Está en la página 1de 3

KAMILA ARZADUM JIMENEZ.

2015

Investigar:
1.- lee mas problemas de escritores bolivianos en:
http://www.boliviawed.com/poetry
Cantar
Mi patria tiene montaas,
no mar.
Olas de trigo y trigales,
no mar.
Espuma azul los pinares,
no mar.
Cielos de esmalte fundido,
no mar.
Y el coro ronco del viento
sin mar.
Caligula:
Es la hora que ms odias,
cuando la tarde cae
como si se desplomara del tejado.
Lobregueces rastreras
corren bajo tus pies y sientes
que eso que pasa enfrindote la cara
no es el viento.
Comienzas a or voces
que nadie ms oye.
Crees ver centuriones de niebla entre la niebla,
manos que flotan,
lenguas arrancadas, y disolverse en la noche
la tediosa muralla que te asla.
Tu sombra acobardada te precede
por los polvorientos salones del palacio.
Y llegas a tu lecho

en los hostiles dormitorios


sabiendo que all slo te aguardan
sueos enemigos.
Sueos con dientes sin fatiga,
puntuales, pertinaces
como la oscura rata que noche a noche
roe en las tablas del piso.
Potica
No eres slo el fulgor que sin mesura
estalla, ni su estrpito previsto.
Ni las apelaciones de la esfinge,
o la avidez o la otra idolatra.
Lcida s, flagrante certidumbre,
regin de transparencia en la que inmerso
est el tiempo, zumbando, lo que somos,
la boca memorable del augurio.
En un trono de hueso y santidades,
abiertas las heridas, y la flecha
de las perpetuas causas en las sienes.
Eres es palabra no gastada,
amor, una mitad, como la aurora,
en sombra. Una mitad implicaciones.