Está en la página 1de 16

Guía del Cultivador de la Salvia Divinorum

Contenido:
 Historia
 Comienzo con un corte sin
enraizar
 Construcción de una Cámara
para esquejes
 Enraizado en agua
 Formación de raíces
 Enraizado En Suelo
 Construcción de una Tienda de Humedad
 Crecimiento en exterior
 Parámetros óptimos para el cultivo
 Suelo
 Temperatura
 Transplante, riego y fertilización
 Luz
 Cultivo Hidroponico
 Medios de cultivo
 Fertilizantes
 Parásitos
 Mosca Blanca
 Ácaros de Araña
 Áfidos
 Escala
 Caracoles
 Problemas
 Punta y Bordes de Hoja secos
 Hojas Amarillas
 Crecimiento Lento
 Poda Para mayor crecimiento
 Hojas de Cosecha
 Secado de hojas
 Producción de Semillas
 Toma de cortes
 Bibliografía

Introducción:
Hay casi 1000 especies en el género Salvia, pero ninguno como “ el sabio de videntes, “
la Salvia divinorum. Como sus nombres ingleses familiares sugieren la Salvia
divinorum es unido para la mente humana del modo más misterioso. Sus autores han
sido benditos para tener una relación creciente con esta amiga exótica, y esto es nuestro
deseo que usted también cogerá y soplará sobre las chispas de alegría expulsada por
esta “ perla oculta “.

Historia:

La Salvia divinorum es una planta muy rara conocida sólo por los Indios Mazatecas de
México hasta la ultima mitad de este siglo. Los rumores de la planta, dijeron ser usado
en ceremonias mágicas, medicas y de adivinación, filtradas en las mentes de
antropólogos norteamericanos y botánicos que comienzan a finales de los años 1930 y a
principios de los años 1940. Sin embargo, no antes de octubre de 1962 un espécimen
viable alcanzó las manos de Americanos de Norte.
Habiendo viajado a caballo en la sierra mazateca en busca de la planta misteriosa, R.
Gordon Wasson y el Doctor Albert Hofmann fueron recompensados el 8 de octubre de
1962. Sobre aquella fecha, mientras en San José Tenango, la vieja curandera con el
nombre de Natividad Rosa, se enteró que ellos buscaban la planta y les trajo un bulto
de cortes (Hofmann 1990).
Al volver a los Estados Unidos, Wasson y Hofmann dieron uno de los especímenes a
Carl Epling, un experto en el género Salvia. Epling determinó que la planta era una
especie hasta entonces desconocida de Salvia. Él lo llamó Salvia divinorum en la luz de
su empleo ritual por los Mazatecas para la adivinación (Epling y 1962 Játiva).
Entre muchos misterios de la Salvia divinorum es que muy raras veces pone semilla.
Usted no encontrará semillas de Salvia divinorum para la venta en ninguna parte. Para
todos los objetivos prácticos, por lo tanto, estamos de acuerdo con nuestro amigo Dale
Pendell: “ ... si usted quiere ska Pastora, usted tendrá que conseguirlo el mismo camino
todos los demás tiene durante los dos mil años pasados: de un recorte de alguien que lo
cultiva “ (Pendell 1995). La adquisición de tal recorte es su iniciación en una matriz
única mística.
Más probablemente, cualquier corte que usted obtiene será una reproducción de la
misma planta que Natividad Rosa dio a R. Gordon Wasson y al Doctor Albert
Hofmann en 1962. Cortes de esta planta han sido distribuidos por todo el mundo, y se
conocen hoy como “ Wasson reproducciones “. Como todos los cortes, ellos son
genéticamente idénticos a la planta madre.
Mientras otros investigadores han vuelto desde entonces a EE UU con los cortes de S.
divinorum de varias regiones de la Sierra Mazateca, la mayor parte de estas tensiones
no han recibido la amplia distribución.
En 1991, el antropólogo Bret Blosser recogió dos especímenes de S. divinorum cerca
del Municipio de San José Tenango, México. Los cortes de la planta obtenida por
Blosser han sido distribuidos y se conocen como “ la reproducción sabrosa “ porque
cuando Sr. Blosser lo ingirió en la Sierra Mazateca eran notablemente menos amargos
que las hojas de la zona cultivada por “ Wasson reproducciones “.
Notamos una pequeña diferencia en la amargura (y ninguna diferencia en la potencia)
entre el follaje de la reproducción de Wasson y la reproducción sabrosa, tampoco
vemos cualquier distinción morfológica., sin embargo, no hemos probado el follaje de
plantas cultivadas en la Sierra Mazateca.
El Sr. Blosser ha sugerido que quizás el suelo u otros factores de cultivación puedan ser
responsables de las diferencias de gusto, más bien que la genética (Blosser 1998).
Considerando que la S. divinorum nunca han sido observadas semillas en el hábitat
natural, los tallos rotos se inclinan a enraizar cuando tocan la tierra, especulamos que la
reproducción de Wasson y la reproducción sabrosa son de mismo ejemplar.

COMIENZO CON UN CORTE SIN ENRAIZAR

A diferencia de la mayor parte de plantas, que tienen tallos relativamente redondos, los
tallos de Salvia divinorum son cuadrados y huecos en el centro. Un recorte recién
hecho, visto de arriba muestra el símbolo de misterio eternamente joven del círculo
dentro de un cuadrado. El círculo inscrito en un cuadrado es un símbolo antiguo
Cabalista para la chispa de divinidad que reside dentro del tallo. El círculo durante
mucho tiempo ha representado lo divino y eterno, mientras que el cuadrado ha
simbolizado lo terrestre y finito.
La primera cosa que hay que hacer para obtener un recorte de S. divinorum es
Simplemente cortar un tallo que contenga al menos un nudo y quitar todas las hojas
grandes. Ponga el tallo que corto horizontalmente sobre el suelo mojado y en una
cámara de humedad. El tallo enraizara a lo largo de su longitud y hará subir dos nuevos
nudos (Siebert 1998). Si usted no usa dicha técnica, es necesario determinar que el
final del corte crezca. Determinar la orientación correcta del corte es un proceso simple
de observación.
Examine los nudos, cuando esta correctamente orientado, el segmento de tallo encima
de cualquier nudo es por lo general, pero no siempre, de ligeramente menos
circunferencia que el segmento de tallo debajo de un nudo. En otras palabras, los
segmentos del tallo por lo general se hacen más delgados hacia la cima de la planta.
También, el examen cuidadoso de cualquier nudo debería revelar cicatrices de hoja
hacia arriba que luego crecen. Una vez que usted ha determinado la orientación correcta
del recorte, el siguiente paso es prepararlo para el enraizado.

