Está en la página 1de 127

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

UNA PEDAGOGÍA PARA FORMAR GENIOS Las expresiones “Los hijos son espejos de los padres” y
UNA PEDAGOGÍA PARA FORMAR GENIOS
Las expresiones “Los hijos son espejos de los padres” y “Tal padre, tal
hijo”, empleadas desde la antigüedad, muestran que la educación de los
hijos depende básicamente de la actitud mental de los padres.
Los alumnos que van mal en los estudios siempre oyen de sus padres
o educadores palabras de reprensión como “¡Tienes que estudiar más
porque te va mal!”. Escuchando constantemente tales palabras pierden la
autoconfianza, estudian con mala voluntad y consecuentemente no logran
mejorar.
En cambio, los que van bien en los estudios siempre escuchan palabras
de elogio de sus padres o educadores como “¡Eres un hijo de Dios inteligente
y maravilloso!”. Entonces, sienten aumentar su autoconfianza, estudian con
satisfacción y, lógicamente mejoran cada vez más.
La Pedagogía de Seicho-No-Ie permite pasar del “método educacional
basado en la reprensión” al “método basado en el elogio”; del “método que
amontona conocimientos” al “método que extrae la capacidad latente”.
Cualquiera que sea la situación actual de su hijo o alumno en los estudios, si
usted cree en la naturaleza divina de él y aplica la Pedagogía de Seicho-No-
Ie, comenzará a presentar un desempeño extraordinario.
2
2

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE
PEDAGOGÍA
DE
SEICHO-NO-IE
3
3

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

MASAHARU TANIGUCHI PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE 1ra. Edición 2001 SEICHO-NO-IE
MASAHARU TANIGUCHI
PEDAGOGÍA DE
SEICHO-NO-IE
1ra. Edición
2001
SEICHO-NO-IE
4
4

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE Masaharu Taniguchi, Ph. D. Masaharu Taniguchi, Ph. D. Del original en japonés:
PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE
Masaharu Taniguchi, Ph. D.
Masaharu Taniguchi, Ph. D.
Del original en japonés: SEIMEI NO KYOIKU
Publicado por Nipón Kyobunsha Co., Ltd.
Tokio - Japón Derecho original 1966
Traducción: SEICHO-NO-IE DE BRASIL
Publicación: SEICHO-NO-IE DE BRASIL Sao Paulo - SP - Brasil
Derecho de autor reservados a:
Seicho Taniguchi, Emiko Taniguchi
Este libro ha sido publicado bajo licencia condicionada de Seicho Taniguchi, Emiko Taniguchi que se
reservan los derechos de autor y Nipón Kyobunsha Co., Ltd. que se reserva el derecho de publicación.
Todos los derechos reservados.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------
© Seicho Taniguchi e Emiko Taniguchi 2001
Dados Internacionais de Catalogado na Publicado (CIP)
(Cámara Brasileira do Livro, SP, Brasil)
Taniguchi, Masaharu, 1893-1985.
Pedagogía de Seicho-No-Ie / Masaharu Taniguchi;
tradudo de SEICHO-NO-IE DO BRASIL.
- 1. ed.- Sao Paulo : SEICHO-NO-IE DO BRASIL, 2001
Título original: Seimei no Kyoiku
ISBN 85-7156-184-2
1. Educado - Finalidades e objetivos
2. Educado - Métodos
3. Pedagogía
4. Seicho-No-Ie
I. Título.
----------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Índice para catálogo sistemático:
1. Pedagogía: Seicho-No-Ie: Filosofía de vida
Capa: Hatotaro Watanabe
Traducción: Lorenzo Mir Monte Grande y Marga C. Mir
Revisión: Lidia Ben e Isabel M. G. Silva
Impreso en Brasil
Editado pela
SEICHO-NO-IE DO BRASIL
Av. Eng° Armando de Arruda Pereira, 1.266
Sao Paulo, SP —
Fone: (5511) 5011-6357
5
5

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

INTRODUCCIÓN (Por el re-editor) Es cierto que para el estudio y el aprendizaje no hay
INTRODUCCIÓN
(Por el re-editor)
Es cierto que para el estudio y el aprendizaje no hay edad; pero no es menos cierto
que el aprendizaje en los niños es más fácil, porque ellos son como una película nueva en
la que los padres y educadores tenemos la delicada misión de coadyuvar a imprimir las
imágenes “verdaderas” de una educación holística. En esos términos, la pedagogía Seicho-
No-Ie puede considerarse una educación “espiritual”, “integral”, “liberadora”, “moderna”,
“eficaz” y “eficiente”. Para probar que esta pedagogía de Seicho-No-Ie es realmente
holística, basta con citar los postulados sustentados y aplicados en cientos de miles de
niños por el Dr. Masaharu Taniguchi. Hago hincapié que a lo largo del libro, excepto en esta
introducción; con negritas y script, pongo la terminación EM para realizar un pequeño
comentario que afianza la comprensión de los expuestos por el Dr. Masaharu Taniguchi; si
lo deseáis podéis ignorar las mismas. Veamos entonces, los expuestos por el autor:
“Dios nos creó. A quien no le gusta la palabra “Dios”, puede decir “vida” (EM: es la
verdad más grande desde que nos introducimos al sendero de retorno al altísimo; Dios, el
todo o el altísimo es la vida que existe en cada ser en este y en todos los universos; de modo
que; efectivamente, si no te gusta ese término Dios, llámalo simplemente vida).
Dentro de nosotros existe el infinito; explorando ese infinito, todo hombre puede
volverse un genio. Todo hombre nace con potencialidad para ser genio, pero no todos se
vuelven genios.
Los padres y educadores deben creer que sus hijos o alumnos son criaturas de Dios,
hacerles tomar conciencia de esto y esforzarse al máximo para cultivar en ellos un espíritu
noble, capaz de honrar su condición divina.
La pedagogía de Seicho-No-Ie, no comparte la idea bastante difundida de que la
“instrucción suministrada antes de que los niños lleguen a seis o siete años de edad les
perjudica el cerebro todavía frágil”.
Seicho-No-Ie cree que el hombre tiene una capacidad de desarrollo mucho más
6
6

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

grande y cree que la educación consiste en despertar en el ser humano esa capacidad. Crea que su hijo o alumno es talentoso. Si usted cree en el niño, será imposible que no mejore. Tener fe en el niño es tener fe en Dios. La fe es la base de todo, y el método educacional viene como subsiguiente de esa fe. El niño se desarrolla en la dirección en que es elogiado, conducir hacia el camino correcto, implica direccionar la fuerza vital hacia una tendencia constructiva. Es un error pensar que un niño solamente debe jugar y estudiar; una dosis adecuada de trabajo es indispensable para su desarrollo. El trabajo enseña a los niños a usar su vitalidad de manera constructiva y, al mismo tiempo, cultiva en él una tendencia también constructiva y su capacidad creativa. La alegría es muy importante en la vida. Cuando el hombre deja de alegrarse, su crecimiento cesa, tanto física como socialmente. Cuando un niño tiene siete u ocho años de edad, es necesario que se ejercite diariamente, durante algunos minutos, haciéndole concentrar su mente en un determinado aspecto. El mejor método para ejercitar al niño en ese sentido es habituarlo a venerar a Dios (a la vida), todas las mañanas conjuntamente con sus padres. Cuando un niño adquiere el hábito de concentrar su mente, gradualmente disminuye la distracción que le es característico. Aprende a concentrar su atención en todo lo que hace y comienza a tener un mejor rendimiento en cualquier tarea. Obviamente, también mejora su aprovechamiento escolar. Aprendiendo a concentrarse mentalmente y a sugestionarse desde la infancia, la persona logrará dominar fácilmente las excitaciones propias de la pubertad y canalizar la energía excedente para su autodesarrollo. Otro aspecto importante en la educación de los niños es el cultivo de la imaginación, que sin ella no se puede alcanzar gran éxito en la vida. La imaginación constituye la fuerza motriz de todo y cualquier desarrollo. Imaginación es la capacidad de formar en la mente la imagen de lo que aún no se ha manifestado en el mundo de las formas.

es la capacidad de formar en la mente la imagen de lo que aún no se
7
7

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Las formas son productos del pensamiento; (EM: ¡correcto! – pero no se olviden que tienen
Las formas son productos del pensamiento; (EM: ¡correcto! – pero no se olviden que
tienen que creerlo firmemente ya que “creer es crear” y si desean materializarlo, no se
olviden que “decretar es concretar”. En “las llaves de la provisión infinita de Dios”, obra
magistral del Dr. Masaharu Taniguchi que puede ser descargado desde Scribd
gratuitamente (https://es.scribd.com/doc/256058761/) y en que recomiendo anteponer
las palabras “Yo Soy” a todas las afirmaciones que sugiere el autor, para una mayor y pronta
interiorización con el Jisso de cada uno).
Para educar bien a los hijos, los padres no deben, ni en juego; referirse a sus hijos
con palabras negativas como: “mi hijo no es útil para nada” o “mi hija es una burra”. Dichas
palabras hacen grabar en la mente de los niños sus defectos, lo que destruye su
autoconfianza y perjudica su desarrollo.
(EM: aquí entra a tallar que, es difícil encontrar imágenes que retraten el jisso, el Dios
interior en cada ser, tú verdadero ser, tu santo cristo propio, tú ángel de la guarda, tú
presencia yo soy, etc. como queráis llamarlo en los paradigmas que te has creado; por eso
recomiendo la lámina de la presencia yo soy (*), que ha sido usado con éxito en los retiros
interiores a partir de la entrada de la tierra a la era de acuario, finales de los 40’).
El miedo es el factor más perjudicial para la felicidad del hombre. Por lo tanto,
debemos utilizar todos los medios posibles para cortar el miedo por la raíz desde la infancia.
Para eso hay dos métodos. El primero, como fue mencionado, es hacer que los niños crean
en Dios, que es Amor y todopoderoso; el otro es hacer que los niños crean en la inexistencia
del mal, en la inexistencia del demonio que tienta al hombre. El primer método es la
afirmación del bien; el segundo es la negación del mal; solamente a través de la
conjugación de estos dos métodos es que se obtienen perfectos resultados.
La intuición es una fuerza extraordinaria. Es una especie de percepción que difiere
de la mera imaginación; es una facultad extrasensorial que permite, a partir del
conocimiento de una parte, la comprensión clara e instantánea de todo, como un
relámpago. La intuición nos permite penetrar directamente en el todo y aprenderlo
inmediatamente.
8
8

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

El niño capta el sentido de las palabras por la intuición. Todo niño es un
El niño capta el sentido de las palabras por la intuición. Todo niño es un lingüista
intuitivo de nacimiento; él aprende intuitiva y directamente el sentido de las palabras por
la vibración de las mismas; posee una misteriosa capacidad.
Los niños poseen la tendencia natural a imitar a los adultos. Ellos poseen una fuerte
inclinación a observar y hacer lo que los adultos realizan habitualmente, en vez de ejecutar
lo que les enseñan. Quien trabaja con niños debe demostrar en sus propios actos las
cualidades, los procedimientos, los hábitos, etc. que desea para los niños.
El hecho de explicar al niño la razón de las cosas trae doble beneficio: por un lado,
desarrolla en su mente la capacidad de raciocinio y deducción y por otro, establece la paz
eterna en el ambiente.
Seguramente, la individualidad del niño debe ser respetada, pero, esto no significa
que se pueda permitir que él haga indiscriminadamente todo lo que desee; es preciso
distinguir bien lo que debe ser desarrollado y lo que debe ser removido, y cultivar solamente
las buenas cualidades.
En la película mental de un niño será inevitablemente grabado el procedimiento de
todas las personas que con ella conviven; posteriormente, ella proyectará esa película en la
“pantalla” de su vida cotidiana.
La formación básica debe ser dada a los niños por la madre en el hogar, desde la
cuna, durante la edad preescolar y también paralelamente a la enseñanza formal.
Las palabras están siempre acompañadas de vibraciones, las cuales serán captadas
por el sensible receptor mental del niño transformándose en una especie de semilla.
Llegando la época propicia, esta semilla no dejará de germinar, crecer, florecer y dar frutos
(EM: ¡correcto!, una vez más se remarca la importancia de decretar para concretar).
El hombre posee en su interior una mina inagotable de capacidad en estado latente;
cuanto más profundamente él perfora la mina, mayor será la extracción de esa capacidad
latente.
Enseñe siempre a los niños a no conformarse con pequeños éxitos; enséñeles que los
pequeños éxitos no pasan de “manifestaciones parciales” de su yo; que su capacidad actual
9
9

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

no es más que una “parte” de su capacidad total. Es un error alabar a los niños, elogiando sus trabajos mal hechos; lo ideal es orientarlos de tal modo que sientan placer en corregir sus fallas. Por ejemplo, podemos decirles: “está bien hecho; pero, se puede modificar un poco aquí, para que quede aún me- jor”.

El deseo de agradar a alguien es un deseo natural de todo ser humano. Si
El deseo de agradar a alguien es un deseo natural de todo ser humano. Si alguien
dice que siente alegría en hacer solamente lo que le agrada, sin complacer a los demás, está
siendo egoísta.
Seicho-No-Ie considera la confianza, el Amor y el elogio como las tres virtudes
esenciales en la vida práctica. La confianza y el amor son virtudes de la mente, y el elogio
es el uso del poder de la palabra para exteriorizar esas virtudes y transformarlas en fuerza
efectiva (EM: es a mi juicio, la perfecta correlación entre las grandes máximas que rigen la
vida holística del ser humano, dichos claro está en palabras sencillas: “creer para crear y
decretar para concretar”).
Las palabras influyen en la mente, y esta se manifiesta como acción concreta; no
existe una sola palabra que no se grabe en la mente y tampoco existe una sola idea
grabada en la mente que no se transforme en acción (EM: manifestación del principio del
mentalismo y los demás principios expuestos en el kybalión).
Las palabras lanzan “semillas” que inevitablemente germinan y dan frutos. Las
“semillas” son lanzadas en la mente del niño desde la más tierna edad, para ser más exacto,
son lanzadas mucho antes de nacer; aún en el vientre materno. También hay “semillas” que
el espíritu de la persona trae de las experiencias anteriores a la encarnación actual y están
también las heredadas de sus antepasados. El círculo vicioso de causa y efecto prosigue, o
sea, las semillas germinan, fructifican y producen nuevas semillas. Por eso, para neutralizar
la fuerza de las semillas malas debemos lanzar semillas buenas.
Todo hombre trae, como hijo de Dios, el gen llamado naturaleza divina,
fuertemente arraigado en la parte más profunda de su ser (EM: todo parece indicar que
el autor se refiere a la llama triple, la expresión lumínica de la presencia yo soy anclado en
10
10

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

el corazón etérico). Delante de ese resistente gen heredado de Dios, las “semillas” hereditarias trasmitidas
el corazón etérico). Delante de ese resistente gen heredado de Dios, las “semillas”
hereditarias trasmitidas por los antepasados a través de algunas generaciones son tan
insignificantes como las velas delante del sol.
Padres y maestros, comiencen a reconocer la naturaleza divina (gran herencia de
Dios) alojada en los hijos y en los alumnos. Basta reconocer y visualizar nítidamente la
naturaleza divina latente en ellos, que tanto las malas tendencias como las malas herencias
serán erradicadas en poco tiempo por la fuerza del reconocimiento.
Padres y maestros enseñen a los niños cuán sublime es la vida que existe en ellos,
cuán sublime es la vida humana; enseñen que en ellos habita Dios, la capacidad infinita;
enseñen que ellos poseen dentro de sí algo que al ser liberado se manifiesta como capacidad
infinita y talento infinito, no sólo para su propio beneficio, sino también para beneficiar a la
humanidad.
Incentiven a los niños, hagan sobresalir las cualidades y enaltezcan las partes
positivas para que ellos tomen conciencia de sus propios puntos positivos. Este es el secreto
de la educación. Hagan sobresalir los puntos positivos para que los niños olviden los puntos
negativos y transformen el tiempo desperdiciado con el desgano en horas de avance llenas
de esperanza”.
MEIREM.
11
11

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

PREFACIO Cuando aplican la Pedagogía de Seicho-No-Ie, tanto los educadores como los padres se sorprenden
PREFACIO
Cuando aplican la Pedagogía de Seicho-No-Ie, tanto los educadores como los
padres se sorprenden al percibir que educar niños es una tarea muy agradable.
Desaparece la preocupación o el miedo de que su hijo o alumno, al menor descuido,
pueda recorrer un mal camino. Un hijo o alumno que no quiere estudiar a pesar de toda
la presión de los padres o educadores comienza a hacerlo espontáneamente, con placer.
Un hijo o alumno rebelde se transforma en estudiante dedicado y prometedor,
proporcionando tranquilidad a los padres y educadores.
Estos son algunos de los innumerables beneficios derivados de la adopción de la
Pedagogía de Seicho-No- Ie, aplicada hace más de treinta años por el Prof. Masaharu
Taniguchi, cuya eficacia ha sido comprobada de modo indiscutible.
No hay nada más lamentable que padres inseguros en la conducción de la educación
de sus hijos. Muchos padres, debido al exceso de preocupación y presión para mejorar a
sus hijos, terminan por perjudicar los “brotes” destinados a crecer. Para recobrar la
seguridad en la educación de los hijos o alumnos, los padres y educadores deben conocer
la correcta manera de educar. Si el lector asimila y aplica la Pedagogía de Seicho-No-Ie,
explicada en este libro, todos sus hijos o alumnos podrán ser genios. Es importante
comprender profundamente el contenido y el alcance de esta pedagogía. Leyendo este
libro repetidas veces, cualquier persona puede volverse especialista en la Pedagogía de
Seicho-No-Ie.
Los tópicos de este libro son los siguientes:
1 — El principio y el método educacional que el Prof. Masaharu Taniguchi
desarrolló con base en su filosofía monista — que “reconoce únicamente a
Dios y lo que viene de Él” — constituyen la Pedagogía de Seicho- No-Ie, la cual
12
12

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

permite llegar a la Fuente de la Vida y tener la visión de la vida
permite llegar a la Fuente de la Vida y tener la visión de la vida y la visión del
mundo cimentadas en la idea de que nada existe verdaderamente más allá de
lo divino.
2 — La Pedagogía de Seicho-No-Ie permite creer que todo niño posee en su
interior la naturaleza divina — la potencialidad infinita — y enseña a
visualizarla para extraerla. Es una pedagogía que extrae la potencialidad con
el poder de la “visualización”, porque “visualizar” es “concretar” en el sentido
filosófico.
3 — En la Pedagogía de Seicho-No-Ie se distinguen, claramente, la Imagen
Verdadera y el Fenómeno y se visualiza únicamente la perfección de la
Imagen Verdadera, por peor que sea la apariencia fenoménica. Por lo tanto,
es una pedagogía que elimina las imperfecciones visualizando la Imagen
Verdadera.
4 — La Pedagogía de Seicho-No-Ie vivifica siempre el “ahora”, objetivando la
exteriorización de la capacidad latente en los educandos.
En Japón existe una organización llamada Liga de los Nuevos Educadores que está
difundiendo esta pedagogía en las escuelas, en los hogares y en la sociedad en general con
pleno éxito. A través de dicha organización, educadores y padres, unidos, desarrollan un
amplio movimiento de renovación educacional.
En este libro, fueron reunidos con autorización del autor, fragmentos de los
volúmenes 14, 25 y 30 de la colección La Verdad de la Vida que tratan de la educación,
buscando difundir ampliamente la Pedagogía de Seicho-No-Ie. A quien desee profundizar
en el asunto, le sugerimos la lectura de la colección completa o, por lo menos, los tres
volúmenes mencionados.
Deseamos que el presente libro contribuya a concretar la paz en el mundo.
Tokio, abril de 1966
El editor.
13
13

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

ÍNDICE INTRODUCCIÓN (POR EL RE-EDITOR) …………………………………………………… PREFACIO
ÍNDICE
INTRODUCCIÓN (POR EL RE-EDITOR) ……………………………………………………
PREFACIO ……………………………………………………………………………………………….
CAPÍTULO I
Método educacional para cultivar la Vocación ……………………………………….
CAPÍTULO II
El instinto de imitación y la educación…………………………………………………….
CAPÍTULO III
Un método educacional que difiere del patrón ……………………………………….
CAPÍTULO IV
La educación que ayuda a liberar al individuo y estimular su capacidad latente
………………………………………………………………………………………………………………
CAPÍTULO V
Pedagogía de Seicho-No-Ie …………………………………………………………………….
Fin …………………………………………………………………………………………………………
06
12
15
29
47
62
74
123
14
14

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

CAPÍTULO I MÉTODO EDUCACIONAL PARA CULTIVAR LA VOCACIÓN “MODUS VIVENDI QUE VIVIFICA EL AHORA” APLICADO
CAPÍTULO I
MÉTODO EDUCACIONAL PARA CULTIVAR LA VOCACIÓN
“MODUS VIVENDI QUE VIVIFICA EL AHORA” APLICADO A LA EDUCACIÓN
Si alguien pretende desarrollar las potencialidades de un niño debe hacer lo
máximo para estimularlas, cultivarlas y extraerlas en la fase en que ellas están propensas
a manifestarse natural y espontáneamente. En realidad, esa fase es ahora. Este método
es la aplicación del “modus vivendi que vivifica el ahora” en el campo educacional. Los
padres y educadores deben estar atentos al talento que quiere manifestarse “ahora” en el
niño.
En el “ahora” está la oportunidad para mejorar todo y cualquier aspecto de la vida.
El “ahora” es el momento más importante. Si reprimimos la idea o la energía que está a
punto de exteriorizarse “ahora”, ella podrá morir sofocada. Supongamos que estemos
inspirados para escribir un texto, pero en el exacto momento surge un imprevisto que nos
impide escribir. Si sucede esto, más tarde, al volver a tomar la lapicera, necesitamos
esforzamos mucho para recordar lo que íbamos a escribir. Pero, a pesar del esfuerzo, no
lograremos reproducirlo fielmente. De la misma forma, si reprimimos la potencialidad que
está brotando en el niño, tendremos que efectuar un esfuerzo dos o tres veces mayor para
15
15

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

hacerla emerger más tarde. Aun así, el resultado no será satisfactorio. La pérdida será enorme.
hacerla emerger más tarde. Aun así, el resultado no será satisfactorio. La pérdida será
enorme. El secreto de la educación de los niños está, por lo tanto, en estimular sus dones
en el momento en que ellos están propensos a manifestarse.
Los niños comienzan a conocer el mundo a través de sensaciones táctiles. Los
primeros elementos que les permiten despertar la inteligencia y desarrollar la mente son
las sensaciones que experimentan a través de los órganos de los sentidos. Ellos no tienen
amplia noción de la vida y del mundo como los adultos. Pero saben, por ejemplo, mamar
en cuanto nacen. Ellos están dotados de una Sabiduría extraordinaria, divina, que no
depende de los conocimientos adquiridos por el cerebro humano. Los bebés no piensan
si podrán debilitarse o morir si dejan de mamar. Ellos, transcienden toda preocupación
humana; no especulan si deben proceder de esta o de aquella manera. Actúan natu-
ralmente, sin calcular ventajas o desventajas. Ese procedimiento es el más admirable. Un
adulto que logra actuar de este modo es un maestro en el arte de vivir; es una persona
que alcanzó la iluminación.
Lo que hace al ser humano tomar iniciativas sólo después de calcular ventajas y
desventajas o después de oscilar entre una u otra alternativa es la inteligencia humana, la
inteligencia que Adán adquirió al comer del fruto del conocimiento del bien y del mal, y no
la Sabiduría proveniente de Dios.
Cuando se dejan de lado las especulaciones de la inteligencia humana se manifiesta
la inteligencia de Dios que permite que el hombre proceda del modo adecuado en cualquier
circunstancia. Esta es la inteligencia del bebé, que actúa según la Naturaleza, sin pensar si
morirá de hambre si no mama.
LA LECCIÓN DE LAS PALOMAS BLANCAS
En nuestra casa, una pareja de palomas blancas puso huevos y comenzó a
empollarlos. La paloma blanca sólo pone dos huevos de cada vez, y siempre nacen un
macho y una hembra. Con los seres humanos puede suceder de nacer más hombres o más
mujeres, pero eso no ocurre con las palomas blancas, cuyas parejas son muy unidas. Ellos
16
16

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

jamás traicionan a su pareja. Dirigidos por la Sabiduría divina viven en perfecta armonía, actuando
jamás traicionan a su pareja. Dirigidos por la Sabiduría divina viven en perfecta armonía,
actuando de manera de no provocar una pelea conyugal. Llevan una vida extremadamente
pura, sin premeditar nada. Puestos los huevos, la pareja comienza a empollarlos, actuando
naturalmente sin analizar si los huevos se van a podrir si no fueran empollados, como hacen
los seres humanos con su pequeña inteligencia cerebral. Después de 17 o 18 días de incuba-
ción, nacen las palomitas.
Un especialista en aves me dijo que sería casi imposible la procreación de palomas
blancas en la jaula de mi casa porque al quedar muy expuestas, se inquietan y no logran
empollar bien. Expresó que si los huevos no se malogran, sería un milagro. Sin embargo,
las palomitas blancas nacieron, y fue el día de la graduación de las alumnas de la Escuela
Preparatoria de Novias que mantiene Seicho- No-Ie. Sentí que fue un acontecimiento muy
significativo y auspicioso.
La hembra no empolla sola; el macho la ayuda a empollar. Ellos demuestran gran
afecto uno por el otro. Durante el día, es el macho que empolla. Sin embargo, cuando tiene
hambre comienza a arrullar para llamar a la hembra que viene inmediatamente a
sustituirlo. Ella entra en el nido arrimándose con cariño al macho para que los huevos no
queden descubiertos un solo segundo. Entonces, el macho sale para alimentarse.
Satisfecha el hambre, vuelve al nido y sustituye a la hembra que continúa calentando los
huevos, que son del tamaño de los huevos de codorniz.
El horario de poner los huevos está más o menos determinado: entre las tres y las
cinco de la tarde. Por lo tanto, no existe el trastorno causado por la anticipación o el atraso
como sucede con el parto del ser humano. Tampoco es algo parecido con un parto difícil.
Es porque la infinita Sabiduría divina se manifiesta y hace que la paloma ponga los huevos
de acuerdo con la voluntad de Dios. Como ya dije, el macho empolla de día, y la hembra lo
hace de noche, como si fuese un hábito o como si cumpliesen una ley. Realmente, la
Sabiduría de Dios es admirable. Cuando el hijito va a nacer, el padre o la madre golpean la
cáscara del huevo exactamente en el lugar que el hijito está golpeando por dentro, para
quebrarla. Es la Sabiduría divina lo que permite tal hazaña, porque a través de los ojos
17
17

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

carnales, es imposible ver el movimiento del hijito en el interior del huevo. El recién
carnales, es imposible ver el movimiento del hijito en el interior del huevo. El recién nacido,
medio rosado, parece un pedazo de carne con un pico demasiado grande para el tamaño
de su cuerpo. Para alimentarlo, la paloma madre abre su propio pico para que el hijito
introduzca su pico para alimentarse del quilo almacenado en el buche. El quilo es el líquido
lechoso al que quedan reducidos los alimentos digeridos en el organismo materno.
Durante la alimentación, que es casi un amamantamiento, la madre permanece con
los ojos cerrados como si estuviera extasiada. Pero, no sólo la hembra hace esto; el macho
también alimenta a los pichoncitos del mismo modo, alternándose armoniosamente con la
hembra en esa tarea.
Como se ve, las palomas son un poco diferentes a las otras aves, se asemejan a los
mamíferos en el modo de alimentar a los hijitos. A medida que van creciendo, el alimento
que les es suministrado va quedando cada vez más consistente. Esto sucede no porque los
progenitores piensen preocupados: “Es necesario darle una alimentación adecuada, si no
mi hijo puede enfermar o morir de indigestión”. El proceso ocurre naturalmente, dirigido
por la Sabiduría que brota del interior. El hecho de una mujer comenzar a tener leche
cuando da a luz un hijo parece lógico desde el punto de vista fisiológico. Pero, frente a las
palomas blancas que almacenan quilo en su buche para alimentar a su prole quedamos
simplemente maravillados con la Sabiduría de la Naturaleza.
LO QUE LLEVA LAS INVESTIGACIONES CIENTÍFICAS AL ÉXITO
Cuando alejamos las preocupaciones humanas y anulamos nuestro pequeño yo,
brota de nuestro interior una Sabiduría extraordinaria. La inteligencia cerebral, a través
de la cual realizamos investigaciones científicas e intentamos descubrir lo que es mejor
para la humanidad, no llega ni a los pies de la extraordinaria Sabiduría de la Naturaleza.
La única manera de manifestar esta Sabiduría consiste en anular nuestro pequeño yo y
fundirnos con la Gran Vida (Dios). En otras palabras, debemos estar constantemente en
comunión con Dios a través de la Meditación Shinsokán para ser canales de manifestación
de la Sabiduría divina. La falta de manifestación de esa Sabiduría es la causa de la actual
18
18

