HISTORIA DE LOS TIBICOS Y/O KEFIR DE AGUA (HONGOS CHINOS) Se dice que, la Madre Teresa de Calcuta, siempre inquieta por

el deseo de ayudar a curar las enfermedades en todas aquellas personas que vivían en lugares muy apartados o que no cuenten con los recursos para pagar los honorarios de un médico, además adquirir los remedios para sus tratamientos, llegó al TIBET donde se comunicó con los monjes y maestros de esa zona. Los monjes, al saber que era lo que quería, le entregaron unos TIBICOS, éstos son una clase de hongos que tienen una infinidad de propiedades curativas, con la única condición que no se comercializara, es decir que se obtenga en forma gratuita. Estos hongos tienen el aspecto de arroz, casi transparentes, que en cantidad de una cucharada de té más o menos, se colocan en un frasco de vidrio, con una taza de agua hervida fría, se le agregan unos trozos de piloncillo, más o menos la misma cantidad de una cucharada de té en el fondo del frasco y se dejan inmóviles por 24 horas. Generalmente este procedimiento debe hacerse todas las mañanas, pues en veinticuatro horas fermentan el agua y queda lista para tomarse por la mañana y en ayunas. Los tibicos son también llamados tibis, kéfir de agua, búlgaros de agua, “granillos”, u hongos chinos. En realidad su composición es de asociaciones benignas de bacterias y levaduras, que se reproducen rápidamente. Los TIBICOS que se adhieren en el fondo del recipiente son los recién nacidos. Hay que tener mucho cuidado al tomarlos, sacarlos y lavarlos, en un colador de plástico, se cuelan con cuidado, se lavan ligeramente con el chorro de agua y se vuelven a su recipiente habiéndole colocado un trozo de piloncillo al fondo, vaciándole el agua hervida fría, el agua que queda la que ha estado las 24 horas, se toma en un vaso en ayunas, NO debe endulzarse ni agregarle nada, el frasco se tapa con una servilleta de papel abierta para que puedan respirar aire. A medida que vayas aumentando los TIBICOS, el trozo de piloncillo debe ser más grande y la cantidad de agua también. Orígenes Se dice que es una adaptación durante muchos años del tradicional kéfir de leche procedente del Cáucaso, pero cultivado en agua. También se dice que su origen es México. Bajo el nombre de Tibi, que son unos gránulos que viven en los cactus Opuntia, (nopales que producen la famosa tuna nombrada Xoconostle, que también es medicinal), alimentándose de las excreciones azucaradas de estas plantas. Popularmente se les conoce como algas marinas, búlgaros de agua o como granillo (este último nombre proviene de Oaxaca) y son generalmente utilizados a nivel doméstico, tanto en nuestro país como en Inglaterra y Suiza, para producir una bebida refrescante de bajo contenido alcohólico. Otras fuentes lo denominan hongos chinos y otras apuntan a Japón como su procedencia y también, como se dice en el principio, se hace referencia su origen al Tibet de donde vendría la palabra tibicos. USO Y CUIDADO IMPORTANTE; Los tibicos se deben mantener unicamente en frascos de vidrio siempre tapados con un trapo o tela, porque deben “respirar”, no se deben tapar

