Está en la página 1de 4
Mantenimiento Filtro de aire y filtro del habitáculo. - Lavaparabrisas / Lavaluneta REVISIÓN DE MANTENIMIENTO
Mantenimiento
Filtro de aire y filtro del habitáculo.
- Lavaparabrisas / Lavaluneta
REVISIÓN DE MANTENIMIENTO
- Circuito de refrigeración
Los progresos realizados recientemente en
cuanto a la concepción de su vehículo y la
utilización de aceite motor de alta tecnología
permiten realizar una revisión cada 30.000 km.
ó 2 años.
Es imperativo respetar el kilometraje o el tiem-
po, el primero de los dos términos alcanzado.
El espaciado de las revisiones requiere con-
trolar regularmente el nivel de aceite del mo-
tor. De hecho, un nivel de aceite insuficiente
presenta riesgos de daños importantes. Es
normal que su motor consuma aceite, y sobre
todo en el período de rodaje. Controle su nivel
de aceite y rellene si es necesario. Su agente
Renault puede asesorarle para esta operación
así como para el control de los otros niveles y
la longevidad de las piezas de seguridad.
- Bloque hidráulico caja de velocidades robotizada
DIRECCIÓN / TREN DELANTERO Y TRASERO:
-
Control del estado de los fuelles de goma
Los kilómetros o los tiempos indicados ante-
riormente para la sustitución de los filtros de
aire del motor o del habitáculo representan
unos máximos que nunca hay que sobrepasar.
En unas condiciones de utilización de su vehí-
culo del tipo:
- Puerta a puerta permanente.
NEUMÁTICOS:
- Utilización mayoritariamente urbana.
- Control estado y presión de los neumáticos
(incluida rueda de repuesto)
- Pequeños trayectos repetidos, motor frío por
baja temperatura.
- Control visual de los amortiguadores delanteros y
traseros
- Ambiente polvoriento o carreteras sin asfal-
tar.
- Etc.
EQUIPAMIENTOS:
En las revisiones, les recomendamos pidan
consejo a su agente Renault para una eventual
- Control de las lámparas (luces, intermitentes, stop)
sustitución anticipada de estos elementos.
- Control del estado de la carga de la batería del
vehículo
Operaciones suplementarias motores ga-
solina y diesel.
Condiciones particulares.
- Control del estado del parabrisas y de los
retrovisores
PIEZAS (QUE SE VAN A SUSTITUIR CADA )
El mantenimiento ha sido concebido para una
utilización normal de su vehículo.
- Control del estado de las escobillas del
limpiaparabrisas y limpialuneta
Correa de
distribución y rodillos
Motores gasolina y diesel:
120000 km ó 5 años
En caso de utilización en ciertas condiciones
particularmente difíciles:
ENTREGA:
Filtro de gasolina
240000
km.
- Puerta a puerta permanentemente.
- Utilización mayoritariamente urbana.
- Control del correcto posicionamiento de las
etiquetas de seguridad y de mantenimiento
Pequeños trayectos repetidos, motor frío por
baja temperatura, etc.
Renault aconseja que se consulte a la red y
que realice un cambio de aceite del motor
cada 15.000 km. ó una vez al año.
-
- Diagnóstico de los calculadores
Filtros de gasóleo
Operaciones suplementarias
60000 km, en las revisiones,
si el filtro de gasóleo no ha
sido sustituido, hay que
purgar imperativamente el
agua de dicho filtro
Filtros de partículas
90000
km.
Lista de las operaciones
Operaciones suplementarias motores ga-
solina.
PIEZAS (QUE SE VAN A SUSTITUIR CADA )
CARROCERÍA:
FILTRO DE
-
Examen bajos de carrocería, pasos de ruedas,
abrientes
FILTRO
VEHÍCULO
BUJÍA
HABITÁ-
Verificación de las
zapatas y limpieza
(para frenos de
tambor)
90000
km.
DE AIRE*
CULO
MOTOR:
Mégane II
60000 km.
60000 km.
30000 km.
Líquido de frenos
DOT4 únicamente
120000
km. ó cada 4 años
- Vaciado y llenado
- Sustitución filtro de aceite
* O cada 4 años, el primero de los dos térmi-
nos alcanzado.
- Control visual de la línea de escape
FRENOS:
Operaciones suplementarias motores die-
sel.
Pilas del telemando
de apertura de las
puertas
2
años
- Control visual de las pastillas
PIEZAS (QUE SE VAN A SUSTITUIR CADA )
- Control visual de la estanqueidad del circuito
FILTRO DE
FILTRO DE
VEHÍCULO
- Control del nivel del líquido de frenos / Embrague
hidráulico
AIRE*
HABITÁCULO
Circuito de clima-
tización; control y
puesta a nivel de la
cantidad de fluido
refrigerante
4
años
Mégane II
60000 km.
30000 km.
CONTROL NIVELES Y ESTANQUEIDAD DE LOS
CIRCUITOS:
Líquido de
120000
km. ó cada 4 años
refrigeración
-
Dirección asistida
* O cada 4 años, el primero de los dos térmi-
nos alcanzado.

