¿Cuál es la raíz del discurso mediático oficial?

¿Qué es una concepción del mundo?
¿Por qué no identificamos a primera vista cuáles son las concepciones del mundo?
La Ideología del Poder y el entido Com!n Popular
Néstor Kohan
Si pretendemos desmontar el relato oficial de la crisis y pasar de la simple descripción de
sus efectos y consecuencias al conocimiento de sus causas y razones, tenemos por
delante, como mínimo, dos desafíos:
(a) Identificar la concepción social del mundo que, de manera implícita, articula los
innumerables intentos mediáticos por convencer a nuestro pueblo de que la crisis
latinoamericana no tiene responsables y beneficiarios bien precisos.
(b) ealizar la crítica de esa concepción social del mundo desde un m!todo de estudio y
una filosofía propia. "#a indi$nación y el eno%o son fundamentales... pero no alcanzan&. #a
intuición tampoco. 'ay que estudiar, (ay que profundizar, (ay que ir (asta las raíces del
problema.
)mpecemos por el primer desafío (a): *odas las ficciones ideoló$icas que los monopolios
de la *+ y otros medios que la complementan difunden día a día para le$itimar la
dominación de los poderosos y esconder las causas reales de la crisis, no son un
con%unto caótico de absurdos, tonterías o mentiras capric(osas. ",oseen un orden&
"*ienen una co(erencia&
-ás allá de los numerosos canales de televisión y de la aparente .pluralidad/ que
e0presan las opiniones de ministros, presidentes, periodistas o empresarios, el discurso
de la sociedad oficial responde por detrás a una concepción del mundo que lo sostiene y
lo articula.
1na concepción del mundo es un con%unto articulado, sistemático y co(erente de ideas,
conceptos, valores y normas de conducta práctica que nos $uían en nuestra vida
cotidiana. )sa concepción premoldea nuestra visión de cómo debe ser la sociedad y de
qu! lu$ar %ue$a en ella el ser (umano.
#a concepción del mundo (tambi!n llamada .ideología/ o .filosofía/) le otor$a un sentido
a la vida de $randes $rupos (umanos y, al mismo tiempo, de cada su%eto individual.
#a mayoría de las veces, la concepción del mundo 2ideoló$ica y filosófica2 está
oculta y escondida. #e%os de la inmediatez, no se ve, no toca, no está al alcance de la
mano. Por eso se termina aceptando pasivamente. 3uando cualquier persona opina
sobre cómo se debe educar a los (i%os, o si está mal robar, o sobre qu! le pasa a la $ente
despu!s que se muere, o acerca del supuesto .descubrimiento/ de 4m!rica, etc., etc.,
etc., se está apoyando en una visión social del mundo.
¿"ué diferencia e#iste entre la filosofía y el sentido com!n?
"5adie puede escapar a las concepciones del mundo& "5adie está a%eno a las
ideolo$ías& "*odos tenemos una filosofía& (lo sepamos o no). )sto si$nifica que nuestro
sentido común 2el terreno de nuestras opiniones cotidianas2 no es a%eno a las
ideolo$ías. )s más: el sentido com6n c(orrea ideolo$ía por todos sus poros. 3ada
palabra, cada opinión, está te7ida de ideolo$ía. 3ada observación de la vida cotidiana,
por muy .inocente/, accidental, desnuda o in$enua que parezca, está tocada e
impre$nada de una concepción del mundo. )s imposible una visión directa, desnuda e
inmediata de la realidad. -iramos siempre a partir de un filtro, un án$ulo y un lente: ese
.lente/, ese .án$ulo/ y ese .filtro/ están articulados por la ideolo$ía. ,odemos tomar
conciencia de su e0istencia o no, pero e0iste. Si no tomamos conciencia lo terminamos
aceptando en forma pasiva.
8,or qu! no lo advertimos9 ,ues porque la ideolo$ía 2cuando no la analiza
críticamente y no se la somete a discusión2 opera de manera oculta, inconsciente y
escondida.
