P. 1
Manejo de Mastitis en La Mujer Durante La Lactancia

Manejo de Mastitis en La Mujer Durante La Lactancia

|Views: 794|Likes:
Publicado porEdison Lucio

More info:

Published by: Edison Lucio on Nov 21, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

01/12/2013

pdf

text

original

Manejo de mastitis en la mujer durante la lactancia

JEANNE P. SPENCER, MD, Conemaugh Memorial Medical Center, Johnstown, Pennsylvania

La mastitis ocurre en aproximadamente el 10 por ciento de las madres de U.S. que están amamantando, y puede conducir a la suspensión de la lactancia materna. El riesgo de mastitis puede reducirse vaciando frecuentemente y completa la mama y mediante la optimización de la técnica de la lactancia materna. El dolor de pezones pueden precipitar la mastitis. El diagnóstico diferencial de los pezones adoloridos incluye irritación mecánica de un pestillo pobre o anomalías de la boca infantil, tales como el paladar hendido o infección bacteriana o levadura. El diagnóstico de mastitis es generalmente clínico, con los pacientes que presentan con sensibilidad focal en una mama acompañada por fiebre y malestar general. El tratamiento incluye cambiar la técnica de la lactancia materna, a menudo con la ayuda de un consultor de lactancia. Cuando se necesitan antibióticos, eficaz contra Staphylococcus aureus (por ejemplo, dicloxacilina, cephalexin) son preferidos. Como S. aureus meticilina resistente se vuelve más común, es probable que sea la causa más común de mastitis y antibióticos que son eficaces contra este organismo pueden ser preferidos. El amamantamiento debe alentarse en presencia de mastitis y generalmente no suponen un riesgo para el bebé. El absceso de mama es la complicación más común de mastitis. Se puede prevenirse el tratamiento precoz de mastitis y amamantamiento. Una vez que se produce un absceso, es necesaria la aspiración de drenaje o aguja quirúrgica. La lactancia materna puede continuar normalmente en presencia de un absceso tratado.

1

L

a mastitis se define como la inflamación de los senos. Aunque puede ocurrir espontáneamente o durante la lactancia, este debate está limitado a la mastitis en mujeres lactantes, con mastitis definido clínicamente como localizada, dolorosa inflamación de los senos que se producen en conjunto con síntomas similares a la gripe (por ejemplo, fiebre, malestar general). La mastitis es especialmente problemático porque puede llevar a la suspensión de la lactancia materna, que proporciona óptima nutrición infantil. Los objetivos de la gente sana 2010 para la lactancia materna son que el 75 por ciento de las madres iniciar la lactancia materna, con 50% y el 25 por ciento continúa seis y 12 meses, respectivamente.1 En el 2005, en la mayoría de los Estados no fueron alcanzadas estas metas (figura 1).2 Para extender la duración de la lactancia materna, los médicos de familia debe convertirse en más adeptos a ayudar a las madres a superar las dificultades de la lactancia materna como la mastitis. La incidencia de mastitis varía ampliamente a través de las poblaciones, probablemente debido a las variaciones en los métodos de la lactancia materna y el apoyo. Estudios han reportado la incidencia a ser tan alto como el 33 por ciento en mujeres lactantes.3 Un estudio de mujeres lactantes 946, seguido de manera prospectiva, encontró una incidencia de 9,5%. 4 Aunque la mastitis puede ocurrir

en cualquier momento durante la lactancia, es más común durante las semanas segunda y tercera después del parto, con 75 a 95 por ciento de los casos que se producen antes del bebé es tres meses de edad.3 Es igualmente común en la mama derecha e izquierda. Factores de riesgo5 para mastitis se enumeran en la tabla 1.3 , 4 , 6 – 8 Prevención de la Mastitis Se han publicado pocos ensayos sobre métodos para evitar la mastitis. La mayoría de las intervenciones se basa en la experiencia clínica y reportes. Porque la mastitis se cree que el resultado en parte de la eliminación inadecuada de leche de la mama, la optimización de la técnica de la lactancia materna es probable que sea beneficioso. Sin embargo, un ensayo mostró que una sesión única de 30 minutos de asesoría técnica de la lactancia materna no tiene un efecto estadísticamente significativo sobre la incidencia de mastitis.9 Por tanto, un apoyo continuo puede ser necesario para lograr mejores resultados. Consultores de lactancia pueden ser valiosos en este esfuerzo. Además, desinfección de cabecera de mano por las madres de lactantes en la unidad de posparto ha demostrado reducir la incidencia de mastitis. 10

TIPO: CLAVE DE RECOMENDACIONES PARA LA PRÁCTICA
Calificación de pruebas

Recomendación clínico

Referencias

Optimizar el apoyo de la lactancia es esencial en las mujeres con mastitis. Examenes de leche rara vez es necesaria en el diagnóstico de mastitis, pero se debe considerar en casos refractarios y adquiridos en el hospital. Antibióticos eficaces contra Staphylococcus aureus son las preferidas en el tratamiento de la mastitis. La lactancia materna en presencia de mastitis generalmente no suponen un riesgo para el bebé y debe continuar para mantener el suministro de leche.