RENAULT MÉGANE II / 17

MANTENIMIENTO

PIEZAS (QUE SE VAN A SUSTITUIR CADA )

PIEZAS (QUE SE VAN A SUSTITUIR CADA )

PIEZAS (QUE SE VAN A SUSTITUIR CADA )

Captador del sistema de vigilancia de la presión de los neumáticos

Sistema pirotécnico de los airbags y de los pretensores

10

10

años

años

- Lea el nivel, no debe descender nunca por debajo del MINI (A) ni sobrepasar el MAXI (B).

NOTA.- En caso de descenso anormal o re-

petido del nivel de aceite, consultar con su agente Renault.

Mantenimiento de airbag y pretensores.

Los sistemas pirotécnicos de los airbags y pre- tensores tienen un tiempo de vida limitado. Su sustitución debe llevarse a cabo pasados 10 años según la primera puesta en circula- ción del vehículo, y en todos los casos que haya funcionado. Los pretensores del cinturón y el airbag funcio- nan conjuntamente. Sobrepasar la fecha de caducidad de uno de los sistemas altera la seguridad.

2
2
1 Correas: - Los kilometrajes o secuencias indicados an- teriormente para la sustitución de las
1
Correas:
- Los kilometrajes o secuencias indicados an-
teriormente para la sustitución de las correas
representan unos máximos que nunca hay
que sobrepasar. Les recomendamos pidan
consejo a su agente Renault para una even-
tual sustitución anticipada de la correa de
distribución en función del tipo de conduc-
ción y del uso de su vehículo, sobre todo en
condiciones del tipo:
3
23447
- Puerta a puerta permanente.
- Utilización mayoritariamente urbana.
- Pequeños trayectos repetidos, motor frío
por baja temperatura.
- Entorno polvoriento, carreteras sin asfaltar.
- Etc.
NOTA.- Todas las intervenciones en los sis-
temas de los airbags y de los pretensores
deben ser efectuados por personal cualificado
que haya recibido formación. La manipulación
indebida puede ocasionar el accionamiento
de algún componente y éste a su vez puede
acarrear daños personales.
Para acceder al depósito (1), retire las fijacio-
nes (2) utilizando una moneda y después retire
la tapa (3). Toda intervención en el circuito hi-
dráulico debe originar la sustitución del líquido
por un especialista. Utilice obligatoriamente
un líquido homologado por los servicios téc-
nicos de Renault (y obtenido de un recipiente
sellado).
Verificación del nivel de aceite.
NIVEL DE ACEITE DE LA CAJA DE
CAMBIOS
Los motores de la gama Renault están dise-
ñados con las tecnologías más modernas; es
normal que éstos consuman algo de aceite
para su funcionamiento.
Por esa razón y para evitar roturas del motor,
NIVEL DEL DEPÓSITO
LAVACRISTALES
Para cualquier consulta sobre este pun-
to consulte el capítulo correspondiente
“Transmisión”.
es absolutamente necesario controlar regular-
mente, y sobre todo antes de un viaje largo, el
nivel de aceite de su motor.
Quizás sea necesario completar el nivel una
NIVEL DEL LÍQUIDO DE
REFRIGERACIÓN
1
