P. 1
Monografia de Patzcuaro

Monografia de Patzcuaro

|Views: 6.188|Likes:
Publicado porHILARIO
Monografia de Patzcuaro para preescolar y primaria
Monografia de Patzcuaro para preescolar y primaria

More info:

Published by: HILARIO on Mar 26, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
See more
See less

11/08/2015

1

 INTRODUCCIÓN 

El presente trabajo, aborda la historia de Pátzcuaro desde su fundación y consolidación como ciudad, hasta la época actual, es un trabajo que sintetiza hechos importantes en los cuales los ciudadanos de este territorio se ven involucrados, en una participación activa en la defensa de algunos derechos básicos como fue la libertad, la justicia y el respeto. El objetivo principal de esta monografía, es mostrar al estudiante los acontecimientos y lugares mas sobresalientes de la ciudad los cuales son dignos de admirarse y valorarse para su conservación pero sobre todo que sirva como una herramienta para la consulta y elaboración de tareas en torno a la ciudad. El trabajo surge de la inquietud y la necesidad de contar con un ejemplar que de manera clara y concisa, sintetice éstos hechos importantes de conocer por parte de ciudadanos pero especialmente los niños estudiantes, que en ocasiones no logran asimilar los acontecimientos mas sobresalientes de una obra especializada en éste tema, lo que en muchas ocasiones provoca el tedio de los estudiantes sin lograr su objetivo, (realizar su tarea) y por ende no adquirir un conocimiento preciso de su indagación. Otro de los objetivos es que el lector no se olvide de algunos lugares o situaciones que le han dado la magia a Pátzcuaro para que sea digna de visitarse por el turismo nacional y extranjero, pero sobre todo que valoremos esa magia que envuelve a nuestra ciudad y que seamos participes de la conservación y buen uso de nuestros recursos, que no seamos “destructores” de nuestra cultura que nos identifica y ha identificado a lo largo de la historia. No dejando de lado fomentar el hábito a la lectura.

2

ORIGEN DE LA CULTURA PURÉPECHA
Se sabe por el relato de la relación de Michoacán que escribió el virrey Don Antonio de Mendoza “que los caciques chichimecas Paracume y Vàpeani los segundos hijos de Cúratame; nietos del primer Vapeane, bisnietos del primer Paracume y tataranietos de Sicuracha, encontraron asiento para su tribu en el barrio de Pazquaro llamado tarimichundiro”, iniciaron la construcción de sus templos o cues, en un lugar donde había cuatro rocas juntas, ya que el número cuatro era sagrado para ellos, pues representaba los cuatro puntos cardinales y las cuatro estrellas de la constelación Cruz del Sur, a la que veneraban. Esta tribu, tiene su comienzo histórico con Iré-Ticáteme, cacique en Zacapu, lugar del cual emigraron.

Estos conquistadores chichimecas fueron haciendo alianzas con los grupos humanos previamente establecidos en Michoacán, perdieron sus lenguas y sus costumbres bárbaras, asimilando la de los grupos sedentarios que fueron conquistando; manteniendo la hegemonía política y militar de la región.

3

Tras una serie de constantes conquistas, dominaron todo el territorio michoacano y sostuvieron guerras con los vecinos, aun con los bravos aztecas a quienes siempre lograron vencer. Se dice que tres grupos de indígenas se asentaron en el lago de Pátzcuaro; uno se llamaba "los de coringuaro", otro "los isleños" y el tercero "los chichimecas". Estos últimos reconocían como cacique antiguo a Iré-Ticáteme, y tenían como deidad principal al dios Curicaveri(el sol) y a la diosa Cueráppari (la luna) Al conquistar Hernán Cortés la ciudad de México Tenochtitlan, los señores de Mechoacán decidieron rendirse en paz ante el capitán español, lo que beneficio a los purépechas, pues de ellos resultó que el trato fuera diferente al que tenían los aztecas.

Los habitantes de Mechoacán eran conocidos con el nombre de purépechas que significa: “el individuo que es natural y originario de esta tierra”. El documento de mayor antigüedad que se conserva acerca de la historia de los purépechas, es el Lienzo de Jucutacato, códice cuyo original se encuentra en la Sociedad Mexicana de Geografía y Estadística. Otro documento antiguo que da a conocer el cuadro genealógico de sus reyes, se denomina “Relación de los Ritos y Ceremonias y los indios tarascos de Michoacán”. Se conserva en la Biblioteca del Escorial, España.

4

Árbol genealógico de los Purépechas.

ESCUDOS PURÉPECHAS Los purépechas lucían bellísimos escudos de plumas de aves en las cuales se distinguían a personas o poblaciones, en ellas se plasmaban mediante símbolos la historia de un lugar.

Foto escudo purépecha

5

Bandera purépecha actual Bandera P'urhépecha [editar]Artículo principal: Bandera de Michoacán Forma de la bandera del pueblo P'urhépecha. Bandera civil del pueblo P'urhépecha. Piedra Piramidal: Uno de los simbolos que se usan en la celebración de año nuevo P'urhépecha (Jimbani P'urhépecha Uexurhini).La bandera P'urhépecha se instauró el 15 de Enero de 1990 en una de las celebraciones de Fuego nuevo (Ch´jpirhi Jimbani) celebrado en Santa Fe de la laguna. En dicho proyecto intervinieron personas de las distintas regiones de habla P'urhépecha, estudiosos y academicos. La bandera esta dividida en cuatro campos que los colores son los siguientes: Amarillo, Eraxamani (Región Cañada) Que representa la región de la Cañada de los 11 pueblos o Eráxamani Se representa con el río Duero qué corre serpenteando los Once pueblos como un símbolo de vida y energía que transmite a la gente de esta región fértil. Verde, P’ukumindu (Región Sierra) Que expresa la fecundidad de los bosques serranos y la riqueza de las maderas comunales de los pueblos pertenecientes a la llamada Meseta P'urhépecha. Morado, Tzakapundu (Región Ciénega) Que hace presente la región de la Ciénega de zacapu y de sus pueblos que han perdido el idioma materno y gran parte de nuestra herencia cultural, que sin embargo aún cuidan y mantienen su relación con el maíz morado (que se da en esta tierra). Azul, Japunda (Región Lago) Da la significación de la región lacustre, donde fue el centro del Reino P'urhépecha, reflejando en sus aguas la grandeza de sus dioses y la memoria presente de las Yácatas que aún se conservan en casi todos los pueblos ribereños, donde se continúa tomando un alimento ancestral: el pescado blanco. En el centro, se ha colocado un bloque de obsidiana que representa a Curicaveri, es la forma de dios solar y que significaba el Gran Fuego, el que se alimenta de Fuego; forma que abrasa y proyecta a los diferentes puntos cardinales cuatro grupos de flechas , en la Relación se dice: estas flechas son dioses; en cada de estas, mata al dios Curicaveri y no suelta dos flechas en vano. También se encuentra el cuchillo de piedra blanca que señala el mensaje o destino del pueblo P'urhépecha y su origen divino, descendiente del "Linaje del Dios Curicaveri". Como leña del escudo P'urhépecha, se ha tomado la frase que nació en la lucha organizada por la defensa de la tierras comunales en Santa Fe de la laguna: Juchari Uinapekua ('Nuestra fuerza').

6

LA RELIGIÓN La religión de los purépechas era politeísta como sigue; la adoración era de varias formas porque adoraban al sol, la luna y a ídolos de piedra y de barro, otra de las características es que tenían dioses del universo como Cueravaperi la madre de todos los dioses terrestres y dioses de la vida y de la muerte, el sol-Curicaveri Venus Tiripeme Yuarencha, la luna nueva, Xaratanga mujer de Curicaveri, Maíz- Uinturòpati. El dios Curicaveri tenía su representante en la tierra que era el Cazonci, gobernante principal purépecha.

Dios Curicaveri

Los purépechas, concibieron su universo de una forma tripartita, era designado como: el Auandaro o cielo, habitado por los dioses celestes o engendradores representados por el sol, la luna, las estrellas, las águilas mayores y menores y otras aves del cielo: Echerrendo o la tierra donde habitan los dioses terrestres, dioses que habían descendido para convivir con los hombres, los cuales se hacían presentes en el fuego del hogar o en espíritus que moraban en los animales el monte, en el aire, en el agua de los lagos y ríos y en las grandes rocas; y Cuniechùcuaro o región inferior, o profundo de la tierra, morada de los dioses que gobernaban el mundo de la muerte. Cada uno de estos planos estaba dividido en cinco rubros: el centro, el oriente, el norte, el poniente y el sur, a los que correspondía su color, que al parecer para los purépechas fueron: el centro el azul, el oriente el rojo, al norte el amarillo, el poniente el blanco y el sur el negro. INSTRUMENTOS DE MÚSICA

7

Flautas de barro.

Los instrumentos de música de los purépechas eran: Flautas de barro, chapeti aueri atsimu, caracoles marinos utksi, Instrumentos de percusión, la kiringua tambores de madera, el raspador de hueso humano o de venado llamado paracuni, las maracas de barro llamadas chantzakukua. LA DANZA ENTRE LOS PUREPECHAS Los orígenes de la danza entre los purépechas se encuentran relacionados con el trabajo, es decir, con actividades como la agricultura, la caza y la pesca, en esta actividad intervenían el pueblo y sus gobernantes y se bailaba en forma colectiva. Dos danzas que aun perduran son: la danza del pescado y la danza de los voladores. VESTIDO El vestido entre los purépechas fue un distintivo importante en el momento en que la división social fue mayor; así, los señores principales usaban unas ropas tejidas en algodón, con una capa de manta encima. Acostumbraban el cabello largo y trenzado. Los hombres del pueblo usaban un taparrabo y las mujeres una falda; también usaban una camisa sin mangas ni cuello, o una manta atada las puntas al cuello y lo demás suelto, sin ropa interior. Los nobles usaban huaraches y el pueblo andaba descalzo; los dirigentes tenían vestido apropiado para la guerra conformada por petos y espalderas hechas de algodón y plumas de colores. COMIDA El maíz era la base de la dieta purépecha preparada en formas variadas como: el pozole, tamales, corundas, atole, tortilla; además la alimentación incluía calabazas, quelites, quintoniles, nopales, chayotes, chilacayote; frutos como: aguacates, chicozapotes, zapote blanco y negro, guamúchiles, moras, cerezas, mameyes, guayabas; comían carne de pumas, tejones, codornices, guajolotes, perros domesticados; de la pesca obtenían peces, ranas, achoques, tortugas, culebras, etc.

8

VIVIENDA Las casas se encontraron dispersas, separadas unas de otras y eran de una sola planta, construidas de madera y con techos de zacate. Hubo diferentes tipos de vivienda. Se distinguieron por las formas de su techo ya que algunas lo tenían de dos aguas y otras en forma cónica; todos los techos tenían bastante pendiente para evitar daños por la abundancia de lluvias en la región. En la construcción de sus templos se uso la piedra; las yacatas eran de forma variada: circular, cuadrada o rectangular en su base, con relieve de diferentes formas y motivos.

Casas habitación de los Purépechas

LA ARTESANIA PUREPECHA Los purépechas antes de la llegada de los españoles desarrollaron artesanías que todavía perduran en nuestros tiempos, como el Maque; es una técnica que consiste en aplicar barniz a la madera, guajes etc., además de objetos útiles como recipientes para tomar alimentos o líquidos, usando materiales de minerales de tierra vegetales y animales de ahí viene la elaboración de las mascaras.

9

La alfarería: de acuerdo a las piezas encontradas revelan la destreza adquirida en el trabajo de barro, elaboraban trastos de cocina como ollas con asa de estribo, ollas con boca ancha y asa de cinto, cantaros, molcajetes etc. Tejido Plumario: los purépechas, usaron plumas de varios colores de aves michoacanas para hacer atuendos para los irecha y demás señores principales, escudos para la guerra, etc. LA EDUCACIÓN La educación impartida entre los purépechas se basaba en la enseñanza práctica de los niños pues estos aprendían las actividades de la caza la pesca y la agricultura. A las mujeres se les preparaba para dirigir la casa ayudando a los quehaceres, en el aseo, preparación de los alimentos, en la confección de prendas de vestir en la alfarería, etc. Se completaba la enseñanza tanto de hombres y de mujeres con el aprendizaje del historiador y la religión.

10

  HISTORIA DE PATZCUARO 
FUNDACION
La fundación de Pátzcuaro se remonta antes de la llegada de los españoles siendo fundada por los purépechas hacia el año de 1324 por Cúratame, rey que deseaba fundar una ciudad que fuera en lo futuro la capital de su reino, realizó varias expediciones en busca de un sitio apropiado, hasta que por fin, encontraron en medio de una espesa selva un lugar en que se hallaban cuatro rocas(según lo antes mencionado en el origen de Michoacán) enormes y allí le pareció a Cúratame el lugar indicado para levantar el altar a Curicaveri. La palabra Pátzcuaro, tiene varios significados: para algunos significa: “lugar de piedras llamadas Petatzecua” o lugar de cimientos. Otros autores como el Dr, León menciona que significa asiento de cués (templos de indígenas)”. Para el Padre Lagunas “Phascuaro” significa “en donde tiñen de negro”; el Lic. Eduardo Ruiz, afirma que dicha palabra procede de “petatzecuaro”, que significa “cimientos” y se traduce como “lugar de cimientos o asientos para templos Nos habla la historia que el primer caltzonzi (monarca) fue Tariacuri teniendo cinco caltzonzis o monarcas. Después de ellos, la capital se estableció en Tzintzuntzan por Tangaxoan II.

El rey purépecha divide el reino de Michoacán.

Tzintzuntzan, capital donde residían el emperador y la nobleza, era el centro del gobierno civil. Pátzcuaro era una ciudad sacerdotal y fue el centro religioso donde se encontraba el gran templo destinado a Curicaveri, así mismo, el lugar de recreo de la nobleza y centro comercial de gran importancia.

11

CONQUISTA ESPAÑOLA

El rey Caltzontzin se rinde al conquistador Cristóbal de Olid.

A la llegada de los españoles la capital del reino purépecha se encontraba en Tzintzuntzan. En Pátzcuaro (que era barrio de Tzintzuntzan) se refugiaron en actitud de resistencia, los guerreros inconformes con la invasión de su patria en este lugar se organizaron para luchar en contra de los españoles, en un lugar que se le llamó “el Barrio Fuerte” aquí en Pátzcuaro fueron comandados por Timas un guerrero del anterior caltzonzi. Nos habla la historia que como a un kilómetro del Barrio Fuerte donde se edificó una capilla por Don Vasco de Quiroga para recordar lo que ahí paso: el encuentro de Cristóbal de Olid y el ultimo Caltzonzi o monarca Tanganxoan II, según el historiador Eduardo Ruiz, describe: que fue el encuentro de un suceso histórico, “se encontraban el capitán español seguido de sus tropas y cuatro grupos de guerreros avanzando en dirección de los cuatro puntos cardinales, lanzando flechas hacia el cielo y entonaban himnos de combate en protesta contra los invasores de la patria. Se bajo del caballo Cristóbal de Olid en este encuentro abriendo los brazos al monarca (Tanganxoan II) ante la sorpresa de todos hinco una rodilla en presencia del extranjero, mudos y pasmados contemplaban este acto de humillación los millares de espectadores,” este sitio aun se llama la capilla del Cristo o del Humilladero esto sucedió en 1526.

12

ÉPOCA COLONIAL El proceso de evangelización fue muy complicado debido principalmente a la resistencia de los indígenas a cambiar la naturaleza de su culto. Un factor inicial y común fue la destrucción sistemática de los templos e ídolos de los antiguos americanos; recordemos que para la conquista, la presencia de la Iglesia fue indispensable y reforzaba la idea de la colonización española.

Los conquistadores trabajaron en conjunto Para iniciar en la religión católica a los indígenas.

Vemos que la cultura purépecha no fue ajena al papel evangelizador por parte de los españoles, así pues, los cultos a Curicaveri y demás deidades fueron sustituidas por el único Dios y su corte de Santos. Las fiestas religiosas se despojaron de la práctica de una justicia cruel y el sacrificio de hombres. Las creencias, las costumbres y los ritos sufrieron cambios debido a la acción enérgica de las órdenes religiosas principalmente de los franciscanos, agustinos y jesuitas. Uno de los personajes que jugó un papel importante en la época colonial, es Don Vasco de Quiroga, verdadero fundador colonial de la ciudad y alma de la misma. Don Vasco llega a México en 1531 en la Segunda Audiencia y fundó el primer hospital Pueblo de Santa Fe, en México. Llega don Vasco a Michoacán en 1533 como Oidor en la Segunda Audiencia con la finalidad de tranquilizar a los indígenas que tenían una conducta de rebeldía debido a los malos tratos por parte de los españoles. En 1534 funda el Hospital de Santa Fe de la Laguna con sus respectivas “Ordenanzas” que todavía existen. Dichas ordenanzas son las reglas de una verdadera institución social en que el trabajo de colaboración de todos sus componentes aseguraba el sostenimiento del Hospital, es decir, designación de tareas de todos los habitantes. En 1534 Don Vasco solicita a los reyes el Título de Ciudad de Mechoacán, que es concedido por Carlos V el 28 de septiembre de 1534, a Tzintzuntzan, Pátzcuaro que era 13

barrio de Tzintzuntzan también recibe ese nombramiento. Así pues ambas tuvieron esa denominación y al hacer el traslado el señor Quiroga, de la Iglesia Catedral de Tzintzuntzan a Pátzcuaro en 1540, se pasaron papeles y títulos a esta ciudad.

Don Vasco tomó posesión legal de su Obispado en 1538 en Tzintzuntzan y al día siguiente 7 de agosto se traslada a Pátzcuaro donde ya se había iniciado la edificación del templo de San Salvador que más tarde sería el Templo de los Jesuitas “Llamó el señor Quiroga a los principales de la provincia y a cuantos andaban desparramados por los montes y trajo consigo a Pátzcuaro, veintiocho familias de españoles y veinte indígenas” (así lo escriben algunos autores). En 1538, el Papa Paulo III había declarado “Ciudad y Corte Episcopal” a la ciudad de Pátzcuaro. Una de las primeras obras de que se ocupó el señor Quiroga fue la edificación de su iglesia Catedral que seria una construcción provisional, pues su intento era construir una obra magnifica.

Plano de la catedral de Don Vasco de Quiroga.

14

El lugar escogido fue el mismo sitio donde se encontraba el templo principal de los purépechas que ya en esos tiempos estaba en ruinas. Pronto quedó construida la catedral provisional y comenzada la definitiva. El grandioso proyecto que para esa catedral intentaba llevar a cabo el señor Quiroga, consta de cinco naves convergiendo todas en un centro de forma radial, como lo muestra el esquema en el escudo de armas de la ciudad. La noticia de la grandiosidad y costo de la obra, difundiéndose por Nueva España hasta llegar a oídos del Monarca Español quien ordenó se investigara el asunto y entre tanto se suspendiera la construcción. Se ordenó suspender definitivamente la obra y aprovechar lo construido. Se terminó una de las naves y se techo con madera y teja. Otra de las obras mas grandes del señor Quiroga fue el establecimiento del Colegio de San Nicolás en 1540, el primero en América que sirvió de Seminario. A semejanza de los hospitales de Santa Fe de México y Santa Fe la Laguna, erigió el Hospital de Santa Marta en Pátzcuaro, allí colocó la imagen de Nuestra Señora de la Salud que había hecho fabricar en los primeros tiempos de su visita a Michoacán. Dicha imagen fue fabricada con la técnica de pasta de caña que la trabajaban los indígenas una técnica especial, elaborada con caña de maíz, orquídea y baba de nopal. Fundó además un Colegio para doncellas españolas e indias.

Ordenó que todos los pueblos de la región, construyeran una casa donde hubiera alojamiento para enfermos y otras habitaciones para el Ayuntamiento de la Republica de los Indios. Estos hospitales prestaron auxilio durante las pestes de 1545 y1576.

15

ESCUDO DE ARMAS
El emperador Carlos V, a solicitud del Ilustrísimo Don Vasco de Quiroga, expidió en Real Cedula fechada en Valladolid el 20 de julio de 1553.la concesión del escudo, merced de armas y pabellón propio (azul y blanco) para la ciudad de Pátzcuaro.

Escudo de Armas de Pátzcuaro Estas mercedes y privilegios dieron a Pátzcuaro una gran importancia dentro de la Provincia, agregada la circunstancia de que la ciudad era no sólo el asiento de la sede episcopal, sino también la residencia de los poderes de la Provincia y el centro cultural más importantes de ella, por la fundación del Colegio de San Nicolás Obispo y el de los jesuitas después, pero dificultades habidas entre los cabildos eclesiásticos y municipal, dieron por resultado que el Obispado se mudara a Valladolid (Guayangareo) juntamente con las autoridades provinciales y el Real Colegio de San Nicolás. Esto redujo a Pátzcuaro en su categoría política, comercialmente perdió muy poco, gracias a su situación geográfica, pues como ya se dijo antes, era el punto convergente de los caminos de la tierra caliente y fría. Desde 1539 se había preocupado en enseñar a cada pueblo una industria o arte mecánica, así dispuso que: “en Capula o Xenguaro se dedicase en cortar madera; en Cocupao (hoy villa de Quiroga) se labrasen y pintasen objetos de madera; en Teremendo se curtiesen pieles y se elaborasen artículos de ellas; en Patamban y en Tzintzuntzan se hicieran utensilios de barro; en San Felipe de los Herreros se trabajasen obras de hierro; en Hurio (Nurio) se fabricasen cosas de lana”. Además de los establecimientos religiosos, en Pátzcuaro se construyeron magníficas residencias como las de los Condes de Menocal, de los Marqueses de Villa Hermosa de

16

Alfaro, la de los Venicia y el palacio de don Antonio Huitzimengari y Mendoza Caltzontzin. Pero no sólo al licenciado Vasco de Quiroga se debe la reorganización de Pátzcuaro, también los franciscanos y los agustinos, que mediante la evangelización que desarrollaron en las comunidades, lograron fortalecer el espíritu comunitario indígena trasladando a los barrios que se fundaron en la nueva ciudad; el del Cristo, San Miguel, San Agustín, San Francisco, entre otros, dieron muestra de lo que hoy sólo se puede apreciar durante eventos organizados en torno a las festividades religiosas. Pátzcuaro comercialmente, era el centro de grandes negocios y el depósito de los productos de la sierra y de la tierra caliente. Sus tianguis o mercados se hacían los viernes de cada semana. Por disposición del entonces Virrey don Martín Enríquez de Almansa fechada del 25 de diciembre de 1575, fueron trasladados de Pátzcuaro a Valladolid el órgano de Justicia y Ayuntamiento de Michoacán, dejando de ser por tanto capital de la provincia. Con este cambio empezó a sufrir Pátzcuaro alguna decadencia, el hecho es que con fecha del 6 de noviembre de 1579, el Señor Obispo Medina Rincón decretó el traslado de la iglesia Catedral de Pátzcuaro a Valladolid. Para enero de 1580 ya se encontraba funcionando y en esta misma fecha se traslada el Colegio de San Nicolás. A pesar de todos estos cambios y de la emigración de sus principales habitantes, Pátzcuaro continuó siendo un centro comercial de importancia, lo cual añadido a lo agradable de su clima hicieron que posteriormente se avecindaran acaudaladas familias y que durante el resto del período colonial fuera la segunda ciudad de la provincia por haber sido también favorecida con las privilegios y distinciones concedidas en distintas épocas por los monarcas españoles.

La vida colonial de Pátzcuaro fue tranquila registrándose algunos sucesos como: la fundación del Hospital de San Juan de Dios, en 1639 el proceso de Fray Francisco Manuel de Cuadro, fraile que aprende y procesa la Santa Inquisición celebrada el 20 de marzo de 1678 que se dice fue degradado y preso en su propio convento.

17

También en esta época Pátzcuaro estaba formado por un ayuntamiento con alcaldes y funcionarios, tres grandes ferias se celebraban anualmente, la primera tenía lugar el domingo de ramos, la segunda el Corpus y la tercera la Virgen de la Salud, también sucedieron algunos eventos religiosos que se celebraban con mucho fervor y grandes festejos llenos de comidas. En 1803 el Barón de Humboldt, describe a Pátzcuaro en su Ensayo de la siguiente manera: “Pátzcuaro, en la orilla del lago pintoresco de este nombre, enfrente del pueblo de Janicho situado en una legua corta de distancia, sobre un hermoso islote en medio del lago. En Pátzcuaro descansan las cenizas de un hombre muy señalado, y cuya memoria veneran los indios hace más de dos siglo y medio, a saber, el famoso Vasco de Quiroga, primer Obispo de Michoacán, que murió en 1565 en el pueblo de Uruapan. Este celoso prelado, a quien todavía haman aquellos su padre (tata Vasco), fue más feliz en su proyección a los infelices habitantes de Mégico y que el virtuoso obispo de Chiapa, Bartolomé de las Casas. Quiroga fue principalmente el bienhechor de los indios tarascos, fomentando su industria y señalando a cada pueblo indio un ramo de comercio particular”. Gran parte de estas útiles labores que se les enseñaron a cada comunidad se han conservado hasta nuestros días. INDEPENDENCIA Pátzcuaro por su situación geográfica no fue ajeno al movimiento de independencia, algunos de sus habitantes participaron en este movimiento uno de ellos fue Don Rafael Solchaga, Don José María Abarca y la más importante Doña Gertrudis Bocanegra.

Pátzcuaro que carece de defensas naturales fue centro de diversas acciones de guerra por parte de los insurgentes y de los realistas (del rey) Don José Sixto Verdusco organizó en Uruapan un ejercito de mil soldados y se dirigió a Pátzcuaro pero fue derrotado en el cerro del calvario por los realistas, después de esta batalla Verduzco permaneció en esta ciudad hasta 1813 y en febrero de este año Rayón llegó a Pátzcuaro para entrevistarse con Verduzco. 18

Otro suceso ocurrido en este territorio fue el de 1814 marcada por la crueldad de Iturbide realizando innumerables ejecuciones; entre ellas las de Don Bernardo Abarca vecino pacifico y distinguido. Así mismo las islas sirvieron como refugio a los insurgentes donde se desarrollaban persecuciones e involucrándose los patzcuarenses y personajes como el doctor Don José María Coss, Doña Gertrudis Bocanegra de Lazo de la Vega que por instancias de ella su esposo y su hijo se lanzaron a la guerra de independencia y murieron en ella. Ya viuda y dueña de una cuantiosa fortuna, ayudó as los insurgentes y empezó su viaje por el sur de Michoacán con el objeto de alentar a los jefes insurgentes y proporcionarles ayuda y medicina. En una de estas expediciones al regresar a Pátzcuaro fue denunciado por un antiguo criado y se le formó proceso en la cual demostró su patriotismo, pues no quiso denunciar a los insurgentes, después de recibir los auxilios espirituales y de exhortar al pueblo a que siguiese luchando fue fusilada en la plaza principal el 11 de octubre de 1817. Consumada la Independencia Don Manuel de la Torre Lloreda fue ministro al lado de Iturbide. En 1824 con su carácter de Diputado al Congreso Constituyente de Michoacán, redactó la Constitución del Estado, que fue promulgada el 19 de julio de 1825. En 1828 se le postuló para el Obispado de Michoacán pero no ocupó ese cargo debido a sus actividades políticas. El signo que presidio los afanes políticos y literarios de Don Manuel de la Torre Lloreda, fue el de la naciente nacionalidad mexicana. Con la actuación del Padre Lloreda, Pátzcuaro quedo definitivamente dentro del cuadro de aquellas ciudades que fueron precursores de la Independencia. CENTRALISMO Y FEDERALISMO Después de la guerra de Independencia la primera contienda civil que se desarrolló en México es la lucha entre federalistas y centralistas, Pátzcuaro no participa en estas lucha sólo viene a ser víctima del bando vencedor que la ocupa y explota a los pobres vecinos, esta guerra se desarrolló en Morelia la capital del Estado, Pátzcuaro sólo es un centinela que vigila el paso para Uruapan y para la tierra caliente. Pátzcuaro fue escenario de episodios en los que fueron protagonistas José Salgado, Juan José Codallos y otros personajes. El Jefe federalista Codallos, trato de tomar la ciudad de Morelia que defendía el centralista Otero, el 25 de diciembre de 1930, Pátzcuaro entra en acción, pues Otero al verse atacado pidió auxilio, y de Pátzcuaro le fue enviado el coronel Moctezuma con tropas, en esta lucha las tropas centralistas se replegaron a Morelia y Codallos tuvo que levantar el sitio. El general Codallos, defensor del federalismo se levantó en armas contra los centralistas siendo derrotado y fusilado en 1831. Siguió la lucha política entre centralistas y federalistas, que terminó con la promulgación de la Constitución Política de 1857 también hubo luchas donde participaron los republicanos y empezó el desorden de tal manera que el Prefecto nombrado por el Imperio en Pátzcuaro tuvo que renunciar el 15 de enero de 1857. Regules se apodera de la ciudad, la Basílica y el templo de San Francisco son incendiados.