C C C C

3 , 17 3 , 7 , 16 16 , 17 3 , 20
2

A = pruebas consistentes y de buena calidad orientadas al paciente; B = inconsistente o calidad de limitada evidencia orientadas al paciente; C = consenso, pruebas orientadas a la enfermedad, práctica habitual, opinión de los expertos o series de casos. Para obtener información sobre el sistema de calificación de pruebas SORT, vaya a http://www.aafp.org/afpsort.xml.

Factores de riesgo Pezones adoloridos pueden ser un indicador precoz de una condición que puede predisponer a los pacientes a la mastitis. En las primeras semanas de la lactancia materna, los pezones adoloridos más a menudo son causados por un cierre pobre por la alimentación infantil. El mejor cierre puede ser evaluado por alguien experimentado en lactancia que observa una alimentación. Vistiendo protectores respaldado por el plástico puede conducir a la irritación del pezón por la humedad atrapada. 11 Para los pezones adoloridos que son excesivamente secos, la aplicación de la leche materna expresados o lanolina purificada puede ser beneficiosa. 11 Prevalencia de la lactancia materna

con grietas en los pezones que dieron positivo para Staphylococcus aureus a la educación lactancia por sí sola, la aplicación de mupirocina tópica (Bactroban) 2% ungüento o pomada de ácido fusídico (no disponible en los Estados Unidos), o la terapia oral con cloxacilina (ya no está disponible en los Estados Unidos) o la eritromicina.12 Las madres en el grupo de antibióticos por vía oral tuvieron una resolución mucho mejor de grietas en los pezones. Tabla 1 Factores de riesgo para la mastitis El labio leporino o paladar Pezones agrietados Dificultades de apego infantil Estasis de leche local Perdió la alimentación Piercing en el pezón * Protectores de plástico-backed Mala nutrición materna Mastitis anterior Primiparidad † Restricción de un sostén apretado frenillo corto en el bebé Pezones adoloridos Uso de un extractor de leche manual Infección de levadura

* — Mejor documentado fuera de lactancia. † — Demostrado de forma inconsistente. Información de referencias 3 , 4 y 6 a 8.

Ffigura 1 prevalencia de 2005 de la lactancia materna de los bebés
de seis meses de edad por Estado. Reprinted de http://www.cdc.gov/breastfeeding/data/NIS_data/images/map_6 mo_2005.gif. Visitada el 2 de julio de 2008.

Las fisuras del pezón pueden causar dolor y pueden servir como un portal de entrada para las bacterias que resultan en la mastitis. Un estudio aleatorizado madres

El bloqueo de los conductos de leche también puede conducir a la mastitis. Esta condición se presenta como dolor localizado en el seno de la eliminación inadecuada de leche de un conducto. Una asociación de la zona roja y sensible está presente en la mama afectada, y una ampolla dolorosa, blanco, de 1 mm puede estar presente en el pezón. Esta ampolla se piensa que es un crecimiento excesivo del epitelio o una acumulación de material de partículas o grasa. La eliminación de la ampolla con una aguja estéril o frotando con un paño puede ser beneficioso.3 Otros tratamientos incluyen frecuente de la lactancia materna y el uso de compresas