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

desgracia de la humanidad. El ser humano aprende a usar la inteligencia cerebral en su casa, en la escuela y

en la sociedad, pero no aprende a manifestar la Sabiduría divina, razón por la cual
en la sociedad, pero no aprende a manifestar la Sabiduría divina, razón por la cual es
pobre de poder intuitivo. Incluso en la alimentación, a pesar de analizar científicamente
los alimentos para descubrir cuál es el más adecuado, no llega a una conclusión definitiva.
Por ejemplo, en Japón hay mucha controversia sobre “cuál es el mejor arroz”: si el integral,
el mejorado, el semi-mejorado, o el mezclado con trigo. En este punto, el ser humano es
inferior a la avispa y al gusano de seda, pues estos saben cuál es el alimento más adecuado
para sí mismos. La inteligencia humana es tan ineficiente que, aun analizando los alimentos
y descubriendo el porcentaje de proteína, calorías, vitaminas, etc., no se sabe cuál es el
mejor alimento para el ser humano.
Por eso, aunque reconozcamos la importancia de las investigaciones científicas,
durante por lo menos treinta minutos por día debemos dejar de lado la inteligencia humana
y sumergimos en el mundo de la Sabiduría divina para recibir la orientación de Dios.
Solamente de este modo las investigaciones científicas podrán llegar rápidamente al éxito.
Por lo tanto, sugerimos la práctica de un método de mentalización llamado Meditación
Shinsokán.
Cierta vez me visitó el Sr. Akira Eto, quien compuso la música del Canto para
contemplar la Imagen Verdadera, y me contó un episodio muy interesante. Él perdió un
objeto y no lograba encontrarlo por más que lo buscaba por medio de la inteligencia
humana. Entonces, practicó la Meditación Shinsokán. Cuando terminó y comenzó a ca-
minar despreocupadamente, vio una latita para agujas de vitrola caída delante de sus pies,
la levantó y la tiró sobre el piano. La latita, al caer sobre el piano, produjo un ruido
diferente. Intrigado, fue a ver por qué y encontró el objeto perdido sobre la tapa del piano.
Me dijo que encontró el objeto por orientación de la Sabiduría divina. A través del cerebro
humano o electrónico sería imposible saber dónde estaba escondido el objeto. Cuando él
se entregó a Dios, practicó la Meditación Shinsokán, se identificó con la Sabiduría divina y
actuó espontáneamente, encontró una latita que lo condujo a donde estaba el objeto. Esto
19
19

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

es la orientación de la Sabiduría divina. LA IMPORTANCIA DE LA MÚSICA EN LA EDUCACIÓN DE LOS BEBÉS Anteriormente, expresé que los niños comienzan a conocer el mundo a través del tacto. Este se desarrolla espontáneamente, más a partir del interior que a través de los estímulos del exterior. Tanteando con las manos o tocando con la boca, el bebé reconoce la existencia de sí mismo y del mundo exterior. Se tiene la impresión de que el “yo” y el “mundo exterior” son dos existencias distintas. Pero, si es posible reconocer el mundo exterior es porque el “yo” y el “mundo exterior” son, en esencia, una unidad. Es por eso que hay sintonía entre ambos, posibilitando el “sentir”. Podemos decir que, el grado de desarrollo de la sensibilidad es el grado del despertar de la persona. Después del tacto, comienza a desarrollarse la audición y posteriormente la visión. En esta etapa (de la audición), es bueno hacerle oír al bebé músicas suaves. Atendiendo al máximo al “deseo de oír” que se está manifestando de adentro, estaremos estimulando y aguzando la facultad auditiva. Existen ciertas personas que no logran distinguir notas musicales y, por lo tanto, son pésimos cantantes. Son personas que, en la infancia, no recibieron tratamiento auditivo, o sea, no tuvieron oportunidad de oír diferentes sonidos musicales. Para desarrollar en los niños el talento para la música es importante hacerles escuchar músicas en la etapa más propicia. Que oigan buenas músicas, a partir de la pri- mera quincena de su vida, es excelente no sólo para despertar su oído a la música, sino para purificar y enriquecer sus sentimientos. Como actualmente hay diferentes equipos de sonido a precios accesibles, podemos ponerles buenas músicas a los bebés, lo cual les será muy benéfico. Para afinar el oído de los niños, debemos no sólo poner buenas músicas sino enseñarles el nombre de cada nota musical, porque de este modo se desarrollará la capa- cidad de distinguir los sonidos. Para que yo pudiera distinguir a las personas de la platea, sería más fácil si supiera el nombre de cada persona presente. En el caso contrario, no podría saber quién es quién y confundiría uno con otro. Lo mismo puede ser dicho en

En el caso contrario, no podría saber quién es quién y confundiría uno con otro. Lo
20
20

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

relación a los colores. En vez de sólo mostrarle los colores, es más fácil que
relación a los colores. En vez de sólo mostrarle los colores, es más fácil que los grabe si le
decimos: “Este es rojo, este es amarillo,
”.
De la misma forma, si le decimos “Este sonido
es do, este es re,
”,
el niño comenzará a distinguir los sonidos más rápido. Aquí, también
se aplica el poder de la palabra. Por medio de la palabra, las cosas comienzan a existir
nítidamente en el mundo de la mente.
Si el niño aún no está en edad de asimilar el do - re - mi, podemos utilizar
campanitas, como hizo la Sra. Stoner, de Estados Unidos, cuya hija concluyó secundaria con
trece años de edad. Para cultivar la sensibilidad acústica de la hija, ella colgó varias
campanitas de sonidos diferentes y en cada una colocó una cinta de color diferente. To-
cando una campana cada vez le decía a su bebé: “Este es el sonido de la campana de la
cinta roja; este es el sonido de la campana de la cinta verde”, y así sucesivamente. Con este
método, se desarrolla en el niño una sensibilidad a los colores y a los sonidos al mismo
tiempo. Esta señora también pensó que sería bueno cantar cuando su hija estuviera de mal
humor, pero, infelizmente, no era buena cantante. Entonces, decidió leerle La Eneida, el
poema épico de Virgilio. Oyendo la declamación de la madre, la hija recobraba
inmediatamente el buen humor.
Es bueno leer a los niños poemas alegres y constructivos. Obviamente, un bebé
no comprende el contenido de los poemas, pero el subconsciente capta las vibraciones
mentales positivas y agradables de la persona que interpreta y lee el poema. Es por eso
que cuando su hija estaba malhumorada, la Sra. Stoner conseguía calmarla y adormecerla
con la declamación del poema de Virgilio.
LA EFICACIA DE LA LECTURA DE LA SUTRA SAGRADA: LLUVIA DE NÉCTAR DE LA VERDAD,
EN LA EDUCACIÓN DE LOS NIÑOS
Por la misma razón, cuando se lee a un niño la Sutra Sagrada Lluvia de néctar de la
Verdad, ejerce influencia benéfica sobre él e, incluso puede curar las enfermedades,
aunque él no comprenda el significado de sus palabras.
La palabra “Sutra” recuerda rezos budistas, pero Lluvia de néctar de la Verdad, no
21
21

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

es un libro de rezos. Es un poema. Yo lo publiqué por primera vez en
es un libro de rezos. Es un poema. Yo lo publiqué por primera vez en uno de los primeros
números de la revista Seicho-No-Ie. Sucede que, en virtud de ocurrir varios hechos
milagrosos con la lectura de este poema, inclusive la cura de enfermedades, las personas
comenzaron a llamarlo “Sutra Sagrada”.
Han ocurrido innumerables casos de bebés que adquirieron un buen humor,
pararon de llorar por la noche, dejaron de orinar en la cama, etc. Existe un caso de cura de
encefalitis letárgica. Tal vez, haya quien lo considere mera coincidencia, pero no se puede
negar que, mejorando la vibración mental de los padres por la lectura de la Lluvia de néctar
de la Verdad, dicha vibración influye benéficamente en la educación y formación del
carácter de los niños.
CÓMO ACTUAR ANTE LAS TRAVESURAS DE LOS NIÑOS
Todo tipo de actividad que ejercite la visión y la audición es aconsejable para
desarrollar la Vida que se aloja en el niño. Es necesario también hacer que ejercite el
tacto, permitiéndole tocar los más variados objetos. Como ya dije antes, primero se
desarrolla el sentido del tacto. A los niños les gusta mover lodo, romper papeles, tomar
objetos, golpearlos, tirarlos, etc. No hacen esto por maldad, sino porque las nuevas
experiencias despiertan sus inicios. Piensan: '‘¿Qué será esto? ¡Qué cosa tan extraña! Voy
a ver qué sucede”. Así, por ejemplo, el bebé toma un puñado de harina y lo tira. Entonces,
descubre que la harina tiene la curiosa propiedad de desparramarse. Viendo esto, los
adultos piensan: “¡Qué niño malcriado!, ¡Sólo provoca desastres!”. Pero, para él, fue una
experiencia nueva, un estudio, donde aprendió algo importante. Si en esas ocasiones los
padres creyeran que su hijo es un travieso incorregible, su vibración mental actuará sobre
el hijo y hará que él continúe haciendo travesuras.
Para el niño no existe nada que sea malo. Para él, todo es una experiencia nueva
y buena. La existencia del aire, del viento, del Sol, etc., es algo natural y banal para los
adultos. Pero, para el niño, es algo sorprendente. Si los adultos no se sienten maravillados
al respirar el aire, al sentir el viento soplar o el Sol brillar es porque ya están insensibles.
22
22

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Como ya se acostumbraron a estas dádivas, no se sensibilizarán nunca más con ellas. Sin
Como ya se acostumbraron a estas dádivas, no se sensibilizarán nunca más con ellas. Sin
embargo, el niño demuestra asombro y vivo interés por cualquier hecho, porque todo es
novedad para él.
Para que el niño pueda grabar esas experiencias en la mente y exteriorizar su
capacidad latente y ansiosa de manifestarse debemos dar nombre a cada hecho o cosa
que experimenta. Conviene, como ya dije, dar nombre a los sonidos, a los colores, a todas
las cosas y a todo lo que va probando. De este modo, quedarán grabados en su memoria
y serán aprovechados posteriormente. En el Génesis consta que Dios fue dando nombre a
todos los seres y a todas las cosas que iba creando. Esto es el uso del poder de la palabra.
Los seres y las cosas comienzan a tener existencia al recibir nombre.
EL MÉTODO EDUCACIONAL QUE ACUMULA CONOCIMIENTOS Y QUE EXTRAE LA
POTENCIALIDAD
Dar nombre a cada nueva experiencia del niño corresponde a lo que Dios hizo:
denominar Sus creaciones. Cuando el niño tiene una nueva experiencia con real interés,
debemos decirle el nombre de esa experiencia. Por ejemplo, si está tomando un papel le
decimos que eso es "papel”; si rompe el papel, decimos que “rompió" el papel. Entonces,
el niño que practicó una acción casi inconscientemente, sin saber lo que estaba haciendo,
comprende claramente que realizó el acto de “romper”.
Después de nacer en este mundo, el niño va teniendo experiencias nuevas una tras
otra, con interés, divirtiéndose y es en esos momentos que debernos enseñarle el nombre
del acto o del objeto con el que está entretenido. Este es el método educacional de Seicho-
No-le.
Si desde pequeñito le enseñamos el nombre de cada experiencia nueva que va
acumulando, su contenido mental será muy rico. Cuanto mayor sea el número de
palabras que aprende, más rico será su contenido mental. Cuanto más civilizado es un
pueblo, más rico es su vocabulario; cuanto menos civilizado es un pueblo, más pobre es su
lengua. Hacer que el niño aprenda abundantes palabras es un eficiente medio para
23
23

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

desarrollar sus potencialidades. Algunos creen que el exceso de informaciones puede sobrecargar la memoria y
desarrollar sus potencialidades.
Algunos creen que el exceso de informaciones puede sobrecargar la memoria y
hasta perjudicar la salud. Esta preocupación es innecesaria; si le enseñamos las cosas y
hechos en el momento adecuado, es decir, en el exacto momento en que los está
experimentando con interés. De este modo, satisfacemos las ansias que vienen de su
interior y no estamos introduciendo conocimientos en el cerebro, de afuera hacia
adentro. Este es un método educacional en el que hay una perfecta armonía entre el
interior y el exterior.
El ansia de conocer se manifiesta desde adentro y encuentra en el ambiente exterior
un objeto por el cual se interesa: este es el momento que debemos enseñarle al niño sobre
ese objeto. Por lo tanto, este método ayuda a extraer la potencialidad de adentro hacia
afuera. Sin embargo, si intentamos enseñar algo, cuando todavía no brotó en la mente
del niño el “interés por conocer”, estaremos llenando su cerebro de conocimientos. El
método educacional que extrae la potencialidad, enseñando cosas y hechos por los
cuales el ser humano demuestra interés, es mucho más eficaz que el método común; ya
que permite aumentar rápidamente sus conocimientos y enriquecerse interiormente, sin
perjudicar jamás al cuerpo o a la mente.
Si los padres se preocupan demasiado pensando que la cabecita del niño no
soportará tantas informaciones, entonces sus vibraciones mentales influirán en él, perju-
dicándolo. Conozco muchos casos de niños que realmente enfermaron por el efecto de las
vibraciones mentales de que “el estudio excesivo hace mal a la salud”. Dependiendo de la
manera de estudiar, el ser humano jamás será perjudicado, por más que estudie. Lo que
perjudica es la manera inadecuada de hacerlo estudiar. Si pensamos que el estudio
excesivo le hace mal, o lo reprendemos cuando no aprende, o lo forzamos a estudiar contra
su voluntad, el resultado será negativo. El método más eficaz, como ya dije, es atender a
las ansias que brotan del interior del niño desde la tierna edad, enseñándoles al respecto
de cada objeto y hecho que va conociendo para que pueda asimilarlos conscientemente.
24
24

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

CÓMO HACER PARA QUE EL NIÑO APRENDA RÁPIDAMENTE LOS KANYI (IDEOGRAMAS CHINOS) Comencé a cursar
CÓMO HACER PARA QUE EL NIÑO APRENDA RÁPIDAMENTE LOS KANYI (IDEOGRAMAS
CHINOS)
Comencé a cursar primaria con cuatro años de edad. Me parece que el nivel del
curso primario de aquella época era más elevado que el actual porque aprendí ideogramas
que los alumnos de secundaria de hoy ni saben pronunciar. Este esfuerzo que podría
parecer excesivo para una criatura de cuatro años de edad no afectó mi cerebro, ni mí
salud. Es un equívoco pensar que la capacidad del ser humano sea limitada y que un
esfuerzo superior al límite sea perjudicial a la salud. Ésta creencia errónea, que hace que la
persona estudie con temor, es la que perjudica su salud y no el estudio en sí.
Actualmente, muchos defienden la disminución del número de los kanyi enseñados
en primaria, alegando que tal aprendizaje sacrifica a los alumnos por ser demasiado difícil
para ellos. Sin embargo, si aplicamos la Pedagogía de Scicho-No-le, los niños podrán
aprender los kanyi con facilidad. Para esto, es necesario eliminar la idea de que “los kanyi
son difíciles” y enseñárselos desde temprana edad cuando tienen una extraordinaria
capacidad de asimilación.
Supongamos que un niño tenga padre americano y madre japonesa: aprende el
japonés y el inglés sin ningún esfuerzo. El aprendizaje de dos idiomas no constituye ningún
sacrificio para él porque comienza a conocerlos desde que nace. Por lo tanto, si un niño
estudia varios idiomas además de la lengua patria, conseguirá aprenderlos sin ninguna
dificultad. Si el estudio de varias lenguas es penoso para los alumnos es porque el
estudiante comenzó en una época equivocada, demasiado tarde, en vez de iniciarlo en la
época propicia a la manifestación del talento para las lenguas, es decir, en los primeros
años de existencia.
Todavía tengo alguna dificultad para leer textos chinos, pero los actuales ancianos
comenzaban a leer los libros básicos de Confucio a los cuatro o cinco años de edad y
llegaban a comprenderlos sin dificultad. ¿Por qué no tenían dificultad para aprenderlos?
Porque en aquella época predominaba la idea: “los libros de Confucio no son difíciles y es
normal comprenderlos”.
25
25

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Por más compleja que sea la estructura de un kanyi, es suficiente verlo para saber
Por más compleja que sea la estructura de un kanyi, es suficiente verlo para saber
su significado, de la misma forma que basta ver la tinta para saber su color, por más
compleja que sea la combinación de los elementos cromáticos que la componen. No existe
ninguna dificultad para saber si un color es rojo, amarillo o verde. Es difícil analizar un kanyi,
contando y clasificando sus trazos verticales, horizontales u oblicuos. Pero, si lo mostramos
globalmente a una criatura y le enseñamos la pronunciación y el significado de ese
ideograma, él/ella comprenderá fácilmente. La enseñanza del kanyi se hace difícil porque
se intenta enseñarlo analizando su estructura. Cuando se presentan globalmente el objeto
de estudio y su nombre, el aprendizaje se vuelve fácil, no solo del kanyi, sino de todas las
áreas.
ESCRIBIR ES UN ARTE
Escribir en japonés es un arte no sólo literario, sino también audiovisual: el texto
necesita ser agradable al oído y a los ojos (N.T.: Los kanyi son ideogramas que imitan la
forma de los objetos, hechos y seres.). Por lo tanto, exige mucho esfuerzo en la elección de
las palabras y su ubicación.
A propósito, los artículos que escribo exigen de mí un arduo esfuerzo. Ellos quedan
cubiertos de borrones en virtud de las alteraciones que introduzco intentando hacer un
texto más expresivo, claro y elegante. Alguien ya me dijo en broma: "¡Que manuscrito tan
sucio!; como usted escribe bajo inspiración divina pensé que sus manuscritos serían
impecables”. Esto significa que mis artículos son fruto de un difícil trabajo. Naturalmente,
el contenido viene a mi mente por inspiración, pero no en forma de frases completas. Capto
la idea completa, globalmente, y después tengo el trabajo de expresarla en palabras.
Muchas veces las frases que escribo y vuelvo a escribir, no expresan fielmente la idea
captada. Las retoco, borrándolas y sustituyendo o incorporando palabras, hasta que el
texto transmita la idea.
Existen varios tipos de médium para escribir: unos ven mentalmente las palabras y
sólo tienen que copiarlas; otros, oyen las palabras como en un dictado y hay otros que
26
26

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

psicografían, (Psicografía: escrito de los espíritus a través de un médium). En mi caso, surge
psicografían, (Psicografía: escrito de los espíritus a través de un médium). En mi caso, surge
por inspiración una idea en la mente, y la expreso en palabras a través de mucho esfuerzo.
Justamente por eso siento el placer de quien crea una obra de arte. Si ocurren curas con la
lectura de mis obras es porque ellas constituyen realmente una obra artística elaborada
con mucho esfuerzo.
EL PROCESO DE LA COMPOSICIÓN MUSICAL
El Sr. Akira Eto, compositor de la melodía del Canto para contemplar la Imagen
Verdadera, me dijo que al componer una música, ella brota de repente en su mente de una
sola vez, en la totalidad desde el comienzo hasta el fin. Según él, a partir del momento en
que decide componer una música, es necesario un esfuerzo mental como el de quien tantea
en la oscuridad y busca el objeto deseado hasta que la música aflora en la mente por
inspiración. Pero, no siempre surge durante este esfuerzo. A menudo aparece más tarde,
súbitamente, cuando menos se espera.
El Sr. Eto dice que la melodía del Canto para contemplar la Imagen Verdadera, le
vino a la mente repentinamente, cuando terminó de bañarse. La música viene, no como
sonido audible a los oídos carnales, ni con la imagen de la partitura, sino como una
secuencia de sentencias musicales completas, del comienzo al fin, de una sola vez, de ma-
nera imposible de explicar en palabras. Después, él escribe la partitura con el auxilio del
piano. Tocando las teclas, él va identificando las notas correspondientes al sonido que está
en la mente. Cuando el sonido producido por el piano no se identifica con el que está en la
mente, hace otros intentos hasta acertar. Así va naciendo la composición. Este proceso es
semejante a mi trabajo de colocar las ideas en el papel, escribiendo, alterando,
suprimiendo o agregando palabras. El Sr. Eto dice que, al componer una música, tiene el
mismo trabajo que yo tengo al escribir.
En la música, en la literatura, en la pintura y en cualquier rama del arte son
necesarios el esfuerzo y el esmero para expresar lo bello o las ideas que brotan del interior.
Es a través del entrenamiento constante que la persona aumenta su habilidad.
27
27

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

EL ESFUERZO CREA AL GENIO Al redactar un texto, la mayoría de las personas no
EL ESFUERZO CREA AL GENIO
Al redactar un texto, la mayoría de las personas no expresa perfectamente la idea
que guarda en la mente. Sabe que su idea puede ser mejor presentada, pero se conforma
con una redacción que no la expresa satisfactoriamente. De este modo, surge la distancia
entre la idea que existe en la mente y la idea expresada en la redacción. Tal persona no
llegará a ser un buen escritor. Ocurre lo mismo con la música. Aunque un compositor
conciba una buena música, si no se esfuerza en manifestarla perfectamente con su
instrumento musical y se conforma con una expresión aproximada de la ideal, no podrá
componer una buena música. Obviamente, entre las redacciones de los niños hay algunas
excelentes, pero la mayoría desiste de expresar perfectamente sus ideas pensando que no
tienen capacidad para ello.
Para ser un genio es realmente necesario el esfuerzo. No basta tener inspiración.
Solamente las personas que se esfuerzan con gran entusiasmo son las que llegan a
expresar con perfección una inspiración. Por ejemplo, un aspirante a pintor, aunque
conciba una bella imagen, si no tiene persistencia para continuar esforzándose hasta expre-
sarla cien por ciento en la tela y se conforma con el ochenta por ciento, no progresará más.
Él no puede ser un genio porque le falta esfuerzo. Esforzándose hasta conseguir expresar
cien por ciento la belleza que posee en la mente es que se puede volver un gran pintor. El
esfuerzo crea realmente al genio. Aunque haya inspiración, quien no se esfuerza para
expresarla, no logra ser un genio.
Por lo tanto, debemos educar a los niños de tal modo que no sean personas que
se conformen con la relativa perfección de sus trabajos, sino para que se esfuercen hasta
el fin, hasta que su conciencia quede satisfecha. Así, el ser humano se desarrollará con
mayor perfección, y la cultura de la humanidad también.
28
28

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

CAPÍTULO II EL INSTINTO DE IMITACIÓN Y LA EDUCACIÓN
CAPÍTULO II
EL INSTINTO DE IMITACIÓN Y LA EDUCACIÓN

EL ORIGEN DEL ARTE Hay una etapa en la que el niño manifiesta, de manera muy acentuada, su instinto de imitación. Pero, no sólo en el niño existe este instinto. También, está presente en el adulto. El instinto de imitación, siendo una característica básica del ser humano, es común a todos los individuos. Hay quien afirma que el arte, también es una manifestación del instinto de imitación del ser humano. Sin embargo, muchos no están de acuerdo con esta idea: unos afirman que el arte no nace de la simple imitación; otros dicen que el arte surge como manifestación espontánea del deseo de autoexpresión del ser humano, porque expresarse es inherente a la Vida. También, están los que afirman que el arte es una manifestación de la creatividad del ser humano porque la fuerza creadora es inherente a la Vida; y están los que defienden la idea de que el arte es una expresión natural de las emociones humanas. Son varios los conceptos. Sin embargo, podemos deducir, que en cualquier manifestación del arte, necesariamente existe algún elemento de imitación, ya sea de la naturaleza del propio ser humano o de sus emociones. Tomemos, por ejemplo, el arte de pintar. El ser humano se emociona al ver una linda flor y, entonces, por la acción de su

29
29

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

instinto de imitación también siente el deseo de manifestar la misma belleza. Sin embargo, como
instinto de imitación también siente el deseo de manifestar la misma belleza. Sin embargo,
como el cuerpo carnal difiere de la planta y no le es posible producir flores se manifiesta
como deseo de expresar, de algún modo, algo que se identifique con la belleza de la flor.
Considerada desde este punto de vista, la creación artística tiene como motivación el deseo
de imitar. ¿Por qué al ver una linda flor el ser humano siente el deseo de manifestar la
misma belleza, o, en otras palabras, el impulso de hacer brotar de su interior algo que se
identifique con ella? Es que, esencialmente, la Vida de la flor es la misma que palpita en el
ser humano. O sea, la Vida de uno está intrínsecamente ligada a la del otro. Por esa razón,
al ver la belleza de la flor y sentir en ella la alegría y el vigor del palpitar de la Vida, el ser
humano también desea expresar la misma belleza y la misma alegría.
LOS HIJOS IMITAN A LOS PADRES
El instinto de imitación del ser humano se debe al hecho de que existe una unión
intrínseca entre todas las formas de Vida, o sea, entre todos los seres vivos. Si, al ver una
flor el ser humano siente el deseo de imitarla manifestando la misma belleza, es natural
que él desee imitar a un semejante suyo. Por eso, si una persona desea mejorar a otra, es
esencial mejorarse primero a sí misma. Esto es de suma importancia, principalmente para
los padres que quieran mejorar a sus hijos. Conozco un conceptuado empresario, que es
miembro de Seicho-No-Ie y tiene hijos maravillosos, de conducta ejemplar.
Cierta vez, en una reunión de empresarios, un amigo le dijo: “Te envidio que tengas
hijos tan buenos, pues los míos son terribles. Van mal en los estudios y tienen pésimo
comportamiento. ¿Cuál es el secreto de educar tan bien a tus hijos?” - Con mucha
simplicidad, el empresario respondió - “Solamente evito practicar cualquier acto del que
pueda avergonzarme, que no me gustaría que mis hijos lo practicasen. Es sólo eso”.
Lamentablemente, muchos padres no son así. Por un lado, ellos practican actos que no le
gustaría que sus hijos practicasen, y, por otro se quejan de la mala conducta de los mismos.
Ellos viven frecuentando casas nocturnas, derrochando dinero y sin embargo, se quejan de
que sus hijos frecuentan casas nocturnas y gastan dinero sin reflexionar. Ellos mismos
30
30

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

trabajan por el interés de la ganancia, y no por el bien de la humanidad,
trabajan por el interés de la ganancia, y no por el bien de la humanidad, desperdician el
dinero que obtuvieron por medios un tanto inescrupulosos y, sin embargo reprenden a los
hijos por la mala conducta y el derroche de dinero. No perciben que es el instinto de
imitación lo que hace que los hijos procedan de este modo. Es natural que los hijos imiten
a los padres.
El empresario citado anteriormente también dijo lo siguiente: “Como empresario,
tengo muchos compromisos y casi todos los días tengo reuniones y almuerzos de negocios.
Pero, por la noche, nunca dejo de ir a cenar a mi casa, para estar con mi mujer y mis hijos”.
No digo que se deba seguir al pie de la letra el ejemplo de este señor. Sin embargo, es
esencial tomar conciencia de la siguiente Verdad eterna. “Para educar bien a los hijos, los
propios padres deben tener una conducta ejemplar”. Los hijos son la extensión de los
padres. Por lo tanto, de nada sirve que los padres intenten mejorar a los hijos
reprendiéndolos por la mala conducta, si ellos mismos viven dando malos ejemplos. Esto
sólo contribuirá para generar un sentimiento de rebeldía en los hijos. Si los padres dieran
el ejemplo de buena conducta en la vida cotidiana en lugar de reprender a los hijos por el
mal comportamiento, ellos acabarán imitándolos y comenzarán a llevar una vida correcta
debido al instinto de imitación, que es una de las características acentuadas del ser
humano.
CUIDAR DE LA MENTE ANTES DE CUIDAR DE LA FORMA
Como ya manifesté en el párrafo anterior, los padres deben tener una conducta
ejemplar en la vida cotidiana si desean mejorar a los hijos. Sin embargo, más importante
que mostrar buena conducta es tener la postura mental correcta. Al tratar a un niño que
solamente le gusta determinada comida y rechaza sistemáticamente otros alimentos, los
médicos intentan descubrir las causas fisiológicas tales como: predisposición física, una
enfermedad oculta, etc. Pero, en estos casos, Seicho-No-Ie aconseja a los padres a realizar
un honesto examen de sí mismos buscando en su propia mente las posibles causas de este
comportamiento del hijo.
31
31

