P. 1
Género Dramático

Género Dramático

|Views: 6.317|Likes:
Publicado pornicosanlorenzo

More info:

Published by: nicosanlorenzo on Aug 17, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

07/08/2013

pdf

text

original

GUÍA TEÓRICA Nº 5 OCTAVO BÁSICO:“GÉNEROS DRAMÁTICOS”

El Genero Dramático Lo dramático “es junto con lo narrativo y lo lírico, la tercera concepción del mundo que reside en la lengua”. Pero el lenguaje adopta, como ya hemos visto, una función propia en cada una de ellas: representativa (género narrativo), expresiva (género lírico) y apelativa (género dramático). La obra dramática es una creación de lenguaje concebida y escrita por un creador llamado dramaturgo. Éste crea y desarrolla un acontecimiento dentro de un espacio y tiempo determinados. La transformación de lo escrito a lo actuado o representado, convierte a la creación literaria en obra teatral. El montaje o puesta en escena de la obra dramática enriquece y da vida al texto literario; hace patentes valores y significaciones que no se aprecian en la sola lectura. La obra dramática ha sido escrita para ser representada o interpretada por unos actores en un escenario frente a un público, es decir, posee VIRTUALIDAD TEATRAL. El origen del teatro se le atribuye a las ceremonias religiosas en honor al Dios Dionisio. Algunos investigadores postulan que el origen pudiese provenir de las ceremonias fúnebres o del hombre mismo, como una característica inherente a él. El término teatro posee varios significados, entre los que destacan: 1. Derivado del verbo griego que significa mirar, lugar de donde se mira un espectáculo. Edificio ad – hoc. 2. Arte de la representación o actividad teatral. 3. Conjunto de la producción dramática de un país, una época o un autor. 4. Lugar donde han sucedido algunos hechos notables. 5. En un sentido popular metafórico, significa fingimiento. Mediante la representación, la obra escrita se muestra en un presente directo, visible y audible para los espectadores, quienes participan, se interesan y conmueven. Debemos advertir, que no siempre es fácil separar el aspecto literario del teatral, pues el teatro es mucho más que la sola obra escrita. Hay toda una serie de elementos extraliterarios (maquillaje, vestuario, iluminación, escenografía, música incidental, ambientación, dirección, interpretación, dicción, etc.) que contribuye a la presentación de la obra. Aunque no todos ellos son esenciales. El autor dramático crea un mundo ficticio. Este universo está poblado por personajes que realizan acciones en un determinado espacio – tiempo. Pero el mundo dramático, como te has podido dar cuenta, tiene un modo específico de manifestarse con la posibilidad de representación, lo que lo diferencia notoriamente del mundo narrativo. Por otra parte, como la función del lenguaje predominante es la apelativa, el mundo dramático se entrega a través del diálogo y no de la narración, como ocurre en la obra narrativa.

A continuación, te presentamos un esquema de análisis para una obra dramática. Cada uno de los puntos será tratado en forma separada más adelante.

OBRA DRAMÁTICA

CONSTRUCCI ON DRAMÁTICA

Acción dramática Conflicto dramático

Instancias dramáticas Situaciones dramáticas
Acción

MUNDO DRAMÁTICO Construcción dramática

Personajes Espacio - tiempo

Dentro de este primer punto, distinguiremos cuatro aspectos fundamentales: a) la acción dramática b) el conflicto dramático, c) las instancias dramáticas y d) las situaciones dramáticas.

a) Acción dramática: Toda obra dramática configura un mundo en cierto modo
semejante al de la obra narrativa, puesto que en él están presentes los mismos elementos: acción, personajes, espacio, tiempo. Sin embargo, el drama organiza los sucesos de tal forma que le confiere capacidad dramática, es decir, una especial disposición de los acontecimientos que lleva a la solución de los conflictos planteados. Sólo en el choque constante entre una fuerza que tiende a su realización y otra fuerza antagónica, se crea la tensión dramática.

b) Conflicto dramático: Una obra dramática siempre desarrolla un conflicto

que se produce por la oposición de dos fuerzas: una que progresa en un determinado sentido para alcanzar cierto fin (el protagonista) y otra que en sentido contrario la obstaculiza y se opone a ella (el antagonista).