19

LA GUERRA DE REFORMA O GUERRA DE TRES AÑOS EN PATZCUARO La guerra de Reforma y promulgación de la Constitución de 1857 ocasionó una lucha entre conservadores y liberales y nuevamente Pátzcuaro fue víctima. Los padres Paulinos, fueron expulsados en 1858 por el gobernador Epitacio Huerta así como los frailes Agustinos y las Dominicas. Cuando empezó la lucha de la reforma; por la eliminación de los fueros y privilegios de la Iglesia, obligando a los sacerdotes a no participar en la vida política. Pátzcuaro es afectado en sus sentimientos y en sus costumbres religiosas los patzcuarenses no podían darse cuenta de que los sacerdotes fuesen capaces de actos reprobables, cualquier ataque a un fraile o sacerdote lo consideraban un sacrilegio.

Desde la propia ciudad de Pátzcuaro el general Pueblita, nativo de ella, lanzó el 15 de abril de 1858 una proclama al pueblo de Morelia, haciéndole ver las enormes ventajas del liberalismo. INTERVENCION FRANCESA Y EL IMPERIO EN PATZCUARO Resultado de las luchas entre liberales y conservadores, Pátzcuaro también fue afectado. El Gral. Republicano Manuel García Pueblita luchó contra los franceses y el 19 de julio de 1864 fue nombrado gobernador y Comandante militar del estado, pero rehúso al cargo de Gobernador reservándose el cargo de las tropas. Decidió marchar a Pátzcuaro, por ser esta ciudad el lugar más adecuado para poder atacar mas tarde a Morelia. El 22 de julio del mismo año salió de Uruapan y el 24 se encontraba ya en las afueras de la ciudad de Pátzcuaro. A pesar de conocer que era superior la fuerza defensora de la población el General Pueblita la atacó, en un combate que duró tres horas al cabo de las cuales tuvieron que retirarse los republicanos con bastantes pérdidas, fracasando así en su intento de apoderarse de la ciudad. 20

El 5 de enero de 1867, Pátzcuaro, fue tomado por el general Regules, que venia al frente del ejército republicano, la ciudad paso a poder de los imperialistas. Se nombró a Maximiliano emperador de México Pátzcuaro se declara a favor del imperio en 1867. Siguieron a la toma de la ciudad, zafarranchos y asesinatos, que el General Regules procuró evitar. Restableciéndose por fin el orden, se nombraron nuevas autoridades que devolvieron la tranquilidad a la población. PÁTZCUARO EN EL PORFIRIATO En la época porfirista, fue asiento de grandes terratenientes, comerciantes y dueños de haciendas cercanas a la ciudad. En 1886, se inauguró el ferrocarril Morelia- Pátzcuaro, lo que propició la entrada de compañías extranjeras, que explotaron indiscriminadamente bosques y mano de obra local. Situación que ocasiona que Pátzcuaro también sea participe del movimiento revolucionario en busca de igualdad social entre sus habitantes. LAS COMUNICACIONES CON PATZCUARO EN EL SIGLO XIX. De Morelia a Pátzcuaro se usaba el viejo sistema colonial de las carreteras por Tancitaro y Tzintzuntzan, por Undameo y Tiripetio o por el pueblo llamado Venta del Correo. De México a Pátzcuaro, se salía de la capital los lunes, miércoles y viernes a las siete de la mañana, se almorzaba en Cuajimalpa se llegaba a Toluca a las dos de la tarde; se salía de este lugar a las cuatro de la mañana para almorzar en la Jordana y llegar a comía a las tres en Maravatio allí se dormía para salir al otro día a las cuatro de la mañana y llegar a almorzar a Zinapecuaro de donde se salía para llegar a Morelia a las tres de la tarde. De Morelia a Pátzcuaro se llegaba a medio día del día siguiente. El Correo llegaba a Pátzcuaro el martes, jueves y domingos con la llegada de los pasajeros de México en las diligencias. El telégrafo lo estableció en Michoacán el general Epitacio Huerta de Morelia a México, en Pátzcuaro empezó a funcionar en 1854. El ferrocarril llegó primero de Morelia a Lagunillas y fue hasta el primero de junio de 1886 cuando llegó a Pátzcuaro y el 28 de febrero de 1887 se logró que el viaje se hiciera directo de Pátzcuaro a México que era de un día integro. Y el 5 de mayo de 1899 se inaugura el alumbrado eléctrico. 21

PATZCUARO EN EL SIGLO XX
Se puede decir, que del siglo XIX al siglo XX no ocurrió un cambio drástico, ni en aspecto ni en instituciones ni en cultura.

Imagen de Pátzcuaro en 1908.

La ciudad de Pátzcuaro en 1908, contaba con mas de 8,000 habitantes era cabecera de Distrito con sus respectivas Prefecturas y Juzgado de Letras; diez iglesias, de las que tres eran capillas, se abrían al culto católico; existía un Colegio Auxiliar de la Diócesis, un colegio para señoritas, un Asilo Guadalupano para huérfanas, dos escuelas oficiales de instrucción primaria, tres escuelas católicas y algunas otras particulares, un hospital civil, dos sucursales y una agencia de bancos, cinco casas de compraventas y comisiones, tres farmacias, cinco tiendas de ropa, tres mercerías y gran números de tiendas o tendejones de bebidas y comestibles. Había ya planta de luz eléctrica y fuerza motriz, un tranvía que era de tracción animal: llevaba largo tiempo de instalado el teléfono y el telégrafo y una compañía naviera pudo lanzar su primer remolcador al lago. La industria constaba de cinco pequeños molinos de trigo, una fábrica de aguardiente, dos de cerveza, dos de jabón, una de cerillos: había una ladrillera importante y otra pequeña, tres fábricas de escobas y la industria de la conservación del pescado del lago. Tal es el estado de Pátzcuaro al comenzar el siglo XX.

22

PATZCUARO DURANTE LA REVOLUCION Al estallar la revolución en 1910 Michoacán no contaba por el momento con fuerza armada para participar, entonces fue hasta mayo de 1911 que se dio el primer levantamiento en la entidad encabezado por Salvador Escalante donde se desconocía a Porfirio Díaz como Presidente de la Republica y apoyaba a Francisco I. Madero, de igual manera algunos personajes de Pátzcuaro participaron en ella como: Benigno Serrato. Los motivos de esta revuelta fueron, la inestabilidad económica y la política, habiendo una serie de situaciones violentas aunado a los sucesos a nivel nacional como fue el cuartelazo de Victoriano Huerta en febrero de 1913 y Pátzcuaro como siempre fue afectado, siendo un lugar con antecedentes de ricos hacendados fue objeto de represalias uno de los insurrectos fue J. Inés Chávez García quien estuvo en Pátzcuaro, cometiendo muchas tropelías como violar a las jóvenes de esa época así como provocar un sin número de incendios en la ciudad, violación a las casas habitación de los patzcuarences, se cuenta que comentaba “Yo soy el mismo diablo, y así se quejan con tampoquito”.

Uno de los movimientos más encarnizados que el ejército federal sostuvo en defensa del pueblo fue la pelea en contra de J. Inés Chávez García, el cual tuvo lugar en Pátzcuaro, defendido por el Coronel Benigno Serrato quien con esta acción de valor pudo salvar a sus habitantes gracias a la calidad militar de su defensor, esta victoria salvó a la ciudad de su destrucción. Fueron algunos años de torturas y muertes para Pátzcuaro ya que en esta época México celebraba su primer centenario de la Independencia. Había surgido este levantamiento por la tenencia de la tierra, esta lucha duró hasta 1918 año en que surge la epidemia de la gripe que acabo con mucha población y la enfermedad fue tan grave que puso fin a este suceso en Pátzcuaro. Con la promulgación de la Constitución Mexicana el 05 de febrero de 1917, se inició un nuevo período histórico llamado constitucionalista, 23

caracterizado por el descenso de la lucha armada en gran parte del país; pero la guerra había provocado que el pueblo sufriera hambre, desempleo y viviera un ambiente político intenso.

J. Ines Chaves Garcìa

Otro factor que intervino para la terminación de la revolución fue la primera Guerra Mundial que afectó la economía de Pátzcuaro de 1917 a 1925 aproximadamente los gobiernos empezaron el reparto de la tierra esto ayudó a que las comunidades como Tzurumutaro, Huecorio, San Bartolo y otros recibieran su parte de tierras calmando con esto los ánimos de la población y por consecuencia la estabilidad del pueblo de Pátzcuaro. En 1920 comienza el resurgimiento y la reconstrucción del país, son muchos acontecimientos importantes para México, pero el lugar que nos interesa es Pátzcuaro que conserva a esta fecha a pesar de tantas guerras su propio sello prehispánico y colonial, sus bellezas naturales y la admirable sencillez de su gente. Fue hasta que llegó Pascual Ortiz Rubio a la presidencia y el general Francisco J. Mujica representando el sector campesino quien puso en paz al país y en consecuencia, Pátzcuaro dejo de ser objeto de revueltas por el momento. Al iniciarse el reparto de las tierras sin afectar los intereses de los ricos. Sin embargo, Pátzcuaro sufrió otras calamidades como las sequías de 1918 y 1919 en que se desató una epidemia de gripe que mató mucha gente.

24

Francisco J. Mujica siendo gobernador de Michoacán en 1920 repartió tierras en zonas comunales aquí en Pátzcuaro y todo transcurrió en cierta calma hasta 1926, cuando inicia la guerra de los cristeros. Patzcuaro fue favorecida de cierta manera con los beneficios a nivel estatal del gobierno como la educación que volvió a ser considerada como prioritaria la restructuración de la Universidad Michoacán abriendo escuelas como la de ingeniería y se crearon escuelas para que hijos de obreros y campesinos, ingresaran a la universidad para apoyar el programa económico del gobierno, así como otros beneficios, en salud se crearon nuevos programas que llegaron a Pátzcuaro. GUERRA DE LOS CRISTEROS Pátzcuaro fue, por su religiosidad pieza clave en la famosa guerra de los cristeros, suceso que afectó a la ciudad a finales de1926, un movimiento que surge a nivel nacional a consecuencia del articulo 27º, actitud que causó serios conflictos sociales, a finales de 1926 el clero suspendió los cultos religiosos, alentó la aparición de las primeras bandas cristeras y organizó las “huelga de misas”, decretadas por el obispado mexicano; he aquí una consigna fatal: “lucha por todos los medios, inclusive con las arma para preservar en México la verdadera fe…”; en tanto, el general Álvaro Obregón afirmaba que la suspensión de cultos era una maniobra política de la iglesia. Esta situación motivó el movimiento cristero y la creación de asociaciones religiosas, como la ACJM (Asociación Católica de Jóvenes Mexicanos), muchos de cuyos miembros perecieron en aquellas luchas. Algunas de esas asociaciones aun existían al principio de los años cincuenta. Todas estas cuestiones motivaron al inicio de la guerra cristera, que sumada al movimiento agrarista de los hombres del campo llevaron la intranquilidad a todo el país. En este escenario apareció la Unión Popular, bajo la protección de la iglesias, organización que a los mexicanos que luchaban por la libertad de creencias los calificaron de “herejes callistas”. Los adheridos al clero jamás daban la cara y cambiaban de domicilio como cambiar de camisa, para no ser identificados. En Pátzcuaro se vivieron sucesos importantes que cuentan los abuelitos sus recuerdos de ese tiempo que se tenían que esconder en las casas para bautizar a los niños y así como esto, se cuenta que en había pasadizos que comunicaban casas cercanas con la basílica con la finalidad de poder recibir la sagrada comunión y las misas se celebraban en las casa todo esto por temor a ser encarcelados. En

25

esta lucha participaron los pueblos cercanos; Tzurumutaro, Huecorio, Tzentzenguaro y Pátzcuaro. . Con el general Cárdenas se reavivó la vida política y los trabajadores michoacanos tuvieron en él un gobernante patriota. Volvió a acelerarse el reparto de tierra en forma ejidal y a restituirse las tierras a las comunidades. El General Cárdenas en 1929 convocó a las asociaciones sindicales, campesinas y al sector educativo a concentrarse en el teatro Apolo, de Pátzcuaro (teatro Apolo situado en la Plaza de San Agustín hoy plaza Gertrudis Bocanegra). Como resultado, en esta asamblea nació la primera Confederación Revolucionaria Michoacana del Trabajo, una alianza entre maestros rurales y líderes agraristas; don Pedro Talavera quien fue el defensor del agrarismo en Tzurumutaro una de las comunidades afectadas, fue nombrado secretario de sindicalización campesina; la consigna fue desaparecer las haciendas y repartir equitativamente los enormes latifundios existentes en el estado (y todo el país) que mediante el despojo, fueron formando los españoles desde la época colonial, arrebatando las enormes extensiones de las mejores tierras, en toda la entidad, pero sobre todo, en Tzurumutaro. LAZARO CARDENAS Y SU OBRA EN PATZCUARO El 8 de enero de 1834 abrió sus puertas la primera escuela oficial, sujetándose al sistema lancasteriano. En 1935 el general Lázaro Cárdenas ordenó la creación del internado de primera enseñanza en Pátzcuaro “Hijos del Ejército”.

Siendo presidente de la Republica el general Lázaro Cárdenas inicia un aserie de cambios en Michoacán en beneficio de la población y Pátzcuaro también resulta beneficiado; se inicia una remodelación como fue la construcción del teatro Caltzontzin, la expropiación del Templo de San Agustín y su adaptación para la Biblioteca, inaugurándose el 24 de mayo de 1938, arregla la plaza de San Agustín quitando una pila que se encontraba en el centro y se pone la estatua de Doña Gertrudis Bocanegra, la fuente antigua se colocó al sur de la estatua en la misma plaza y se le cambio el nombre a la plaza de San Agustín por el de Gertrudis Bocanegra, también pensando en que Pátzcuaro se conociera por su historia, sus monumentos y paisajes incomparables y sobre todo su ambiente colonial en este tiempo se construye una carretera que entroncaba con Quiroga y se incorporaba a la 26

red de carreteras de México una de las principales comunicaciones del país. Se construyó un muelle o embarcadero a orillas del lago cercano a la estación del ferrocarril, por medio del cual se pueden abordar cómodamente para que se disfrutara el hermoso lago y sus islas.. En 1937 se establece la estación limnológica en Pátzcuaro con el objeto de estudiar los problemas relacionados con los peces del lago, su arreglo se terminó a mediados de 1938, intervinieron en ella dos estudiosos japoneses: Y. Malzui y Yamashita, los trabajos realizados fueron de gran importancia para el conocimiento del lago. PÁTZCUARO 1940-1980 También en 1940 el general Cárdenas realizó el primer congreso Indigenista y se construye la estatua de Tanganxoan II. En este primer congreso se reunieron en esta ciudad de Pátzcuaro los representantes de los indígenas del continente americano un evento de gran importancia en su esta época por invitación del General.

En 1951 se instala el CREFAL en Pátzcuaro, el general Lázaro Cárdenas manifestó profundo interés por crear esta Institución y entregó la Quinta Eréndira a la Secretaria de Educación Publica para la instalación del CREFAL en este año por las Naciones Unidas, al entregarla el General Lázaro Cárdenas manifestó: “para la Eréndira guardamos Amalia y yo, grandes y gratos recuerdos Amalia le dio vida al lugar; estimuló su construcción (que ya anunciábamos para un servicio social) y con su servicio y cariño hizo florecer el campo, y fue también allá donde pude meditar y resolver actos de mi vida personales y políticos que han tenido alguna trascendencia y sólo un destino como el que se da a la Eréndira pudo interesarnos”. la inauguración del CREFAL fue el 9 de mayo de 1951 a la que asistió el señor presidente Miguel Alemán Valdés, con él visitaron Pátzcuaro representantes de la Secretaría de las Naciones Unidas, organización Mundial de la Salud de la FAO y muchos más, y frente al presidium ondeaban las banderas latinoamericanas, custodiados por los primeros 50 estudiantes que procedían de Bolivia, Costa Rica, Ecuador, El Salvador, Guatemala, Haití, Hondura, Perú y México. Aquellos primeros becarios del CREFAL escucharon en labios del primer Director del Centro, el diseño de planes y programas y los principios de una filosofía normativa para la naciente institución.

27

El programa del CREFAL comprendía, no sólo la enseñanza de la lectura y la escritura, sino el mejoramiento general de la vida moral, intelectual y cultural; los esfuerzos para lograr la salud y el bienestar físico, el bienestar social y la higiene; el desarrollo de medios para mejorar los métodos económicos y las formas de trabajo; en el adiestramiento en la administración del hogar y en la crianza y educación de los niños; la participación en la vida social y cívica así como el uso apropiado del tiempo libre en el ejercicio de una recreación saludable. A través de la educación fundamental se buscaba ayudar a las personas que no habían podido concurrir a la escuela ni estudiar, a que comprendieran los problemas de su medio ambiente, sus derechos y deberes como ciudadanos y como individuos, a adquirir conocimientos básicos para el mejoramiento.

En enero de 1960 se reunió en París, Francia, un Grupo Especial de Trabajo integrado por representantes de las Naciones Unidas y de sus Agencias especializadas, la que recomendó dar a la Institución a partir de 1961, el nombre de Centro Regional de

28

Educación Fundamental para el Desarrollo de la Comunidad en America Latina, conservando la designación de CREFAL. A partir de ese año se inicia una nueva etapa de actividades del CREFAL y sus programas educativos se dirigieron más que a las familias, o a grupos aislados, a todas las comunidades para promover el desarrollo integral de éstas.

Actividades comunitarias de personas que colaboraban en el CREFAL

En esta segunda etapa del CREFAL se organizaron cooperativas apícolas y se establecieron numerosas granjas avícolas con ayuda de instituciones bancarias, las que luego se hicieron cargo de los proyectos. De 1960 a 1980 Pátzcuaro transcurre tranquilo y se empieza a conocer por sus monumentos arquitectónicos y su hermoso lago. Pátzcuaro en estas fechas esta unido al resto del país por, carreteras y líneas telegráficas y telefónicas. Su industria artesanal es importante y su comercio muy activo. Cuenta con oficinas federales de hacienda y correos, escuelas primarias, comerciales y de enseñanza media. Pero lo que más atrae las miradas de propios y extraños sobre Pátzcuaro, es su belleza típica. “Al oír hablar de de Pátzcuaro, inmediatamente lo asociamos con las imágenes que producen los botes de los pescadores meciéndose placidamente en las aguas de su hermoso lago, cual graciosas y frágiles mariposas que escapan un cuento de hadas y en la noche ejecutan místicas danzas de amor.” “Pero Pátzcuaro también es realidad, y su gente tranquila y amable, de simple vida provinciana, vive en un ambiente donde la belleza surge espontánea con sonidos melodiosos de campanas, de armoniosos cantos de aves que se mezclan entre sus bellos 29

portales de cantera, sus soleadas placitas llenas de árboles y de pájaros, sus riachuelos cantarines, sus calles angostas y empedradas, sus rinconadas llenas de leyendas tarascas, sus suntuosas y elegantes residencias del tiempo de la colonia y sus noches de serenata y mujeres hermosas.” “Desde la entrada de Pátzcuaro se advierten sus imágenes maravillosas, su aroma que flota en el aire parece avivarse como advirtiendo al visitante que ha llegado a su sitio creado para regalo a todos los sentidos del ser humano.”

“Pátzcuaro es una evocación a la vida sencilla, sin complicaciones. Aun se puede escuchar el fino trote de los burros que temprano se dirigen al mercado cargados de mercancías, el apresurado caminar de los niños que con el bulto de libros atado a la espalda acuden a la escuela, y el de los panaderos que con prodigioso equilibrio portan sobre sus cabezas las inmensas canastas llenas de blanco y sabroso pan. Bajo su cielo azulado y terso, y un abrigo acogedor.”(asi se describe Pàtzcuaro en 1960) En comparación con el crecimiento demográfico nacional en la década de 19601970 el cambio experimentado en la población fue mayor a la tasa promedio del país que fue 3.3%, por lo que se trata de una región de crecimiento demográfico rápido. Con el progreso del país, se construyen nuevas carreteras entre 1968-1970 y se une Pátzcuaro a Uruapan por una carretera de 66 Km. Y de 62 Km. Morelia. De 1980 en adelante se inicia la pavimentación de algunas calles y empieza a desaparecer lo típico de sus calles que era el empedrado.

30

NECESIDADES DE PATZCUARO RELACIONADAS CON EL TURISMO. (Así lo describe TOUSSAINT en 1942 autor del libro Historia de Pátzcuaro) “Pocas poblaciones de nuestro país presenta el aspecto de esta ciudad, y pocas necesitan con tanta urgencia una ley que proteja ese aspecto, sobre todo en los momentos actuales en que la carretera coloca a Pátzcuaro en un lugar prominente para ser centro de turismo.”

“Es indispensable, que se promulgue la ley de protección de Pátzcuaro declarándola ciudad colonial e impidiendo que en su recinto se hagan construcciones que disuenen del estilo general de las que existen o de las que están reparadas en forma diversa de como fueron construidas. La Ley debe marcar un perímetro de protección, el cual tiene que ser bastante amplio para que la ciudad y sus alrededores queden comprendidos en ella y en la parte de fuera puedan levantarse colonias en el estilo que más convenga a sus dueños.” “A orillas del Lago de Pátzcuaro se ha hecho ya una serie de construcciones que representan, precisamente, el estilo indeseable para Pátzcuaro, es decir, que constituyen ellas precisamente el peligro para la ciudad. El estilo de la arquitectura, en lo que se refieren a las casas, es tan sencillo y se presta en tal forma en cubrir todas las necesidades, que por el menor peligro cuando un vecino reconstruya su casa o alguno edifique una nueva. Lo mal es cuando llegue un forastero de México o de Morelia que pretenda innovar haciendo una casa que para él es mejor, más suntuosa por los materiales exóticos: el cemento, el granito artificial, los “mosaicos” o los azulejos. La ley debe, pues, presentar un reglamento de construcciones en que se prescriban las formas y los materiales que deben emplearse siguiendo exactamente los que existen. Muchas puertas y ventanas de Pátzcuaro están esculpidas en cantera, pero

31

por una mala costumbre de sus dueños ésta ha sido pintada bárbaramente. Debe desaparecer dicha pintura dejando a la noble piedra lucir los relieves originales”. “El pavimento debe conservarse exactamente como existe, es decir, empedrado como ha existido desde siglos y ha demostrado su eficiencia. Esto no quiere decir que este empedrado no deba reparase y que deban dejase baches o pedazos que carecen de pavimento y que se conviertan en lodazales en tiempo de lluvias.- El empedrado debe ser uniforme, mientras mas fino mejor, sin llegar al exceso que es deleznable, dando el declive necesario para la corriente, y si se llega a ser un drenaje, cosa que de ninguna manera es mala, el empedrado debe repararse después, hecho en la mejor calidad posible. Para el transito de automóviles el empedrado en un recinto relativamente corto como es el de Patzcuaro, no es perjudicial; lo que no debe haber nunca es pavimento con asfalto, pues a mas de quitar a la ciudad su aspecto típico, es impropio, como puede verse en Uruapan, en que el calor reblandece en tal forma que muchas veces al atravesar la calle siente uno que se queda pegado en el pavimento. Aunque Pátzcuaro no alcance nunca la temperatura de Uruapan, es innecesario recurrir al asfalto, y en las calles inclinadas es preferible el empedrado, así como lo eran las losas para las carreteras, que desgraciadamente han sido ya sustituidas por cemento, quitando así el aspecto típico que presentaban las primeras y haciendo esas calles inclinadas verdaderos trampolines o resbaladeros.”

“Los vecinos de Pátzcuaro deben convencerse de que estas disposiciones para conservar la ciudad son en beneficio de ellos mismos y de su propia ciudad, porque si desaparece ese aspecto típico que en la actualidad la hace única, habrá desaparecido parte del espíritu de sus habitantes y de sus antepasados. Los monumentos de Pátzcuaro no son monumentos artísticos de primer orden que por si solos ameriten la visita a esta ciudad: es el conjunto, el carácter, la supervivencia del espíritu colonial íntegro en casas, calles, plazas 32

y templos lo que le da su atractivo; si algo de ello es modificado, la ciudad va perdiendo poco a poco su personalidad inconfundible para convertirse en un sitio cualquiera, y por eso llega a acontecer, llegará el día en que iremos al lago de Pátzcuaro a disfrutar de su belleza incomparable, pero no creeremos necesario subir a la población porque ha perdido su carácter y nuestro espíritu se afligiría al ver que los pocos habitantes han destruido una joya, demostrando así que eran indignos de poseerla. También el deterioro del lago por el crecimiento de la población es otro de los problemas que la Ciudad presenta actualmente.” Como ustedes peden observar, Pátzcuaro ha cambiado y mucho, en base a esta descripción y uno de los objetivos de esta compilación es que nuestros lectores sientan y quieran nuestro Pátzcuaro por lo que describe este autor que gozo de la belleza de nuestro mágico Pátzcuaro y su lago. En el periodo de gobierno del Ingeniero Cuauhtemoc Cárdenas, se impulsó la cultura y Pátzcuaro, se rescató el excolegio Jesuita, edificio que se restauró y se le dio uso como casa de la Cultura que hoy se desarrolla como su nombre lo dice, exposiciones permanentes y actividades culturales donde tu puedes visitar. Con el apoyo del gobierno federal, estatal y municipal, Pátzcuaro, se ha convertido a través de los años en un centro turístico, la historia sus tradiciones y cultura lo han llevado a ser considerada como un “Pueblo Mágico. Desde el año 2002 Pátzcuaro ingresó al programa de “Pueblo Mágicos”, desarrollado por la secretaría de Turismo, en colaboración con diversas instancias gubernamentales; gobiernos estatales y municipales. Es un reconocimiento a quienes habitan hermosos lugares que han sabido guardar para todos, la riqueza cultural e histórica que encierran. Los criterios para esta designación son los siguientes: *Que el lugar sea núcleo urbano con fuerte tradición histórica. *Que este ubicada en zona cercana a sitios turísticos o bien, de grandes ciudades. *Que cuente con acceso carreteros suficientes y de calidad aceptable. *Que exista la voluntad, tanto de la sociedad, como de las instituciones gubernamentales para ser nombrado Pueblo Mágico, por su tradición histórica para el disfrute de sus habitantes, del turismo nacional y del extranjero. En esta pequeña síntesis nos damos cuenta de su magia y que por las características que reúne entra en este programa que se crea por turismo federal con el fin de dar a conocer las ciudades coloniales de nuestro país para promover el turismo nacional e internacional con la participación del gobierno federal, estatal y municipal. Programas de apoyos para la conservación y rescate de nuestro patrimonio cultural, de acuerdo a proyectos presentados por el Programa de Pueblos Mágicos.

33

TRAZA DE LA CIUDAD

El trazo de la ciudad de Pátzcuaro es como el trazo de las ciudades coloniales es un trazo regular con calles paralelas que van de norte a sur y otras perpendiculares de oriente a poniente cruzan este trazo las dos diagonales que forman el camino real que va de Morelia a Uruapan y que pudiera decirse sale de la plaza para Zacapu, se dice que esta traza fue echo antes de las Ordenanzas de Felipe II, es decir antes de 1973 por tal motivo es diferente a las otras ciudades coloniales. Las ciudades se trazaban de acuerdo a las Ordenanzas. El centro de la ciudad es la gran plaza de medidas tan grandes que propiamente era una plaza de armas, la ciudad no presenta un aspecto completamente plano, hacia el oriente que daba el llamado Barrio fuerte, que en la actualidad es donde se encuentra la Basílica, el Colegio de San Nicolás (museo regional) y el ex Colegio Jesuita, en este barrio las calles siguen las ondulaciones del terreno, el barrio de San Francisco, que es, hasta la subida del calvario y la calle del estribo, este camino conducía a Uruapan. En la traza de la ciudad de Pátzcuaro la división de las manzanas no es regular por el terreno que no lo permite y las Iglesias que se encuentran cerrando las calles como la del Santuario por una parte y la de la Basílica por otra recuerdan esa vieja costumbre de los franciscanos que gustaban de cerrar las calles de las poblaciones con Iglesias que pertenecían a los barrios.

