Está en la página 1de 7

                                               EL COCINERO TRAVIESO

Había una vez en la ciudad de Sevilla , un cocinero llamado 
Fernando, trabajaba en un restaurante famoso. Preparaba platos 
riquiiisimos, y la mayoría con granadas.
Una vez, el chef le mandó hacer una paella, y le echó, como 
siempre, mucha granada.

Llegó un día muy especial para él, se estrenaba el plato de la
Granadona, que por cierto estaba riquísimo. Pero el último
plato se le cayó encima, todos se reían de él. Pero un día, cuando 
volvieron los clientes al restaurante, el cocinero, le puso a la 
comida pimienta y dijo ¡Quien se ríe ahora! y se empezó a reír.

Los clientes se dieron cuenta que lo habían hecho mal, y le 
pidieron perdón con un gran regalo, una gigante granada, se 
hicieron amigos y fueron muy muy felices.

Antonio Artacho ,Pedro y Cristina.

                                     
EL COCINERO Y LA GRANADA MÁGICA

Había una vez un cocinero que todo le salía mal todas sus sopas
apestaban,sus filetes estaban malos. Vivía en una pequeña ciudad
y su restaurante era muy pequeño y tenia comidas muy malas.

Los demás pensaban que el nunca seria capaz de hacer una comida que
estuviera buena pero un día se encontró una granada que estaba en el
suelo y dijo
-¿Qué hará esta granada tirada en el suelo?
y la cogió , se la comió y desde entonces todas las comidas le salen
buenas.

Jorge Calvo, Marta y Ramona.

FIN

  
                                                                    
                                                                                                                            
El oso y el cocinero

Había una vez cocinero muy famoso que hasta salia en la televisión pero un
oso muy desgraciado por sus orejas tan feas que se harto de que se burlaran de
el y le robo al cocinero. El cocinero fue tras el oso hasta que se metió en su
cueva con su familia y allí se defendió.

El cocinero volvió a su restaurante, pero al día siguiente fue de nuevo y se quedó


escondido en un matorral esperando a que saliese de su cueva, al final salió y el
cocinero lo atrapó. Pero se perdió y tuvo que hacerse amigo de los osos para que
no muriese de hambre, los osos dijeron que si. El cocinero les dio una granada a
cada uno y les gustó mucho.

Al final los osos les dijeron que ya no le iban a robar más y se hicieron amigos.

Jesús, Tamara y Carlos Jiménez.


Luigi y el oso
                                                    

Erase una vez un chef que vivía en la ciudad de Capittal City, en un restaurante 
de lujo.

El chef ganó tanto dinero que se compró una casita de madera en el bosque.
Cuando por fin, llegaron las esperadas vacaciones de Verano, el chef Luigi se
fue a su bonita y acogedora casita en medio del bosque. Un soleado día de 
domingo Luigi se encontró con una piedra marrón, grande y realmente
rara; momentos después la piedra se puso en pie, entonces, Luigi se dio cuenta
de que era un gran y feroz oso grizzly. El chef salió corriendo, pero el oso dio 
un gran salto y se puso por delante de Luigi; el pobre cocinero estaba “cagado”
de miedo. Fue tal su desesperación, que se puso a sacarse granadas de los 
bolsillos y se las dio al hambriento oso.

Al final el oso se hizo su amigo y al cocinero le daba vergüenza que le vieran 
con el oso. Un día se fue a Capittal City y le vieron con el gran animal, al ver 
que a todo el mundo le gustaba el oso, fue muy feliz.

  

               Fin.
              De Pablo, Clara, Paula P. y Juan Carlos.
                                                   EL COCINERO Y LA GRANADA

   Un día en la playa de Almería había un chiringuito muy famoso porque el cocinero 
cocinaba muy bien.El cocinero se llamaba Marcos, el perro se llamaba luki  y el 
 canario cantarín.
 
  Un día un cliente le pidió un bizcocho de granada, el cocinero Marcos nunca había
   hecho uno igual. Sus amigos el perro y el canario pensaban que su dueño el 
   cocinero Marcos nunca sería capaz de hacer un bizcocho de granada.
   Pero un día  el cocinero lo intentó y no lo consiguió porque no tenía granadas   
   fue al súper a comprar varias granadas, cuando llegó al chiringuito se puso su   
   delantal y su gorro, y se puso a cocinar el bizcocho de granada.
   
   Y por fin lo consiguió, el perro Luki  y el canario cantarín nunca se lo creerían
    que el cocinero  nunca seria capaz de  hacerlo.
    Y el plato del día  era el bizcocho.          

fin Hecho por:


Lara,
Ana,
Nico y
Jorge
Carpio.
EL OSO AMOROSO

Erase una vez un osito muy amoroso que vivía en una casita muy bonita,
pero unos gamberros que le querían destrozar la casa en la que vivía.

El osito le puso una denuncia a los gamberros,se fueron


Y dijeron:
-Nos vengaremos osito amoroso.
y el osito respondió:
-Nos veremos en el juzgado.

En el juzgado mandaron a los gamberros a la cárcel.


Total se impuso la justicia.

Alexis, Paula Chaves y Antonio


Jiménez.
                                    El oso vegetariano y los tres amigos

Erase una vez tres niños que se llamaban Pedro, Peponcio ,la niña Pepa y un oso  
malvado que nunca salia de la cueva,los niños vivían en el bosque.

Al oso le daban de comer   granada , por que era vegetariano .Aquello le daba tanta  
vergüenza que no se atrevía a contárselo a nadie. Pero un día se atrevió a contárselo a  
sus tres mejores amigos y desde entonces todo el mundo sabe que el oso es vegetariano.

Un día paseando  por el bosque vio un conejo y pensó que si se lo comía,  todo en mundo  
lo respetaría , se lo pensó y de un sopetón se lo comió.
Al día siguiente se lo dijo a su padre y el le dijo :
– Hijo, no pienses que por ser  vegetariano no te voy a querer menos.                 
– Vale papá muchas gracias por confiar en mi .

    Fran, Diana y Alberto.                                                

         
                                                            fin

Intereses relacionados