c) Instancias dramáticas: Con este nombre designamos a las unidades básicas que

conforman los diversos momentos de la acción: presentación de las fuerzas en conflicto, desarrollo de la lucha entre ellas y desenlace, con el triunfo o aniquilamiento de una de las fuerzas opositoras. Dentro de la acción dramática pueden darse los momentos de tensión o excitantes y los momentos de distensión o retardantes. Entenderemos por momentos excitantes aquellas situaciones dramáticas que crean tensión en la evolución del conflicto. Por el contrario, los momentos retardantes distienden la resolución de las fuerzas en pugna.

d) Situaciones dramáticas:

Para que te quede aún más claro la organización de la construcción dramática, observa el siguiente esquema: clímax Desarrollo Desenlace

Construcción dramática distensión o

momentos de tensión o excitantes retardantes

momentos de

Presentación

Complementando el esquema anterior, te podemos señalar que la presentación del conflicto es la primera instancia o situación inicial de la obra dramática, en la que se configuran las fuerzas antagónicas y los objetivos de cada una. Desarrollo del conflicto: En esta instancia, las fuerzas en pugna se van desarrollando hasta alcanzar el momento de máxima tensión o clímax. Desenlace del conflicto: En esta instancia dramática se entrega la solución del conflicto planteado al comienzo de la obra. La desaparición o la derrota de una de las fuerzas en lucha constituye el desenlace de la obra dramática. Este proceso puede ser abrupto o gradual. Mundo Dramático Ya sabemos que el mundo dramático está constituido –como el de la narrativa- por acción, personajes y espacio – tiempo.

a) La acción: Ya hablamos de ella al referirnos a la construcción dramática, por la
importancia que reviste en cuanto eje configurador y sostenedor del mundo dramático. Sólo agregaremos que la acción puede presentarse según un ordenamiento cronológico de los hechos, o bien, éstos pueden enlazarse de otro modo, si la intencionalidad de la obra así lo requiere.

b) Los personajes: Sabemos que toda obra dramática plantea un conflicto, es decir,
la oposición de fuerzas que se enfrentan hasta que se produce el triunfo de una de ellas. Pues bien, estas fuerzas no son abstractas, sino que están encarnadas en los personajes, elementos fundamentales del mundo dramático. El conflicto dramático determina la calidad del personaje: protagonista, antagonista, secundario, colectivo, etc.

-

Protagonista: Es el centro de la acción y encarna una de las fuerzas en conflicto. Antagonista: Es el personaje opositor a la fuerza dramática del protagonista. Secundario: Es aquel que con su fuerza se suma a la del protagonista o a la del antagonista. Colectivo: Personaje que no se singulariza, sino que se le considera portador de las características de un determinado grupo.

c) Espacio – tiempo: Todo mundo dramático transcurre en un espacio y tiempo
determinados: El espacio dramático puede adoptar modos diversos; entre otras posibilidades: geográfico, histórico, social, psicológico, cultural, económico. El tiempo dramático o de la acción es el lapso que transcurre desde la situación conflictiva inicial hasta el desenlace. Elementos técnicos del Drama Para un mejor manejo de la obra dramática, es necesario que conozcas algunos conceptos como los siguientes:

a) Acto: Es la estructura parcial de una obra dramática. Cada una de las partes
en que se divide la obra dramática o la totalidad de ésta, si no tiene divisiones. Es común la división en tres actos o en cinco.

b) Cuadro:

Es la ambientación física de la acción dramática mediante la escenografía. Cada espacio físico corresponde a un cuadro diferente.

c) Escena: Período de la acción dramática marcado por la entrada o la salida de
uno o más personajes del escenario. entren o salgan del escenario.

Habrá tantas escenas como personajes

d) Acotación: Se da este nombre a las indicaciones que el autor teatral dirige a los
actores para especificar el movimiento de los personajes, el tono o intención con que deben ser dichas determinadas palabras, o bien para señalar la entrada o salida de personajes, describir los cuadros, etc.

e) Aparte: Corresponde a lo dicho en voz alta por un personaje, suponiendo que no
es escuchado por los demás, sino sólo por el público.

f) Mutis: La expresión “hace mutis” indica que un personaje se va de la escena.