tibias o duchas. A menudo es útil masajear el área afectada hacia el pezón. Debe evitarse la ropa constrictiva. La Infección por levaduras puede aumentar el riesgo de mastitis provocando fisuras de pezón o estasis de leche. Una infección por levaduras se debe sospechar cuando dolor — a menudo descrito como filmar el pezón a través de la mama a la pared torácica — es fuera de proporción con los hallazgos clínicos. Esta afección a menudo está asociada con otras infecciones de levadura, tales como candidosis bucal o dermatitis del pañal. Exámenes de la leche o en la boca del bebé es raramente útil. El tratamiento de la madre y el bebé es esencial. Agentes tópicos que a menudo son eficaces incluyen nistatina (nistatina) para el bebé o la madre, o miconazol (Micatin) o el ketoconazol (Nizoral, marca ya no está disponible en los Estados Unidos) para la madre.11 La aplicación de la violeta de genciana de 1% en agua es una alternativa de bajo costosa y a menudo eficaz (aunque desordenado). La solución es aplicada con un hisopo de algodón antes de una alimentación, la parte de la boca del bebé que entra en contacto con el pezón. Después de la alimentación, las áreas del pezón que no son de color púrpuras están pintadas con la solución. Este procedimiento se repite para tres o cuatro días.13 A pesar de que no sea aprobado por la administración de drogas y alimentos de Estados Unidos FDA para el tratamiento de mastitis, el fluconazol (Diflucan) es a menudo prescrita para la madre y el bebé con casos severos de mastitis. La dosis para la madre es de 400 mg el primer día, seguido por 200 mg diarios durante un mínimo de 10 días. El tratamiento de dosis única, como la se utiliza para la candidiasis vaginal, es ineficaz.11 El bebé no es tratado adecuadamente por el fluconazol que pasa a la leche materna y debe tratarse con 6 a 12 mg por kg en el primer día, seguido de 3 a 6 mg / kg / día durante al menos 10 días. 14 Las anomalías de la boca (por ejemplo, labio leporino o paladar) pueden conducir al trauma de pezón y aumentar el riesgo de mastitis. Los bebés con un frenillo corto (figura 2) pueden ser incapaces de tomar la leche eficazmente de la mama, conduce al trauma de pezón. La frenotomia puede reducir el trauma de pezón y normalmente es un procedimiento simple, sin derramamiento de sangre que se puede realizar sin anestesia.15 La incisión se hace a través de la banda translúcida de tejido debajo de la lengua, evitando cualquier vasos sanguíneos o tejidos que pueden contener los nervios o músculos. 11 Diagnóstico El diagnóstico de mastitis generalmente se hace clínicamente. Los pacientes normalmente se presentan con sensibilidad en las mamas localizadas, unilateral y eritema, acompañada de una fiebre de 101 ºF (38.5 ºC), dolor de cabeza, malestar general, fatiga y dolores de cuerpo.5 , 11 La figura 3 muestra un ejemplo del aspecto clínico de mastitis. Examen es raramente utilizado para confirmar la infección bacteriana de la leche porque los cultivos positivas pueden ser resultado de colonización bacteriana normal, y cultivos negativas no descartar de

mastitis.3,7,16 Cultivos se ha recomendado cuando la infección es severa, inusual, o adquirido de hospital, o si se produce un error a responder a tratamiento dos días con antibióticos apropiados.3 Los cultivos puede considerarse también en localidades con una alta prevalencia de resistencia bacteriana. Para el cultivo de la leche, la madre debe limpiar sus pezones, mano expresa una pequeña cantidad de leche y deséchela. Entonces ella debe expresar una muestra de la leche en un recipiente estéril, cuidando de evitar tocar el pezón al contenedor.17
3

Figura 2 Infantil con un frenillo corto, lo que causó episodios repetitivos de mastitis en la madre durante la lactancia. Tratamiento consistió en mupirocina tópica (Ceftin) para la madre y un frenotomy para el bebé, después de que el bebé comenzó con regularidad a la lactancia materna y ganando peso adecuadamente.

Tratamiento El tratamiento de mastitis se inicia con la mejora de la técnica de la lactancia materna. Si la madre deja de drenar la mama durante un episodio de mastitis, ella habrá aumentado estasis de leche y es más probable que desarrollar un absceso. Consulta con un consultor de lactancia experimentados a menudo es inestimable. Las madres deben beber mucho líquido y obtener un descanso adecuado. 3 , 17 El ultrasonido no ha probado ser útil. Los homeopáticos no han sido bien estudiados para la seguridad o efectividad.18 Debido a que la madre y el bebé son colonizados por lo general con los mismos organismos en la mastitis tiempo desarrolla, la lactancia materna puede continuar durante un episodio de mastitis sin preocuparse por la infección bacteriana que se transmiten al infante. 3 Además, leche de una mama con mastitis ha demostrado contener el aumento de los niveles de algunos componentes antiinflamatorios que pueden ser protectoras para el bebé.19 La continuación de la lactancia materna no suponen un riesgo para el bebé; de hecho, permite una mayor probabilidad de la lactancia materna después de la resolución de la mastitis y permite la eliminación más eficiente de la leche materna de la zona afectada. Sin embargo, algunos bebés pueden desagrada el sabor de la leche de las mamas infectadas, posiblemente debido al

mayor contenido de sodio.20 En estos casos, la leche puede ser bombeada y descartada. Transmisión vertical del virus de inmunodeficiencia humana (VIH) de madre a bebé es más probable en presencia de mastitis.3,21 Esto es especialmente importante en los países en desarrollo donde las madres que son VIH-positivo pueden ser la lactancia materna.3 La Organización Mundial de la salud recomienda que las mujeres con infección por el VIH que están amamantando ser educados sobre los métodos para evitar la mastitis, y que aquellos que desarrollan la mastitis evitan la lactancia materna en el lado afectado hasta que la condición se resuelve. 3