nativos en los nódulos propagables de los búlgaros de leche. mangostán. casei subsp. como el Lactobacillus encapsulado. conformado por las tensiones de los diferentes grupos de microorganismos que viven en estrecha simbiosis. botarán como si fueran de goma. pues podrían absorber sustancias venenosas y enfermarnos al tomarlos contaminados. responsables de la producción del polisacárido soluble Kefiran. limón. Suponiendo que sea una adaptación de los búlgaros de leche. En Europa se emplea para preparar una bebida denominada tibi. entre otras cosas para bajar de peso. y deben lavarse en un colador de plástico cada 24. En su desarrollo descomponen los azucares complejos en simples que a su vez son usados para construir la estructura y al final queda una bebida fermentada muy baja en azúcar y alcohol y rica en pequeñas colonias que aportan los beneficios al beberla. 36 o 48 horas cuando mucho. (La producción del polisacárido se aprecia al filtrar con un colador y reposar el agua fermentada y es reciproco al crecimiento de los gránulos). Bacterias de acido lactico: Lactobacillus brevis Lb. no de la llave porque el cloro los mata o los perjudica. esta variedad ha perdido por el camino algunos de los microorganismos presentes éstos. CONTENIDO: Los gránulos que se utilizan para hacer la bebida son un cultivo vivo de diferentes microorganismos benignos que viven en simbiosis generando la estructura de polisacárido que los conforma. Por su parte el de agua produce un polisacárido dextrinado no soluble en agua. casei subsp. deben estar en agua limpia. que se obtiene por fermentación de los tibicos a la que se añaden dátiles. En México el uso de los tibicos se ha incrementado notablemente durante los últimos años. Cuando han acabado de trabajar el agua con piloncillo. y jamas deben entrar en contacto con nada metálico. de tomar. Alactosus Lb. Casei Lb. Su es densa y homogénea con una superficie lisa e irregular en forma de granos e incluso con forma cuadrada. Estos microorganismos se desarrollan y los gránulos se multiplican por división al ser alimentados con azucares en un medio acuoso. sueltos y de un tono acaramelado. La composición del grano se constituye por un soporte de polisacárido dextrinado.). Los gránulos son traslucidos. etc.con tapa metálica nunca ni con ninguna otra. Al principio están en el fondo del envase de vidrio –y van subiendo en la medida en que hacen su trabajo-. Si se dejan caer en una superficie dura. pasas y raíces de jengibre. Para mantenerlos bien. Y una trasformación de los hidratos de carbono (los azucares) en glucosa altamente asimilable por el organismo. el Lactobacillus Kefiranofaciens y otros productores del Kefiran. Existen posibilidades de combinar su proceso de fermentación con algunas frutas o hierbas medicinales obteniendo mejores y más potentes efectos (arbol de neem. principalmente porque producen el tepache de tibico que sirve.rhamnosus Lb. Pseudoplantarum Lb. casi todos los tibicos estarán en la superficie del agua. higos. Plantarum Streptococci/lactococci: .

libra y acuario o en los de fuego Aries. Se pone el congelador al máximo unas horas antes de poner el kéfir y se vuelve a la temperatura habitual unas horas después. En los búlgaros de leche la formulación es mas diversa. pretorienses Kloeckera apiculata Candida lambica C. Si los gránulos se enmohecen están perdidos y hay que tirarlos por seguridad. El grano bien seco sin exceso de humedad debería quedar casi del mismo color y como piedrecillas terrosas. valida La variedad microbiana de bacterias. Para evitar esto se puede acelerar el secado con un ventilador de aire frió o templado por debajo de 35º C. cambiando el agua azucarada cada semana. géminis. Si nos tenemos que ausentar por mas días. Para reactivarlos en cualquier caso. aunque perderá paulatinamente vigor en periodos muy prolongados. Incluso mas tiempo. Secos: Para secarlos se ponen muy bien lavados y escurridos sobre un paño de fibra natural. Una semana e incluso un mes. Si es necesario se cambia el paño por otro seco y los ventilaremos con un aparato de aire frío. Como conservar los gránulos Para saltarse una tanda del cultivo “2 o 3 días” simplemente dejarlos en el envase de cristal o vidrio con tapa de tela cubiertos de agua sin cloro. Por un mes se dejan los gránulos en el refrigerador con la mayor cantidad de agua posible con la proporción de azúcar habitual de 3 cucharas por litro. Nota: Se secaran mejor si aprovechamos el momento oportuno de la influencia de la luna.Streptococcus lactis S. Lavándolos después cuidadosamente y cultivándolos de nuevo de la forma habitual. Leo.) hasta que se hidraten por completo. Sagitario. volteándolos de vez en cuando hasta que se deshidraten por completo. cremeras Leuconostoc mesenteroides Levaduras: Saccharomyces florentinus S. se pueden dejar los gránulos en agua algo azucarada en el refrigerador. Por ejemplo en los días de aire. al fresco. Mientras mas baja sea la temperatura durante el periodo de congelación mejor se conservara. bien lavados se dejan reposar en agua tibia (20 a 30º C. coccos y levaduras en los tíbicos es inferior que en el de leche. se pueden guardar en el congelador lavados y bien escurridos en una bolsa de plástico. Con la luna en fase menguante y en un día seco. y recubiertos con el mismo u otro paño dentro de una caja de cartón. taper o bote de cristal. Le costara mas tiempo arrancar y puede que las primeras aguas halla que tirarlas si la fermentación es débil al principio. además de no tener acetobacterias. Para hidratar los secos se dejan en agua sin cloro tibia (20 a 30º C. Si no tenemos . y se cultivan con menos agua de la habitual.) hasta que recuperen su consistencia gelatinosa y color traslucido característicos (de 4 a 6 horas). Por unos 3 meses.