34

Antiguamente las ciudades se trazaban de acuerdo a las Ordenanzas de Felipe II las cuales pedían que los ángulos de la plaza principal coincidieran con los puntos cardinales con lo que se evitaba que hubiese calles que sus aceras que ven al norte no reciban los rayos solares necesarios por eso criticaban que Pátzcuaro no hubiera sido construido con esta traza. En 1945 Pátzcuaro se unía con la capital de la republica por la vieja carretera de México a Guadalajara por medio de una desviación que partía de la población de Quiroga hacia Pátzcuaro y por el ferrocarril. En este se nos describe a Pátzcuaro como una población de clima realmente frío y húmedo pero saludable “pues no presenta variaciones bruscas en el mismo día” (actualmente ha cambiado el clima).

35

LAS PLAZAS DE PATZCUARO “Las plazas de Pátzcuaro, guardan un encanto especial conservado a través de los tiempos. Su belleza y carácter hace de ellos verdaderos lugares de esparcimiento.”(Así se describen en 1945 por el escritor Toussaint).

Plaza Vasco de Quiroga en 1971

Plaza Vasco de Quiroga (estado actual)

36

Es muy interesante la plaza principal (160x130 m) por sus edificios. Casi en su totalidad está rodeada de portales entre los que destaca el llamado “Portal Chaparro” es muy característico. El conjunto presenta un aspecto tranquilo y señorial. En ella se encuentra el Palacio Municipal y muchos edificios principales. Las medidas tan grandes de esta plaza indican que fue hecha así para servir de campo a los juegos deportivos que se realizaban en la época colonial, que eran verdaderos torneos. El principal se llamaba “correr cañas”. Consistía, como su nombre lo indica, en guerreros cubiertos con su armadura completa que imitaban batallas, pero que en vez de lanzas llevan cañas; otro ejercicio era el de los “encamisados”, llamado así porque los que tomaban parte en él iban cubiertos con amplías camisas blancas; otro era el de “la sortija”, en el que los caballeros, armados de punta en blanco, trataban de ensartar en sus lanzas, al galope tendido de sus corceles, una sortija colgada en el centro de la plaza. Debe observarse algo que no es frecuente y que casi puede decirse sólo aparece en Pátzcuaro: no hay ningún templo alrededor de ésta plaza; son todas viviendas particulares y edificios públicos., y el motivo de que no se construyera ninguna Iglesia , se debe a que los españoles decidieron que la plaza se utilizara como campo de juegos deportivos para esparcimiento de los españoles como se describe.

La segunda plaza en importancia es la llamada de San Agustín, (ahora “Gertrudis Bocanegra) por que en su lado norte se encuentra la iglesia y el exconvento de esa orden (Descripción 1933). En el centro de la plazuela de San Agustín se hallaba anteriormente una pila que hizo construir el Sr. Capitán de Caballería y Prefecto del Distrito Don Eduardo Gil Villamil inaugurándola el día 5 de mayo del año 1876. Antes de esa fecha, en el sitio que hoy ocupa esta plazuela había un cerrito o peñasco, como los hay en otros puntos de la ciudad. El Sr. Gil Villamil se propuso limpiar el lugar para hacer una plaza y trabajando tesoneramente y con la ayuda de los vecinos desalojó las piedras y allanó el terreno, construyó la fuente y la banqueta pavimentándola con ladrillo, pero no alcanzó a hacer más de dos lados, porque el Gobierno del Estado

37

requirió sus servicios en otro lugar. No fue esta la única mejora que emprendió el señor Gil Villamil, pues las lunetas y el antiguo alumbrado de aguarrás de la Plaza Mayor se deben a su iniciativa y a su entusiasmo. La plazuela ha venido siendo objeto de constantes mejoras para embellecerla. En el año de 1938 se quitó de su sitio la pila construida por el Sr. Capitán Gil Villamil y se levantó en su lugar un monumento a la heroína Doña Gertrudis Bocanegra de Lazo de la Vega. La fuente antigua se colocó al sur del monumento y para que hiciera juego con ella se hizo la otra fuente gemela que se halla al norte de la estatua.

Actualmente esta plaza lleva el nombre de la heroína patzcuarense cuya estatua se levanta en el centro y que se mencionó en líneas anteriores. “La plaza de la parroquia, contigua a la Basílica, es un sitio amable, sombreado por los frondosos árboles que la circundan.” (Así se describe en. 1933) actualmente esta plaza ha sido invadida por comerciantes pero por las noches puede admirar su belleza.

38

Es de notarse el atractivo que tiene la plaza de San Francisco, que en un tiempo llevo el nombre de plaza de la Revolución, en ella existen los portales de Arteaga y Salazar. Otras pequeñas plazas como la del Volador, la que se encuentra en el cruce de las calles del rastro y Tenería, (hoy plazuela de Obregón) la del Santuario de Guadalupe (ahora cancha de básquet bol donde los viernes se realiza el trueque entre los comerciantes de las diferentes comunidades que acuden al día de mercado) y la de San Juan de Dios, (hoy desaparecida) son dignas de mencionarse. NOMENCLATURA. (NOMBRE DE LAS CALLES) Es muy interesante que se conozca el porque el nombre de las calles y ademas de nombres curiosos que acostumbraban poner los vecinos olvidando el nombre oficial: “Las calles conservan sus nombres antiguos, es decir, los impuestos por la costumbre o las circunstancias particulares y los del siglo XIX que se refieren a los hijos notables de la ciudad y a héroes nacionales”. “Existen calles con pintorescos nombres del “Conejo”, las antiguas del “Ratón”, hoy Nogal, de los “Nogales”, etc. Y la calle Nacional recientemente se le cambio el nombre a Benigno Serrato” “Los portales de la ciudad tienen nombres de héroes nacionales. De las plazas, sólo la antigua de San Francisco ha cambio de nombre por plaza de la Revolución, sin embargo aun conserva el de San Francisco. Se conoce por el Barrio Fuerte a la parte de la ciudad, a espalda de la hoy Basílica”. (Esta descripción de las calles fue escrita en 1933 por el escritor Toussaint).

39

EDIFICIOS Y MONUMENTOS. ARQUITECTURA RELIGIOSA

LA BASÍLICA, como ya se dijo fue dedicada como tercera Catedral de la Diócesis en 1565. Sirvió primero de Catedral, de 1565 a 1580, fecha en la que la Mitra fue trasladada a Valladolid; desde entonces fue parroquia de la ciudad; en 1908 se le dio el nombramiento de Colegiata, y por fin, en 1924 elevada a la categoría de Basílica. Se sabe que las cenizas de doña Josefa Pavón, madre de don José María Morelos, descansan del lado del Evangelio. La imagen de Nuestra Señora de la Salud, había permanecido durante 150 años en el Real Hospital de Santa Marta; 191 años en el templo de las monjas (hoy Sagrario y Antiguo Santuario) y desde 1908 se encuentra en la actual Basílica donde su fiesta es celebrada el día 8 de diciembre. LA PARROQUIA (Actualmente el sagrario).

La actual parroquia y antiguo Santuario de Nuestra Señora de la Salud se comenzó a construir en 1693 por el Sr. Cura Juan Meléndez Carreño, y dedicada por su sucesor el señor José Antonio Eugenio Ponce de León el 8 de diciembre de 1717 a Nuestra Señora de

40

la Salud la cual había permanecido ahí 191 años, hasta que se le cambio a su sitio actual, la iglesia cambio su nombre por el de “El Sagrario”. El Señor Ponce de León, pidió licencia para fundar un convento de religiosas Catarinas, contiguo al Santuario en 1748, costeado por el doctor Pedro Antonio de Ibarra. Por esta razón el templo y convento anexo era llamado de “Las Monjas”. Conserva el retablo original de la capilla del Rosario (hoy bautisterio) y el Camarín de la Virgen de la Soledad con algunas pinturas en su interior. LA COMPAÑÍA. Cuando el señor Quiroga se encontraba en España arreglando asuntos que incumbían a su diócesis conoció a San Ignacio de Loyola así como a los primeros miembros de la Compañía de Jesús. Fue El señor Quiroga quien tuvo la idea de traer a la Nueva España a los jesuitas y en efecto, a su regreso, trajo consigo a cuatro personas de la Orden. Años después de la muerte del señor Quiroga, el P. Provincial Pedro Sánchez vino a esta ciudad en 1576.

La compañía

Se escogió el sitio para fundar el Colegio, el que había ocupado el Templo mayor de los purépechas y casa de Don Vasco y se inicia la construcción como se ve en la actualidad y que por lo general son los Colegios de la Compañía, de aspecto severo y resistente, tiene Iglesia al lado, la cual fue edificada por el Señor Quiroga para Iglesia Catedral provisional, en 1540. Al efectuarse en 1773 la expulsión de los jesuitas, siguió el edificio fungiendo como escuela primaria, hasta el año de 1854 en que se hicieron cargo de él los padres paulinos. En 1858 lo clausuró el gobierno del Estado y se restableció con carácter de Seminario auxiliar del Tridentino de Michoacán. Vuelto a clausurar en 1912 fue destinado a escuela primaria particular. Mas tarde sirvió de cuartel hasta el año de 1930 después fue ocupado por la escuela oficial del Estado (Escuela Vasco de Quiroga) y ahora casa de Cultura. IGLESIA Y CONVENTO DE SAN FRANCISCO. El fundador del convento franciscano en Pátzcuaro fue Fr. Martín de la Coruña, conocido también como Fray Martín de Jesús. El convento y templo fueron abiertos en 1545, además los franciscanos contaban con su propio Hospital. El templo del hospitalito fue el mas antiguo construido por los

41

indígenas bajo la dirección de los Padres Franciscanos, el hospital de los franciscanos alcanzó el honor de recibir un nombramiento especial que a solicitud del Rey Carlos III de España, el Papa Clemente XIV de fecha 12 de diciembre de 1772 ordenó a todos los obispos de los dominios españoles que señalaran únicamente o dos iglesias en cada ciudad que gozaran del PRIVILEGIO DE INMUNIDAD ECLESIASTICA O SAGRADO ASILO, recibiendo el 12 de noviembre de 1774, el privilegio la Iglesia y Cementerio del Hospital de San Francisco, como podemos darnos cuenta esta Iglesia y la acapilla del hospitalito, son importantes en la Historia de Pátzcuaro.

SAN AGUSTIN. La construcción de este templo, edificio ocupado actualmente por la Biblioteca Pública Gertrudis Bocanegra, se debe a la solicitud de los RR. PP. Fray Alonso de la Veracruz, Fundador y Rector de la Universidad de Tiripetio, y Fray francisco de Villafuerte. Se abrió al culto el año de 1571.

42

Antiguamente su interior representaba un aspecto distinto al actual, pues sus muros se hallaban cubiertos por primorosos retablos dorados, los cuales subían mas allá de la bóveda que quedó inconclusa y que al fin se substituyó con un artesonado de madera. Estos retablos, que eran primorosos, fueron destruidos el año de 1892 y después de rasparles el oro que los cubría fueron vendidos como madera vieja e inservible a los tejeros, sin que importara para su conservación ni el oro de que estaban revestidos, ni su arte ni su antigüedad. Posteriormente fue decorado dos veces, la última fue el año de 1912 antes de que se le hicieran las modificaciones para el uso que actualmente tiene.

Entre las imágenes que se veneraban en este templo se encontraba una de Jesús Nazareno que recibe el nombre de El Señor de Taretan, y se cuenta, según una conseja en esta ciudad, que fue construida para la Parroquia de Taretan y procedente de la ciudad de Morelia en fuerte empacadura con dirección a su destino sobre el lomo de una mula, al pasar por esta plaza de San Agustín el animal se internó en la portería del Convento de los Agustinos de donde no fue posible sacarlo a pesar de los esfuerzos que hicieron y de maña que se dieron los conductores de la recua, y el pobre bruto hubiera sido víctima de los arrieros para hacerlo salir de aquella casa, si no hubiera sido por el prior del convento que informado de lo que pasaba, ordenó que se descargara al animal, y habiéndolo hecho los arrieros, entonces, sin violencias ni forcejos, salió rápidamente de la casa conventual. Al día siguiente se cargó de nuevo la mula pues había necesidad de proseguir la ruta, mas el resultado fue el mismo que el día anterior, provocando gran escándalo, pues la terquedad de la mula para no proseguir la ruta había enfurecido a los arrieros y por ello se había aglomerado un gran número de curiosos en la portería del convento, de donde salían palabras muy expresivas y mal sonantes que denotaban el estado de ánimo de los arrieros, que se expresaban de manera que no cuadraba con el lugar donde se encontraban. Todo esto provocó la curiosidad de los monjes, quienes preguntaron al conductor de la recua cual era el contenido de aquella caja que tanto trabajo estaba costando, y éste les informó que era una imagen de Jesús Nazareno que iba con destino a la parroquia de Taretan, y como los

43

fieles quisieran conocer la imagen para convencerse de la realidad, se descargó la mula y entonces se le vio salir del convento con gran rapidez como el día anterior. El prior del convento, en vista de lo acontecido declaró que era voluntad de Jesús Nazareno quedarse entre la comunidad de agustinos de esta ciudad; y después de disponer que se pagara el importe de la imagen, la hizo colocar en uno de los altares del templo. El pueblo pronto empezó a acudir ante aquella imagen para solicitar los favores de aquel a quien representa y para distinguirla de otras imágenes de Jesús Nazareno que existen en otros templos de la ciudad, le llamó “El señor de Taretan”. Hoy se venera en el Templo de San Juan de Dios. El templo de los Agustinos quedó sin rector en el año de 1927 a causa de las leyes que en materia de cultos expidió el gobierno del general Plutarco Elías Calles. Entonces una junta de vecinos se hizo cargo de él para cuidar de su conservación y para realizar los actos religiosos que les eran permitidos en aquella mala época, y cuando las condiciones creadas por aquellas leyes fueron menos rígidas, entonces se encargó del templo a el menorista retirado Don José Rivera Silva, quien con mucha penuria y mayores estrecheces, sostuvo el culto hasta que se vio obligado a desocuparlo en virtud del decreto presidencial del 16 de marzo del año de 1936 que expropio el templo. Otro decreto expedido el 23 de octubre del mismo año, destinó el local para biblioteca pública, ejecutándose en seguida las obras necesarias para acondicionarlo para el objeto. Se tiró el altar, se deshizo el presbiterio que era alto, amplio y docente, desapareció la sacristía, que guardaba los restos del V.P.D. Francisco de Villafuerte, cofundador del convento y lo que fuera el sobrio templo de los agustinos se convirtió, con gran sentimiento de los católicos, en un gran salón completamente impropio para biblioteca. Sólo en el campanario quedaron las campanas que enmudecieron, esperando la hora en que sus lenguas de bronce puedan nuevamente convocar a la oración y al recogimiento, como lo hicieron por espacio de tres siglos. Finalmente el decreto presidencial del 11 de marzo de 1940 declaró monumento nacional al edificio.

En el muro del fondo se halla pintado un gran mural de Juan O`Gorman, que representa varias escenas de la historia de Michoacán, pintado en 1941-1942.

44

Mural de Juan O`Gorman: La historia de Michoacán.

El mural mide 29 m. de alto por 12.70 m de ancho y nos narra la historia de Michoacán, en especial, la región del lago de Pátzcuaro, en diferentes épocas; prehispánica, conquista, la colonia, independencia y revolución mexicana. En un principio narra la creación de la tierra por los dioses Purépechas y guerrillas contra otras tribus, ofrenda a los dioses y trazo de las ciudades prehispánicas. La segunda parte narra el arribo de Nuño de Guzmán quien llega a conquistar el pueblo purépecha y la princesa Eréndira que lucha en contra de los españoles, los primeros franciscanos que logran evangelizar a los indígenas y Don Vaco de Quiroga primer Obispo de Michoacán; la época de la independencia nos muestra a personajes como a don José María Morelos y Doña Gertrudis Bocanegra “la heroína de Pátzcuaro” y finalmente la participación de los michoacanos en la revolución. Juan O’Gorman nos cuenta su vida: “Soy Juan O’Gorman nací en la ciudad de México en 1905. En mi niñez viví en Guanajuato pero cuando cumplí siete años, mi familia y yo nos fuimos a vivir a la ciudad de México.

45

Estudié arquitectura en la Universidad Nacional de México, pero desde que era estudiante ya me gustaba mucho pintar. Tal vez porque mis padres me enseñaron amar y apreciar el arte y la cultura.

Yo traje a México la arquitectura funcionalista, con la cual buscaba construir casas, hospitales y escuelas. Con poco dinero, para ayudar a los mexicanos mas necesitados. También pertenecí a la segunda generación de muralistas. En los murales busque acercarme a la gente con imágenes fácilmente reconocibles; pensé que así entenderían mejor lo que quería expresar y aprenderían de la historia de México. Mi gran amigo Diego Rivera me contagio de su entusiasmo por la obra de los muralistas, y por eso yo también me inicie en la pintura mural. El muralismo ha sido muy importante en México. ¿Sabes que es? Es la creación de enormes pinturas hechas en los muros de edificios principalmente públicos. Y eran pintados así porque los muralistas deseaban que la mayoría de la población disfrutara del arte y la cultura. En mis murales utilice una técnica llamada al fresco. Se llama así porque pintaba sobre una capa húmeda la cual se pone sobre la pared. Para hacer mis murales, primero hacia un dibujo a lápiz de lo que quería pintar en la pared y luego lo volvía a trazar en grandes cartones o pedazos de papel.” TEATRO EMPERADOR CALTZONTZIN.-En lo que se refiere a la parte del convento, fue reedificado casi del todo pues se hallaba completamente en ruinas, por el M.R.P. Don Joseph de Ortega, Provincial de Michoacán y Nueva Galicia, en el año de 1782. A principio del presente siglo fue fraccionada la huerta y demolida parte del edificio; esto último se hizo porque se intentó construir allí la cárcel pública. De esta demolición escapó la parte del convento que quedaba pegada al templo, algunas habitaciones y la sencilla y hermosa fachada de la portería. En lo que quedó del antiguo convento vivieron los padres encargados del templo, hasta el año 1927 en que el último padre Prior fue llevado a la ciudad de México en virtud de la orden de concentración de los sacerdotes dictada por el Gobierno del General Calles.

46

Teatro emperador Caltzonci y Biblioteca Pública Gertrudis Bocanegra

En el año de 1929 se instalo allí (en el convento) la oficina federal de Hacienda, destinándose el resto para casa de vecindad y, finalmente, en el mes de enero de 1936 se echo abajo cuanto quedaba del convento para levantar en su sitio el teatro que allí se ve, en cuya fachada se utilizaron los arcos de los corredores del convento que habían quedado de la primera demolición. El día 14 del mes de abril del año de 1940, el Sr. Presidente de la República, General Don Lázaro Cárdenas inauguró en ese teatro el Primer Congreso Indigenista Interamericano al que concurrieron delegaciones de todos los países de América. Este edificio en la parte alta del teatro cuenta con 3 pinturas al fresco realizadas por el pintor Barcenas, una describe el quehacer artesanal de la región, otra el encuentro de Tangaxoan con Cristóbal de Olid y la expropiación del petróleo de la misma manera cuenta con los murales en el interior de la sala del cine. SANTUARIO DE GUADALUPE. El proyecto de este santuario es construido por el arquitecto Tresguerras. Construido a principios del siglo XIX por don Feliciano Ramos, antiguo esclavo de una familia española que recobró su libertad en estas tierras, dedicándose a la arriería con lo que logró reunir una gran fortuna y construir este templo en honor a la virgen de Guadalupe.

47

HOSPITAL DE SAN JUAN DE DIOS. Los religiosos de la orden de San Juan de Dios fundaron su convento, Iglesia y Hospital en Pátzcuaro en 1672. A mediados del siglo XVIII. Don Pedro de Ibarra dejo una fuerte cantidad de dinero y varias fincas para el mantenimiento del hospital. El bachiller Manuel Leyva hizo reparar el templo con su propio dinero en 1841.

“Hoy están allí los agustinos desde que su templo fue retirado del culto para convertirlo en biblioteca pública. Precisamente un padre agustino le hizo reformas al templo que le quitaron su disposición primitiva” (Información descrita de 1945). Se dice que el convento-hospital en el siglo XVIII se componía de dos salas de enfermería, una alacena despensa, una cocina, una sala de depósito de los difuntos, una celda prioral en los altos, un archivo y celdas de religiosos. La enfermería de hombres era bastante amplia en los bajos donde había 10 camas, surtidas de ropa y un cuadro de Ntra. Sra. de los Dolores. Por decreto el hospital el 29 de mayo de 1860, dejo de ser atendido por los Juaninos y paso a ser hospital civil. En la foto se puede observar la fuente que con el transcurso del tiempo fue cambiada a otro lugar. EL CALVARIO. Esta Iglesia es la que se encuentra en el camino que lleva al estribo, fue construido por Fr. Marcos Ramírez del Prado Obispo de Michoacán. En los autos que se refieren a los movimientos milagrosos del SEÑOR DE LA TERCERA ORDEN, se habla de una capilla que estaba cercana a la de esta santa imagen y se dice allí que en ella se encontraba la Santa Cruz Milagrosa, “que durante algunos años estuvo temblando, en el año de 1654 el virrey don Francisco Fernández de la Cueva, Duque Albuquerque y Marques de Cuellar y de Cadereyta en orden del 5 de agosto de dicho año autorizaba al Sr. Obispo de Michoacán para levantar una capilla “ donde se coloque con decencia la Santa Cruz que ha tiempos hace milagrosos movimientos y en virtud de tal licencia el Ilmo. Fr. Marcos Ramírez del Prado levantó esta capilla el año de 1666, según la

48

inscripción que se halla en la fachada, aprovechando los materiales de la yácata destruida.” Según cuenta una antigua tradición, se edificó en el mismo sitio donde existió la yácata o sepulcro de Tariácuri (descripción realizada por Salas León). En la parte posterior de esta capilla se encuentra el lugar conocido por “El Eco” en el primer tercio del siglo XIX. Se le hicieron varios arreglos y mejoras. El interior de la Iglesia cuenta con las siguientes imágenes: una escultura de Jesucristo, cuatro profetas, la santísima Trinidad y el Señor del Desmayo “Por estos lugares hallaremos una larga luneta de piedra desde donde se admira un paisaje encantador y que el alma se extasía en contemplar, pues la vista abarca una gran porción de nuestro lago bello y cristalino, de cuyas aguas surgen como búcaros cinco islas. Y algunos islotes habitados por indígenas de la raza purépecha que aún conservan su idioma, sus costumbres y observan algunas prácticas de su antigua religión. Las mujeres no abandonan sus trajes ancestrales que lucen con especial gusto en las fiestas donde siempre suena la típica chirimía. Desde lugar y desde el paseo del Estribo que se halla en la parte alta del cerro de la arena o del Calvario, mírense las riberas del lago que encierra tantos encantos, y leyendas, bordados por multitud de pueblecillos más o menos civilizados, pero todos con marcada tendencia a progresar.” “El paseo del Estribo es un hermoso sitio para admirar el paisaje y fue elegido con todo tino el Sr. Gral. Lazaron Cárdenas para construir un mirador y una explanada que indudablemente hacen más placentero aquel paseo. De allí arranca una escalera que hizo construir el mismo Sr. Gral. la cual lleva al Cráter del volcán.” (Así describe este lugar el Prof. Manuel Salas León en 1941) CAPILLA DEL SANTO CRISTO DEL HUMILLADERO.

Sobre el camino de Morelia a Pátzcuaro, que entra por el noroeste de la Ciudad, se encuentra en la pequeña capilla del Santo Cristo del Humilladero, en cuyo interior existe una imagen de piedra que data del tiempo del señor Quiroga. En este lugar hicieron las paces los últimos purépechas ) que se defendieron de los conquistadores españoles. 49

En este sitio se levantó un crucifijo en un pedestal formando lo que se conoce en España con el nombre de “Humilladero”, es decir, en algún sitio publico. Todavía existe una cruz de piedra con la imagen de Cristo y en el pedestal se ven inscripciones y grabados de mucho interés, pues lleva la fecha de 1553, sin duda la más antigua de Pátzcuaro, en otras de su caras aparece el escudo de la ciudad y en otra un bello relieve renacentista. Anexo al templo se encuentra el cementerio llamado del Cristo, y en él, en la sala “del descanso”, existen dos cuadros interesantes que representan un “Bautizo de Cristo” y una “Anunciación a Santa Ana y San Joaquín con la Concepción. No están firmados. CONVENTO DE LAS DOMINICAS. Hoy casa de los 11 patios. Este convento construido detrás de la parroquia del sagrario por Doña Josefa de Nuestra Señora de la Salud y Gallegos, llamada la “Beatita de Pátzcuaro” y por Don Pedro Antonio de Ibarra y Doña Manuela de Izaguirre y Soria en 1742 el convento fue ocupado por monjas dominicas que vinieron de Valladolid el 14 de octubre de 1747, el convento desapareció con las leyes de reforma y actualmente es la casa de los 11 patios donde trabajan artesanos y ofrecen sus productos.

Convento de las dominicas (casa de los 11 patios)

50

LAS CRUCES. Existen otras dos pequeñas capillas, la de La Cruz Verde, en el camino de la estación y la llamada Cruz de los Coyotes, en el callejón de Tejerías.

COLEGIO DE SAN NICOLÁS. Fue fundado por Don Vasco de Quiroga en 1540 y le dio la devoción en honra al patrono de su villa natal, Madrigal de las Altas Torres, que era San Nicolás Obispo.

La idea de don Vasco al establecer este colegio fue la de crear un centro de educación para sacerdotes españoles, que hacían mucha falta no sólo en su obispado sino en toda la Nueva España. Es este el Colegio más antiguo que existe en America, cuando la sede episcopal fue pasada a Valladolid el colegio se traslado con sus privilegios a la nueva ciudad. Esta institución dio origen a la actual Universidad de San Nicolás de Hidalgo. Se ha conservado, el nombre original que le dio su fundador y se le ha agregado el nombre del Padre de la Independencia, que como es bien sabido estudió y profesó en ese instituto. 51

El edificio que ocupó el Colegio de San Nicolás, es de un solo piso, de construcción sumamente humilde, techado de teja y su portada que se eleva precisamente en la esquina, conserva la espadaña, sin campanas, y dos hornacinas, sin sus imágenes. En ella se ha colocado una placa con inscripción conmemorativa del señor Quiroga y de la fundación del Colegio. El edificio se ha convertido actualmente en museo de artes populares. En la calle de Alcantarillas y contiguas al colegio pueden verse las ruinas de lo que fue el Palacio Episcopal del señor Quiroga, que dan idea de la humildad de la construcción. Subsisten así mismo en la calle de Lerín, las ruinas del hospital de Santa Martha, fundado por el Señor Quiroga para los indios.

52

CASAS DE PATZCUARO Como ya hemos visto, en Pátzcuaro se establecieron las familias españolas que el señor Quiroga trajo al reconstruir la ciudad, además de que en épocas posteriores otras se avecindaron en ella, por las posibilidades comerciales de la región.

Algo muy interesante de observar que es la única Ciudad donde no existe una Iglesia en su plaza principal, esto fue debido a que cuando se hace la traza de la Ciudad se decide que sean las casas de los nobles y las casas consistoriales las que se construyan y queden en la plaza y la plaza se utilice como un lugar de diversión para los españoles para practicar las justas medievales. (Se hablo en la traza de la ciudad del uso de la plaza) En la plaza principal se encuentran algunos de los mejores edificios de la arquitectura civil, que pertenecieron a los nobles pobladores de Pátzcuaro. El Palacio Municipal, situado al lado poniente de la plaza, ocupa las antiguas “casas Consistoriales” (lugar donde habitaban las autoridades del rey), y contiguas a él se hallan situadas las residencias de los Marqueses de Villa Hermosa de Alfaro y Ortega en la fachada de la casa se ven los escudos en relieve recibidos del rey. y se dice también que fue la casa donde vivió Gertrudis Bocanegra y donde realizaba las famosas tertulias. Hacia el lado norte, se encuentra la casa que según la tradición fue el palacio de Don Antonio Huitzimengari y Mendoza y Caltzontzin, hijo del último soberano de los Purépechas y ahijado del primer Virrey de Nueva España, don Antonio de Mendoza quien le dio su nombre al ser bautizado Huitzimengari.

53

Palacio de Huitzimengari

Sobre el oriente se halla situada la mansión de los Condes de Menocal, (hoy de la Familia Guizar) uno de los edificios mas importantes, cuyo interior tiene mucho interés, no solo por lo hermoso de su arquitectura sino por la extraordinaria figura de un guerrero, tallada en madera, de tamaño bastante mayor que el natural y además, policromada. La figura se encuentra formando cuerpo con dos de las columnas que sostienen los arcos del corredor de la planta alta. No se ha podido explicar satisfactoriamente la existencia de una figura de esta naturaleza en el interior del edificio; pero de todos modos es muy interesante en sí y le da un carácter tan excepcional que le ha valido el nombre de “la casa del Gigante”.