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

La Sra. M, quien hoy pertenece a Seicho-No-Ie, me contó lo siguiente: antes de conocer
La Sra. M, quien hoy pertenece a Seicho-No-Ie, me contó lo siguiente: antes de
conocer Seicho-No-Ie, ella era adepta fervorosa de una determinada secta cristiana y
consideraba la resignación y el sacrificio como principales virtudes. Por eso, no criticaba a
los demás ni hacía exigencias egoístas. En cierta ocasión, su hijo comenzó a preferir
determinados alimentos y a rechazar otros. La Sra. M hizo un honesto examen de su actitud
mental y recordó el siguiente hecho: había ocasiones en que se enojaba con el marido,
aunque no lo demostrara. A veces, cuando ella le comunicaba la intención de salir a
participar de una obra de caridad, él protestaba: “No tienes por qué estar saliendo a
participar de tales actividades. Quiero que te quedes en casa”. En esas ocasiones, ella
respondía dócilmente: “Está bien, querido”, pero en el fondo estaba enojada. Recordando
esto, la Sra. M comprendió que ese enojo interior era el que se estaba reflejando en el hijo,
bajo la forma de aversión a determinados alimentos y trató de corregir su propia actitud
mental. En poco tiempo, su hijo volvió a comer de todo, con muchas ganas. Este ejemplo
muestra como la actitud mental de los padres se refleja en nuestros hijos, y nos lleva a
tomar conciencia de que, para educar bien al niño también es necesario educar a los
padres. LO QUE LOS PADRES PIENSAN, AUNQUE NO SEA EXPRESADO EN PALABRAS O
ACTOS, SE REFLEJA EN LOS HIJOS Y SE MANIFIESTA DE ALGUNA FORMA. Por lo tanto, para
mejorar a los hijos es imprescindible que los padres corrijan su mente y tengan una
conducta ejemplar en su vida cotidiana.
TODO LO QUE QUEDÓ GRABADO EN LA MENTE DEL NIÑO INFLUYE EN SU FORMACIÓN
Todos los hechos grabados en la mente durante la infancia jamás son olvidados.
Aunque no los recordemos inmediatamente, aparecerán si hacemos una retrospectiva de
nuestra vida y dirigimos la mente hacia un pasado bien remoto. En muchos casos, aunque
la
persona no recuerde ciertos hechos del pasado ellos están grabados en su subconsciente,
y
más tarde aparecerán reflejados en el comportamiento de sus hijos. En el Budismo se
llama “manifestación de los karmas de los padres en los hijos”. Sin embargo, en vez de
presentar hechos concretos que comprueban la “manifestación de los karmas”, el Budismo
32
32

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

trata el tema solamente a nivel teórico, o intenta explicarlo por medio de parábolas, de
trata el tema solamente a nivel teórico, o intenta explicarlo por medio de parábolas, de la
mitología etc.
En cambio, Seicho-No-Ie expresa claramente: “Tal actitud mental de los padres se
manifiesta reflejada en los hijos con determinado comportamiento o tal disturbio físico”,
citando ejemplos de cada caso. Por lo tanto, es grande la fuerza educacional de las
enseñanzas de Seicho-No-Ie. Si un padre de familia vive envolviéndose en aventuras
extraconyugales, las consecuencias se manifiestan de algún modo en el hijo, aunque el
padre aún lo juzgue muy pequeño para comprender lo que está pasando con los adultos.
En algunos casos, el efecto no se manifiesta enseguida. Esto no significa que la “causa”
desencadenante del “efecto” se haya extinguido. Ella permanece en el subconsciente
dispuesta a producir el efecto cuando surja la “oportunidad” o “condición” favorable.
Cuando el hijo llega a la edad en que comienza a sentir atracción por el sexo opuesto, el
reflejo de la conducta del padre comenzará a manifestarse concretamente en el hijo.
CÓMO OCURRE LA MANIFESTACIÓN DEL KARMA
Un niño de tres o cuatro años que presencie la mala conducta de los padres no lo
recordará a nivel consciente, pero quedará grabada en su subconsciente y el efecto se
manifestará más tarde cuando surja una oportunidad propicia. Podemos comparar los
actos registrados en el subconsciente a los sonidos grabados en un disco. El disco reproduce
los sonidos grabados sólo cuando lo colocamos en el tocadiscos, el cual correspondería a
la “oportunidad propicia” anteriormente referida. Los hechos grabados en el
subconsciente del niño constituyen karmas y, después en la etapa adulta, el efecto se
manifestará concretamente al surgir una “condición” favorable para su desencadena-
miento. Entonces, la persona que en la infancia haya presenciado la mala conducta de los
padres comenzará a actuar del mismo modo que ellos.
Las “semillas kármicas” son como semillas de plantas. Las semillas de plantas no
germinan si son dejadas en el estado de granos secos, sin poseer ninguna condición
necesaria para su germinación. Pero, aún en ese estado, ellas traen dentro de sí, todas la
33
33

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

características de la planta madre. Al abrir un grano de semilla y examinar el contenido,
características de la planta madre. Al abrir un grano de semilla y examinar el contenido,
sólo veremos una porción de masa blancuzca; y no constataremos en ella ninguna partícula
que tenga la forma de hoja, de asta o de flor. Sin embargo, todo esto se encuentra allí como
“idea” que da origen a la forma. Mientras la semilla continúe en el estado de grano seco,
sin tener ninguna condición que favorezca la germinación, la “idea” de planta que ella trae
adentro no se manifiesta concretamente en el mundo de las formas. La “idea contenida en
la semilla” constituye el origen de la planta, o sea, la “causa” que tiene como “efecto” el
surgimiento de la planta. Y la “causa” sólo se manifiesta concretamente como “efecto”
cuando encuentra las “condiciones” favorables.
¿Cuáles serían esas “condiciones”, en el caso de la semilla? - Son los elementos que
constituyen el medio ambiente en el cual la planta-madre se desarrolló tales como: los
rayos solares, el aire, la humedad, la tierra, el abono, etc. De este modo, lo que existe como
“idea” (proyecto) de planta en el interior de la semilla (y, por lo tanto, invisible) se
manifiesta concretamente en el mundo de las formas cuando se le proporciona un
ambiente adecuado, ocurriendo entonces la germinación.
EL NIÑO ES COMO UNA SEMILLA A LA ESPERA DE LA GERMINACIÓN
El ser humano es como una semilla a la espera del momento de la germinación.
Trae dentro de sí numerosas impresiones e ideas que fueron grabadas en la mente de los
padres y han sido transmitidas a él. Naturalmente, en el caso del ser humano, la
“germinación” de ese contenido requiere mucho más que las condiciones ambientales
como, por ejemplo, el tipo de tierra, la calidad del aire, la intensidad de los rayos solares,
etc. Ella lleva en su interior un complejo conjunto de causas, y la manifestación de sus
efectos depende de las condiciones que también son complejas. Por eso, la “germinación”
del contenido varía mucho de un individuo a otro. Por así decir, plantas de la misma especie
pueden sufrir modificaciones conforme a su medio ambiente.
Sin embargo, las condiciones que desencadenan la “germinación” de lo que el
individuo lleva dentro de sí mismo como “semilla de idea” (EM: pensamiento forma),
34
34

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

serán determinadas por la ley mental según la cual “los elementos de la misma naturaleza
serán determinadas por la ley mental según la cual “los elementos de la misma naturaleza
se atraen”. Cada ser humano trae consigo no sólo las experiencias vividas en sus innume-
rables existencias anteriores, sino también todas las impresiones e ideas que le fueron
transmitidas por los antepasados a través de generaciones. Todo eso está contenido en
las células reproductoras heredadas de los padres.
Todos estos elementos latentes en el individuo constituyen las “semillas kármicas”,
las cuales están presentes en sus células reproductoras, a pesar de no ser visibles ni con el
auxilio de un microscopio. Incontable es la cantidad de experiencias, impresiones e ideas
que cada individuo trae acumuladas en su interior, y que constituyen sus karmas. De este
modo, también varían las “condiciones” propicias para la manifestación de cada karma,
lo que significa que, la existencia de una determinada “condición” no desencadena la
manifestación de todos los karmas. Cada karma se manifiesta concretamente cuando
surgen las “condiciones” que le correspondan.
También se aplica en este caso el principio según el cual “los semejantes se atraen”.
Cada tipo de elemento atrae cosas de la misma naturaleza, y favorece el surgimiento de
ellas. Por ejemplo, la estación lluviosa favorece el surgimiento de las cosas húmedas y
sombrías, tales como el moho, las bacterias etc., y suscita pensamientos tristes y
melancólicos; lo mismo ocurre con la mente, y el ser humano manifiesta en su vida lo que
se sintoniza con su vibración mental.
Aunque cada individuo traiga consigo una cantidad incontable de karmas acumu-
lados a través de los tiempos, solamente se manifiestan concretamente los karmas que se
sintonizan con la vibración mental que él emite; por lo tanto, aunque un niño traiga consigo
karmas negativos resultantes de pensamientos equivocados de los padres no significa que
fatalmente se volverá malo. Aunque exista la causa (karmas), si ese niño no tiene
vibraciones mentales negativas que constituyan el factor desencadenante de karmas
negativos, probablemente él no será malo; sin embargo, si sus vibraciones mentales fueran
negativas, lógicamente ocurrirá la manifestación de karmas negativos que se reflejarán en
su conducta.
35
35

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

En otras palabras, LOS KARMAS ACUMULADOS EN EL NIÑO SE MANIFIESTAN CONFORME EL AMBIENTE EN
En otras palabras, LOS KARMAS ACUMULADOS EN EL NIÑO SE MANIFIESTAN
CONFORME EL AMBIENTE EN EL QUE LOS PADRES LO CRÍAN. CRIADO EN UN BUEN
AMBIENTE, TENDRÁ VIBRACIONES MENTALES POSITIVAS QUE IMPEDIRÁN LA
MANIFESTACIÓN CONCRETA DE MALAS “SEMILLAS KÁRMICAS” Y HARÁN QUE
GERMINEN SOLAMENTE LAS “BUENAS SEMILLAS”. Por lo tanto, es una actitud sabia
proporcionar buen ambiente al niño.
EL PODER DE LA INFLUENCIA DEL CARÁCTER
La influencia del carácter de una persona sobre otra también es un factor muy
importante. Recibir la influencia de un buen carácter es, por así decirlo, “purificar el fardo
kármico” que cargamos porque se aumenta la cantidad de karmas benéficos, se amplía
el alcance de sus vibraciones positivas determinando que el efecto se manifieste
concretamente en nuestra vida. Si buscamos convivir siempre con personas de buen
carácter, la tendencia es mejorar cada vez más, al paso que si convivimos con personas
de mal carácter que emiten constantemente vibraciones mentales perjudiciales, la
tendencia es empeorar cada vez más.
En los casos en que conviven un individuo de buen carácter y otro de mal carácter,
naturalmente el que tiene mayor poder de influencia termina transformándolo al otro,
volviéndolo bueno o malo, dependiendo del caso.
Y en los casos en que un elemento de mal carácter entra en el medio de un grupo
de personas de carácter débil e inseguro, la mayoría de los integrantes del grupo termina
siendo influenciado por ese mal elemento. Para poder mejorar un grupo de personas que
presentan mala conducta y malos hábitos es imprescindible que una persona de carácter
digno y firme ejerza influencia positiva para promover la manifestación de las cualidades
positivas latentes en ellas. Naturalmente, aun los peores elementos traen en el fondo de
su ser la naturaleza divina con sus “vibraciones positivas”. Sin embargo, tal naturaleza no
se revelará si en la persona que se propone orientarlos falta un gran poder de influencia.
En este caso, por más que el orientador se empeñe en mejorarlos, a ellos les costará
36
36

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

cambiar su conducta. Como expliqué en el tópico anterior, todo individuo trae acumulados en su
cambiar su conducta.
Como expliqué en el tópico anterior, todo individuo trae acumulados en su mundo
mental incontables impresiones e ideas de los más variados tipos; sin embargo, solo se
manifiestan concretamente, las que encuentran “condiciones” propicias a su
exteriorización. En el caso de los niños, el ambiente en que ellos son criados, constituye
la “condición” que propicia la manifestación de los karmas. Por lo tanto, los padres son,
al mismo tiempo, “sembradores” que lanzan “semillas kármicas” en la mente de los hijos,
y responsables por la creación de las “condiciones” que favorezcan la germinación de
esas “semillas kármicas”.
Siendo así, es esencial que los padres traten siempre de emitir las vibraciones
mentales lo más positivas posibles y tengan una conducta ejemplar a fin de que los hijos
los imiten naturalmente. En un sentido amplio, podemos decir que la “atracción de los
semejantes” es un fenómeno en el cual una vida trata de imitar a la otra.
¿ES CORRECTO O EQUIVOCADO INTENTAR MEJORAR A UN NIÑO POR MEDIO DE
REPRESIONES Y CASTIGOS?
¿Es correcto o equivocado intentar mejorar a los niños reprendiéndolos duramente
o aplicándoles un castigo, con la finalidad de suscitarles miedo y reprimir la mala conducta?
- Todo acto es manifestación concreta del pensamiento concebido en la mente; por lo
tanto, sería una incoherencia intentar, por un lado impedir que los niños tengan mala
conducta; y por otro, imprimir fuertemente en su mente la idea del “mal”. Es verdad que,
hasta cierto punto, las represiones y los castigos impiden que los niños vuelvan a practicar
malos actos. Pero, esto no significa una mejoría real. En tales casos, la criatura simplemente
reprime la voluntad de practicar malos actos por el miedo de ser castigado.
Aparentemente, él se vuelve dócil, pero por dentro ocurre lo siguiente: Por un lado,
continúa existiendo la voluntad de practicar maldades — que constituye un factor negativo
— y por otro, está el temor de ser castigado que también es un factor negativo. Como
resultado del choque de esos dos factores negativos, se observa un “equilibrio”,
37
37

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

impidiendo que el deseo de practicar maldades resulte en una acción concreta. Como podemos percibir,
impidiendo que el deseo de practicar maldades resulte en una acción concreta.
Como podemos percibir, cuando se reprime la mala conducta de los niños por
medio de represiones o castigos aparentemente ellos se vuelven más dóciles; pero en su
interior ocurre el enfrentamiento de dos males. Por lo tanto, no se puede decir que el
niño mejoró; por el contrario, hasta empeora porque se agrega un defecto más: la
cobardía.
Para operar una verdadera mejoría interior en el niño, es preciso antes que nada,
respetar su libre arbitrio o albedrío. La verdadera integridad moral sólo es posible cuando
el libre arbitrio del individuo es respetado y él puede elegir su propio procedimiento. Si
nosotros, seres humanos, fuésemos obligados a proceder siempre correctamente,
seríamos como la locomotora moviéndose sobre las vías. Dios, como maquinista, nos
conduciría sobre las vías y nos forzaría a seguir en la dirección correcta. Por lo tanto, nunca
nos desviaríamos del rumbo; no por nuestra voluntad, sino por el hecho de que no hay otra
alternativa. Si fuese así, no tendríamos el libre arbitrio y aunque nuestra conducta fuese la
correcta, no sería la manifestación de la verdadera integridad moral porque no pasaría de
una “acción mecánica”.
Comprendiendo esto, también entendemos que, no se puede mejorar realmente a
los niños coaccionándolos a proceder correctamente, bajo la amenaza de represiones y
castigos. Aunque ellos se vuelvan aparentemente bien educados, no significa que haya
ocurrido la verdadera mejoría interior.
EL VERDADERO BIEN Y LA VERDADERA PERFECCIÓN SE MANIFIESTAN DONDE HAY PLENA
LIBERTAD DE SER
Usando la regla podemos trazar una línea perfectamente recta. Pero esa línea, por
haber sido trazada “mecánicamente” con la regla y no diseñada a mano libre, está privada
de la verdadera belleza artística. Ella no tiene Vida, y en lo que no hay el palpitar de la Vida
no se manifiestan el “bien” ni lo “bello”. Una línea trazada a mano libre, aunque sea un
poco torcida, tiene la belleza artística, pues se puede sentir en ella el palpitar de la Vida de
38
38

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

quien la trazó; lo mismo ocurre con la conducta moral. Algunos actos que practicamos por
quien la trazó; lo mismo ocurre con la conducta moral. Algunos actos que practicamos por
nuestra libre voluntad, por considerarlos correctos, pueden parecer equivocados a los ojos
de los demás. Siguiendo nuestro camino por nuestra libre voluntad, seguramente no
podemos ser como la locomotora que corre rigurosamente sobre las vías, sin el mínimo
desvío. Sin embargo, si usamos nuestro libre arbitrio y siempre tratamos de seguir el
camino del bien y de la Verdad, nos podemos considerar personas moralmente íntegras.
Existen varias sectas religiosas que tratan de conducir a las personas al camino del
bien, enfatizando el castigo de Dios para infundirles temor. Tales sectas, que se valen del
sentimiento de temor de las personas para obligarlas a una determinada conducta,
terminan perjudicándolas, volviéndolas cada vez más miedosas y subordinadas. Personas
miedosas y subordinadas se someten a cualquier imposición, cuando se les infunde temor.
Las referidas sectas, inculcando miedo a los adeptos con amenazas de castigos de Dios,
logran extraerles muchos donativos. La religión verdaderamente correcta es la que predica
el libre arbitrio del ser humano y elimina completamente el temor; es la que enseña que
“la verdadera naturaleza del ser humano es divina y, por lo tanto, él es esencialmente puro,
exento de pecado, y no hay nada que lo intimide o amenace”.
Es inútil intentar mejorar a las personas inculcándoles el miedo al castigo porque,
aunque ellas comiencen a actuar correctamente, esa mejoría es sólo aparente y no ocurre
la verdadera mejoría interior.
LA VOLUNTAD REPRIMIDA BUSCA UNA COMPENSACIÓN
Infundiendo en la persona el miedo al castigo y reprimiéndole la voluntad de
practicar un mal acto, aparentemente el mal se extingue; es decir, la persona deja de
practicar dicho mal acto; pero eso no significa que la voluntad de practicarlo se haya
extinguido. Esa voluntad, reprimida y “sofocada” continúa existiendo y busca otras
formas de manifestarse, en otras palabras, busca compensarse de alguna manera; por lo
tanto, aunque la persona parezca haber mejorado, en realidad ella se está volviendo
astuta y disimulada.
Imposiciones y amenazas de castigo no son procedimientos correctos para orientar
39
39

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

bien a los niños. Para ello, es imprescindible que los padres tengan buenos pensamientos y
bien a los niños. Para ello, es imprescindible que los padres tengan buenos pensamientos
y los demuestren en acciones, de modo que el hijo, al imitarlos; practique buenos actos por
su espontánea voluntad.
DEBEMOS RESPETAR LA NATURALEZA DIVINA DE LOS NIÑOS Y EXPLICARLES, CON
DELICADEZA, LO QUE ES CORRECTO Y LO QUE ESTÁ EQUIVOCADO
Para mejorar realmente a los niños, también es fundamental que no los
juzguemos incapaces de distinguir el bien del mal; debemos explicarles lo que es correcto
y lo que está equivocado, creyendo sinceramente que su “Yo verdadero” — es decir, su
naturaleza divina (su Jisso) — habrá de discernir perfectamente el bien del mal; pero tal
explicación no debe hacerse en tono exaltado y severo. Aunque tratemos de explicarles
lo que es correcto y lo que está equivocado, si nos dirigimos a ellos con una fisonomía
malhumorada y en un tono exaltado y rígido será una simple reprensión, y esto sólo
contribuirá a suscitar un sentimiento de rebeldía.
Al dirigirnos a los niños, debemos creer en su perfección esencial y reverenciarla. El
“Yo verdadero” de los niños es hijo de Dios. Como Dios es la Verdad y el Bien, los niños
también alojan dentro de sí la Verdad y el Bien. Debemos reverenciar el “Yo verdadero” de
los niños, reconocer su naturaleza divina, y tratar de promover la manifestación de la
Verdad y el Bien que en ellos se aloja, dirigiéndoles en tono suave palabras como: “Tú eres
hijo de Dios. Dentro de ti existe el Bien, la Justicia y la Verdad; por lo tanto, es lógico que
tú seas capaz de actuar correctamente”. Reprensiones severas y advertencias
amenazadoras no tienen el poder de promover la manifestación de la perfección esencial
de los niños.
Dirigirles palabras agresivas tales como: “¡Eres un inútil! ¡Debes tratar de ‘meter’
en esa cabeza dura lo que te voy a enseñar!”, es humillarlo e inhibir la manifestación de
su naturaleza divina. Si, por el contrario; expresamos palabras tiernas, reconociendo y
reverenciando su naturaleza divina, la perfección esencial se manifestará naturalmente
y ocurrirá una gran mejoría en su comportamiento.
40
40

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Un niño que haya recibido una educación represora podrá llegar a ejercer represiones hacia los
Un niño que haya recibido una educación represora podrá llegar a ejercer
represiones hacia los demás cuando llegue a ser adulto, en el caso que encuentre
condiciones que propicien esta situación. Por ejemplo, si ocupa el cargo de jefe en una
empresa, él será un jefe extremadamente represivo y será detestado por sus subordinados.
También en casos semejantes, comprobamos que los karmas se manifiestan
concretamente al surgir condiciones adecuadas. Los karmas acumulados en el hijo debido
a la educación represiva recibida de los padres serán desencadenados más tarde, cuando
el hijo tenga más o menos la edad de los padres en la época en que ellos lo reprimían, y
se encuentren en la posición de poder mandar a los demás.
EL AMBIENTE DOMÉSTICO ALEGRE Y SALUDABLE ES ESENCIAL PARA LA BUENA
FORMACIÓN DE LOS NIÑOS
Es doblemente provechoso explicar a los niños con afecto y cariño lo que es
correcto y lo que es equivocado, porque por un lado promueve en él el desarrollo de la
capacidad de reflexión y raciocinio y por el otro, hace que cultive la docilidad necesaria
para aceptar sin quejas lo que es correcto.
Cuando se intenta imponer disciplina a los niños con reprensiones y amenazas de
castigo, el ambiente doméstico queda muy cargado, y se originan frecuentes escenas de
agresión verbal; esto no ocurre cuando los padres tratan de mantener diálogos tranquilos
y afectuosos con el hijo. Muchos de ustedes ya deben haber constatado por experiencia
propia, como se vuelve desagradable el ambiente doméstico cuando un miembro de la
familia vive peleando con los demás a gritos. Habiendo en el hogar alguien que protesta a
gritos por el menor contratiempo, el ambiente se vuelve tenso y agresivo; dicho ambiente
doméstico termina perjudicando la salud física y/o mental de la familia. Primero, uno o los
demás miembros adultos comienzan a tener problemas de salud. Después, son los niños
quienes al recibir las vibraciones mentales enfermas de los padres acaban siendo débiles y
enfermos. Si el padre o la madre reprenden al hijo a gritos, con la intención de mejorarlo,
el ambiente del hogar se vuelve muy desagradable y el niño acaba empeorando. Repito;
41
41

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

para mejorar al niño, es esencial reverenciar su naturaleza divina, reconocer su perfección interior e
para
mejorar
al
niño, es
esencial reverenciar
su
naturaleza
divina, reconocer
su
perfección interior e inducirla con palabras suaves y afectuosas a manifestar esa
perfección.
VALORICEMOS EL DON NATURAL Y LA PERSONALIDAD DE LOS NIÑOS
Otra cosa que debemos tener en mente para educar bien a los niños es el hecho
de que cada ser humano es diferente de los demás; las personas difieren unas de las otras
respecto a los dones naturales (karmas positivos) y a los karmas (negativos) que traen
acumulados en su interior. Cada ser humano vino a este mundo trayendo consigo un
pasado diferente de los demás, una acumulación de experiencias personales vividas en sus
innumerables existencias anteriores a esta. Por esta razón; hasta los gemelos que han sido
criados por la misma persona, en el mismo ambiente y con el mismo método educacional,
pueden tener personalidades completamente diferentes.
Es primordial reconocer y valorizar la personalidad de cada individuo. Con el deseo
de mejorar la educación de los niños, no debemos juzgar su comportamiento solamente
desde el punto de vista de un adulto, e intentar encuadrarlos en las normas que trazamos;
cada persona tiene una personalidad propia, distinta a la de los demás, y en eso radica su
valor. Si le preguntamos a un grupo de personas si cree más bonita a la rosa o al lirio, unos
dirán que la rosa es más bonita, y otros que el lirio es más bonito, porque las preferencias
varían de acuerdo con las personas. A quien le gusta la rosa no debe intentar imponer su
preferencia diciendo: “El lirio es una flor un tanto discreta, prefiera la rosa, que es más
vistosa”; del mismo modo, NO DEBEMOS INTENTAR CAMBIAR LA PERSONALIDAD DEL
PRÓJIMO SEGÚN NUESTRA PREFERENCIA. Así como debemos reconocer en la rosa y en el
lirio sus respectivas cualidades, también debemos reconocer y respetar la personalidad de
cada individuo.
Para educar a los niños no debemos “medirlos con nuestra propia medida”,
considerar equivocados todos los puntos de vista que no estén de acuerdo con nuestros
criterios y criticarlos constantemente, porque el poder de esas palabras negativas impedirá
42
42

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

el desarrollo del don natural de los niños, sembrando en su mente ideas tales como:
el desarrollo del don natural de los niños, sembrando en su mente ideas tales como: “Yo
no sirvo; soy un fracaso”. Si procedemos de este modo, hasta los niños dotados de un gran
talento terminan siendo personas mediocres.
CÓMO ELIMINAR LAS “HIERBAS DAÑINAS” DE LA MENTE
Debemos proporcionar a los niños la libertad de expresarse a su manera, según su
personalidad; esto no significa que no debamos hacer nada para ayudarlos a
desarrollarse correctamente. Es deber de los padres y de los educadores tratar de
conducir la mente y la fuerza vital de los niños en la dirección correcta. Educar no consiste
en reprimir o presionar a los niños, sino en orientarlos correctamente y “extraer” su
perfección innata. Es necesario reconocer que, entre las voluntades de los niños, existen
algunas que son como hierbas dañinas, que sólo entorpecen su correcto desarrollo y, por
lo tanto, precisan ser eliminadas.
Todos los que tienen un jardín para cuidar seguramente conocen cuánto daño
hacen las hierbas dañinas que se esparcen si no son arrancadas cuando comienzan a crecer.
Aunque plantemos semillas de lindas flores y esperemos verlas germinar y crecer
vigorosamente, nuestra esperanza será frustrada si las hierbas dañinas se dispersan e
impiden el crecimiento de las plantas con flor. Tratándose de “hierbas dañinas” de la
mente de los niños, el mejor medio de eliminarlas consiste en hacer que se debiliten y se
marchiten naturalmente, concentrando nuestros esfuerzos en estimular la manifestación
de su perfección innata. Hablé de la importancia de valorizar la personalidad de cada uno.
Pero, esto no significa que cada cual pueda actuar haciendo prevalecer siempre su volun-
tad, sin importarle la de los demás. El hombre, siendo un ser social, vive en comunidad. La
familia también es una comunidad porque está formada por varias personas. El ser humano
no puede vivir solo; las personas dependen unas de las otras; siendo así, los
pensamientos egoístas son como hierbas dañinas que perjudican todo y por eso deben
ser eliminados.
Algunos me preguntan: “¿Cómo puedo saber si en la vida cotidiana estoy
43
43

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

manifestando o no la perfección de mi Imagen Verdadera (el Jisso)?”. Esencialmente, cada ser humano
manifestando o no la perfección de mi Imagen Verdadera (el Jisso)?”. Esencialmente, cada
ser humano es uno con los demás, aunque en el aspecto fenoménico las personas tengan
cuerpos distintos. Por lo tanto, manifestar la perfección de la Imagen Verdadera en la vida
cotidiana es vivir en armonía con los demás, vivificándolos y siendo vivificado por ellos.
Si su modo de vivir promueve la prosperidad y la felicidad de todas las personas a su
alrededor, entonces usted está manifestando plenamente la perfección de su Imagen
Verdadera. Pero, si usted sólo busca satisfacerse a sí mismo, perturbando la armonía a su
alrededor, no está manifestando su perfección innata. En este caso, usted debe reflexionar
a fin de estar consciente de que quien está procediendo así no es su “Yo verdadero” sino
el “falso yo”, comprender que es una tontería hacer sobresalir su “falso yo” y cambiar su
modo de proceder.
Aquel que busca siempre manifestar su “Yo verdadero” — Dios interior — que es
uno con el Dios interior de todas las personas, es amado y respetado por todos; como esa
persona trata de vivificar a todos los que se acercan, su presencia es motivo de alegría
para todos. Para saber si una persona está manifestando o no la perfección de su Imagen
Verdadera, basta observar si en su vida cotidiana ella es bendecida o detestada por todos.
¿Qué es preciso hacer, entonces, para ser bendecido por todos? Es fundamental el
acto de “donar” con generosidad a todas las personas necesitadas. No me estoy refiriendo
al acto de donar dinero u otros bienes materiales. La simple donación material
frecuentemente contribuye para desarrollar, en los beneficiados, el espíritu de
dependencia, llevándolos a tener la errónea idea de que no es necesario trabajar para
obtener dinero porque pueden contar con el auxilio de los demás. Dicen que en los sectores
más pobres existen personas que, al considerar como un derecho recibir el auxilio material
de los demás, comienzan a detestar el trabajo y viven contando con la caridad ajena. Esto
es una prueba de que el auxilio material no salva verdadera y definitivamente a la persona
necesitada. Claro que, si alguien está en la más completa miseria y no tiene ni qué comer,
es necesario darle ayuda material durante algún tiempo para que pueda alimentarse
normalmente, recuperar el vigor y readquirir la capacidad de trabajar. Pero, si se prolonga
44
44