CONSTRUCCIÓN DE UNA CÁMARA PARA ENRAIZAR

El enraizado y el crecimiento de la salvia divinorum son hechos mucho más fáciles si


usted crea un alto ambiente de humedad. Por lo tanto, a no ser que usted viva en un
ambiente naturalmente húmedo, recomendamos la preparación de una cámara de
humedad para el corte frágil mientras que éste produce raíces.
Hemos enraizado cientos de cortes de S. divinorum en acuarios indirectos de diez
galones. Para convertir un acuario en una cámara de humedad, simplemente mida arriba
del acuario y corte un pedazo de cristal que encaje correctamente. Dé al acuario un
buen lavado con esponja y vinagre. Esté sobre todo cuidadoso para quitar cualquier
vieja alga o depósitos parecidos a un hongo que tenga el cristal Pegue o grabe un
pequeño trozo de madera a la cima de cristal para que sirva como una manija.
Con la tapa cerrada y una botella llena de agua potable purificada a temperatura
ambiente, su cámara de humedad proporcionará un ambiente perfecto para recortes
frágiles jóvenes.

ENRAIZADO EN AGUA

El enraizado en agua es el método más común y eficaz de enraizar un corte de Salvia


divinorum. Si usted sigue los pasos siguientes es prácticamente seguro.
Obtenga una botella, un florero, u otro contenedor alto y delgado que contenga agua. La
Salvia divinorum enraíza a lo largo del tallo. Su florero debería ser aproximadamente
2/3 la longitud de su corte.
Recomendamos un florero para cada corte, cualquier putrefacción de tallo que ocurra
permanecerá aislada. Un cultivador que conocemos utiliza botellas de cerveza
esterilizadas (Hanna 1998). Las hojas de los cortes descansarán sobre el cuello
estrecho de la botella mientras que el área a enraizar del tallo permanecerá
completamente suspendida.
Si usted usa botellas de cerveza como floreros, dos cosas deben ser tenidas presente.
Primero, asegúrese de limpiar a fondo las botellas, aún el remanente más leve de la
cerveza aumentará la posibilidad de putrefacción de tallo. Segundo, el relativamente
pequeño volumen de agua que puede ser sostenido en una botella de cerveza,
combinado con el hecho que la mayor parte de botellas de cerveza son misteriosamente
teñidas, aumenta el riesgo que el nivel del agua en una botella podría hacerse
insuficiente y pasar inadvertido. Este riesgo es sobre todo grande si las botellas están
siendo guardadas en sus packs de 6 botellas. Por lo tanto, tenga cuidado y de vez en
cuando examine los niveles del agua. Llene su florero con agua potable purificada a
temperatura ambiente. (Haga esto antes de la colocación del corte en el florero para
impedir vertir el agua dentro del tallo hueco y bajar la posibilidad de putrefacción de
tallo.)
No recomendamos usar hormonas de enraizar. No son compuestos tóxicos, pero no los
hemos encontrado necesarios. Si usted realmente usa hormona, sugerimos el Gel de
Reproducción de Olivia ®, una mezcla equilibrada de agente para enraizar y fertilizante
en una base de gel viscosa soluble de agua que sella el corte y puede ayudar a proteger
contra la infección. Un viejo jardinero ‘ el truco es que se debe poner un recorte de
sauce en el agua con otros recortes que usted procura enraizar.
Los sauces son productores fuertes de auxin, una hormona de crecimiento soluble en
agua. (Con el corte de sauce en el agua comenzará la formación de raíz visible en
menos de dos días.) Como auxin es soluble en el agua se derrama de los tallos de sauce
y es absorbido por el corte de S. divinorum, incitando así la formación de raíz. Usted
puede conseguir cortes frescos de sauce en casi cualquier florería. El inconveniente a la
hora de utilizar un corte de sauce es que usted sin ser consciente puede introducir
patógenos en el agua. Algunos cultivadores lavan a sus cortes en un fungicida para
reducir el riesgo de putrefacción de tallo. No hemos encontrado esto necesario mientras
que el agua potable purificada sea el líquido y el florero esté limpiado a fondo. Una
alternativa a fungicidas comerciales es una mezcla de un cucharón de lejía en un galón
de agua.
Si su recorte fuera quitado de la planta de madre, tome una lámina muy aguda y corte
de nuevo el inferior, aproximadamente 6 mm debajo del nudo más bajo. Asegúrese que
usted tiene el recorte correctamente orientado antes de que usted haga el corte.
Inmediatamente después de la fabricación del corte fresco, con cuidado baje el recorte
en el agua del florero. Al menos un nudo debería quedar encima de la línea de agua y al
menos uno debajo. Inmediatamente coloque el florero en la cámara de humedad.

FORMACION DE RAICES

Su recorte ahora debería pasar todo su tiempo dentro de la cámara de humedad. Es


óptimo si usted puede mantener la temperatura interior de la cámara alrededor 21°C
(70°F). La cámara debería ser bien alumbrada, pero no con sol directo.
La humedad dentro de la cámara debería acercarse al 100 por ciento. Esto es fácil para
alcanzar por de vez en cuando es conveniente abrir la cámara y rociar el interior con
agua potable purificada. Usted puede combatir la tensión y promover el enraizado más
rápido, Para hacer esto, llene una botella con ¼ de Stern Gro ® o con dos cucharones
de extracto de alga por galón. Cada vez usted abra la cámara, sople y abanique el aire
un poco para proporcionar alguna circulación de aire beneficiosa.
En nuestra experiencia, si usted sigue estos procedimientos y guarda mantiene la
cámara en la luz del sol indirecta o bajo luces fluorescentes, el recorte debería producir
raíces en dos a tres semanas.
El primer signo de raíces será diminuto “ el tamaño de un alfiler “ las espinillas blancas
que aparecerán sobre el tallo. Unos días después comenzarán a alargarse, rápidamente
haciéndose raíces delicadas delgadas. En la cámara de humedad, con el rocío diario, no
es raro para estas raíces formarse encima de la línea de flotación y extenderse por el
aire húmedo.
Cuando las raíces son aproximadamente de 2.5 cm, es hora de plantar el recorte en el
suelo.
ENRAIZADO EN SUELO