o varias veces entre dos cambios de aceite,
sobre todo en periodo de rodaje; complete el
nivel de aceite cuando éste alcance el mínimo
1
A
en la varilla (asegúrese de que está introducida
a
fondo).
El
control del nivel debe realizarse con el ve-
hículo sobre un suelo horizontal, con el motor
parado y en frío.
A la hora de completar el nivel de aceite, hay
que respetar un tiempo de caída del aceite an-
tes de comprobar el nivel de la varilla.
Es muy importante no sobrepasar la marca su-
perior de la varilla (en este caso el consumo de
aceite es muy alto y se puede producir tam-
bién un deterioro del motor). El vehículo está
equipado de un dispositivo para controlar el
nivel de aceite de su motor (información en el
cuadro de instrumentos y/o varilla en el motor).
234491
Llenado: abrir el tapón (1), llenar hasta ver el
líquido y poner el tapón.
BATERÍA
234493
B
El nivel en frío debe situarse entre las marcas
A
MINI y MAXI indicadas en el vaso de expansión
(1) (visibles por la mirilla (A)).
Complete este nivel en frío antes de que llegue
a la marca MINI.
1
C
Verifique regularmente el nivel del líquido de
B
refrigeración (el motor puede sufrir graves de-
terioros por falta de líquido de refrigeración).
Si es necesario añadir líquido, utilice exclusi-
A
vamente los productos homologados por los
servicios técnicos de Renault que le aseguran:
- Una protección anticongelante.
17769
17769

Lectura del nivel con la varilla:

- Saque la varilla.

- Limpie la varilla con un paño limpio que no suelte pelusas.

- Introduzca la varilla hasta el tope (para los vehículos equipados con tapón-medidor (C), atornille completamente el tapón).

- Saque la varilla de nuevo.

- Una protección anticorrosión del circuito de refrigeración.

NIVEL DEL LÍQUIDO DE FRENOS

Debe controlarse a menudo y, en todo caso, cada vez que note cualquier diferencia, por pequeña que sea, de la eficacia del frenado. El nivel desciende normalmente al mismo tiem- po que se desgastan las pastillas, pero no debe descender nunca por debajo de la cota de alerta “MINI”.

11111
11111

No requiere mantenimiento: no abra nunca la tapa (1). Sustitución de la batería: esta operación es compleja, le recomendamos que llame a un agente Renault, debido a que una vez des- montada, puede ser necesario efectuar un número de aprendizajes para que el vehículo funcione correctamente.

MANTENIMIENTO

ESCOBILLAS DEL LIMPIAPARABRISAS

1 2
1
2

- Tras la operación, aparece el mensaje “re- cargar pila de tarjeta” en el cuadro de instru- mentos.

cargar pila de tarjeta” en el cuadro de instru- mentos. por los servicios técnicos Renault, aclarando

por los servicios técnicos Renault, aclarando abundantemente con un chorro de agua, so- bre todo los pasos de ruedas y los bajos de la carrocería, para eliminar:

- Los residuos resinosos de los árboles o las contaminaciones industriales.

