P. 1
Clasificación de los insectos

Clasificación de los insectos

5.0

|Views: 6.224|Likes:
Publicado porireflopi

More info:

Published by: ireflopi on Dec 12, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

04/09/2014

pdf

text

original

Clasificación de los insectos

Introducción Las características de los insectos son muy variadas y para unificar los criterios que permitan clasificarlos se recurre a patrones. La ordenación y clasificación es esencial para el estudio de los insectos. Es importantísimo tener un sistema internacional estandarizado para facilitar la comunicación entre los especialistas. El elemento clave de la clasificación es la especie. Los nombres científicos están estandarizados entre la comunidad académica, pero muchos insectos, particularmente los de importancia económica, tienen gran cantidad de nombres comunes. Las especies de insectos son producto de la evolución, y ha sido necesaria la sistematización para designar especies y altas categorías taxonómicas, entre las que destacan como importantes las siguientes (de lo general a lo particular): órdenes, subórdenes, superfamilias, familias, subfamilias, tribus, subtribus, géneros, subgéneros, especies y subespecies. Los primeros intentos de clasificación de los insectos dieron lugar a la formación de grupos muy simples que poco a poco se fueron volviendo más y más complejos a medida que estos animales se estudiaron y conocieron mejor. Para clasificar se han adoptado reglas internacionales de nomenclatura a las que se deben ajustar los procedimientos taxonómicos. Por ejemplo, el nombre de las superfamilias termina en ‘oidea’, el de las familias en ‘idea’, el de las subfamilias en ‘inae’ y el de las tribus en ‘ini’; la primera palabra del nombre científico, que indica el género, se escribe con mayúscula y con minúsculas las siguientes, que indican la especie y la subespecie. Siempre que se escriba un nombre científico debe ir seguido, sin puntuación, del nombre del autor que describió la especie (Coronado, 1985). La clase Insecta se divide en órdenes de acuerdo con las estructuras de las alas, las partes bucales, la metamorfosis y otras características diversas de las cuales deriva el nombre que recibe cada orden. Para establecer el nombre se utilizan raíces griegas. Entre los entomólogos existen diferencias de opinión sobre los límites de algunos órdenes. Hay casos en que dos grupos que son considerados por algunos especialistas como un solo orden, son divididos por otras autoridades en dos o más, y otros en que dos grupos que algunos entomólogos consideran como órdenes separados, otros científicos los integran en uno solo. Incluso, algunos grupos que entomólogos consideran como órdenes de insectos son considerados por otros como clases separadas de Artrópoda (Domínguez, 1979). Linneo es el padre de la clasificación sistemática o taxonomía de los organismos y fue el inventor del sistema binomial que dio a conocer en la décima edición de su obra Sistema Naturae. Según este sistema, cada organismo tiene dos nombres. El primero corresponde al género y

el segundo a la especie.

Clasificación de la clase Insecta según Borror SUBCLASE APTERIGOTA: insectos primitivos ápteros 1. Orden Protura De: prwtos (protos), primero, y oura (oura), cola. De acuerdo con Imms (1957, citado por Viedma, et al., 1985), el nombre se debe al décimosegundo segmento en forma de telson. Los proturos son insectos blanquecinos y pequeños, que carecen de ojos, alas y antenas. Viven en suelo húmedo, en el mantillo de hojas, bajo cortezas de árboles y en leños en descomposición; se alimentan de materia orgánica en descomposición (Domínguez, 1979). Algunos especialistas separan a los proturos de los insectos y los elevan a clase Protura (Bland, 1978).

