Está en la página 1de 4

Entrevista a Alexandre Kojève

"Los filósofos no me interesan, busco a los sabios"
Por Gilles Lapouge

Ampliar imagen

Entrevista de Gilles Lapouge, extraído de La Quinzaine, traducida y publicada e
emperador Juliano y su arte de escribir, Grama ediciones, Buenos Aires, 2003.

No es muy frecuente que Kojève escriba un libro, pero la aparición de alguna de su
siempre deja huellas perdurables. Una sola, publicada hace veintidós años, lo consagr
“el lector” de Hegel. Después de eso, lo ha acompañado una curiosa gloria. Gloria a
universal y rara, lejana y reverencial, inquebrantable. Hoy nadie se
internaría en los caminos de Hegel sin la brújula de Kojève. Kojève
ocupa Hegel como se ocupa un territorio.
Resulta intimidatorio interrogar a Kojève en ocasión a la aparición de
un nuevo texto[1]. su vertiginosa lectura de los presocráticos nos
deja un poco empequeñecidos. ¿Y qué cara podría tener este Señor
Filósofo, a fuerza de codearse con Parménides y Hegel? Me lo imagino
como los sabios pintados por Rembrandt, con larga barba y el rostro
surcado de arrugas, meditando apartado del mundo.
Tótem 5
Madera, cerámica.
Diana Chorne

Pero no es así. Sin barba ni arrugas, sabemos que Kojève tiene 66
años sólo por su biografía. Este filósofo tiene un increíble rostro de
funcionario.
Elegancia en el vestir, lentes que ocultan la malicia de la mirada, vigor y soltura en el
modales refinados. Uno de esos hombres que surcan el mundo y que habitan los
internacionales. No como en Rembrandt..

Lo romántico está perimido. Kojève es más formal: tiene el rostro que conviene a su
el más profundo lector de Hegel –el más legítimo, en suma– un “gran empleado” del
Su vida transcurre entre los sombríos corredores de Branly y las capitales del mundo, d
ocupa de quejosos y aburridos asuntos económicos. Lo que lo enorgullece no poco.
Kojève un extraño desplazamiento de la vanidad: el mundo lo admira porque lee a Heg
quien lee Tintin y él se enorgullece de haber inventado un sistema de preferencias tar
de haber logrado imponerlo.

Todo esto, desdichadamente, pertenece al pasado. Alexandre Kojève murió súbit
algunos días después de esta entrevista. No había concedido otras. Esta había sido la úl

Kojóve está aquí. Sonríe, bromea, desliza risas sardónicas e indulgentes. Es prov

sí! Fue muy bueno. que Kojève eligió para venir al mundo en Dieciocho años más tarde. A. Cursé con otro profesor. invento otra: su mayor dicha. De modo que. Es la única religión atea. Comprendí que algo había pasado en Grecia. creo que está confundiéndome y se esconde. Debo reaccionar con urgencia. a su memoria. Perdí el tiempo aprendiendo sánscrito. subversivo. Robert Marjolin. que era muy estúpido. deja Rusia y desembarca en Alemania. Fessard. cuando el mismo Hegel vio pasar a Nap caballo. hasta 1902. sagaz. hace ya 25 que ésa era la fuente y la llave de todo. Lo que es seguro es que le encanta ha economía política. grave y profundo. Puede ser… Mikoyan. Pero la historia de eso comie atrás. . me di cuenta de por el camino equivocado. que no carecía de cierto talento. Evité voluntariamente a Husserl. en 1920. Allí fue pronunciado el comienzo de la frase.: –¡Ah. Y si no. En esa época había un profesor de f llamado Husserl. me veo amenazado a hablar sobre la tasa al valor agregado. Hegel vio a Napoleón a caballo –Más atrás quiere decir hasta el año 1770 que vió nacer en Stuttgart a Georg Friedrich Hegel. ingenuo. lleno de paradojas. Queneau y Batai restorán griego del barrio que todavía existe. hasta el 13 de octubre de 1806. Y ella respon hubieran fusilado por lo menos dos veces”. chino. –¿Por qué? Yo era comunista. sin embargo… –En Alemania pasa por Heidelberg y Berlín. Entre los asistentes. bajo su ventana. lo de la Ecole de Hautes Etudes. Y sino. tibetano. habiéndome dispuesto para aprender todo Anaximandro. El budismo me int por su radicalismo. como funcionario. A veces pienso esas cosas dije a mi madre: “Después de todo… si me hubiera quedado en Rusia…”. Apelar. Pero profundizando más. No había razón para huir de Rusia. En la vida de Kojève episodio que siempre me fascinó: los seminarios sobre Hegel que dictó entre 1933 y 19 Ecole de Hautes Etudes.petulante. Y luego íbamos a comer con Lacan. Raymond Queneau. Allí fue donde intr costumbre de fumar en clase. Maurice Merleau-Ponty. Y como la verda lo que dice. Nueva Delhi o Ginebra y que poseen el verdadero lejos de los efectos superficiales de la política. Georges Bataille. K. Y como sus lentes brillan. Pero sabía establecimiento del comunismo significaba 30 años terribles. Raymond Aron. con Jaspers. por ejemplo. el Athénes. se encontraban Lacan. –No. es pertenecer a ese eq hombres que se reúnen en Roma. a veces André Breton. no muy numerosos.

Para el intelectual. pero todo H Es que era excepcional había vuelto luminoso. pero ¿y la estima de un filósofo? (gesto) –¿Los filósofos? ¿Heidegger? Como filósofo. que asistía con su mujer y ostentaba una condecoración. Un hombre como P. Experimenté un placer intelectual excepcional. Durante algunos días me paseé aún por el Quartier Latin y un día en del Boulevard Saint-Michel uno de mis alumnos. Años después. Leí cuatro veces. el éxito ocupa el lugar del logro. y nadie quiere admitirlo. Adoro este trabajo. El alineamiento sentido de las cosas. No las planificaba. Profesor. He e que Hegel lo dijo. –Luego de la guerra. se obtiene éxito. Supe. señalando mi uniforme: “Bien. sino Stalin. Bataille. Fui movilizado y recibí mi fascículo azul de de segunda clase. Nadie soporta que la Historia está cerrada. la Fenomenología del Espíritu. Seis años. Es como una forma superior de ju viaja. Un día me anunció que dejaría París y me dio su tarjeta. y yo era el encargado de difundirlo. Hegel lo dijo. Vino durante tres años. Schweitzer. Si se es libro. Vino tres años. Consideré. La revolución china no es más que la introducción del código de Napoleón e es la historia? Una frase que refleja la realidad pero La famosa aceleración de la Historia de la que tanto se habla. un tío comerciante en quesos murió y quedé en Un día. Pura coincidencia. Leía y comentaba. Bataille. No una palabra. ¿no ha notado usted . que dictaba cursos sobre Hegel. Sin duda son sorprendentes las pref tarifarias. vinieron los asuntos económico. que había enseñado Hegel a un Contralmirante de la flota. en París. Supe. Queneau… Había u a quien nadie conocía. Hasta que comenzó la guerra. Un día me anunció que dejaría París y me dio su tarjeta. Lacan. Hegel se había equivocado por 150 año de la Historia no era Napoleón.Hablar ante Breton. Acepté. Había fechado correctamen Hay que precisar bien el de la Historia en 1806. Queneau –Traté de leer a Hegel. los filósofos no me interesan. En momentos así la risa de Kojève se vuelve extraña. entre otros. Koyré. ese día. Releí la Fenomenología y al llegar al capítulo IV comprendí que era Napoleón. se me acercó y m afablemente. en 1933. y llevo aquí ve años. Y contar con su e No sé si Kojève se burla o está desesperanzado. es todo. veo que ha pasado usted final la acción”. qu enseñado Hegel a un Contralmirante de la flota. Aquí es diferente. pero reflexioné y vi una idea genial. Le he dicho el pla sentí cuando mi sistema aduanero fue aceptado. Lacan. Resulta divertido. que simplemente. que asistía con su mujer y ostentaba una condecoración. Y encuentre usted u Todo esto tiene que ver con el fin de la Historia. no siempre ha acertado. ¿Qué provincias. Es que era excepcional hablar de Hegel ante Breton. Después de esa fecha ¿qué pasó? Nada. indochino. director del Edgar Faure. íntegra. Casualmente terminé la le la Fenomenología cuando estalló la guerra. porque hay logros. hablar de Hegel ante Breton. Me ofreció trabajar aquí por un interín de tres meses. que ha reemplazado a la aristocrac conocen personas que no son novatos. Empecé mis clases. y también la estima de un financista. Queneau… Había un señor a quien nadie conocía. L diferencia era que yo no había visto pasar a Stalin a caballo bajo mi ventana. pero… Lu la guerra y comprendí. debió interrumpirlos y me of reemplazarlo. Ya le dije que entre mis “heg estaba Marjolin. Sr. yo mismo pensé al principio que se trataba de una tontería. Bataille. Y aparte de He ¿quién? Por otra parte. se pertenece a una elite internacional. Le aseguro que sus cabezas funcionan bien. verdad. ese día. No. busco sabios. Lacan. Hegel no se había equivocado.

En este sentido se habla de fin de la Historia. que su después de Napoleón no se podía más ser soldado. Siempre se producen acontecimientos. Sade y Brummel. Sí. Algo nació en Grecia y la última palabra ya se dijo. En este sentido se habla de fin de la Siempre se producen acontecimientos. acelerarse cada vez más el movimiento histórico avanza cada vez menos? Hay que precisar bien el sentido de las cosas. Sí. pero desde Hegel y Napoleón no se ha dicho nada más. Sade y Brummel. no se puede decir nada nuevo. que supo que después de Napoleón no se podía más ser soldado. Brummel.que nadie había dicho antes. Brummel. Algo nació en Grecia y la última palabra ya se d hombres lo comprendieron a la vez: Hegel. Tres hombres lo comprendieron a la vez: Hegel. ¿Qué es la historia? Una frase que r realidad pero que nadie había dicho antes. pero desde Hegel y Napoleón no se ha dicho na no se puede decir nada nuevo. .