P. 1
Máquinas para trabajar la madera

Máquinas para trabajar la madera

|Views: 13.700|Likes:
Publicado porergow

http://ergow.wordpress.com/

El Departamento de Trabajo y Seguridad Social del Gobierno Vasco publicó, en el año 1994, un estudio titulado "La seguridad en máquinas para trabajar la madera" que trataba sobre las máquinas más peligrosas que había en el sector, la normativa aplicable en aquel momento y los elementos de seguridad existentes.
Desde entonces, se ha promulgado una importante cantidad de nueva normativa que ha cambia- do sustancialmente todo lo relacionado con la Seguridad en el Trabajo.
Entre esta nueva normativa cabe destacar la Ley 31/1995, de Prevención de Riesgos Laborales, con sus modificaciones posteriores, así como el Real Decreto 1215/1997, por el que se establecen las disposiciones mínimas de seguridad y salud para la utilización por los trabajadores de los equipos de tra- bajo. Es precisamente a este Real Decreto al que se da mayor importancia en este libro por la dificultad que puede entrañar la interpretación de sus artículos.
Este trabajo tiene como objetivo orientar al usuario a la hora de hacer que sus máquinas sean más seguras para desarrollar su trabajo y, además, ayudar al cumplimiento de la normativa legal, pero en nin- gún caso pretende sustituir a los textos legales de obligado cumplimiento o las guías técnicas existentes en la actualidad.

http://ergow.wordpress.com/

El Departamento de Trabajo y Seguridad Social del Gobierno Vasco publicó, en el año 1994, un estudio titulado "La seguridad en máquinas para trabajar la madera" que trataba sobre las máquinas más peligrosas que había en el sector, la normativa aplicable en aquel momento y los elementos de seguridad existentes.
Desde entonces, se ha promulgado una importante cantidad de nueva normativa que ha cambia- do sustancialmente todo lo relacionado con la Seguridad en el Trabajo.
Entre esta nueva normativa cabe destacar la Ley 31/1995, de Prevención de Riesgos Laborales, con sus modificaciones posteriores, así como el Real Decreto 1215/1997, por el que se establecen las disposiciones mínimas de seguridad y salud para la utilización por los trabajadores de los equipos de tra- bajo. Es precisamente a este Real Decreto al que se da mayor importancia en este libro por la dificultad que puede entrañar la interpretación de sus artículos.
Este trabajo tiene como objetivo orientar al usuario a la hora de hacer que sus máquinas sean más seguras para desarrollar su trabajo y, además, ayudar al cumplimiento de la normativa legal, pero en nin- gún caso pretende sustituir a los textos legales de obligado cumplimiento o las guías técnicas existentes en la actualidad.

More info:

Published by: ergow on Jan 16, 2010
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

09/21/2014

pdf

text

original

4

1

2

6

5

1.Palanca de accionamiento
2.Pantalla de protección (transparente)
3.Mesa vertical
4.Varilla de deslizamiento de tope
5.Tope
6.Mesa horizontal
7.Palanca de movimiento longitudinal

7

3

134

1.- GENERALIDADES

1.1.Funciones:

Como su nombre indica, se trata de una máquina diseñada para realizar escopleaduras, general-
mente destinadas a recibir espigas fabricadas por otras máquinas. Esto se consigue a través de
una herramienta de corte consistente en una cadena cuyos eslabones son cuchillas.

Se pueden distinguir cuatro tipos de escopleadoras dependiendo del útil que se emplee:

-De broca

-De escoplo

-De cadena

-De útil vibrante.

Las escopleadoras de cadena son las más utilizadas en la actualidad por muchas razones; entre
otras porque la productividad de estas máquinas es hasta cinco veces superior a otras.

Existen además escopleadoras portátiles que deberán ser tratadas como las fijas.

1.2.Descripción:

La máquina básicamente consta de: carro porta cadenas, palanca de accionamiento, mesas.

Carro porta cadenas

El carro porta-cadenas es el lugar donde va instalada la cadena de corte y desde donde se pro-
duce el movimiento de la misma. Cuando comienza a bajar la cadena, esta se pone en movimiento
debido a un contacto y se para al volver a su posición de partida.

Palanca

La palanca es el elemento que al accionar sobre él, se produce el descenso la cadena y la corres-
pondiente puesta en funcionamiento. Cuando el trabajo finaliza y al dejar de ejercer esfuerzo sobre
la palanca esta retrocede automáticamente a su posición inicial (posición de reposo)

Mesa

La máquina tiene 2 mesas, horizontal y vertical. La mesa horizontal es donde se coloca y amorda-
za la pieza a trabajar. La mesa vertical se utiliza para la realización de algunos tipos de escoplea-
duras específicas (agujeros para colocar cerraduras) para lo cual las puertas se fijan a la mesa por
medio de un presor.

135

2.- RIESGOS ESPECÍFICOS

2.1.Contactos con la cadena de corte.

-Durante el desarrollo de operaciones de escopleado.

Esta situación de riesgo es difícil que se produzca dado que las manos del operario se encuentran
muy alejadas del punto de operación durante el transcurso de la ejecución de las escopleaduras
puesto que están ocupadas en desplazar el cabezal mediante la palanca y mover longitudinalmente
la mesa. Por lo dicho, únicamente se puede actualizar en algunos trabajos en los que el operario
sujeta la pieza con la mano y cuando se produce un arrastre de la misma debido a una variación
en la resistencia a la penetración de la cadena, puede arrastrar también la mano.