#a visión social .espontánea/ de la vida cotidiana, previa a toda refle0ión sistemática, se
llama sentido común. #a visión social co(erente, crítica, refle0iva y sistemática,
consciente de sus fundamentos y razones, se llama filosofía. #a filosofía (sea propia o
sea a%ena, defienda a los poderosos o a los traba%adores) siempre diri$e al sentido com6n.
Si la concepción filosófica y social del mundo es co(erente, articulada y sistemática,
8cómo es el sentido com6n9 ,ues e0actamente al rev!s: contradictorio, no tiene orden,
no es sistemático. )n el sentido com6n conviven y se mezclan diversas concepciones del
mundo, al mismo tiempo, aunque entre sí sean contradictorias.
Un ejemplo: 1na misma persona puede querer un presidente socialista para su país pero
se opone a que ese presidente sea obrero. ."*iene que ser un :doctor;&/. #os obreros no
pueden $obernar..., ni siquiera desde el socialismo.
Otro ejemplo: un se7or se opone a la violencia de la policía, le parece terrible<, y al
mismo tiempo, le pe$a a su mu%er y a sus (i%os y reclama que encarcelen a los ni7os que
viven en la calle. "= lo (ace sin nin$6n problema& "*odo en el mismo instante&. 8,or qu!
estos e%emplos se repiten al infinito9 ,orque el sentido com6n es irremediablemente
contradictorio. ,uede incluir en su seno una visión pro$resista de la sociedad y una
perspectiva reaccionaria, ambas contradictorias y mezcladas al mismo tiempo. #a
propa$anda bur$uesa de la *+, los diarios, la escuela y la radio, intenta neutralizar en el
pueblo todo lo que sea pro$resista. ,ara ello incentiva el pre%uicio racista, el mac(ismo, la
competencia, la fantasía de un ascenso social individual (a costillas de los demás), la
defensa a ra%atabla de la propiedad privada y la subordinación a los valores de las clases
dominantes.
#a política revolucionaria (ideoló$ica y cultural) de los movimientos sociales, los
partidos políticos clasistas, los sindicatos, las li$as a$rarias, los periódicos obreros, las
radios comunitarias, los centros de estudiantes, los cursos de educación popular, los
movimientos de mu%eres, los movimientos de derec(os (umanos, los movimientos
ecolo$istas, etc., intentan neutralizar la ideolo$ía enemi$a. ,ara ello intentan fomentar en
el pueblo la conciencia de clase, la solidaridad, el i$ualitarismo, la cooperación y muc(os
otros valores y prácticas anticapitalistas.
¿$l sentido com!n es %omogéneo y uniforme?
El sentido común es un CAMPO DE A!A""A entre diversas concepciones del mundo#
entre diversas ideologías# entre diversas escalas de valores. #a ideolo$ía de la
bur$uesía y la ideolo$ía de los traba%adores disputan la mente y el corazón del pueblo.
4mbas quieren diri$ir y marcar el camino que se va a se$uir en la vida, pero en
direcciones opuestas.
Si los traba%adores or$anizados se replie$an o no dan esa disputa, ceden terreno al
enemi$o (que cuenta con un inmenso aparato mediático de propa$anda y muc(ísimo
dinero).
5ada crece espontáneamente, e0cepto las malas (ierbas. Sin una luc(a por la conciencia
y por la (e$emonía socialista, el sentido com6n queda pasivo alimentándose de la
ideolo$ía enemi$a. 4 lo sumo, puede lle$ar (asta el límite del< eno%o y la furia contra un
patrón o un policía. ",ero nada más&.
