Está en la página 1de 12

SOBRE-VIVIENTES AL 2º DILUVIO

Lugar: Época: Elementos: Vida Alterna: Música: Inauguración:

CALI DÍAS DE ANDRÉS EMPANTANADO DROGAS TOXICAS SIGLO XXI DE HOY Y DEL OTRO SIGLO CON UNA POKER

Por:

flow

Desplazado por los impulsos del tiempo y arrastrado lentamente a pasos agigantados hacia un siglo XXI superficial y jovial, me levanto en una mañana de Cali, son las cinco de la mañana, la atmósfera cargaba aun luces oscuras en su regazo. A esa hora, el aura de las plantas del jardín sale en relumbres que mi vista absorbe… los pies tocan el

húmedo lodo que dejaron las gotas de lluvia durante la noche y doy gracias al cielo por

2 estar vivo, por arrebatarme de entre los muertos al diluvio del siglo anterior. Escucho las primeras vibraciones sonoras que brinda una mañana. Rápidamente son las siete y prendo la radio para que escolte el fondo de mi rutinar alrededor del rancho en que vivo en Acopi zona industrial de Cali… a esa hora todavía no salen a aventurarme en el aire los diferentes tufos que sueltan las fabricas de por ahí cerca, y aun permanece virgen el espacio, de los ruidos que estas engendran. La radio no es capaz de opacar el jardín

infantil de aves que chillan y juegan por todos lados… me detengo, como deteniendo mi tiempo, siento que alrededor todo continua, y escaneo el jardín con ojos de artista, observando sombras, pillando líneas, imaginando formas por fuera de las formas; saltándole al tiempo sus épocas, y dentro de él, engañándolo, haciéndole sentir que estoy en un hoy, mientras escarbo en su línea recta hacia atrás, hacia un pasado determinado, y se me solidifica a través del verde del jardín… una figura sonriente con un libro en su pulgar y demás dedos, pelo largo, gafas grandotas de marco grueso tipo abuelitas y con pinta desarreglada, urbana, anti-social…

-

a Angelita le hubiera gustado estar acá, -me dijo sonriente revivámosla, -le decía, mientras miraban mis ojos a través de las hojas de los árboles de guayaba y papaya. Un color azul en el firmamento se permitía formas de nubes blancas que pasaban…

-

aquí donde estamos, esta vivita y culiando siempre he querido preguntarle a ella, porqué nos dejo solos en el nortecito era necesario, tenia que descubrir la salsa y el descontrol para que acompañaran la perdida del brillo de su pelo que le dejo el rock

3 es como untarse una crema extraña, es como abandonar su tribu, -y le seguía repitiendo equivalentes dolorosos a ver si cambiaba el concepto, mientras él se encaminaba por entre el sendero del jardín de las malezas, hacia el parche cerrado de las banquitas… con la otra mano me invitaba a que lo

acompañara. Asentí, mientras continuaba con las mismas equivalencias… es como asesinar a puñalada cruda sus parceros, su combo… puñalada carnicera, -se reía a carcajadas, eso es lo que me gusta de Angelita, que supo traicionar y dejar en un mal viaje a todos, para esconderse a vivir la oscuridad nocturna del sobre-vivir diluvial o sea que solo estaba la sobre-vivencia arruinada por la existencia generacional… viaje claro, ella escogió el más difícil, yo el más suave, como dice en el gran libro: “alégrate mas en el momento de la muerte que en el del nacimiento” contradicciones –le grite teatriando a estar enfadado la vida es una contradicción, donde los imbeciles están de testigos ¿poesía caicediana? realidad postrera en cuatro dimensiones… ahora yo no necesito caricias como antes, ahora, ella carga el peso de medio siglo en un cuartucho de La Quince, frente a un espejo que es cómplice de sus equivocaciones o la muerte, -le dije esto ultimo como acentuando un mal

