Está en la página 1de 1

LITERATURA ESPAÑOLA I

ANTOLOGÍA DE LÍRICA TRADICIONAL
I
Si la noche se hace escura
y tan corto es el camino,
¿cómo no venís, amigo?

La media noche es pasada
y el que me pena no viene:
mi desdicha lo detiene,
¡qué nascí tan desdichada!
Háceme venir penada
y muéstraseme enemigo.
¿Cómo no venís, amigo?

II
Ya florecen los árboles, Juan:
¡mala seré de guardar!

Ya florecen los almendros
y los amores en ellos, Juan,
mala seré de guardar.

Ya florecen los árboles, Juan:
¡mala seré de guardar!

III
Al alba venid, buen amigo,
al alba venid.

Amigo el que yo más quería,
venid al alba del día.

Amigo el que yo más amaba,
venid a la luz del alba.

Venid a la luz del día,
non trayáis compañía.

Venid a la luz del alba,
no traigáis gran compaña.

IV
Ell amor que me bien quiere
agora viene.

Ell amor que me bien quería
un’empresa me pedía.
Agora viene.

V
De ser malcasada
no lo niego yo,
cativo se vea
quien me cativó.

Cativo se vea
y sin redención;
dolor y pasión
con él siempre sea;
pues el mío no vio;
cativo se vea
quién me cativó.

Yo, triste cuitada,
la muerte deseo
y nunca la veo,
que soy desdichada.
Tan triste casada
ya nunca se vio.
Cativo se vea
quien me cativó.

Mujeres casadas
que tal padecéis:
si vida tenéis
sois muy desdichadas;
seréis lastimadas
si soys como yo.
Cativo se vea
quien me cativó.

VI
Vanse mis amores, madre,
luengas tierras van morar,
yo no los puedo olvidar.
¿Quién me los hará tornar?

Yo soñara, madre, un sueño,
que me dio en el corazón:
que se iban los mis amores
a las islas de la mar.
¿Quién me los hará tornar?

Yo soñara, madre, un sueño,
que me dio en el corazón:
que se iban los mis amores
a las tierras de Aragón;
allá se van a morar,
yo no los puedo olvidar.
¿Quién me los hará tornar?

Fuente: La canción tradicional de la Edad de Oro.
Edición, introducción y notas de Vicente Beltrán.
Barcelona, Planeta, 1990.