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

demasiado el auxilio material, la persona se acostumbra a esa situación cómoda y termina volviéndose
demasiado el auxilio material, la persona se acostumbra a esa situación cómoda y termina
volviéndose perezosa; por lo tanto, en muchos casos, el auxilio material puede perjudicar
a la persona.
El auxilio verdadero consiste en hacer que la persona comience a llevar una vida
digna y practique buenos actos para que sea amado y respetado por todos. Conociendo
la alegría de ser amado y respetado por los demás, el ser humano jamás se degrada. Por
el contrario, crece incesantemente. Esto se debe a la sintonía de las vibraciones mentales.
El alma “se alimenta” de buenas vibraciones mentales para crecer. Por lo tanto, las
personas crecen y se fortalecen cuando reciben las vibraciones mentales de estima y
consideración de los demás; siendo así, para eliminar las “hierbas dañinas” de la mente
de los niños, debemos elogiarlos sinceramente siempre que practiquen un buen acto y
hacerles sentir la agradable sensación de ser estimados por los demás, en vez de
reprenderlos duramente siempre que cometan alguna falta.
Hay personas descontentas que viven quejándose de que los demás no los tratan
con bondad. Sin embargo, sucede que ellas mismas no se disponen a hacer el bien a los
otros. Ellas solamente viven “exigiendo” de ellos buenas palabras y buenos actos. Es por
eso que no son estimados. La actitud mental de “exigir” algo de los demás es equivalente
a la intención de “arrebatarles” algo. Querer siempre tomar algo de los demás y nunca
pensar en dar es una actitud mental que corresponde a un ladrón. Quien se aproxima a los
demás con esta actitud mental no despierta la simpatía de nadie; todos tratan de evitarlo
sintiendo que él está queriendo tomarles algo. Pero, quien está siempre dispuesto a
ayudar al prójimo tiene en torno de él un aura de bondad y generosidad, y por eso es
estimado y respetado por todos. Como resultado de las buenas vibraciones mentales que
los demás emiten para él, más se enriquece, espiritual y materialmente.
EN SU IMAGEN VERDADERA (SU JISSO), CADA SER HUMANO ES UNO CON LOS
DEMÁS; POR LO TANTO, HACER EL BIEN A LOS SEMEJANTES ES VIVIR LA PERFECCIÓN DE
LA IMAGEN VERDADERA, AL PASO QUE LAS ACTITUDES MENTALES QUE HIEREN O
PERJUDICAN A LOS DEMÁS SON LAS “HIERBAS DAÑINAS” QUE ENTORPECEN LA
45
45

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

MANIFESTACIÓN DE LA PERFECCIÓN DE LA IMAGEN VERDADERA. Observen las hierbas dañinas que crecen en
MANIFESTACIÓN DE LA PERFECCIÓN DE LA IMAGEN VERDADERA. Observen las hierbas
dañinas que crecen en el jardín: ellas se esparcen rápidamente, invadiendo el espacio de
las otras plantas e impidiéndoles el crecimiento. Sin embargo, su vida es corta. Aunque
proliferen durante algún tiempo, fatalmente serán arrancadas y tiradas afuera. Las
personas que dejan dispersar “hierbas dañinas” en su mente tendrán el mismo destino de
estas, o sea, aunque prosperen y dominen durante algún tiempo, fatalmente serán
destruidas. Todo lo que se manifiesta en el mundo de las formas es reflejo de lo que ocurre
en el mundo mental. Siendo así, quien deja proliferar “hierbas dañinas” en la mente tendrá
un destino semejante al de ellas.
46
46

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

CAPÍTULO III UN MÉTODO EDUCACIONAL QUE DIFIERE DEL PATRÓN EL CASO DE UN HÁBIL LADRÓN
CAPÍTULO III
UN MÉTODO EDUCACIONAL QUE DIFIERE DEL PATRÓN
EL CASO DE UN HÁBIL LADRÓN
Recientemente, despertó mi interés un libro titulado Un método educacional que
difiere del patrón del Sr. Guissuke Shinagawa. Como el título daba a entender que se trataba
de un método educacional semejante al divulgado por Seicho-No-Ie, adquirí un ejemplar.
Al leerlo, constaté que de hecho había mucha semejanza. A menudo se dice que “EL
MÉTODO EDUCACIONAL DE SEICHO-NO-IE, CONSISTE EN NO EJERCER NINGUNA FORMA
DE REPRENSIÓN”. Esto contrasta con los métodos tradicionales que, de un modo o de otro,
coaccionan a los niños. El método educacional que objetiva “abarrotar” de conocimientos
la mente de los niños es un método coercitivo; el método educacional que impone
disciplina trazando determinadas normas morales también es un método coercitivo, y así
sucesivamente; pero, Seicho-No-Ie divulga “un método educacional que no ejerce ninguna
forma de coacción”.
ESTE MÉTODO EDUCACIONAL DE SEICHO-NO-IE, SE FUNDAMENTA EN lo que
podría llamarse “doctrina Taniguchi”, la cual parte dEL PRINCIPIO DE QUE “TODO SER
HUMANO
ES
ESENCIALMENTE
BUENO;
POR
LO
TANTO,
CUALQUIER
PERSONA
MANIFIESTA SU NATURALEZA ORIGINAL BENIGNA SIEMPRE QUE NO EXISTA ALGO QUE
47
47

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

LE IMPIDA ACTUAR SEGÚN ESA NATURALEZA”. En otras palabras, se basa en una doctrina ética
LE IMPIDA ACTUAR SEGÚN ESA NATURALEZA”. En otras palabras, se basa en una doctrina
ética que afirma categóricamente la perfección innata del ser humano. Si hay individuos
que se vuelven despreciables es porque ellos no consiguen manifestar su perfección
innata, cohibidos por conceptos erróneos basados en la limitada Sabiduría humana.
Como reacción al encubrimiento de la manifestación de la naturaleza original perfecta, las
personas comienzan a presentar aspectos imperfectos tales como: agresividad, vicios,
aversión al estudio, etc.
En las primeras páginas de su libro, el Sr. Guissuke Shinagawa cuenta el caso de un
joven ladrón de carteras que él regeneró por un medio semejante al método educacional
de Seicho-No-Ie. El caso por él, narrado; es el siguiente: Cierto día, fue traído a su presencia
un adolescente de 15 o 16 años. Se trataba de un hábil carterista que estaba actuando en
los trenes de la línea Tokaido. En su último viaje, él había robado ocho relojes del bolsillo
de los pasajeros, pero finalmente había sido descubierto y preso. Lo llevaron al Sr.
Shinagawa para que lo regenerase con su asistencia y orientación. Él analizó el caso y dijo:
“Aunque sea un carterista, no debo considerarlo un delincuente; robar ocho relojes del
bolsillo en un viaje de tren requiere mucha habilidad manual; un joven con tal habilidad
seguramente se volverá un ciudadano útil a la sociedad siempre que sea bien orientado”.
Reconociendo esa cualidad del joven, le dijo: “Me han dicho que usted es un carterista muy
hábil. Me gustaría que nos hiciera una demostración, ahora. Voy a llamar al personal”.
Entonces, se reunieron varias personas alrededor de los dos. El Sr. Shinagawa le dijo al
joven: “¡Vamos, muéstrenos su habilidad!”. El joven, muy nervioso, replicó: “Carterear es
hurtar objetos de los bolsillos ajenos sin que nadie perciba lo que uno está haciendo. No
puedo hacer eso, con la atención de todos ustedes hacia mí
”.
Pero, el Sr. Shinagawa
insistió. El joven continuó rechazando y, en un momento dado, le aplicó un golpe en el
abdomen. Cuando se rehizo del susto, el Sr. Shinagawa se dio cuenta que le faltaba el reloj
de su bolsillo y reconoció, admirado, la gran habilidad del joven carterista. Observando las
manos del joven reparó que tenía dedos muy bonitos — largos, finos y flexibles — y pensó:
“Seguramente, por tener dedos tan delicados y sensibles es que él logra robar con tanta
48
48

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

habilidad. Si tuviera los dedos ásperos, que no puedan escurrirse fácilmente del bolsillo de los
habilidad. Si tuviera los dedos ásperos, que no puedan escurrirse fácilmente del bolsillo de
los demás, tal vez no lograría robar
”.
Por lo tanto, decidió hacerlo trabajar en una
construcción, junto con un grupo de operarios. No le hizo ninguna amonestación por haber
practicado los robos. En cambio, elogió la principal cualidad: la habilidad manual. En esto
consiste la semejanza del procedimiento del Sr. Shinagawa con el método educacional de
Seicho-No-Ie. En vez de calificar como “mala” la destreza que el joven demostraba en el
acto de robar, el Sr. Shinagawa supo orientarlo en la dirección correcta dirigiéndole
palabras como: “Usted posee una habilidad manual extraordinaria. Diría que es un genio.
Tiene potencialidad para realizar grandes obras. No desperdicie su habilidad en actos que
no le traerán nada positivo”. Observando el comportamiento del joven, que comenzó a
trabajar junto con los operarios, el Sr. Shinagawa notó el gran cuidado que él dispensaba a
sus manos ágiles y delicadas: dejaba preparada en el baño una palangana con agua, y cada
vez que sus manos se ensuciaban de tierra se las lavaba cuidadosamente, volviendo ense-
guida al trabajo. Esto se repetía varias veces al día. Pero, el Sr. Shinagawa no lo reprendía
por esto. Con el pasar del tiempo, el joven fue dejando de lado el cuidado excesivo con sus
manos. Transcurrido alrededor de medio año, ellas se volvieron ásperas, y los dedos
quedaron gruesos y nudosos. Al constatar esto, cierto día el señor Shinagawa le dijo: “¿Aún
piensas volver a tu anterior actividad?”. Mirando sus manos, el joven respondió: “No pienso
más en eso. Aunque quisiera, ya no podría actuar como ladrón con estas manos ásperas”.
El hecho es que, al transcurrir medio año, el joven terminó transformándose en una
persona trabajadora y honesta. Poco después fue admitido como guardián de una caja
fuerte; y posteriormente, fue tesorero de entera confianza.
En su libro, el Sr. Shinagawa cita como principal causa de la regeneración de este
joven el hecho de haber quedado con las manos ásperas al realizar trabajos pesados. Pero,
yo no atribuyo a causas como la mencionada, de naturaleza material, la regeneración del
joven ladrón. Estoy seguro de que la principal causa de su regeneración fue la grandeza de
la “capacidad de perdonar” del Sr. Shinagawa. Seguramente, la mayoría de las personas
califican como “malo” el acto de robar. Sin embargo, si analizamos bien el acto en sí,
49
49

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

preguntándonos “¿Por qué está mal?”, tendremos cierta dificultad en hacer un juicio seguro porque constatamos
preguntándonos “¿Por qué está mal?”, tendremos cierta dificultad en hacer un juicio
seguro porque constatamos que la calificación de ese acto en sí puede variar, — es decir,
el acto puede ser calificado como “bueno” o como “malo” — según el prisma desde donde
es considerado. Por ejemplo, si lo juzgamos como un arte, podemos decir que es algo que
requiere una habilidad excepcional, un verdadero talento. Pero, visto desde el prisma de la
conducta moral, aun el más hábil carterista es calificado como delincuente. Esto ocurre
porque el acto de robar implica la “sustracción de un objeto”. Desde el punto de vista de
quien se vio privado de un objeto por un hábil carterista, lógicamente este acto es calificado
como “malo”. También hay que tener en cuenta lo siguiente: aunque se reconozca que el
acto de robar sea casi un arte, no conviene enfatizar este aspecto porque estimularía el
aumento de tal práctica provocando un desorden social. Hechas tales consideraciones,
llegamos a la siguiente conclusión: el acto de robar recibe la calificación de “malo” cuando
es medido desde el punto de vista de preservación del derecho de posesión de cada uno,
o el mantenimiento del orden social. La regla con la que se miden los actos de las personas
constituye lo que acostumbramos llamar de patrón establecido. La calificación de “bueno”
o de “malo” con relación a las conductas de las personas tiene siempre como base un
patrón establecido, o sea, un determinado punto de vista. De este modo, las personas son
juzgadas buenas o malas de acuerdo con sus actos “medidos” en base a un determinado
patrón de conducta. Una persona que es tildada de “mala” termina convenciéndose de
que es realmente mala, y entonces le resulta más difícil regenerarse. Si, en vez de criticar
su conducta y tildarla de “mal elemento”, apuntamos sus cualidades y la elogiamos, ella
comenzará a manifestar la perfección de su Imagen Verdadera. También, si reconocemos
la habilidad manual de un ladrón y le hacemos comprender que es una tontería
desperdiciar tal cualidad en un acto despreciable como hurtar objetos ajenos, comenzará
a usar su habilidad innata en trabajos dignos y productivos.
EL CASO DE UN ESTUDIANTE VALIENTE Y HONRADO
En Seicho-No-Ie también hay registros de casos semejantes al que terminé de
50
50

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

narrar. Voy a contar uno de ellos: El de un estudiante de quince años, de
narrar. Voy a contar uno de ellos: El de un estudiante de quince años, de físico muy
desarrollado para su edad, que era impetuoso y peleador. Cuando cursaba secundaria, en
cierta ocasión desafió a cinco alumnos de quinto año a una confrontación en una playa
desierta. El hecho llegó al conocimiento de la dirección, y fue suspendido por algunos días.
Cuando terminó el período de suspensión y su madre le ordenó volver al estudio, él replicó:
“No vuelvo más a ese instituto. ¡No vuelvo, de ninguna manera!, No hice nada equivocado.
Sólo quería dar una lección a aquellos ‘tipos’ de quinto año que vivían provocándome. Pero,
la escuela me echó la culpa a mí. No quiero continuar en un instituto equivocado como
aquel que suspende a un alumno que no tiene la culpa de nada”. Preocupada, la madre
insistió: “No digas eso. Vuelve sin hacerte mala sangre”. Pero el hijo en tono de rabia acusó:
“¡Hasta tú me censuras? - ¡Si es así, no quiero continuar viviendo en esta casa! ¡Me voy
ahora!; dame algo de dinero, que me voy a vivir a otro lugar”. “No puedes hacer eso”,
respondió la madre - Entonces, el muchacho gritó: “¡Si no me das dinero, voy a destruir
esta casa!”, y comenzó a sacudir las puertas corredizas. Él era muy obstinado, y cuando
decidía hacer algo nunca volvía atrás. Al ver que su hijo estaba decidido a dejar la casa, la
madre se afligió. Con mucho trabajo, consiguió convencerlo a esperar el regreso del padre.
Cuando llegó el padre y se enteró de la situación, intentó calmar al hijo, pero él continuaba
decidido a irse. Entonces, le dijo que esperara un poco y vino a hablar conmigo buscando
una orientación. “¿Qué debo hacer, profesor?”, me preguntó. Mi respuesta fue la
siguiente: “Tanto usted como su esposa mantienen la actitud mental de recriminarlo. Él lo
percibe y se siente sofocado con el ambiente de la casa. Por eso, siente deseos de irse a
algún lugar. Es importante que usted y su esposa traten de ver las cualidades de su hijo y
lo elogien; viendo reconocidas sus cualidades, él se sentirá feliz en casa y no pensará más
en irse. Piense bien: su hijo es un muchacho muy valiente y honrado; según usted me contó,
él desafió a una lucha a cinco estudiantes mayores que él, los cuales estaban provocándolo
hacía algún tiempo. No está bien llamar de peleador y vago a un joven tan valiente; siendo
acusado de alborotador, él terminará actuando como tal. De ahora en adelante, usted y su
esposa procuren reconocer y elogiar las cualidades de su hijo”.
51
51

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Llegando a la casa, le dijo al hijo: “Fui a hablar con el Prof. Taniguchi,
Llegando a la casa, le dijo al hijo: “Fui a hablar con el Prof. Taniguchi, de Seicho-No-
Ie respecto a ti. ¿Sabes lo que me dijo él? - Te elogió bastante diciendo que eres un joven
muy valiente y decidido, con potencialidad para vencer en la vida. Comentó que era una
pena que continuases faltando a la escuela porque tienes capacidad de llegar a ser alguien
importante, siempre que estudies”. Sin esconder la alegría, el hijo respondió: “Pensándolo
bien, tal vez sea mejor que me quede aquí
¿Sabes, papá?; me gustó ese profesor de
Seicho-No-Ie, y quiero conocerlo personalmente, ¿Me llevarías a hablar con él?” - Entonces,
el joven acompañado del padre me vino a visitar. Conversamos bastante y desde ese día
en adelante, él comenzó a ser un joven tranquilo y aplicado en los estudios, y nunca más
habló de huir de la casa. Supe que, actualmente, está frecuentando un curso de nivel
superior y que le va muy bien en los estudios.
CAMBIANDO EL PUNTO DE VISTA, LO QUE PARECE MAL SE CONVIERTE EN BIEN
Analizando el caso que termino de narrar, podemos extraer las siguientes
consideraciones: Tomando como base un modelo establecido llamado “orden social” y
calificando como “mal” lo que no se encuadra en él, se deduce que el referido estudiante
era alborotador; pero es equivocado tildar a alguien de “alborotador”, “mal elemento” etc.,
analizándolo exclusivamente desde un determinado punto de vista, o sea, tomando por
base un modelo establecido. Con tal procedimiento, no se puede vivificar a las personas, ni
sus actos; lo que fue dicho se aplica a todo en esta vida. Citemos, por ejemplo, la lluvia. Si,
al verla caer, consideramos el hecho desde el punto de vista de nuestras conveniencias y
pensamos que ella vino a entorpecer nuestro plan de reunirnos en la academia, dificultar
el tránsito, etc., llegaremos a la conclusión de que la lluvia sólo causa problemas. Pero, si
la juzgamos desde otro punto de vista reconociendo que es necesaria para la agricultura y
el abastecimiento del agua, como un bien que sustenta la industria y el comercio de
paraguas, de capas de lluvia etc., llegaremos a la conclusión de que la lluvia es una
bendición. Esto es solamente un ejemplo de que; cualquier elemento o cualquier hecho,
puede figurar como “bueno” o “malo”, dependiendo del punto de vista desde el cual lo
52
52

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

analizamos. EL ELEMENTO O HECHO EN SÍ (en el ejemplo, la lluvia o el hecho
analizamos. EL ELEMENTO O HECHO EN SÍ (en el ejemplo, la lluvia o el hecho de llover),
NO CONSTITUYE NI EL “BIEN” NI EL “MAL”. VIVIFICAR O NO A TODAS LAS CRIATURAS, A
TODAS LAS COSAS Y A TODOS LOS HECHOS DEPENDE DE NUESTRO PUNTO DE VISTA.
EL INSTINTO REPRIMIDO PUEDE SALIR A RELUCIR EN FORMA DE VICIO
En el caso del joven carterista que cité anteriormente, observamos que confiando
en la regeneración, el Sr. Shinagawa lo llevó a trabajar como operario en una construcción;
y que, en el período de medio año en el cual él trabajó en la construcción, su carácter
cambió completamente y terminó siendo un honesto guardia de seguridad de cajas fuertes.
A los niños les gusta mezclar cosas blandas y pegajosas como barro, masa, etc.
Parece que es algo instintivo. Si reprimimos este instinto, en algunos casos los niños
comienzan a manifestarlo de manera errónea como, por ejemplo, hurtando objetos ajenos.
Desde el punto de vista de un adulto, jugar con barro puede parecer una cosa sucia y sin
sentido; pero para los niños es algo que proporciona un gran placer, y parece tener algo
que ver con el instinto del ser humano. El lugar de la vida del ser humano es la Tierra, siendo
así, es natural que el contacto con la tierra le proporcione gran alegría a su vida. A medida
que los niños crecen, su deseo natural de jugar con el barro va sufriendo modificaciones,
transformándose en deseo de trabajar con arcilla y crear objetos de arte, mezclar tintas y
pintar bellos cuadros, etc. Si reflexionamos bien, veremos que las actividades culturales de
los adultos, tales como la cerámica, la pintura, etc., también son formas modificadas del
deseo instintivo de mezclar el barro que está presente en los niños. Cuando los padres
reprimen el natural deseo del hijo de jugar en el barro, considerando tal acto desde el punto
de vista del adulto y calificándolo como un “juego bobo y sucio”, dicho instinto puede llegar
a manifestarse en una forma distorsionada. Parece que el joven carterista citado en el libro
del Sr. Shinagawa se encuadra en este caso. El libro no tiene ninguna clara referencia al
motivo que llevó al joven a ser un ladrón. Analizando el caso, creo que cuando le fue
reprimido el deseo de amasar cosas blandas como el barro con sus dedos ágiles y flexibles,
ese instinto salió a relucir de forma modificada, determinando que él usara esa habilidad
53
53

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

manual para hurtar objetos de los bolsillos ajenos. En conclusión, esto también puede ser considerado una especie de distorsión del instinto sexual latente en los niños. El impulso sexual existe también en los niños, aunque ellos no tengan conciencia de ello; ellos satisfacen ese impulso mezclando cosas blandas como barro, masa, etc. Cuando los padres se lo prohíben, ellos buscan medios de satisfacer a escondidas su impulso sexual latente, pudiendo entonces adquirir vicios tales como practicar masturbación, hurtar objetos de los bolsos ajenos, etc., que les proporcionan un placer secreto. Hurtar objetos de los bolsos ajenos es un acto que implica bastante riesgo. Si no le proporcionase una sensación de excitación y placer secreto, la persona no se empeñaría en esa práctica, consciente del riesgo de castigo. Creo que en el caso del joven carterista, existía esa sensación. La prueba es que cuando el Sr. Shinagawa le dijo que no volviera a robar, él replicó: “¿Por qué debo desistir de algo que me da tanto placer?”. Considerando el caso de que el referido joven terminó regenerándose completamente al cabo de medio año de trabajo en la construcción, donde mezclaba cal, arena y agua, podemos deducir que su compulsión por hurtar objetos de los bolsos ajenos fue consecuencia de la distorsión del deseo instintivo de mezclar el barro que había sido reprimido en su infancia.

NO SE DEBE REPRIMIR EL INSTINTO DE LOS NIÑOS Todo indica que la criatura humana
NO SE DEBE REPRIMIR EL INSTINTO DE LOS NIÑOS
Todo indica que la criatura humana tiende a pervertirse cuando su instinto natural
es reprimido; si queremos el bien de los niños, es fundamental tener la convicción de que
nada hay de negativo en todo lo que brota de él espontáneamente. Todo ser humano es
hijo de Dios. AUNQUE TEMPORARIAMENTE ESTÉ MANIFESTANDO UN ASPECTO
NEGATIVO, TODO MEJORA INFALIBLEMENTE CUANDO TENEMOS LA CONVICCIÓN DE LA
PERFECCIÓN ESENCIAL DEL SER HUMANO. A veces, los adultos tratan de reprimir la
manifestación de un determinado instinto en los niños, juzgándolo negativo desde el punto
de vista moral. Esto determina que los niños sientan mayor tentación que antes de
practicar el acto prohibido y comiencen a querer disfrutar, a escondidas, del placer que ese
54
54

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

acto les proporciona. Esta reacción psicológica ocurre tanto en los niños como en los adultos;
acto les proporciona. Esta reacción psicológica ocurre tanto en los niños como en los
adultos; lo que es prohibido parece suscitar mayor placer.
Disfrutar de algo a escondidas proporciona un placer secreto. Un ejemplo es el
hecho de que algunas personas saborean con mayor placer las golosinas cuando las comen
a escondidas. Así es la atracción de las cosas prohibidas o secretas. Aunque sea algo a lo
cual la persona era indiferente y anteriormente no tenía el menor deseo de hacer,
comienza a parecer interesante y atrayente a partir del momento en que es prohibido. A
veces, en Seicho-No-Ie, también se constatan casos interesantes que sirven como ejemplo
de lo explicado. Cuando una esposa, que es adepta, vive aconsejando al esposo que lea los
libros de Seicho-No-Ie enfatizando que ellos contienen maravillosos mensajes de la Verdad,
la reacción de él es la de negarse a leerlos diciendo: “Seguramente contienen cosas que yo
ya sé muy bien. No voy a perder tiempo leyéndolos”. Pero, cuando la esposa actúa de modo
inverso, es decir, cuando le dice al marido que no le conviene leer los libros de Seicho-No-
Ie porque contienen mensajes dirigidos exclusivamente a las mujeres, él no resiste la
curiosidad y comienza a leerlos.
Los ejemplos citados comprueban que todo lo que es considerado malo o es
prohibido por alguna razón, despierta en las personas el interés y el deseo de probarlo.
Así es la fascinación del mal y de las cosas prohibidas. Supongamos un mundo donde nadie
sea censurado por hurtar objetos ajenos porque allí “lo que es de uno pertenece a todos,
y viceversa”. En dicho mundo, una persona podría tomar un objeto del bolso ajeno siempre
que tenga ganas de hacerlo, sin sufrir ninguna recriminación. Por lo tanto, no habría
necesidad de tomarlo a escondidas, o sea, hurtarlo o robarlo. En un mundo donde fuera
oficialmente permitido tomar objetos de los bolsos ajenos, dicho acto no proporcionaría el
placer que las cosas prohibidas suscitan. El hecho es que, en muchos casos, la persona
tiene voluntad de practicar un determinado acto exactamente porque es calificado como
“malo” y esto le atrae. Voy a citar otro ejemplo: ¿Por qué la mayoría de las personas desea
enriquecerse? - Es que, por existir la restricción de que “un ciudadano no tiene el derecho
de usufructuar los bienes pertenecientes a los demás”, las personas ansían apoderarse
55
55

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

de ellos. Si fuera permitido usar el dinero y otros bienes ajenos siempre que sea
de ellos. Si fuera permitido usar el dinero y otros bienes ajenos siempre que sea necesario,
ellos creerían una tontería instalar un cofre particular y mantenerlo bajo vigilancia. Pero,
como existe una regla según la cual “cada ciudadano sólo puede usar lo que le pertenece y
constituye un crimen apoderarse de las cosas pertenecientes a los otros”, surge en las
personas el deseo de acumular bienes, creando una manera de transformar en su
propiedad lo que es de los otros. Justamente por no poder apoderarse de lo que es de los
otros, nace la tentación de obtenerlo. En conclusión, LA GANANCIA SURGE COMO
REACCIÓN A LA PROHIBICIÓN DE DISFRUTAR DE LOS BIENES AJENOS. Si llegase una época
en que las personas pudieran disfrutar libremente de los bienes de los otros, nadie desearía
acumular bienes sólo para sí, y desaparecería la ganancia. Pudiendo disponer libremente
de todo lo que quisieran, las personas dejarían de practicar hurtos, robos, etc. El “método
educacional
que
difiere
del
patrón”
consiste
en
eliminar
las
restricciones,
las
prohibiciones, en fin, las reglas rígidas que, justamente por privar la libertad, provocan
en las personas la tentación de infringirla.
UN SISTEMA ECONÓMICO QUE DIFIERE DEL PATRÓN
En el campo de la economía, Seicho-No-Ie también pregona un “sistema que
difiere del patrón”. Partimos del principio de que “todas las cosas vuelven en la medida
necesaria, en el tiempo adecuado y por consiguiente, no hay motivo para preocuparnos
porque en el momento los recursos sean escasos”. En el libro La Verdad de la Vida existe
un pasaje que dice: “Tenemos cuenta corriente en el Gran Banco del Universo”. El “Gran
Banco del Universo” no establece límites para nuestras cuentas. Es un Banco que difiere
totalmente de los Bancos comunes. Cada “cliente” del “Gran Banco del Universo” tiene a
su disposición toda la riqueza del Universo. Al comprender esto, dejamos de tener la
necesidad de acumular fortunas personales, y todas las cosas que necesitamos
comienzan a venir naturalmente, en la medida necesaria y en el tiempo adecuado. Cada
“cliente” del “Gran Banco del Universo” tiene su fortuna administrada por los demás
“clientes”, lo que alivia el trabajo de administrarla solo. Si el sistema económico de este
56
56

