P. 1
BIENES

BIENES

5.0

|Views: 80.882|Likes:
Publicado porvamosderecho

More info:

Published by: vamosderecho on Mar 21, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

03/03/2014

pdf

text

original

a.- Derechos.

El propietario fiduciario es dueño de la propiedad por lo que puede reivindicar
(893); puede transferirse y transmitirse, pero manteniéndola indivisa y con el gravamen
de la restitución y siempre y cuando el constituyente no haya prohibido la enajenación
(751).

Tampoco es transmisible la propiedad fiduciaria cuando la condición es
precisamente la muerte del fiduciario (751).

Art. 893. La acción reivindicatoria o de dominio corresponde al que tiene la propiedad plena o
nuda, absoluta o fiduciaria de la cosa.

Art. 751. La propiedad fiduciaria puede enajenarse entre vivos y transmitirse por causa de
muerte, pero en uno y otro caso con el cargo de mantenerla indivisa, y sujeta al gravamen de
restitución bajo las mismas condiciones que antes.
No será, sin embargo, enajenable entre vivos, cuando el constituyente haya prohibido la
enajenación; ni transmisible por testamento o abintestato, cuando el día prefijado para la
restitución es el de la muerte del fiduciario; y en este segundo caso si el fiduciario la enajena en
vida, será siempre su muerte la que determine el día de la restitución.

Además, el fiduciario puede gravar su propiedad pero con autorización judicial
con conocimiento de causa y audiencia de ciertas personas, bajo sanción de
inoponibilidad (757). Todo ello con el fin de proteger al fideicomisario.

Art. 757. En cuanto a la imposición de hipotecas, censos, servidumbres, y cualquiera otro
gravamen, los bienes que fiduciariamente se posean se asimilarán a los bienes de la persona
que vive bajo tutela o curaduría, y las facultades del fiduciario a las del tutor o curador.
Impuestos dichos gravámenes sin previa autorización judicial con conocimiento de causa, y
con audiencia de los que según el artículo 761 tengan derecho para impetrar providencias
conservatorias, no será obligado el fideicomisario a reconocerlos.

En la misma idea de protección se basa el hecho de que mientras está en manos
del propietario fiduciario, el fideicomiso es inembargable (1618 Nº 8).

Art. 1618. La cesión comprenderá todos los bienes, derechos y acciones del deudor, excepto
los no embargables.
No son embargables:
Nº 8 La propiedad de los objetos que el deudor posee fiduciariamente

El fiduciario tiene la libre administración de la cosa (758).

Art. 758. Por lo demás, el fiduciario tiene la libre administración de las especies comprendidas
en el fideicomiso, y podrá mudar su forma; pero conservando su integridad y valor.
Será responsable de los menoscabos y deterioros que provengan de su hecho o culpa.

Finalmente, el fiduciario tiene el derecho a gozar de los frutos (754), a menos
que se haya pactado que el fiduciario tuviera la calidad de “tenedor fiduciario”. (749)

42

Cátedra de Derecho Civil II
Profesor José Miguel Lecaros

Art. 754. El propietario fiduciario tiene sobre las especies que puede ser obligado a restituir, los
derechos y cargas del usufructuario, con las modificaciones que en los siguientes artículos se
expresan.

Art. 749. Si se dispusiere que mientras pende la condición se reserven los frutos para la
persona que en virtud de cumplirse o de faltar la condición, adquiera la propiedad absoluta, el
que haya de administrar los bienes será un tenedor fiduciario, que sólo tendrá las facultades de
los curadores de bienes.

b.- Obligaciones:

-Conservar la cosa respondiendo de culpa leve (758) pero si se le concedió la libre
disposición de la propiedad, sólo estará obligado a restituir lo que exista al momento de
la restitución (“fideicomiso de residuo”) (760)

Art. 758. Por lo demás, el fiduciario tiene la libre administración de las especies comprendidas
en el fideicomiso, y podrá mudar su forma; pero conservando su integridad y valor.
Será responsable de los menoscabos y deterioros que provengan de su hecho o culpa.

Art. 760. Si por la constitución del fideicomiso se concede expresamente al fiduciario el
derecho de gozar de la propiedad a su arbitrio, no será responsable de ningún deterioro.
Si se le concede, además, la libre disposición de la propiedad, el fideicomisario tendrá sólo el
derecho a reclamar lo que exista al tiempo de la restitución.

-Hacer inventario solemne en los mismos términos que el usufructuario (754). En
cambio, a diferencia del usufructuario, no está obligado a rendir caución, salvo que el
Tribunal se lo ordene como medida conservativa (755)

Art. 754. El propietario fiduciario tiene sobre las especies que puede ser obligado a restituir, los
derechos y cargas del usufructuario, con las modificaciones que en los siguientes artículos se
expresan.