Fig. 1. Proturo. Tomado de Bland, (1978). 2. Orden Collembola De: kólla (kolla), goma, y embolos (émbolos), cuña o clavija, por el coloforo o tubo ventral que se encuentra en el primer segmento abdominal. Son insectos diminutos, ápteros (sin alas) y con el cuerpo alargado u oval. Se les ha dado el nombre común de colas de resorte debido a que tienen una estructura bifurcada (la fúrcula) que nace en el cuarto segmento abdominal y les permite saltar. La mayoría de las especies vive en el suelo, en hábitats tales como el mantillo de hojas, bajo cortezas, en leños podridos, en hongos, musgo y humus. Algunas especies pueden encontrarse en la superficie de los charcos de agua dulce y a lo largo de las playas; otras en la vegetación, y unas cuantas viven en nidos de termitas, en cuevas o en la nieve. Ocasionalmente, muy contadas especies, pueden causar daños en jardines, invernaderos y sótanos donde se cultivan setas (Domínguez, 1979).

Fig.

2.

Colémbolo.

Redibujado (1974).

de

Farb,

3. Orden Diplura De: diplws (diploos), doble, y oura (oura), cola, en alusión a los dos filamentos caudales. Barnes (1987) excluye a este orden de la clase Insecta. Los dipluros son insectos parecidos a los tisanuros, pero sólo tienen dos colas o apéndices en el extremo del abdomen, el cuerpo no está cubierto de escamas y presentan antenas largas. El aparato bucal es mandibulado pero está más o menos retraído dentro de la cabeza. Se localizan en lugares húmedos en el suelo, bajo cortezas, piedras, leños podridos, desechos (Domínguez, 1979).

Fig. 3. Dipluro. Tomado de Bland, (1978). 4. Orden Thysanura Gr. qusanos (thusanos), fleco, y orua (oura), cola, en alusión de los filamentos caudales pubescentes. Los tisanuros o colas de cerda son insectos sin alas, alargados, de tamaño pequeño a medio. Su nombre común es pescaditos de plata. Estos insectos son capaces de brincar o correr rápidamente. El aparato bucal es masticador, a menudo el cuerpo está cubierto por escamas (Domínguez, 1979). Algunas especies viven al aire libre y se alimentan de plantas; otras se pueden encontrar en las casas habitación, donde comen cereales, pegamento, almidón y papel (Bland, 1978).

Fig. 4. Redibujado de Metcalf (1980).

Tisanuro. y Flint,

SUBCLASE PTERIGOTA: Insectos alados y secundariamente ápteros. División Exopterigota: Pterigotos con metamorfosis incompleta. 5. Orden Ephemeroptera

De: efhmeros (ephémeros), que viven un día, de vida corta y pteron (pteron), ala, en alusión a la corta vida de los adultos. Algunas especies tienen una vida de hora y media a dos horas, mientras que otras pueden llegar a vivir de dos a tres días. Algunos efemerópteros se desarrollan en agua fresca y otros pocos en aguas de estuarios. Las ninfas se alimentan principalmente de diatomeas, algas, otras plantas acuáticas y desechos orgánicos, aunque algunas especies son depredadoras (Bland, 1978).

Fig. 5. Efemeróptero. Redibujado de Farb, (1974). 6. Orden Odonata De: odons, odóntos (odons), diente, en alusión a los dientes de las mandíbulas. Dentro de este orden se encuentran los insectos conocidos comúnmente como caballitos del diablo, libélulas y mariposas dragón. Son insectos relativamente grandes, que reposan frecuentemente sobre las plantas y ocasionalmente durante el día se pueden encontrar formando enjambres. Algunas especies tropicales errantes siguen las lluvias. Son depredadores y se alimentan de varios insectos y otros organismos; desde el punto de vista humano son generalmente muy beneficiosos. Los odonatos ninfas (náyades) son acuáticos y generalmente están en la vegetación, encima o sumergidos; en reposo se encuentran en el fondo arenoso y bordes lodosos de arroyos y estanques (Bland, 1978).

