Está en la página 1de 1

''*" ^''^^ otorgadosen certámenes, figuran

:
en Mercedes (B. A.),
Kosa de oro (flor natural),
n
1910, al canto «América Latina»; medalla de oro
en Tueumán, en 1912, con el poema «Moisés»; copa de plata en el
Si nuestra mujer en el lapso de
Tandil,
en 1913, con el «Canto a
tiempo que media entre el giito de
España»; flor natural y medalla de
libertad y el comienzo de la era
oro en San Juan, lpl4^ con el «Canconstitucional, no sobresalió como
to a la fe»; varios premios de la biiiterata,_ ni ha dejado una copiosa
blioteca del Consejo Nacional de
producción, fué en cambio la genMujeres a trabajos en prosa y vertü inspiradora y el tema principal
so; medalla de oro en San Juan,
<le las mas altas manifestaciones
con la monografía arriba citada,
intelectuales de su tiempo. Este no
en 1016; gran premio de honor,
era propicio para semejante labor
flor natural y banda en Tueumán,
femenina que, aun hoy cuando la
en 1916, con «El poema de las maevolución progresa, despierta todanos»; varios otros de importancia
vía veladas resistencias y sufre por
secundaria hasta hacer un total de
projnicios no del todo desaparecidiez y nueve premios obtenidos.
dos. Pocas, muy pocas fueron las
Ha colaborado en gran número de
mujeres que saltando por encima
revistas de la capital y de provinde una verdadera valla social, se
cias; tiene en preparación un tomo
atrevieron a afrontar las rcaponsade trabajos sobre asuntos femenil'ilidades que supone el expresar
nos, otro de novelitas, publicadas
ideas públicamente por medio del
ya en varias revistas; un tratado de
libro o de la hoja impresa.
Economía y ciencias domésticas
¡Lástima que, por lo común, se
para alumnas de enseñanza supenota ea la obra mtslectual de la
rior, y un nuevo poema que probamujer, el temor a la mordaz crítica
blemente se publicará a fin ele año.
y a la enérgica censura que podía
Aludiendo a su labor litei'aria,
merecer, j'a fuera por lo no acosdecía la gentil escritora en una retumbrado de la gente a la literaciente carta dirigida a una de sus
tura femenina o por la falta de amSeñara Lola S. B. de Bourguet.
amigas: «Todo esto se va
biente para ella!
haciendo a ratos perdidos;
En la actualidad nuestra
mujer ha sacudido los vieVara *Carasy Caretas*. entre una ojeada a la cocina,
una excitación al celo
jcs prejuicios que impedían
No creo qnñ la Tnujer necesite participar de las lu- estudioso de mis hijos y dos
que ella también saliera a la
dias coviiciales para desarrollar sus energías y su puntadas a los botones de la
palestra a medií' sus capaacción progresista y educadora. Ancho campo para,
camisa de mi marido».,.
cidades intelectuales en los
ello le ofrece el hogar, donde está destinada a crear,
Lo que prueba que el culticampos de la producción
dirigir y perfeccionar vidas.
vo de la inteligencia no está
Jiteraria y artística. Y han
reñido, — al menos para la
surgido durante estas últi,^>^^¿:^(?fí^^^^^;^^
señora de Bourguet, — con
mas décadas, poetisas, eslos deberes de madre y de
critoras y pintoras de indisesposa.
cutible mérito. De las mujeres vulgares decía Safo:
Alfonsina Stomi, se ha
«No han cogido las rosas del Par
revelado una poetisa singular; una
sensibilidad aguda capaz de percibir motivos muy tenues y de domiida ni en muerte». No podra de
nar pasiones violentas, de analizar
cirse lo mismo de muchas de nuespalpitaciones ardientes y fugaces,
tras mujeres.
tal es lo que se advierte en sus comKgura entre las poetisas, la seposiciones. La joven poetisa, supefiora Lola S. B. de Bourguet, dotarando toda incertidumbre, se afirda do una robusta úiteligencia y
mó en una obra fuerte, original,
do una exquisita sensibilidad de
completa: «La inquietud del rosal».
sima, trasmitidas al verso límpido,
Ella había encontrado el eterno
escultural. En toda su obra palsendero de la belleza: la verdad;
pita un alma suave y buena para
una verdad lírica, encerrada en un
la cual la vida interior es toda la
temperamento
de excepción. Los
vida, un sueño de belleza, de puelogios que le tributó la prensa en
reza, de amor, de idealidad.
general los motivaron sobre todo,
Su obra Hteraria le ha valido nuaquellas poesías que por su audamerosos triunfos, siendo muy escia parecían un desafío. La crítica
casas las intelectuales que como
femenina se escandalizó en la somella hayan recibido mayores disbra. En todo la joven poetisa decía
tinciones. Se citan entre los libros
la verdad de su sentir. Ahí está el
publicados a los siguientes: «Origran mérito.
santhemas», serie de novelas cortas
He aquí cómo .nos relataba repubHeado en 1903 y cuya edición
cientemente su obra literaria, desde
está agotada. «Los expósitos», pesus comienzos:
queña novela aparecida en 1907 y
— «No había publicado a los 20
también agotada. «Clarinadas», coaños más que algunos versos con
lección de anécdotas argentinas,
pseudónimo,
en la revista rosarina,
lublicado en 1910. «El poema de
Señorita AUonsina Storni.
desaparecida ya, «Monos y
las manos», folleto contefa
Monadas» y en «Mundo Roniendo este poema, honFara iCaras y Caretas». sarino». P r e o c u p a d a por
rado con premio de honor
En los pueblos jóvenes, la mujer escritora, que no
obligaciones p e r e n t o r i a s
en Tueumán, en 1916; «La
quiera ser señalada por la mediocridad, debe limitarse
que exigían ganara mi vida
mujer en la epopeya argena escribir fruslerías.
fuera del elemento periotina», folleto conteniendo la
Difícilmente
aqutllas
culturas
incipientes
pueden
dístico
y literario, hice mia
monografía de este título,
elevarse hasta separar la moral de te rutina.
versos a ratos perdidos, sin
premiado en San Juan, en
una orientación o escuela
191% «Renglones cortos»,
í5l-0.-t<.
.^-^U^^J-AJ^
fija y sin una cultura litesfít^
colección de poesías origiraria especial. Traída a Buefalee, publicado en 1916.
nos Aires por la misma net u t r e los piemioe qce le

ujeres

-¡•Hlrzy lOr'^H/'y
ílllK^UcLlHClliCh

lOr^