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

mundo fuera tan abierto, dejaría de haber personas que cometen actos perjudiciales a la economía.
mundo fuera tan abierto, dejaría de haber personas que cometen actos perjudiciales a la
economía. La usura y los actos perjudiciales a la economía ocurren cuando, justamente por
verse impedida por la idea de que “no se debe tomar para sí lo que es de los otros”, la
persona se siente tentada a hacer lo que es prohibido. A esto se le llama “atracción del
mal”.
Cuando la humanidad deje de guiarse por los patrones morales coercitivos, com-
prendiendo que todo ser humano es esencialmente bueno, este mundo se volverá justo y
bueno, y todas las personas revelarán su naturaleza original perfecta de hijos de Dios. Como
ya expliqué antes, CUANDO SE PERJUDICA LA LIBERTAD DEL SER HUMANO
IMPONIÉNDOLE UNA SERIE DE PROHIBICIONES SURGE LA TENTACIÓN DE LAS COSAS
PROHIBIDAS. Podemos citar, como ejemplo, la reacción del público ante un desnudo
artístico, en una exposición. Pudiendo apreciar libremente la desnudez representada en los
cuadros, las personas no tendrán otros intereses aparte del artístico. Pero su reacción sería
otra, si se les impide apreciarla. Cuando el desnudo artístico fue introducido en Japón, la
censura consideró ofensivo a la moral mostrar tales cuadros en exposiciones de obras de
arte. Por absurdo que parezca, hubo épocas en que dichos cuadros eran mostrados en las
exposiciones cubriendo con paños la parte de la cintura para abajo de la figura
representada. Esto suscitaba en las personas la tentación de levantar el paño y espiar la
parte escondida. La naturaleza humana es así. Sea lo que sea, si no existe ninguna
prohibición y puede ser visto o hecho siempre que se quiera, nadie deseará verlo o hacerlo.
Pero si hay alguna prohibición, como reacción nace el deseo de ver o hacer aquello que
está prohibido.
EL CASO DE REGENERACIÓN DE UN VICIADO EN JUEGOS
En su libro, el Sr. Guissuke Shinagawa también cita el caso de la regeneración de un
hombre jugador. Cierta noche de lluvia, ese hombre volvió a su casa con la ropa empapada,
fue hasta el dormitorio y se paró junto a la cama donde la esposa dormía. Parecía destruido.
Sintiendo su presencia, la esposa se despertó y, viéndolo en aquel estado, le preguntó
57
57

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

preocupada: “¿Qué te sucedió? ¿Por qué estás parado ahí, con la ropa toda mojada? Cámbiate
preocupada: “¿Qué te sucedió? ¿Por qué estás parado ahí, con la ropa toda mojada?
Cámbiate y ven a dormir”. Como el marido continuaba parado con un aspecto de gran
pesadumbre, le volvió a preguntar: ¿Sucedió algo? ¿Por qué estás tan deprimido?”. Él
suspiró y dijo: “Pues
aquí se hace, aquí se paga
Tú vivías aconsejándome para que
dejara de jugar diciéndome que no me traería nada de bueno
Pero, yo no lograba parar
cómo pedirte perdón
de jugar. Continuaba jugando, soñando con ganar mucho dinero, hasta perder todas las
apuestas. Perdí todo: la casa, las tierras, en fin, todo mi patrimonio. Estoy quebrado. No sé
En vez de censurarlo, la esposa le dijo: “¿¡Qué es eso, querido!?
¿Por qué estar triste y desanimado por haber perdido en el juego? - Ya sabes que, en el
juego, se puede ganar o perder, dependiendo de la suerte del momento. Si la pérdida te
deja tan destruido, no deberías haber arriesgado la suerte desde el principio. Además,
como tú mismo dices, yo te aconsejé innumerables veces a parar de jugar. Pero, ahora que
el mal está hecho, de nada sirve lamentarse. Te voy a confesar una cosa: siendo la esposa
de un jugador, yo preveía que, tarde o temprano, iríamos a enfrentar una situación como
la que me cuentas y, para prevenirme, he ahorrado algún dinero todos los meses.
Actualmente, esta economía suma 500 yenes. Pues bien: voy a colocar a tu disposición todo
ese dinero. ¡Anímate! Cámbiate de ropa, bebe algo y ven a dormir. Mañana lleva ese dinero
y ve a jugar con ánimo renovado”.
Al escuchar esto, el marido, con lágrimas en los ojos le dijo: “Querida, no tengo
palabras para agradecerte. Voy a hacer lo que tú dices. Entonces, en vez de ir a jugar
mañana, ¡Voy ahora mismo!, ¡Voy a volver a la misma mesa de juego y recuperar lo que
perdí!”. Salió con una tremenda disposición. Esa noche, contrariamente a lo que venía suce-
diendo hasta entonces, él ganó prácticamente todos los partidos. Como todo en este
mundo, el juego también es el resultado y el reflejo de la actitud mental. Antes, él siempre
tenía en algún rincón de la mente la idea de pérdida, porque su esposa vivía diciéndole:
“Deja de jugar; no ganas nada jugando; por el contrario, sólo pierdes”. Como reflejo de esta
actitud, él vivía perdiendo. Sin embargo, esa noche al cambiar su esposa de actitud, no sólo
le infundió ánimo sino que colocó a su disposición todos sus ahorros mientras le expresaba:
58
58

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

“¡Ve tranquilo, querido, y juega firme con este dinero!”. Estas palabras eliminaron el sentimiento de
“¡Ve tranquilo, querido, y juega firme con este dinero!”. Estas palabras eliminaron el
sentimiento de culpa que él tenía desde hacía mucho tiempo. Hasta entonces, siempre que
se sentaba a la mesa de juego, le pesaba el pensamiento de estar haciendo una cosa
equivocada; EL SENTIMIENTO DE CULPA GENERA EN EL SUBCONSCIENTE EL DESEO DE
AUTOCASTIGO. Mientras en el subconsciente de la persona exista el deseo de autocastigo
generado por el pensamiento de “estar actuando mal”, su vida será infeliz porque el
subconsciente al actuar en el mundo interior de cada individuo le traza el destino con su
misterioso poder.
Esta teoría es comprobada también por los estudios de psicoanálisis, los cuales
han demostrado que el sentimiento de culpa provoca enfermedades e infelicidades.
TODO ACTO PRACTICADO CON SENTIMIENTO DE CULPA NO TRAE BUENOS RESULTADOS.
En el caso de este jugador, él vivía perdiendo mientras tenía el sentimiento de culpa. Pero
esa noche, cuando la esposa le dio plena libertad para jugar, el sentimiento de culpa fue
eliminado y jugó con la mente libre de prejuicios y con mucho ánimo. Como reflejo de este
estado mental, ganó prácticamente todos los partidos y recuperó la mayoría de los bienes
que había perdido anteriormente. Sin embargo, a pesar de haber ganado mucho dinero, a
partir de esa noche su interés por el juego comenzó a disminuir debido justamente al hecho
de que la esposa dejó de censurarlo. Aún continuó frecuentando casas de juego por la
fuerza del hábito; pero, después de algún tiempo, cuando ya había recuperado
prácticamente todos sus bienes dejó de jugar. Mientras la esposa vivía recriminándolo por
el vicio del juego, él no lograba dejarlo, por más que lo intentara. Pero, cuando ella dejó de
censurarlo y hasta le ofreció su propia economía para ayudarlo a recuperarse de la derrota,
él se liberó de la seducción del juego y después de algún tiempo paró de jugar, por su libre
y espontánea voluntad.
CÓMO OCURRE LA CURA DE LOS VICIOS DE LA BEBIDA Y DEL CIGARRILLO
La cura de los vicios de la bebida y del cigarrillo, también ocurre por el mismo
proceso; es decir, cuando la mente se libera de la “tentación de lo que es prohibido”.
59
59

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Seicho-No-Ie no prohíbe a las personas que fumen o que ingieran bebidas alcohólicas; no obstante,
Seicho-No-Ie no prohíbe a las personas que fumen o que ingieran bebidas alcohólicas; no
obstante, al leer el libro La Verdad de la Vida, las personas abandonan esos vicios por su
libre y espontánea voluntad. Sucede esto porque ese libro cambia la visión de la vida de las
personas, hace que comprendan que en realidad el “mal” no existe y, consecuentemente,
se liberan de la “tentación del mal”.
Cuando se elimina la idea de pecado como, por ejemplo, el pensamiento de que
“está mal ingerir bebidas alcohólicas, está mal fumar”, etc. y se toma conciencia que el ser
humano es hijo de Dios y por lo tanto, esencialmente bueno (cualquiera que sea su
aspecto actual), dejan de existir los conflictos íntimos, las preocupaciones, la tristeza, etc.
y la mente comienza a tener paz. Si la mente está en paz, no hay necesidad de recurrir al
cigarrillo, ni a la bebida para olvidar temporariamente las tristezas, las preocupaciones, etc.
Si algunas personas sienten necesidad de beber o fumar es porque ellas tienen algún
conflicto interior. Ellas intentan olvidar sus angustias, refugiándose en el humo o en la
bebida. Aliviadas temporariamente de sus angustias por la leve acción entorpeciente del
humo y de la bebida tienen la ilusión de haberse liberado de esas angustias. Despertando
a la Verdad de que el ser humano en su Imagen Verdadera es hijo de Dios, por lo tanto,
bueno por naturaleza y salvado desde el principio, ellas se vuelven libres de todas las
angustias. Dejando de tener la mente angustiada, nunca más sentirán necesidad de
refugiarse en la bebida, ni en el humo. Aunque la esposa no le solicite al marido que modere
la bebida, él comenzará a beber cada vez menos y, finalmente, abandonará completamente
ese vicio. Esto es un hecho que ha ocurrido en muchos hogares donde uno de los cónyuges
leyó el libro La Verdad de la Vida.
¿POR QUÉ ALGUNOS HOMBRES BUSCAN AVENTURAS EXTRACONYUGALES?
Existen hombres que viven envolviéndose en aventuras extraconyugales. ¿Por qué
sienten placer en ello? También en estos casos, la principal causa es la “atracción del mal”.
Frecuentar burdeles es un acto que la mayoría de las personas condena, desde el punto de
vista moral, y las esposas buscan impedir que sus maridos pongan los pies en tales lugares.
60
60

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Al sentirse presionado, el marido busca la libertad y, dejándose llevar por la atracción del
Al sentirse presionado, el marido busca la libertad y, dejándose llevar por la atracción del
“mal”, o sea, de aquello que es prohibido, frecuenta esos establecimientos. Esto hace que
la esposa, llena de celos, lo acuse histéricamente, lo que, a su vez, vuelve insoportable el
ambiente del hogar y lleva al marido a frecuentar esos lugares con mayor asiduidad. En los
burdeles, es muy raro encontrar mujeres realmente bonitas. Vistas de cerca, la mayoría de
ellas tienen una fisonomía común, o hasta fea. Con el auxilio de abundante maquillaje,
aparentan ser bonitas. Pero tienen un aire vulgar, y quien las observa con la mente
desapasionada jamás se dejará atraer por ellas. Si un hombre se siente atraído por mujeres
de ese tipo, es porque él, al reaccionar al concepto moral de que “es equivocado frecuentar
tal ambiente y envolverse con tales mujeres, siente el deseo de liberarse de ese prejuicio.
No es una actitud mental desapasionada. En tales condiciones, una fisonomía vulgar
también le parece bella, del mismo modo que para un paladar alterado por el vicio, la
amarga nicotina parece deliciosa. Cuando se eliminan las rígidas normas morales y las
prohibiciones impuestas, deja de existir el “atractivo de las cosas prohibidas” y se cura
tanto el vicio de la bebida y del cigarrillo como el del libertinaje. En pocas palabras, el
método educacional de Seicho- No-Ie consiste básicamente en no imponer restricciones
y prohibiciones de ninguna especie, partiendo del principio de que todos los seres y todas
las cosas son esencialmente buenos. Cuando comprende que todas las criaturas y todas
las cosas son esencialmente buenas, la persona se libera de la atracción enfermiza que
sentía por algo que justamente era considerado equivocado y prohibido, y comienza a
actuar según su perfección innata. De este modo, se manifiesta en ella la natural armonía
con el todo y surge el verdadero mundo del bien. EL “BIEN” NO ES UN RÓTULO QUE SE
COLOCA EN DETERMINADOS ACTOS AISLADAMENTE, SINO EL ASPECTO ARMONIOSO
CON QUE SE MANIFIESTA CADA ELEMENTO EN RELACIÓN AL TODO.
61
61

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

CAPÍTULO IV LA EDUCACIÓN QUE AYUDA A LIBERAR AL INDIVIDUO Y ESTIMULAR SU CAPACIDAD LATENTE
CAPÍTULO IV
LA EDUCACIÓN QUE AYUDA A LIBERAR AL INDIVIDUO Y ESTIMULAR SU
CAPACIDAD LATENTE
CERTIFICAR EN LA VIDA PRÁCTICA, LA VERDAD DE LA TRANSITORIEDAD DE LA MATERIA
Cuando Seicho-No-Ie, en una interpretación clara y sucinta de la frase “la materia
es irreal”, constante en las escrituras búdicas; afirmó que “la materia no existe, el cuerpo
carnal no existe”, muchas personas en una reacción con mezcla de espanto e incredulidad
contestaron: “¿Cómo pueden afirmar que el cuerpo carnal no existe, si podemos verlo y
palparlo? - ¡Esta afirmación es totalmente absurda!”. Sin embargo, el hecho es que la
afirmación de la “inexistencia del cuerpo carnal” ha salvado a los que creen en ella,
curándolos de enfermedades, eliminándoles las angustias y librándolos de las dificultades
y esto también está causando gran asombro a mucha gente.
La idea de la “inexistencia de la materia” no fue introducida por Seicho-No-Ie. El
budismo la pregonaba desde los tiempos remotos, como se puede constatar por la
expresión “la materia es falsa”, que aparece frecuentemente en sus Sufras y en sus libros
de doctrina. Pero, esa expresión lleva al hombre a una postura mental meramente “pasiva”,
de resignación y de renuncia a la vida. Cuando para predicar la misma Verdad, Seicho-No-
62
62

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Ie comenzó a usar la expresión “el cuerpo carnal no existe”, que llega directamente a todas las personas, hubo una viva reacción por parte del público. Algunos contestaron con vehemencia, pero otros aceptaron emocionados esa Verdad; y muchos de estos últimos se curaron de las enfermedades crónicas que venían sufriendo desde hacía mucho tiempo. ¿Cómo se explica el cambio de estos casos extraordinarios y sin precedentes? Desde los tiempos remotos, el budismo ha divulgado que “la materia es irreal”. Pero, las personas generalmente no se espantan con tal afirmación porque la consideran mera meditación filosófica, que nada tiene que ver con la vida práctica. Sin embargo, cuando la misma Verdad contenida en aquella frase se les dice de otro modo, o sea, con la expresión “el cuerpo carnal no existe”, las personas se impresionan, comprendiendo, por primera vez, que se trata de algo que les inspira respeto. Algunos contestan, señalando para sí mismo: “¿Cómo no existe el cuerpo carnal, si puedo verlo y palparlo? Otros, comprenden que “el cuerpo carnal aunque parezca existir a nivel fenoménico, no tiene existencia real”, y se sienten liberados de la “prisión” del cuerpo carnal que los cohibía. Entonces, su fuerza vital comienza a vibrar con una impresionante intensidad propiciando la cura de la enfermedad manifestada en el cuerpo carnal.

EL DESEO DE LIBERTARSE DE LA “PRISIÓN” DEL CUERPO CARNAL Entre todo lo que restringe al ser humano, lo que más perjudica su libertad es el propio “cuerpo carnal”. Se cuenta que San Francisco de Asís, con la intención de afirmar su desapego en relación a la materia, se despojó de todos sus bienes, hasta de la ropa del cuerpo, y salió de su casa completamente desnudo. Él pensó que así había abandonado todos los apegos. Pero, estaba equivocado porque el cuerpo carnal en sí lo mantenía prisionero, privándole la libertad del alma con deseos carnales, arrastrándolo hacia el mundo de las pasiones humanas. Debido a esto, él pasó toda su vida castigando a su cuerpo con penitencias con el propósito de alcanzar el triunfo del alma. Este ejemplo muestra que el cuerpo carnal representa para nosotros, una dura “prisión”; por este motivo, las personas odian al cuerpo carnal y traen muy oculto en su

63
63

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

subconsciente el deseo de destruirlo. El sacrificio de Jesucristo y las penitencias de los hombres
subconsciente el deseo de destruirlo. El sacrificio de Jesucristo y las penitencias de los
hombres santos son expresiones de Amor al prójimo, pero el suicidio y la consumación de
pactos de muerte son manifestaciones del deseo egoísta de huir de la “prisión” del cuerpo
carnal. El hecho es que, en ambos casos, las personas tienen en el fondo de su mente el
deseo de liberarse de la “prisión” del cuerpo carnal.
En las personas comunes, el deseo de librarse del cuerpo carnal no es tan acentuado
como en los hombres santos, dispuestos a sacrificarse por el prójimo, o en los hombres
egoístas enojados con todos y con todo. Por eso, tal deseo no se manifiesta en la forma de
una acción directa (como el suicidio, por ejemplo), pero se va elaborando a largo plazo. Son
“semillas” de enfermedad que un día irrumpen en el plano físico haciendo que el cuerpo
enferme. La mayoría de las enfermedades son manifestadas por el subconsciente que
desea rechazar el cuerpo; por lo tanto, al no existir en el subconsciente, la enfermedad
sanará naturalmente. Cuando el ser humano comprende que el cuerpo carnal no es una
existencia verdadera consigue transcenderlo y se siente absolutamente libre, a pesar de
continuar con su cuerpo carnal, y su subconsciente alcanza el objetivo de negar el cuerpo
carnal. Entonces su Vida comienza a fluir libremente con el vigor que le es innato. De este
modo, ella vuelve a manifestar su estado original pleno de salud.
LA VIDA PLENAMENTE LIBRE MANIFIESTA LA SALUD INNATA
Afirmé que el ser humano vuelve a manifestar su estado original pleno de salud
cuando trasciende el cuerpo carnal; no me referí a la salud del cuerpo, sino a la salud
inherente a la Vida. “Salud inherente a la Vida” es la manifestación de la perfección de
Dios. La Vida que proviene de Dios es perfecta en todos los sentidos. La salud física es
solamente una de las incontables manifestaciones de la perfección de la Vida. Si se deja
que la vida actúe con la libertad que le es inherente, su perfección se manifiesta en todos
los sentidos, en los más variados campos de la actividad humana. En el presente capítulo,
me propongo hablar, principalmente, de su manifestación en el campo educacional.
64
64

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Lo que frena la libertad innata del ser humano no es el cuerpo carnal en
Lo que frena la libertad innata del ser humano no es el cuerpo carnal en sí, sino la
idea arraigada en su mente de que el “cuerpo carnal existe”. Por lo tanto, libertándose
de esa idea, él comienza a manifestar su libertad innata aunque continúe con su cuerpo
carnal. ES LA MENTE LO QUE FRENA AL SER HUMANO, Y TAMBIÉN ES LA MENTE LA QUE
LO LIBERA DEL FRENO. Comprendiendo cuán grande es la influencia de la mente se puede
entender el efecto de la actitud mental de los padres con los hijos. Tal vez ustedes
argumenten: “Comprendemos que es posible a nuestra mente frenarnos a nosotros
mismos; pero ¿Es posible que la mente de los demás también nos frene?, ¿Es posible que
la mente de los padres frene a los hijos?” - ¡Afirmo que si es posible!; y voy a explicar por
qué: La mente emite una especie de vibración que se llama pensamiento, y que puede ser
comparada a las ondas de la radio (ondas electromagnéticas); considerando el hecho de
que las ondas de radio de una emisora pueden interferir en las de otra emisora — aunque
se encuentre a distancia — podemos comprender que no es tan misterioso el hecho de que
las vibraciones mentales de una persona puedan interferir en las de otra. La educación se
hace a través de vibraciones mentales, con o sin el auxilio de las palabras habladas y
escritas; al ser trasmitidas las vibraciones mentales de una persona a otra, es natural que
el receptor sea influenciado por las vibraciones recibidas. Constato el hecho de que, en la
educación, la influencia del carácter es lo que actúa más ampliamente, venciendo una
distancia mayor.
FILOSOFÍA DE EDUCACIÓN DEL PROFESOR ALEXANDER NEILL
Recientemente, leí el libro Padres problemáticos del escritor inglés Alexander Neill.
En una de las páginas consta la siguiente afirmación del autor: “La mayor dificultad para
nosotros, al lidiar con los padres de los niños problemáticos, es el hecho de que, en la
mayoría de los casos, ellos se niegan terminantemente a aceptar la idea de que su estado
psicológico influye mucho en el de sus hijos”. El Prof. Neill también es psicoanalista y creó
un método educacional revolucionario aplicando el psicoanálisis en el área educacional. Él
no habla de vibraciones mentales desde el punto de vista del estudio de los fenómenos
espirituales. Pero, dedicándose a la educación y observando los comportamientos de los
65
65

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

niños y de los padres, descubrió que el estado psicológico de los padres se refleja
niños y de los padres, descubrió que el estado psicológico de los padres se refleja en los
hijos. Su filosofía se identifica con la filosofía de Seicho-No-Ie, según la cual “todos los
problemas manifestados en los niños, tales como enfermedades físicas, irritabilidad,
tristeza, mal rendimiento escolar, etc., son reflejos del estado mental de los padres”. Es
estimulante saber que en la distante Inglaterra existe una persona cuyo pensamiento se
identifica con el nuestro. Al hablar de la influencia del estado psicológico de la madre sobre
el hijo, el profesor Neill expresa: “Ocurre porque la criatura es parte de la madre”.
Para que el niño crezca fuerte y sano es necesario que los padres no le impidan,
con una actitud mental equivocada; la libre manifestación de la naturaleza original
perfecta. Los que buscan la santidad desean verse libres de su cuerpo carnal porque les
impide la libre manifestación de su Yo. Por la misma razón, el niño se rebela contra los
padres; del mismo modo que aquellas personas comienzan a sentir aversión a su propio
cuerpo, el niño también comienza a odiar al padre o a la madre — o a ambos — y tiene
placer en atormentarlos con actos de rebeldía, a semejanza de los ascetas que sienten
placer en castigar el propio cuerpo. Por lo tanto, aunque parezca que haya una enorme
diferencia entre un asceta en busca de la santidad y un hijo rebelde, ellos se identifican en
este aspecto.
La rebeldía del niño contra el freno impuesto por los padres frecuentemente se
manifiesta en la forma de enuresis nocturna (incapacidad de retener la orina durante el
sueño). Hecho semejante también ocurre con ciertos animales: el sapo, al verse en la
inminencia de ser agarrado, expele orina sobre el agresor, y cierto tipo de abejorros,
cuando intentamos agarrarlo, despide heces de color verde oscuro. Se puede decir que
tales bichos manifiestan su rebeldía en la forma de excreciones de aspecto desagradable.
El profesor Neill expresa: “Algunos niños, cuando reciben castigo por una falta
cometida, se resienten y vuelven a los hábitos del tiempo en que todavía eran bebés,
comenzando a chuparse el dedo, a orinar en la cama, etc.”. Respecto a los adultos, cuando
manifiestan rebeldía hacia algo o alguien no llegan a despedir orina o heces como hacen
ciertos animales o niños porque su capacidad de autocontrol es más desarrollada. A veces,
66
66

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

el sentimiento de aversión o rebeldía se manifiesta como náuseas o el deseo de escupir
el sentimiento de aversión o rebeldía se manifiesta como náuseas o el deseo de escupir la
cara del agresor. Generalmente, ellos reprimen tales ímpetus con su poder de autocontrol,
pero los sentimientos de odio, aversión, rebeldía etc., una vez generados, no se extinguen
mientras no sean manifestados de alguna forma o neutralizados con sentimientos
opuestos. Aunque se observe una aparente serenidad, el odio, el resentimiento, etc., se
acumulan en el interior y, cuando surge una oportunidad, se manifiestan concretamente
en forma de una enfermedad que se caracteriza por las náuseas o por el catarro, los cuales
simbolizan la rebeldía y el deseo de “escupir la cara del enemigo”. Por esta razón, la secta
Tenri enseña que “la enfermedad se origina en la mente”; y Seicho-No-Ie enfatiza que “el
cuerpo es reflejo de la mente”. Las investigaciones médicas consisten en estudiar los
factores materiales que provocan la enfermedad.
Sin embargo, debemos saber que la causa fundamental de la enfermedad está en
el subconsciente (en un estudio más profundo veremos que la causa está en los karmas
negativos). Aunque exista la “causa” latente de la enfermedad, si no hay “condiciones”
propicias para su manifestación no ocurrirá el efecto, y la persona no enfermará. Por lo
tanto, estoy a favor de que la Medicina continúe empeñándose en sus investigaciones.
Mientras Seicho-No-Ie se concentra en extinguir la causa fundamental (interior) de la
enfermedad, la Medicina se empeña en combatir los elementos externos que posibilitan
su manifestación. Ya sea extinguiendo la “causa” fundamental de la enfermedad, o
eliminando las “condiciones” propicias a su manifestación, el “efecto” deja de ocurrir.
El proceso de manifestación de la enfermedad es comparable al proceso de
germinación de una semilla. Generalmente se piensa que la germinación se debe a la tierra,
al agua y a la luz; pero tales elementos son solamente “medios”, o sea, “condiciones” que
propician la aparición de la Vida que la semilla trae en su interior desde el principio. Cuando
alguien que se expone al viento frío adquiere gripe es común pensar que fue por causa del
viento frío. Pero, si reflexionamos mejor y tenemos en cuenta el hecho de que muchas
personas no contraen gripe, incluso cuando se exponen al viento frío, comprenderemos
67
67

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

que el viento frío no es la causa de la gripe, sino un “factor”, una
que el viento frío no es la causa de la gripe, sino un “factor”, una “condición” que propicia
la manifestación de la causa fundamental que está en el plano mental.
LA CORRECTA POSTURA MENTAL DE LOS PADRES INDUCE AL NIÑO A ESTUDIAR
ESPONTÁNEAMENTE
No es mi intención hacer conferencias sobre la cura de enfermedades; cité algunos
casos de cura solamente para ilustrar que el sentimiento de rebeldía reprimido, tarde o
temprano, termina manifestándose concretamente, y que, por lo tanto, de nada sirve
mejorar a alguien imponiéndole reglas rígidas. A los padres que se quejan de que sus hijos
detestan estudiar les doy el siguiente consejo: “En lugar de forzarlos a estudiar, confíe en
ellos; creyendo firmemente que son hijos de Dios y su naturaleza original perfecta se
manifestará infaliblemente, sin la interferencia de los padres”. En Seicho-No-Ie hay un
registro de innumerables casos donde el niño comenzó a empeñarse espontáneamente en
los estudios cuando los padres siguieron estos consejos.
El profesor Neill también hace afirmaciones semejantes a las mías. Él dice: “En la
convivencia con estudiantes he constatado que los alumnos que presentan mal
rendimiento escolar son los que tienen resentimiento o rebeldía hacia sus padres. Conocí
varios alumnos que declaraban abiertamente: ‘Mientras mi padre continúa
importunándome diciendo que tengo que pasar el examen de admisión cueste lo que
cueste, no siento interés en estudiar. ¡No consigo y no quiero estudiar!’. Pero, los casos
más difíciles son los de niños y jóvenes que, aunque traigan reprimido dentro de ellos el
resentimiento hacia la presión de los padres, no tienen conciencia de ello; cierta vez,
conseguí que un niño que detestaba la lengua alemana comenzara a estudiarla
espontáneamente. Logré este resultado aconsejando a su madre que no le impusiera el
aprendizaje de esa lengua”.
LA “FUERZA DEL CRECIMIENTO” DE LOS NIÑOS
68
68

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

La fuerza del crecimiento de los niños es la fuerza de la Vida; la fuerza
La fuerza del crecimiento de los niños es la fuerza de la Vida; la fuerza de la Vida
viene de Dios, y por eso la criatura mejora infaliblemente cuando no hay factores que
frenen su libertad innata. El profesor Neill desarrolla un método educacional que respeta,
fundamentalmente, la libertad de los niños. Yo también desarrollo la educación que
proporciona al niño la libertad para la manifestación plena de su naturaleza divina. La vida
se desarrolla vigorosamente cuando le es proporcionada plena libertad para
manifestarse. Habiendo freno, de los padres, ocurre el sentimiento de rebeldía. Conozco
muchos casos de niños y adolescentes que se volvieron rebeldes y comenzaron a detestar
los estudios porque sus padres vivían forzándolos a estudiar mucho para poder
enorgullecerse del buen desempeño escolar del hijo.
Inclusive, en los casos en que los padres no usan palabras severas para obligar al
hijo a estudiar y aparentemente lo dejan tranquilo, si están demasiado preocupados con
su desempeño escolar y emiten vibraciones mentales que provocan rebeldía, el resultado
es negativo: el hijo se rebela contra esa “parálisis mental” y, como manifestación
inconsciente de su rebeldía, comienza a detestar los estudios. Siempre que se sienta a la
mesa de estudios, él siente una desagradable sensación de disconformidad, se siente
deprimido y enfadado, y termina escapándose buscando diversión. Pero, cuando los padres
comprenden que “en verdad a todos los niños les gusta estudiar porque son hijos de Dios
y su Imagen Verdadera es perfecta”, y dejan de emitir vibraciones mentales que lo fuercen
a estudiar, el hijo comienza a empeñarse espontáneamente en los estudios.
El profesor Neill cita, también, el siguiente caso: “Hay un niño problemático, de siete
años de edad, que está actualmente siendo atendido en mi establecimiento. Su madre es
una persona que se preocupa demasiado por mantener una buena imagen delante de la
sociedad. Ella vive ansiosa para que su hijo tenga un comportamiento impecable a los ojos
de sus amigos y vecinos. Como resultado, el hijo se volvió malcriado, mostrando un interés
anormal por la materia fecal y se divierte ensuciando su propia ropa interior. Esa reacción
es perfectamente explicable: actuando así, el hijo está mostrando su rebeldía contra el
rígido sentido de escrúpulos de la madre. Lógicamente, el ego de la madre se avergüenza
69
69