- Los excrementos de los pájaros, que con- tienen productos químicos que tienen una acción decolorante rápida que puede incluso llegar a desconchar la pintura. Es impera- tivo lavar inmediatamente el vehículo para eliminar estas manchas, ya que después es

4 3 2 imposible hacerlas desaparecer con un lus- trado. - La sal, en los
4
3
2
imposible hacerlas desaparecer con un lus-
trado.
- La sal, en los pasos de rueda y en los bajos
1
de la carrocería, después de circular por
regiones donde se han esparcido productos
químicos.
B
A
13550
24089
- El barro, que forma amalgamas húmedas
en los pasos de rueda y en los bajos de la
carrocería.
Respetar la separación entre vehículos en caso
Sustitución de las escobillas del limpiaparabri-
sas (1):
- Con el motor parado, levante el brazo del
limpiaparabrisas (3).
NOTA.- La duración de las pilas es de dos
años aproximadamente.
- Gire la escobilla hasta ponerla horizontal.
- Presione la lengüeta (2) y deslice la escobilla
del limpiaparabrisas hacia abajo hasta liberar
el gancho (4) del brazo del limpiaparabrisas.
MANTENIMIENTO DE LA
CARROCERÍA
de que se circule por una carretera con gravilla
para evitar que se dañe la pintura.
Reparar tan pronto como sea posible los des-
conchones de la pintura, para evitar la propa-
gación de la corrosión.
En caso de que su vehículo se beneficie de
la garantía anticorrosión Renault, no olvide las
- Desplace la escobilla (movimiento (A)) y des-
pués levántela (movimiento (B)).
Para montar la escobilla del limpiaparabrisas,
proceda en el sentido inverso al desmontaje.
Asegúrese de que la escobilla queda bien
sujeta.
Protección contra los agentes corrosivos.
visitas periódicas. Consulte el carnet de man-
tenimiento.
Respete las leyes locales en lo que concierne
A pesar de que su vehículo se beneficie de
técnicas anticorrosión muy perfeccionadas, no
por ello dejará de estar sometido a la acción
de:
al lavado de los vehículos, (ej.: no lavar su ve-
- Agentes atmosféricos corrosivos:
NOTA.- Limpie con regularidad el parabrisas y
la luneta trasera.
- Contaminación atmosférica (ciudades y
zonas industriales).
En tiempo de heladas, asegúrese de que las
escobillas del limpiaparabrisas no estén inmo-
vilizadas por el hielo (riesgo de calentamiento
del motor eléctrico).
Preste atención al estado de las escobillas.
Debe cambiarlas tan pronto su eficacia haya
disminuido: aproximadamente cada año.
- Salinidad de la atmósfera (zonas marítimas,
sobre todo en tiempo cálido).
hículo en la vía pública).
Antes de pasar el vehículo por un puente de
lavado con cepillos, verifique la fijación de los
equipos exteriores, faros adicionales, retroviso-
res y fije con una cinta adhesiva las escobillas
del limpiaparabrisas así como la antena de la
radio.
Si el vehículo está equipado de radio-teléfono,
- Condiciones climatológicas estacionales e
desmonte la antena.
higrométricas (sal esparcida en la calzada
durante el invierno, agua para limpieza de
calles
En caso de que haya sido necesario limpiar
los elementos mecánicos, bisagras
es im-
- Acciones abrasivas:
Escobilla del limpialuneta.
- Polvo atmosférico y arena transportada por
el viento, barro, las gravillas lanzadas por
otros vehículos
perativo protegerlos de nuevo pulverizando
con productos homologados por los servicios
técnicos Renault.
- Incidentes de circulación:
MANTENIMIENTO DE LOS
TAPIZADOS INTERIORES
- Para beneficiarse plenamente de estas
técnicas, es preciso observar un mínimo
de precauciones para protegerse de estos
riesgos.
Cualquiera que sea el origen de la mancha,
emplee agua jabonosa (eventualmente templa-
da) a base de:
Lo que no hay que hacer.
- Jabón natural.
Lavar el vehículo al sol o cuando hiele.
Rascar el barro o las suciedades para quitar-
los, sin empaparlos previamente.
Dejar que se acumule la suciedad exterior.
- Jabón líquido de vajillas (0,5% de jabón y
99,5% de agua).
Aclare con un paño suave humedecido.
Particularidades.
6
23450
Cristales de instrumentación (ej.: cuadro de
instrumentos, reloj, visualizador temperatura
exterior, pantalla de radio
Emplee un paño suave o de algodón.
Si no fuera suficiente, emplee un paño suave
(o de algodón) ligeramente empapado en agua
jabonosa y después aclare con un paño suave
o de algodón humedecido.