Una vez que su recorte ha enraizado en el agua, el siguiente paso es plantarlo en su


primer maceta. Esta tiene que ser bastante alta para permitir al suelo cubrir todas las
raíces recién formadas. La maceta debe tener agujeros de drenaje suficientes. Varios
agujeros alrededor de la periferia permiten mejor el drenaje que un agujero solo en el
centro. Una planta sana puede producir una masa de raíz rápidamente. Recomendamos
que usted comience su recorte en un pote de no menos de un galón para evitar el
transplante a un nuevo pote demasiado pronto.
Para la S. divinorum sólo usamos potes plásticos, no de barro, nuestra experiencia, con
los potes de barro nos mostró demasiada evaporación. El suelo en potes plásticos se
deseca más despacio y fuerza al agua a evaporarse de la superficie del suelo, así
exponiendo el lado de abajo de la planta a una niebla muy fina ascendente creciente.
Los potes plásticos son más conducentes para la putrefacción que potes de barro.
Una vez que usted ha mezclado su suelo, llene el inferior de su pote con su mezcla.
Entonces, con cuidado descanse su corte sobre el suelo y coloque puñados de su mezcla
de suelo alrededor del tallo, hay que ser muy cuidadoso para no rasgar el cabello de raíz
fino.
El suelo debería ser firme, pero no comprimido demasiado fuerte.
Una vez en el suelo, riegue lento pero cuidadosamente a la planta con la solución de
emulsión de pescado a temperatura ambiente. Inmediatamente, coloque la planta en la
cámara de humedad o en una tienda de humedad.

CONSTRUCCIÓN DE UNA TIENDA DE HUMEDAD

La cámara de humedad, descrita antes, es una gran ayuda para enraizar cortes. Pero, es
demasiado pequeño y, siendo de cristal, demasiado frágil para recibir plantas en
maceta. Por lo tanto, sugerimos que antes de que usted transplante de corte, prepare un
ambiente más grande controlado por humedad, que llamamos “la tienda” de humedad.
Pequeñas tiendas de humedad aproximadamente 90 cm de alto, hecha de plástico, y el
aspecto a un paraguas, pueden ser encontrados en revistas de horticultura. Estas tiendas
trabajan bien para plantas jóvenes. La humedad puede ser controlada por un pequeño
juego de humectador ultrasónico sobre un temporizador, o simplemente con un rociador
unas veces cada día.
Un ambiente muy bueno controlado por humedad, es capaz de almacenar una docena y
tanto de plantas, puede ser echo por aproximadamente 140 dólares.
La mejor tienda para nuestros objetivos no tiene suelo, tiene que permitir la entrada de
la luz del sol filtrada, y ayuda a contener la humedad, todavía permitiendo la
circulación de aire. Otra ventaja es la protección contra insectos.
Cada uno que ha visto nuestra tienda de humedad de tamaño lleno, se ha maravillado
del ambiente ideal que produce para la S. divinorum. Las hojas de nuestras plantas
crecen un promedio de 18 cm de longitud y de vez en cuando alcanzan 25 cm. Si usted
vive en un lugar árido, caliente, asoleado, o ventoso, recomendamos que usted utilice
tal tienda.
En los meses de invierno, la tienda de humedad fácilmente es cubierta con la cubierta
de protección plástica. En sitios con un invierno suave, esto crea un invernadero barato,
pero funcional en el cual sus plantas pueden sobrevivir el invierno. llegada la
primavera, abra ventanas más grandes y más grandes en la cubierta de protección
plástica para modular la humedad relativa y la temperatura durante el período de una
semana hasta que usted haya quitado toda la cubierta plástica.

CRECIMIENTO EN EXTERIOR

A pesar de lo que muchas personas creen, es posible cultivar Salvia divinorum fuera de
un ambiente controlado por humedad, esto solamente toma algún cuidado y atención.
Muchos cultivadores han desistido esto después de quitar una planta de un ambiente
controlado por humedad y se marchitó sólo una hora más tarde.
El crecimiento de la S. divinorum en un ambiente controlado por humedad hace las
plantas “suaves” y menos capaces de enfrentarse con cambios ambientales, pero si
usted les ayuda a adaptarse ellas son capaces. Nunca quite una S. divinorum de un
ambiente controlado por humedad y déjelo fuera al aire libre de repente. Usted debe dar
a la planta cada vez más exposición para secar el aire, el viento, y la luz del sol. La
mejor técnica es la siguiente. riegue su planta a fondo, quítelo de la tienda de humedad,
y póngalo en un punto sombrío, protegido por viento. Ponga un temporizador para
alertarle cuando una hora ha pasado, devuelva la planta a su ambiente controlado. Cada
día, quite la planta durante una hora adicional, de modo que hacia el final de dos
semanas esta pase todo el día al aire libre. Preste la atención a como el sol se mueve
para asegurar que una planta colocada en la sombra de mañana no recibe la luz del sol
de tarde directa. Una vez que la planta es aclimatada, deberían darle una casa
permanente, protegida que reciba la luz del sol filtrada. Piense instalar un sistema de
riego por goteo para la facilidad de cuidado.