Casa del gigante También muy particular es el “Portal Chaparro” que pertenece a la casa contigua a la anterior. Igualmente son interesantes, la casa que forma esquina en el ángulo suroeste de la Plaza Principal y la calle de Ponce de León; que se encuentra frente al Hospital de San Juan de Dios y la de la Real Aduana en la calle de Ponce de León.

54

Casi todas las casas mencionadas son de arquitectura sobria, por lo general techadas con teja, forman patios con elegantes columnas, arcadas y fuentes, portales en el piso de abajo. En las de un piso, como la Real Aduana, las puertas y las ventanas tiene marcos de piedra de un barroco de buen gusto. Sus techos son de dos aguas y cubiertos de teja.

Casa de los escudos En la calle se admira una ventana cuyo marco de piedra labrada, está rematado con el escudo de armas de la ciudad.

55

LAS FUENTES DE PATZCUARO.
Existen en Pátzcuaro algunas fuentes tradicionales entre las que se encuentran las siguientes: la de Don Vasco, la del Torito, la de los Guajes, y la de San Miguel. Cada fuente tiene su leyenda. FUENTE DE DON VASCO. La más importante de las fuentes de Pátzcuaro se encuentra en la calle que separa el Colegio de San Nicolás y la Compañía, la leyenda dice; que Pátzcuaro no tenia agua y se empezaron a quejar los vecinos que habían sido trasladados de Tzintzuntzan a esta ciudad por falta de agua, Don Vasco hundió su báculo en esta parte repetidas veces en una peña de la cual brotó un abundante manantial, se dice que este manantial se encuentra aun bajo una pequeña bóveda que puede verse en la calle de las “Alcantarillas”, en esta parte se eleva un monumento que en su parte alta se encuentra una imagen de la Virgen de Nuestra Señora de la Salud.

Fuente de Don Vasco

FUENTE DEL TORO Esta fuente se encuentra en uno de los ángulos de la plaza de San Agustín (hoy plaza Gertrudis Bocanegra). Se compone de dos partes; una que sirve para que los vecinos tomen el agua necesaria, y otra más baja, que servia para abrevadero de las bestias.

56

Fuente del toro

La leyenda cuenta que un jinete que venia corriendo por la calle de Iturbide, se estrelló al llegar a la esquina porque se había atravesado un Toro y en memoria de este hecho se le llamó del toro, muestra una cabeza de toro y no se sabe si es la original o fue renovada, se le puede leer la fecha de 1837. FUENTE DE LOS GUAJES Se encuentra en la calle que va de San Francisco para el Calvario y esta fuente se caracterizaba por tantas señoras que acudían a llevar el vital líquido, hacia sus hogares, esta fuente se compone de tres partes; un remate en forma de cupulín, una pila para llevar el agua y un abrevadero para los animales.

Pila de los Guajes

57

FUENTE DE SAN MIGUEL

Pila de San Miguel

Se encuentra al final de la calle de Navarrete, una hermosa leyenda nos da la causa de su nombre: “dícese que las mujeres que acudían constantemente a esta fuente eran víctimas de las maldades que les hacia el demonio y que, entonces, Don Vasco, para librarlas para siempre de las asechanzas del demonio, hizo pintar en un nicho que se encuentra arriba de la estructura, la imagen del Arcángel San Miguel”. Desde ese momento cesaron las picardías de que el maligno hacia víctimas a las inocentes mujeres.

Pila de la Cruz Verde Otras fuentes que se encontraban en Pátzcuaro pero que en la actualidad ya no existen son las siguientes: la de la antigua Casa de Ejercicios convertida hoy en cuartel, la de San Juan de Dios, que a mediados del siglo XIX (1867) fue construido por un 58

distinguido patzcuarense, notable maestro y compositor de música, Don Benito Romero, vecino del barrio de San Juan de Dios, hombre emprendedor y dinámico, viendo cuanto padecían sus convecinos por la escasez de agua se propuso construir una fuente que viniera a remediar la gran necesidad que hacía sentir en la barriada; que posteriormente fue trasladada a la esquina que forma el mesón del “Retoño”, otra desaparecida es la fuente situada en la calle llamada de las siete esquinas. De las fuentes que existieron en tiempos antiguos fue la fuente que adornaba la plaza mayor y una de las más notables que habían existido en México, fue destruida a principio del siglo XIX (escrito en 1936).

LOS MESONES. Por fortuna para el curioso viajero aun existen mesones, que sirven de descanso para todo aquel que visita la ciudad, estas fueron construidas debido a la necesidad de los arrieros que transportaban sus mercancías para su comercio, los caules habìan recorrido un camino muy lago, por lo cual, tenían que descansar junto con las bestias que utilizaban como medio de transporte y de esta manera, una vez, descansados continuar con su camino. En la actualidad funciona en la forma semejante que en tiempos pasados y conservan sus primitivos nombres de San Agustín, San Francisco, San Juan de Dios, del Socorro, del Ángel, del Salvador y del retoño” (así se describía en 1933). Mesones así se les llamaba hasta 1950 aproximadamente, en Pátzcuaro a los hoteles o posadas donde llegaba la gente que visitaba Pátzcuaro (el turismo), los mesones contaban con espacio para la llegada de las carretas o diligencias de esa época, con el tiempo desaparecieron y en su lugar surgieron los hoteles. Un ejemplo de mesón en la actualidad es el hotel San Agustín.

59

PORTALES Pátzcuaro es una de las pocas ciudades que cuenta con 14 portales y me atrevo a decir que tal vez sea la única con tantos, quizá la necesidad de su construcción fue debido a que Pátzcuaro era un lugar lluvioso y de montaña y para que la gente en tiempo de lluvias tuviera donde protegerse se construían los portales así como los aleros de los techos de las casas, enseguida podemos conocer los portales y sus nombres:

Porta Francisco Javier Mina

Portal Rayón

Portal Pueblita

Portal Matamoros

60

Portal Vicente Guerrero

Portal Salazar

Portal Juan Aldama

Portal Miguel Hidalgo

Portal José María Morelos

Portal Ignacio Allende

61

Portal Regules

Portal Benito Juárez

Portal Lerdo

Portal Arteaga

62

PLANOS DE LA CIUDAD

El único plano de la ciudad que se conoce es el del año de 1895. El señor Romero Flores lo anota en su obra bibliográfica con la siguiente inscripción: “esta ciudad fue primeramente barrio de Tzintzuntzan y fue lugar de recreo de los reyes de Michoacán. En 1534 se le concedió el escudo de armas. La ciudad de Pátzcuaro fue cuna de los ilustres: Don Eugenio Ponce de León, Fr., José Carranza, licenciados Manuel de la Torre Lloreda y Juan Gómez Navarrete. El nombre de Pátzcuaro significa lugar de alegría. En la parte inferior tiene una fotografía del señor canónigo Agustín Abarca. No tiene escala.

“Tzintzuntzan y los pueblos del Lago de Pátzcuaro. “En una visita desde Tzintzuntzan hacia Pátzcuaro; rodean al Lago los pueblos ribereños y en el extremo a la izquierda, significando la traslación de la catedral, unos individuos llevan cargando la campana y el órgano”(Descripción 1936). 63

¿SABIAS QUE? *Sabias que cuando en España se cambiaba de Rey en las colonias subordinadas a este reino, en cada Ayuntamiento se realizaba al lectura de de la Real Cedula donde se hacia el nombramiento del Rey y el pueblo en general le juraba fidelidad. Este acto se realizaba en un lugar público pero sobre todo tenia que ser aquel sitio que representara el más alto poder político de la ciudad y que concentrara a la mayoría de la población. A este acontecimiento se le llamó las “Jura del Rey”. *Sabias que la calle Benito Mendoza hace mucho tiempo se llamaba calle del Truco, debido a un billar de poca pluma (malo) que había ahí todavía en los primeros años del siglo pasado. *El nombre de la calle cuesta de Portugal antes se llamaba cuesta del reloj, ahora lleva el nombre del Ilustrísimo, Señor Obispo Dr. Dn. Juan Cayetano Portugal, el ayuntamiento de 1869 recordando que el Sr. Portugal fue un decidido protector del Hospital, que al morir le dejo una fuerte suma de dinero para su sostenimiento, por ese motivo se le dio el nombre a esta cuesta de tan insigne prelado, cuyos meritos fueron tantos que la santa sede le nombró Cardenal, pero el Sr. Portugal no llegó a ser Cardenal porque murió cuando sus bulas se hallaban en camino de Roma hacia acá. *La calle antigua que sale de la plaza Vasco de Quiroga hacia el antiguo rastro calle de Ahumada) antiguamente se le llamó “calle de los porqueros”, este nombre se le daba porque pasaban con los puercos al rastro, como puedes ver los patzcuarenses nombraban las calles por sus actividades o algo establecido en las mismas por ejemplo, la calle de Títere, así se llamó porque ahí antiguamente había un mesón donde se hospedaban los titiriteros que venían a presentar sus obras a Pátzcuaro. *”Al terminar la calle de Terán donde se encuentra el monumento a la Madre antiguamente era una plazoleta llamada la plaza del guajolote se le dio este nombre porque antiguamente allí se realizaban alegres y lucidas verbenas que daban principio por el día de muertos y que se prolongaban por espacio de 8 días. Estas verbenas se veían muy concurridas por muchas personas que iban allí a comer exquisito mole de guajolote que era un platillo favorito en aquella fiesta y que se vendía en los muchos puestos que con ese objeto instalaban en la plazuela. Uno de los juegos o quizás el principal de los que se organizaban para amenizar la fiesta era el del tiro al blanco. Algunos de los empresarios u organizaciones de la fiesta colocaban un guajolote para que sirviera de objetivo, para que los aficionados al tiro ejercitasen o probaran su destreza pagando 6 centavos por tiro en la inteligencia de que si el tirador acertaba a matar al infeliz pavo era el dueño del animal. De esta plazuela, que se llama Del guajolote, da principio una calzada que va a terminar al pie de una capilla que se alza donde se empieza a ascender a la loma Del Calvario. La tradición asegura que esa capilla se encuentra donde antes estaba la yácata o sepulcro del emperador Tariácuri, la que a raíz de la conquista española fue destruida por manos codiciosas que buscaban supuestos tesoros de aquel monarca. En la plaza Vasco de Quiroga, existió un kiosco durante treinta años, de 1905 a 1935, y que se encontraba dentro de un enorme vaso de una gran fuente, que se encontraba allí desde el año de 1869, este vaso o pila, lo mandó construir el primer ayuntamiento liberal, es decir, Don José María Páramo, la finalidad o levantamiento del kiosco fue para rendir un homenaje a la patria mexicana, con motivo del triunfo y acordó la construcción de un monumento a la independencia nacional, y quiso que se levantara en medio de la

64

espaciosa plaza, un hermoso zócalo que recibía a ocho elegantes columnas sujetas a orden compuesto las cuales sostenían una cúpula rematada por una concha, (kiosco).

Kiosco de Tzurumutaro

Pasado este lapso de 30 años, se decidió quitar el kiosco, siendo presidente municipal José Ramos Chávez, en sesión ordinaria del 1ro., de enero de 1936; se acordó “que el kiosco se done al pueblo de Tzurumutaro para que sea construido en dicho poblado”. Actualmente el mencionado kiosco se encuentra instalado en el poblado de Tzurumutaro.

Teatro Apolo

El teatro Apolo se construyó en la Plaza de San Agustín (hoy Gertrudis Bocanegra en 1912 por el señor Don Luis Ortiz Lazcano) bien decorado y de bonito aspecto aun sin terminar se puso en servicio, pero cuando ya estaba por terminarse su propietario recibió orden gubernamental para que lo echara abajo terminando su demolición el 24 de marzo de 1932. Como dato curioso diré que este teatro, a pesar de sus grandes dimensiones, fue construido casi en su totalidad por solo tres carpinteros, que fueron los señores Domingo y Rafael Toro y Luis Ortega, y se cuenta que todo el mobiliario así como cortinas y demás fue resguardado en una casa de la plaza grande, en unas caballerizas y que por un descuido hubo una incendio quemándose la mayoría de este mobiliario.

65

COMUNIDADES PERTENECIENTES AL MUNICIPIO DE PATZCUARO SAN BARTOLO Y SAN PEDRO PAREO. Pareo que es una corrupción de “Piareo” que significa “mercado”. Pues se sabe que en los tiempos anteriores a la conquista, por las dificultades que acarreaban las frecuentes guerras, se designó a estos lugares como sitios neutrales en donde se podían establecer mercados a los cuales solo a las mujeres les era permitido acudir en busca de víveres para la subsistencia y esto se sabe por las noticias que proporciona el Códice de la “Relación de Michoacán”.

Comunidades ribereñas del Lago de Pátzcuaro. Todavía existe la costumbre de celebrar un comercio, en recuerdo de aquellos tianguis, en el que circulaba en vez de dinero “chinitas”, o sean pedazos de porcelana. En los que actualmente se realizan en esta región se utiliza el trueque es decir intercambio de productos.

66

ZURUMUTARO. Se traduce por “Grama o hierba con que se hacen los cordeles”. La ocupación principal de sus habitantes es el comercio y la agricultura. SANTA ANA CHAPITIRO. Se traduce como “tuna agria”. Sus habitantes se dedican a la agricultura y la albañilería. TZENTZENGUARO. Se traduce por “donde suena”, o según Don José Guadalupe Romero por “sonido de piedra hueca”. Este pueblo es de los más antiguos y sus habitantes se dedican al cultivo de árboles frutales cuyos productos venden en Pátzcuaro. HUECORIO. Se traduce por “lugar de caída”. Fundado a fines del siglo XVII, sus habitantes se dedican al cultivo de hortalizas y árboles frutales. IBARRA Era una hacienda que se encontraba en la orilla del lago en la parte llamado Aterio (lugar de chirimoyas) y por tradición se sabe que fue éste el primer lugar donde se hicieron los famosos dulces llamados “ates”, industria que mas tarde tomó su arraigo en Morelia. Cerca de este lugar existió una capilla que se llamaba de San Pedro y San Pablo, edificada en el mismo sitio en que se celebró la primera misa en este lugar. Dicha capilla esta representada en el escudo de la Ciudad de Pátzcuaro, sobre uno de los peñoles que se ven en el lago del mismo escudo, custodiado por los apóstoles antes dichos. Actualmente esta Hacienda se convirtió en una colonia de Pátzcuaro. Todos los pueblos del lago guardan reverentes la memoria de su benefactor, el inmortal Sr. Don Vasco de Quiroga, a quien nombran con el tierno dictado de “Tata huchacueri don Vasco” (nuestro padre don Vasco). CUANAJO. Del vocablo purépecha que significa "lugar de ranas". Cuna del mueble artesanal, Cuanajo es una hermosa población cerca de las montañas en donde se pueden encontrar costumbres, tradiciones purépechas y hermosos trabajos artísticos realizados en madera multicolor. En su paseo por las calles puede encontrar tiendas que venden muebles tallados de madera natural y pintados, además podrá encontrar trabajos textiles. Su principal producción es la artesanía de muebles de madera decorada y por ello es considerada la cuna del mueble artesanal. AJUNO. De axuni, venado. Pueblo perteneciente al municipio de Pátzcuaro es una de las comunidades de Pátzcuaro y actualmente la gente se dedica al cultivo de árboles frutales y la albañilería. SAN JUAN TUMBIO.- que significa lugar de gente joven que es una comunidad perteneciente al municipio de Pátzcuaro y se encuentra a 17 Km., sus habitantes se dedican a la producción de fruta como la pera, la ciruela y el durazno que comercian en Pátzcuaro y en su propia comunidad (VER ANEXO 1. MAPAS DE LAS COMUNIDADES RIBEREÑAS)

67

LOS ISLOTES.

En el lago de Pátzcuaro se encuentran Islas como: la Pacanda, Yunuen y los islotes de los Urandenes, palabra derivada de “urani”, que en tarasco significa “batea”, por la forma encorvada que presenta. El grupo esta constituido por tres islotes que son los siguientes: Uranden Morales o de los Morales, Uranden Morelos o Las Palmas y Urandenes Carian o simplemente Carian, otro de los islotes se llama La Taza China y otro San Pedrito los tres últimos en la actualidad forman parte de tierra firme. Otra de las islas que forma parte del lago de Pátzcuaro y la principal es Janitzio. JANITZIO. La isla más importante así como la más visitada, cuyo nombre se traduce por “cabello de elote”. Tiene una capilla situada en la parte alta de una loma, esta dedicada a San Jerónimo. La industria propia de este pueblo es el tejido de redes.

La palabra Janitzio tiene varios significados según diferentes historiadores: flor de maíz, lugar donde llueve mucho, flor de elote, lugar donde cae agua al pie; que etimológicamente quiere decir en purépecha, lugar de unos cuantos. El nombre que se le 68

dio en escritura purépecha fue XANICHO y mas tarde se llamó Janicho; en la actualidad se conoce como Janitzio. La isla de Janitzio era habitada en el año de 1500, antes de la llegada de los españoles, por un grupo de cazadores, de la familia llamada “tsimajkuecha” (unos cuantos) quienes eran liderados por un sacerdote llamado T’ARE, astrónomo purépecha que dio la ubicación de los puntos cardinales dentro del lago. “La isla de Janitzio se localiza en la porción sur del lago de Pátzcuaro. Tiene forma de luna en cuarto creciente y sus puntas apuntan al lado oriente. Geográficamente se ubica a 2,015 metros sobre el nivel del mar, a 19º32’ y 19º40’ latitud norte, 102º33’ y 102º47’ de longitud oeste. Tiene una superficie topográfica de 45 hectáreas, en su mayoría de forma rocosa volcánica, única para asentamientos humanos. Su litoral con clima frío templado y agradable durante el invierno soplan fuertes vientos helados que se agudizan durante los meses de febrero y marzo, las lluvias son abundantes y se presentan fuertes temporales; los meses de mayor graduación pluviométrica están comprendidos de junio a septiembre”.

“En la parte más alta de la isla se construyó por orden del Sr. General Lázaro Cárdenas, de su propio dinero, un monumento en memoria de Don José María Morelos y Pavón. Representa la figura del caudillo de proporciones colosales, con el brazo derecho levantado y empuñando en la mano izquierda una gran espada; los sobrios pliegues de su manto se deslizan hasta tocar el suelo. Su altura es de 40 metros, es decir, casi un metro más alto que la estatua de la libertad. El autor del proyecto y el ejecutor de esta obra, es el escultor mexicano Guillermo Ruiz la parte constructiva quedó a cargo del Capitán Antonio Rojas García.”( Descripción de Faustino Fernández 1933)

69

Transporte de piedras para iniciar la construcción del Monumento a Morelos en Janitzio

La obra fue comenzada el mes de mayo de 1933 y su costo fue de $40,000.00. MARCO SOCIAL Y ECONÓMICO

“Prácticamente la vida en la isla es rutinaria, el hombre se dedica a la pesca; la mujer al hogar. En algunas familias esto ha cambiado por la influencia del turismo.”(así se vivía en1945) “’la gastronomía de la isla es muy especial; los habitantes solamente consumen pescado y un poco de carne de pato o gallareta. Uno de los platillos típicos es el pescado y se prepara de diferentes formas: caldo michi, caldo en jitomate, fileteado, frito, asado a las brasas, entre otros. El pescado blanco es único en su genero mundialmente, otro de los platillos fuertes para el consumo de los habitantes es el caldo de achoques” (en la actualidad en peligro de extinción) porque dicen los naturales es curativo para la tos, empacho y otros males, también se consume el charal, un pescado de tamaño chico que llega a medir hasta 15 cm. De longitud y se prepara en boquerones asado, en caldo, en mixiotes, en tamales, tortas y quesadillas.

70

JANITZIO Y SU MÚSICA

Los tiempos cambiaron y con ello los ritmos y el gusto por la música, sin embargo, en algunas poblaciones ribereñas aun se conserva este gusto por la música tradicional que llevan temas donde sus compositores expresan su sentir de una forma artística y bella, que contribuyen a la identidad étnica a la que se le a asignado el nombre de pirekua. Estas composiciones son de la región de Pátzcuaro, San Andrés Tzirondaro, Ihuatzio, Janitzio, Jaracuaro y Santa Fe. Ejemplo de ellas: Josefinita, Flor de canela, etc. PIREKUA, ROSA DE CASTILLA, VERSIÓN PURÉPECHA: Rosa de Castilla t'u engare xan sesi jaxeka, t'u engare xan p'untsumeka Rosa de Castilla. Tantiarhikuare Male parhar no isï pakaran como es Florentina. (re repite) Tatsekuare uandakia; a que jucheti suerte nanimedu isï ukuaristia! Tantiarhikuare Male parhar no isï pakaran como es Florentina. (se repite) PIREKUA, ROSA DE CASTILLA, VERSIÓN ESPAÑOL: Rosa de Castilla tú que eres muy bonita, Tú que hueles tan bien Rosa de Castilla. Piensa muy bien mujer, para que no te quedes como Florentina. (se repite) Al rato dirás; a que mi suerte cómo fue a suceder así! Piensa muy bien mujer, para que no te quedes como Florentina. (se repite)

71

FLOR DE CANELA: PURÉPECHA JIMBÓ TSÏTSÏKI URÁPITI

EN IDIOMA PURHÉPECHA -

Tsïtsïki urapiti, xankare sesi jaxeka, ka xamare p´untsumenjaka Ji uerhasïngsani, ka xankeni nona mirhikurin ia (se repite) Axam uerhani, axamu karhanchen, nokeni jurhakuakia Ji uerhasïngsani, ka xangeni nona mirhikurin ia Axam uerhani, axamu karhanchen, jikeni erhontakia Ji uerhasïngsani, ka xangeni nona mirhikurin ia Flor de canela, suspiro, suspiro porque me acuerdo de ti Suspiro yo, suspiro porque me acuerdo de ti. (se repite) No sufras mas, no llores mas, que yo ya te esperaré. Suspiro yo, suspiro porque me acuerdo de ti.

FLOR DE CANELA: TRADUCCIÓN AL ESPAÑOL DE LA LETRA EN IDIOMA PURÉPECHA. Flor blanca, que bonita eres y que bonito estas oliendo Yo lloro mucho, y no me puedo olvidar de ti. (Se repite) No llores, no suspires, yo no te dejaré Yo lloro mucho, y no me puedo olvidar de ti No llores, no suspires, yo te esperé Yo lloro mucho, y no me puedo olvidar de ti.

72

JANITZIO Y SUS DANZAS La danza representa la manifestación cultural indígena establecida por los antepasados como manera de interpretar la vida cotidiana. Los indígenas de Janitzio tienen danzas muy vistosas y originales como la de los Moros” que bailan extrañamente ataviados, en la fiesta de día de muertos el día 1º de noviembre, la danza de la mariposa, la danza del pescado, la danza del viejito, entre otras. LA DANZA DE LA MARIPOSA Esta danza es de las más antiguas de la época prehispánica, representa el castigo a los que se dedicaban a la borrachera. Anteriormente se bailaba al siguiente día de la fiesta del fuego nuevo, en esta época se bailaba con cuatro parejas de hombres y mujeres, y cada una de ellas tenían un significado; primera pareja, representaba a la deidad de la luna y patrona de las tejedoras; segunda, representaba a la culebra como diosa de la tierra; tercera, como esposa del Sol; cuarta pareja, a la piedra obsidiana que representaba los códices y lienzos de los purépechas, en ella se ve la deidad mariposa con un manto bordado sobre su asiento. En esta época solamente se usaban como accesorios de la danza elementos de pesca como batea y fisgas. En la actualidad esta danza ha modificado sus elementos agregando un arco en forma elíptica y una red tejida por los hombres y mujeres de la isla.

Indumentaria. Mujeres: Huanengo o guanengo interior bordado en punto de cruz, camisa exterior de satén, rebozo blanco de bolita, enagua blanca bordada en la cenafa y sostenida con una faja de lana, rollo o refajo color negro combinado con tela de satén color rosa, verde o azul, faja de algodón con la que se sostiene el refajo, mandil bordado en punto de cruz.

73

Accesorios: Collares de papelillo o coral rojo atados con un listón, aretes, “planas” de plata u oro, trenzas entretejidas con listones en colores varios. Llevan una batea. Hombres: camisa y calzón de manta sin bordar, ceñidor color negro, gabán, sombrero de la región lacustre y una red en forma elíptica. Ejecutan un zapateado que es muy característico de la isla, suena con huaraches que llevan una madera pegada en la suela. Música. La música que acompaña esta danza esta integrada por instrumentos de cuerda: violín, contrabajo, la jarana y la guitarra. En la actualidad se baila en fecha variable dentro del mes de julio en la fiesta del Corpus Cristi. LA DANZA DE LOS VIEJITOS

Origen. Esta danza tiene su origen en una ofrenda que se le hacia al Dios sol “TATA JURHIATA” para que dieran a los hombres vigor bastante para su ocupación, bailaban los mas viejitos, sus caras al ser quemadas por el sol (efectivamente las mascaras están coloreadas) recibían el vigor solicitado. Esta danza es de carácter pagano-religioso y no hay un día específico para su ejecución. Esta conformada por 4 danzantes. Música. Anteriormente, esta danza fue acompañada por la Kirhingua y después por el instrumento llamado jarana que tenía ocho cuerdas. En la actualidad es acompañado por varios instrumentos, entre ellos jarana, violín, el contrabajo y la guitarra.

74

• • • • • • • • • • danza.

Sones que se bailan en esta danza: El saludo del amigo, Son de la competencia, Son de la jaranita, Son del trenecito, Sacudiendo el huarache, El aplauso El caballito, El volantín, Paso al lago.

Cave mencionar que no existe un número determinado de sones para bailar esta

Indumentaria. Sombrero de palma blanco, mantilla blanca, mascara de madera con rasgos de persona de edad avanzada, camisa y calzón de manta bordados con grecas a mano en punto de cruz, gabán, paliacate, faja de telar terciada, ceñidor, bordón, morral, y en un principio se utilizó el huarache o guarache de tres agujeros, posteriormente el de petatillo y ahora el huarache de araña con tablas.

