Está en la página 1de 1

   

CAMARADA  agradecidos, a pata pelá  
FRAILECITO CAMPANERO   le regalaron un tarro‘e mermelá, a pata pelá  
   
 
Yo tenía un camarada   
 
Santiago Watt, a pata pelá  
    En la torre de una iglesia vive un frailecito  entre todos el mejor,   el inventor, a pata pelá  
Tropa Kilahuancü  campanero.    junto a mi lado marchaba  
    Los domingos y las fiestas muy temprano se pone  en la gloriosa jornada  
de la primera máquina a vapor, a pata pelá  
y la inventó, a pata pelá  

Cancionero    a tocar. 
 
al redoble del tambor. 
 
con el hervor, a pata pelá  
de una tetera en un día de calor, a pata pelá. 
Esmeralda    Mandan dirun dirun dero  Cuando suena una descarga    
DIANA 
mandan dirun dirun dirun dero.  para cual de los dos es  
 
2007   
Mandan dirun dirun dero 
mandan dirun dirun dirun dá. 
junto a mi cayó herido  
el amigo más querido    
  y en su faz la muerte vi.  Asoma el sol su risa entre las cumbres, 
  OH SARI MARE    la tierra ofrece su calor, 
Él me quiso dar la mano   se desperezan los árboles del bosque, 
    pero yo el fusil cargué   amaneció, arriba compañeros, 
  Oh Sari Mare, viejo amigo del ayer 
en mi tu recuerdo vive. 
duerme en paz querido hermano  
la patria quiere mi mano  
amaneció. 
 
A CANTAR A UNA NIÑA  Mi amor es más fuerte que el 
viento y que la luz, 
para volver a cargar.  El ave azul extiende ya sus alas 
  y quiebra el aire su canción, 
  que pueden dejar de existir.  Gloria, gloria, gloria victoria   hay carcajadas de luces en el monte, 
A cantar a una niña yo le enseñaba    camarada adiós   amaneció, arriba compañeros, 
y un beso en cada nota ella me daba.   Yo quiero volver a mi buen Transvaal,  tu te vas de aquí   amaneció. 
Aprendió tanto, aprendió tanto,  bello lugar de ensueño.  camarada adiós.   
que de todo sabía menos del canto.  El viento perfumado en los bosques    Un mismo andar alerta nuestra ruta 
  de verdor   Ya canta en el bosque   del alba hasta el atardecer, 
El nombre de las estrellas saber quería  por siempre de amor nos hablan,  el jilguero y también el ruiseñor   el viento suelta los mástiles en grito, 
y un beso en cada nombre yo le pedía.   el viento perfumado en los bosques  y en la patria, y en la patria   amaneció, arriba compañeros, 
Que noche aquella, que noche aquella,  de verdor   me espera allí mi amor   amaneció. 
en que inventé mil nombres a cada estrella.  por siempre nos hablan de amor.  allí mi amor.   
      Empina a Dios el campo sus banderas, 
Pero pasó la noche, llegó la aurora  País de Transvaal, viejo amigo del ayer,  
se fueron las estrellas, quedó ella sola.   tú sigues en mi memoria  CATALINA  relámpagos de juventud, 
desentumecen sus cuerdas las gargantas, 
Y me decía, y me decía,  Mi amor hacia ti, los recuerdos    amaneció, arriba compañeros, 
por qué no habrán estrellas también de día.  del país, jamás podrá nadie borrar  Florecían manzanos y perales   amaneció. 
    y de niebla el cielo se cubrió    
LAGUNA AZUL   CANTO DE LA PROMESA  por la rivera iba catalina  Clarines de esperanza nos impulsan 
iba cantando su mejor canción.  a ser testigos del amor, 
    La, la, la ...  Dios en nosotros disipa las tinieblas, 
En una montaña perdida en el cielo  Siempre mi promesa     amaneció, arriba compañeros, 
se encuentra una laguna azul,  he de cumplir,  Este es un canto, poemas juveniles    amaneció. 
que sólo conocen aquellos que tienen  honor, lealtad, pureza,   toma este canto y entrégaselo al sol    
la dicha de estar en mi Clan.  hasta morir. 
AL MARCHAR 
porque a un soldado que lucha en las fronteras  
    Catalina ha dado el corazón. 
Lará, larará, larará, larará.  Yo quiero amarte sin cesar 
Lará, larará, larará, lará, lará. 
La, la, la ...   
Oh buen Señor,     Al marchar hay que cantar 
  protege mi promesa de explorador.  Por la rivera iba Catalina   Ale, Ale‐ó, ale ale‐ó 
La sed de aventuras que nunca se acaba    iba cantando su mejor canción   Al marchar hay que cantar 
la roca que hay que escalar.  La Ley y la Buena Acción   recordando el ser amada con nostalgia   Ale ale‐ó, eé. 
El río tranquilo que baja y se pierde  son para mi,  iba leyendo las cartas de su amor.   
ya nunca lo podré olvidar.  lo más sagrado y por mi honor,   La, la, la ...  Ale, ale, ale‐ó 
  las prometí.    Ale, ale‐ó‐ó 
El sol nos señala una ruta de ensueño,   
el viento nos impulsa a andar.  Jesús, Hermano mayor,   GUILLERMO TELL  Ale, ale‐ó 
Ale, ale, ale‐ó 
Temblores de vivos luceros repiten  Rey y Señor,    
el eco de nuestro cantar.  Ale, ale‐ó, eé. 
seré, si Tu me ayudas   Guillermo Tell, a pata pelá    
un modelo scout.  el inmortal, a patá pelá   Silbar, murmurar, gritar, reír, llorar, etc. 
  que a los cosacos le dio la libertad, a pata pelá  
y los cosacos, a pata pelá  

Intereses relacionados