Parámetros óptimos de cultivo

Suelo

La Salvia divinorum crece mejor en el suelo flojo y nutritivo con drenaje bueno. No
usamos perlita o vermiculita, pero muchos otros cultivadores acertados lo hacen.
Evitamos el suelo que contiene cualquier secoya o patatas chips de cedro. Nuestros
mejores resultados han sido obtenidos usando recortes de hierba y un poco envejecidos
dirigen el abono, surtido(mixto) con el suelo bueno, rico, oscuro , el compost, y la arena
de grano grueso.
Los suelos en ambientes tropicales como la Sierra Mazateca típicamente contienen una
gran cantidad de material orgánico. La interrupción natural de este material orgánico
produce un pH que es ligeramente ácido y también airea el suelo. Hemos encontrado
que la S. divinorum crece bien con estas condiciones de suelo.
La mezcla de suelo que usamos es:
1 parte de recortes de hierba
1 parte de compost
1 parte de arena de grano grueso
½parte de abono
3 partes de suelo rico

Otro cultivador acertado que conocemos (Chomicz 1998) usa la mezcla de suelo
siguiente con mucho éxito:
2 fibra “de bonote” de coco de cubos de cinco galones (o substituye la turba negra)
1 arena de grano grueso de cubo
1 cubo vermiculita
1 cubo perlita
1 cubo suelo rico
1 compost de cubo
6 tazas de una mezcla de parte igual de sustancias nutritivas orgánicas: fosfato coloidal,
greensand, y bloodmeal
¼ la caliza de tierra(razón) de taza (se dobla usando la turba)

Leander Valdés, que estudió S. divinorum en la Universidad de Michigan, usó la


mezcla siguiente:
4 partes de suelo
2 de musgo de turba
1 parte vermiculita
1 parte perlita

Independientemente de la mezcla de suelo que usted usa, trate de mantener el PH de su


suelo entre 6.1 y 6.6. Siendo capaz de alcanzar esto regando aproximadamente una vez
al mes con una solución de 1 cucharón de vinagre de manzana natural (del 5 por ciento)
a un galón del agua.
Si su suelo es demasiado alcalino (encima de 7.0) usted puede hacerlo más ácido
mezclándose en poca cantidad azufre pulverizado o hierro. Si su suelo es en cambio
demasiado ácido, añada piedra caliza o conchas de ostra aplastadas para aumentar la
alcalinidad.
TEMPERATURA
En su ambiente “natural” de la Sierra Mazateca, la temperatura más alta es sobre 26°C
(78°F), y más típicamente se extiende entre 16-21°C (60-70°F). La Salvia divinorum
crece mejor en un clima relativamente fresco y suave. Encima de los 29°C (85°F),
cualquier planta que bien no es aclimatada, o dentro de una tienda de humedad,
mostrará los signos de marchitamiento. Si su planta esta correctamente aclimatada y/o
dentro de una tienda de humedad, esta debería soportar días calientes sin cualquier
daño.
Si las temperaturas son debajo de la congelación, la S. divinorum rápidamente morirá,
marchitándose y quedando negra de la noche a la mañana. Por lo tanto, si usted vive en
una ubicación fría tendrá que mover su S. divinorum dentro o en un invernadero
acalorado(con calefacción) durante los meses más severos de invierno. No hemos
descubierto ningún modo de resucitar una planta congelada. Lo mejor que usted puede
hacer es cortar el tallo aproximadamente 26 cm encima del nivel de suelo, y esperar que
este sobreviva. Cuando lleguen temperaturas más cálidas, la planta podría recuperarse
pero muchas no lo hacen.
La mayor parte de los cultivadores que mueven sus plantas dentro durante el invierno,
realizan su cosecha de hoja principal a finales del verano. Esto recoge una cantidad
sustancial de follaje también haciéndolo mucho más fácil para mover las plantas
desmadejadas con menos riesgo de daño. Reduzca las plantas a aproximadamente 26
cm encima del nivel de suelo. Ellas curarán y crecerán. Como las temperaturas se
ponen más frías las mueven dentro bajo luces artificiales o en un invernadero
acalorado(con calefacción).
Otra opción de invierno es forzar a sus plantas a la inactividad reduciéndolas y
moviéndolas a un refugio bien alumbrado no más frío que 4°C. Con pocas o ningunas
hojas sobre ellos, las plantas requieren de riego sólo una vez que cada seis semanas y
pueden soportar al menos cuatro meses de tales condiciones sin el daño (Beifuss
1998). Esto es una técnica buena para los que desean las vacaciones y tener sus
plantas durante todo el año.
TRANSPLANTE , REGADO Y FERTILIZACION

Si usted sólo tiene unas plantas, esto puede ser echo con un rociador de mano con agua
purificada a temperatura ambiente. La calidad de agua notablemente puede afectar su S.
divinorum. Usted podría pensar experimentar con el agua de lluvia, a no ser que usted
viva en un área afectada por la lluvia ácida. (Compruebe el pH de agua de lluvia antes
de la utilización).
Evite el agua del grifo que es en exceso encima de 150 de dureza ppm, o el agua con
niveles de sodio encima de 50 ppm. El agua encima de estos niveles tiene un efecto
deletéreo sobre la S. divinorum.
Si usted tiene varias plantas, recomendamos que compre una botella de rocío de tipo de
bomba. Estas botellas sostienen aproximadamente dos litros del agua y tienen una
bomba en la mochila.
Si sus plantas son cultivadas al aire libre o en una tienda de humedad, recomendamos
que usted establezca un sistema de goteo que utiliza inyectores, el inyector entrega 3
galones por hora. Esto es seguramente el camino más eficiente para regar sus plantas.
Usted puede poner tal sistema sobre un temporizador durante cinco minutos varias
veces por día, o activarlo a mano.
Reguemos nuestro S. divinorum cada 7 a 10 días con una mezcla de emulsión de
pescado, según indicaciones de la botella. Usamos Alaska ® “ el fertilizante de pescado
“, que es 5-1-1. Hay algunas desventajas a la utilización de la emulsión de pescado.
Como usted esperaría, la emulsión de pescado apesta, y usted seriamente debería
considerar esto antes de regar las plantas de interior con ello. Incluso para plantas
exteriores, el olor a pescado es bastante fuerte para llamar a gatos vagabundos, perros, u
otros animales. ¡Por lo tanto, si usted alimenta sus plantas por la emulsión de pescado
estar seguro que ellas están en una ubicación protegida dónde animales curiosos no
pueden ponerse a ellos! También, más que fertilizantes pulverizados, la emulsión de
pescado parece atraer a parásitos de insecto. Todas las cosas consideradas, esto es
todavía nuestra opción de fertilizante.
Cada tercer riego, de la emulsión usamos Miracid de Stern ® un 30-10-10 el fertilizante
que contiene el hierro, el magnesio y el zinc. Esto ayuda a mantener nuestro suelo
ligeramente ácido. Reguemos no tan a menudo en los meses de invierno. En sus
experimentos en la Universidad de Michigan, Valdés fertilizó sus plantas una vez por
semana con el Milagro de Stern Gro ® un 15-30-15 fertilizante. Para aumentar la
acidez de la solución él añadió una solución fosfórica ácida del 85 % por 5 galones del
agua Nunca deberían permitir al suelo ponerse seco. Regando una vez cada 7 a 10 días,
y fertilizar cada tercer riego, nuestros ciclos de suelo son de muy mojado
inmediatamente después de regar, y casi seco durante el día antes del siguiente riego.
Este modo anima la aireación y se protege contra la putrefacción de raíz.