Fig. 6. Odonato. Redibujado de Farb, (1974). 7. Orden Orthoptera De: orqos (orthos), recto, y pteron (pteron), ala. Son insectos con alas rectas. Dentro del orden Orthoptera se encuentran insectos como

los chapulines, grillos, esperanzas, insectos palo, mantis, cucarachas, etc. Varias especies son de importancia agrícola por ser voraces destructores de plantas; unos pocos son depredadores y otros algo omnívoros en su alimentación. Daly y Erlich (1999) separan en órdenes independientes a las cucarachas —Blattodea, Blattaria— (Borror, et al., 1989), a las mantis —Mantodea—, a los insectos palo —Phasmatodea, Phasmida— (Borror, et al., 1989), a los grylloblattos —Grylloblattodea— (De Viedma, et al., 1985), a los grylloblatarios — Grylloblattaria— (Borror, et al., 1989) y a los chapulines y langostas — Orthoptera.

Fig. 7. Ortóptero. Redibujado de Farb, (1974). 8. Orden Dermaptera De: derma (derma), piel, y pteron (pteron), ala, haciendo referencia a la textura de las tegminas (alas anteriores) y la base de las alas. El nombre común de estos insectos es ‘tijerillas’. Tienen aparato bucal masticador y algunas especies tienen importancia agrícola. Los adultos generalmente tienen cuatro alas muy cortas que no sirven para el vuelo; las anteriores transformadas en élitros. El abdomen termina en un par de cercos característicos, en forma de pinza. La mayoría de las especies son de hábitos nocturnos y durante el día se encuentran ocultos en grietas, hendiduras, bajo cortezas, etcétera. Principalmente son saprófagos, ocasionalmente herbívoros (Domínguez, 1979).

Fig. 8. Dermáptero. Tomado de Bland, (1978).

9. Orden Isoptera De: isos (isos), igual, y pteron (pteron), ala, por las alas iguales de los reproductores alados. El nombre común de estos insectos es termitas, pero también son llamados comejenes, polillas u hormigas blancas. Las termitas son insectos sociales y tienen un sistema de castas altamente desarrollado. El aparato bucal es masticador y se alimentan de madera. La celulosa es digerida por protozoarios flagelados que viven en el tracto digestivo de las termitas. Algunas especies son consideradas plagas, pues construyen sus termiteros en casas habitación o en árboles de importancia económica.

Fig. 9. Isóptero. Redibujado de Farb (1974) 10. Orden Embioptera De: embios (embios), vivaz, y pteron (pteron), ala, lo que significa ‘alas vivarachas’, refiriéndose a su comportamiento. Estos insectos son de distribución principalmente tropical. Su aparato bucal es masticador. Viven en galerías sedosas hiladas entre los desechos, en hendiduras del suelo, bajo las piedras, bajo cortezas o entre plantas epifíticas, musgos o líquenes. Muchas especies viven en colonias. Los embiópteros a menudo se fingen muertos cuando son molestados, pero en ocasiones se mueven muy rápidamente, usualmente corriendo hacia atrás. Estos insectos se alimentan de diversos materiales, principalmente pastos y hojas muertas, musgos, líquenes y cortezas (Domínguez, 1979).

Fig. 10. Embióptero. Tomado de Bland, (1978). 11. Orden Plecoptera

De: plekein (plekein), plegado, doblado, y pteron (pteron), ala. El nombre hace referencia al hecho de que la región anal de las alas posteriores está doblada durante el reposo. Los adultos no se apartan de los márgenes de los torrentes y ríos y comúnmente se encuentran posados sobre las piedras y troncos de árboles que hay en las orillas, aunque las especies de color verde frecuentan las hierbas. Las ninfas tienen preferencia por aguas corrientes y sólo unas pocas se hallan en aguas estancadas o lentas. Estos insectos son conocidos con el nombre común de ‘moscas de las piedras‘ y ‘gusarapas’ (las ninfas) (De Viedma, 1985).

Fig. 11. Plecóptero. Tomado de Bland, (1978). 12. Orden Zoraptera De: zwros (zooros), puro, y apteron (ápteron), sin alas. Esto es debido a que las primeras especies descritas eran ápteras. Son insectos muy pequeños, de menos de 3 mm de longitud (De Viedma, 1985 et al.). Es uno de los órdenes más raros entre los insectos (Ross, 1973).