75

DÍA DE MUERTOS

El 1 y 2 de noviembre, en Janitzio y demás pueblos ribereños se conmemora a los muertos, la víspera del día de muertos es de gran fiesta, hasta que empieza el gran repicar luctuoso de las campanas, al conjuro mágico de los sonoros bronces, las almas de ultratumba se presentan y los vivos se congregan ante los despojos mortales de los desaparecidos. Negras siluetas van apareciendo por doquier. Llenas de amor van llegando almas piadosas con las ofrendas, cortan flores, llevan dulces, consagran alimentos como: panes, dulces, frutos, etc. Con ellas hacen un altar sobre la tumbas se sientan resignadas y llorosas a contemplar las llamas de los cirios y hacer oraciones por los muertos. A intervalos se arrodillan ante la cruz que indefectiblemente preside el rito, y quedan pensativos como evocando a los difuntos añorando su presencia. Las ofrendas se levantan el día 3 de noviembre y los alimentos se los comen las familias. ORIGEN Y SIGNIFICADO DE LA MUERTE ENTRE LOS PURÉPECHAS Los pueblos prehispánicos concibieron al universo como un mundo de dualidades necesariamente opuestas en un juego que daba origen a la existencia misma de los seres. Dentro de esta concepción, el binomio vida-muerte era considerado como dos aspectos de una misma realidad, una consecuencia de la otra, parte de un mismo proceso de relacióndestrucción que había dado origen al universo, al mundo y a la humanidad. Lo que determinaba el lugar donde se iba después de morir dependía, no de la manera de vivir, sino de la forma de morir. El mundo mesoamericano estaba dividido en tres planos que constituían una unidad en la que ninguna de las partes podía prevalecer sobre las otras: la parte superior o cielo, el plano medio mundo de los hombres y la parte inferior o inframundo, reino de la oscuridad y de la muerte. Los purépechas, compartieron esta misma concepción. Su universo, también tripartita, era designado como: el Auandaro o cielo, habitado por los dioses celestes o engendradores representados por el sol, la Luna, las estrellas, las águilas mayores y menores y otras aves del cielo: Echerrendo o la tierra donde habitan los dioses terrestres,

76

dioses que habían descendido para convivir con los hombres, los cuales se hacían presentes en el fuego del hogar o en espíritus que moraban en los animales del monte, en el aire, en el agua de los lagos y ríos y en las grandes rocas; y Cuniechùcuaro o región inferior, o profundo de la tierra, morada de los dioses que gobernaban el mundo de la muerte. Cada uno de estos planos estaba dividido en cinco rubros: el centro, el oriente, el norte, el poniente y el sur, a los que correspondía su color, que al parecer para los purépechas fueron: el centro el azul, el oriente el rojo, al norte el amarillo, el poniente el blanco y el sur el negro. El inframundo, llamado por los españoles “infierno” del Latín inferus, que significa región inferior, para lo purépechas era el equivalente al paraíso o cielo cristiano, y se le consideraba como un lugar de deleite; se pensaba que en él reinaba la negrura o la sombra. El nombre para designarlo era “Pátzcuaro”, que literalmente se traduce como “lugar de la negrura”; es decir, el mundo de la muerte, puesto que la muerte, es la muerte del sol que va reinar en la región de las sombras. Pátzcuaro también fue considerado como la “Puerta del Cielo”, lugar por donde acudían y subían los dioses y asiento temporal de Curicaveri, dios de sol y del fuego, al que ofrendaron en este lugar. Los dioses de la muerte estuvieron representados, entre otros, por: Uitzume, “el perro del agua”, servidor del Señor del Paraíso; Ucumo, “topo o tuza” que gobernaba el Cumiechucuaro. La relación de Michoacán nos informa como eran los ritos funerarios realizados con motivo de la muerte del Cazonci, su gobernante: los caciques del reino ataviaban al cazonci con mantas, rico plumaje y joyas; su cuerpo lo hacían acompañar de sus armas de guerrero pero, además, se sacrificaban a varios de sus servidores quienes llevaban consigo sus instrumentos de trabajo, según el oficio con que habían servido al monarca, para seguirle sirviendo en el “mas allá”. A la media noche partía la procesión con el cuerpo del cazonci hasta el patio de los “Cues Grandes”, donde iba a ser incinerado. Ya por la mañana se juntaban las cenizas y las ponían en una manta a la que colocaban una mascara de turquesa, orejeras y brazaletes de oro, collares de turquesa y concha, rico plumaje en la cabeza, rodelas de plata a la espalda; su arco y flechas y lo sepultaban al pie del templo del dios Curicaveri, en un sepulcro previamente arreglado y provisto de vino y comida, flechas, jarros, ollas, etc. La tinaja donde depositaban las cenizas del cazonci era colocada encima de una cama de madera que miraba al oriente; durante cinco días guardaban luto. Los ritos funerarios eran aplicados también a los demás miembros de la comunidad, a quienes se ponía en ofrenda, todos aquellos objetos que pudiera necesitar y que le permitían continuar con el trabajo realizado en la tierra y conservar su posición social dentro del grupo. LA EPOCA COLONIAL Y LA NUEVA CONCEPCION Con la llegada de los españoles, cuya conquista se fundamento en la evangelización, los religiosos buscaron de inmediato la destrucción de las antiguas creencias y sus prácticas, consideradas “idólatras”. Así, las deidades de la muerte fueron destruidas, no así el culto a los muertos que conjuntó los conceptos y prácticas que ambas culturas tenían. Costumbres y ritos católicos funerarios en el momento de la muerte y honras anuales a los difuntos fueron aceptados por los pueblos precolombinos ya que, en cierta manera, coincidían con los antiguos hábitos. 77

Según se sabe la Iglesia estableció la conmemoración de difuntos para el día 2 de noviembre. Se dice que fue el Benedicto San Odilón, Abad de Clunny, quien hacia 1049, a través de su revelación, fija esta fecha para dedicarla a las “animas del purgatorio”, lo cual fue apoyado por los Pontífices, generalizando la fecha para tal fin. El ritual católico para celebrar a los muertos, desde San Odilon, consistía en la celebración, sufragios, oraciones de diversos tipos, responsos, limosnas y obligaciones, por ser las plegarias las formas activas que tenían los vivos para ayudar a los muertos. Por otra parte, las ideas cristianas del cielo y el infierno, la resurrección del cuerpo y la inmortalidad del alma, penetraron en el mundo indígena más que con las prédicas, a través del arte. El teatro, la escultura, la pintura y la música fueron los medios más eficaces de que se valieron los evangelizadores para cumplir su misión. Así encontraremos en la decoración de capillas y templos de las comunidades indígenas muestras icnográficas que aluden a estos temas; uno de los más representados en los primeros tiempos de la colonia fue el Infierno y sus abrasadoras llamas que consumen a las almas pecadoras; el fin: enseñar el temor a Dios y salvar las almas de cometer pecados capitales. KEJTZITAKUA ZAPICHERI (VELACION DE LOS ANGELITOS) Para el 1º de noviembre se ponen ofrendas y altares a los angelitos, o muertos chiquitos que han dejado el mundo de los vivos. Si es su primera ofrenda, el padrino de bautizo lleva un arco, el cual será arreglado con flor de cempoalxochitl, o tiringuinitzitziqui (en purépecha, flor amarilla) y flor de anima, propias de esta época; así mismo, lleva dulces de azúcar con figura de ángel o de animalitos, juguetes e inclusive ropa, como parte de la ofrenda. La preparación de la ofrenda en la que toda la familia interviene, es anunciada con cohetes, durante el recorrido de su casa, a la de los papás del ahijado. En el trayecto van cantando alabanzas y rezando; mientras en el hogar del pequeño difunto, los padres han dispuesto el altar donde se colocara la ofrenda y han preparado platillos de la cocina tradicional, como pozole, nacatamales y atole, entre otros, que se invitaran a los que lleguen. La mañana del día 1º, muy temprano los papás y padrinos del niño se dirigen al panteón a llevar la ofrenda. En la tumba permanecen entre las 5:00 y las 9:00 horas, tiempo en el que encienden velas como un recordatorio de al luz de Cristo y le tributan lo que le han llevado en su ofrenda. La ofrenda de los angelitos es una tradición que llevan a cabo todos los pueblos ribereños del lago de Pátzcuaro y de la meseta purépecha con algunas variantes. En la isla de Janitzio, por ejemplo, la celebración se hace en el atrio del templo, del día 1º, por la mañana (de 7:00 a10:00 horas), lugar donde acuden las madres y hermanos de los niños; y en sus tumbas crean bellos adornos con flores, con juguetes de madera, tule y paja. Los regalos que no se les hicieron en vida adornaran su altar en la velación de los angelitos. En Huecorio, a los niños se les recuerda en sus casa, con la colocación de altares el día ultimo de octubre por la noche; sus ofrendas serán vistosamente adornadas con dulces, pan, juguetes de madera de Tocuaro, de barro de Ocumicho, así como ropa que los padres han traído de Pátzcuaro.

78

NOCHE DE MUERTOS EN JANITZIO El ambiente de Janitzio impresiona por la forma y belleza de sus construcciones donde sobresalen las blancas paredes con techos de teja roja, dispersas por la Isla. Tiene además, un nombre y celebridad debidamente conquistado por la celebración de Noche de Muertos, el día 1 al 2 de noviembre aunque las celebraciones son las mismas en toda la región lacustre se le han otorgado a esta Isla, refieren que en esta noche, surge la sombra de Mintzita corazón, hija del Rey Tzintzicha, y de Itzihuapa, hijo de Taré y príncipe heredero de Janitzio. Locamente enamorados no pudieron desposarse por la inesperada llegada de los conquistadores. Preso ya el Rey padre de Mintzita, por Nuño de Guzmán, quiso la princesa rescatarlo ofreciendo el tesoro fabuloso que se encontraba bajo las aguas, entre Janitzio y Pacanda. Y cuando el esforzado Itzihuapa se apresuraba a extraerlo se vio atrapado por veinte sombras de los remeros que lo escondieron bajo las aguas y que fueron sumergidos con él. Itzihuapa quedo convertido en el vigésimo primer guardián de tan fantástica riqueza. Pero en la noche del día de muertos despiertan todos los guardianes del tesoro, al lúgubre tañer de los bronces de Janitzio, y suben la empinada cuesta de la Isla. Los dos príncipes, Mintzita e Itzihuapa se dirigen al panteón para recibir la ofrenda de los vivos, y las luces plateadas de la luna, los dos espectros se muestran palabras cariñosas y, a las llamadas inciertas de los cirios, se ocultan de las miradas indiscretas. ÉPOCA ACTUAL

En nuestros días, la conmemoración de día de muertos conserva esa carga significativa, religiosa y popular que sigue rindiendo tributo a los idos, en un ambiente de duelo y de fiesta, de tristeza y algarabía porque pervive la creencia en la continuidad de la vida después de la muerte, de que las almas de los muertos viajan y se comunican con los vivos; la incertidumbre acerca del destino de las almas provocada por la certeza del juicio final que enviara a los espíritus del cielo, al infierno, al purgatorio a al limbo, siguen siendo el sustento y razón de ser de los rituales funerarios.

79

ELEMENTOS TRADICIONALES DE UNA OFRENDA
Flor de Cempasúchil: es a la vez símbolo de vida, fiesta y purificación. Velas: Símbolo de la presencia divina, es la luz que alumbra el camino del alma viajera y para esperarla a su cas donde se le espera. Copal: Elemento purificador del espacio sagrado donde se coloca la ofrenda. Fotos y objetos personales: Constituyen el elemento mediador visible de la persona que se espera, no como fantasma o espíritu sino como persona real. Figuras de azúcar: Sobre todo cuando la persona murió siendo angelito, se le ofrendan algunas golosinas que les representan. Comida: se ofrece la comida que para cada comunidad tiene sentido festivo y por tanto digno de ofrecer al anima y a quienes comparten esta visita, los platillos mas usuales son el mole, pescado, nacatamales, pozole, pan, chocolate y atole, entre otros. Agua: En tanto el anima regresa de un viaje el agua sirve para calmar su sed, puede ser agua bendita o natural. Sal: Representa el bautismo y contribuye a evitar que el cuerpo se corrompa o destruya. Mazorcas: Recuerda el origen y actividad primordial del hombre, el cultivo del maíz además es el alimento de por excelencia de esta y de la otro vida. Bebida: Actualiza la relación y compromisos que el anima mantiene con sus parientes y con la comunidad. Pan: El pan que tiene sentido es el que tiene forma de anima (muerto), ya que a través del pan el anima se materializa y se le come. Al compartir el alimento de fiesta hay comunión con las animas y su vida divina. Fruta: Refuerza la idea de que la naturaleza está ligada a la vida del hombre, que se es parte de la naturaleza y a ella se regresa, pero además, la fruta que para ellos tiene mayor sentido y valor es la que la misma persona cultiva. Cruz: Además de que alude la presencia de lo divino, también hace referencia a los cuatro rumbos del Universo. Arco: Sirve para anunciar el lugar donde se espera, prepara y purifica a quien pasa debajo de él así como la entrada al panteón o a la casa.

80

PRINCIPALES FIESTAS DE PATZCUARO ENERO 17.- Fiesta en honor a San Antonio Abad. Los animales domésticos son engalanados con flores y listones, y llevados al templo para ser benditos. FEBRERO: CARNAVAL.- se celebraban tres días antes de la cuaresma y se caracterizaban por los famosos toritos (tradición que llega hasta nuestros días). Desde el domingo hasta el martes, los toritos circulaban por las calles de las ciudades y veredas de los pueblos; estaban hechos con armazón de carrizo o tablas delgadas, forrado con petate o tela y adornado con papel de china o de estraza; se le ponían cuernos y en su interior se metía un hombre; un acompañante, era el caporal metido en un caballo hecho con los mismos materiales. Otro personaje es la maringuía, que representa a una mujer con enaguas de percal, camisa blanca, mascada al cuello y la cara pintada que bailaba llevando en la mano una banderola hecha con un paliacate. Con el hermoso marco del lago, se llevan a cabo las tradicionales fiestas de carnaval con toritos que bailan por las calles acompañados de bandas de música y maringuías. Se llevan a efecto combates de serpentinas y confeti en Janitzio y en los distintos barrios de la ciudad. MARZO O ABRIL: SEMANA SANTA: Esta celebración se realiza en forma muy singular, el miércoles: salida de los Espías que recorren toda la ciudad durante el día. Son ocho encapuchados, cuatro jinetes y cuatro infantes, haciendo una representación de la búsqueda del Nazareno actualmente ya no se realiza). El jueves: representaciones populares de pasajes bíblicos en la Plaza Vasco de Quiroga actualmente se realiza en la Iglesia de San Francisco. El Viernes a partir de las 8 horas la sentencia de Pilatos y otras representaciones a la Pasión de Cristo, a partir de las 15 horas, del Calvario al Sagrario, procesión del Silencio. A las 19 horas, Procesión de los Santos Cristos partiendo de la Basílica. El sábado a las 17 horas, Procesión del Cristo de la Tercera Orden. CORPUS CHRISTI: es una celebración popular religiosa-pagana, que tiene características propias en la región lacustre de Pátzcuaro, donde la fiesta inicia en la población de Tzintzuntzan donde tuvo asiento la capital del imperio prehispánico tarasco o purépecha y Pátzcuaro. Luego, alternativamente, los domingos siguientes es realizada en cada uno de los pueblos ribereños del lago.

81

Durante el sincretismo que se dio a la llegada de los españoles, el evento cambió de nombre por el de Corpus Christi y para destacarlo se fusionó con otras fiestas paganas. A través de estas celebraciones los misioneros inculcaron en los pueblos purépecha una profunda devoción al Corpus -la fiesta de la comunidad y del compartir-, como una forma de venerar al cuerpo y la sangre de Cristo y agradecer a la tierra generosa las buenas cosechas del año y pedir las lluvias en el nuevo temporal.

Por otra parte, en determinado momento, quienes ejercen algún oficio, desde sitios elevados lanzan al aire sus productos como panes, frutas, alfarería, textiles bordados, fibras trenzadas, etcétera, ante la multitud que se congrega frente a ellos, y que en medio de gran algarabía, trata de obtener alguno de los objetos. JULIO 8.- Peregrinación a la Basílica de Nuestra Señora de la Salud por la colonia michoacana residente en el Distrito Federal y la asistencia de fieles de distintas partes de la Republica. Hay música, bailes regionales, vendimias (actualmente muy poca gente acude). AGOSTO 15.- Celebran la Asunción de María con grandes fiestas, alborada, procesiones, música fuegos artificiales y vendimias artesanales. SEPTIEMBRE 28.-Celebración del aniversario de la Ciudad Con el propósito de destacar la grandeza histórica y cultural de nuestra ciudad, y para conmemorar el otorgamiento a Pátzcuaro del titulo "Ciudad de Mechoacán" en el año de 1534 por el Emperador Carlos V, rinden un homenaje a Pátzcuaro, cuidad mestiza, fusión de dos culturas, que en su origen prehispánico que se remonta al siglo XVI nos recuerda la nobleza del pueblo purépecha, y en su pasado colonial nos habla de la obra humanitaria de Don Vasco de Quiroga, primer obispo de Michoacán y repoblador de Pátzcuaro en el siglo XVI.

82

El ayuntamiento de Pátzcuaro decide conmemorar esta celebración en 1964, en este año se celebra el 475 aniversario con una serie de eventos culturales y musicales. SEPTIEMBRE 29.- Animadas fiestas en el barrio de San Miguel Arcángel. Guarecitas, bandas de música, danzas típicas y fuegos artificiales. NOVIEMBRE 8.- Recorrido de “Mogigangas” por las calles. Estas “Mogigangas” son figuras monumentales de cartón conducidas por personas que bailan al compás de sones abajeños. Estas figuras datan del siglo XVI y se presentan como anticipo a las fiestas del 8 de diciembre en honor de la Purísima Concepción o sea de la Virgen de la Salud. Estas presentaciones se hacen cada ocho días, a partir de su inicio hasta el 8 de diciembre. El origen de las mojigangas se remonta en España, es una costumbre española que para anunciar las fiestas patronales las sacan por el pueblo. NOVIEMBRE 1º NOCHE DE MUERTOS.- Esta celebración tiene lugar en todos los pueblos ribereños del Lago de Pátzcuaro, principalmente en las islas de Janitzio y Jaracuaro, así como en Ihuatzio y Tzintzuntzan. En la ciudad de Pátzcuaro se ponen ofrendas en el Museo de Arte Contemporánea, en la Casa de los Once Patios, en el Museo de Artes Populares y en algunas casas particulares. Se ofrece un concierto en la Basílica y se instala un tianguis artesanal en la Plaza Don Vasco. Los visitantes van a Janitzio a presenciarla velación de los difuntos, ceremonia que realizan los nativos y tienen la oportunidad de disfrutar de las danzas folklóricas que allí se llevan a cabo. DICIEMBRE DEL 4 AL 9.- Festividad del La Basílica de Nuestra Señora de La Salud en Pátzcuaro. Se describe esta fiesta que se realizaba así; “Durante la noche del 7 de diciembre llega a la Basílica una procesión de niños ataviados como santos, ángeles y vírgenes, encabezados por una pequeñita que representa a la Virgen de la Salud, quienes en medio de cánticos y oraciones entran al interior del templo. Al arribar al altar mayor, el abad inicia una misa a cuyo término los pequeños salen y sobre las calles aledañas atiborradas de juegos mecánicos, puestos que ofrecen toda clase de objetos y comida, además de piezas de carácter religioso- comienzan un rosario viviente que finaliza, nuevamente, en el atrio de la basílica.” “Al finalizar el rosario, sobre la Plaza Vasco de Quiroga, se lleva a cabo un juego de pelota de estilo prehispánico con una "bola de fuego" y bastones de madera, cuyo objetivo es meter la bola en la meta localizada al final de uno de los corredores del lugar; mientras tanto, un narrador explica los antecedentes del tradicional deporte, cuyos jugadores, hombres y mujeres, visten de blanco”. Actualmente solo se realiza lo siguiente: El día 8, las actividades comienzan a las seis de la mañana con una misa de mañanitas a la virgen amenizada por la música de una banda de viento que la despierta -y a la mayoría de los vecinos-. A partir de ese momento, las celebraciones religiosas continuarán durante todo el día, en las que destaca la misa de las 10:00, pues a diferencia de las demás se realiza completamente en lengua purépecha. El sacerdote, de origen indígena, lleva toda la ceremonia, quizá la más concurrida de todas, y en ella se realizan ofrendas en especies a la virgen. Después de la celebración, se abre el pasillo que pasa justo por detrás de la imagen y por debajo de su manto para que todos los fieles pasen a agradecer, a solicitar algún milagro o simplemente a recibir su bendición para que gocen de salud durante todo el año. Mientras transcurren las celebraciones religiosas, en el atrio de la basílica se llevan a cabo todo tipo de danzas y de música. Puede verse a un grupo de mojigangas, a otros de Danzas de Viejitos, a algunas bandas de viento.

83

“Como ya se mencionó, en los alrededores del templo se colocan juegos mecánicos, puestos de comida típica, los infaltables merolicos que con su monótona voz ofrecen innumerables utensilios para el hogar, cobijas para aguantar el frío, y claro está, los puestos de todo tipo de artículos religiosos: rosarios, escapularios, novenas, imágenes de la Virgen de la Salud y de cualquier otro santo que sea de tu devoción. En fin, alrededor de esta gran” fiesta religiosa tiene lugar otra fiesta mucho más pagana, pero no por ello menos concurrida.” “Por la tarde del día 8, al finalizar la santa misa y el rosario, la imagen es bajada de su nicho en el retablo mayor, para en medio de cánticos y oraciones llevarla en procesión por las calles que rodean al templo, recorrido al cual acuden prácticamente todos los fieles. Al terminar, es devuelta a su recinto y se da por finalizada la Fiesta de la Virgen de la Salud, la cual seguirá haciendo milagros a lo largo de todo el año. Nuestra Señora de la Salud.” A demás de las fiestas antes citadas, en Pátzcuaro se celebran todas las fechas cívicas nacionales y estatales, así como las locales. Se llevan a cabo fiestas en honor a la Virgen de Guadalupe, como ocurre en casi en todas las ciudades y pueblos de la Republica.

84

PERSONAJES ILUSTRES Pátzcuaro es una ciudad que a lo largo de su historia ha contado con personas patriotas que trabajaron y murieron en bien de la patria, a estos personajes que con su filantropía han hecho bien a la humanidad; a los que por sus altas virtudes cívicas, por su amor a esta tierra en que nacieron se hicieron merecedores a del reconocimiento y su recuerdo en aquellos lectores que quieran a Pátzcuaro.. A continuación describimos algunos datos de las personas que se han destacado por su gran labor en esta ciudad. TARIÁCURI. Hijo de Parácume II, Primer Calzontzi, fundador de la Monarquía purepecha Dirigido por los sacerdotes dio principio a su reinado y pronto dio señas de poseer excelentes dotes como gobernante y guerrero. Emprendió la conquista de extensos territorios para ampliar sus estrechos dominios y supo, con su pericia como militar, sojuzgar a multitud de pueblos que se hallaban comprendidos en territorios que hoy forman los Estados de: Jalisco, Guanajuato y Querétaro; sujetó a todos los pueblos ribereños y las islas del lago; sometió a Higuatzio, destruyó a la orgullosa Quiringuaro y encaminó sus conquistas hasta los pueblos nahoas des suroeste del actual Estado de Michoacán, imponiéndoles tributo y sujeción a otros muchos como a Hacahuato, Urecho y Condémbaro; se hizo reconocer como Señor por la nobleza del reino de Naraxhan, que residía en Tzacapu y puso bajo su mano al poderoso reino de CURINCUARO. En su tiempo fue incendiado Pátzcuaro por su hijo, mal aconsejado por Curátame, quien intentó usurparle el trono y que pagó con su vida tamaña audacia. Si como militar fue grande, como político no lo fue menos; pues a su constancia y a su prudencia se debió la formación del poderoso reino tarasco, del que fue el verdadero fundador y la que mantuvo en completa sujeción debido a las leyes justas que dictó para procurar la felicidad de sus gobernados; atendió con esmero la administración publica y procuró el respeto y el engrandecimiento de su imperio. Siendo profundamente religioso ordenó la construcción de su templo en Tzazapu dedicado a TUCUPACHA (Dios), hacia el cual se encaminaba una vez cada año a ofrecer ricos presentes de oro, piedras preciosas y plumas hermosas, y para que el camino le fuera más cómodo, hizo construir una larga calzada desde el puerto, de Tziròndaro, en la orilla del lago hasta Tzacapu. Esta peregrinación anual se convirtió en una costumbre que fue seguida fielmente por todos sus sucesores. Construyó el Cue o Templo Mayor de esta Ciudad, cuyas graderías bajaban hasta lo que es ahora la Plaza Mayor. Este templo era grande y magnifico. Por último, se hizo levantar las pirámides y la gran plaza de Armas de Ihuatzio, que aun subsiste. Tariacuri fue, el verdadero consolidador del poderoso Imperio de los Purépechas que llegó a presentarse como un verdadero rival de los aztecas; fue un gran gobernante y un militar valiente y afortunado que dio prestigio a su raza y a su pueblo. Sintiéndose ya viejo y queriendo evitar trastornos a su imperio, lo dividió en tres reinos que repartió entre su hijo Hiqingari y sus sobrinos Hirepan y Tangaxoan. Al primero le dio el reino de Pátzcuaro y a los segundos les asignó los reinos de Cuyucan y Tzintzuntzan, respectivamente; pero estos últimos deberían considerarse como tributarios del reino de Pátzcuaro y se reunirían en consejo cada vez que así lo exigiera la seguridad y el bienestar del imperio. Cuando murió Tariacuri fue sepultado al pie de la colina que se conoce con el nombre de El Calvario, al oeste de la ciudad. 85

Repartió el imperio de Mechoacán, cada uno de los reyes adoptó una bandera con distintos colores: Huiquingare formó la suya con las blancas plumas de las gaviotas del lago; Hirepan hizo la suya con las rojas plumas de la parlera guacamaya y Tangaxoan se fijó en las verdes y brillantes plumas del diminuto e inquieto colibrí que es el lábaro glorioso de la Nación Mexicana. TANGANXOAN. El 22 de diciembre de 1529 el conquistador don Nuño de Guzmán, que desempeñaba el cargo de Presidente de la Audiencia de México, mandó llamar a dicha capital al monarca Tanganxoan, organizó una expedición, rumbo al oeste de nuestro territorio, llegando a Tzintzuntzan con todo su ejercito. En esta población puso preso al último monarca tarasco y le exigió soldados y todo el oro que pudiera tener, mas no contento con lo que el monarca le dio, lo llevó consigo en la expedición hacia Jalisco, aplicándole tormentos diariamente.

El 11 de febrero de 1535, llegó a Conguripo Nuño de Guzmán, con su ejercito, ordenó que se llevara al caltzonci a su presencia y tras exigirle más oro que el monarca no pudo satisfacer, lo acusó de haber vuelto a la idolatría, siendo ya bautizado, y de haber matado algunos cristianos; éste no era mas que un pretexto para darle muerte, ordenó que fuese envuelto en un petate, atado a la cola de un caballo y arrastrado por todo el real: después, ya muy maltratado, dispuso lo ataran a un madero y, rodeado de leña, le puso fuego que lo convirtió en cenizas, las cuales fueron arrojadas al río. Así terminó el último rey tarasco DON ANTONIO HUITZIMENGARI DE MENDOZA CALTZONTZIN. Gobernador de Pátzcuaro, hijo de Don Francisco Tzintzicha o Caltzontzin, último emperador de Michoacán. Huitzimengari, (el de semblante de perro), por mandato de su padrino de bautismo, el Virrey don Antonio de Mendoza, ingresó al Colegio de San Nicolás fundado en esta ciudad por Don Vasco de Quiroga, después pasó a las aulas de la Universidad de Tiripetio donde regía Fr. Alonso de la Veracruz, donde logró distinguirse por sus conocimientos en las lenguas: hebrea, griega, latina, castellana y purépecha.

86

Fue una persona que a pesar de desempeñar un elevado cargo nunca lo uso para maltratar a sus hermanos indígenas, por el contrario, fue amable y justo con ellos, ganándose el cariño y respeto de sus gobernados hecho que no fue del agrado de los españoles y por ello su conducta fue puesta en tela de juicio, se le acusó de conspirar contra el gobierno colonial por lo que es vigilado estrechamente. Su muerte acaeció en esta ciudad en 1562, y le sucedió en el cargo de Gobernador del Común de Indios, su hijo don Constantino Huitzimengari. VASCO DE QUIROGA (1470-1565). Nació en el año de 1470 en Villa de Madrigal de las Altas Torres del reino de Castilla la Vieja, España. Murió en Uruapan el 14 de marzo del año de 1565. Uno de los mejores personajes para ocupar el primer lugar entre las personas notables de Pátzcuaro, en la época colonial, es Don Vasco de Quiroga, verdadero fundador colonial de la ciudad y alma de la misma. Llegó a Veracruz a principios de 1531, en la Segunda Audiencia, en puesto de Oidor siguiendo luego para México. Su primer acto de justicia fue deponer a la Primer Audiencia en contra de Nuño de Guzmán y los Oidores así como también en contra de Hernán Cortés.

En todas estas diligencias actuó como Presidente el Licenciado Don Vasco de Quiroga a falta del Presidente de la Audiencia, el señor Ramírez de Fuenleal, que aún no llegaba. Se hizo estricta justicia; Hernán Cortés fue absuelto de los cargos que en su contra se habían enderezado y Nuño de Guzmán fue condenado, secuestradas todas sus propiedades que por medios reprobables había adquirido. De sus propios recursos fundó el Hospital de Santa Fe, dedicado exclusivamente a indígenas, en el pueblo cercano a México que aún se conoce con el mismo nombre. En el mismo pueblo fundó una casa de cuna, salvación de niños indígenas a los que sus madres ahogaban al nacer porque era tal su miseria que no tenían para alimentarlos. Estableció allí mismo un Colegio o Seminario al que llamó de San Nicolás en recuerdo de la Parroquia del mismo nombre en España, donde fue bautizado. Con todas estas mercedes el pueblo aumentó rápidamente de población y de importancia.