Tabla 2 Antibióticos orales para la mastitis Amoxicilina/clavulanate (Augmentin), 875 mg dos veces al día Cefalexina (Keflex), 500 mg cuatro veces al día Ciprofloxacina (Cipro), * 500 mg dos veces al día Clindamicina (Cleocin), * 300 mg cuatro veces al día Dicloxacilina (Dynapen, marca ya no está disponible en los Estados Unidos), 500 mg cuatro veces al día Trimetoprima/sulfametoxazol (Bactrim, Septra), * † 160 mg/800 mg dos veces al día
* — A menudo eficaces contra Staphylococcus aureus resistente a la meticilina. †: Evitar en las mujeres saludables lactantes dos meses o más joven y comprometidos de los bebés. Información de referencias 11 , 17 y 22.
4

Medida para pacientes ambulatorios infección resistente a la meticilina S. aureus (MRSA) se vuelve cada vez más común, los médicos deben ser conscientes de la prevalencia local y la sensibilidad de este organismo. el reporte de un caso reciente describe MRSA contaminación de la leche materna expresada y esto implica la muerte de un bebé prematuro con sepsis.24 Organismos distintos de S. aureus rara vez se han implicado como la causa de mastitis. Estos incluyen hongos como Candida albicans, así como Streptococcus, grupo A beta-hemolítico Streptococcus pneumoniae, Escherichia coli y Mycobacterium tuberculosis. 7 , 11 Complicaciones Una de las complicaciones más comunes de mastitis es el cese de la lactancia materna. Las madres deben recordar los muchos beneficios de la lactancia materna y alienta a perseverar. Otra complicación potencial es el desarrollo de un absceso, que presenta de forma similar a la mastitis, excepto que hay un área de firme en la mama, a menudo con fluctuante. Un absceso puede confirmarse por ecografía y debe ser tratado con drenaje quirúrgico o aspiración con aguja, que deba repetirse. Líquido desde el absceso debe ser cultivado, y deben administrarse antibióticos, como se indica en el cuadro 2. 11,17,22 Por lo general, puede continuar la lactancia materna, excepto si la madre está gravemente enferma o la boca del bebé debe ocluir la incisión abierta cuando la alimentación.20 Debido a que el cáncer de mama inflamatorio puede parecerse a la mastitis, esta condición debe considerarse cuando la presentación es atípica o cuando la respuesta al tratamiento no como se esperaba. Recursos
La Asociación Internacional de consultor de lactancia es una organización de consultores de lactancia certificado. Su sitio Web (http://www.ilca.org) listas de consultores de lactancia locales en todo el mundo. Liga de la Leche internacional (http://www.llli.org) tiene muchos documentos para ayudar a las madres lactantes con problemas comunes (por ejemplo, pezones adoloridos).

Figura 3. Grave mastitis en una mujer a los siete meses después del parto que la lactancia materna tuvo un hijo frenotomía varias semanas después del nacimiento. La mastitis fue precedida por profundas heridas del pezón que fueron tratados con antibióticos tópicos y orales, y la mujer estaba usando antibióticos tópicos cuando desarrolló la mastitis. El tratamiento con antibióticos por vía oral resolvió la mastitis. Sin embargo, tomó mucho tiempo para que las heridas del pezón profunda para curar, tiempo durante el cual la madre del niño fue destetado.

Además de drenaje de la leche materna lo más posible, los antibióticos suelen ser necesarios para tratar la mastitis. Pocos estudios están disponibles para guiar al médico a determinar cuándo se necesitan antibióticos, o en la selección de antibióticos. Si se ha obtenido una cultivo, los resultados pueden guiar la terapia. Debido a que el organismo infeccioso más común es S. aureus, antibióticos que son eficaces contra este organismo deben seleccionarse empíricamente. La tabla 2 muestra los antibióticos que se utilizan comúnmente para tratar de mastitis.11,17,22 También no está bien estudia la duración de la terapia con antibióticos, pero cursos habituales son de 10 a 14 días.17 A Cochrane revisión del tratamiento antibiótico para la mastitis en mujeres lactantes está actualmente en marcha.23

El autor JEANNE P. SPENCER, MD, FAAFP, Autor revelación: nada que revelar. Trad. Edison Lucio

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->