Fig. 12. Zoráptero. Tomado de Bland, (1978). 13. Orden Psocoptera De: psoco (psojo), triturar, frotar delicadamente, y pteron (pteron), ala, en alusión a los hábitos alimenticios de los adultos, que reducen a polvo los materiales que se comen. Algunas especies de este orden se conocen con el nombre común de ‘piojos de los libros’. Son de tamaño pequeño a muy pequeño, de menos de 6 mm de longitud. La mayoría de las especies se encuentra al aire libre, en el follaje, troncos de árboles, bajo las cortezas, sobre los hongos y entre las algas y líquenes. Unos pocos habitan en nidos de pájaros o madrigueras de mamíferos, algunas veces entre su plumaje o piel. En general, comen

fragmentos de materia animal o vegetal. Las especies domésticas comen productos alimenticios almacenados, ejemplares de museo, paja de los graneros y pastas de los libros. (De Viedma, 1985).

Fig. 13. Psocóptero. Tomado de Bland, (1978). 14. Orden Mallophaga De: mallos (mallos), mechón de lana, y fagein (phagein), comer, porque se alimentan y viven entre la lana y el pelo de los animales. Son ectoparásitos de aves y mamíferos. Su nombre común es ‘piojos mordedores’. Son de tamaño pequeño y cuerpo aplanado y algo esclerosado (Coronado, 1985). La mayor parte come fragmentos de plumas, pelos y otros productos epidérmicos, aunque algunas especies obtienen sebo mediante sondeo en los folículos pilosos de sus hospederos (De Viedma, 1985).

Fig. 14. Malófago. Tomado de Bland, (1978). 15. Orden Anoplura De: anoplus (anoplus), desarmado, y oura (oura), cola, haciendo referencia a su aspecto bastante desnudo y sin cola. La cabeza es más angosta que el tórax. Su nombre común es piojo: piojo chupador, piojo de la cabeza, piojo del cuerpo, etcétera. Son de un tamaño pequeño y su color es pardo o pardo amarillento. Son exclusivamente ectoparásitos de mamíferos y viven sobre su cuerpo. Se alimentan de la sangre que obtienen perforando la piel con sus piezas bucales chupadoras altamente especializadas. Tienen gran importancia social y médica, pues transmiten muchas enfermedades. La mayoría de las especies está restringida a uno o a unos pocos tipos de hospederos. De Viedma et al. (1985) les dan el nombre de Siphunculata (boca en tubo pequeño).

Fig. 15. Anopluro. Tomado de Bland, (1978). 16. Orden Thysanoptera De: qusanos (thusanos), fleco, y pteron (pteron), ala, haciendo alusión al fleco marginal de pelos en las alas. Son conocidos comúnmente como piojos de las plantas o trips. Algunas especies tienen gran importancia agrícola. Son insectos diminutos de cuerpo alargado. Cuando son adultos pueden o no tener alas y cuando las tienen son cuatro, largas, estrechas y con pocas venas. Los márgenes de las alas presentan un fleco de ‘pelos’ muy aparentes. El aparato bucal es chupador. Se les puede encontrar entre todo tipo de vegetación, sobre las flores o sobre el follaje. Algunas especies son subcorticales o frecuentan restos de planLa mayoría de las especies se alimentan de la savia de las plantas; penetran los tejidos vivos de éstas con sus aparatos bucales taladradores. Algunas se alimentan de polen y otras son predadoras, al menos ocasionalmente, y chupan los fluidos de los pulgones, ácaros y otros pequeños artrópodos (De Viedma, 1985).

