Está en la página 1de 1

Querida Lupita o pipis

:

3 de marzo, una de las fechas más especiales y más recordada en mi cerebro, ¿el motivo?
Es el cumple de una de las personas más importante y especial en mi vida… Y eso tiene un porque,
has sido más que mi amiga, eres mi hermana incluso has sido mi mami en mucha de las actitudes y
acciones que tomas conmigo, eres sumamente especial, te llevo en mi corazón, porque sé que
personas como tú no existen en el mundo.
En este día que celebras tú cumpleaños, es una ocasión perfecta para decirte cuánto te amo
hermana. Te agradezco mucho por tu gran amor, por tus buenos consejos, por ser tan paciente
conmigo y por mostrarme con tu ejemplo cómo ser una mejor persona.
Deseo decirte que toda mi vida te voy a querer y admirar pues eres una hermana muy especial.
Me gusta cuando nos reímos, jamás olvidare todos esos momentos maravillosos que
pasamos en nuestra infancia. Sin ti nada sería igual, por eso me siento muy contenta que
estés a mi lado. Jamás voy a dejar de quererte, tu compañía me hace feliz.

¿Sabes? Siento un gran orgullo de ser tu hermana. Eres una chica guapa, simpática,
inteligente y muy graciosa. Gracias por ayudarme cuando te lo pido y espero poder
compensarte por todas las cosas que haces por mí, no tengo palabras para agradecerte
por todo. Le doy gracias a dios por ser unidas y por nunca separarnos.

Deseo que estés con nosotros muchos años más para festejar tu cumpleaños y si alguna
vez te vas, vamos a estar comunicándonos pues jamás dejaré de quererte Lupita. Te
agradezco por ser una hermana tan buena.

Sabes que siempre contaras conmigo
Te quiere mucho Anita