LUZ
La Salvia divinorum crece mejor en la luz del sol filtrada. La creencia convencional
debe evitar toda la luz solar directa y tal consejo es, en general, un consejo bueno.
Hemos encontrado, sin embargo, que una vez aclimatado, la S. divinorum realmente
soporta alguna luz solar directa cada día. Una planta que consigue demasiada luz solar
directa comenzará a desarrollar más pequeñas hojas deformes y gruesas.
Una vez que ellas han sido puestos en maceta , cultivamos todas nuestras plantas en la
luz del sol natural. El mejor suplemento solo a la luz natural es un sodio de alta presión
(HPS) la lámpara. Una lámpara HPS es más eficiente que una lámpara de halogenuros
metálicos de vatio equivalente y su espectro de luz es más conducente al enraizado de
nuevos recortes. Como un suplemento a la luz natural, 400 vatios de HPS iluminarán un
crecimiento primario de solamente 2 metros cuadrados (aproximadamente 6 pies x 6
pies). Para cultivadores con tres o menos las plantas, 250 vatios de HPS deberían
bastar.
Por lo tanto, si usted cultiva S. divinorum sin cualquier luz natural y quiere maximizar
el crecimiento vegetativo, una lámpara de halogenuros metálicos es su mejor opción
(Chomicz 1998). Valdés divulgó que sus plantas crecieron bien bajo luces
fluorescentes blancas VHO (Valdés et al. 1987). Otro cultivador satisfactoriamente
ha usado una lámpara de halogenuros metálicos metálica de 400 vatios para iluminar
2.5 metros cuadrados (aproximadamente 8 pies x 8 pies) (Beifuss 1997). Él relata
que las hojas aligeran en colores, pero esto no parece dañar las plantas, ni afectar su
potencia.
Usando una lámpara de vatio alto (HPS o el halogenuros metálicos), mantenga la
lámpara al menos dos pies encima de las plantas para evitar quemarlos. Un rubor rojizo
a las hojas indica que la luz está todavía muy cerca de las planta. Como las lámparas de
vatio alto emiten un calor seco, rociarlas puede ser necesario. Antes de hacer esto sin
embargo, proteja la lámpara de gotitas de agua. ¡Lámparas calientes pueden explotar si
el agua los golpea! Bajo la luz artificial, el follaje es maximizado con dieciocho horas
de luz por día. Para producir flores, deben reducir la luz artificial a no más que 11 horas
por día.
CULTIVO HIDROPONICO

La Salvia divinorum puede ser cultivado hidroponicamente. Un sistema básico utiliza


un medio de crecimiento especial en el lugar de suelo, y un sistema de goteo
rudimentario conducido por una bomba de acuario de potencia en vatios baja que gotea
una corriente de solución nutritiva por el medio creciente. La solución es reconquistada
en un depósito, oxigenada por una segunda bomba de acuario empotrada con un
bubbler, y difundida de nuevo.
Aunque la cultivación hydroponica requiera la atención suplementaria por el cultivador,
al menos un cultivador muy acertado, Sr. Andrés Chomicz, relata que el cuidado
adicional es recompensado con resultados excelentes. Las secciones siguientes son
sacadas de su exploración extensa de S. divinorum con técnicas de hidroponia
(Chomicz 1998).

MEDIOS DE CULTIVO

La Salvia divinorum crece bien en una mezcla de 75/25 de guijarros de arcilla dilatados
y fibra de coco ofrecen la oxigenación superior a rockwool, y son mucho más
ecológico.
La fibra de coco es una brecha reciente en la cultivación hydroponica - una alternativa
bienvenida a materiales como la turba . Las Fibras de coco son un producto
completamente natural son excelentes en la propiedad del oxígeno así como el agua, así
el mejoramiento de la aireación. Ellos también ayudan a estabilizar pH y parachoques
contra fluctuaciones nutritivas y mal funcionamientos de equipo temporales. La fibra de
coco aún parece desalentar alguna planta patógena.
El Sr. Chomicz ha experimentado con la cultura del agua un sistema que
completamente prescinde de un medio de crecimiento sólido. En la cultura de agua las
raíces de las plantas son suspendidas o puestas a flote en un baño de constante
circulación y oxigenación de las sustancias nutritivas.