Fig. 16. Tisanóptero. Redibujado de Metcalf y Flint, (1980). 17. Orden Hemiptera De: emi (hemi), mitad, y pteron (pteron), ala, por el hecho de que las alas anteriores tienen la mitad basal endurecida y la porción distal membranosa y reciben el nombre de hemiélitros (mitad élitros). Las alas posteriores son membranosas. En reposo, las alas se pliegan planas sobre el abdomen, con las puntas sobrepuestas. El aparato bucal es chupador, con forma de un pico segmentado que sale de la parte anterior de la cabeza. La mayoría de los adultos tienen glándulas odorífera. Los insectos de este orden son conocidos con el nombre común de

chinches. Muchas especies tienen importancia agrícola por ser fitófagas o depredadoras.

Fig. 17. Hemíptero. Redibujado de Metcalf y Flint, (1980). 18. Orden Homopter De: omos (homos), semejante, y pteron (pteron), ala; en alusión a que las alas tienen textura uniforme en toda sulongitud. En este orden se encuentran insectos conocidos con el nombre común de cigarras, chicharras, moscas pintas, periquitos, pulgones, escamas, piojos harinosos, mosca blanca y muchos otros. Daly y Erlich (1999) los incluyen en el orden Hemiptera, pero la mayoría de los entomólogos prefieren separarlos. Los miembros de este orden son diversos por la forma de su cuerpo, reproducción y ciclo de vida. Generalmente, cuando están presentes, existen cuatro alas. Las anteriores son uniformemente membranosas. Cuando están en reposo, se mantienen como techo de dos aguas sobre el cuerpo del animal. Algunos homópteros, como ciertos pulgones, escamas y piojos harinosos, no tienen alas. El aparato bucal es chupador, como un pico segmentado que sale de la parte posterior de la cabeza.

Fig. 18. Homóptero. Redibujado de Coronado, (1985). Todas las especies son fitófagas y muchas de ellas tienen gran importancia agrícola. DIVISIÓN ENDOPTERYGOTA: Pterigotos con metamorfosis completa 19. Orden Neuroptera De: neuron (neuron), nervio, y pteron (pteron), ala, debido a la abundancia de nervaduras o venas de las alas. Dentro de este orden se encuentran especies como las conocidas comúnmente con el nombre de crisopas y hormigas león. En la

agricultura tienen gran importancia porque son depredadores de insectos fitófagos. En muchas especies la coloración de los adultos es parda o verde, aunque algunas son de colores fuertes y vistosos (De Viedma, 1985).

Fig. 19. Neuróptero. Redibujado de Farb, (1974). 20. Orden Coleoptera De: coleos (koleos), estuche, y pteron (pteron), ala, por lo endurecido de las alas anteriores o élitros. Se les da el nombre común de escarabajos, mayates, quijotes, frailecillos, diabróticas, doradillas, catarinas, botijones, etcétera. Muchas especies de este orden son fitófagas, otras son depredadoras y otras comen hongos, excremento o cadáveres. El orden Coleoptera es el más grande de la clase Insecta, las especies que la componen tienen hábitats y hábitos alimenticios variados, por eso se pueden encontrar en cualquier parte. La estructura de sus alas anteriores es su característica más distintiva. Dichas alas, duras, se ajustan formando una línea recta sobre el abdomen y cubren a las alas posteriores, membranosas. En reposo, las alas posteriores están perfectamente dobladas y escondidas debajo de las anteriores (llamadas élitros). El aparato bucal es masticador, con las mandíbulas bien desarrolladas.

Fig. 20. Coleóptero. Redibujado de Coronado, (1985). 21. Orden Strepsiptera De: strepsip (strepsip), torcer, voltear alrededor, y pteron (pteron), ala, en alusión a las alas anteriores retorcidas de los especímenes machos conservados en seco. Este orden es uno de los más raros entre los insectos, que anteriormente se consideraba un grupo más del orden Coleoptera,

debido a la presencia de un par de élitros en los machos.Las hembras son endoparásitos de otros insectos.