87

Al ver los demás componentes de la Audiencia, el éxito que para el acercamiento de los indios obtenía Don Vasco en Santa Fe, resolvieron enviarlo como Visitador en 1533 a la Ciudad de Michoacán o Huitzizila (como entonces se llamaba Tzintzuntzan a partir del 22 de agosto de 1538) congregó al Gobernador indígena que lo era Don Pedro Huitzimengari, y principales habitantes; por medio de intérpretes les explicó que su misión era de paz y amor, así como reparar las injusticias cometidas, principalmente por Nuño de Guzmán. Informado el Emperador Carlos V del éxito obtenido, propuso al Papa en 1537 se nombrara obispo de Michoacán a Don Vasco, sugerencia que fue aceptada. Desde luego se despacharon las correspondientes Bulas y, en 1538 el Arzobispo de México, Fray Juan de Zumárraga, imponía a Don Vasco en un mismo día todos los grados eclesiásticos desde la tonsura hasta el obispado. Contaba entonces Don Vasco con 67 años de edad. Tomó posesión de su obispado en la recién construida y pequeña iglesia de la Ciudad de Mechoacán o Huitzizila. Dio comienzo en la misma ciudad a una modesta Catedral; pero convencido de los inconvenientes del lugar y de las mejores facilidades que ofrecía Pátzcuaro, lugar entonces casi deshabitado, que sólo contaba con diez o doce casas, resolvió trasladar su silla episcopal y Catedral a este último lugar no obstante la tremenda oposición con que se encontró por parte de los habitantes de Huitzizila y de ciertos encomenderos a cuyos intereses no convenía el cambio. Contaba con autorización suficiente para este cambio en virtud de la Cédula Real expedida por la reina Doña Juana en Valladolid el 20 de septiembre de 1537 y dirigida al Virrey don Antonio de Mendoza. Una vez resuelto el cambio de la sede episcopal a Pátzcuaro lo llevo a cabo Don Vasco en 1540; pero al irse se llevó consigo el título de “Ciudad de Mechoacán”. Fundó Don Vasco en el mismo año de 1540 el Colegio de San Nicolás (que se conserva hasta la fecha) y el Hospital de Santa Marta. Luego fundó un Colegio de Niñas el que tuvo tal éxito, que informado de ello el emperador Carlos V ordenó se fundara otro similar en la Ciudad de México. Llevó a cabo las construcciones de otros templos. Puede decirse que casi todos los templos y conventos con que contó Pátzcuaro se deben a Don Vasco. Abrió calles, construyó fuentes públicas y fue el verdadero constructor de Pátzcuaro. No podía escaparse Don Vasco a la envidia; se le acusó de que extorsionaba a los indios haciéndolos trabajar en las obras que emprendía sin pagarles y sin darles el sustento necesario. Aún en la actualidad hay escritores que han contribuido a falsear la historia de Michoacán, los que acusan a Don Vasco de haberse manejado con los indios como un negrero. Sin embargo, Don Vasco siempre defendió a los indígenas de los abusos de los españoles, y gastaba todos sus recursos personales en mejorar su vida. En una visita a Uruapan, le sorprendió la muerte en la tarde del miércoles 14 de marzo de 1565, a los 95 años de edad y 27 de episcopado. Su cuerpo fue traído a Pátzcuaro y sepultado en lo que entonces era la Catedral, actual iglesia de la Compañía. EL SR. DE LA TORRE LLOREDA. Un ardiente simpatizador de la Independencia Mexicana y como tal se vio inodado en la conspiración de Valladolid en el año de 1808 y reducido a prisión juntamente con los otros patriotas conspiradores, mas, pronto fue puesto en libertad por indicación expresa del Virrey. Durante la guerra de Independencia colaboró con gran empeño hasta verla realizada y a la hora del triunfo fue llamado por el Emperador Iturbide a colaborar con él nombrándole su consejero privado, como una prueba de la estimulación que mutuamente se profesaban desde que en sus

88

primeros años habían cruzado juntos por las aulas. Después en el año de 1824 fue electo diputado al Primer Congreso Constituyente Local que se reunió en la ciudad de Morelia, donde recibió el encargo de formular el proyecto de la Primera Constitución Política del Estado que fue promulgada el 19 de julio de 1825. Fue cura párroco de esta ciudad durante un breve periodo de tiempo de 1825 a 1830. Su actuación se significó por su gran ejercicio de la caridad para con los desheredados, para quienes construía humildes viviendas y se las daba en cómodo arrendamiento la escritura de propiedad constituyéndolo dueño del inmueble. ¡Bello ejemplo y qué difícil de imitar! Su sentida muerte acaeció en esta ciudad el día 28 de julio de 1836. Sus restos descansan en la Capilla del Perdón del Templo de San Agustín D. MANUEL GARCÍA PUEBLITA. General de las fuerzas republicanas. Nació en la ciudad de Pátzcuaro. Sentó plaza en la sección Batallón de Matamoros de la Guardia Nacional. En 1847 combatió heroicamente, con el grado de capitán, a la invasión norteamericana, en las batallas de La Angostura y en la del valle de México y en otras; el 26 de julio de 1852 peleó en las Lomas de San José a inmediaciones de Pátzcuaro contra Velarde y Bahamonde que proclamaban el Plan de Jalisco el 5 de Mayo de 1854 se pronunció en Coeneo, en unión al general Epitacio Huerta y de otros varios, contra la dictadura de Santa Anna, participó en las acciones de armas que siguen: en la toma de Uruapan , en la de la sierra, en la que vencieron al Escuadrón de Querétaro mandado por José María Huerta; en la que hubo a inmediaciones de Paracho; en la del Llano del Cuatro, en la de Aguililla en donde exterminó a las fuerzas santanitas. En la guerra de tres años atacó en compañía del general Huerta a Leonardo Márquez, en Acambaro Guanajuato. La Junta General de Jefes Republicanos celebrada en Uruapan lo nombró gobernador y comandante de Michoacán, cargo que no aceptó porque expuso que carecía de los conocimientos necesarios para desempeñar cargos de tanta trascendencia; que estaba dispuesto a obedecer al que nombrara el general en jefe; único facultado para hacerlo. Para junio de 1865 el general Arteaga lo mando llamar a Uruapan, a donde llegó acompañado de una escolta de quince hombres. Se alojó en la casa de Don Hermenegildo Solís allí tuvo noticias de que el general Arteaga, había salido de Uruapan en la noche anterior, varios vecinos incitaron a que saliera de la ciudad puesto que se acercaba el enemigo compuesto de zuavos, cazadores de África y traidores, acción que no entendió el general Pueblita y a pocos momentos se oyó la partida de caballos y rumor de pasos de infantería. En las primeras descargas mataron al capitán Salas y a dos de la escolta, el enemigo rodeó la manzana donde se hallaba el general García Pueblita, quien en vista del peligro, se subió al tejado de una de ellas; lo descubrió una mujer llamada Gabriela lo denunció y un zuavo le disparó y lo mató. Así terminó el 28 de julio de 1865, este heroico guerrillero que derramó su sangre en holocausto a la libertad de Nuestra Patria. EL ILMO. SR. PROTONOTARIO APOSTOLICO LIC. RAFAEL NAMBO. Primer Abad de la Basílica. Nació en esta ciudad el 6 de mayo de 1866; fueron sus padres el Sr. D. Macedonio Nambo y la Sra. Doña, Teresa Mendoza, de esta Vecindad. Llegando a la edad de estudiar ingresó al colegio particular que en esta ciudad regenteaba el Sr. Prof. D. Ruperto Zamora; continuó sus estudios bajo la dirección de los RR. PP. De la Misión en este lugar y pasó a concluirlos al Seminario Tridentino de Michoacán en Morelia, en donde abrazo la carrera eclesiástica con los órdenes sagrados que le fueron conferidos por el Sr. Arzobispo de Michoacán Dn. José Ignacio Arciga en 1889. 89

Ordenado Sacerdote fue nombrado por este mismo Prelado catedrático de Griego en el Seminario en cuyo cargo mereció el aplauso unánime del Sr. Arzobispo y de sus coprofesores, y, como consecuencia de ello, fue elevado al puesto de Vice-rector del mismo Seminario, y desempeñó ese cargo hasta el año de 1894 en que fue nombrado Rector del Colegio del Sagrado Corazón de Jesús, Auxiliar del Tridentino de Michoacán, que entonces funcionaba en esta ciudad. Allí tuvo a su cargo las cátedras del griego, Latín y Matemáticas, hasta el año de 1902 en que se le promovió para el importante cargo de Cura Párroco de esta Ciudad y Presidente de la Mesa Sinodal, sin dejar la rectoría del Colegio. Cuando el Papa Pío X elevó el templo parroquial de Pátzcuaro a la dignidad de Colegiata, entonces le concedió al Sr. Nambo la dignidad de Abad, y fue él la única persona que ocupó tal puesto, pues sobrevivió a los dieciséis años en que la parroquia de este lugar tuvo el titulo de Colegiata, y en el año de 1924 al ser erigida esta en Basílica el Sr. Nambo fue condecorado con la dignidad de Protonotario adinstar. PEDRO DE AHUMADA. Benefactor de la ciudad. Nació en la Villa de Durango del Señorío de Vizcaya, del reino de Castilla, España. Fueron sus padres don Pedro de Ibarra y doña María Martínez de Echeverría. En su juventud se dedicó a la carrera de las armas en la que alcanzó el grado de capitán con el que fue comisionado en la Nueva España. Poco tiempo después de su llegada solicitó su baja del ejercito español y se estableció en Valladolid, (Morelia), dedicándose al comercio; después vino a esta ciudad de Pátzcuaro, donde contrajo matrimonio con doña Manuela Heyzaguirre, viuda en primeras nupcias de Don Antonio Calleja de la Vega, e hija de don José de Heyzaguirre y de doña Luisa de Soria. Vecino de esta ciudad, ilustre por sus virtudes cívicas, por su cultura y por su generosidad. Pátzcuaro lo encuentra entre sus benefactores por las diversas fundaciones pías (caritativas) que llevó a cabo, entre las que se encuentra la Beneficencia de Ahumada, cuyos capitales han desaparecido. Al morir quiso dejar a esta ciudad un recuerdo perdurable, legando al Ilustre Ayuntamiento la suma de veinte mil pesos para la pavimentación de las calles. El Sr. Ahumada murió en esta Ciudad el 24 de diciembre del año de 1824 y en recuerdo de su memoria se impuso su nombre a la antigua calle de los Porqueros, debemos tener presente que este personaje habitó en esta calle en la casa marcada con el número 13 (7 antiguo). Sus restos descansan en el presbiterio de la Basílica. AGUSTÍN Y CABRERA. Nació, en Pátzcuaro, el 28 de marzo de 1844, habiendo sido sus padres el Sr. D. José Ma. Abarca y la Sra. Doña. Eulalia Cabrera. El año de 1851 ingreso al colegio que en esta ciudad tenían los Padres de la Misión y en ese plantel hizo grandes progresos hasta lagar a estudiar allí Latinidad y Filosofía. Su indudable virtud, su claro talento y sus vastos conocimientos le hicieron merecedor de la cátedra de Física que le confío el rector del Seminario de Morelia. Dr. Dn. Ramón Camacho (después Obispo de Querétaro) en el año de 1865. El 8 de abril de ese mismo año abrazo la carrera eclesiástica con la tonsura y ordenes menores que le confirió el Señor Don José Antonio de la Peña, y dos años mas tarde fue ordenado sacerdote, por el Señor Don José María de Jesús Diez de Sollano y Dávalos. El 8 de mayo de 1875, fue nombrado cura de esta ciudad , cargo que desempeñó hasta el 20 de septiembre del mismo año en que fue llamado a ocupar un asiento en el coro de la Iglesia metropolitana y por fin en el año de de 1884 fue ascendido al cargo de rector del Seminario Conciliar de Morelia.

90

Con el deseo de ingresar a La Orden de Santo Domingo marcho a la ciudad de Roma a donde llegó al día 11 de mayo de 1887 para permanecer allá gestionando su ingreso a la orden de predicadores. Poco tiempo le basto para distinguirse como orador sagrado, mereciendo que la Universidad Romana de Santo Tomás le otorgara por voto unánime la borla de Doctor en Teología, el 17 de diciembre de 1888. Habiendo recrudecido un viejo padecimiento, regresado a su patria en abril de 1889 sin hablar logrado su deseo de ingresar a la orden dominica, y dos años mas tarde dejo de existir, el 17 de julio de 1891. Sus restos descansan en la Basílica de Nuestra Señora de la Salud, al lado del Evangelio, bajo una lapida de mármol negro que dedicó a su memoria el Señor Arzobispo don José Jesús Ortiz, también patzcuarense. GERTRUDIS BOCANEGRA DE LAZO DE LA VEGA (1765-1818). Nació en Pátzcuaro, Mich., en 1765. Murió ahí mismo el 11 de octubre de 1817. Gertrudis Bocanegra procedía de una familia española dedicada al comercio y con los recursos económicos necesarios para proporcionarle una vida cómoda. Se casó con un alférez de los ejércitos reales apellidado Lazo de la Vega, con quien procreó un hijo.

Simpatizante de las ideas de Independencia que se gestaron a principios del siglo XIX en la Nueva España, Gertrudis Bocanegra se mantuvo informada de todos los acontecimientos que tanto en Europa como en la colonia vendrían a desencadenar la lucha libertaria. Así, cuando Miguel Hidalgo y Costilla e Ignacio Allende proclamaron la Independencia en el pueblo de Dolores, el 16 de septiembre de 1810, Gertrudis convence a su esposo y a su hijo de unirse a los insurrectos. Al pasar la columna insurgente por Valladolid, en octubre de ese mismo año, padre e hijo se agregan a las fuerzas rebeldes. Meses después, Gertrudis Bocanegra se convirtió en una viuda y además también perdió a su hijo. Sin embargo, sabía que era una más de tantas mujeres que se encontraban en el mismo caso y lo de mayor significación, su amor por la libertad y su convicción independentista fueron más fuertes que su dolor. Se incorporó a los insurgentes y se le envió a Pátzcuaro, donde colaboró con la causa aportando noticias, dinero, víveres y pertrechos de guerra, además de facilitar su casa para que se llevaran a cabo las reuniones de los partidarios del movimiento. Delatada a las autoridades, la apresaron en 1818. Durante el proceso que se le siguió fue presionada para que denunciara a los conjurados, pero ella demostró una vez más su

91

singular valor y no descubrió a nadie. Los partidarios de la insurgencia en Pátzcuaro quedaron a salvo. Los realistas la condenaron a muerte y la sentencia se cumplió en el mismo Pátzcuaro. Gertrudis Bocanegra viuda de Lazo de la Vega no permitió que el miedo la venciera en el último momento. Segundos antes de morir incito al pelotón de fusilamiento y a las personas que presenciaron su ejecución, para que se unieran a la causa de la libertad. SR. LIC. Y DOCTOR DON JOSÉ DE JESÚS ORTIZ. Nació en la ciudad de Pátzcuaro el 30 de noviembre de 1849. Terminados sus estudios que hizo en Morelia fue a la Capital donde obtuvo en 1870, después de lucido examen, el título de abogado. Vuelto a Michoacán fue catedrático de Física en el seminario. En 1877 recibió el sacerdocio de manos del Ilmo. Sr. Arciga, quien le había también conferido las órdenes anteriores. Durante los 16 años que transcurrieron a esta fecha fue sucesivamente capellán del Templo de la Compañía, catedrático de Liturgia, Derecho Natural y Vicerrector del Seminario, Promotor Fiscal de la Curia, Prebendado del Cabildo Metropolitano y Gobernador de la Sagrada Mitra. El 15 de junio de 1893 Su Santidad León XIII lo preconizó 1er. Arzobispo de Chihuahua y el 10 de septiembre fue consagrado por el Ilmo. Sr. Arciga. Asistió al 1er Concilio Provincial de Durango y el Concilio Plenario Latino Americano. En 1899 fue nombrado Arzobispo de Guadalajara. Su santa muerte acaeció en dicha ciudad el 19 de junio de 1912. EL SR. DR. DON JOSÉ IGNACIO ARCIGA. Segundo Arzobispo de Michoacán. En 1835 recibió el orden sacerdotal. En 1862 estuvo al frente del Clerical de Celaya el que dejo para desempeñar el Curato de Guanajuato. En 1866 fue nombrado Canónigo Magistral del Cabildo Metropolitano, juntamente se le dio el cargo de Rector del Seminario. S.S. el Papa Pío IX lo nombro Obispo Titular de Legiones el 4 de marzo de 1866 y fue consagrado el 8 de septiembre de 1867. El mismo Pontífice Romano lo designo segundo Arzobispo de Michoacán el 21 de diciembre de 1868. Durante 32 años gobernó con acierto su extensa diócesis y murió en la ciudad de México el 7 de enero de 1900. DON BENITO ROMERO, vecino del barrio de San Juan de Dios, hombre emprendedor y dinámico, viendo cuanto padecían sus vecinos por la escasez de agua se propuso construir una fuente que viniera a remediar la gran necesidad que se hacia sentía; obra que pronto vio satisfecha y pudo también pavimentar la calle que bien lo necesitaba, pues era casi intransitable, y hubiera llevado más allá su labor constructiva si una muerte trágica no le hubiera borrado el catálogo de los vivos. Después de este suceso, el Ayuntamiento de esa época quiso perpetuar el nombre de ese tan distinguido patzcuarense y como una muestra de gratitud y con gran beneplácito de los vecinos del barrio, se le dio su nombre a la calle en que vivió, la que citaremos en breve. EL SR. GENERAL DON JUAN JOSÉ CODALLOS, venezolano que peleó ardientemente por la implantación del federalismo en el país y fue fusilado en el atrio del Templo del Hospital de San Francisco y sepultado allí mismo, el día 11 de julio del año de 1831. EL CAPITAN DON ANDRES VENEGAS. Nació en la ciudad de Patzcuaro, en la última década del siglo XVIII. Nada se sabe de cuales serían las actividades a que se dedicaría antes de causar alta en el ejercito, únicamente se tiene conocimiento en el mes de

92

octubre del año 1810, al tener conocimiento de que la ciudad de Valladolid (Morelia) había sido tomada por las tropas liberadoras al mando del Sr. Cura Hidalgo, el Sr. Venegas en unión de los patzcuarenses Don Diego Manuel Solórzano, Don Pedro Lazo de la Vega y su hijo Don Manuel, se enroló como soldado en el Regimiento de Dragones de la Reina que guarnecía en este lugar y marchó a unirse al grueso del ejército insurgente. Los señores Solórzano y Lazo de la Vega encontraron gloriosa muerte en los campos de batalla, mas el señor Venegas que aun tenía una muy alta comisión que cumplir siguió peleando hasta el fin llegando a obtener el grado de Capitán de Estado Mayor y con este carácter se le dio la comisión que hemos dicho antes. Cuando el Capitán Venegas creyó cumplido su deber para con la Patria, regresó a la paz hogareña, al lado de los suyos en esta ciudad, donde murió con muchedumbre de años.

EL SR. OBISPO DON SILVIANO CARRILLO Y CARDENAS.
Nació esta ciudad. “Fueron sus padres el Sr. Don Juan Carrillo y Doña Librada Cárdenas de Carrillo”. Hizo en esta ciudad sus estudios de instrucción primaria bajo la dirección del Prof. Don Mariana Silva. Pasó después al Seminario de Zamora y cursó Latinidad, siendo su Profesor el canónigo Don J. Guadalupe Novoa. En 1872 se trasladó al Seminario de Guadalajara. En 1884 terminó su carrera, recibió todas las órdenes sagradas de manos del Ilmo. Rvmo. Sr. Don Pedro Loza Pardavè, y el 26 de diciembre del mismo año celebró su primera misa solemne en la capilla del Seminario. Fue nombrado sucesivamente Capellán del Templo de la Soledad y Ministro de Cocula, donde emprendió la construcción del templo dedicado al Apóstol San Pedro. En 1916 fue nombrado Arcediano de la Catedral, y fundó para la enseñanza gratuita de los niños de ambos sexos la “Congregación de Siervos de Jesús Sacramentado” que ha impartido muy importantes servicios en muchas casas de Guadalajara y de Sinaloa. En 1916 fue nombrado Arcediano de la Catedral y Provisor y Gobernador de la Sagrada Mitra. El 30 de julio de 1920 fue preconizado Obispo de Sinaloa por S.S. Benedicto XV y consagrado en la Catedral de Guadalajara por el Ilustrísimo y reverendísimo Sr. Arzobispo Doctor Don Francisco Orozco y Jiménez el día 24 de febrero de 1921. El día 10 de septiembre de 1921 entregó su alma al Señor en Culiacán, capital de su Diócesis. CAROLINA ESCUDERO LUJAN. Nace en Chihuahua en 1905, mujer destacada en Pátzcuaro y que trabajó por Pátzcuaro, su vida transcurre en los primeros años durante la época porfirista y la revolución mexicana, pero siendo hija de un banquero logró desarrollarse en un ambiente de educación y preparación, por el ambiente político en el que vive le permite tener una participación activa en la vida política del país, conoció de cerca las actividades del general Lázaro Cárdenas del Río y fue secretaria particular del general Francisco J. Mujica, que con el tiempo contrajo nupcias con dicho general. Cuando enviúdo, participó en diferentes actividades de beneficio para Pátzcuaro llegando ser diputada siendo una de las primeras mujeres de participación política, colaboró en Clubes, etc. Murió en Pátzcuaro. ALFREDO ZALCE (1908-2003). Nació en Pátzcuaro, Mich., en 1908. Estudió en la Escuela Nacional de Bellas Artes (antigua Academia de San Carlos) en la Ciudad de México, miembro activo de la LEAR (Liga de Escritores y Artistas Revolucionarios) y del TGP (Taller de la Gráfica Popular); compañero de Leopoldo Méndez, Pablo O’Higgins, Ignacio Aguirre. Maestro de las misiones culturales en los años 30’s. Al volver a

93

Michoacán fue Director de la Escuela Popular de Bellas Artes de la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo. Su creatividad y su exquisita sensibilidad, lo han hecho destacarse como maestro y excelente artista; ha incursionado en: el grabado, la pintura de caballete, la escultura, la cerámica, orfebrería, modelado, fresca, mural y bajorrelieves. Sobresalen sus murales en los Talleres Gráficos de la Nación de la Ciudad de México; en el Museo Regional Michoacano y Palacio de Gobierno en Morelia. Su labor docente y artística es un legado invaluable a la cultura mexicana. ANTONIO ARRIAGA OCHOA (1911-1974). Nació en Pátzcuaro, Mich., en 1911. Murió en la ciudad de México en 1974. Licenciado en derecho por la Universidad Michoacana de San Nicolás de Hidalgo, fue juez, magistrado del Tribunal Superior, jefe del Departamento Jurídico del Gobierno y Procurador General de Justicia de Michoacán. Simultáneamente, enseñó Historia y Legislación en Instituciones de su Estado. Dirigió el Museo Michoacano y el Museo Nacional de Historia de Chapultepec, éste durante 16 años, en cuyo lapso reparó el edificio. Publicó: Notas y Documentos sobre José Ma. Morelos y “Derroteros del Caudillo José Ma. Morelos”, documentos sobre el nacimiento de Miguel Hidalgo y Costilla y la “Organización Social de los Tarascos” (ediciones de la Universidad Michoacana, sin fecha), “Elogio a Michoacán” (1958), su mayor producción, sin embargo, quedó dispersa en periódicos y revistas. PROFESOR DN. ANTONIO SALAS LEÓN. Nació en la ciudad de Pátzcuaro el 26 de agosto de 1898 habiendo sido sus padres el Sr. Hilario Salas Rojas y la Sra. María León Aldayturreaga. Realizó sus estudios elementales en esta ciudad hasta cursar los primeros grados en el Seminario del “Sagrado Corazón”, Auxiliar del Tridentino de Morelia que funcionaba en este lugar, en donde sobresalió como alumno de Matemáticas, asignatura en la cual obtuvo primeros lugares. No pudo seguir sus estudios en la dicha Institución en virtud de que fue cerrada en el año de 1913. En el año de 1924 se inicio como maestro de Estado en la población de Ario de Rosales, posteriormente fue maestro particular y en 1928 ingresó al servicio federal en la población de Ziracuaretiro, pasando de ahí a Paracho, después a Janitzio, Huecorio y San Pedro Pareo. Por defender sus creencias religiosas ante una “Comisión Depuradora de Magisterio “ en la época de la persecución religiosa fue enviado a Tres Mezquites en los limites del Estado de Guanajuato, de ahí paso a Tirindaro, Tzintzuntzan y Pátzcuaro en donde fue auxiliar y maestro de muchas generaciones en a l escuela primaria federal “Vasco de Quiroga”. Posteriormente pasó a ocupar el cargo de Director de la escuela que a propuesta de él lleva el nombre de “Gertrudis Bocanegra”, personaje histórico de nuestra ciudad de quién difundió su vida y su obra, habiendo escrito una biografía de la misma por encargo del Departamento de Bibliotecas de la Secretaria de Educación Publica para darla a conocer a nivel nacional. De este plantel pasó a la dirección de al escuela “Vasco de Quiroga” cargo con el que se jubiló en el año de 1971 después de 47 años de fecunda su labor magisterial. A la par desempeñaba estos nombramientos en escuelas primarias, desempeñó como maestro en las escuelas secundarias “Vilaseca Esperanza” y la nocturna “Centenario del 57”, labor por la que es muy recordado. Fue además auxiliar de bibliotecario en la Biblioteca Publica “Gertrudis Bocanegra” de este lugar. Su amor por la cuidad que lo vio nacer y la historia de la misma lo hicieron un investigador acucioso por lo que escribió y publicó su libro PÁTZCUARO COSAS DE ANTAÑO Y OGAÑO en la que narra la vida de la ciudad de sus calles y sus leyendas. 94

Posteriormente escribió los folletos “VIDA DE LOS HOSPITALES DE PÁTZCUARO” Y “PÁTZCUARO, CUIDAD DE GRANDEZAS”. Estudiosos y admirador de la obra de Don Vasco de Quiroga escribió una biografía de este personaje sobre el cual pronunció numerosos discursos y conferencias. Su labor como historiador también es reconocida en el estado pues investigó y escribió sobre la cultura pretecha, sus orígenes y desarrollo. A la vez realizó investigaciones históricas que lo condujeron a describió que la heroína de la Independencia Sra. Doña Josefa Ortiz de Domínguez nació el 8 de septiembre de 1768 en la ciudad de Morelia. Ocupó los cargos de Cronista de la ciudad, miembro del Comité de Conservación del aspecto típico de Pátzcuaro habiendo defendido tenazmente la conservación del mismo, tan deteriorado actualmente; miembro del Patronato Pro reconstrucción del templo de la Compañía, Primera Catedral de Michoacán; miembro del Patronato del Hospital Dr. Gabriel García, regidor del H, Ayuntamiento con el cargo de Sindico y otros que le fueron encomendados por su espíritu de servicio. Murió en la ciudad de Morelia el día 7 de agosto de 1978 y sus restos descansan en esta ciudad.