Art. 755. No es obligado a prestar caución de conservación y restitución, sino en virtud de
sentencia de juez, que así lo ordene como providencia conservatoria, impetrada en
conformidad al artículo 761.

-Pagar expensas. Desde luego, todas las necesarias ordinarias, cargas periódicas e
impuestos, sin derecho a reembolso (como carga correlativa a su derecho de gozar los
frutos) (754, 795 y 796). En cuanto a las necesarias extraordinarias, también llamadas
obras o refacciones mayores necesarias (798), también debe pagarlas pero con derecho a
reembolso contra el fideicomisario una vez verificada la restitución y con ciertas
rebajas.

Art. 795. Corresponden al usufructuario todas las expensas ordinarias de conservación y
cultivo.

Art. 796. Serán de cargo del usufructuario las pensiones, cánones y en general las cargas
periódicas con que de antemano haya sido gravada la cosa fructuaria y que durante el
usufructo se devenguen. No es lícito al nudo propietario imponer nuevas cargas sobre ella en
perjuicio del usufructo.

43

Cátedra de Derecho Civil II
Profesor José Miguel Lecaros

Corresponde asimismo al usufructuario el pago de los impuestos periódicos fiscales y
municipales, que la graven durante el usufructo, en cualquier tiempo que se haya establecido.
Si por no hacer el usufructuario estos pagos los hiciere el propietario, o se enajenare o
embargare la cosa fructuaria, deberá el primero indemnizar de todo perjuicio al segundo.

Art. 798. Se entienden por obras o refacciones mayores las que ocurran por una vez o a largos
intervalos de tiempo y que conciernen a la conservación y permanente utilidad de la cosa
fructuaria.

En cuanto a las expensas no necesarias, sean útiles (909 inciso 2º) o simplemente
voluptuarias (911), el fiduciario que las haya hecho no tiene derecho alguno que
reclamar -salvo por vía de compensación- a menos que las haya pactado con el
fideicomisario (759).

Art. 909 inc. 2º Sólo se entenderán por mejoras útiles las que hayan aumentado el valor venal
de la cosa.

Art. 911. En cuanto a las mejoras voluptuarias, el propietario no será obligado a pagarlas al
poseedor de mala ni de buena fe, que sólo tendrán con respecto a ellas el derecho que por el
artículo precedente se concede al poseedor de mala fe respecto de las mejoras útiles.
Se entienden por mejoras voluptuarias las que sólo consisten en objetos de lujo y recreo, como
jardines, miradores, fuentes, cascadas artificiales, y generalmente aquellas que no aumentan el
valor venal de la cosa, en el mercado general, o sólo lo aumentan en una proporción
insignificante.

Art. 759. El fiduciario no tendrá derecho a reclamar cosa alguna en razón de mejoras no
necesarias, salvo en cuanto lo haya pactado con el fideicomisario a quien se haga la
restitución; pero podrá oponer en compensación el aumento de valor que las mejoras hayan
producido en las especies, hasta concurrencia de la indemnización que debiere.

Pero en todo caso, si el fideicomisario rehúsa pagárselas y pueden separarse sin
detrimento de la cosa, tiene el fiduciario derecho a llevárselas. Ello, pues de lo contrario
habría un enriquecimiento sin causa y además porque se puede aplicar analógicamente
el articulo 801 que le da este derecho al usufructuario.

-Restituir la cosa una vez que se verifica la condición. La restitución implica la
traslación de la propiedad; opera sin efecto retroactivo (733). Pero si el fiduciario
tuviere derechos a reembolsos contra el fideicomisario, pude ejercer derecho legal de
retención pues este derecho, que es del usufructuario, se le aplica también al fiduciario.

Art. 733. Se llama propiedad fiduciaria la que está sujeta al gravamen de pasar a otra persona,
por el hecho de verificarse una condición.
La constitución de la propiedad fiduciaria se llama fideicomiso.
Este nombre se da también a la cosa constituida en propiedad fiduciaria.
La translación de la propiedad a la persona en cuyo favor se ha constituido el fideicomiso, se
llama restitución.

-Indemnizar por los deterioros sufridos por la cosa (758); salvo que se haya concedido
al fiduciario la facultad de gozar de la propiedad a su arbitrio (760 inciso 1º).

44

Cátedra de Derecho Civil II
Profesor José Miguel Lecaros

Art. 758. Por lo demás, el fiduciario tiene la libre administración de las especies comprendidas
en el fideicomiso, y podrá mudar su forma; pero conservando su integridad y valor.
Será responsable de los menoscabos y deterioros que provengan de su hecho o culpa.

Art. 760 inc. 1º Si por la constitución del fideicomiso se concede expresamente al fiduciario el
derecho de gozar de la propiedad a su arbitrio, no será responsable de ningún deterioro

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->