Fig. 21. Strepsíptera. Tomado de Bland, (1978). 22. Orden Mecoptera De: mekos (mekos), magnitud, longitud, y pteron (pteron), ala, por lo largo de las alas. Su nombre común es moscas escorpión. Las larvas son esencialmente terrestres, viven en el suelo entre la hojarasca y entre el musgo. Los adultos se encuentran entre la vegetación en lugares umbríos, son muy frecuentes en los setos vivos. Los de algunas especies habitan entre musgo y hojarasca. La larva, dependiendo de la especie, puede ser carnívora o fitófaga.En estado adulto hay especies que son carnívoras, aunque reacias a atacar especies vivas, de modo que viven principalmente de insectosmuertos y otros tipos de carroña (De Viedma, 1985).

Fig. 22. Mecóptero. Redibujado de Farb, (1974). 23. Orden Trichoptera De: tricos (trichos), pelo, y pteron (pteron), ala, por lo peludo de las alas. Casi la totalidad de las especies viven en el agua y son conocidas con el nombre común de frigáneas. Son insectos semejantes a los lepidópteros. Las larvas son omnívoras, vegetarianas o carnívoras, según la especie, mientras que los adultos rara vez comen y, si lo hacen, sólo lamen fluidos (De Viedma, 1985).

Fig. 23. Tricóptero. Redibujado de Farb, (1974). 24. Orden Lepidoptera De: lepis, lepidos (lepis, lépidos), escamas, y pteron (pteron), ala, debido a lo escamoso de las alas de estos insectos. Son conocidos con el nombre común de palomillas, polillas y mariposas. Los adultos se caracterizan por tener dos pares de alas con escamas en la mayor parte del cuerpo. Estas escamas proveen distintos patrones de color, muy útiles en la identificación de los adultos. El aparato bucal de los adultos, conocido como sifón, está adaptado para succionar el néctar de las flores. Los adultos de algunas especies tienen solamente partes bucales vestigiales y no se alimentan. En estado larvario, todas las especies son fitófagas y muchas tienen importancia agrícola.

Fig. 24. Lepidóptero. Redibujado de Bland (1978). 25. Orden Diptera De: di, dis (di, dis), dos, y pteron (pteron), ala, por el único par de alas anteriores que presentan. Las alas posteriores están reducidas a estructuras llamadas halterios y funcionan como órganos de balanceo. Las partes bucales son de tipo chupador y existe una considerable variación de la estructura entre las especies. Dentro de este orden se encuentran los insectos conocidos con los nombres comunes de moscas, mosquitos, zancudos, etc., muchos de los cuales son plagas serias del hombre y los animales y son vectores de enfermedades graves.

Fig. 25. Díptero. Redibujado de Metcalf y Flint, (1980) 26. Orden Himenoptera De: imen (hymen), piel delicada, membrana, y pteron (pteron), ala, en referencia a lo membranoso y desnudo de las alas. Las alas posteriores son más pequeñas que las alas anteriores, de la misma consistencia membranosa. El aparato bucal es mandibulado. Dentro del orden se encuentran los insectos conocidos con los nombres comunes de abejas, avispas, hormigas, abejorros y sus miembros exhiben una gran diversidad de hábitos y complejidad de comportamiento. Probablemente es el orden con mayor número de insectos benéficos para el hombre, pues incluye muchos parasitoides importantes, depredadores de otros insectos y polinizadores de plantas.

Fig. 26. Himenóptero. Redibujado de Farb, (1974).

27. Orden Siphonaptera De: sifon(Siphon), tubo, y aptera (áptera), sin alas, haciendo alusión a que los adultos son chupadores y no presentan alas. Las piezas bucales están adaptadas para perforar la piel y chupar sangre y son conocidos comúnmente como pulgas (Ross, 1973). Se alimentan de sangre de mamíferos o aves y se hallan sobre el cuerpo del huésped, en su nido o en los sitios por donde pasa el huésped. Su importancia radica en que no solamente causan daño directo, sino que también transmiten enfermedades, muchas veces mortales (Coronado, 1985).

Fig. 27. Tomado (1978).