FERTILIZANTE

Hay numerosas marcas de fertilizante que son fabricadas expresamente para sistemas
hidroponicos. Ninguna marca en particular o formulación se destacan como mejor para
la Salvia divinorum. Como la S. divinorum parece apreciar medios ricos en minerales,
buscar una fórmula que contenga sustancias nutritivas micro además del perfil habitual
de sustancias nutritivas macro.
Use una fórmula para el crecimiento vegetativo y siga las instrucciones del fabricante
para mezclar la solución. Si el fabricante da proporciones de mezcla diferentes para
cosechas específicas, obtendrá buenos resultados. Si usted tiene un metro de CE (un
instrumento que mide la conductividad eléctrica - una función de la concentración de
sales de fertilizante disueltas en la solución nutritiva) aspira un nivel de CE de entre 1.6
y 2.4.
Es muy importante que usted cambie su solución nutritiva con regularidad. Cuando las
plantas crecen activamente, esto quiere decir un cambio completo de solución cada
cuatro a seis semanas. Aunque la solución nutritiva sea reconquistada en un depósito y
difundida de nuevo, la cantidad de líquido en circulación se disminuirá debido a la
respiración de planta y la evaporación. Encabece encima del depósito con un ½ la
solución de sustancia nutritiva de fuerza. Usando un ½ la solución de fuerza ayudará
contra la acumulación de sustancias nutritivas de exceso rellenando los que han sido
agotados.
Por esta razón, esto ayuda a oxigenar la solución nutritiva cuando es reconquistado en
el depósito. Esto fácilmente es realizado empleando una segunda bomba de acuario
empotrada con un bubbler colocado en el depósito. Usted también puede aprovechar el
hecho que el oxígeno es más soluble en el agua fresca. Por lo general, más fría el agua,
más alto el contenido de oxígeno. Simplemente manteniendo su solución nutritiva
fresca, usted aumentará el contenido de oxígeno de la solución y considerablemente
beneficiará sus plantas. La temperatura óptima de solución nutritiva está entre 18-21°C
(65-70°F). La utilización de una solución que es mucho más caliente acentuará las
plantas e invitará patógenos serios como el hongo que pudre raíz pythium. Por lo tanto,
es importante mantener su depósito nutritivo lejos del sol directo a partir de finales de
la primavera.
En los meses de invierno, puede ser necesario ligeramente calentar la solución nutritiva.
Use un calentador de acuario en el depósito, o use un depósito oscuro coloreado para
absorber la luz del sol.
PH
El cultivo hidroponico requiere la atención muy cuidadosa al pH de la solución
nutritiva. Para el medio, un pH de entre 5.5 y 6.0 es óptimo. Tiras de prueba de pH
baratas son el mejor modo de supervisar el pH de la solución, a no ser que usted
invierta dinero en una pluma de pH cara o el metro. El ácido fosfórico puede ser usado
para bajar el pH, mientras la adición del hidróxido de potasio levantará el pH. El pH de
la solución debería ser probado al menos cada tres días, e inmediatamente ajustado
como indicamos.
PARÁSITOS
Hay un número de insectos que comúnmente atacan la Salvia divinorum y, que si no
son controlados, puede ser fatal para la planta. Evitamos todos los pesticidas no
orgánicos y recomendamos que lo haga usted mismo. Todos los parásitos comunes de
S. divinorum son relativamente fáciles para controlar, y un jardinero atento debería
notar su aspecto antes de que cualquier infestación se haga crítica. Cada uno de los
parásitos comunes será hablado debajo con consejos de control específicos. Además de
la táctica de control hablada debajo para cada parásito particular, hemos tenido el gran
éxito que controla Áfidos y mosca blanca rociando la solución siguiente sobre las hojas
infestadas siempre que nosotros notemos a los parásitos. La solución no daña la S.
divinorum y es no tóxica:
4 agua de partes
1 alcohol de 90 grados de parte
1 parte de jabón liquido
Si sus plantas alguna vez se infestan con huevos de mosca blanca, traten de lavarlos con
el líquido. Meta sus manos en un tazón de jabón líquido y con cuidado frote las hojas
infestadas con su pulgar y dedos, luego rocíelo con la mezcla para quitar los huevos de
mosca. No preocupe, el residuo dejado sobre las hojas, es inofensivo.
En los casos extremos de infestación, se utiliza un producto natural extraído de flores
de Crisantemo. Esta mezcla envenena insectos y comúnmente es usado para controlar a
parásitos sobre frutas y verduras. Esto mata insectos sin criterio sin embargo, también
da muerte a insectos beneficiosos como mariquitas.
Pyrethrin es el ingrediente activo en muchos productos comercializados para el empleo
sobre frutas y verduras. Mientras es orgánico y comúnmente usado sobre cosechas de
alimentos, recomendamos usarlo sólo como una última instancia. Es moderadamente
tóxico a mamíferos y puede provocar la fiebre de heno en algunas personas. También,
recomendamos evitar cualquier producto que contiene piperonyl butoxide (BTO), un
aditivo sinergístico que aumenta la eficacia del Pyrethrin, pero puede afectar el sistema
nervioso humano.
MOSCA BLANCA

(Trialeurodes Vaporariorum) parásito de la Salvia divinorum, y si no controlado


considerablemente puede debilitar la planta. Usted probablemente no los notará hasta
que usted cepille una hoja y de repente note el vuelo de puntos blancos
aproximadamente de 1 mm. Las moscas blancas se congregan sobre el lado de abajo de
hojas y ponen huevos. Ellos dañan la planta chupando su savia produciendo las
excreciones parecidas al moho.
Para controlar la mosca blanca explotamos su atracción natural al amarillo. Se hace una
trampa no tóxica pegajosa de color amarillo. Los parásitos son atraídos a las tarjetas
amarillas coloreadas, pero se pegan a la superficie. La nueva investigación de la
Universidad de California indica que la colocación del papel de estaño sobre la tierra
alrededor de plantas susceptibles a la mosca blanca confunde a los parásitos quizás por
reflejar el cielo y ellos “piensan” que están sobre el revés de la hoja. En cualquier caso
el truco, como se dice, impide aterrizar a la mosca.
Si sus plantas crecen en un ambiente cerrado como una tienda de humedad o el mini
invernadero las avispas son muy eficaces en el control de la mosca. (Esta especie de
avispa es muy pequeña y no picará a la gente.) las avispas ponen sus huevos dentro de
la pupa de la mosca, matándolas. Sin embargo, trabaja mejor en los meses calientes de
verano.
ÁCAROS DE ARAÑA

Ácaros de Araña (Tetranoychidae spp.) pueden ser un problema para la Salvia


divinorum, especialmente cuando las plantas son cultivadas en la tienda de humedad o
invernadero. Los ácaros de araña por lo general primero son descubiertos cuando
causan pequeñas manchas amarillas sobre la superficie superior de las hojas. Cuando
usted inspecciona el lado de abajo de una hoja usted verá como una cabeza de alfiler
amarilla, bronceada, o verdosa. El Phytoseiulus persimilis es eficaz para ácaros de
araña, los insectos que devoran ácaros de araña no comerán S. divinorum u otras
plantas.

