Está en la página 1de 2

VIAJES MENORES

Como todo mundo sabe aquella romántica narración acerca del descubrimiento de América
que nos enseñaron en la escuela, era válida para mostrarnos, en ese nivel y sólo en él que un
joven genovés había descubierto lo que hoy en día se llama continente americano. De ese
hecho todos nos acordamos y se deja olvidado el sentido histórico que le dio nombre a este
continente en el cual vivimos nosotros los mexicanos.

Es cierto que Cristóbal Colón en su afán por descubrir nuevas rutas que lo llevarían a la
búsqueda hacía las tierras del clavo y la pimienta, llegó en forma azarosa a un nuevo
continente el cual denominó “Las Indias”. Pero sin lugar a duda, no podemos restarle meritos
a lo que en aquellos tiempos se llamó Viajes menores porque el resultado de ello es el
nombre que se le dio a este continente del cual nos hemos referido. Empecemos a describir la
otra parte de la historia que tienes que conocer.

Consideramos que las noticias del hallazgo de la Tierra de Paria, llegaron a España en
1499, y con ello se despertó un gran interés por reconocer con amplitud esas regiones que a
la postre dieron un nuevo impulso y orientación a las empresas de exploración.

La Corona autorizó y por lo tanto se realizaron, en rápida sucesión, los conocidos


Viajes Menores que se llevaron a cabo entre los años de 1499-1510. Con lo anterior los
reyes rompieron el monopolio concedido en un principio a Cristóbal Colón para explorar las
tierras descubiertas en 1492 y permitieron en el año de 1498 que cualquier súbdito de la
Corona pudiera explorar las tierras del Nuevo Mundo.

Uno de estos hombres fue Alonso de Ojeda (1466-1515), nacido en Cuenca, fue el
primero en aprovechar el permiso real en 1499, e inició dichos viajes. Le siguieron otros
marinos como Pedro Alonso Niño, los hermanos Guerra, Juan de la Cosa y Vicente Yánez
Pinzón, así como Diego de Lepe, Américo Vespucio y Rodrigo de Bastidas.

El conjunto de estas exploraciones reveló la existencia del enorme litoral que ahora se
conoce como la costa atlántica septentrional de América del Sur, es decir, el litoral que va
desde Brasil a Panamá, asimismo, se presentó la demostración de que América era un nuevo
continente, un Nuevo Mundo entre Europa y Asia, desconocido por todos hasta entonces.

Una de estas
exploraciones se realizó por
Álvarez Cabral en 1500 quién
exploró las costas de Brasil.
Otro que se efectuó en 1507 y
se pronunció por primera vez
el nombre de América en la
Cosmographiae del alemán
Martín Waldseemüller, quien
trazó un gran mapa del
mundo y un pequeño globo
terráqueo, acompañados de
un tratado geográfico llamado
Introducción a la cosmografía.
El tratado contenía el relato de los viajes del navegante italiano Américo Vespucio, y en las
tres obras aparecía por primera vez el nombre de América aplicado a las tierras que se
acababan de explorar. Su Carta Marina (1516) es otro gran mapamundi con importantes
correcciones y totalmente mejorado.

En 1508 se colonizó Puerto Rico, Jamaica en 1509. Y en 1511 se colonizó Cuba, es


hasta aquí donde se hace la descripción de los denominados viajes menores que tuvieron
suma importancia como hecho histórico poco conocido.

Referencia:
O’Gorman, Edmundo, La invención de América, Fondo de Cultura Económica, 2ª ed.,
México,1977.

Intereses relacionados