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

con la mala actitud del hijo. Inconscientemente, él está castigando a la madre con ese
con la mala actitud del hijo. Inconscientemente, él está castigando a la madre con ese acto
de rebeldía”.
Me permito agregar, aquí, una observación: la rebeldía de este niño no fue
propiamente contra el “rígido sentido de escrúpulos” de su madre. El hecho que una
persona sea extremadamente escrupulosa no crea problemas mientras no llega a los
demás. Pero, a partir del momento en que comienza a frenar la libertad de los demás, se
vuelve un problema. Así, cuando el rígido censo de escrúpulos de la madre restringe la
libertad del hijo a punto de causarle una sensación de impedimento, él se rebela contra eso
y comienza a practicar, a propósito, actos de grosería para incomodarla.
CÓMO USAR EL PODER DE LA PALABRA
He curado a muchos niños que sufrían de persistente enuresis nocturna
(incapacidad de retener la orina durante el sueño), simplemente orientando a la madre en
el sentido de eliminar su preocupación con este problema, infundiéndole calma y
autoconfianza y haciendo que ella misma convenza al hijo de que él no volverá a mojar
nunca más la cama. Generalmente, con una sola sesión de orientación en este sentido
dirigida a la madre, el niño cura la enuresis nocturna. A las madres que se afligen por causa
de la enuresis nocturna del hijo yo les afirmo: “Su hijo es hijo de Dios. Por lo tanto, es
perfecto, no tiene defectos ni vicios como ‘orinar en la cama’. Si él está manifestando ese
aspecto imperfecto es reflejo de la mente ansiosa de la madre”. Le hago comprender esta
Verdad presentando argumentos lógicos y citando casos reales que comprueban tal hecho.
Puede parecer extraño corregir la actitud mental de la madre para curar la enuresis
nocturna del hijo. Pero, ustedes comprenderán que es natural al descubrir la verdad de que
también la enuresis nocturna es una manifestación de la rebeldía inconsciente de la
criatura hacia el cuidado excesivo de la madre. Trato de corregir la actitud mental de la
madre del niño diciéndole: “La causa del problema de su hijo está en su actitud mental.
Usted debe eliminar las inquietudes de su mente”.
70
70

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Sin embargo, muchas veces; la persona no logra eliminar las aflicciones de la mente aunque
Sin embargo, muchas veces; la persona no logra eliminar las aflicciones de la mente
aunque se esfuerce en este sentido. Hay una forma de que la persona las elimine
realmente. Ya que a veces es difícil conseguirlo con la propia fuerza, conviene buscar el
auxilio de un elemento que posea un poder espiritual milagroso. Muy eficaz es el poder del
Sutra sagrado: Lluvia de néctar de la Verdad de Seicho-No-Ie. Innumerables son los casos
de personas que se han curado de las más variadas enfermedades con la lectura de este
Sutra. Unos dicen que la cura ocurre por el poder milagroso de las palabras de la Verdad
contenidas en ella; otros dicen que el responsable de la cura es la sugestión del paciente.
No vamos a discutir aquí esta cuestión. El hecho es que innumerables personas han
testimoniado el poder milagroso de este Sutra. En los casos de enuresis nocturna de los
niños, oriento a la madre haciéndole creer en el poder del Sutra. Le recomiendo que se la
lea al hijo en el momento de dormir, confiando que lo curará infaliblemente.
Aconsejo que, antes de iniciar la lectura del Sutra, afirme categóricamente: “Este es
un libro bendecido. Después de oír lo que está escrito en él, dejarás de orinar en la cama.
Esta noche, vas a quedar curado de este problema”. Mientras se esfuerza sola, la madre no
deja de preocuparse con el problema por más que lo intente. Pero, al leer la Sutra Sagrada,
ella siente estar recibiendo el auxilio de una fuerza superior, y su mente se tranquiliza.
Cuando la mente de la madre se serena y deja de molestar al hijo con exceso de cuidados,
el niño se cura de la enuresis nocturna.
Cuando la mente de los padres se libera del apego, la fuerza vital del niño se libera
y comienza a fluir plenamente posibilitando la manifestación de su perfección original.
De este modo, el niño queda curado de los problemas físicos, abandona los malos
hábitos, se vuelve alegre y estudioso, y comienza a presentar un excelente desempeño en
los estudios.
LA LIBERACIÓN DEL SER HUMANO Y LA EXTERIORIZACIÓN DE SU NATURALEZA DIVINA
PARA DESPERTAR
LA INTELIGENCIA Y
EL AMOR
LATENTE
EN
EL NIÑO, ES
NECESARIO OBSERVAR DOS PUNTOS FUNDAMENTALES:
71
71

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

1) ELIMINAR LAS “AMARRAS” QUE LE ESTÁN RESTRINGIENDO LA LIBERTAD INNATA; Y 2) AYUDARLO A
1) ELIMINAR LAS “AMARRAS” QUE LE ESTÁN RESTRINGIENDO LA LIBERTAD
INNATA; Y
2) AYUDARLO A TENER CONCIENCIA DE SU NATURALEZA DIVINA.
Con el fin de facilitar la comprensión de este asunto, vamos a imaginar que alguien
haya amarrado a un niño con una soga, quien después de llorar mucho e intentar liberarse
se duerme. Para que ese niño vuelva a manifestar su dinamismo y vivacidad innatos
tenemos que desatar las cuerdas que lo mantienen inmóvil. Aunque lo despertemos
llamándolo en voz alta, él no podrá manifestar activamente su vitalidad si no lo desatamos.
Lo mismo ocurre cuando se frena a la criatura con “cuerdas mentales” de preocupaciones
excesivas. Hay padres y madres que, muchas veces, reprenden a los hijos a gritos.
Obviamente, tal actitud no es nada recomendable. Pero, tampoco es tan perjudicial como
aquella en que la mente del padre o de la madre no se desprende del hijo, restringiéndole
la libertad con preocupaciones enfermizas. Para eliminar dichas preocupaciones del padre
o de la madre respecto al hijo, es recomendable que ellos comiencen a creer en una religión
que enseñe que el ser humano está a salvo desde el principio y nada malo le sucede, y que
siendo él “hijo de Dios”, sólo puede practicar buenas acciones, mientras no sea
interrumpida la libre manifestación de su naturaleza original perfecta. Esta religión no tiene
que ser necesariamente Seicho-No-Ie, aunque sea la más recomendable. Cualquier religión,
cuando se aprende la esencia de su doctrina, conduce al descubrimiento de la Sabiduría
suprema de Dios actuando en el interior de todas las personas, y posibilita alcanzar la
verdadera Paz espiritual; llegando a ese estado, los padres dejan de frenar al hijo con
preocupaciones exageradas.
Esto es suficiente para que, transcurrido algún tiempo, el hijo comience a
manifestar la palpitante fuerza de su Vida originariamente libre y presente mejoría en la
salud, en el comportamiento, en el desempeño escolar, en fin, en todos los aspectos. Para
ilustrarlo, imaginemos de nuevo la escena en que un niño se haya dormido con el cuerpo
amarrado por una cuerda. Si lo desatamos mientras está dormido, él comenzará a moverse
con gran vivacidad al despertarse por sí mismo. Sin embargo, una vez que lo hayamos
72
72

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

desatado, no tenemos que dejarlo dormido esperando a que despierte por sí mismo. Podemos despertarlo
desatado, no tenemos que dejarlo dormido esperando a que despierte por sí mismo.
Podemos despertarlo después que lo desatamos; así, comenzará a moverse
inmediatamente. Deben proceder de modo semejante los padres que frenan al hijo con
preocupaciones enfermizas; al mismo tiempo que liberan al hijo (EM: Liberar al hijo de
apegos como ‘mamitis, papitis’, empieza por liberarnos nosotros del apego enfermizo a
los hijos, como los cuidados y preocupaciones excesivas), deben tratar de despertarle las
cualidades latentes dirigiéndole cariñosas y entusiastas palabras de elogio tales como:
“¡Eres hijo de Dios. Por lo tanto, eres bueno, sano e inteligente!”; así se ayuda al niño a
exteriorizar su naturaleza divina. EL MÉTODO EDUCACIONAL QUE SURTE MEJOR EFECTO
CON MAYOR RAPIDEZ, ES AQUEL QUE LIBERA A LA CRIATURA DE LAS “CUERDAS
MENTALES” Y AL MISMO TIEMPO ESTIMULA LA MANIFESTACIÓN DE SU NATURALEZA
DIVINA.
Muchas madres se preocupan demasiado con sus hijos y, consecuentemente, les
transmiten vibraciones mentales negativas perjudicándoles la salud y el destino. Algunas
madres viven tan aprehensivas que no logran dejar a sus hijos fuera del alcance de su vista,
ni siquiera por un momento. Ellas imaginan que sus hijos podrán tropezar, caer, ser
atropellados por algún vehículo, ahogarse etc. ¿Por qué no pueden proceder de otra
manera? - Ellas se inquietan de ese modo porque consideran a sus hijos como hijos de los
hombres en vez de pensar que son hijos de Dios.
Los hijos de Dios son creados por Dios, y los hijos de los hombres son creados por
el hombre. Quien piensa que sus hijos son hijos de los hombres tendrá que vivir afligido
toda la vida para criarlos; pero, quien los considera hijos de Dios los respeta y cuida de
ellos con todo cariño, sin ninguna preocupación, porque sabe que Dios los está
protegiendo.
Si alguien piensa que puede mantener a sus hijos vivos por medio de la fuerza
humana, intente vigilarlos día y noche sin dormir; seguramente no lo conseguirá. Es la
fuerza de Dios que hace vivir a los niños, inclusive mientras los padres duermen
(Revelación Divina).
73
73

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

CAPÍTULO V PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE TODOS SE PUEDEN VOLVER GENIOS DIOS NOS CREÓ. A QUIEN
CAPÍTULO V
PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE
TODOS SE PUEDEN VOLVER GENIOS
DIOS NOS CREÓ. A QUIEN NO LE GUSTA LA PALABRA “DIOS”, PUEDE DECIR “VIDA”
(EM: Es la VERDAD más grande desde que nos introducimos al Sendero de Retorno al
Altísimo; Dios, El Todo o El Altísimo es la VIDA que existe en cada ser en este y en todos
los universos; de modo que; efectivamente, si no te gusta ese término Dios, llámalo
simplemente VIDA). Quien duda del poder de Dios es un tonto. Quien duda de la capacidad
del hombre, que es el ser supremo de toda la Creación de Dios, tiene los ojos cerrados a la
Verdad.
Dentro de nosotros existe el Infinito; explorando ese Infinito, todo hombre puede
volverse un genio. Todo hombre nace con potencialidad para ser genio, pero no todos se
vuelven genios. Esto no es lógico. ¿Por qué este absurdo? – Es porque no todos conocen la
Verdad – Principalmente, los padres y educadores desconocen la Verdad; poseen un
diamante, pero lo desprecian, pensando que se trata de una piedra cualquiera.
¡Cree en el hombre!, ¡Cree en la Creación de Dios!, ¡Cree en el hombre en su estado
original, es decir, en el niño!. El talento escondido en el niño es un diamante sin pulir; es
una preciosidad inexplorada. No pierda las esperanzas, aunque el niño no se muestre
74
74

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

talentoso. No dude de la obra de Dios viendo solamente la apariencia externa. Si Dios
talentoso. No dude de la obra de Dios viendo solamente la apariencia externa. Si Dios creó
el talento y lo escondió dentro de cada ser humano es para que no se corrompa con la
ociosidad; es porque Dios Se alegra con el esfuerzo y el descubrimiento hecho por el propio
hombre; es porque el ser humano, que es Vida, debe vivir descubriendo y creando. Quien
menosprecia a su hijo o educando, porque él aún no ha manifestado ningún talento, está
menospreciando la Vida y despreciando a Dios.
No piense que su hijo sea propiedad suya. Por detrás de la vida de la criatura existe
Vida infinita, existe Dios. Hasta una pequeñita flor de campo, que a menudo es despreciada
y destruida, posee una belleza que sólo Dios sabe crear. Feliz de quien lo sabe. No dude,
pues, del talento que existe en el ser humano, cuya posición es de soberano de todas las
criaturas de Dios. Una de las condiciones básicas para desarrollar el talento de la criatura
es la fe en la Creación de Dios. Los padres y educadores deben creer que sus hijos o
alumnos son criaturas de Dios, hacerles tomar conciencia de esto y esforzarse al máximo
para cultivar en ellos un espíritu noble, capaz de honrar su condición divina.
La pedagogía de Seicho-No-Ie, NO comparte la idea bastante difundida de que la
“instrucción suministrada antes de que los niños lleguen a seis o siete años de edad les
perjudica el cerebro todavía frágil”. Es verdad que esa idea tiene cierta lógica en el mundo
actual en que se piensa que educar es llenar de cualquier manera la carnada superficial de
la mente con los más variados conocimientos. Pero, de este tipo de enseñanza no se puede
esperar un gran desarrollo del ser humano. El objetivo del hombre no es ser una
enciclopedia ambulante. Seicho-No-Ie cree que el hombre tiene una capacidad de
desarrollo mucho más grande y cree que la educación consiste en despertar en el ser
humano esa capacidad.
Nunca es muy temprano para comenzar a educar al niño. La educación, mientras
más temprano fuera iniciada, mejor será; siempre que sea administrada de modo ade-
cuado. Debemos saber que la vida se desarrolla todos los días, sin parar. Si fuera dejado
para mañana el estímulo que le debe ser proporcionado hoy, el niño sufrirá en su desarrollo
un atraso proporcional al tiempo suspendido. Además, desperdiciará la palpitante energía
75
75

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

interior reservada a su desarrollo. ¡No retarde el desarrollo del niño, ni por un segundo!. No permita que desperdicie la palpitante energía vital porque sería una ofensa a la Vida, una ofensa al creador, un desacato a Dios. El método educacional de Seicho-No- Ie siempre se cimenta en Dios (en la Vida que palpita en su interior). ¡Reverencie a los niños!; por medio de la reverencia haga emerger el tesoro llamado talento que ellos traen dentro de sí. Crea que su hijo o alumno es talentoso. Hasta la enfermedad desaparece cuando se cree que el niño es saludable. Si usted cree en el niño, será imposible que no mejore. Tener fe en el niño es tener fe en Dios. La fe es la base de todo, y el método educacional viene como subsiguiente de esa fe. La naturaleza del ser vivo es crecer; la actividad le es imprescindible. Él se desarrolla a medida que coloca en acción su capacidad latente. Nunca piense que un niño es débil o que todavía no tiene edad para aprender. Haga que manifieste toda la capacidad latente en su interior. Deje crecer vigorosamente la semilla que está germinando. Es necesario que el niño se desarrolle saludable y correctamente. Él está lleno de vitalidad, no logra quedarse quieto, necesita estar siempre en actividad; sucede esto porque la actividad es inherente a la vida. Solamente es preciso orientar correctamente esa fuerza vital de los niños; en esto consiste la educación. Un niño con vitalidad trasbordante tiende a actuar con demasiada impetuosidad, hiere a los demás y a sí mismo, tal como un tren que se descarrila. Hace travesuras, agrede y destruye. Practica tales actos solamente cuando no tiene dónde derramar constructivamente su vitalidad, pero a veces son motivos de reprimendas y castigos. Los padres y educadores que no enseñan a sus hijos o alumnos a controlar correctamente la trasbordante vitalidad y los castigan por sus travesuras están impidiendo el perfecto desarrollo de esa vida. El castigo no es un instrumento de orientación. La vitalidad de los niños, cuando no tienen donde manifestarla, se desperdicia, comprimida entre el deseo de expresarse y la represión. Las tendencias destructivas de un niño pueden ser frenadas con represiones, pero esto no corresponde a un desarrollo saludable. No se puede promover un desarrollo constructivo reprimiéndole la vitalidad;

no corresponde a un desarrollo saludable. No se puede promover un desarrollo constructivo reprimiéndole la vitalidad
76
76

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

el verdadero desarrollo se logra por la correcta dirección de la fuerza vital. Quien frena
el verdadero desarrollo se logra por la correcta dirección de la fuerza vital. Quien frena la
vitalidad trasbordante de los niños, mediante la represión no tiene verdadero respeto por
la vida humana. ¡Respetemos la vida!
Por otro lado, existen padres y maestros que, al interpretar literalmente la
expresión “deje a los niños ser niños”, nada hacen para impedir el exceso de travesuras o
actitudes agresivas; esos no son padres o educadores que aman verdaderamente a los
niños. Naturalmente, los niños deben actuar como tales, pero no quiere decir que ellos
puedan canalizar su energía vital hacia tendencias agresivas o destructivas. Cuando un niño
adquiere una tendencia agresiva, es necesario un gran esfuerzo para cambiarla. Haga que
él adquiera tendencias constructivas desde temprana edad, para que más adelante no sea
necesario realizar un gran esfuerzo para corregirla.
Mientras tanto, no reprenda a los niños por ser ruidosos; la virtud del niño no está
en la pasividad silenciosa. Lo natural es que un niño, trasbordante de vitalidad, sea activo
y consecuentemente sea ruidoso; todo lo que está en construcción o en desarrollo es
ruidoso: en una fábrica, porque hay producción, hay ruido; en una casa en construcción, se
oye incesantemente el ruido del trabajo de los albañiles y carpinteros. El ruido siempre
acompaña a la construcción, a la productividad.
A veces los adultos perjudican el desarrollo de los niños con recriminaciones como:
“¡Silencio! ¡No quiero ruido aquí!”. Quien reprende a los niños por causa del ruido,
interrumpe seriamente el desarrollo de la vida. La vida que está intentando desarrollarse
es reprimida y desperdiciada con esa amonestación. Cuando una represión es ejercida
continuamente, el efecto será peor que el simple desperdicio de la energía porque una vida
continuamente restringida se atrofia. La capacidad desaprovechada se atrofia. La vida sin
actividad retrocede. Los efectos negativos no terminan ahí: la moderna Psicología ha
comprobado que los impulsos reprimidos durante la infancia se manifiestan en la vida
adulta en forma de disturbios mentales y enfermedades físicas.
EL NIÑO SE DESARROLLA EN LA DIRECCIÓN EN QUE ES ELOGIADO
77
77

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

¿Cómo direccionar la energía contenida y trasbordante de un niño saludable hacia el camino correcto?
¿Cómo direccionar la energía contenida y trasbordante de un niño saludable hacia
el camino correcto? - Esto constituye una cuestión importante. CONDUCIR HACIA EL
CAMINO CORRECTO, IMPLICA DIRECCIONAR LA FUERZA VITAL HACIA UNA TENDENCIA
CONSTRUCTIVA.
En primer lugar, se debe descubrir la aptitud o habilidad natural del niño y
enseguida, permitir que él emplee su contenida energía en ese sentido haciéndole
manifestar cada vez más su vocación. Aunque él sea torpe al principio, se debe elogiar
usando el poder creador de la palabra. Con los elogios él progresará rápidamente, con
satisfacción; en la dirección en que es elogiado. Por consiguiente, se desviará
gradualmente de las acciones destructivas y empleará su vitalidad en actividades
constructivas, con agrado. De este modo, la vida del niño estará en el camino correcto.
Los padres o educadores no deben exigirles demasiado a los niños forzándolos a
atender su predilección o expectativa. Si un niño demuestra aptitud para algo que sea
opuesto totalmente a la preferencia de los adultos, se le debe dar la libertad de desarrollar
ese don natural. Lo esencial es que su fuerza vital sea aplicada en la dirección constructiva.
El don que el niño recibe de la Naturaleza tiene el respaldo de la Vida universal.
La vida se desarrolla mejor cuando obedece a la ley de la Vida universal. Quien, pensando
en ventajas profesionales, intenta canalizar la habilidad del niño hacia un sector que no
tenga afinidad con su vocación, viola la ley de la Vida. Es profundamente significativo que
cada persona esté dotada de un determinado don. Si todos desarrollan su propio don
estarán participando del gran plan trazado por Dios, creador del Universo. ¡Reverencie la
Vida y confíe en la Naturaleza!. Esta actitud proporciona el desarrollo infinito. Al descubrir
que el niño posee algún talento innato, sea cual fuere, esfuércese al máximo para que
pueda desarrollarlo. Dele la oportunidad, elógielo, incentívelo, dele valor y haga que se
dedique placenteramente al trabajo o al juego que se propone.
No intente forzar que florezcan lirios en el rosal. La pureza del lirio es una obra prima
y la hermosura de la rosa es otra obra prima. Cualquier flor, sea de un naranjo o del
melocotón, posee su propia belleza. Cada flor tiene su belleza peculiar y no puede ser
78
78

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

sustituida por otra. La belleza artificial no logra igualar ni a la más humilde de
sustituida por otra. La belleza artificial no logra igualar ni a la más humilde de las flores. Ni
los adornos de Salomón en sus días de gloria se igualaban a la belleza de las anónimas flores
del campo. Con mucha más razón, cualquier talento natural del ser humano, que es el
soberano de todas las criaturas de Dios, es superior a toda y cualquier obra artificial.
¡Cree en la Vida que hay en los niños y venérela!; es a partir de esta raíz que se
debe comenzar el cultivo del ser humano. No se puede esperar un gran desarrollo del ser
humano, si no se arraiga en suelo firme, es decir, en la Gran Vida del Universo. Un genio
es notable porque su desarrollo está afirmado en suelo firme. Cuando él está
profundamente arraigado en suelo firme, el resultado será sorprendente; si a un niño le
gusta dibujar podrá ser un gran pintor como Picasso; y el que aprecie jugar con arcilla podrá
ser un famoso escultor como Rodin.
DÉ TAREAS ADECUADAS
Para ayudar a los niños a manifestar sus dones naturales, es fundamental darles
una ocupación adecuada. Es un error pensar que un niño solamente debe jugar y estu-
diar; una dosis adecuada de trabajo es indispensable para su desarrollo. El trabajo enseña
a los niños a usar su vitalidad de manera constructiva y, al mismo tiempo, cultiva en él
una tendencia también constructiva y su capacidad creativa.
La tendencia constructiva constituye la piedra fundamental para el desarrollo del
talento. Cuanto más constructiva, mayor será el desarrollo de la persona. Una tendencia
cultivada en la infancia se arraigará más firmemente que la tendencia adquirida en la vida
adulta. Por lo tanto, es necesario entrenar a la criatura a hacer algo constructivo desde
pequeño. Para eso, es aconsejable proporcionarle algún trabajo adecuado, en especial una
tarea que a él/ella le guste ejecutar. Sin embargo, hay que evitar darle excesivo trabajo;
el exceso hace que hasta el trabajo agradable se vuelva insoportable, y entonces el niño
adquiere la idea de que trabajar es fastidioso.
Si usted estimula a los niños con palabras positivas, confía en su capacidad y los deja
elegir el tipo de trabajo y el tiempo de dedicación a él, difícilmente se equivocará en la
79
79

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

elección de lo que más les conviene. Jamás se olvide de creer en ellos, incentivándolos
elección de lo que más les conviene. Jamás se olvide de creer en ellos, incentivándolos
con palabras positivas como: “¡Eres maravilloso y logras hacer todo muy bien!”.
No es verdad que el niño detesta trabajar. Si le es permitido hacer un trabajo que
le guste, en vez de ser forzado contra su voluntad, siempre le gustará trabajar. Prin-
cipalmente a las niñas les gusta trabajar. Debido a su naturaleza amorosa, ellas adoran ser
útiles. A los tres o cuatro años de edad, ya desean ayudar a la madre o a la maestra. Déjelas
ayudar, pero de un modo gradual. No las presione. Demuéstreles satisfacción por la ayuda,
agradeciéndoles. De esta manera, comprenderán por propia experiencia, que “el trabajo
hecho con Amor causa alegría al prójimo” y que es extremadamente agradable hacer felices
a los demás. Esto es esencial para el desarrollo correcto del ser humano.
El objetivo principal de atribuir tareas a los niños, consiste en cultivar en ellos una
tendencia constructiva. El desarrollo de la habilidad manual es secundario, pero no deja
de tener su importancia. La habilidad manual desarrollada durante la infancia será de
gran valor en la vida adulta. EDUQUE CORRECTAMENTE AL NIÑO PARA QUE NO VAYA A
SER UNA PERSONA “INTELIGENTE QUE NO SABE HACER NADA EN LA VIDA PRÁCTICA”.
Los adultos no deben dar tareas a un niño pensando solamente en la ventaja de esa
ayuda. Si en primer plano colocan sus intereses, se irritarán cuando hace un trabajo
imperfecto. Si por ventura es reprendida en lugar de ser elogiado por el trabajo hecho,
perderá el interés por dicho trabajo. Si el trabajo que el niño hizo con Amor y buena in-
tención no fuera recompensado con palabras de agradecimiento, será negativo para su
formación moral y el cultivo de sentimientos nobles. Además, el trabajo que es destinado
a ayudar a los adultos no siempre contribuye al desarrollo de los dones naturales de los
niños. Lo mejor es descubrir la vocación de los niños mediante una atenta observación,
orientándolos sabiamente para que opten por un trabajo que perfeccione su habilidad.
De este modo, el niño trabajará con placer porque fue él quien hizo la elección; además,
como se trata de un trabajo para el cual tiene vocación, progresará cuanto más trabaja.
TRABAJANDO CON PLACER, NO HABRÁ DESGASTE DE ENERGÍA. LOS ADULTOS DEBEN
ELOGIARLO Y AGRADECERLE. Esto favorece mucho el desarrollo del talento de los niños
80
80

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

y la formación de una personalidad amorosa. Últimamente, en las escuelas primarias hay una tendencia
y la formación de una personalidad amorosa.
Últimamente, en las escuelas primarias hay una tendencia general a combinar el
entrenamiento intelectual con el ocupacional; esto demuestra que la enseñanza está
tomando el camino correcto. Mientras tanto, una instrucción estandarizada no produce un
resultado satisfactorio. Por ejemplo, hay muchos alumnos sin vocación para las
matemáticas que podrían ser grandes escritores. Sería un gran desperdicio de energía vital
si ellos fueran obligados a aprender materias, para los cuales no tienen vocación ni
inclinación. LA VERDADERA ENSEÑANZA ES AQUELLA QUE FORMA GENIOS
DESARROLLANDO PLENAMENTE LOS DONES NATURALES Y PROPIOS DE CADA ALUMNO.
EQUILIBRIO ENTRE EL DESARROLLO FÍSICO Y EL MENTAL
Para
dirigir
correctamente
la
incontenida
energía
vital
del
niño,
debemos
proporcionarle actividades didácticas donde usen la inteligencia y la energía física al mis-
mo tiempo. Este tipo de actividad, diferente de las puramente físicas, son menos ruidosas,
despiertan mayor interés en los niños y los ejercitan no solamente física sino, también,
mentalmente. No debemos adiestrar sólo la parte mental de los niños, negligenciando el
desarrollo físico porque el dicho, “Mente sana en cuerpo sano” es verdadero.
Existen muchas personas que se dedicaron exclusivamente a los estudios en la
infancia y en la juventud, pero no tuvieron éxito en la vida. La mayoría son personas que
perdieron la alegría en su tiempo de estudiante por preocuparse demasiado por los
estudios. Se debe evitar el exceso de actividades que exijan mucho esfuerzo mental al
punto de que la persona pierda el espíritu alegre. LA ALEGRÍA ES MUY IMPORTANTE EN
LA VIDA. Cuando el hombre deja de alegrarse, su crecimiento cesa, tanto física como
socialmente. POR LO TANTO, LO IDEAL SON LAS ACTIVIDADES QUE DIVIERTEN Y EXIGEN
DOSIS ADECUADAS DE EJERCICIO MENTAL Y FÍSICO. Este tipo de actividad debe ser
incluido entre las diversiones diarias de los niños. Las diversiones son necesarias para los
niños, así como el Sol es necesario para las plantas. Hasta para los adultos es necesario
algún tipo de diversión; cierta dosis de diversión es tan necesaria como el alimento.
81
81