ÁFIDOS
El signo revelador de Áfidos (Aphididae spp) sobre la Salvia divinorum es el
rizado y fruncido de hojas jóvenes sensibles. Sobre la inspección usted verá pequeños
bichos verdes sobre las puntas y el lado de abajo de hojas. Los Áfidos llevan
enfermedades a las planta y, como la mosca blanca, debilitan la S. divinorum
chupando jugos de hoja y excretando. Hemos tenido un gran éxito para controlar
Áfidos con la solución de alcohol jabonoso descrita antes. Si usted es un admirador de
mariquitas, o realmente tiene que controlar una invasión seria de Áfidos, introduciendo
mariquitas casi siempre tiene solucionado el problema y no causa ningún daño a S.
divinorum. Como con otros biocontroles, las mariquitas trabajan mejor en ambientes
incluidos como una tienda de humedad o el invernadero.
ESCALA
Aunque nosotros nunca hayamos tenido un ataque de estas criaturas, hemos oído varios
informes de escala (Coccidae spp.) sobre S. divinorum. La escala son insectos,
que en su etapa más temprana, parecen cáscaras de almeja muy diminutas en los lados
de abajo de hojas. Ellos pueden ser de cualquier color, y dañan la planta chupando
jugos e inyectando un fluido tóxico en los tejidos. No somos conscientes de algún
biocontrol realmente eficaz para la escala, pero por suerte ellos fácilmente son tratados
rociándolos con la fórmula de alcohol jabonoso descrita antes.
CARACOLES
Los caracoles rápidamente pueden dañar la Salvia divinorum, masticando las hojas en
una noche. Los caracoles por lo general desaparecen durante el día. La cubierta de
cobre ha sido usada por jardineros durante varias décadas para formar una línea que los
caracoles no cruzarán. La cubierta de protección de cobre o la cinta está disponible en
la mayor parte de tiendas de jardín. Pegelo alrededor de los bordes de sus potes o
deslícelo de lado en el suelo, haciendo una cerca en la base de sus plantas. Como el
cobre conduce un choque electroquímico en los caracoles, esto sólo trabaja mientras el
cobre es brillante. Al mismo tiempo que usted aplica la barrera de cobre, con cuidado
comprueba el lado de abajo de cada hoja, porque un caracol de vez en cuando puede
estar al acecho allí, y una vez que coloco la barrera de cobre no podrá comer sus
plantas.

Problemas

Punta y bordes de hojas secos


La mayoría de la gente quien cultiva Salvia divinorum, en un tiempo u otro, tendrá una
planta con puntas de hoja y bordes marrones sin ninguna razón evidente. Por lo general
se limita a las puntas de hoja y bordes pero de vez en cuando esto puede abarcar hojas
completas y hacerse crítico. Por lo que sabemos, nadie ha sido capaz de entender la
causa de este fenómeno.
Algunos cultivadores han postulado que ciertas enfermedades son sistémicas, estando
inactivas hasta que la planta este bajo la tensión suficiente para causar la aparición de la
enfermedad. Esta enfermedad sistémica, quizás un virus, puede haberse desarrollado en
S. divinorum debido a la reproducción extensa que esta ha sufrido. El genotipo estático
del divinorum puede haber permitido a un virus de hoja desarrollarse en la planta - algo
que no podría haberse desarrollado si la reproducción de la planta ocurriera por la
mezcla normal de material genéticamente variado. Si esta teoría es correcta, el
fenómeno sólo puede ser evitable manteniendo sus plantas en un grado óptimo de
cultivo evitando la tensión. En verdad, hemos notado que el fenómeno casi
exclusivamente ataca las plantas que son débiles o bajo tensión.
Seguramente, una planta quitada de un ambiente controlado por humedad sin la
aclimatación apropiada puede desarrollar hojas marrones, pero más comúnmente los
marchitamientos de planta enteras y hojas se quedan dormidos. El fenómeno por lo
general no es acompañado por el marchitamiento.
Hemos visto el fenómeno más comúnmente sobre las plantas que han pasado su vida
entera dentro de cámaras/tiendas de humedad de cristal o plásticas. En tales casos,
sospechamos que puede ser el resultado de circulación de aire pobre. Una planta
cultivada en un ambiente estancado que alcanza 32°C (90°F) puede desarrollar hojas
marrones quizás para reducir la capacidad de la planta a transpirar. Similar a la
tendencia de nuestro propio cuerpo a recalentarse en un ambiente caliente húmedo
estancado, la planta puede recalentarse para la inhabilidad para transpirar de manera
eficiente.
La carencia de fertilizante, o demasiado fertilizante también puede invitar a hojas
marrones. Sobre muchas plantas, las hojas marrones señalan que la planta recibe
demasiado fertilizante, que combinado con el agua inadecuada pueden aumentar las
sales químicas en el suelo y esto quema los bordes sensibles de las hojas. La cura
habitual es reducir el fertilizante y limpiar con agua el suelo a fondo.
Hojas marrones también pueden ser el resultado de putrefacción de raíz sobre una
planta con drenaje pobre o el suelo pesado. Si la putrefacción de raíz es el problema, se
cambia de maceta a la planta con un suelo ligero.
HOJAS AMARILLAS

Por lo general es una señal que la planta recibe demasiada agua. El riego excesivo quita
sustancias nutritivas que la planta utiliza para crear clorofila. Hemos visto esto en la
costa occidental durante la estación lluviosa de invierno. Cuando vea un verde claro
encima de las hojas, reduzca el agua y alimente la planta con hierro en polvo o líquido
según las indicaciones en la botella.
CRECIMIENTO LENTO Y ASPECTO DESIGUAL

En condiciones óptimas, la Salvia divinorum crece rápido, a veces más de un pie en un


mes de verano. Rápidamente puede verse la raíz saliendo de un pequeño pote. Por lo
tanto, como su planta comienza a adelantar en el tamaño, usted tendría que
transplantarla en potes cada vez más grandes. Si en alguna maceta su planta parece
haber reducido su crecimiento pero las condiciones son óptimas, esto probablemente
quiere decir que necesita cambiarla a un pote más grande.
PODA PARA MAYOR CRECIMIENTO

No pensamos parecer groseros, pero para la mayoría de la gente, El crecimiento de la


Salvia divinorum debe maximizar la cantidad de follaje cosechado. Esto requiere la
poda. El mejor momento de podar es durante la primavera y el verano, cuando la S.
divinorum crece más rápido. Para hacer una planta arbustiva, que producirá más hojas,
usará una lámina aguda para cortar las puntas crecientes de los tallos principales. Haga
su corte solamente justo encima de un nudo. Esto forzará el tallo a bifurcarse en aquel
punto en la dirección de las hojas nodales. No gaste los recortes de punta tomados
durante la poda. Ellos deberían ser enraizados y replantados. De hecho, cuando usted la
pode debería tener listo un florero para enraizar.
HOJAS DE COSECHA

