Está en la página 1de 1

Nuestra escuela, la escuela que nos

gusta, es o debería ser…


Alegre y animada para contagiar vitalidad.
Bibliotecaria, para acercar todos los soportes informativos e imaginativos al alumnado.
Cooperativa en sus objetivos, trabajos, relaciones...
Diversa y acogedora de todo tipo de diferencias.
Ecológica y recicladora, en lo emocional y en lo material.
Fértil y favorecedora de actitudes positivas y vitales.
Gratificante para todas las personas que han pasado, pasan y pasarán por ella.
Humorística; para practicar y desarrollar el ingenio y el sentido del humor.
Imaginativa en sus planteamientos, en los caminos propuestos e investigadora de nuevas alternativas.
Juguetona y lúdica, con el rigor necesario.
Kilométrica en cuanto a ilusiones, ganas, posibilidades y horizontes.
Lectora diaria de historias y cuentos, de sueños y aventuras.
Musical, con ritmo y muy cuidadosa y sensible con las emociones.
Natural y "navegable" para cualquier niño, para cualquier niña.
Organizadora de actividades diversas y de interés para mejorar el nivel cultural de la comunidad.
Pública y participativa para todos los estamentos que componen la comunidad educativa.
Querida por todas las personas que pasen por ella. Querida y recordada.
Renovadora y científica para poder responder a las nuevas exigencias de la vida y a los nuevos retos de
la sociedad.
Solidaria con todo y con todos y todas; solidaria con el mundo mundial.
Trabajadora, como se trabaja en un taller, en el campo... con sentido común.
Universal, que se abra al mundo, a la actualidad, que todo tenga cabida.
Verde; con jardín, huerto, árboles y preocupación medioambiental.
Www.es; conectada a través de las nuevas tecnologías con el mundo.
Yesca para que prenda con facilidad la chispa de la intuición y de la inteligencia y yedra que anime a
enredar y abrazar los nuevos descubrimientos en el campo del aprendizaje.
Zambullida en el mar de la innovación y en el océano de la sensibilidad.