“ahora que estoy muerto mira que estoy muerto

ahora que doy muchos pasos

4 no me encierran no me acorralan

ahora que hasta he perdido la tristeza que no me canso que me cansa nada

ahora que me siento rico que miro a las personas por dentro que ya la gente me gusta que deje de ser tímido

ahora, que esto, ya sé como nombrarlo que ya no me alborota el estomago ni de aire frío o caliente que esta todo sereno que no explota ahora que estoy esperando por mí vida que tengo mis años sin recuerdos que tengo mis años acariciados que ya no busco caricias

5

ahora que estoy muerto mira que estoy muerto

ahora que estoy joven y huelo bien, y de todos modos muero ahora que todo es una gran aventura ahora que no estoy solo que no estoy solo

seria el tiempo en el que no te necesito que no te necesito

ahora que no sufro ahora que los días son mas que polvo ahora que supere la muerte así de rápido

que los recuerdos son odas etéreas que pasan a través de estos ojos firmes que los mitos se derrumban

6 como soplar casas hechas de paja

si puede ser que día tras día si puede ser que dejé de sufrir

si puede ser que los días si puede ser que la muerte

si pueden ser los recuerdos en estos ojos firmes que los mitos de otros días si puede ser que sufra nada

ahora he sobre-vivido la generación de las drogas ahora puedo decir que vencí a la muerte porque siendo joven de todos modos muero mira que estoy muerto pa vos estoy muerto a todas tus emociones.”

7

-

uff, -en silencio solo pude decir uff, era la contra-poesía-caicediana que soltaba ahora su pecho

-

no nos quedemos mucho rato en silencio, -volvió a sonreír… lo más hermoso que tenia era la energía tan positiva y sana que esparcía y difundía en mi interior, y su sonrisa y su mirar inocente

-

calicalabozo, -le dije a ver con que salía siguen encerrados todos en sus pequeñas celdas que llaman hogar, ciudad, país, planeta… nadie es apto a soltarse desnudo y sobrepasar los limites del pensamiento global, hasta alcanzar el gran mar… te llamarían maestro,

profeta, u otros sinónimos a la locura… como la pintura que hicistes en memoria de Allende, Bolívar, Camilo y el Che

-

me quitas el miedo, como sacando cuchillo de mantequilla, con tus palabras, ya no importa si solo tengo 15, 19, 30, 51, 85, 113 ya sé que siempre seré joven si me da la gana. Si la muerte me aborda, será alegría y un dialogo interno hacia la eternidad… que mi paso es temporal, que no importa si este comenzar dura 1000 años, siempre estaré joven y sonriente… tu muerte lo ha probado entre vidas paralelas a los jóvenes de hoy. Tenias que haberte

tomado todos esos seconales para acabar la existencia de las drogas toxicas, para que una generación nueva pudiera sobre-vivir ese gran diluvio universal… eres una ciudad solar en mi existencia…

bueno, no es pa tanto, ahí que morir para poder sobre-vivir… mi mente ya no pelea en las calles, mi existencia no existe, me llaman de todos los lugares y me quieren convertir en un dios de papel, cuando simplemente fui YO,

8 ellos también pueden ser sus propios dioses, si quieren o puedan llegar a ver. Aquellos que me quieren volver un dios, parece que sufren los fracasos a sus sueños, al pegarse a metafísicos esquemas traicioneros de un sistema organizativo aparentemente funcional pero esquivo e ilusorio… piensan que desde ese pedestal, tienen derecho a volver dioses a los muertos, por lo que ellos mismos no pueden hacer… un don de Midas que desea emerger del que se

fracaso de unos sueños, nombrándome príncipe de los muertos…

callen, les grita Brian desde acá, pero no alcanzan a escuchar las nuevas canciones que desde acá les enviamos, no usan esa energía en mejor forma, en descubrir las nuevas letras, los nuevos poemas, las nuevas canciones que gotean filtrándose desde el infinito lentamente entre las venas de individuos receptivos… sabias que ahora canto en una banda de rock?, con Brian,