vigorizan PROPIEDADES CON RESPECTO A: ARTICULACIONES: Alivia los reumas. Quedara sellada y preparada para meterlo en un sobre acolchado en el que aguantara hasta viajes largos de más de una semana. para quitar gases. El agua resultante se ve color tamarindo y huele y sabe igual que el tepache. . como “maduro” de 48. de 24 horas. se les debe poner únicamente piloncillo (lo que en otros lados se le llama “panela”). o sea.un calendario que nos muestre estos días. entre muchas virtudes más. especialmente para el estómago. además de los dolores musculares. alivia la artritis. puede consumirse “tierno”. para calmar ardores. ¿CUÁNDO PUEDO REGALAR TIBICOS? Cuando tenga más de una cucharada sopera de ellos. HIGADO: Mejora sus funciones. Los tibicos son elementos naturales de cultivo casero: Ayudan a fortalecer el sistema inmunológico Fortalecen el sistema digestivo Facilitan la digestión y eliminación de grasas Ayudan contra inflamación de vientre. para combatir gastritis y colitis. No sabe mal en ningún caso. Para su óptimo aprovechamiento. basta con elegir la luna menguante y un día que notemos el ambiente seco. pero derivado de la piña. para prevenir infecciones y para bajar y controlar el peso corporal. ablanda este órgano. que es otro fermento. franqueándolo como simple carta. de más de 48 horas. los tibicos “fermentan” el agua y dan una bebida baja en azúcares. Una forma practica y barata es usar dos bolsas sencillas para bocadillos. extremidades y cintura. MUSCULOS: Alivia los hombros endurecidos y relaja la nuca. El agua fermentada que producen es sumamente benéfica para la salud. por lo que se evitarán gastos de envío. como el pulque. el jugo seco de la caña de azúcar sin refinar en lo absoluto. o viejo. Aunque también se pueden enviar frescos con un poco de agua en una bolsita hermética o una botellita o mini taper hermético que quepa en un sobre acolchado pequeño o mediano. Así secos se pueden meter en una bolsita y ser enviados en un sobre acolchado. para estabilizarlo. INDICACIONES. Con un mechero se quema el extremo y en cuanto arda se aplasta contra una superficie plana con un cuchillo ancho. CABEZA: Sana la migraña y los dolores de cabeza. En la primera se introduce el kéfir cubierto de agua y se anuda fuertemente sin que quede aire. erradica dolores musculares. quita los problemas de la vesícula. Esto se mete en otra bolsa se anuda y se recorta el sobrante dejando unos dos centímetros. y. para limpiar y estimular el sistema inmunológico. gastritis y colitis Previenen enfermedades infecciosas bacteriológicas y virales Excelentes para control de peso Estimulan el flujo de energía.

VIDA y EDAD: Hace la vida longeva y vital. ayuda a orinar bien. OJOS: Rehabilita la potencia visual.OBESIDAD: Da salud a los delgados y quema la grasa de los gordos. disminuye la hipertensión y quita las hemorroides. aumenta el apetito. cura los cálculos estomacales. en general ayuda al sistema urinario. PULMONES: Fortalece y cura la propensión a la bronquitis. CABELLO: Reafirma su color natural original. CANCER: Previene en algunos casos y cura el de la piel. disminuye la posibilidad de cálculos. desaparecen canas y fortalece el cuero cabelludo. NERVIOS: Sana dolores nerviosos. baja la glucosa en caso de diabetes. desaparecen las cataratas. Ayuda a la digestión. . cura el insomnio y los mareos. ESTOMAGO e INTESTINOS: Evita el estreñimiento. SANGRE: Baja el colesterol. decrece la flema y cura el asma. remedia la diarrea. quita la tos. desaparece el herpes. RIÑONES: Cura sus enfermedades. ablanda las arterias y las venas endurecidas. evita achaques. hace menos bruscos los cambios en la menopausia. TEMPERATURA: Mantiene la temperatura del cuerpo fresco en verano y más alta en invierno. ALCOHOLISMO: Tomando con frecuencia lo cura.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful