Está en la página 1de 302
' = PEDAGOGICAS feyA CIR GADUTT! Kl siglo xxi editores, s.a. de c.v. CERRO DEL AGUA 248, DELEGACION COYOACAN, 04310, MEXICO, DF siglo xxi editores argentina, s.a. TJUCUMAN 1621, 7 N. CIOSOAAG, BUENDS AIRES, ARGENTINA portada de german montalvo primera edicién en espafiol, 1998 sexta edicién en espaol, 2005 © siglo xxi editores, s.a. de cv. isbn 968-23-2153-0 primera edicién en portugués © editora atica, so paulo titulo original: historia de las idéias pedagégicas derechos reservados conforme a la ley impreso y hecho en méxico/printed and made in mexico INDICE PROLOGO, por JOSE ANGEL PESCADOR OSUNA XI PREFACIO, por ANTONIO JOAQUIM SEVERINO XVII PRESENTACION ] éPor qué recurrir a las fuentes?, 1; €Cémo presentamos el pensamiento pedagégico?, 2; Las tareas de la teoria de la educacién, 3; ¢Qué pretende este libro?, 4 1.__EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO ORIENTAL 7 1, Lao-Ise: La primera filosofia de la vida, 9; 2. Talmud: La educacién hebrea, 12 2.__EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO GRIEGO iG 1. Sécrates: ¢Puede ensefiarse la virtud si las ideas son innatas?. 19: 2. Plat6n: La educaci6n contra la alienacién en la alegoria de la caverna, 22; 3. Aristételes: La virtud est en el término medio, 26 3. EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO ROMANO. 31 1. Cicer6n: La virtud esta en la accion, 33; 2. Quintiliano: Ensefar de 7 4. EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO MEDIEVAL 41 1. San Agustin: La teorfa de la iluminacién, 46; 2. Santo Tomas de Aquino: El método escolastico, 48 EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO RENACENTISTA 52 o 1. Montaigne: La educacién humanista, 57; 2. Lutero: La educacién protes- tante, 62: 3. Los jesuitas: A ratio studiorum. 65 6,__EL NACIMIENTO DEL PENSAMIENTO PEDAGOGICO MODERNO 69 1. Comenio: Nueve principios para una educacién realista, 73; 2. Locke: ‘Todo se aprende, no hay ideas innatas, 80 {vit} vu 10. 12. 13. 14. EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO ILUSTRADO 1. Rousseau: El hombre nace bueno y la sociedad lo pervierte, 88; 2. Pestalozzi: Naturaleza y funcién de la educacién popular, 94; 3. Herbart: La practica de la reflexién metédica, 95; 4. La Revolucion francesa: El plan nacional de educacién, 98 EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO POSITIVISTA 1. Spencer: éCudles son los conocimientos de mayor valor?, 111; 2. Durkheim: La sociologia y los fines de la educacién, 114; 3. Whitehead: La educacién debe ser ditil, 117 EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO SOCIALISTA 1. Marx: La critica de la educacién burguesa, 182; 2. Lenin: La defensa de tuna nueva escuela piiblica,136; 3. Makarenko: La pedagogia de la vida del trabajo, 139; 4. Gramsci: La organizacién de la escuela y de la cultura, 143 EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO DE LA ESCUELA NUEVA 1. Dewey: Aprender haciendo. De la educacién tradicional a la educacion nueva, 153; 2. Montessori: Métodos activos e individualizacién de la en- sefianza, 157; 3. Claparéde: Educacién funcional y diferenciada, 159; 4. Piaget: Psicope-dagogia y educacién para la accion, 163 - EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO FENOMENOLOGICO-EXISTEN- CIALISTA 1, Buber: La pedagogia del didlogo, 170; 2. Korczak: Cémo amar a un nifo, 173; 3. Gusdorf: La relacin maestro-discipulo, 176; 4. Pantillon: Las tareas de la filosofia de la educacién, 180 EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO ANTIAUTORITARIO 1. Freinet: Educacién por el trabajo y pedagogia del buen sentido, 189; 2. Rogers: La educacién centrada en el estudiante, 191; 3. Lobrot: Peda- gogia institucional y autogestion pedagégica, 195 EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO CRITICO 1. Bourdieu-Passeron: La escuela y la reproduccién social, 206; 2. Baudelot- Establet: La escuela dividida, 209; 3. Giroux: La teoria de la resistencia y de la pedagogia radical, 212 EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO DEL TERCER MUNDO Primera parte: El pensamiento pedagdgico africana 1. Cabral: La educacién como cultura, 221; 2. Nyerere: Educacién para la autoconfianza, 224; 3. Faundez: La educaci6n de adultos, 228 82 107 147 166 183 199 Segunda parte: El pensamiento pedagdgico latinoamericano 1. Francisco Gutiérrez: La pedagogia de la comunicaci6n, 232; 2. Rosa Maria Torres: La alfabetizacion popular, 234; 3. Maria Teresa Nidelcoff: La formacién del profesor-pueblo, 236; 4. Emilia Ferreiro: El constructivismo, 242; 5. Juan Carlos Yedesco: La autonomia de la escue- la, 246 15. EL PENSAMIENTO PEDAGOGICO BRASILENO 250 Primera parte: El pensamiento pedagégico brasileno liberal 1. Fernando de Azevedo: El proyecto liberal, 259; 2. Lourengo Filho: La reforma de la escuela, 262; 3. Anisio Teixeira: Una nueva filosofia de la educacién, 265; 4. Roque Spencer Maciel de Barros: La reforma del sistema, 268 Segunda parte: El pensamiento pedagogico brasileno progresista 1. Paschoal Lemme: La educacién politica x instruccién, 271; 2. Alvaro Vieira Pinto: El cardcter antropolégico de la educacién, 274; 3. Paulo Freire: La pedagogia del oprimido, 277; 4. Rubem Alves: El placer en la escuela, 281; 5. Mauricio Tragtenberg: La educacién libertaria, 287; 6. Dermeval Saviani: La especificidad de la practica pedagogica, 290 16. PERSPECTIVAS ACTUALES 294 Primera parte: Intento ecléctico 1. UNESCO: La ciudad educativa, 306; 2. Furter: La educacién de nues- tro tiempo, 308; 3. Schwartz: La educaci6n permanente, 313 Segunda parte: Tecnologia y desescolarizacién 1. Skinner: El individuo como producto del medio, 31 2. McLuhan: La educacion en la era de la “aldea global”, 324; 3. Illich: La desescolarizacién de la sociedad, 329 Tercera parte: Después de Marx - Educacién para una futura sociedad autogobemnada 1. Suchodolski: El humanismo socialista, 334; 2. Snyders: Finalmente, una escuela no autoritaria, 339 CONCLUSION: RETOS DE LA EDUCACION POSMODERNA 346 LECTURAS COMPLEMENTARIAS, 350 EL AUTOR 352 Los hombres hacen su propia historia, pero no la hacen bajo circunstancias que escojan sino bajo aquellas con las que se enfrentan directamente, legadas y transmitidas por el pasado. KARL MARX, El 18 Brumario de Luis Bonaparte Agradezco la dedicada colaboracién de Miriam Chinalli, sin la cual no hubiera sido posible la publicacién de esta obra. PROLOGO Redactar el pr6logo de una obra como Historia de las ideas pedagdgicas es un ejercicio complejo y exigente a la vez. Si uno peca de benevo- lente puede decir en pocos parrafos que esta obra —ya en su quinta edicién en portugués— es excelente y que se recomienda amplia- mente para su Jectura. Si uno cae en el rigorismo excesivo puede desde el inicio subrayar las ausencias del texto, especialmente cuan- do se trata de una obra en la que necesariamente se debe relacionar autores, escuelas e instituciones, aunque también recomienda su uso académico. ‘Tengo la fortuna de conocer a Moacir Gadotti, de haber leido otros textos de su autoria, de haber conversado con él en compaiiia del distinguido maestro Paulo Freire. Por ello creo que mi comenta- rio resulta mas que objetivo y con una posicién en la que el respeto al trabajo académico es un punto de partida. Cuando se escribe una historia de las ideas pedagégicas lo pri- mero que hay que subrayar es que es dificil encontrar algo nuevo y que no haya sido expresado en obras anteriores. En este campo como bien sabemos mucho de lo que hoy se plantea como innovaci6n vie- ne de épocas previas. No obstante ello, una sistematizacion de la historia de las ideas en el campo de la pedagogia y una presentaci6n organizada en la que se incluyen autores, escuelas de pensamiento, instituciones creadas, sigue siendo un gran desafio para cualquier autor, y ese desafio se explica por varios problemas. El primero de ellos es que debe entenderse perfectamente que hablar de una historia de las ideas pedagégicas es también hablar de la educaci6n. Hay quien dice que escribir una historia de la peda- gogia es escribir una historia de la humanidad. Al menos asi lo en- tiendo y creo que también el autor. Hay una muy seria preocupaci6n por la ensefianza de la historia de la pedagogia, por subrayar lo que €s contexto econémico, politico, religioso de las ideas pedagégicas relevantes, de lo que constituye la teoria educativa en si misma y de la validez personal que tienen dichas construcciones. En tal situa- cidn no se puede ser indiferente como en el estudio de los fenéme- nos naturales. (XT) XIV PROLOGO El segundo problema que hay que resolver radica en ubicar el texto en el nivel correspondiente. Debo decir que los capitulos estan muy bien estructurados puesto que se ajustan a los canones tradicio- nales de una introduccion a la época, de un marco biografico de los autores analizados, de una seleccion de textos que, a decir verdad, difiere poco de los muchos libros que he revisado, y también de la calidad y reflexién que le da un caracter especial no comtin en este tipo de obras. Como el mismo Gadotti expresa, tuvo que elegir y reordenar, ademas de incorporar las valiosas experiencias de trabajo en el aula: se registran resultados de aiios de experiencia y reflexién, Este esquema del libro permitiré Hevar a cabo un anilisis com- parativo y sera de gran utilidad para los que se inician en este campo, es decir estudiantes, normalistas, alumnos inscritos en la licenciatu- ra de pedagogia ¢ historia, pero también para los graduados e in- vestigadores que quieran revisar sus textos y utilizarlos en algunas de sus reflexiones cotidianas. Después de todo se trata de una obra condensada, no enciclopédica ni para eruditos. Un tercer obstaculo superado en esta obra es llevar al mismo tiempo un orden cronolégico usual en los libros de texto, al mismo tiempo que incorpora las corrientes de pensamiento coincidentes € incluye lo que no es usual, el pensamiento pedagégico de los paises que se denominan del “Tercer Mundo”, Al final también se incluyen las ideas de actualidad, para ubicar a los lectores en la discusié6n de su realidad presente. Como cuarto problema ubico la seleccién de los autores qué debe estar Lao-Tse y no Confucio?