Está en la página 1de 1

Las pastillas del Abuelo

Doctora II
Ya no me encuentro preguntando sobre amor;
por fin no hay nada que pretenda no saber,
Entiendo que no hay relación entre amar y envejecer .
Ya no me encuentro preguntando como dar;
por fin comparto, por el miedo de perder,
el milagro de tus caricias llegando el amanecer.
Ya no me puedo contestar un “yo que sé?”,
por fin entiendo que en tus redes yo caí.
Ya no me encuentro preguntándome “por qué?”.
Por fin entiendo que esta vez es "porque si".

Porque te vi, te deje entrar, cerré la puerta y te elegí.


Porque esos 2 faroles pueden hacer que si estoy fané,
las pequeñas cosas se bañen del brillo de esa ternura
que transmitís cuando me mirás.
Hoy puedo entender que te gusta el té,
que odias el café, que no querés rosas,
que a pesar del vértigo no hay altura
que impida que me saque el disfraz...