-Contactos con la cadena girando en vacío estando esta en la posición de repaso.

Es esta otra situación de riesgo difícilmente actualizable debido a que, como se ha dicho con ante-
rioridad, el retorno del cabezal es automático y acciona un contacto de paso. Únicamente las esco-
pleadoras muy antiguas carecen de este requisito.

Otra causa puede ser el estado diferente en el que se encuentran algunas máquinas a causa de un
mal mantenimiento y ocurre que el cabezal no vuelve hasta la parte mas alta, a la posición de repo-
so, no accionando el contacto de parada y por tanto, la cadena sigue girando.

Cuando esto ocurre y cuando se procede a retirar una pieza ya mecanizada o se sitúa una nueva
pieza sobre la mesa existe la posibilidad de un contacto fortuito con la cadena.

-Puesta en marcha accidental de la cadena por accionamiento involuntario de la palanca.

Esta situación puede actualizarse en accidente si mientras el operario realiza operaciones en zonas
próximas a la cadena, ésta es puesta accidentalmente en marcha por accionamiento involuntario
de la palanca por parte de una tercera persona.

2.2.Proyección de la cadena o de fragmentos de la misma en caso de rotura.

Este riesgo se puede actualizar por diversas situaciones:

a)Tensión de trabajo defectuosa por lo que la cadena puede salir proyectada sin que necesariamen-
te se produzca la rotura de la misma.

b)Tensión de trabajo excesiva que puede facilitar la rotura de algún eslabón.

c)Cadena en deficiente estado, bien sea por deficiente mantenimiento o por envejecimiento.

2.3.Proyección de virutas y astillas de madera.

3.- DISPOSITIVOS DE PROTECCIÓN Y MEDIDAS PREVENTIVAS

Sobre contactos con la cadena.

-La sujeción de la pieza a la mesa, nunca se debe realizar manualmente sino mediante presores
adecuados que garanticen en todo momento la sólida fijación de la pieza que se trabaja a la mesa
de apoyo.

136

-La cadena debe ser inaccesible en todo momento durante su funcionamiento, esto en lo referente
a la parte de la cadena que no se utiliza para el trabajo. El protector que cubre la cadena debe cum-
plir varios requisitos:

•Ser lo suficientemente robusto para impedir la proyección de la cadena o de fragmentos

de la misma.

• Debe ir asociado a un dispositivo que impida que la máquina se pueda poner en marcha
mientras permanezca abierto.

La parte de la cadena que se utilice para el trabajo debe disponer de un resguardo protector que
impida el acceso a la misma. Dicho protector deberá satisfacer las siguientes condiciones:

a)Debe reposar sobre la pieza que se trabaja durante la operación.

b)Su puesta en posición de seguridad debe efectuarse automáticamente durante el descenso del

cabezal.

c)Debe permitir buena visibilidad del trabajo para el operario.

También se pueden producir contactos con la cadena cuando esta se encuentra girando en vacío.
El retorno del cabezal a la posición superior o zona de reposo debe efectuarse automáticamente.
Además, un dispositivo debe asegurar la parada de la cadena cuando el cabezal llega a lo alto de
su carrera.

Además de lo expuesto, la máquina deberá disponer de una señalización óptica que indique que
la cadena se ha puesto en funcionamiento.

Por último, cuando la palanca de accionamiento se encuentre en posición de reposo, un dispositi-
vo de anclaje retendrá al conjunto en esta posición impidiendo su descenso, de forma que antes
de iniciar el mismo, ha de liberarse voluntariamente el anclaje.

Sobre proyecciones de la cadena o de fragmentos de la misma.

Aquí se hacen dos diferenciaciones: medidas tendentes a evitar la ruptura o proyección de la cade-
na y medidas tendentes a evitar las lesiones.

En cuanto a la primera se ha de tener en cuenta:

-Hay que comprobar la tensión de la cadena.

-Es recomendable ensanchar la escopleadura solamente aplicando la cadena desde arriba, evitan-
do fresar lateralmente.

-La penetración de la cadena debe hacerse uniformemente.

-Vigilar el afilado de la cadena.

-Las cadenas que no se utilizan deben estar guardadas sumergidas en baño de aceite.

En cuanto a "evitar las lesiones" lo fundamental es proteger la cadena según lo especificado ante-
riormente.

137

Sobre proyección de virutas y astillas de madera.

La mejor manera de minimizar este riesgo es mediante la conjunción de un triple dispositivo de pro-
tección:

a)Una cuña antiastillas ajustada al ramal ascendente de la cadena.

b)Una pantalla frontal de protección del acceso a la cadena.

c)Un sistema de aspiración localizada.

4.- ELEMENTOS AUXILIARES

-Consolas móviles para instalar a derecha o izquierda de la máquina para sujetar piezas de gran

tamaño.

-Si fuesen necesarios, presores auxiliares que garanticen una sólida fijación de la pieza a la mesa.

5.- EQUIPOS DE PROTECCIÓN INDIVIDUAL

Es obligatorio
el uso de gafas

Es obligatorio
el uso protec-
ción acústica

Es obligatorio
el uso de mas-
carilla

Es obligatorio
el uso de cal-
zado de segu-
ridad

Según nivel de
ruido

Para maderas
duras

Según tamaño
de la pieza

139

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->