Jimmi y Kurt… Janis es mi nueva amiga, ya no tengo miedo, ni timidez. Los cristales de mis gafas son transparentes y mantienen la realidad abstracta de las dimensiones… la sangre derramada en Pance se elevo en clemencia y se hizo justicia. Los nuevos niños de la guerra pagaron su precio con sangre justificada… en manos de la muerte duermen los secuestrados del patíbulo, lo mismo que los soldaditos que viven como rehenes entre las filas de una guerrilla sin carisma ni filosofía, porque no tienen en sus mandos chesguevaras, sino narco-traficantes que viven humillando a sus sub-alternos por un cigarrillo o un vaso de jugo. Nadie se salva de la reacción a sus acciones… tócame la palma de la mano, supere el sostener en ella una

cerveza, polvos de morfina y una teta alcoholizada… ahora llevo las huellas del sacrificio, soy una especie de mártir a escritores jóvenes desconocidos. Mi literatura es simple, normal, real, cruda, dimorfa, humana, caliche,

9 vulgar, inspiracional, contiene el viento, la papaya, la guayaba y el mango caleño. Esta untada de tierra y semen. Los Pellares le gritan a cada rato que trata de invadir sus planicies… en resumidas, soy un escribidor, por eso los grandes escritores no me leen, y los seudo-intelectuales me odian… por culpa de mi amor a la libertad. Soy tan libre que disfruté matarme y así

asesine las letras sucias que provenían de los escritores falsificados… todos ellos permanecen en la mediocridad, por falta de originalidad. Confunden la forma de tratar situaciones crudas sensibles y profundas, llenándolas de letras empapadas de versos sexuales torpes. Pero lo peor es que tienen la educación

críticos y medios periodísticos millonarios que los apoyan…

podrida a invadido nuestra raza como virus contagioso, volviéndonos insensibles a la pureza

-

se te desenvuelve todo hacia un espectro tuyo empotrado en un siglo XXI ajeno a tus lamentos, amarguras y sueños… como una cinta de video escrita en maquina de escribir de rollo en blanco y negro, para ser pasada a computador fabricado en China con componentes Hindis, de Shangai y Pakistán… que podrías decir en tu nueva revista de “Ojo al Cine Siglo XXI”, que películas incluirías esta vez, ó estarías todavía atado al siglo XX y su sangre que marca el sueño fallido de un Hollywood que se apoya sutilmente en formas de colores pasajeros… o es tu cine, más humano y menos pop

-

huy, tenés cuchillas de afeitar en las neuronas… me cortas… pero en verdad, mi sueño cuando fui a Los Ángeles, fue hacer cine… primero mi desilusión cuando llegue a Hollywood, no era ni es lo que me imaginaba, o pensaba que era… era solo una calle sucia y fea con olor a decadencia, llena de turistas

10 gordos y estúpidos caminando por entre letrinas disimuladas entre almacenes y zombis en las calles que alumbraban sueños muertos… los Estudios de cine estaban amurallados y no hablaban español, mejor dicho, mi ingles era una mierda y tenia un sueño, pero la escalera para subirlo se llamaba Hollywood y tenia millones de escalones con puertas falsas y animaciones mentales inventadas que te agarraban los pies para evitar que asciendas… dolió, y me vine, me deprimió aun más llegar y no poder hacer el cine de la forma que quería en aquel Caliwood… hoy por hoy, me intereso más en un cine alternativo manual, en proyectos audio-visuales colectivos sin visajes… en Tabogo algunos creen que hacer cine, es seguir las huellas de los hijos de los hijos de los sueños perdidos en documentales extranjeros… el lado positivo de esto, es que ahí grandes talentos nacionales en dirección y actuación, eso es chévere, es lo bueno de esta época, mejores oportunidades para hacer cine con visiones mas sobresalientes.

Nos quedamos en silencio otra vez, habíamos soltado labia por un par de horas y me parecía que él había descargado algo… deseaba preguntarle mas sobre el suicidio, su suicidio, pero todavía no encontraba el espacio. Entonces buscaba sus ojos a ver en que se distraía, o si estaba ido en el pensamiento… lo encontré siguiendo con la mirada el revoloteo de las mariposas, de esas pequeñas y amarillas que se perseguían la una a la otra hasta unos arbustitos cercanos… el juego de las mariposas era sencillo y luego dejaban en la parte oculta de unas hoja, huevos hacia otra generación, vidas breves, un poco menos breves que las nuestras, con funciones similares… perseguíamos,

11 copulábamos, dejando nuevas generaciones empolladas que en solo 15 años estaban comenzando a destilar sus propios itinerarios de vuelo… me arriesgue y dije…

-

parece que el suicidio más común es entre jóvenes… los viejos se suicidan

cuando cometen errores comprometiéndoles el honor y esas cosas que pesan en las conciencias… tienen los jóvenes pesos de conciencia en sus decisiones, o solo la oscura amargura del alma que les sumerge en autopistas de desilusión que terminan en sótanos de soledad, de temor, o mejor dicho, en ese terror de estar vivo, en el llanto que suelta una picazón de ansiedades interminables que no los deja ni tener sueños largos, despertándoles entre oscuros y demoniales remolinos nocturnos de inestabilidad mental… sus emociones parecen haber sido masacradas por una tormenta de

desordenados huracanes de todo tipo, acorralándoles en una esquina del castillo de la muerte… ella, solo tiene que soltar la guillotina, no hace nada mas, no pregunta, no te lleva de la mano, no te llama, te encuentra fuera de tiempo, disponible carnero a ser sacrificado sin razón… ella presiona el botón derecho del ratón y baja a eliminar, doble clic y… entras en el Hades vacío y frío de la mitología religiosa griega, y de allí no sales hasta verte en la necesidad de entregar tus dones y capacidades a otro ser humano en vida… los perdes todos, los tiras al olvido de tu existencia, no los recuperaras nunca, parece ser la única condición para poder salir de ese hueco mortal… perdistes las bendiciones que dio la vida… -me quede en silencio otra vez

el vacío comenzaba a crecer lentamente su mirada se había desfigurado y no miraba a nada ni a nadie

12 puso una mano sobre el pasamanos de la banca para ayudarse a levantar… no me miraba… sus átomos se iban transformando… todo su cuerpo comenzó a volatizarse suavemente… una pequeña brisa lo levantaba y lo incorporaba entre las partículas del aire… se alejo como Antonio Ricaurte, pero sin violencia y fue a darse entero hacia todo el jardín… se deposito sobre las hojas del mandarino en dirección hacia la tierra negra, pasando encima de mariposas para penetrarse en las raíces de los árboles, alrededor de papayales, del tangüelo, del mango, de la guayaba y abonaba la espinaca… aun jugó con los insectos del estropajo y la maleza, la perenne hierba fue la ultima en recibirlo… le mire y me sonreía… escuche su ultimo aliento y fui y gire la llave de agua de la manguera y comencé a soltar átomos de agua por todos lados, que se incrustaban mezclándose con las cenizas… las mariposas escapaban a la humedad lluviosa moviéndose de un lugar a otro, así estuve mangueriando por horas, tal vez días o años, hasta que sentí que Andrés se encontraba tranquilo, sereno, sin angustias, acompañado del universo, amado, acariciado por las ninfas de la tierra, de las piedrecillas, de las lombrices, de las canciones que el eco traía de los canta-autores, la música que abonaba las almas y surgían florecitas amarillas por todo mi jardín, como las de las maticas de maní de jardín que trajo el MIO a Cali… era de noche cuando termine de regar, de la manguera ya no salía mas agua, el pozo se había secado, había realizado su misión… la deje caer en cámara lenta, hizo su ruido al caer, pero mis pasos ya me habían alejado!

Fin