Sifonáptero. de Bland,

Las bases de la clasificación Si bien la taxonomía siempre ha tenido importancia en la ciencia biológica, se puede decir que desde la década de 1940 ha adquirido un lugar central. La clasificación de los insectos, igual que la de los demás seres vivos, se basa en la historia evolutiva de la especie. Muchas de las ideas que apoyan la teoría de la evolución dan una base útil para clasificar un organismo como perteneciente a una especie en particular. La evolución explica la similitud entre organismos en términos de descendencia a partir de un ancestro común y su diferencia en términos de selección natural o por adaptación.Hoy, los taxónomos que clasifican a los organismos no se basan solamente en aspectos morfológicos sino que hacen diferentes consideraciones: 1.La estructura general del organismo para tratar de encontrar estructuras homólogas. 2.El ciclo de vida de la especie para buscar un parecido embriológico con otros grupos de organismos. 3.El registro fósil, si está disponible, para mostrar las relaciones entre organismos a través del tiempo. 4.Determinación del grado de parecido bioquímico entre las especies. 5.El parecido genético entre los cromosomas de diferentes especies. Clasificación de la clase Insecta según Daly y Erlich Categoría Clase Taxón Parainsecta Orde Protura n Collembola Clase Entognatha Orde Diplura n Clase Subclase Insecta Apterygota

Orde Archeognatha n Thysanura (pecesito de plata) Subclase Infraclase Pterygota Paleoptera Orde Ephemeroptera (mosca de n mayo) Odonata (libélulas y caballitos) Infraclase División Superorden Neoptera Exopterygota Orthopteroidea Orde Blattodea (cucarachas) n Mantodea (mantis) Isoptera (térmitas) Grylloblattodea Dermaptera (tijerillas) Plecoptera Embiidina Orthoptera (chapulines, langostas) Phasmatodea (insecto palo) Superorden Hemipteroidea Orde Zoraptera n Psocoptera (piojos de los libros) Phthiraptera Hemiptera (chinches y homopteros) Thysanoptera (trhrips) División Superorden Endopterygoptera Neuropteroidea Orde Megaloptera (mosca dobson) n Raphidioptera

Neuroptera (neurópteros) Coleoptera (escarabajos) Strepsiptera Superorden Mecopteroidea Orde Mecoptera (mosca escorpión) n Díptera (moscos y moscas) Siphonaptera (pulgas) Lepidoptera (mariposas y palomillas) Trichoptera Superorden Hymenopteroidea Orde Hymenoptera (hormigas, n abejas, avispas)
Bibliografía
BARNES, D. R. Zoología de los invertebrados. Interamericana, México, 1987. BLAND, G. R. How to know the insects. The Pictured Key Nature Series, Estados Unidos, 1978. BORRRORr, J. D., De Long, M. and Triplehorn, C. An introduction to the study of insects. Saunders College Publishing. Columbus Ohio, 1981. BORROR, J. D., triplehorn, A. Ch., johnson, F. N. An introduction to the study of insects. Ed. Saunders. Estados Unidos, 1989. CORONADO, P. R., Márquez, D. A. Introducción a la entomología, Morfología y taxonomía de los insectos. Editorial Limusa, México, 1985. DALY, H. V. y Erlich, D. Introduction to insect biology and diversity. Ed. Mc. Graw-Hill. Tokio, Japón, 1999. DE VIEDMA , H. M. G., Baragaño, G. J. R., Notario, G. A. Introducción a la entomología. Alambra Mexicana, España, 1985. DOMÍNGUEZ, R. R. Taxonomía de insectos. IUACH , México, 1979. FARB, P y otros. Los insectos. Colección de la Naturaleza de Time-Life., México D. F., 1974. HORN. Biology of insects. Saunder, 1973. METCALF, C. L. y Flint, W. P. Insectos destructivos e insectos útiles. Costumbres y su control. Compañía editorial continental, México, 1980.ROSS, H. H. Introducción a la entomología general y aplicada. Ediciones Omega, Barcelona, España, 1973.

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->