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Para la vida del ser humano son indispensables el equilibrio entre la diversión y el
Para la vida del ser humano son indispensables el equilibrio entre la diversión y el
trabajo o los estudios y la armonía entre los elementos mentales y físicos.
LA IMPORTANCIA DE LA CONCENTRACIÓN MENTAL
Cierto libro de Pedagogía relata que hubo una mejoría sorprendente en el
aprovechamiento de todos los alumnos de una clase del curso primario a través de un
simple método de concentración mental: cerrar los ojos durante cinco minutos al principio
de cada clase, mentalizando con la orientación del profesor. Concuerdo plenamente;
cuando un niño tiene siete u ocho años de edad, es necesario que se ejercite diariamente,
durante algunos minutos, haciéndole concentrar su mente en un determinado aspecto.
El mejor método para ejercitar al niño en ese sentido es habituarlo a venerar a
Dios (a la Vida), todas las mañanas conjuntamente con sus padres. Si la religión de la
familia es sintoísta, se hace al niño concentrar la mente en el oratorio; si es budista,
concentrar la mente en la imagen de Buda; si es cristiana, concentrar la mente en la imagen
de Cristo; y si no hay ningún objeto de adoración, concentrar la mente en las palabras de
oración. Esto es mucho más importante que enseñar el a-b-c a los niños. De este modo,
ellos estarán viviendo según la voluntad de la Gran Vida, es decir, según el Padre de
nuestra vida. Para el hombre, nada es más importante que vivir conforme la voluntad de
Dios. De esta predisposición es que proviene la tranquilidad inquebrantable y todas las
demás cosas buenas.
Puedo citar otros beneficios que vienen de la concentración mental: CUANDO UN
NIÑO ADQUIERE EL HÁBITO DE CONCENTRAR SU MENTE, GRADUALMENTE DISMINUYE
LA DISTRACCIÓN QUE LE ES CARACTERÍSTICO. APRENDE A CONCENTRAR SU ATENCIÓN
EN TODO LO QUE HACE Y COMIENZA A TENER UN MEJOR RENDIMIENTO EN CUALQUIER
TAREA. OBVIAMENTE, TAMBIÉN MEJORA SU APROVECHAMIENTO ESCOLAR.
Cierta vez, conocí a un señor que lograba mover sus músculos involuntarios
mediante la concentración mental. Movía su oreja, concentrando la mente en esa parte del
cuerpo. Y hacía lo mismo con los músculos de la nuca. Él me dijo: “Cuando mi estómago o
mis intestinos no están funcionando bien, los muevo para activar la circulación sanguínea
82
82

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

y ellos se recuperan rápidamente”. Es preciso mucho entrenamiento para lograr mover los músculos involuntarios.
y ellos se recuperan rápidamente”. Es preciso mucho entrenamiento para lograr mover los
músculos involuntarios. Tal vez, sea posible sólo para determinadas personas. Sin embargo,
cualquier persona podría ser capaz de controlar la circulación sanguínea mediante la
concentración de la mente en determinada parte del cuerpo. Creo que es más necesario
para los adultos que para los niños. Cuando sentimos la cabeza caliente y no logramos
calmamos en virtud de problemas o después de un trabajo intenso y urgente, la mejor
manera de aliviar la tensión es hacer una mentalización que nos permita controlar la
circulación de la sangre que subió a la cabeza y readquirir calma, nuevas fuerzas y
disposición. UN MEDIO EFICAZ PARA CONTROLAR LA CIRCULACIÓN SANGUÍNEA A
TRAVÉS DE LA CONCENTRACIÓN MENTAL ES EL USO DEL PODER DE LA PALABRA. LA
PALABRA
EN
POSEE
FUERZA
PARA
CAMBIAR
LA
DIRECCIÓN
DE
LA
MENTE
Y
CONCENTRARLA EN EL PUNTO DESEADO (EM: Es correcto, recuérdese la importancia de
“decretar para concretar”).
Como ejemplo, trascribo aquí las palabras que acostumbro usar con éxito cuando
tengo problemas y siento la sangre subir a la cabeza: “Soy dueño de mi cuerpo. Siendo
dueño, tengo autoridad para comandarlo. Cuando ordeno que mi sangre circule, ella no
tiene otra opción que circular inmediatamente. ¡Ahora, baje mi sangre!, ¡Baje
rápidamente! Mi circulación sanguínea se normalizó y ya estoy tranquilo”. Se pronuncian
palabras semejantes en voz baja pero, enérgicamente, como si se estuviese dando una
orden al cuerpo carnal. Cuando se practica este método y se adquiere alguna práctica se
comprende que es un instrumento indispensable para la vida cotidiana.
Este método de control del cuerpo por medio de palabras es llamado
autosugestión. La práctica de la autosugestión puede ser difícil para una criatura de siete
u ocho años, pero puede ser realizada fácilmente por cualquier estudiante de secundaria
en adelante. Los estudiantes que están nerviosos en los exámenes podrán aplicar este
método de autosugestión para calmarse antes de responder a las preguntas. Dominando
el nerviosismo, conseguirán hacer los exámenes con toda calma y serán infaliblemente
aprobados. ¡Maestros, padres, hijos y alumnos, apliquen este método!
83
83

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

El ser humano jamás olvida lo que leyó, oyó o aprendió una vez. Esta es
El ser humano jamás olvida lo que leyó, oyó o aprendió una vez. Esta es una verdad
descubierta por la Psicología. Entonces, ¿Por qué en el momento del examen el alumno no
recuerda lo que aprendió? - Es porque está nervioso y dominado por el miedo - Es porque
la sangre le sube a la cabeza - La mejor manera de evitar ese nerviosismo es cultivar desde
la infancia la fe en Dios, practicar concentración mental y usar el poder de la palabra.
Aprendiendo a concentrarse mentalmente y a sugestionarse desde la infancia, la
persona logrará dominar fácilmente las excitaciones propias de la pubertad y canalizar la
energía excedente para su autodesarrollo.
“¡Desaparezca!” — dando esta orden a la agitación emocional, la persona recobra
inmediatamente la serenidad, su mente se limpia y consigue dedicarse al trabajo o al
estudio. Explicaciones más detalladas sobre la aplicación de la autosugestión en la vida
práctica están contenidas en el volumen 8 de la colección La Verdad de la Vida.
CULTIVE LA CAPACIDAD IMAGINATIVA
Otro aspecto importante en la educación de los niños es el cultivo de la capacidad
imaginativa. Sin imaginación no se puede alcanzar gran éxito en la vida. La imaginación
constituye la fuerza motriz de todo y cualquier desarrollo. IMAGINACIÓN ES LA
CAPACIDAD DE FORMAR EN LA MENTE LA IMAGEN DE LO QUE AÚN NO SE HA
MANIFESTADO EN EL MUNDO DE LAS FORMAS. Todas las realizaciones grandiosas
tomarán forma y se concretarán en este mundo gracias al poder de la imaginación. En
todas las realizaciones, la mente precede a la forma. Felizmente, los niños tienen
imaginación fértil. La cuestión es como incentivar y direccionar esa fértil imaginación
hacia el lado constructivo.
Investigando el origen de la imaginación comprendemos que proviene de un mundo
invisible, superior a este mundo. Ella viene en forma de ondas de ideas, a semejanza de la
transmisión radiofónica. El genio es una persona sensible a esas ondas, que las trabaja a
su propio modo, con originalidad. Tanto los grandes inventores como los célebres artistas
son genios sensibles a las transmisiones que vienen de un mundo invisible y superior. La
84
84

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

captación de estas transmisiones recibe el nombre de intuición o inspiración (ver el capítulo 5
captación de estas transmisiones recibe el nombre de intuición o inspiración (ver el
capítulo 5 del volumen 2 de la colección La Verdad de la Vida).
Nuevas ideas llueven del mundo elevado. En general, las personas captan esas
ideas, pero las consideran mera fantasía y las abandonan. Sin embargo, un genio no
abandona las ideas que capta; las guarda consigo y finalmente las traduce en formas,
creando algo nuevo y original. La imaginación nos libera del estrecho e incómodo mundo
físico. Para una vida deseosa de crecer, el mundo de la imaginación es infinitamente
espacioso y libre. En él, la Vida disfruta la infinita libertad que le es inherente, sin prenderse
a las formas o a la realidad física. En medio de este deleite, la Vida progresa mientras crea
formas, es decir, la imaginación se va concretando.
Las formas son productos del pensamiento; ¡Felices son los niños que poseen tan
valiosa capacidad imaginativa! (EM: ¡Correcto! – Pero no se olviden que tienen que creerlo
firmemente ya que “creer es crear” y si desean materializarlo, no se olviden que “decretar
es concretar”. En “las llaves de la Provisión Infinita de Dios”, obra magistral del Dr.
Masaharu Taniguchi que puede ser descargado gratis desde SCRIBD:
https://es.scribd.com/doc/256058761/. Recomiendo ANTEPONER LAS PALABRAS “YO
SOY” a todas las afirmaciones que sugiere el autor, para una mayor y pronta
interiorización con el Jisso de cada uno).
Adultos, ¡respeten la imaginación de los niños y traten de estimularla cada vez más!.
Si muchas personas tienen poca imaginación es porque en la infancia no fueron orientadas
en el sentido de desarrollar su imaginación de modo saludable, armonioso y constructivo.
Su capacidad imaginativa fue podada probablemente por los adultos que lo rodeaban
durante la infancia. Se les enseñó que en este mundo no existe nada además de lo que es
concreto. Aunque concibiesen ideas excelentes, seguramente fueron entrenados a reprimir
su imaginación mediante afirmaciones de que sus sueños eran imposibles de realizar.
Felizmente, algunos no abandonaron su imaginación y se volvieron genios, concretando
ideas que los demás consideraban ilógicas. Por ejemplo, se concretó la idea de hacer que
85
85

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

las fotografías se movieran y hablaran; y el sueño se transforma en realidad. Todo se
las fotografías se movieran y hablaran; y el sueño se transforma en realidad. Todo se realiza
primero en el plano mental y solamente después aparece en el mundo de las formas.
LO IMPORTANTE EN LA CORRECTA DIRECCIÓN DE LA IMAGINACIÓN DE LOS NIÑOS
ES EVITAR QUE ELLOS VISUALICEN IMÁGENES IMPERFECTAS. Por más fértil que sea la
imaginación de un niño, si constantemente visualiza imágenes desfiguradas y
deformadas, su vida será imperfecta. El escritor Akutagawa poseía una fértil imaginación
artística, pero terminó suicidándose porque su mente estaba direccionada a un mundo
distorsionado e imperfecto. Por lo tanto, EL SER HUMANO DEBE ESTAR ENTRENADO
DESDE LA INFANCIA PARA IMAGINAR LA PERFECCIÓN Y JAMÁS VISUALIZAR IMÁGENES
IMPERFECTAS. No se debe asustar nunca a los niños en la oscuridad o contarles historias
de fantasmas, monstruos o aterradoras.
Padres y educadores, ¡traten de que los niños visualicen y graben en la mente la
perfección y la belleza divina! Hagan que el ser humano tenga, desde la infancia, la
convicción de que vive protegido por el Amor y la fuerza omnipotente de Dios y que, por lo
tanto, no existe peligro ninguno que lo amenace; ésta convicción cultivada en la infancia
determinará un destino positivo para la persona.
Para educar bien a los hijos, los padres no deben, ni en juego, referirse a sus hijos
con palabras negativas como: “Mi hijo no es útil para nada” o “Mi hija es una burra”.
Dichas palabras hacen grabar en la mente de los niños sus defectos, lo que destruye su
autoconfianza y perjudica su desarrollo. Si un niño escucha constantemente a los adultos
decir que “no sirve”, a su alrededor reinará una atmósfera de incapacidad y desaliento
por la fuerza de esas palabras, lo que terminará arruinando su futuro.
Querido lector, ni jugando dirija palabras despreciativas como “inservible” o
“burro” al ser humano creado por Dios, aunque dicho ser humano sea usted mismo o su
hijo. Esto es una blasfemia hacia el Creador, contra Aquel que nos creó y nos dio la Vida.
Quien hace esto no sólo ofende al Creador, sino que también arruina inconscientemente
su destino y el de sus hijos.
Trate de que los niños crean que son hijos de Dios y que Dios-Padre, con Su
86
86

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

omnipotencia, los orienta siempre con perfección, los guía hacia el camino del desarrollo infinito y
omnipotencia, los orienta siempre con perfección, los guía hacia el camino del desarrollo
infinito y los protege infaliblemente en las más adversas situaciones.
Un individuo que no pierde las esperanzas ni se desanima en ninguna circunstancia,
que consigue mantenerse sereno confiando totalmente en la Divina Providencia, y que
logra erguirse cada vez que se cae es el individuo que posee la fortaleza espiritual cultivada
a partir de la idea (grabada en la mente desde la infancia) de que él es hijo de Dios
omnipotente, perfecto y amoroso. Como podemos ver, el hábito de venerar a Dios desde
la infancia es importante en el desarrollo del ser humano.
¡Cultive en la mente de los niños la imagen de Dios como un Ser amoroso y
omnipotente que los protege! ¡Jamás permita que ellos teman a los castigos de Dios!
Haga que los niños crean que Dios es Padre, es amor. (EM: Aquí entra a tallar que, es
difícil encontrar imágenes que retraten el Jisso, el Dios interior en cada ser, tú verdadero
Ser, tu Santo Cristo propio, tú Ángel de la Guarda, tú Presencia YO SOY, etc. como queráis
llamarlo en los paradigmas que te has creado; por eso recomiendo la lámina de la
Presencia YO SOY (*), que ha sido usado con éxito en los Retiros interiores a partir de la
entrada de la Tierra a la era de Acuario, finales de los 40’).
87
87

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

(*): EM: LÁMINA DE LA PRESENCIA YO SOY (DIOS o LA VIDA o JISSO o MONADA, anclado en una LLAMA TRIPLE EN EL CORAZÓN, CUSTODIADO POR EL INTERMEDIARIO o SANTO CRISTO o ANGEL DE LA GUARDA. Recomendado para niños)

TRIPLE EN EL CORAZÓN, CUSTODIADO POR EL INTERMEDIARIO o SANTO CRISTO o ANGEL DE LA GUARDA.
88
88

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

(*): EM: LÁMINA DE LA PRESENCIA YO SOY (DIOS o LA VIDA o JISSO o MONADA, anclado en una LLAMA TRIPLE EN EL CORAZÓN (imagen sin el Intermediario o Santo Cristo o Ángel de la Guarda. Recomendado para adultos)

TRIPLE EN EL CORAZÓN (imagen sin el Intermediario o Santo Cristo o Ángel de la Guarda.
89
89

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

ERRADIQUE EL TEMOR EL MIEDO ES EL FACTOR MÁS PERJUDICIAL PARA LA FELICIDAD DEL HOMBRE.
ERRADIQUE EL TEMOR
EL MIEDO ES EL FACTOR MÁS PERJUDICIAL PARA LA FELICIDAD DEL HOMBRE. POR
LO TANTO, DEBEMOS UTILIZAR TODOS LOS MEDIOS POSIBLES PARA CORTAR EL MIEDO
POR LA RAÍZ DESDE LA INFANCIA. PARA ESO HAY DOS MÉTODOS. EL PRIMERO, COMO
FUE MENCIONADO, ES HACER QUE LOS NIÑOS CREAN EN DIOS, QUE ES AMOR Y
TODOPODEROSO. EL OTRO ES HACER QUE LOS NIÑOS CREAN EN LA INEXISTENCIA DEL
MAL, EN LA INEXISTENCIA DEL DEMONIO QUE TIENTA AL HOMBRE. El primer método es
la afirmación del bien; el segundo es la negación del mal; solamente a través de la
conjugación de estos dos métodos es que se obtienen perfectos resultados. Si el potencial
imaginativo fuese conducido hacia una dirección negativa, tal como la creencia de la
existencia del mal, de la infelicidad, de las desgracias, del castigo y de las enfermedades,
el ser humano será prisionero constante del temor y de las preocupaciones, y no podrá
desarrollarse plenamente.
Los adultos deberían horrorizarse y arrepentirse por haber plantado semillas de
terror en la mente de un niño. La psicología ha demostrado que muchos tormentos de la
humanidad son causados por historias de fantasmas, demonios y castigos contadas con
toda liviandad por los adultos. Para la persona que cuenta, la historia puede ser un simple
cuento de hadas; mientras tanto, si los niños imaginan la existencia de seres maléficos,
atraerán acontecimientos maléficos debido a la ley mental de atracción de los semejantes.
Además, la mente de esos niños adquirirá la tendencia a imaginar siempre acontecimientos
negativos. Esta tendencia constituye el mayor obstáculo al desarrollo y éxito de una
persona. Un adulto que tuvo esa infancia, cuando sube a bordo de un barco se preocupará
siempre con la posibilidad de que el barco se hunda; cuando inicie un emprendimiento
temerá al fracaso. Entonces, ¿cómo podremos esperar un desarrollo satisfactorio de la
humanidad?.
Si realmente deseamos el desarrollo de la humanidad debemos extirpar de raíz todo
lo que vuelve miedoso al ser humano; ésta fue una de las razones que motivaron el
advenimiento de Seicho-No-Ie. Quien asusta al niño con la intención de educarlo diciendo
90
90

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

“Si no obedeces, el cuco vendrá a buscarte”, en realidad está empujando a la humanidad
“Si no obedeces, el cuco vendrá a buscarte”, en realidad está empujando a la humanidad
al abismo de la desgracia. Para comenzar, una persona que tiene buena conducta por
temor al castigo no es buena de verdad. Solamente la persona que practica el bien por
Amor y bondad, independientemente del castigo o de la recompensa, puede ser llamada
de buena persona. Quien practica la virtud por Amor a la virtud, sin pensar en castigo o
retribución, puede ser considerado virtuoso. Aunque aparentemente pueda parecer lo
mismo, aquel que hace buenas acciones por miedo al castigo es un esclavo, mientras que
quien lo hace por Amor al bien es un ser independiente, autónomo.
Por lo tanto, nunca se debe inculcar a los niños el miedo al castigo como medio de
transformarlos en obedientes. Esto solamente servirá para debilitarlos. Hay que
mostrarles ejemplos verídicos de bondad, de Amor abnegado y de actitudes nobles, para
conducirlos a practicar acciones por Amor al bien, a la virtud y a la perfección. Siempre
hay que contarles hechos de héroes o la vida de santos y hablarles del profundo Amor de
Dios que nunca odia a nadie en ninguna circunstancia. Entonces, se sentirán muy
impresionados y brotará en ellos el deseo de ser tan nobles como los héroes y santos, tan
perfectos como Dios.
Hay que orientarlos de tal forma que sean buenas personas por libre y espontánea
voluntad, amando el bien y la perfección. Lo importante para el hombre es levantarse y
afirmarse en sus propios pies. Practicar el bien espontáneamente, con espíritu
independiente y sin ser forzado por nadie, este es el “modus vivendi” de Seicho-No- Ie.
Formar individuos de personalidad alegre, fuerte, libre y equilibrada se logra por medio de
un método educacional como Seicho-No-Ie, el cual orienta a los niños para hacerles sentir
satisfacción de practicar libremente el bien por amor al bien.
Sea a través de un cuento de hadas o de una historia didáctica, nunca se debe forzar
a los niños a actuar sobre la amenaza del cuco, del diablo, o del castigo del infierno, etc. La
mente de los niños que teme la existencia de seres maléficos está siempre llena de
imágenes del mal, de impresiones distorsionadas y deformadas. Solamente quien mantiene
la mente repleta de impresiones sanas puede tener una formación sana. El agua, cuando
91
91

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

es mezclada con barro, deja de ser limpia. Una persona con impresiones deformadas en la mente no puede tener una buena formación. Las imágenes grabadas en la mente influyen decisivamente en la formación de la personalidad. Por ejemplo, quien fue constantemente reprendido en la infancia regañará a sus hijos cuando los tenga, y descubrirá que, al hacerlo, está usando las mismas palabras con que fue reprendido cuando era pequeño. De este modo, las impresiones grabadas en la mente infantil son muy importantes, porque determinan inevitablemente la tendencia del pensamiento y la conducta de la persona en la fase adulta. Se debe evitar que el niño grabe en su mente imágenes de seres y hechos condenables, desagradables o temibles, es decir, imágenes del “mal”. Cuanto más imagina el mal, más tendencia tendrá a la práctica del mal. Una persona que está en un lugar alto tendrá más peligro de caer cuanto más imagina (teme) la caída. En ese caso, ¿Qué es lo que hace que esa persona caiga? - Es el pensamiento de que puede caer. Entonces, ¿Qué es lo que lleva a una persona a practicar el mal? - Son los pensamientos malos grabados en su mente. Por lo tanto, no debemos grabar el “mal” o el “pecado” en la mente de los niños con palabras como: “Si procedes mal o pecas, serás castigado”. Hagamos que aban- done por completo la idea del mal o del pecado. Este método es más eficiente. Hay personas que practican hurto en los negocios, inclusive temiendo (imaginando) que serán descubiertas por la policía. Mientras la idea de hurto permanece en la mente, la persona no parará de hurtar debido al poder materializador de la idea. Dicen que Koyo Ozaki, famoso escritor japonés, no era capaz de dejar de comer dulces, aunque tuviera miedo de que le hiciera mal al estómago. Inclusive, temiendo el resultado doloroso mientras la idea del dulce se mantenía en la mente, él estaba desesperado por comerlo. Es lo que se llama “poder materializador de la idea, del pensamiento”. Utilicemos ese poder materializador de la mente en la dirección del bien. Expulsemos de la mente de los niños todas las ideas del mal, todas las imágenes imperfectas, distorsionadas y negativas y hagamos que tengan en la mente solamente ideas del bien, de armonía, perfección y alegría. Entonces, el poder materializador de la

en la mente solamente ideas del bien, de armonía, perfección y alegría. Entonces, el poder materializador
92
92

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

idea funcionará automáticamente para aumentar la tendencia del niño a practicar el bien, a buscar
idea funcionará automáticamente para aumentar la tendencia del niño a practicar el
bien, a buscar la perfección y a apreciar cosas alegres, sanas y constructivas. En suma, ES
ESENCIALMENTE IMPORTANTE HACER QUE EL NIÑO GRABE EN LA MENTE LA IDEA DE
DIOS, QUE ES SOLAMENTE EL BIEN, LA ARMONÍA Y LA PERFECCIÓN. La creencia en Dios
despierta también en los niños la curiosidad por lo desconocido, y así nacen genios tanto
en el campo espiritual como en el científico.
DESARROLLE Y DIRECCIONE CORRECTAMENTE LA CAPACIDAD INTUITIVA
¡Cuán abundante es la energía vital del niño! ¡Cuán fértil es su imaginación! ¡Cuán
agudo es su poder intuitivo!. Para que el niño crezca sano, libre y vigoroso, es necesario
orientar su abundante energía hacia el lado constructivo, enseñarle a emplear su fuerza
vital en actividades edificantes y hacerle elegir una diversión u ocupación donde pueda
utilizar adecuadamente la fuerza física y la mental al mismo tiempo. También, es preciso
habituarlo a imaginar seres perfectos y armónicos y a venerar a Dios para que toda su
imaginación fluya hacia una dirección perfecta y armoniosa. Todo esto ya fue dicho.
Hagamos, ahora, un estudio del método para desarrollar correctamente el poder intuitivo
de los niños.
La intuición es una fuerza extraordinaria. Es una especie de percepción que difiere
de la mera imaginación; es una facultad extrasensorial que permite, a partir del
conocimiento de una parte, la comprensión clara e instantánea de todo, como un
relámpago. MIENTRAS QUE LA IMAGINACIÓN NOS PERMITE OBSERVAR LAS FORMAS
EXTERNAS PARTE POR PARTE Y HACER UNA ASOCIACIÓN DE IDEAS, IMÁGENES O
ANALOGÍAS PARA MONTAR UNA FIGURA O UNA SITUACIÓN; LA INTUICIÓN NOS PERMITE
PENETRAR DIRECTAMENTE EN EL TODO Y APRENDERLO INMEDIATAMENTE.
LA INTUICIÓN, esa misteriosa facultad extrasensorial que inclusive propicia la
recepción de inspiración, ES NECESARIA A TODAS LAS PERSONAS DE CUALQUIER RAMO
DE ACTIVIDAD. PRINCIPALMENTE, ES FUNDAMENTAL PARA religiosos, EDUCADORES,
músicos, poetas, científicos y artistas en general. Sin inspiración, ninguna persona podrá
93
93

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

alcanzar gran desarrollo o realizar una obra verdaderamente grandiosa. El verdadero religioso es un poeta
alcanzar gran desarrollo o realizar una obra verdaderamente grandiosa. El verdadero
religioso es un poeta que oye y trasmite la voz que viene del cielo; EL VERDADERO
MAESTRO ES UN PROFETA QUE ORIENTA A LOS ALUMNOS POR INSPIRACIÓN; y todos los
artistas manifiestan de alguna forma la inspiración recibida del mundo espiritual. Inclusive,
los inventores y los científicos que realizaron grandes descubrimientos o inventos deben
haber sido conducidos a ellos por inspiración, y no por medio de simples investigaciones,
análisis y razonamientos.
LA INSPIRACIÓN NO DEPENDE DEL RACIOCINIO NI DEL ANÁLISIS; ES UNA ESPECIE
DE CHISPA QUE VIENE DEL CIELO Y PROYECTA EN LA MENTE, COMO UN RELÁMPAGO, LA
IMAGEN TOTAL Y CLARA DE ALGO. ESTA CHISPA INSPIRADORA COMIENZA A MANIFES-
TARSE EN LA INFANCIA EN UN NOVENTA POR CIENTO DE LAS PERSONAS. Si hasta ahora
los padres y los educadores no hubieran reprimido y apagado la llama inspiradora que se
manifestó en los niños, sin duda habrían surgido personalidades muy ilustres en número
bastante grande, en el campo de la religión, de las ciencias y de las artes. La filosofía
materialista en boga en el mundo actual reprime y apaga la llama inspiradora que comienza
a encenderse en los niños.
Si muchos religiosos no realizan milagros, no conocen la vida más allá de la tumba y
no saben de dónde viene y para dónde va la vida, y si muchos científicos no llegan a grandes
descubrimientos o inventos es porque les falta inspiración. La inteligencia cerebral es
incapaz de crear grandes obras artísticas o realizar descubrimientos científicos importantes
sin el auxilio de la facultad extrasensorial. Las grandes obras maestras que superan el
ingenio humano, sea en el arte o en la ciencia, no son realizadas por el amontonamiento
de esfuerzos uno sobre el otro, como sucede en la construcción de un edificio de ladrillos.
Naturalmente, es necesario acumular esfuerzos y conocimientos por medio de la
inteligencia humana para construir la base, pero el resto — la magnífica obra que se levanta
— es dada al hombre a través de la inspiración, que viene como un relámpago. La fórmula
de la ley de la gravedad de Newton se dio por medio de la inspiración que le vino a la mente
como una iluminación en el momento en que se maravilló viendo la caída de una manzana.
94
94

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

Si James Watt pudo inventar la máquina a vapor es porque recibió por inspiración la
Si James Watt pudo inventar la máquina a vapor es porque recibió por inspiración la genial
idea de “utilizar la fuerza del vapor”, que le vino como una centella en el momento en que
quedó maravillado al ver que la tapa de la tetera se levantaba por el vapor.
Causan pena los que no se maravillan delante de los misterios que envuelven la
Naturaleza; para ellos, no existe nada que pueda ser considerado fantástico; todo lo que
existe es considerado común, normal; nada les despierta curiosidad, nada los maravilla;
ellos no reciben ninguna inspiración. Para ellos, es natural que la manzana se caiga, es
natural que el vapor levante la tapa de la tetera, es natural que las plantas crezcan y que
las personas estén vivas. No indagan por qué crecen los seres vivos, por qué están vivos,
por qué la sangre circula, por qué el corazón palpita, etc. Seguramente, el lector ya se sintió
alguna vez maravillado ante estos misterios que se observan en todas partes. En verdad,
todas las personas, sin excepción, tienen una etapa en que se maravillan y vibran delante
de todo lo que sucede; ésta es la infancia.
En la famosa novela Bife y Patatas, de Kunikida Doppo, el héroe exclama: “Mi mayor
deseo es quedarme pasmado”. La mayor infelicidad del hombre se inicia cuando todo le
parece natural; es ahí que comienza el retroceso de la vida.¡Niños y jóvenes, asómbrese
ante todos los hechos!, ¡Maravíllense delante de la fantástica Vida que actúa por detrás de
todos los fenómenos!. Si cae una manzana, asómbrense con la fuerza misteriosa que la hizo
caer. Si la tapa de la tetera se levanta, impresiónense con la fuerza del vapor que la levantó.
Si ven una flor, maravíllense con la fuerza fantástica que la hizo abrir. ¡Admiren la fuerza
que los mantiene vivos!.
Niños y jóvenes, y también adultos y ancianos, no se dejen engañar por la Medicina
que dice: “Usted está vivo simplemente porque su corazón está palpitando, y morirá si el
corazón para”. No consideren la fantástica vida como un fenómeno común; la Medicina
sabe que el corazón palpita pero no conoce la fuerza que lo hace palpitar, ni de dónde viene
la vida; todavía es muy temprano para dejar de asombrarse. Newton, que se asombró ante
la caída de una manzana, y James Watt, que se maravilló con la fuerza del vapor, fueron
genios de la ciencia física. Sakyamuni, que se intrigó ante los “cuatro dolores”, o sea;
95
95