,ara pasar del simple eno%o a la acción política, (ay que sembrar, (ay que abonar y (ay
que re$ar el sentido com6n todos los días. )s el 6nico camino para que en su seno
florezcan la conciencia socialista y los valores de (ombres nuevos y mu%eres nuevas. Si
queremos pasar del sentido com6n popular a la filosofía propia que sustenta la ideolo$ía
de los traba%adores, deberíamos refle0ionar críticamente y en forma activa acerca de
nuestras propias opiniones cotidianas y nuestras prácticas.
)l eno%o, la furia y la indi$nación contra la in%usticia del capitalismo son un paso
importantísimo en la conciencia popular..."pero no alcanzan&.
*enemos que analizar qu! (emos tomado prestado 2$ sin darnos cuenta % en forma
pasiva&2 de la concepción del mundo y de la filosofía de nuestros enemi$os. *odas las
ficciones, mentiras y ter$iversaciones sobre la crisis de la sociedad latinoamericana con
que nos bombardea la *+ y la dictadura de los medios de comunicación pertenecen a una
misma concepción del mundo. #a de nuestros enemi$os, la de los poderosos, la de
quienes viven a costillas del pueblo: las bur$uesías locales y su socio mayor, el
imperialismo.
)ste con%unto co(erente, articulado y sistemático de ideas, valores y normas de conducta
práctica se estructura sobre los si$uientes n6cleos ideoló$icos:
• “Lo normal consiste en que la sociedad tenga un orden: los de arriba, arriba y los de
abajo, abajo”
• “Cualquier cambio brusco y radical es anormal”
• “La sociedad se basa en una armonía”
• “Cada uno tiene su función en la sociedad: la gente con dinero ordena y dirige, el
pueblo acepta y trabaja”
• “La justicia consiste en que cada uno cumpla con esa función: los ricos dirigen, los
pobres trabajan. Cada uno tiene lo que le corresponde”
• “La injusticia ocurre cuando: (a los ricos !se apro"ec#an$ e%igiendo m&s de lo que el
pueblo debe trabajar normalmente' (b algunos del pueblo se rebelan incluso cuando los
ricos les pagan normalmente y los tratan normalmente”.
• “(i alguien del pueblo no acepta ser dirigido por la burguesía es un sub"ersi"o, un
militante, un terrorista, un acti"ista, un infiltrado, un agitador, etc., etc.”.
• “)l orden de la sociedad se basa en la pa*. si #ay conflicto..., eso es una e%cepción a
la regla”
• “(i se produce el conflicto social, es porque alg+n re"oltoso lo introdujo desde afuera:
un infiltrado, un acti"ista, un militante, un agitador, un sub"ersi"o”
• “(iempre #ubo ricos y pobres”
• “(iempre fue así y siempre ser&.... ,o #ay nada nue"o bajo el sol”
• “)l pueblo ignorante no puede gobernar la sociedad ni gobernarse a sí mismo”
• “)l que "i"e mal y pasa #ambre es...un perdedor. ,adie es responsable, e%cepto -l
mismo”
• “Las ideologías que plantean la .e"olución son relatos del pasado”
• “La .e"olución es imposible porque desapareció el sujeto de la .e"olución” (ya no
#ay m&s obreros, ya nadie trabaja/ 0qui-n "a a #acer la .e"olución1
• “2ace falta gente con muc#o dinero para gobernar un país”
• “La gente que tiene dinero puede dirigir la sociedad porque ya dirige sus empresas. (i
sabe #acer una cosa, seguro que sabe #acer la otra”
• “La política es sucia. 3ejor quedarse en casa. 4ue gobiernen los que saben”
4unque la variedad de lu$ares comunes similares es inmensa (se podrían a$re$ar
muc(ísimos otros e%emplos con los que convivimos a diario) todos ellos remiten a una
misma concepción social del mundo, la de nuestros enemi$os.
