P. 1
Nivel_3 REIKI

Nivel_3 REIKI

|Views: 5.613|Likes:
Publicado porjuanjomartin

More info:

Published by: juanjomartin on Sep 07, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

07/28/2014

pdf

text

original

Hay tres Virtudes teologales: la Fe, la Esperanza y la Caridad. La última la veremos al
tratar el Ego, pues también es una Virtud Capital. La Esperanza se define como el “estado del
ánimo en el cual se nos presenta como posible lo que deseamos
”, pero no incluye la confianza en
esa posibilidad. Es decir, a veces esperamos, tenemos expectativas, pero no siempre confiamos
en ellas, y luego nos encontramos que no se cumplen y nos decepcionan. Para eso está la Fe. La
Fe se define, según el diccionario, por un conjunto de creencias (tema religioso) o también por
Confianza y Seguridad. Es decir, si yo confío en una persona, estoy teniendo Fe, y si confío en
la Ciencia estoy teniendo Fe.

A nivel espiritual, podemos definir Fe como la alineación entre el pensamiento, la emoción,
el Alma y el Espíritu, todo en un mismo foco. Sabemos que si nos conectamos al Espíritu y a la
energía y nos alineamos con el propósito álmico, surge la Sincronicidad que nos marca el
camino. También sabemos que la energía irá a donde diga el Espíritu y el Alma, y luego a
nuestras emociones y al pensamiento, por lo que si no encajan alguna de estas cosas la energía se
disipa y no manifiesta apenas nada. En cambio, si lo alineamos todo y hacemos que coincida una
emoción positiva como la alegría (o hasta el Amor compasivo si podemos) y emitimos el
pensamiento adecuado, estando en contacto con el Espíritu y nuestro propósito, somos capaces
de provocar Milagros. Y es que la Fe mueve montañas... o eso dicen. Esto no es más que lo que
ya se viene haciendo desde hace mucho tiempo con la magia, con los decretos, con el
pensamiento positivo, y otras técnicas. Actualmente lo llaman “El Secreto” y se habla de la Ley
de la Atracción, pero no tiene ningún misterio y ya conocemos las Leyes Universales que
amparan este procedimiento. Con el tiempo, al despertar ciertos chakras, ni siquiera
necesitaremos de esta técnica porque la alineación seremos nosotros mismos, y la Fe seremos
nosotros, no algo que hagamos para generar unos resultados.

El tema de la Fe lo comento por la sencilla razón de que conviene aplicarlo al principio
cuando empezamos a Meditar y a Orar, para asegurarnos de que darán frutos en el futuro y eso
nos motivará a seguir haciéndolo y convertirlo en un hábito. Pero, como dicen en Juan Salvador
Gaviota, “no necesitamos la Fe para volar, tan sólo conocer la técnica de vuelo”.

Pág. 58

NIVEL III / Maestría

6. El Ego

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->