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

nacimiento, enfermedad, envejecimiento y muerte, se volvió un genio religioso. Jesús que se sorprendió por
nacimiento, enfermedad, envejecimiento y muerte, se volvió un genio religioso. Jesús que
se sorprendió por no tener padre carnal, descubrió el padre celestial y también fue un gran
genio religioso. Todos los que se maravillaron ante la belleza de la Naturaleza y del ser
humano se volvieron genios como Rafael, Miguel Ángel, Millet, Rodin y Shakespeare.
GENIO ES AQUEL QUE, INCLUSIVE SIENDO ADULTO, CONSERVA LA “CAPACIDAD DE
MARAVILLARSE” QUE POSEÍA EN LA INFANCIA. No se debe despreciar esa “capacidad de
maravillarse” de los niños; al contrario, hay que desarrollarla con cariño.
Seguramente usted, lector, debe haber sido bombardeado por una infinidad de
preguntas de niños tales como: “¿Por qué las estrellas están en el cielo?, ¿Por qué no se
caen?, ¿Por qué brillan?”. ¿Nunca reprendió a un niño por tales preguntas diciéndole “¡No
hagas preguntas tontas!”?; ¿Nunca le respondió, por ejemplo, que “es natural que las
estrellas brillen”, que “es natural que las flores se abran”? - Tales respuestas, que resuelven
todos los misterios con un “es natural”, terminan reprimiendo y atrofiando la “capacidad
de maravillarse” de los niños. Lo ideal es dar respuestas como las siguientes: “Este es un
hecho maravilloso, fantástico. Las estrellas comienzan a brillar cuando reciben el soplo de
Dios. Dios está en todas partes, inclusive en lugares invisibles. Las estrellas no caen gracias
a la fuerza de Dios que las sustenta. Las flores se abren gracias a la fuerza de Dios. El hombre
trabaja la tierra y riega sus plantitas para que en ellas se manifieste la fuerza de Dios”.
Explicando de esta forma, usted debe cultivar en los niños la “admiración por las maravillas
inexplicables” y jamás reprimirlas, porque son la antena para recibir la inspiración. La
inspiración es una luz que se proyecta del mundo de los misterios solamente en las mentes
que admiran los misterios. No piense lector, que todo puede ser comprendido por
intermedio del cerebro; no piense que todo puede ser entendido a través de los
conocimientos científicos; si recurre demasiado a los conocimientos analíticos, perderá
el poder intuitivo.
En el arte de la Medicina antigua había grandes profesionales de esta área que,
simplemente observando la fisonomía del paciente a cierta distancia, diagnosticaban
correctamente la enfermedad. En la Medicina actual, se examina el paciente por medio de
96
96

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

la percusión, del estetoscopio y de la radiografía, pero muchas veces no se descubre la
la percusión, del estetoscopio y de la radiografía, pero muchas veces no se descubre la
enfermedad. Sin embargo, la culpa no es de la Medicina. La Medicina moderna es la nata
de los conocimientos humanos, de la cual el hombre podría, si quisiera, enorgullecerse
delante de Dios. Lo lamentable es que la mayoría de los médicos solamente se prenda a los
conocimientos analíticos y poquísimos desarrollan su espiritualidad y son capaces de intuir
inmediatamente la enfermedad y la manera de curarla. Sin embargo, es maravilloso el
hecho de que estén surgiendo, entre los adeptos de Seicho- No-Ie, numerosos médicos que
han desarrollado este poder extrasensorial.
EN SUMA, EL PODER INTUITIVO NOS PERMITE PERCIBIR LA VERDAD DE LOS
HECHOS AL INSTANTE, DISTINGUIR LAS COSAS VALIOSAS DE LAS QUE NO TIENEN VALOR
Y SABER INSTINTIVAMENTE LA MEJOR MANERA DE OBTENER LO DESEADO. Por eso, el
poder intuitivo es necesario no sólo para descubrimientos científicos, creaciones artísticas
o trabajos religiosos, sino también para realizaciones empresariales. Para un empresario
enfrentar con éxito los constantes cambios del agitado mundo económico y alcanzar el
resultado deseado, es indispensable el poder intuitivo.
¿Cómo cultivar ese poder intuitivo absolutamente necesario para cualquier
actividad? En primer lugar, no se debe destruir la “capacidad de maravillarse” de los
niños, como ya fue dicho anteriormente. Enseñe a los niños a admirar los fenómenos
fantásticos y maravillosos; no les cree el hábito de ignorar o considerar banales los
fenómenos que son extraordinarios cuando son comprendidos en profundidad; no les
enseñe que el hombre es una máquina movida por un motor llamado corazón; no les
enseñe que las plantas y los árboles son simples existencias vegetales que crecen apenas
debido a la fotosíntesis; no les enseñe que Dios y los santos son ídolos. ENSÉÑELES LA
MARAVILLA DE LA VIDA QUE SE ALOJA EN TODOS LOS SERES; ORIÉNTELOS DE MANERA
QUE SE MARAVILLEN DELANTE DE LO SOBRENATURAL, RESPETEN Y REVERENCIEN A LA
VIDA, Y CONSIDEREN UN HONOR APROXIMARSE CADA VEZ MÁS A LA FUERZA DIVINA E
INEXPLICABLE QUE LA VIDA ENCIERRA.
¡Oh! ¡Qué importante es cultivar el espíritu de admiración y veneración a la
97
97

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

misteriosa fuerza de la Vida!. Es de este espíritu que nace el Amor al prójimo,
misteriosa fuerza de la Vida!. Es de este espíritu que nace el Amor al prójimo, el Amor a los
animales y a las plantas, a la religión, a los descubrimientos y a los inventos científicos que
marcan la historia, las grandes conclusiones filosóficas, las sublimes obras de arte y hasta
el éxito en los negocios. Creo que todos pueden comprender que el Amor al prójimo y a los
seres vivos, a la religión, a la filosofía, a las artes y a las ciencias, nacen del espíritu que se
maravilla ante el divino y misterioso poder de la Vida. Pero, al decir que también el éxito
en los negocios nace de ese estado del espíritu, tal vez el lector pueda burlarse de mí
considerándome supersticioso; pero afirmo que; todos los empresarios prósperos, sin
excepción, veneran a Dios y cultivan alguna divinidad protectora o algún santo protector.
Tanto las tiendas Mitsukoshi como Daimaru poseen en su respectiva terraza un
santuario a la divinidad Inari. En los negocios Shirokiya se rinde culto a la divinidad Shiroki-
Kannon. El Sr. Jiro Nomoto, presidente del Banco Fudo Chokin, que está progresando
incluso en esta época de crisis, rinde culto a la divinidad Daikokuten. El Sr. Momossuke
Fukuzawa rinde culto fervorosamente a la divinidad Kannon y en su libro Mi visión sobre
las personalidades del mundo financiero escribe lo siguiente: “Por más que la persona
batalle, no tendrá éxito si no tiene la ayuda de la suerte. ¿Cómo conseguirlo? - No
menospreciando a las divinidades. Es necesario orar concentrados y fervorosamente”.
Entonces, no es de extrañarse que él consiga adivinar intuitivamente las oscilaciones diarias
de la Bolsa de Tokio.
Sin embargo, es bueno aclarar que no estoy recomendando oraciones a Dios, a las
divinidades o a los santos para hacer especulaciones en la Bolsa de Valores; lo que quiero
decir es que Dios, Buda, las divinidades y los santos existen realmente; lo que quiero decir
es que, la fe dirige el destino del hombre. La intuición y la inspiración necesarias para
alcanzar el éxito en cualquier actividad, viene del culto a Dios, a las divinidades o a los
santos.
Querido lector, no piense que una imagen de piedra sea mera piedra; no vea una
imagen de madera como una simple madera. Ellas son antenas a través de las cuales el
hombre se comunica con la fuerza misteriosa del Universo. No desprecie ni una pequeña
98
98

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

capilla. Al pasar delante de ella, respétela e inclínese. Lector, ore para crear una gran obra; ore para purificar su alma; ore para hacer de su vida una obra prima; ore para tener una fe inquebrantable; ore por la salud de sus amigos enfermos. Diariamente estoy orando por el bienestar de todos los miembros de Seicho-No-Ie y de toda la humanidad; ore por el bienestar de sus familiares y amigos; ore por el progreso de sus hijos o educandos; enséñelos a orar a Dios juntamente con usted. ENSEÑAR A ORAR ES ENSEÑAR LA MANERA DE APROXIMARSE A LA FUERZA MISTERIOSA QUE RIGE EL UNIVERSO; PROCEDIENDO ASÍ, SEGURAMENTE SUS HIJOS O ALUMNOS SERÁN BENDECIDOS CON LA INTUICIÓN Y LA INSPIRACIÓN fundamentales en la reali- zación de todas las obras grandiosas.

LA FORMA SIMBOLIZA LA VIDA Algunos niños ya manifiestan aguda intuición, de modo que no
LA FORMA SIMBOLIZA LA VIDA
Algunos niños ya manifiestan aguda intuición, de modo que no necesitan ningún
esfuerzo especial para extraerla. Sin embargo, es necesario que la direccionen co-
rrectamente a fin de que:
1) Su poder intuitivo no se atrofie y se mantenga en excelentes condiciones y
2) La inspiración recibida del mundo de la Gran Vida a través de la intuición, pueda
ser aplicada en la vida práctica.
Para alcanzar el primer objetivo, se debe orientar a los niños canalizando su
atención hacia la esencia de las cosas; es decir, ellos precisan aprender que los seres, sean
animados o inanimados, no se constituyen solo de “materia” sino esencialmente de
“espíritu” o “Vida” y que la forma es símbolo de “Vida interior”. Es bueno que los padres
y profesores aprovechen las menores oportunidades para hablar a los niños, a través de
ejemplos, sobre la “vida” que existe en todos los seres y sobre el Amor de la Gran Vida
(Dios) que crea y desarrolla la “vida” de todos los seres vivos; pero, no se debe insistir con
los niños muy pequeños. Lo ideal es orientarlos gradualmente, de acuerdo con la edad.
A los niños les gusta oír historias en que las cosas de la naturaleza aparecen
personificadas; por lo tanto, es bueno hablarles de la Gran Vida, personificándola. Ellos
99
99

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

estarán concibiendo la imagen personificada de la Gran Vida. Todas las grandes religiones tales como el cristianismo, el budismo, etc. adquirieron vigor, justamente por haber personificado la Gran Vida. Sucede esto porque los sentimientos más importantes del ser humano tales como el Amor, la misericordia, el perdón, etc., sólo pueden ser comprendidos y asimilados cuando se encara a la Gran Vida personificadamente. La mayoría de los niños tienen sueños increíbles; ellos ven a su ángel de la guarda, invisible para las demás personas y creen que es Dios que está allí para protegerlo siempre. Aunque tal sueño parezca absurdo y anticientífico, el adulto no debe reírse o negarlo imprudentemente; muchos inventos científicos se originó de sueños aparentemente absurdos. Si el hombre no hubiera soñado con volar, el avión no habría sido inventado; soñando con un Dios de Amor que perdone infinitamente sus pecados es que el hombre tendrá su alma plena de Amor que le permitirá perdonar infinitamente al prójimo. Por lo tanto, en vez de ignorar los sueños de un niño; hay que encaminarlos de tal modo que puedan activar la fuerza vital interior, el Amor y la inteligencia. Mientras sean sueños constructivos, basados en la creencia de que existen seres buenos y amorosos, los adultos deben confirmarlos como reales, aunque en ese momento les parezca una fantasía; posteriormente, esos sueños podrán concretarse y decidir inclusive, el futuro del niño. Si usted desea que sus hijos o alumnos tengan un futuro próspero, hágalos creer firmemente, desde la infancia, en Dios como un Ser Amoroso y protector. Cualquiera sea el grado del emprendimiento, vencerá el que tenga mayor Fe . Por más fuerte y valiente que sea un individuo, si no cree en la protección de Dios y no cuenta con el apoyo de la Gran Vida infinitamente poderosa perderá el ánimo en la última etapa de la jornada, no resistiendo a las dificultades; por lo tanto, los padres o educadores que deseen ver a sus hijos o alumnos victoriosos deben citar los ejemplos de Fe constantes en las escrituras sagradas, según su respectiva religión, para que ellos estén conscientes de la existencia de un Dios Amoroso, de divinidades protectoras y ángeles de la guarda (EM: Ángel de la Guarda o Santo Cristo Propio). Innumerables episodios verídicos de Fe pueden y deben ser contados varias veces

de la Guarda o Santo Cristo Propio). Innumerables episodios verídicos de Fe pueden y deben ser
100
100

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

a los niños, frecuentemente; esto eleva gradualmente su Fe hasta concienciar su identidad con la
a los niños, frecuentemente; esto eleva gradualmente su Fe hasta concienciar su
identidad con la Gran Vida. Una vez que el individuo grabó en el subconsciente que la Gran
Vida lo protege, no temerá nada más. Por no tener miedo, progresará muchísimo; por no
tener miedo, poseerá fuerte vitalidad; por no tener miedo, se recuperará pronto de una
eventual enfermedad; por no tener miedo, no se desanimará delante de las mayores
dificultades; por no tener miedo, no vacilará en hacer nuevos intentos, etc. Innumerables
son los beneficios que la humanidad disfruta gracias a los descubrimientos e inventos
hechos por hombres valientes que no tuvieron miedo de hacer nuevos intentos; por lo
tanto, también los científicos necesitan tener Fe. Padres y educadores traten de fortalecer
la Fe de sus hijos o alumnos desde la infancia; los grandes hechos científicos son el
resultado de grandes esfuerzos basados en la Fe.
EL PROPIO EDUCADOR DEBE PERFECCIONAR SUS PALABRAS Y SUS ACTOS
Los niños poseen la tendencia natural a imitar a los adultos. Ellos poseen una
fuerte inclinación a observar y hacer lo que los adultos realizan habitualmente, en vez de
ejecutar lo que les enseñan. QUIEN TRABAJA CON NIÑOS DEBE DEMOSTRAR EN SUS
PROPIOS ACTOS LAS CUALIDADES, LOS PROCEDIMIENTOS, LOS HÁBITOS, ETC. QUE DESEA
PARA LOS NIÑOS. Prácticamente, no existen niños que no se dejen influenciar fácilmente
por el ambiente. La madre de Mencio ( 1 ) que cambió de residencia tres veces intentando
encontrar un ambiente propicio a la educación de su hijo, actuó de acuerdo con el científico
método educacional de la era moderna.
Todo lo que vemos, oímos y sentimos diariamente penetra en nuestra mente a
través de los órganos sensoriales y se aloja en nuestro subconsciente; si la mejoría del
ambiente es necesaria hasta para los adultos, mucho más lo es para los niños que se
encuentran en una etapa de desarrollo. Todo lo que integra el medio en que viven los
niños se refleja en su mente; las imágenes reflejadas en la mente se vuelven “semillas”,
que germinarán cuando haya condiciones propicias.
101
101

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

( 1 ): Filósofo chino que nació 300 años antes de Cristo Las semillas que caen en la tierra en otoño pueden no germinar en invierno, pero seguramente germinarán al llegar la primavera. No se debe por lo tanto, lanzar semillas de “hierbas dañinas” en el suelo mental de los niños; haga lo posible por lanzar solamente semillas buenas. ¡Derrame en el suelo mental de los niños semillas de paz, salud, armonía, generosidad, autoconfianza y bondad!. Tales semillas no deben ser lanzadas por el viejo método educacional de abarrotar el cerebro infantil de lecciones de moral a través de libros y sermones porque no servirá de nada; el mejor método consiste en mostrar a los niños en la vida cotidiana, ejemplos de buenas palabras y buenos procedimientos; por consiguiente, educar a los niños significa educar al propio educador, quien necesita perfeccionar constantemente sus palabras y sus actos. Al conversar con un niño, sea a respecto de él o de otras personas, debemos mostrarle solamente los puntos positivos, bellos y loables. Comentarios sobre defectos y aspectos negativos, sean de quien fueren, se deben evitar mientras sea posible delante de los niños; cuando sea inevitable mencionarlos, debemos hacerlo sin darles mucha importancia, para que la atención del niño no se concentre en los puntos negativos. Cuando los niños son un poco más grandes, los padres y maestros deben educarlos no solamente a través de sus propios ejemplos de vida cotidiana, sino también a través de historias verídicas o legendarias, mostrándoles que este mundo está repleto de ejemplos de vidas sumamente nobles, honradas y bellas. De esta manera, se cultiva en la mente de los niños la aspiración por una vida noble, constructiva y bella. Pero, esto jamás debe hacerse forzadamente; es necesario llevar la atención de los niños a cuestiones cada vez más bellas y elevadas, a medida que vayan demostrando interés en ese sentido. Cuando hay interés, la mente trabaja de manera natural y receptiva, razón por la cual las lecciones que los niños reciben con interés no son una carga para ellos.

natural y receptiva, razón por la cual las lecciones que los niños reciben con interés no
102
102

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

EXPLIQUE EN VEZ DE REPRENDER Para conducir a los niños al bien, debemos reprenderlos lo
EXPLIQUE EN VEZ DE REPRENDER
Para conducir a los niños al bien, debemos reprenderlos lo menos posible; las riñas
graban doblemente el mal acto en su mente y provocan el deseo de repetir el mismo mal.
Obviamente, este deseo puede ser frenado por el temor a la riña. Pero, ¿Es esta la solución
deseada?; ¿Podríamos sentimos satisfechos sólo porque el niño no practica exteriormente
el
mal cuando, en realidad, en su mente está siendo generada una batalla entre dos males,
o
sea, entre el deseo de practicar el mal y el sentimiento maléfico llamado temor?. Sin
embargo; en este caso, el niño no está practicando exteriormente el mal, está practicando
interiormente un doble mal. ¿Creen que sea un acto benéfico reprender y de este modo
desvastar el santuario de la mente infantil y robarle la libertad del alma por medio del
temor?, ¿Quién tiene el derecho de hacer esto?. Cuando hay conflictos en el interior de las
personas existe un enorme consumo de energía vital, que terminará siendo desperdiciada
sin producir ningún beneficio.
¿Cómo, entonces, debemos orientar a un niño que desobedece obstinadamente
a los adultos?. En primer lugar querido lector, no desprecie a estos niños, encarándolos
como niños incapaces de razonar y comprender lo que es lógico; no piense que no hay otro
medio para corregirlo, a no ser a través de la violencia o el regaño. En el interior del niño
también está la naturaleza divina; la naturaleza divina es dotada de la razón de Dios, es la
propia lógica; siendo lógica, es natural que concuerde con una explicación lógica. Explique
paciente y detalladamente el porqué de las cosas al niño, con argumentos suficientes
como si hablara con un adulto. Si hay lógica en lo que usted habla, seguramente el niño
oirá con placer. Actualmente, son pocos los padres y educadores que explican a los niños
la
razón de las cosas. Muchos hasta imponen despóticamente una determinada conducta
y,
cuando no son obedecidos, recurren a la violencia y al castigo. Niños que tuvieron ese
tipo de educación fueron despóticos cuando fueron adultos y oprimieron a sus
subordinados o empleados. Cuánto más sean oprimidos, más opresores serán; esto
sucede porque las semillas plantadas en la mente durante la infancia germinan y crecen
al encontrar el ambiente propicio. EL HECHO DE EXPLICAR AL NIÑO LA RAZÓN DE LAS
103
103

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

COSAS TRAE DOBLE BENEFICIO: POR UN LADO, DESARROLLA EN SU MENTE LA CAPACIDAD DE RACIOCINIO
COSAS TRAE DOBLE BENEFICIO: POR UN LADO, DESARROLLA EN SU MENTE LA
CAPACIDAD DE RACIOCINIO Y DEDUCCIÓN Y POR OTRO, ESTABLECE LA PAZ ETERNA EN
EL AMBIENTE.
Es necesario dar a los niños la libertad de expresarse de manera personal, peculiar;
también, es deber de los padres y educadores orientar el pensamiento y la vitalidad de los
niños en la dirección correcta. Entre los deseos de los niños están mezcladas “hierbas
dañinas” que, si no son removidas, dificultarán el desarrollo de las cualidades que deberán
florecer y fructificar. Seguramente, la individualidad del niño debe ser respetada, pero,
esto no significa que se pueda permitir que él haga indiscriminadamente todo lo que
desee; ES PRECISO DISTINGUIR BIEN LO QUE DEBE SER DESARROLLADO Y LO QUE DEBE
SER REMOVIDO, Y CULTIVAR SOLAMENTE LAS BUENAS CUALIDADES.
Para eliminar los elementos nocivos del temperamento y los deseos de los niños,
para que desarrollen solamente los buenos elementos; es necesario habituarlos a practicar
solamente buenos actos. El proverbio “El hábito es la segunda vocación” es muy antiguo,
pero expresa la verdad. El hábito se crea por la repetición de los actos; el niño debe ser
orientado a desear repetir las buenas acciones con placer. El ser humano siente
satisfacción en hacer algo cuando no es obligado. Cuando lo es, hasta los trabajos in-
teresantes se vuelven fastidiosos. Existen muchos niños rebeldes que, cuanto más los
mandan a estudiar, más perezosos se muestran en presencia de los adultos. Esto sucede
porque fueron demasiado presionados en la etapa inicial de la educación; es natural que
tales niños detesten estudiar porque de inmediato asocian el estudio a la obligación.
No se debe obligar a los niños a hacer algo; no se debe obligar a nadie. En un
ambiente bajo coacción, todo parece correr en perfecto orden, pero lo que existe es sola-
mente un movimiento mecánico; no existe la práctica del bien. El bien se origina
únicamente del libre fluir de la energía vital. El ser humano posee el don de practicar es-
pontáneamente el bien cuando su energía vital fluye libre y tranquilamente; por
consiguiente, no se deben emplear métodos para reprimir, ni siquiera con el fin de conducir
el carácter y los deseos del niño a la dirección correcta. Lo mejor es conversar en tono
104
104

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

amable, respetando el Dios interior del niño. Es bueno inducir al niño a practicar buenas acciones, diciéndole por ejemplo:

“Estaré muy feliz si procedes de este modo”. De este modo, él aprende que las
“Estaré muy feliz si procedes de este modo”. De este modo, él aprende que las buenas
acciones dejan a los demás felices y comprende lo bueno que es ver la felicidad ajena;
entonces, es cuando se afirma en el fondo de su mente la base del bien. Los padres y
profesores no deben pensar que perderán la autoridad delante de los niños si no los
dominan a la fuerza. Al niño le parecerá un salvaje, o un tirano la persona que lo fuerce a
hacer algo que él considera absurdo, ya sea el padre, la madre o el maestro. Cuando se
emplea el método coercitivo en la educación, contrariamente a lo que se espera, el niño
pierde el respeto a los superiores y en su interior nacen sentimientos de rabia y desprecio
hacia
ellos, aunque
aparentemente
obedezcan;
quien
no
entiende
esto
no
tiene
calificación para ser un verdadero educador.
Para mantener la autoridad, el adulto necesita, en primer lugar, hacer que los niños
crean que él es una persona comprensiva, amorosa y respetable. Nadie respeta a un
opresor incomprensivo. Quien recurre a la fuerza intentando mantener la autoridad
terminará por perderla. Quien desea ser respetado, necesita respetar a los demás. En este
mundo todo tiene un precio justo y no hay descuento; recibimos solamente lo que
pagamos o en la proporción que damos. Si respetamos, seremos respetados. Si tratamos
al prójimo con bondad, seremos tratados con bondad. Si amamos, seremos amados. Los
padres y maestros que desean ser respetados por sus hijos o alumnos deberán respetarlos
naturalmente; respetándolos, también serán respetados por ellos como personas
adorables.
Para educar bien a los niños, hay que dirigirse con argumentos lógicos a Dios (lógica)
que está presente en el interior del niño (La coerción no vivifica la naturaleza divina que
existe en la mente del niño). Cuando se procede de este modo, puede suceder que el
argumento del niño sea más lógico que el del adulto. Si ocurre esto, el adulto no debe
defender obstinadamente su argumento temiendo perder su autoridad delante del niño,
sino hacerle ver que todos, inclusive los adultos, deben ser humildes e inclinarse delante
105
105

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

de la Verdad (Dios). Cuando un adulto se inclina delante de la Verdad, el niño
de la Verdad (Dios). Cuando un adulto se inclina delante de la Verdad, el niño comprende
que él también debe ser humilde ante la Verdad. No debe quedar la impresión de que el
niño venció al adulto. Esa humildad no significa la derrota del adulto ante el argumento del
niño, sino un ejemplo de lo bueno que es que el ser humano, inclusive el adulto, esté de
acuerdo humildemente con la Verdad. Esto es muy importante para el desarrollo sano de
la naturaleza humana. Viendo el ejemplo dado por el adulto, el niño comenzará a estar de
acuerdo con la Verdad. Si el adulto, cuando está equivocado, deja de sustentar
obstinadamente su argumento equivocado, el niño también se volverá humilde y dejará de
insistir en el error.
RESPETE LA VOCACIÓN
El niño debe ser estimulado, desde pequeño, a desarrollar los dones que
demuestra poseer. Cuando demuestra interés o habilidad en algo, debemos elogiarlo y
entusiasmarlo de tal modo que su interés crezca y se vuelva experto en la ejecución de lo
que desea. Todos los entrenamientos y refuerzos educativos deben converger al
desarrollo de este don. De este modo, el niño que al comienzo está entusiasmado
solamente con el deseo de ser elogiado, va aumentando su habilidad, comienza a sentir
satisfacción y mayor interés por la obra en sí, y su talento se desarrollará hasta el punto de
producir obras maestras indispensables para la humanidad.
Al educar a un niño, debemos tener cuidado de no transformarlo en una
“memoria de computadora”, sino enseñarle a razonar. Lo que se entendió por el
raciocinio no se olvida fácilmente, pero lo que se memorizó a último momento se olvida
a los pocos días. En vez de almacenar datos en la memoria del niño es primordial orientarlo
para que use su capacidad de razonar claramente y de coordinar ideas. Es equivocado el
método educacional que hace que el niño acumule informaciones sin razonar. Para cultivar
en el niño la capacidad de razonar es fundamental entrenarlo a pensar solo y a trabajar
según su propia iniciativa. En realidad, es más práctico, más simple, más rápido, más
cómodo y más económico mandar al niño a ejecutar algo totalmente idealizado y ya
106
106

PEDAGOGÍA DE SEICHO-NO-IE

DR. MASAHARU TANIGUCHI

planeado por el adulto. Sin embargo, si la finalidad es desarrollar el razonamiento del niño,
planeado por el adulto. Sin embargo, si la finalidad es desarrollar el razonamiento del niño,
el adulto tiene que tener paciencia y no pensar en los resultados inmediatos.
No se deben menospreciar nunca las ideas del niño; por el contrario, se deben
apreciar con seriedad como si fueran ideas geniales, analizarlas, valorizarlas, alabar los
aspectos positivos para darle ánimo y mostrarle cariñosamente los puntos equivocados,
a fin de que su atención abarque el todo y aprenda a juzgar imparcialmente. Los niños,
que no tienen ninguna preocupación con la vida cotidiana, a veces conciben ideas
fantásticas que parecen venir de lo alto; realmente son inspiraciones que llegan del mundo
espiritual y se reflejan en el espejo mental infantil, inocente y limpio. Adultos, ¡abandonen
el preconcepto de que “los niños no tienen ideas importantes”! Jesús dijo que “entrará en
el reino de Dios aquel que lo reciba como un niño”. Hay veces que los labios de un niño
trasmiten la inspiración llegada desde lo alto; bendecido es quien puede oír en las palabras
de un niño la inspiración que viene del mundo espiritual.
Respetando las ideas que un niño concibió mediante su propio razonamiento
estaremos incentivando y ayudando a su mente a trabajar en la misma dirección de sus
ideas; es un incentivo de mucha importancia. El niño que se encuentra en una encrucijada
podrá tomar el camino del progreso o del fracaso conforme reciba el incentivo o el
menosprecio. Muchas almas jóvenes llegan casi al punto de realizar una gran proeza, pero
se retraen ante la falta de valentía de los adultos. Si no hubiera tanta arrogancia y
descrédito de los adultos, el mundo habría progresado mucho más.
¡Adultos, no intenten podar los brotes de las ideas originales de los niños! Aunque
una idea parezca irrealizable, si presenta alguna originalidad reconozcan y alaben su valor.
Aunque esa idea parezca inmadura y de mal gusto a los ojos de los adultos, si expresa la
creatividad del niño, reconozcan su valor. Según la ley de Vida, el talento se desarrolla
cuando es reconocido y elogiado.
ORIENTE CON AMOR Y SABIDURÍA
Con el creciente desarrollo de la Psicología se descubrió la gran importancia de las
107
107