Está en la página 1de 1

Los enfermos que aman.

Nac en 1971. Segn la sociedad y la Iglesia yo nac enfermo o con algn tipo de trastorno psicolgico. No entiendo por qu si siempre me sent bien; nunca hice dao a nadie, ni agred, ni maltrat y mucho menos mat, inclusive nunca sent algo raro que demostrara en m alguna enfermedad, pero en fin. Gracias a la lucha social y al esfuerzo de unos muchos en 1973 dej de ser considerado enfermo por la Organizacin Mundial de la Salud. Sin embargo la Iglesia y gran parte de la sociedad siguen pensando que estoy enfermo; las razones an no las entiendo. Hoy yo no puedo amar porque para gran parte del mundo mi amor es sinnimo de una aberracin. Me dicen y cuentan que por amar como amamos en algunos lugares hasta nos estn matando. Hoy yo no amo porque, segn la Iglesia, mi Dios me ama pero no est de acuerdo con cmo ando, que vivir como lo hago es un pecado. Yo le replico -y casi siempre le digo- que cuando interpreto sus palabras siempre recuerdo que dijo el amor nunca sera malo. Este 14 de febrero amar como nosotros -los enfermos- amamos no es vlido, y es que quiz en este mundo tan materializado el amar a la persona y no a sus genitales puede ser interpretado como algn trastorno... o qu s yo, la verdad es que no los entiendo, no entiendo de motivos ni de argumentos, pero hoy si s que amar como quiero -libremente y sin ser apedreado- no se me permite. Yo quisiera que esas canastas de dulces se las dieran a todos los colimenses para ver si con algo de regalos dejan de tacharnos de raros. Adems si entre los requisitos dice que se trata de ser amargados, qu mayor seal de amargamiento que juzgar al de al lado porque ama sin prejuicios y de una forma diferente a como nos vienen dictando. Nosotros tambin nos la merecemos pero no por amargados, porque en efecto nosotros s amamos, pero es un amor enjaulado, escondido por miedo a que nos agredan o ser discriminados.

Autor: Jorge Serrano