P. 1
Partenogénesis humana

Partenogénesis humana

5.0

|Views: 9.733|Likes:
Publicado porJuanReCrivello

More info:

Published by: JuanReCrivello on Jul 25, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial
Precio de venta:$5.00 Comprar ahora

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
See more
See less

06/25/2013

$5.00

USD

pdf

text

original

Partenogénesis humana Un título desabrido, pero esconde una sutil unión.

Hace días, en un comentario a un artículo, una lectora me pedía que escribiera algo al respecto. Debo confesar que he captado su ironía, pero me atrevo a decir que la reproducción unisexual de las hembras, no deja de ser un sentimiento latente en algunas mujeres. Tal vez no he sentido este deseo en los hombres, pero si en los homosexuales. Alguno dirá, ¡Como narices lo van sentir los machistas!. Si. Es una hipótesis, aún recuerdo que cuando tenía 8 años y gozaba de fabular experimentaciones, siempre pensé que llegaría el día, en que unirían amabas células y el cigoto seria implantado fuera de la madre y se evitaría este esfuerzo que suponen los nueve meses. Pero, tal vez eso no era el tema, dirá al respecto Natalia López Moratalla, del Departamento de Bioquimica y Biología Molecular, de la Universidad de Navarra: “la partenogénesis es, en general, el tipo de reproducción unisexual en el que las hembras originan descendencia sin fecundación por los machos. En la mayoría de las especies, los óvulos no fecundados que envejecen in vivo o in vitro no se activan espontáneamente. Hay evidencia confirmada de que en mamíferos los óvulos partenogénicos no llegan a desarrollarse a término como un embrión, sino que la partenogénesis natural a partir de un óvulo no fecundado acaba en la producción de una estructura celular tipo embrión (embrioide), conocida como huevo huero. La activación de un óvulo se distingue de la realidad cigoto principalmente en que carece de la dotación genética con la impronta paterna”(1). Por lo cual, hablaremos de la Unión. De ese intimo y delicado intercambio de amor entre dos (da igual el sexo) en el cual esta tan intensa y fresca la solicitud de amor e intercambio, que todos deseamos amar y ser amados. Luego, alguno deseara la reproducción del sexo femenino en solitario, pero los seres masculinos, aún seguiremos mirando la luna e invitando a las féminas a compartirla.

Un territorio difícil en que me he metido, diré por último, que la lectora del comentario firmaba: venusiana…

(1)“De forma artificial e in vitro se ha logrado producir embriones partenontes de ratón y de primate con capacidad de diferenciar algunas de sus células hacia un tipo similar a las células troncales embrionarias derivadas de un blastocisto. Más

Universidad de Navarra.recientemente se ha logrado el nacimiento de un ratón partenonte por manipulación de uno de los set de cromosomas de forma que siendo de origen materno uno de los pares regule la impronta haciéndola similar a la propia paterna”. Natalia López Moratalla Departamento Interfacultativo de Bioquímica y Biología Molecular Facultad de Medicina. 31080 natalialm@unav.es .

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->