Levante el brazo del limpialuneta (6). Gire la escobilla hasta encontrar una resisten- cia. Suelte la escobilla tirando de ella. Para montar la escobilla del limpialuneta, pro- ceda en el sentido inverso al desmontaje. Asegúrese de que la escobilla queda bien sujeta.

PILA TARJETA RENAULT

Sustitución de la pila.

- El mensaje “recargar pila de tarjeta” aparece en el cuadro de instrumentos.

- Tire con fuerza de la llave de seguridad (2).

- Sustituya la pila (1) respetando la polaridad inscrita en la llave de seguridad.

Dejar que el óxido se extienda a partir de des- conchones accidentales. Quitar las manchas utilizando disolventes no seleccionados por nuestros Servicios Técnicos y que puedan atacar la pintura. Viajar a menudo en condiciones de nieve y barro sin lavar el coche, particularmente los pasos de rueda y los bajos de caja. Desengrasar o limpiar los elementos mecá- nicos, (ej.: compartimento motor) bajos de la carrocería, piezas con bisagras (ej.: interior de la tapa de carburante) y plásticos exterio- res pintados (ej.: paragolpes) con aparatos de limpieza de alta presión o pulverizando productos no homologados por los servicios técnicos Renault. Sin precauciones de uso, puede provocar riesgos de oxidación o de mal funcionamiento.

Lo que hay que hacer.

Lavar frecuentemente el vehículo, con el mo- tor parado, con los champús seleccionados

Termine por limpiar cuidadosamente con un paño seco y suave. Está prohibido utilizar productos a base de alcohol.

Cinturones de seguridad.

Deben mantenerse limpios. Emplee los productos seleccionados por los servicios técnicos Renault o bien agua jabono- sa templada con una esponja y seque con un paño seco. El empleo de detergentes o tintes para la lim- pieza está prohibido.

RENAULT MÉGANE II / 19

MANTENIMIENTO

Lo que no hay que hacer.

Se desaconseja encarecidamente utilizar un aparato de limpieza a alta presión o pulveri- zaciones en el interior del habitáculo: si no se toman precauciones, podría verse perjudica- do, entre otras cosas, el buen funcionamiento de los componentes eléctricos o electrónicos presentes en el vehículo.

NEUMÁTICOS

Debe atenerse imperativamente a las reglas lo- cales previstas por el código de la circulación.

Mantenimiento de los neumáticos.

Los neumáticos deben estar en buen estado y sus dibujos deben presentar un relieve suficien- te: los neumáticos homologados por nuestros servicios técnicos van provistos de testigos de desgaste compuestos por salientes-testigos, ubicados en la banda de rodadura. Cuando el relieve del dibujo se haya gastado hasta el nivel de los salientes-testigos, éstos se hacen visibles: es entonces necesario sus- tituir los neumáticos ya que la profundidad del dibujo es, tan sólo, de 1,6 mm. lo que origina

una mala adherencia en carreteras mojadas. Ciertos incidentes de conducción, como los “golpes contra los bordillos”, pueden dañar los neumáticos y ocasionar también desajustes en el tren delantero. Un vehículo excesivamente cargado, los largos recorridos por autopista, sobre todo cuando hace mucho calor, o una conducción habitual por caminos en mal estado, contribuyen a que los neumáticos se deterioren más deprisa e influyen en la seguridad.

Los neumáticos constituyen el único contacto entre el vehículo y la carretera, es por ello
Los neumáticos constituyen el único contacto
entre el vehículo y la carretera, es por ello
esencial mantenerlos en buen estado.
NOTA.- Si tiene necesidad de sustituirlos,
debe montar en su vehículo únicamente unos
neumáticos de marca, dimensión, tipo y es-
tructura idénticos.