)sa concepción ideológica del mundo se e0presa no sólo en el terreno mediático y
superficial de la televisión y sus discursos fra$mentarios sino tambi!n en el plano más
elaborado de las teorías, los relatos acad!micos, los libros filosóficos y socioló$icos. 'an
e0istido y e0isten diversas teorías filosóficas y socioló$icas que, reaccionarias y
le$itimantes del orden capitalista, intentan apuntalar esa concepción del mundo. +an
cambiando y sucedi!ndose unas a otras a medida que transcurre la (istoria y se va
modificando el paisa%e de las ideas, las modas, las corrientes de pensamiento, pero el
ob%etivo contin6a siendo el mismo: le$itimar el orden social. 4l$unas de esas muc(as
teorías filosóficas y socioló$icas son:
• Positivismo: 3orriente filosófica fundada en el si$lo >I> por 4u$uste 3omte (?@ABC
?AD@) en Erancia y 'erbert Spencer (?AFGC?BGH) en In$laterra. Sur$e cuando el
capitalismo y la bur$uesía ya están consolidados en )uropa. Su lema es .Irden y
,ro$reso/. 3ree en la evolución y en el pro$reso lineal de la sociedad y mantiene una fe
absoluta en las ciencias naturales, principalmente la biolo$ía.
Jesprecia completamente a las ciencias sociales, porque piensa que el orden social
responde al orden natural y que la sociedad es como un or$anismo bioló$ico donde cada
uno cumple una .función/ (los obreros traba%an, los patrones diri$en<). ebelarse contra
esa .función/ constituye al$o patoló$ico. Sospec(a de toda visión crítica de la sociedad.
Jefiende el culto a .los (ec(os/ (concebidos como cosas) y la subordinación a la realidad
tal cual se presenta en la apariencia inmediata del sentido com6n.
• 'uncionalismo: 3orriente socioló$ica de ori$en norteamericano que concibe a la
sociedad como si estuviera conformada por una armonía subyacente. )l funcionalismo
clasifica los conflictos sociales y las contradicciones de clase como .anomalías/, .faltas de
adaptación/ o interrupciones al desarrollo evolutivo y pacífico de la sociedad. ,or e%emplo:
¿&oda crítica de la modernidad capitalista tiene que ser' necesariamente'
posmoderna?
la pobreza y el atraso latinoamericanos son .efectos de la escasez de desarrollo
capitalista/, de la pervivencia de relaciones tradicionales y de la falta de inversiones de
capital. Itro e%emplo: las poblaciones ne$ras viven mal y en las cárceles siempre (ay más
ne$ros que blancos porque .los negros no se #an adaptado/ a la civilización moderna.
• Posmodernismo: 3orriente filosófica de ori$en franc!s que emplea despectivamente la
e0presión .$ran relato/ (o $ran narrativa) para referirse a las ideolo$ías y concepciones
del mundo con pretensiones totalizantes (es decir, aquellas que pretenden e0plicar no una
parcela peque7ita de la realidad, sino un con%unto abarcador y dentro de ese con%unto el
papel del ser (umano). )l mar0ismo, el psicoanálisis y el cristianismo serían e%emplos de
$randes relatos. 4 partir de los a7os KAG el posmodernismo sostuvo que estas $randes
ideolo$ías (abían .entrado en crisis/. )sa tesis reactualizaba los planteos
norteamericanos de Janiel Lell: )l fin de la ideología M?BNGO, te0to típico de la $uerra fría
que decretaba .el a$otamiento de la política/. 3oronando el supuesto fin de la política de
Janiel Lell y el escepticismo posmoderno frente a las $randes ideolo$ías, el funcionario
del Jepartamento de )stado norteamericano Erancis EuPuyama publicó .)l fin de la
(istoria/ (?BAB). 1na caricatura .filosófica/ que fue ampliamente difundida por todas las
a$encias de noticias y periódicos capitalistas de Iccidente. 3on el posmodernismo se
acabaría 2supuestamente...2 la política, la ideolo$ía y la (istoria.