95

LEYENDAS
EL LAGO COMO NACIÓ EL LAGO DE PATZCUARO Érase en aquellos días que se pierden en la bruma de los tiempos, cuando tuvo lugar un hecho que la leyenda ha guardado en el recuerdo de los nativos, quienes celosos de que no se pierda la memoria de lo ocurrido, la han venido transmitiendo de padres a hijos, de generación en generación, a través de los siglos, para que las gentes de estos reinos sepan como se desarrollo tan singular suceso, que dio origen a un grandioso donativo de los manes tutelares de la raza purépecha para los hijos de esta tierra Xharatanga y de Curicaveri. Sucedió, pues, que en este bello país moraban en la espesura de los montes los primeros habitantes de la comarca. Eran dueños de cuanto les rodeaba: la fértil tierra les proporcionaba el diario sustento con el purù y el tziri, el tejocote y la xhengua, el exquisito Huaraz y otros muchos frutos que endulzaban con la sabrosa tecua de las laboriosas abejas. Los tupidos pinares les daban seguro abrigo y los frecuentes y limpios arroyuelos que brotaban de las profundas entrañas de la tierra, les calmaban su sed y les bañaban sus cuerpos. Nada turbada aquella vida placida que la madre Cueràpperi reservaba para ellos, y solo para ellos, porque eran los guacusecha, los hijos de aquella feliz pareja que TUCUPACHA había puesto en un edén con el encargo de poblar el mundo y con la promesa de que su descendencia seria tan numerosa como las arenas del desierto y como las estrellas que tachonan el azul de Aguandaro. Y así, un día aquella vida feliz fue interrumpida por un fenómeno que antes no había aparecido ni volvió a aparecer jamás, pues consistió en que la atmosfera empezó a calentarse gradualmente hasta hacerse insoportable y mortífera, y, como consecuencia de ello, los campos se agotaron , se secaron las fuentes y los animales silvestres emprendieron la huida hacia el norte y los hombres ante el temor de sucumbir, se vieron obligados a seguirlos, y en aquellas precipitada fuga la única idea que los dominaba era la de huir y solo huir de aquel fenómeno que para ellos significaba la muerte. Mas en medio de aquella confusión, repentinamente se dejó oír un ruido escandaloso que venia de los alto y viose decender una enorme bola centelleante y terrífica, y los hombres al verla sobre sus cabezas, redoblaron su huida empavorecidos, aullaron de terror y se echaron boca abajo sobre la ardiente tierra como tratando de hundirse en ella, implorando la piedad de los dioses, y los animales en veloz estampida siempre hacia el norte, solo trataban de escapar sin hacerse daño unos a los otros. Pocos momentos duro aquel espectáculo aterrador, pues el enorme asteroide, (que no pudo ser otra cosa) pronto toco tierra con un estallido ensordecedor que retumbó a muchas leguas a la redonda, lanzando un fulgor brillantísimo y cegador; la tierra se sacudió como convulsionada por un tremendo cataclismo y los montes se tambalearon como si les faltara el equilibrio para sostenerse sobre sus bases, y entonces sucedió lo increíble: los mismos montes abrieron sus entrañas, como consecuencia del sacudimiento, y de sus vientres brotaron caudalosos torrentes, como impulsados por fuerzas gigantescas y por espacios de muchos días fluyeron sin cesar, hasta formar el mas bello de los lagos: EL LAGO DE PATZCUARO. 96

Y cuando los hombres se repusieron del susto y cuando estuvieron seguros de que había pasado el peligro regresaron a sus hogares y quedaron maravillados al contemplar el hermoso lago que se presentaba ante sus ojos, pero al mismo tiempo se entristecieron al ver sus tierras cubiertas por las cristalinas aguas, y entonces clamaron a los dioses preguntando, cómo iban a vivir sin los frutos de la tierra, y los dioses les contestaron: Nada os faltará, en las aguas hallaréis vuestro sustento. Y en efecto, en aquellas limpias y cristalinas aguas había abundancia de suculentos peces, como el urapiti, el charari, la acumara y el thirthus. Y el lugar donde cayo aquella enorme bola de fuego fue llamado por los nativos: HUECORIO (lugar de la caída) y allí fundaron con el tiempo un risueño pueblecito, que así también se llama. Y la enorme roca que descendió de lo alto, flamígera y fragorosa, aun le nombran: LA HUECORENCHA. (Lo que cayo). Así narra la leyenda la formación de ese precioso lago que es orgullo de la tierra michoacana, que es la admiración de propios y estaños, que guardan en cada gota suya una leyenda y un recuerdo de los tiempos idos y ya sin vuelta, al que los nativos recibieron como un bello presente de TUCUP-ACHA, pata sustento y vida de los valientes hijos de Guayàngari e Itzi-Guari. Las riberas de esta baso de aguas cristalinas están ocupadas por veintiún pueblos o comunidades, entre las que se cuenta una ciudad y una villa: y de sus aguas surgen cinco islas y algunos islotes, donde viven dedicados a la pesca grupos más o menos numerosos de indígenas de la raza purépecha. LA CALLE DEL ESPEJO (leyenda) La calle que corre a lo largo del atrio de San Francisco (se llamaba antiguamente Del Tercer Orden) y que va hacia el poniente, lleva al paseo Calvario o de Balcones, como le llamara el Ilustre Barón de Humboldt. Pero antes de encaminarnos dicho paseo detengámonos un momento en la primera encrucijada y oigamos lo que dice la tradición: En los buenos tiempos del imperio Purépecha los príncipes Hirépan, Hiquìngari y Tanganxoan por mandato del emperador Tariácuri organizaron una expedición al reino de Cuyucan con el objeto de reconocer la extensión y límites de aquella parte del imperio, y que de dicha expedición regresaron trayendo gran cantidad de plumajes riquísimos presentes de piedras preciosas para la Madre Cuerápperi y para el emperador. Entre los que estaban destinados a este último figuraba un gran espejo de tzinapu que reflejaba perfectamente las imágenes de cuantos a él se acercaban o miraban de cerca; y si grande era el valor de los plumajes, metales preciosos y pedrerías, mayor era la admiración que despertaba aquel espejo regalo del Gran Petámuti, por lo que se buscó un sitio donde colocarlo para gloria de Cuerápperi, para orgullo del Emperador, para honor del imperio y para la admiración de las gentes, y no se halló otro mejor que el Cuè o Templo Mayor de esta ciudad, el que como se sabe se alzaba en el mismo sitio donde hoy se asienta el Templo de la Compañía. Colocose, pues el espejo en la parte superior del Cùe de manera que por la tarde recogiese los últimos rayos de sol como una bendición de Tata Huriata a los habitantes del pueblo querido de Tucup-Achá.

97

Causando la admiración de todas las gentes, aquel tzinápu colocando en la cúspide del templo vio engrandecerse a los purépecha, hasta llegar a ser los únicos rivales de los poderosos aztecas. Corrieron los años, dice la tradición y nadie hubiera osado arrancar aquel espejo venerado del sitio en que lo colocaron los mayores de la raza, pero ante la invasión de los españoles al territorio de Mechoacán los sacerdotes se vieron obligados a esconderlo con la esperanza de tiempos mejores; así, pues, se escogió un lugar seguro y apartado fuera de la traza de la ciudad y allí en una cabaña permaneció ocultado a las pesquisas y miradas de los españoles, no así para los nativos a quienes con frecuencia se les veía concurrir a venerar tan preciada reliquia y a ofrecerle flores, frutos y gomas olorosas. Mas por mucha que fuera la reserva que se guardaba en ello no podía escapar al celo del inmortal D. Vasco de Quiroga, quien al tener conocimiento del culto que se tributaba al espejo lo hizo sacar de su escondite y ponerlo en el centro de una gran cruz que mandó colocar en aquella parte de la ciudad, a la que se dio el nombre de La Cruz de la Tángara. El espejo desapareció de allí al correr de los años, sólo la cruz resistió al tiempo y todavía a principios del presente siglo se miraba por allí entre piedras y herbazales un madero carcomido como un recuerdo de los tiempos idos y ya sin vuelta. Y la calle que pasa cerca del sitio donde se alzaba la humilde cabaña es ésta que desde tiempos muy atrás se llama Calle del Espejo.

El Puente de la Salamanca. – La Hechicera.
Para llegar a la Capilla del Humilladero que hemos visitado se pasa sobre un sólido puente de mampostería, llamado “Puente de la Salamanca” sobre el arroyo del Guani. Se empezó a construir este puente en el año de 1825 y terminó dos años después en 1827. El Puente de la Salamanca; éste es el nombre que le puso la gente y con el que se ha venido conociendo a través de los tiempos por las generaciones, como para respetar una conseja popular, y como ella me parece que encaja perfectamente en este libro de viejos recuerdos voy a referirla tal como se escribió para “Los Rincones Históricos de la Ciudad de Pátzcuaro” de Jorge Bay Pisa. A fines de la época colonial, Pátzcuaro era uno de aquellos rincones que daban lugar a leyendas extraordinarias, las que aún prevalecen en el recuerdo de la presente generación: El Barrio Fuerte, La Salamanca, La Tangara, nos dicen mucho de aquella vida lejana. Como inscripción antigua que pierde sus formas por acción de los años, está en la memoria de los vecinos viejos de esta calle el recuerdo de que en la casa Nº 617, contigua al puente, vivió hace mucho tiempo una mujer lisiada y misteriosa a quien todos temían por atribuírsele facultades diabólicas y se le tenía por bruja, hechicera y encantadora capaz de todos los maleficios. A aquella acudían los descreídos y los vengativos, los enamorados y los perdidos, los truhanes y hampones; allí se daban cita las doncellas burladas las esposas abandonadas, los enfermos desahuciados, los supersticiosos, los amantes del lenocinio, los amantes furtivos y los hombres desesperados y fracasados en su vocación y en sus negocios. Ella señalaba con precisión el móvil de los crímenes y el lugar donde se ocultaban las cosas perdidas y lo mismo predecía el porvenir que adivinaba los hechos pasados. Recibía a su heterogénea clientela, con no pocas reservas, en un cuartucho de regular extensión falto de luz y ventilación y situado a un nivel más bajo que el de la calle,

98

circunstancias que hacían más misterioso aquel antro, testigo de tantas y tantas confidencias. En las paredes de aquella huronera, ennegrecidas por el humo y la humedad, había gran número de estacas de las que pendían multitud de objetos repugnantes, sucios e inútiles, que servían solo para dar más realce a la fama de la hechicera. Allí había yerbas para la elaboración de tósigos y brebajes, pócimas y menjurjes; había amuletos de la buena suerte, barajas, dados, herraduras y mil maravillas de arte mágico. En el sucio y desnivelado pavimento circulaban sabandijas y reptiles inmundos; el imprescindible búho ocupaba uno de los ángulos de aquella huronera y trepado sobre unas piedras veía con aire majestuoso todo cuanto lo rodeaba; cerca de la puerta hallábase enclavado un rústico churingo, donde ardía de noche el resinoso cueramu. En el centro de aquella pieza veíase un fogón en donde la hechicera arrojaba unas hojas secas y gomas aromáticas para dar mayor solemnidad a las consultas; y rodeando el bracero hacía mil muecas y ceremonias grotescas pronunciando palabras cabalísticas (secretas) e ininteligibles. Del techo negrusco por el humo prendían grandes ramas secas cubiertas de asquerosas y grandes telarañas, y también algunos garabatos con ollita y tarros, conteniendo tósigos, aceites, pomadas, unturas, y, con mil propiedades maravillosas. Nadie salía de allí desconsolado, pero tampoco nadie salía sin haber pagado antes el real de la consulta. Las gentes designaban a aquel lugar con el nombre de La Sala; y como a su poseedora le faltaba una mano dieron en llamarle La Sala de la Manca y de aquí el compuesto de Salamanca con que los vecinos del barrio designaban a esa parte de la calle. Por mucho tiempo causó asombro este nombre, lo que dio lugar a que los individuos de aventuras, los tahúres, los perdonavidas y la gente maleante ocuparan parte del temido barrio; y los escándalos frecuentes que en él se cometían le añadieron el nombre de El Infiernito, contribuyendo esos temibles y espeluznantes nombres a que la gente orada solo pasara hasta antes de anochecer por la casa misteriosa. Regresando Después de este suceso, el Ayuntamiento de esa época quiso perpetuar el nombre de ese tan distinguido patzcuarense y como una muestra de gratitud y con gran beneplácito de los vecinos del barrio, le dio su nombre a la calle en que vivió, la que citaremos en breve.

LEYENDA DE EL MILAGRO DEL ROSAL.
El Rosal del Convento de los Agustinos.-“ Siendo yo un adolescente oí referir varias veces a las personas mayores de entonces que en una de las guerras intestinas más frecuentes en México durante el siglo pasado, cuando los padres agustinos habían sido arrojados de su casa en virtud de las Leyes de Reforma, cuando las propiedades de los templos habían sufrido la rapiña de gentes exaltadas sin escrúpulos, que mal entendían la aplicación de dichas leyes, entonces, en uno de aquellos aciagos días de desolación y de alarma continua producida por la guerra, una mujer de clase humilde que se encontraba orando en el Templo de San Agustín, se dio cuenta de que en esos momentos hacía irrupción a la plaza una partida de insurrectos y pensó que deberían retirarse los vasos sagrados que se guardaban en el Sagrario del altar y, movida por su piedad, fue a buscar al sacristán para que quitara aquellos objetos de infinito valor, mas dándose cuenta de que estaba sola en el templo y de que los momentos eran preciosos, venciendo la resistencia que le causaba el saber que por su sexo no podía acercarse al Sagrario, subió las gradas del

99

presbiterio y se dirigió resueltamente a donde se guardaba aquel tesoro y, abriendo la puertecilla, sacó los vasos sagrados juntamente con su Sacro Contenido y oprimiéndolos contra el pecho los cubrió con su humilde rebozo y se dirigió a la calle y una vez afuera del templo se encaminó al interior del convento, mas encontrándolo desierto y sin hallar a quien entregar las joyas que trataba de salvar, pensó ocultarlas en algún lugar seguro, lo que debía hacer pronto porque en la calle aumentaba el escándalo, lo que ella advertía fácilmente por los gritos, golpes en las puertas y por las detonaciones que hasta allí podía escuchar. En tales circunstancias la tribulación de aquella mujer crecía y sin saber que partido tomar, se dirigió a un frondoso rosal que crecía en uno de los patios de allí, al pie de aquella planta ocultó la buena mujer su tesoro y se alejó guardando para ella sola su secreto. Cuando desapareció el peligro, cuando la calma había renacido y los pacíficos habitantes de la ciudad se entregaban de nuevo a sus actividades habituales, aquella celosa mujer se dirigió al párroco para participarle, compungida y llorando, lo que había hecho en un arranque de celos religioso; y cuentan que el párroco así que la hubo escuchado, dispuso luego ir a recoger los vasos sagrados, haciéndose acompañar por numeroso sequito, mas al llegar al patio del convento vieron todos con verdadera asombro que el rosal había cubierto sus ramas de blancas y fragantes flores y que inclinándolas hasta el suelo formaban tupido y perfumado velo al Sagrado Depósito allí escondido por aquella devota mujer. El párroco abrió las ramas y sacó los vasos sagrados para conducirlos a la parroquia con toda la solemnidad del ritual católico.

LEYENDA DE ERÈNDIRA La princesa purépecha Erèndira fue hija del guerrero Timas que pertenecía a la familia del último monarca Tangaxoan. Timas no aceptó la sumisión del rey a los conquistadores hispanos, tampoco Erèndira, quienes prepararon, en compañía de otros rebeldes, la ocasión de poder combatir a los invasores de su patria. Al efecto, se refugiaron en una prominencia oriental de la ciudad de Pátzcuaro, llamada hoy el “barrio fuerte”, por haberse constituido ahí una fortaleza. Para someterlos, dispuso el conquistador Cristóbal de Olid que fuera un ejercito de aliados con cinco jinetes castellanos; pero estos atacantes fueron rechazados, sufriendo una vergonzosa derrota, y en su huida, los defensores de la

100

fortaleza se apoderaron de un hermoso caballo blanco, que iba a ser sacrificado; pero la princesa Erèndira lo pidió para si y se lo concedió, aprendiendo a manejarlo tan diestramente como lo hacían los españoles. Poco tiempo después la fortaleza volvió a ser atacada de improviso y muerto el valiente guerrero Timas. En lo más encarnizado de la lucha apareció entonces la bella Erèndira montada en el briosos corcel blanco y abriéndose paso con su arma, que blandía diestramente, mato al jefe traídos Nanuma, que deseaba apoderarse de ella y por la que sentía, desde tiempo atrás, violenta pasión. Veloz como el viento, Erèndira se perdió en la espesura de los bosques que rodean a Patzcuaro, sin que volviera a saberse nada de esta valiente mujer, que prefirió la muerte a caer en las manos de los invasores de su patria. ASÍ CUENTAN LOS ABUELOS EN EL 2009

Yo de Pátzcuaro recuerdo que hace mucho tiempo, si había como 15 carros eran muchos, y se acostumbraba que a las 7 de la noche daban la 7 campanadas en la iglesia y, donde nos tocara escucharlas nos hincábamos, si era a media calle ahí se hincaban las personas, el poco turismo que nos visitaba se sorprendía de que la ciudad se paralizara hasta que sonara la ultima campanada última campanada.

101

Recuerdan “en nuestros tiempos todo era diferente habia mayor respeto y cordialidad hacia toda la gente conocida y desconocida, se daba el saludo donde se encontraran en la calle. Nos cuenta un abuelito que en el movimiento cristero, los fieles católicos tenían que esconder las imágenes religiosas dentro de baúles o en lo que se pudieran ocultar, para que no fueran destruidas por los sinarquistas, “fue una época muy fea pero sin embargo con la ayuda de Nuestro Señor Jesucristo pudimos vencer los obstáculos a nuestra fe católica”. “Yo recuerdo el tranvía que había en Pátzcuaro era una especie de vagón y una plataforma jalado por mulas, pasando sobre unos rieles (de bajada usaba los rieles hacia el lago), este tranvía salía de la estación jalado por mulas llegando hasta la calle de Ibarra, en donde ahora esta la Mansión de los sueños se daba la vuelta para regresar a la estación donde aprovechando el declive se regresaba a la estación, el tranvía contaba con un vagón para pasajeros y una plataforma para carga de maletas, productos del lago como son: fruta, pescado.

102

Cuentan también que tuvo accidentes en una ocasión se le chorrearon los frenos y los pasajeros salieron golpeados, era así como este tranvía se utilizaba como medio de transporte cuando llegaban los turistas y visitantes a la ciudad de Pátzcuaro a través del tren. También recuerdo hasta donde llegaban las casas de Pátzcuaro: del lado de siete esquinas las construcciones llegaban hasta la gasolinera, todo lo demás eran llanos y huertos en su mayoría nogales, membrillo y tras frutas.

Por el lado de Obregón llegaban hasta la capilla de Cruz Verde y por la parte del mercado llegaba hasta la calle de espejo, que era donde se encontraban las ultimas casas y por el lado de San Francisco las casas llegaban hasta la gasolinera (en la actualidad fuera de servicio) y por le lado de Alcantarilla llegaba hasta topar con el camino a Cuanajo. Pátzcuaro era muy pequeño pero muy bonito y muy tranquilo aparte de lluvioso” Se decía que Pátzcuaro tenía dos estaciones: la estación de lluvias y la estación del tren. POESÍA A PÁTZCUARO Pátzcuaro por su belleza encantadora es inspiración para muchos poetas nacionales y locales, tal es el caso de Tomas Rico Cano, un gran poeta michoacano, que le cantó a Pátzcuaro de esta bella manera en un momento de delicada inspiración. El canto se deshace cuando llego a la orilla de ti, Ciudad de agua que retrata el cielo. Mi voz en vez de asir tu viento, Se me clava en la sangre y en el pulso. Y la sangre y el pulso y las miradas -Asombrados los ojosSe llenan de tus calles silenciosas, De tus plazas inmensas, De tus torres y cúpulas sonoras Y, sobre todo, de ese viento antiguo Donde flota el recuerdo De un subversivo obispo. Por el agua nacida de las manos 103

Fatigadas de vasco de Quiroga, Por el fuego encendido en sus palabras, -látigo y luz, espada y flor tarascaPor los sueños para un “Nuevo Mundo”, Toda tú, ciudad de malvas y cantera, Tienes fragancia generosa De hogar no abandonado, De cantarito nuevo, De tejocote que mojó la lluvia Que no la pierdas nunca, michoacana mestiza, De redes y de fruta, De silencio y campanas sometidas. Y antes de que se apaguen los fulgores del metal silenciosos de tus aguas, Dejadme pronunciar, siquiera, el nombre Insurgente, rotundo, de tu gran mexicana: ¡Gertrudis Bocanegra! Marcha de honor, clarines y tambores, Y tormenta y marea sobre tu lago Anunciarán, quizá no muy distante,

Que no has muerto, encina de mi pueblo, -mujer de bronce y de tzinapu vivoY que habrás de luchar de nueva cuenta Contra los “gachupines” de este siglo Y los que quieren opacar, ¡ingenuos!, La rosa de tu sangre y de tu ejemplo. Pátzcuaro de blasones y geranios, De guares y de brisas, De color y pregones cada viernes, ya me voy de tus calles y tu cielo pero me llevo, sí, ¡quien me lo quita! El más fresco jazmín de tu recuerdo.

104

PÁTZCUARO ACTUAL CARACTERÍSTICAS GEOGRÁFICAS Localización. Se localiza al centro del Estado, en las coordenadas 19º31’ de latitud norte y 101º36’ de longitud oeste, a una altura de 2,140 metros sobre el nivel del mar. Limita al norte con Tzintzuntzan, al este con Huiramba, al sur con Salvador Escalante, y al oeste con Tingambato y Erongarícuaro. Su distancia a la capital del Estado es de 64 Km.

Extensión. Su superficie es de 435.96 km2 y representa el 0.74 por ciento del total del Estado. La orografía. Su relieve lo constituyen la depresión del Pátzcuaro, el sistema volcánico transversal y los cerros el Blanco, el del Estribo, del Frijol y el Cerro del Burro. La Hidrografía, se constituye principalmente por el Lago de Pátzcuaro. Tiene un arroyo conocido como El Chorrito y otros manantiales. Clima. Templado, con lluvias en verano. Tiene una precipitación pluvial anual de 983.3 milímetros y temperaturas que oscilan de 9.2 a 23.2º centígrados. Principales Ecosistemas. En el municipio predominan los bosques: Mixto, con especies de pino, encino y cedro, en el de coníferas, con oyamel y junípero. La fauna esta constituida por ardilla, cacomixtle, coyote, liebre, armadillo, tórtola, cerceta, pato, aguililla, chachalaca, achoque, pez blanco, charal, carpa, lobina negra y mojarra.(estos datos en la actualidad ya no son reales estamos en el año 2009 y tenemos problemas con incendios forestales que han acabado con bosque y fauna otro problema la construcción de la autopista que afecto al medio ambiente de Pátzcuaro) Recursos Naturales. La superficie forestal maderable, es ocupada por encino y pino, la no-maderable es ocupada por matorrales. Características y Uso del Suelo. Los suelos del municipio datan de los periodos cenozoico, cuaternario, terciario y mioceno, corresponden principalmente a los del tipo podzódico y pradera de montaña. Su uso primordialmente es forestal y en menor proporción agrícola y ganadero.

105

PERFIL SOCIODEMOGRAFICO Grupos Étnicos. Según el Censo General de Población y Vivienda 1990, en el municipio habitan 4,696 personas que hablan alguna lengua indígena, y de las cuales 2,235 son hombres y 2,461 son mujeres. La principal lengua indígena que se habla es el purépecha y la segunda en importancia es el náhuatl. (Actualmente se esta perdiendo completamente la lengua purépecha y solo un 10 % la habla y esto solamente en sus propias comunidades es una verdadera tristeza la perdida de esta lengua, por la emigración de los indígenas a otros lugares para tener empleos) El II Conteo de Población y Vivienda del 2005 señala que en el municipio habitan 3,987 personas que hablan alguna lengua indígena.

EVOLUCIÓN DEMOGRÁFICA En el municipio de Pátzcuaro en 1990, la población representaba el 1.88 por ciento del total del Estado. Para 1995, se tiene una población de 75,264 habitantes, su tasa de crecimiento es del 2.55 por ciento anual y la densidad de población es de 172 habitantes por kilómetro cuadrado. El número de mujeres es relativamente mayor al de hombres. Para el año de 1994, se han dado 2,116 nacimientos y 304 defunciones, también así la migración e inmigración en el municipio ha sido regular.

106

CENSO GENERAL DE POBLACION Y VIVIENDA POR 1950 1960 1970 1980 1990 MUNICIPIO Habitantes ACUITZIO 12342 8717 7515 7118 9254 ERONGARICUARO 6716 9079 9470 11270 11930 HUIRAMBA 3570 3989 4985 6030 LAGUNILLAS 4183 4242 4955 5016 PATZCUARO 25879 32430 37615 53287 66736 QUIROGA 10263 12626 16004 19748 21917 SALVADOR ESCALANTE 17176 21177 25354 29398 31207 TZINTZUNTZAN 6350 7820 9139 10440 11439

MUNICIPIO 2000 2005 9933 13161 6711 5136 77872 23893 38331 12414 10052 13060 7369 4828 79868 23391 38502 12259

En el año 2000 el municipio contaba con 77,872 habitantes y de acuerdo al II Conteo de Población y Vivienda del 2005 el municipio cuenta con un total de 79,868 habitantes.
POBLACION PRINCIPALES LOCALIDADES LOCALIDAD PATZCUARO CUANAJO SAN JUAN TUMBIO TZURUMUTARO JANITZIO VISTA BELLA SANTA JUANA RESTO DE LOCS. TOTAL 47993 4978 2628 2223 2074 1918 1722 14336 HOMBRES 22570 2400 1225 1078 978 950 836 6871 MUJERES 25423 2578 1403 1145 1096 968 866 7465

Religión Predomina la católica, seguida de los evangélicos y bautista. INFRAESTRUCTURA SOCIAL Y DE COMUNICACIONES Educación Cuenta con los niveles de: preescolar, primaria, un internado de educación primaria; secundaria; bachillerato a través de PREPARATORIA CBTyS y CONALEP, además de academias, también cuenta con centros de educación profesional, Instituto tecnológico de estudios superiores Se encuentra el CREFAL (Centro Regional de Educación Fundamental para América Latina).

107

NIVEL EDUCATIVO PREESCOLAR PRIMARIA SECUNDARIA
PROFESIONAL TECNICO

ALUMNOS INSCRITOS

ALUMNOS APROBADOS

ALUMNOS EGRESADOS

2726 14073 5040 805 2413

2506 12669 3528 518 1366

1601 2069 1088 115 425

BACHILLERATO

Salud
CANTIDAD 1 2 8 6 10 27 TIPO DE INSTALACIONES CENTRO MEDICO CENTRO DE SALUD CLINICAS DIVERSAS CONSULTORIOS Y DISPENSARIOS HOSPITALES TOTAL m2 217.03 4674.56 2832.18 10282.38 22530.38 40536.58 % 0.54 11.53 6.99 25.37 55.58 100.00

Cuenta con una clínica del IMSS, una del ISSSTE, un Hospital Civil, una clínica de la Secretaría de Salud y 8 clínicas particulares. Abasto Cuenta con mercados, tiendas departamentales, tianguis, misceláneas, una tienda del ISSSTE.

PREDIOS 12 4 1

USO CANCHAS DIVERSAS CENTRO DEPORTIVO GIMNASIO

m2 40791.03 54372.35 216.84

% 24.62 32.82 0.13

5 1 1

LIENZO CHARRO Y RUEDOS SALON DEPORTIVO UNIDAD DEPORTIVA

9935.46 210.05 43697.21

6.00 0.13 26.37

108

Deporte Cuenta con una unidad deportiva: con campos de fútbol y fútbol rápido, canchas de basquetbol, voleibol; además hay en el municipio campos de fútbol, canchas de basquetbol y voleibol. Además de escuelas de karate y clubes. COLONIAS • • • • • • • • • • • • • • • El Calvario Gertrudis Bocanegra Jamuquen Marcos M Jiménez Revolución Ibarra Colimillas Erendira Vista Bella El Cristo Independencia Maestros Asociados Popular San Lázaro Magisterial Vivienda
TIPO DE VIVIENDA HABITADA Y SUS OCUPANTES TIPO TOTAL VIVIENDA PARTICULAR CASA INDEPENDIENTE DEPA EN EDIFICIO VIVIENDA EN VECINDAD VIVIENDAS HABITADAS 15238 15225 14503 52 66 OCUPANTES 77872 77303 73949 159 291

• • • • • • • • • • • • • •

La Joya Fraccionamientos Infonavit 1 Infonavit 2 El Ciprés Vida Purembe Loma Bonita Lázaro Cárdenas Fovissste Los Nogales Camelinas Magisterial Los Cedros Villa de la Esperanza Llano de la virgen

REFUGIO NO ESPECIFICADO VIVIENDA COLECTIVA

5 595 13

44 2851 569

El II Conteo de Población y Vivienda del 2005 señala que el municipio cuenta con 5,194 viviendas. En su mayoría son de adobe, madera y teja, seguidas de las de tabique y concreto. 109

                                        

           

                                                                                                          

    
   

110

 







 

  

         

         

            

     

           

                

Medios de Comunicación. Cuenta con señal de radio y televisión, una estación de radio local, y servicio de televisión por cable. Además de periódicos de circulación local y estatal. Vías de Comunicación. Al municipio lo comunica la carretera federal número 15 Morelia-Quiroga-Pátzcuaro y la autopista Morelia-Pátzcuaro-Uruapan. Cuenta con la carretera de la rivera del lago de Pátzcuaro por la cual se llega mediante la ruta MoreliaQuiroga-Santa Fe de la Laguna-Chupícuaro-Erongarícuaro-Pátzcuaro. Cuenta el municipio con central de autobuses con servicio foráneo, camiones de servicio urbano y suburbano, transporte en combis, taxis, camiones de carga, además de pista de aterrizaje. Cuenta con servicio de telefonía domiciliaria en la cabecera municipal y casetas públicas, y de caseta en sus localidades; además de cobertura de telefonía celular; telégrafo y correos. ACTIVIDAD ECONÓMICA Principales Sectores, Productos y Servicios Agricultura. Los principales cultivos por orden de importancia son el maíz, trigo, frijol, lenteja y tomate. Ganadería. Se cría ganado bovino, porcino, ovino, asnal, caballar, caprino y mular. Industria. Las principales ramas de la industria son la fabricación de alimentos, muebles coloniales de madera, industria textil, productos de corcho, mantas, artesanías de madera como bateas, máscaras y juguetes; alhajeros, herrería artística, joyería artística, figuras religiosas y papel picado.