Género Narrativo
Género literario en el cual se agrupan todas aquellas obras en que se relatan experiencias vividas o inventados por un escritor. Estas obras están escritas en prosa y pertenecen a él: cuentos, novelas, leyendas, mitos, fábulas, etc. En este género el lenguaje adquiere la función representativa, pues se utilizará para comunicar pensamientos, ideas y acontecimientos. En la estructura del género narrativo se distinguen cinco elementos que conforman el “mundo narrativo”. Éstos son: narrador, personajes, acontecimientos, espacio y tiempo. A continuación explicaremos cada elemento del mundo narrativo: Narrador: Ser ficticio, creado por el autor para contar o narrar una historia. Es el intermediario entre el autor y el lector. El narrador de una obra se puede caracterizar por:

a) Grado de conocimiento: Se refiere a cuanto sabe el narrador de la historia que
relata. Podemos encontrar dos tipos. 1. Narrador Omnisciente: él conoce, domina o interpreta todo lo que acontece, entregando diversos tipos de información: ideas y emociones de los personajes o también de él mismo. Da a conocer lo que piensan sus personajes; critica y formula juicios. Narra en tercera persona.

2. Narrador de conocimiento relativo:

domina el plano visible de los acontecimientos y por eso sólo puede describir la conducta externa de los personajes. No emite comentarios personales ni interviene directamente en la acción. Utiliza la tercera persona, pero el relato es presentado desde su perspectiva y no desde el punto de vista de los personajes. Ejemplos: “Esto es el fin, pensó el sacerdote, con una especie de escalofrío interior. Como independientes de él – dos palomos - , sus manos revolotearon en el aire limpio en la mañana y fueron a juntarse sobre el misal. Había en ellos una suerte de nimbo blanco: el reverbero del sol recién amanecido, bajo cuyo toque se tornaban difusos los contornos, produciendo un eco de luz que traía a la memoria la imagen del Espíritu Santo. Pero el sacerdote no pensaba en el Espíritu Santo, ni en palomas. Pensaba : “no tengo escapatoria”.(narrador omnisciente) “El no contesto, entraron en el bar. Él pidió un whisky con agua; ella pidió un whisky con agua. Él la miró; ella tenía un gorro de terciopelo negro apretándole la pequeña cabeza; sus ojos en la corbata de él, roja, con las pintas blancas sucias, con el nudo mal hecho. Por el ventanal se verá el frente de una tintorería; al lado de la puerta jugaba un niño; la acera mostraba una gran boca por la que, inconcebible nacimiento, surgía el grueso tronco de un castaño; la calle era muy ancha. (narrador conoc. relativo o limitado)

b)

Grado de participación: Se refiere a la participación que tiene el narrador dentro del relato. Podemos encontrar dos tipos:

1. Narrador Protagonista: Corresponde a un personaje de la obra narrativa que relata su propia historia o parte de ella. Narra en primera persona.

2. Narrador Testigo: Es un personaje que, desde su ángulo personal, cuenta en
primera persona la historia en que participa, sin ser el protagonista. El está en mayor o menor grado involucrado en la acción como en el comportamiento de los otros personajes. Ejemplo: “Ya lleva quince días Angélica sin venir. Es bien extraño. Yo no tengo humor ni para mi diario. No duermo, ni estudio, ni puedo hacer nada en paz. Antes me desvelaba solamente cuando ella venía y me abrazaba o cuando tenía una mala noticia de ella.

(Narrador Protagonista) “Lo vi desde que se zambulló en el río. Apechugó el cuerpo y luego se dejo ir corriente abajo, sin manotear, como si caminara pisando en el fondo. Después rebalsó la orilla y puso sus trapos a secar. Lo vi que temblaba de frío. Hacía aire y estaba nublado”. (Narrador Testigo) El narrador puede presentar el relato a través de diversos modos narrativos. Los tres más importantes se denominan estilo directo, estilo indirecto y estilo indirecto libre. Estos modos de narrar se producen indistintamente, se entremezclan, se suceden: Estilo Directo es la incorporación textual del diálogo de los personajes a la narración, lo que permite su reproducción literal y objetiva. Ejemplo: Quiero que me acompañes hoy a la Alameda, entre la una y las dos de la tarde. ¿Para qué? Hoy no es domingo. Después te diré, prométeme primero que me acompañarás. Estilo Indirecto: Aquí domina la presencia del narrador como el encargado de reproducir las palabras o los pensamientos de los personajes. Ejemplo: “Leonor había anunciado a su padre que deseaba ir a la Pampilla a caballo con su prima, y aquel deseo había sido una orden para Don Dámaso, que a las doce del domingo tenía ya preparados los caballos”. Estilo Indirecto Libre: Procedimiento expresivo más complejo, pues supone una combinación de los dos estilos anteriores. Aquí el narrador se mantiene presente, pero habla desde el interior del personaje. Ejemplo: “Christum, dominum nostrum – oyó que decían sus labios. ¿Qué era esto? ¿Qué era? Ah, sí: terminaba la carta”. Además existen otros modos narrativos bastante frecuentes, tal es el caso de:

-

-

a) Narración retrospectiva: es aquel relato de hechos ocurridos en un tiempo

anterior al que tiene la acción presente narrado. Este recuerdo se puede realizar a través del: flash – back es una rápida vuelta al pasado, es decir, de un presente se va al pasado y se vuelve rápidamente. Se gráfica: Es ir al pasado, volviendo cronológicamente al presente. Se

Racconto: gráfica:

b) Narración prospectiva: es aquel relato que, respetando el curso cronológico
del acontecer, anticipa o anuncia posibles hechos futuros. Se gráfica. Personajes: Son los entes ficticios o seres imaginarios que habitan el mundo narrado, participando de la acción. Piensan y actúan del mismo modo que los seres reales, pero han sido creados por el escritor, quien los convierte en seres únicos e irrepetibles. A veces, un elemento no humano, un paisaje o un animal, cobra vida y su transforma en un personaje. Según la relación que guardan con el acontecer, los personajes pueden ser:

a) Principales o Protagónicos: En torno a ellos se concentra la acción principal. b) Secundarios:
Normalmente es uno sólo. Son aquellos que desempeñan un papel relativamente importante y sus acciones están relacionadas con el protagonista. Su participación puede ser momentánea o prolongada durante la obra y, generalmente, son varios. ser

Desde la perspectiva del acontecer narrativo, ambos personajes pueden estáticos o dinámicos (evolutivos).

Los personajes estáticos son aquellos que se comportan de la misma forma a lo largo de la obra, no cambian sus características sicológicas. Por el contrario, el personaje dinámico cambia su manera interna de ser, sus actividades frente a la vida. Para caracterizar a un personaje podemos considerar tres aspectos:

1. Físico: (retrato prosopográfico) son los rasgos corporales del personaje: edad. – 2. 3. c)

sexo – rostro – color de pelos, de ojos, etc. Sicológico: (retrato etopéyico) = permite captar las características espirituales del personaje: carácter, temperamento, sentimientos, actitudes, inteligencia, ambiciones, ideales, etc. Social: Considera aspectos como nivel socioeconómico, grado de educación, cultura, etc. Episódicos o Incidentales: Son personajes que intervienen ocasionalmente en el relato y luego desaparecen. Su participación en la obra es intrascendente. Acontecimientos: Son el conjunto de hechos o acciones que ocurren en toda narración. Algunos de ellos son muy importantes, predominantes en la obra y conforman el acontecimiento principal; otros, en cambio, se desprenden del principal y pueden eliminarse del relato sin que se altere el sentido de lo narrado; estos se llaman acontecimientos secundarios. En algunas ocasiones, una acción secundaria hará retroceder el avance de la acción principal. Se tratará; entonces, de una acción regresiva. En caso contrario, hablaremos de acción progresiva. El conjunto de acontecimientos más importantes constituye el argumento de la obra. Espacio: comprende el lugar donde se sitúan los hechos de una narración. El espacio narrativo puede ser real, imaginario o una combinación de ambos. Podemos distinguir tres tipos de espacios:

1. Físico o escenario: es el lugar o lugares donde ocurren los hechos. Puede

2. 3.

tratarse de un espacio abierto: neutral, urbano, rural, marítimo, etc., o bien, de un espacio cerrado: el interior de una casa, un cine, un bar, una escuela, etc. Espacio sicológico: es la atmósfera espiritual que envuelve a los personajes y a la acción toda, según los conflictos que se planteen: amor, violencia, odio, vergüenza, desilusión, soledad, etc. Espacio Social: es el entorno cultural, religioso, económico, moral o social en el que se desarrolla la acción narrada.

Tiempo: corresponde al momento en que se desarrollan las acciones. Este puede entregarse en forma explícita o implícita. En la primera forma el narrador ubica al lector temporalmente en el relato, entregando fecha o época. En la segunda forma el lector debe deducir la época en que se desarrollan las acciones a través del vestuario, las costumbres y los objetos.

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->