Je estas tres corrientes (en realidad e0isten muc(ísimas más<) le$itimantes del
orden social el positivismo lo$ró mayor eco desde fines del si$lo >I> (asta la primera
mitad del si$lo >> mientras el funcionalismo $anó audiencia desde la se$unda $uerra
mundial (asta los KNG. Jurante los 6ltimos FG a7os 2desde la era neoliberal de onald
ea$an y -ar$aret *(atc(er, a comienzos de los KAG, (asta las recientes rebeliones de
Seattle, Javos, Luenos 4ires y Q!nova2 es el posmodernismo quien (a lo$rado mayor
!0ito en los circuitos acad!micos.
3on la p!rdida de atractivo del positivismo y el funcionalismo, 6ltimamente el
discurso posmoderno (difundido a todo vapor desde las universidades norteamericanas y
francesas y reproducido en todos los monopolios de la comunicación) (a lo$rado seducir
a al$unas corrientes del campo popular. Jic(a seducción (a $irado en torno al si$uiente
ar$umento: .cada mo"imiento social 5por ejemplo las minorías se%uales o los grupos
-tnicos, entre otros5 debe tener reclamos fragmentarios, porque si se articulan con otros
mo"imientos en la luc#a anticapitalista/!pierden su especificidad$/. 5o es casual que
ese tipo de discurso (aya tenido quien lo escuc(e en los a7os KAG y KBG, %usto cuando el
neoliberalismo fra$mentaba y dispersaba toda resistencia anticapitalista y popular.
*ampoco es casual que cuando la resistencia aumenta, el posmodernismo pierde
rápidamente popularidad.
)l mar0ismo crítico constituye una (erramienta sumamente 6til y productiva para
cuestionar todas las dominaciones de la modernidad euroc!ntrica, racista, se0ista,
colonialista e imperialista (que realizó varios $enocidios en la (istoria<y los si$ue
realizando). ,ero ese cuestionamiento es radicalmente diferente del posmodernismo.
4unque cuestiona la modernidad, la teoría social crítica fundada por -ar0 no rec(aza ni
abandona:
• )l pro%ecto de emancipación (umana (que implica liberarse de todas las dominaciones
sociales)
¿Puede %a(er emancipación parcial y fragmentaria
sin luc%ar contra el con)unto del sistema?
¿"ué tienen en com!n estas teorías filosóficas y sociológicas legitimantes?
• )l .gran relato/ (que consiste en una e0plicación totalizante del capitalismo y de su
(istoria)
• la utopía (que nos invita y nos propone crear un mundo realmente (umano a medida de
las personas, no del mercado ni del dinero)
)l discurso posmoderno (y sus primos filosóficos, el posestructuralismo y el
.posmar0ismo/) (a resultado atractivo y seductor porque se presentó de modo sutil como
una .defensa de las minorías/, en lu$ar de mostrarse como una le$itimación abierta del
capitalismo. 5o obstante, a pesar de su simplicidad y su efectismo, en la sociedad
capitalista contemporánea la luc(a contra las diversas dominaciones es muc(o más
comple%a que como la presentan posmodernos, posestructuralistas y .posmar0istas/ (en
realidad e0 mar0istas).
)n el mundo actual no (ay posibilidad real de llevar a buen puerto los
reclamos y las reivindicaciones puntuales contra el patriarcalismo y el mac(ismo, contra
la destrucción del medio ambiente, contra el autoritarismo escolar, contra la discriminación
racial y se0ual, contra la 0enofobia o contra cualquier otra dominación cotidiana si no se
luc(a al mismo tiempo contra la totalidad del modo de producción capitalista.
