P. 1
Parte 17 Enfoques Biológicos de Tratamiento R

Parte 17 Enfoques Biológicos de Tratamiento R

|Views: 646|Likes:
Publicado porprincesa_aury

More info:

Published by: princesa_aury on Oct 27, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

06/29/2013

pdf

text

original

La proliferación de nuevos agentes farmacológicos, cada uno de los cuales presenta
cambios secundarios a partir de variantes previas en su composición química y que
hacen difícil detectar diferencias en su acción fisicoquímica y efectos clínicos ha
hecho que se agruparan en una clasificación ordenada y lógica. Los criterios que
antes sirvieron para distinguir categorías de agentes ya no bastan, y constantemente
se idean nuevas distribuciones y delimitaciones. Aun en el caso de que no hubiera
nuevos fármacos para su clasificación, esta todavía constituiría una tarea difícil,
puesto que los criterios para clasificar los agentes no están concebidos según un
sistema lógico simple.

117

Los tres criterios principales que se han utilizado para clasificar los psicofármacos
son los siguientes: composición química, localización neurológica y modo de acción
fisicoquímica, y los efectos sobre la conducta clínica y el estado de ánimo. Esta
división tripartita en cierto grado se asemeja a la triple división en las teorías
expuestas anteriormente.

Composición química: En un texto como este no seria apropiado hacer una
exposición detallada de los parecidos y diferencias en la estructura química de los
agentes farmacológicos. Todo lo que necesitamos saber es que estos fármacos se
derivan de una serie muy amplia de grupos químicos, por ejemplo, los derivados de
la amina, ergotamina y piperidilo, variantes de la fenotiacina y numerosos inhibidores
de la monoaminooxidasa. A pesar de la facilidad con que estas agrupaciones pueden
basarse sobre el linaje químico de los agentes, pequeñas modificaciones en la
estructura pueden producir consecuencias clínicas notablemente diferentes, por
ejemplo, la sustitución de un solo átomo de azufre en algunas fenotiacinas que
normalmente producen una respuesta de tranquilización, transforman el fármaco en
un estimulante. En resumen las semejanzas en la composición química pueden ser
equivocadas puesto que sugieren aspectos comunes en sus efectos clínicos que
posiblemente no existan.

Localización neurológica y acción fisioquímica. A pesar del progreso reciente, la
tarea de agrupar los fármacos según los aspectos comunes en la localización
anatómica y el efecto fisiológico es realmente difícil. En el estadio actual de nuestro
conocimiento solo pueden trazarse algunas toscas semejanzas. La futura
investigación por este camino puede llegar a hacer progresar este enfoque de
clasificación, pero todavía se plantean preguntas respecto a si estos esquemas
tendrían alguna con la eficacia clínica de las sustancias farmacológicas

Conducta clínica y estado de ánimo: La base mas frecuente que se utiliza para
distinguir y agrupar los agentes farmacológicos es según los síntomas que se
modifican. Sin embargo, los esfuerzos realizados para clasificar los fármacos de
acuerdo con los síntomas “guía” o según amplios síndromes clínicos tiende a ser
equivocada. Raras veces se afecta un solo síntoma “guía”; al contrario estos
fármacos tienen un impacto penetrante e influyen simultáneamente sobre varias
características clínicas. De un modo diferente, el hecho de clasificar los fármacos en
términos de los síndromes clínicos sobre los que influyen implica incorrectamente
que el fármaco trata todas las facetas de este grupo diagnostico. Además implica que
el fármaco no produce efectos significativos con pacientes de otras categorías
diagnosticas; por varias razones, estas clasificaciones de fármacos están destinadas
a ser mal concebidas y poco validas.

Algo que esta más de acuerdo con los datos clínicos es la opinión de que algunos
fármacos tienden a disminuir la actividad y a suavizar el estado de ánimo, mientras
que otros parecen aumentar la actividad y arreglar el estado de ánimo. El primer
grupo a recibido el nombre de “tranquilizantes” y “sedantes” y el último de
antidepresivos y “estimulantes” pero incluso esta diferenciación ambigua no explica
las variaciones individualicen en la reacción que se deben a factores de personalidad

118

tales como estilos de enfrentamiento y a un gran numero de condiciones socio
ambientales relevantes.

Tabla 14.1. Principales agentes psicofarmacològicos

ANTIDEPRESIVOS

Inhibidores de la MAO: hidracinas Derivados del iminodibencilo
Iproniacida (Marsilid) Amitriptilina (tryptizol)
Isocarboxacida Desipramina (pertofrana)
Nialamida (niamid Imipramina (tofranil)
Fenelcina (nardelzine) Nortriptilina (martimil, paxtibi)
Fenipracina Opipramol (nisidana)

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->