Está en la página 1de 1

c   

   

            


               



     
    
     
  

En el caso de Venezuela, que es lo que nos atañe en esta oportunidad, en el ámbito social, a
diario se evidencia que el Estado no ha podido solventar el gran déficit de vivienda que
existe en la población venezolana, lo que a su vez implica una inseguridad social, la cual no
sólo está enfocada en la carencia de vivienda, carencia de estructuras hospitalarias que
atiendan las necesidades de salud que posee la población y mucho menos, no existen
garantías de la seguridad personal; los índices de delincuencia cada vez son mayores y no
existen verdaderas políticas emprendidas por el Gobierno, que ataquen este problema el
cual cada día termina con la vida de más venezolanos.

Lo anterior, refleja la carencia de políticas de seguridad, por parte del Estado Venezolano,
lo que a su vez implica la carencia efectiva de operaciones o estrategias de defensa, que les
brinden la tranquilidad a los venezolanos en materia social. La ausencia evidenciada de
políticas de defensa impide el desarrollo de la Nación y por ende los venezolanos no
contamos con niveles óptimos de calidad de vida que nos permitan sentirnos tranquilos y
seguros.

El desarrollo pudiera verse reflejado cuando el Estado sea capaz de hacer cumplir de
manera exitosa todo lo tipificado en la Constitución de la República Bolivariana de
Venezuela, en donde se establecen los deberes, derechos y garantías sociales, económicas,
políticas, culturales, militares, geográficas y ambientales que han de mejorar la calidad de
vida de los venezolanos, quienes pueden y deben acceder a lo tipificado en el texto
constitucional, para así sentirse vinculados y correspondidos por el Estado.

En síntesis y para concluir, puedo decir que:

0   
  
 

    
   
0