Una vez que su Salvia divinorum es establecida, debería ser capaz de resistir la cosecha
de hoja. Muchos cultivadores con regularidad quitan hojas de sus plantas, escogiendo
las hojas de máximo tamaño. Esta técnica puede mantener a un usuario solo en el
suministro constante de hoja fresca y secada.
SECADO DE HOJAS

Las hojas frescas de Salvia divinorum pueden, desde luego ser usado para objetivos
visionarios y divinos. Tradicionalmente los Mazatecas usaron sólo las hojas frescas, las
hojas Secas, sin embargo, son también activas y pueden ser almacenadas para el empleo
posterior.
La sequedad de las hojas es muy importante. Todo su trabajo no servirá para nada si las
hojas se pudren. Por suerte, el principio activo, salvinorin A, es muy estable y puede
soportar un cierto grado de falta de cuidado. Sin embargo, es importante conservar las
hojas para sufran la menor cantidad de cambio químico posible. En última instancia,
usted simplemente quiere quitar todo el contenido de agua, pero dejar todo lo demás
inalterado. Esto puede ser alcanzado rápidamente colocando las hojas en un horno en el
ajuste posible más bajo - debajo 93°C (200°F) - que los seca dentro de 15 minutos. Hay
varias técnicas para la sequedad lenta de hojas cosechadas. Una técnica debe colocar las
hojas cosechadas en una caja de cartulina y colocar esta caja en una ubicación sombría
con circulación de aire. Lo mejor hacer esto durante un día cuando la temperatura está
entre 26-38°C (80-100°F). Sacuda la caja varias veces por día para exponer la nueva
superficie al aire. Las hojas deberían ser secas en unos días.
Otra técnica es poner las hojas entre pantallas de ventana y poner un ventilador de
potencia baja para hacer volar una corriente constante de aire sobre las pantallas. Una
técnica final es usar un deshidratador de comida y una temperatura media, sobre 63°C
(145°F). Las hojas colocadas por lo general son secadas dentro de tres horas y
conservan la mayor parte de su color verde. Bajo cualquier método, las hojas son secas
cuando están crujientes y se quiebran fácilmente. Entonces deberían ser colocadas en
tarros herméticos de cristal y guardados en una ubicación fresca, seca y oscura. Por
regla general, las hojas contienen un poco más del 80 por ciento de agua, de modo que
aproximadamente 28 gramos de hojas frescas son entre cinco y seis gramos de hojas
secas.

PRODUCCIÓN DE SEMILLA

Cuando Wasson y Hofmann recibieron los especímenes de Salvia divinorum de


Natividad Rosa a principios de octubre, muchas de las plantas estaban en flor. Aaron
Reisfield, un botánico que ha hecho numerosas visitas a la Sierra Mazateca para
investigar S. divinorum, ha relatado la vista de S. divinorum en flor de octubre a mayo
(Reisfield 1993). Valdés las ha visto en flor a partir de finales de agosto a marzo en,
un período de tiempo cuando los días son cortos en México (Valdés et al. 1987).
Los experimentos en la Universidad de Michigan mostró que la planta puede dar flor
acortando el fotoperíodo a once horas de luz por día (Valdés et al. 1987). La
introducción de cualquier luz durante “ el período oscuro “ prevendrá la floración. Es
fácil conseguir S. divinorum en flor, pero no es ninguna tarea fácil de conseguir las
plantas para producir la semilla viable. Como mencionado antes, ninguna planta alguna
vez ha sido observada poniendo la semilla en el hábitat natural
Creemos que la planta, de hecho, ha escogido un método diferente de propagarse, y que
su producción de semilla es casi rudimentaria. A no ser que sea apoyado por un
enrejado natural o artificial, la S. divinorum, con sus tallos huecos desmadejados se cae
cuando estos alcanzan aproximadamente 5-7 pies altos. Cuando la planta toca la tierra
razón echan raíces en condiciones húmedas. De esta manera, la S. divinorum se
reproduce y despacio se expande. Y desde luego, su programa principal para la
propagación ha sido su unión con amigos humanos. En nuestra opinión, tratando de
conseguir S. divinorum para poner la semilla es la lucha contra la naturaleza de la
planta. Sin embargo, la semilla viable puede ser producida con la polinización de la
mano. Para hacer así, una vez que usted tiene una planta en flor, con cuidado quita
algunos estambres de la flor e inmediatamente cepilla sus puntas contra las superficies
interiores de ambas ramas. Usted debería ser capaz de ver granos de polen adherirse a
los estigmas con la polinización de la misma flor con sus propios estambres, flores
diferentes sobre la misma planta, y con la utilización de estambres sobre una planta
para polinizar estigmas sobre otra planta. No se trastorne si usted tiene poco éxito,
menos del cinco por ciento de fertilizaciones acertadas produce la semilla viable
(Reisfield 1993).
TOMA DE CORTES

La Propagación de la Salvia Divinorum es tomando recortes, un proceso mucho más


fácil que el forzar a la planta a producir semillas. Mientras los recortes pueden ser
tomados en cualquier tiempo del año, hemos encontrado que los recortes tomados
durante el otoño y el invierno enraízan más despacio. Por lo tanto, es lo mejor hacer
recortes de propagación en primavera y verano. También hemos encontrado que es
provechoso tomar recortes bajo la luz baja ambiental para mantener los estomas de las
hojas cerrados. Para tomar un recorte para objetivos de propagación, prepare un florero
lleno de agua purificada y coloque este al lado de la planta de madre. Use tijeras agudas
o una lámina para quitar una longitud de tallo que contiene al menos dos nodos de hoja.
El nuevo crecimiento de punta vigoroso es lo mejor, pero en mediados de segmentos de
tallo también enraizara.
Haga su recorte solamente debajo de un nudo de hojas. Quite todas las hojas debajo del
nudo más alto y luego inmediatamente coloque el recorte en el florero que espera.
Entonces, vuelva su atención al tallo de corte de la planta de madre. Redúzcalo a
solamente encima del nudo restante más alto.