Sin esta luc(a por la emancipación radical contra el conjunto de la sociedad
capitalista % sus dominaciones, los movimientos feministas, ecolo$istas, de los pueblos
ori$inarios, %uveniles, minorías se0uales, inmi$rantes, etc., serán neutralizados e
incorporados por el sistema. )n nuestros días, los aparatos de represión del imperialismo
norteamericano se dan el lu%o de tener comandantes de sus Euerzas 4rmadas ne$ros y
latinos, mu%eres ne$ras o de ori$en asiático como asesoras en temas de .se$uridad/ e
incluso militares (omose0uales y torturadoras mu%eres. )l vocero militar de ))11 en la
reciente $uerra $enocida e imperialista contra el pueblo de Iraq era, precisamente<
ne$ro. )n las foto$rafías, tristemente c!lebres, de la cárcel de 4bu Q(raib aparecían
mu%eres norteamericanas torturando y (umillando a los prisioneros iraquíes.
#os discursos posmodernos de%an una peli$rosa y tentadora puerta abierta para
incorporar y neutralizar la luc(a contra cada una de las opresiones sin apuntar al mismo
tiempo contra el corazón del sistema capitalista como totalidad. ,ero la emancipación
anticapitalista será total o ya no será nada. Si no se lo$ra articular a los diversos
movimientos sociales contra un enemi$o com6n, las reivindicaciones puntuales de cada
uno podrán convertirse, a lo sumo, en válvulas de escape para realizar la modernización
(.pluralista/) dentro del orden imperialista, siempre desde arriba y de%ando intacto el
capitalismo como modo indiscutido de vida.
#o que comparten el positivismo, el funcionalismo y el posmodernismo, a pesar de
sus diferencias recíprocas, es su incapacidad para pensar la sociedad capitalista como un
momento transitorio 2y por lo tanto superable...2 de la (istoria.
¿$#iste alguna concepción social del mundo alternativa' donde la ideología y los
intereses de la clase tra(a)adora sean centrales?
"a ausencia de (istoricidad es la nota común a las diversas teorías )ue intentan
legitimar la concepción del mundo de nuestros enemigos.
*odas con$elan, parcelan y se$mentan la realidad en movimiento. ",ara ellos el
capitalismo es eterno&. Siempre e0istió... y siempre e0istirá. 4demás, piensan la sociedad
invariablemente a partir de armonías. Ocultan o sosla%an las violentas contradicciones
internas de la sociedad capitalista.
Si acaso e0istiera (nosotros pensamos y creemos que sí e0iste), esa concepción
filosófica y socioló$ica tendría que apoyarse precisamente en la (istoricidad del orden
actual y en la contradicción interna como motor del cambio (aquello que nie$an las
teorías bur$uesas al unísono). Sólo una concepción social del mundo de ese tipo podría
(acer frente, tanto al positivismo, como al funcionalismo y al posmodernismo.
3ontando con esa (erramienta, se facilita la tarea de disputar la mente y el
corazón de nuestro pueblo. Je este modo, se vuelve más fácil la crítica del sentido com6n
bur$u!s.
Esa concepción social del mundo e*iste desde (ace tiempo. Se (a formado y se (a
difundido a partir de una lar$a y abne$ada (istoria de luc(a. #a clase traba%adora
latinoamericana, como los traba%adores de otros países del mundo, ya (an realizado una
(eroica e0periencia política a partir de ella.
LIL#IIQ4ER4 LSSI34 S1Q)IJ4:
C Antonio +ramsci: .4puntes para una introducción y una iniciación en el
estudio de la filosofía/
C "ouis Alt(usser: .Ideolo$ía y aparatos ideoló$icos de )stado/. )n #a filosofía
como arma de la revolución.
C Ernest Mandel: .I lu$ar do mar0ismo na (istória./
C ,enri "efe-vre: .)l mar0ismo/.
C Samir Amin: .8,osmodernismo o utopía neoliberal disfrazada9/.
C Mic(ael "./% % Daniel ensaid:. -ar0ismo, utopía y modernidad/.
C 01stor 2o(an: .*oni 5e$ri y los desafíos de :Imperio;/.
C 01stor 2o(an: .Eetic(ismo y (e$emonía en tiempos de rebelión/.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful