones, José Ma. (2010).Patologías de la sociedad consumista. Tomado de: http://es.catholic.net/psicologoscatolicos/509/841/articulo.php?id=11005 Marini, Ruy Mauro. La acumulación capitalista mundial y el subimperialismo. Tomado de Cuadernos Políticos n. 12, Ediciones Era, México, abril-junio de 1977. http://www.mariniescritos.unam.mx/006_acumulacion_es.htm Necesidades básicas del ser humano. (2008). Tomado de: http://www.copoe.org/?q=node/308

.

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->