Está en la página 1de 7

DERECHO DE CONTRATOS

N 3
Docente: Betsy Crdenas
Garca

1.- LAS LAGUNAS DE LOS


CONTRATOS
Pueden ser definidas como aquel
suceso para el que no existe norma
jurdica aplicable; pero que se considera
que debiera estar regulado por el sistema
jurdico (Marcial Rubio Correo, citado
por Manuel Miranda Canales).
Existe
laguna,
cuando
dado
un
acontecimiento, requiere de una solucin
jurdica, y el ordenamiento jurdico no la
ha contemplado.

Se presenta en tres casos:


a)Cuando un supuesto no normado, tiene
sustantivamente igualdad a otro supuesto que
si esta normado, an cuando stos son
distintos.
b)Cuando en caso de no estar contemplado un
supuesto,
las
consecuencias
de
ste
constituyen un agravio a los principios
generales del derecho.
c)Cuando el derecho ha producido una norma de
orden genrico vigente, por tanto es exigible, y
que requiere una normatividad reglamentaria,
an no promulgada.

Ante estas situaciones, debe darse una


solucin
provisional
en tanto sean
reguladas.
En el caso de los contratos, ser la
autoridad judicial la que deber suplir lo
que las partes omitieron voluntariamente.
(Art. VIII TP CC)
Se contrapone la Tesis de Plenitud
Hermtica, sostenida por Mauro Zelayarn.
La Equidad, como ltimo recurso, como
fuente supletoria del derecho.

2.- IMPEDIMENTOS PARA


CONTRATAR
Son impedimentos las imposibilidades
para contratar. Son de dos clases:
a)Impedimentos Convencionales: a los
establecidos en el mismo contrato.
b)Impedimentos Legales: los establecidos
por la ley (arts.1405, 312, 136, 531,
602, 219, 1942 del CC).

3.- EFECTOS DE LOS CONTRATOS


Art.1363 CC.
El contrato obliga a su cumplimiento, pues
sus obligaciones tienen fuerza de ley.
El principio de pacta sunt servanda (los
pactos son para cumplirse).
El juez interviene cuando estos acuerdos
afectan el inters individual o social,
restableciendo el equilibrio. Como ocurre
en la figura de la excesiva onerosidad.

4.- INEFICACIA DE LOS


CONTRATOS
Anlisis del los Arts. 1370, 1371 y
1372 del CC
La nulidad del contrato supone que
no se ha cumplido con los requisitos
esenciales que lo constituyen, por
tanto devienen en eneficaz.
El contrato es un acto jurdico, y se
rigen por los arts. 219 al 229 del CC.