111

Turismo. Cuenta con diversos atractivos naturales, artesanías, arquitectura colonial y festividades. Comercio. El municipio cuenta con comercio pequeño, mediano y grande, en los cuales se encuentran artículos de primera y segunda necesidad. Servicios. Cuenta con servicio de hospedaje en hoteles, moteles, bungalows; alimentación en restaurantes, fondas, puestos en portales; centros nocturnos, agencias de viajes, arrendamiento de autos, transporte turístico, gasolineras y central de autobuses. Caza y pesca. Se pesca en el lago de Pátzcuaro, el pescado blanco, carpa, trucha, mojarra, lobina negra, charal blanco, entre otras especies, así como captura de achoque. GASTRONOMÍA DE PÁTZCUARO La gastronomía de Pátzcuaro tiene influencias prehispánicas, es una cocina rica y variada donde hay que destacar productos como el excelente pescado blanco de la región, el afamado maíz, el frijol, jitomates, papa, carne de cerdo y res, entre otros.

Entre los platos típicos de esta región se encuentran la crema de frijoles, la sopa tarasca, hecha con tortilla, queso y salsa de jitomate, las corundas, tamales de elote en forma de triángulos o los uchepos de elote. Otros platillos, que se pueden degustar, algunos de ellos de origen prehispánico, son el pollo placero, los charales fritos, la sopa tarasca, el mole de olla, el pozolillo y el pozole blanco el pescado blanco o los tamales tarascos, que también son preparados con zarzamoras o con maíz cocido en ceniza, por lo cual también son llamados tlaconextamalli o tamales de ceniza. Entre los dulces se pueden encontrar los capulines, la nieve de pasta, los buñuelos, el atole blanco y atole de grano.

En lo referente al postre destaca la afamada nieve de sabores, como de durazno, membrillo, manzana, fresa, mamey, guayaba y melón, entre otras frutas. También existen

112

otros postres como los chongos hechos de leche, miel y canela y los ates, preparados con pasta de frutas. Si hablamos de bebida, encontramos gran variedad donde hay que destacar los atoles, dulces y picosos, en los que el maíz se mezcla con tamarindo, piloncillo o chile cascabel, para dar origen al tradicional chileatole. También destacar el atole blanco o kamata urápiti, acompañado con pequeños panes de piloncillo y mezcal. ARTESANÍA DE LA REGIÓN DE PÁTZCUARO En Pátzcuaro, se pueden encontrar piezas originales, baratas y compradas directamente al productor. Se producen trabajos en cobre, papel maché, hojalata, cerámica, madera, hierro forjado, lacas, maques, alfarería y textiles de hilo y de lana (los suéteres son la prenda básica a comprar en época de Noche de Muertos).

Pátzcuaro es el lugar donde la mayoría de los artesanos de los pueblos ribereños se congregan para ofrecer sus productos, entre los que encontramos los siguientes: Santa Clara del Cobre, como bien dice su nombre, es un milenario creador de piezas hechas de ese material. Cuanajo es otro pueblo cercano, famoso en todo el estado por sus muebles y piezas de madera tallada y pintada.

113

Otro de los materiales que trabajan los artesanos es el Tule o Chuspata con el que se elaboran; tortilleros, alcancías, moisés para bebés, gateras (casas para gatos), canastas, petates, etc.

En cada pieza se va dejando parte de la vida; toda esta dedicación hace que la artesanía valga en sí una fortuna. Es de mencionarse que también se elaboran artículos de juguetes típicos producidos en este lugar: camioncitos, serpientes que parecen moverse, cajitas con sorpresas adentro, tiras de rectángulos con lazos que dan la impresión nunca despegarse, muñecas de trapo vestidas con trajes típicos, juegos de boliche hechos con soldaditos de madera, valeros, trompos, entre muchos otros juguetes que han hecho felices a muchas generaciones de niños michoacanos.

SITUACIÓN ACTUAL DEL LAGO DE PATZCUARO La cuenca del algo ha sufrido muchos cambios a lo largo de su historia que ha ocasionado el deterioro de sus recursos naturales, esto ocasionado por el hombre en los últimos años. Disminución de la profundidad y superficie del lago y modificación de la calidad del agua. Desgaste de sus suelos (erosión) y pérdida de cubierta vegetal por la actividad agrícola, pecuaria y forestal. La contaminación del lago por las descargas de aguas negras y agroquímicos. Disminución de la variedad de especies animales y vegetales, tanto del lago como del medio terrestre. El crecimiento demográfico de la cuenca es un factor que contribuye al deterioro. La cuenca tiene una gran variedad de recursos naturales que han sido utilizados por sus pobladores para diversos fines desde hace miles de años, la sobre explotación de sus recursos ha generado alteraciones que afectan al medio natural y la vida de los habitantes. La cuenca del lago de Pátzcuaro esta formada por el lago y las tierras que lo rodean el agua depositada en el lago provienen de la lluvia, manantiales y escurrimientos, no tiene salida por ningún arrollo o río solo se pierde por evaporación.

114

Actualmente la cuenca tiene una extensión de 1000 kilómetros de los cuales el 10% corresponde al espejo del lago. El diagnostico de la problemática de la cuenca y las soluciones son planteadas en un proceso donde participan las organizaciones sociales y todos los niveles de gobierno a través de sus autoridades y dependencias. Todos conforman el Comité técnico de Pátzcuaro. Los principales problemas:       Calidad de la producción Deforestación Erosión y azolve Amenaza a la vida silvestre Cambio de uso del suelo y manejo inadecuado de los recursos naturales. Contaminación del agua.

Las soluciones:  Reducir el arrastre del suelo  Uso de agroforesteria  Reforestación  Presas, gaviones, terrazas, bordos, zanjas  Conservar el agua  Rotación de cultivos  Cortinas rompevientos y cercas vivas  Uso de abono y fertilizantes orgánicos  Plantaciones combinadas  Ampliación de cultivos más productivos y agricultura de conservación que no remueva el piso. Reducir la contaminación de suelo y agua.  Rehabilitar y construir plantas de tratamiento  Usar letrinas secas.  Pagar el agua para que los municipios tengan para las plantas y ampliar la red. Conservar las especies silvestres y restaurar sus habitas.  Cumplir con la veda pesquera, evitar el uso del chinchorro  Reforestar con árboles y matorrales nativos.  Proteger animales y plantas silvestres y aprovecharlos en forma racional Promover el aprovechamiento sustentable de los recursos pesqueros.  Ordenar las actividades pesqueras.  Cumplir con la veda pesquera  Marcar zonas de reproducción natural de los peces 115

 Sustituir las artes de pesca prohibidas  Repoblar el lago con crías de especies en riesgo de extinción  Recuperar la producción pesquera hasta un máximo de 1000 toneladas anuales.  Conservar y restaurar el bosque  Reforestar el bosque, conservar y restaurar los suelos  Prevenir y combatir los incendios forestales  Cambiar y prevenir las plagas y enfermedades del bosque  Ordenar la industria forestal  Racionalizar y eficientar el uso domestico de la leña. Ordenar y regular el uso del suelo  Prevenir y contener los impactos ambientales provocados por el crecimiento de los asentamientos humanos y de las actividades económicas de la cuenca  Orientar el desarrollo de los asentamientos humanos y el uso y la conservación de los recursos naturales.

Atractivos culturales y turísticos Monumentos históricos
• • • • • • Iglesia de la Compañía de Jesús, construcción del siglo XVI y que fue sede de la Catedral antes que la Basílica y se abrió al publico en 1546. La plaza Vasco de Quiroga, se encuentra enmarcada por mansiones señoriales y ancestrales árboles. Casa de los once Patios, se construyó en el siglo XVIII para albergar a las monjas Dominicas se Santa Catarina de Serna. Templo de San Francisco Fray Martín de la Coruña se abrió al culto en el año de 1545. Templo Hospital, fue construido en el año en el año de 1545 para establecer ahí un hospital. Capilla del Humilladero, fue construido por disposición de Vasco de Quiroga en el año de 1553.

116

• • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • • •

Capilla del Calvario, fue edificada por orden del Obispo de Michoacán Fray Marcos Ramírez del Prado en el año de 1666. Palacio Episcopal de Don Vasco, es un predio en el que se ven unas ruinas de los cimientos de lo que fuera la modestísima habitación de Don Vasco. Templo del Sagrario, se inicio su construcción en el año de 1741. Templo de San Juan de Dios, fue construido a solicitud del Seños cura Don Eugenio Ponce de León en el año de 1743. Santuario de Guadalupe, fue inaugurado en ele año de 1841. Monumento de generalísimo Don José María Morelos y Pavón en la isla de Janitzio. Monumento a Tangaxoan II en la Av. Lázaro Cárdenas. Monumento de la revolución. Monumento a la heroína patzcuarense Doña Gertrudis Bocanegra y Mendoza de Advincula en la plaza que lleva su nombre. Monumento al General Lázaro Cárdenas del Río en el entronque de la carretera Patzcuaro-Uruapan. Monumento al primer obispo de Michoacán Don Vasco de Quiroga en la plaza Mayor. Busto del Dr. Gabriel García, benefactor de esta ciudad en el Jardín de San Juan de Dios. Busto de Margarita Maza de Juárez en la Plaza DE San Francisco. Mural en la biblioteca Gertrudis Bocanegra de Juan O’Gorman, donde se relata al historia de Michoacán. Mural sobre la conquista de Michoacán en el monumento a Morelos en la Isla de Janitzio. Mural en la gasolinera Espinoza. Murales en la antigua casa del General Lazar Cárdenas (ahora CREFAL). Mural de tema religioso en el claustro del Convento de los Franciscanos. Mural sobre Don Vasco de Quiroga y las artesanías en la Casa de los Once Patios. (1979) Murales en el estribo, en el cerro Colorado. Murales en el teatro Caltzonci, donde marra el quehacer michoacano, la nacionalización del petróleo, el encuentro de Tangaxoan II y los españoles pintados en 1927 por Barcenas. Escultura de la Virgen de la Salud, de pasta de Caña y orquídea, data de 1540. Escultura del señor de la tercera Orden, conocido como el príncipe de los Cristos, de 1539. Escultura del Cristo del Humilladero, de 1553. Escultura de la Piedad del Calvario, del siglo XVI. Pulpito de madera de principios del siglo XIX, en la antigua catedral.

CRONOLOGIA DE PATZCUARO

117

1553 Cedula Real otorgando el titulo de Ciudad de la Provincia de Mechoacán y el escudo de Armas de Pátzcuaro. 1571 Se abre el culto de San Agustín. 1572 Llegada de los jesuitas a Pátzcuaro 1575 Se trasladan las autoridades civiles a la recién fundada Valladolid. 1580 Las autoridades eclesiásticas y el Colegio de San Nicolás se trasladan a Valladolid. 1718 Pierde su importancia civil. 1767 Tumultos indígenas por la expulsión de los jesuitas. 1817 Fusilamiento en la plaza principal de Doña Gertrudis Bocanegra; Heroína de Pátzcuaro, el 10 de octubre. 1824 Pátzcuaro aparece como cabecera del distrito XII del departamento Oeste. 1831 Se eleva a la categoría del municipio. 1867 Toma de la ciudad por el liberal Nicolás Regules. 1886 Se inaugura el ferrocarril Morelia-Pátzcuaro. 1899 Se inaugura el alumbrado público en Pátzcuaro. 1891 La ciudad es atacada por las revoluciones el 21 de abril. En este mismo año, pero el 9 de agosto, el general Amaro vuelve a atacarla. 1920 Reconstrucción de la ciudad, con el fin de conservar lo colonial y lo indígena del lugar. 1951 Fundación del CREFAL, dependencia de la Organización de las Naciones Unidas. 1983 Se instituye la presea Vasco de Quiroga que se entrega el 28 de septiembre. 1994 Se instituye la presea Gertrudis Bocanegra.

COMO VEN LOS NIÑOS A PATZCUARO

118

María Guadalupe

Luis Ángel Rubio Maldonado

119

Shelly Angeline Molina Cuadros

Alondra Álvarez Coria

Adriana

120

CRONOLOGÍA DE LOS PRESIDENTES MUNICIPALES DE PATZCUARO A PARTIR DE 1911 AÑO 1911 1912 1912 1912 1912 1912 1912 1912 1912 1912 1912 1913 1913 1913 1913 1913 1913 1913 1914 1914 1914 1914 1914 1914 1914 1915 1915 1915 1915 1915 1916 1916 1917 1917 1917 1917 1918 Presidentes municipales Tiempo de ejercicio Ignacio Corona Rafael Díaz Barriga Juan M. Moreno Ignacio Corona Rafael Alcocer Ignacio Corona Rafael Alcocer Ignacio Corona Amador Reyes Manuel Buitrón Amador Reyes Miguel corona Amador Reyes Miguel corona Rosendo Saucedo Ortega Amador Reyes Cesáreo Rangel Doctor Gabriel García Luis Ortiz Lazcano Dr. Gabriel García Profesor Ramona Caballero Ramón Carranco Alberto Martínez Ramón Carranco Rafael Alcocer Ignacio Corona Profesor Ramona Caballero Ignacio Corona Francisco L, Alcazar Ignacio Corona J. Refugio Alcocer Joaquín Sánchez Aldama José Díaz Olivares Melesio Mora José Díaz Olivares Prof. Ramón Caballero Regino Mejia 1918 1918 1919 1919 1919 1920 1920 1920 1920 1920 1920 1921 1921 1921 1921 1922 1922 1922 1923 1923 1924 1924 1924 1924 1925 1925 1925 1926 1926 1926 1926 1927 1927 1927 1927 1928 1928 1928 1929 1929 Diodoro Torres José Amezquita Ignacio Corona Diodoro Torres J. Jesús Barriga Eduardo Alcazar José Vicente Calderón Miguel León Manuel Mendiola José Pimentel José Vicente Calderón José Carrillo Arriaga Rafael Torres José Vicente Calderón Rafael Torres José Ma. Guizar José Suárez Sosa Maurillo Flores Luis Ortiz Lazcano Maurillo Flores José Pimentel Nicolás Ugalde Juan B. Carbajal José Pimentel Maurillo Flores Pablo Mejia Manuel Escoto Ildefonso Sánchez Ramón Huerta Ildefonso Sánchez Manuel Mendiola José Pimentel Maurillo Flores José Pimentel Juan B. Carvajal Santiago Hernández Rafael Cortes Rentaría Enrique M. Ramos Amado Espinosa José Carrillo Arriaga

121

1929 1929 1930 1930 1931 1931 1931 1931 1931 1932 1932 1932 1933 1934 1934 1934 1935 1936 1937 1938 1938 1938 1938 1939 1940 1940 1941 1941 1941 1942 1943 1943 1944 1945 1946 1946 1946 1947

Pascual Abarca Marciano R. Peña Manuel Escoto José Ramos Chávez Manuel Escoto José Ramos Chávez Manuel Escoto José Ramos Chávez Manuel Escoto Miguel A. Quintero Pedro Piza Martínez Pedro S. Talavera Sacramento Villaseñor Gabriel Arriaga José Ramos Orta Gabriel Arriaga José Ramos Chávez Pedro S. Talavera Norberto Alcantar Pedro S. Talavera Faustino Reyes Pedro S. Talavera Gilberto Calderón Manuel Mendiola Pedro Ríos Gonzáles José Zamudio José Zamudio Agustín Hinojosa Ángel García Ángel García Ángel García Rafael Ochoa Rentaría Maurillo Flores José María Ochoa Rentaría Julio Tena Solchaga J. Jesús Rodríguez Corona Agustín Hinojosa Benjamin Ordonia

1947 1948 1949 1950 1951 1952 1953 1954 1955 1955 1955 1955 1956 1956 1957 1959 1960 1962 1962 1963 1966 1968 1969 1971 1972 1975 1978
1981-1983 1984-1986 1987-1989

1989
1990-1993 1993-1995 1996-1998 1999-2001 2002-2004 2005-2007

Luis Ortiz Lazcano Rafael Ochoa Rentaría Manuel Borbolla Maurillo Flores Ochoa Dr. Benito Mendoza Nambo Antonio Mejia Martínez Alfredo Manríquez Sandoval Gustavo Oseguera Huerta Esperanza García de Rodicio Tnte. Corl. Rafael López S. Esperanza García de Rodicio Gustavo Mota Chávez Rafael López Saucedo Amado Espinosa Álvarez Miguel Díaz Barriga Manuel Ochoa Sepúlveda José Luis Carrillo Fraga Pablo Melchor López Alfredo Manríquez Sandoval Jorge Stamatio López Avelino Valencia Ochoa Gabriel Ochoa Rentaría Efrén Talavera Godinez Lic. Arturo Mota Chávez Alfredo Pimentel Ramos Gabriel Ochoa Rentaría José Luis García Flores Joaquín Arreola Estrada Gastón Mendoza Alcocer Gabriel Ochoa Alcazar Lauro Yacuta Rivera Luis Rey Cortés Origel Antonio Mendoza Rojas
Felipe de Jesús Valencia Ochoa

Antonio García Velázquez
José Francisco Vazquez García

Mercedes Calderón García

122

GLOSARIO El Folklore, es la serie de conocimientos derivados de la sabiduría popular dicha serie de conocimientos representa un modo particular del pensamiento colectivo y es espontáneo y trasmitido por tradición oral. La pirekua en una composición musical con diversos temas que contribuyen a la identidad étnica el pireri es el cantor. Estas composiciones son de la región de Patzcuaro, San Andrés Tzirondaro, Ihuatzio, Janitzio, Jaracuaro y Santa Fe. Ejemplo de ellas: Josefinita, Flore de canela, etc. Protonotario: Tziri: Maíz Xengua: Capulin Uacusecha: esta palabra en lengua chichimeca significa AGUILA Charari: palabra purépecha que designa una especie de pescado llamado charal Thirthus: palabra purépecha que designa una especie de pescado llamado tiro Petamuti: Sacerdote Tzinapu: Palabra purépecha Tocup-acha: Palabra purépecha Nomenclatura: Conjunto o sistema de nombres o términos empleados en alguna disciplina, oficio o por alguna comunidad. PALABRAS EN ESPAÑOL A PUREPECHA Mujer = uarhí Hombre = achamasí Perro = uíchu Dulce = te´kua Bonita =sesi jási Boca = penchumicua Comida = akua Adiós = nipa Corazón = Mitzita

123

Anexos
DANZAS DE PÁTZCUARO

Anexo 2. Danza de los viejitos

124

Anexo 3. Danza del Pescado

125

Anexo 4. Mural en el CREFAL.

126

Estación de gasolina

Calle Ramos

127

Día Tianguis en la plaza grande

128

Janitzio sin monumento a Morelos

Timas en Muelle

129

El calvario

Frente a plaza de San Francisco

130

Película Maclovia filmada en Janitzio 1942

Platicas para mejor calidad de vida 1959, el lago como fondo.

131

BIBLIOGRAFÍA • • • Esperanza Ramírez Romero, Catalogo de Monumentos y sitios de Pátzcuaro de la región lacustre Primer tomo. UMSNH, Morelia, 1986. Jesús Romero Flores, Diccionario Michoacano de historia y geografía, segunda edición, Taller de imprenta Venancia México, D.F., 1972. Manuel Toussaint, Historia de Pátzcuaro, Universidad Nacional de México, Instituto de Investigaciones Estéticas y Escuela de Arquitectura, Imprenta Universitaria, México 1943. Ma. Ofelia Mendoza Brioes, et al., Coordinadora, Aída Castilleja, Pátzcuaro pasado, presente y…, SEMARNAP, CESE, Fondo para la Conservación de la Naturaleza, A.C., Morelia, 2000. Ángel Gutiérrez, Esbozo Histórico de Michoacán, UMSNH, Morelia, 1992. Pablo G. Macias, Pátzcuaro, Imprenta Madero, Morelia, 1978. Antonio Salas León, Pátzcuaro. Cosas de antaño y de órgano, sexta edición, Impresos Hurtado, Morelia, 2004. Eduardo Ruiz, Michoacán. Paisajes, linotipográficos, México 1940. Justino Fernández, Pátzcuaro, 1933, Enrique Soto González, Relatos y Leyendas de Pátzcuaro. Narración y fantasía de un pueblo, LITHO QUALITY, Pátzcuaro Mich. 2005. Diccionario de Michoacano de historia y geografia, tradiciones y leyendas, Talleres

• • • • • • •

PAGINAS DE INTERNET: • • • • http://cidef399c8497c9eb92.skydrive.live.com/self.aspx/PATZCUARO http://pagesperso-orange.fr/patzcuaro/mx/01/mx/01himo01.htm http://www.travelbymexico.com/patzcuaro/reportajes/index.php? nom=bpatartesaniapatz http://pagesperso-orange.fr/patzcuaro/mx/indexmn.html

132

 ÍNDICE 

Introducción…………………………………………………………………………………1 ORIGEN DE LA CULTURA PURÉPECHA…………………………………………….2 Escudos purépechas………………………………………………………………………….4 Religión……………………………………………………………………...………………5 Instrumentos de música…………………………………………………………..……….…6 Danza entre los purépechas……………………………………………………………….…6 Vestido………………………………………………………………………………………6 Comida……………………………………………………………………………..…….….7 Vivienda……………………………………………………………………………………..7 Artesanía Purépecha…………………………………………………………………..……..7 Educación……………………………………………………………………………………8 HISTORIA DE PÁTZCUARO. Fundación………………………….………………………………………………………...9 Conquista española……………………………………………………………………...….10 Época Colonia……………………………………………………………………………...11 Escudo de armas……………………………………………………………………………14 Independencia.……………………………………………………………………….. …….16 Centralismo y federalismo…………………………………………………………..……..17 La guerra de reforma o guerra de tres años en Pátzcuaro………………………………….18 Intervención francesa y el imperio en Pátzcuaro…………………………………………. 18 Pátzcuaro en el Porfiriato……………………………………………………………….….19 Las comunicaciones con Pátzcuaro en el siglo XIX……………………………………….19 Pátzcuaro en el siglo XX……………………………………………………………….....20 Pátzcuaro durante la revolución…………………………………………………..………..21 Guerra de los cristeros……………………………………………………………………..23 Lázaro Cárdenas y su obra en Pátzcuaro…………………………………………………..24 Pátzcuaro de 1940 -1980……………………………………………………………….....25 Necesidades de Pátzcuaro relacionadas con el turismo………………………………...29-31 Traza de la ciudad………………………………………………………………………32-33 Las plazas de Pátzcuaro………………………………………………………………...34-37 Nomenclatura………………………………………………………………………………37 Edificios y monumentos. Arquitectura religiosa La Basílica…………………………………………………………………………….…...38 La parroquia………………………………………………………………………………..38 La compañía……………………………………………………………………………......39 San Francisco………………………………………………………………………………39

133

Ex templo de san Agustín ……………………………………………………………….....40 Teatro emperador Caltzontzin………………………………………………………….…..44 El santuario de Guadalupe………………………………………………………………….45 Hospital de San Juan de Dios……………………………………………………..………..46 El calvario………………………………………………………………………………….46 Capilla del Santo Cristo del humilladero…………………………………………………. 47 Convento de las dominicas………………………………………………………………...48 Las cruces …………………………………………………………………………………49 Colegio de San Nicolás. ………………………………………………………………..49-50 Casas de Pátzcuaro……………………………………………………………………...51-53 Las Fuentes de Pátzcuaro…………………………………………………………………..54 Fuente Don Vasco………………………………………………………………………….54 Fuente del toro……………………………………………………………………….…….54 Fuente de los Huajes…………………………………………………………………….....55 Fuente de San Miguel…………………………………………………………………..…..56 Los mesones………………………………………………………………………….….…57 Portales…………………………………………………………………………………58-60 Planos de la ciudad…………………………………………………………………..……..61 ¿Sabias que? ………………………………………………………………………...….62-63 Comunidades pertenecientes a la ciudad de Pátzcuaro………………………………...….64 Los Islotes…………………………………………………………………………..……...66 Janitzio………………………………………………………………………...…………..66 Marco social y económico………………………………………………………..………..68 Janitzio y su música………………………………………………………………………..69 Janitzio y sus danzas………………………………………………………….……….70-73 Día de muertos…………………………………………………………………….……….74 Origen y significado de la muerte entre los purépechas…………………………………....74 La época colonial y la nueva concepción…………………………………………………..75 Kejtzitakua zapicheri (velación de los angelitos)…………………………………..………76 Noche de muertos en Janitzio…………………………………………………………....… 77 Época actual……………………………………………………………………………..…77 Elementos tradicionales de una ofrenda……………………………………………………78 Principales fiestas de Pátzcuaro…………………………………………………….…..79-82 Personajes ilustres………………………………………………………………………….83 Tariacuri……………………………………………………………………………………83 Tanganxoan………………………………………………………………………………...84 Don Antonio Huitzimengari de Mendoza, Caltzonci…………………………………........84 Vasco de Quiroga …..……………………………………………………………………...85 De la Torre Lloreda………………………………………………………………………...86 Don Manuel Gracia Pueblita……………………………………………………………….87 El Ilmo. Sr. protonotario Apostólico lic. Rafael Nambo………………………………..….87 Pedro de Ahumada……………………………………………………………………...….88 Agustín y Cabrera………………………………………………………………………..… 88 134

Gertrudis Bocanegra………………………………………………………………………..89 Sr. Lic. y Doctor don José de Jesús Ortiz………………………………………………..… 90 El Sr. Dr. don José Ignacio Arciga…………………………………………………………90 Don Benito Romero…………………………………………………………………….….90 El Sr. General don Juan José Codallos……………………………………………………..90 El Capitán don Andrés Venegas…………………………………………………………....90 El Sr. obispo don Silviano Carrillo y Cárdenas……………………………………..……..91 Carolina Escudero Lujan…………………………………………………………………...91 Alfredo Zalce………………………………………………………………………………91 Antonio Arriaga Ochoa………………………………………………………………….…92 Profesor Don Antonio Salas León………………………………………………………….92 LEYENDAS Como nació el lago de Pátzcuaro……………………………………………….......…..….94 Lacalle del espejo…………………………………………………………………………..95 El puente de la Sala manca.- La hechicera……………………………………………...….96 El milagro del Rosal………………………………………………………………………..97 Erendira…………………………………………………………………………………….98 Así cuentan los abuelos en el 2009………………………………………………………...99 Poesía a Pátzcuaro…………………………………………………………………….......101

PÁTZCUARO ACTUAL Características geográficas………………………………………………………….…….103 Organigrama del Municipio de Pátzcuaro………………………………………...………104 Perfil Sociodemográfico…………………………………………………………………..104 Infraestructura social y de comunicaciones……………………………………...………105 Colonias…………………………………………………………………………………...107 Graficas de vivienda………………………………………………………………………108 Actividad económica………………………………………………………….…………..109 Gastronomía de Pátzcuaro………………………………………………………...………109 Artesanía de la región de Pátzcuaro………………………………………………….109-110 Situación actual del lago de Pátzcuaro…………………………………………..…..........112 Atractivos culturales y turísticos. Monumentos históricos……………………………….114 Cronología de Pátzcuaro…………………………………………………………….……115 Como ven los niños a Pátzcuaro…………………………………………………..…116-117 Cronología de los presidentes municipales de Pátzcuaro a partir de 1911………..…118-119 Glosario…………………………………………………………………………...………120 Anexo……………………………………………………………………………..….121-128 Bibliografía………………………………………………………………………………..12 9

135

Esta síntesis (monografía) de Pátzcuaro dirigida a los niños fue elaborada con recursos del Programa de Desarrollo Cultural Municipal 2009.

Compiladora: Gloria Blancas López Colaboración de: Susana Hernández Morales Hilario Martínez Onofre Apoyos especiales: Sergio Luna Capellín Danelia Rivera V. Armando Martínez Foto estudio Leyva Pintor Guillermo Cordero.

136

Este programa es de carácter publico, no es patrocinad ni promovido por partido político alguno y sus recursos provienen de los impuestos que pagan los contribuyentes. Esta prohibido el uso de este programa con fines políticos, electorales, de lucro y otros distintos a los establecidos. Quien haga uso indebido de los recursos de este programa deberá ser denunciado y sancionado de acuerdo con la ley aplicable y ante un autoridad competente.

137

Esta obra fue elaborada en la ciudad de Pátzcuaro con la finalidad de brindar a los estudiantes de una forma sintetizada los aspectos mas importantes de la ciudad, de la misma manera al final de la obra se ha agregado una lista de las fuentes consultadas y que se encuentran al servicio del publico en la Biblioteca Publica “Gertrudis Bocanegra”, esto con la finalidad de que tu, mi amigo lector, te acerques y te intereses por profundizar en la historia y conocimiento de nuestra ciudad, considerado como “pueblo mágico” por la belleza que guardan cada uno de los rincones de la ciudad pero sobre todo por cada una de las tradiciones y costumbres que aun conservan sus pobladores y que la identifican como la cultura purépecha.

138

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->