Está en la página 1de 4

Tour map 2009

Por los cascajales venezolanos

Le Tour de France
por: Degnis Romero
La gente dirá (con sobrada razón): -¿Qué c. le pasa
a éste c.? -¿Qué tiene que ver el c. con las pestañas?
Habría que comenzar explicándole a quienes les
toca traducir esto a 174 lenguas (muertas, vivas, o medio
pendejas), que “c.” es una especie de joker con acepciones
derivadas del silabario tierrúo: ño, co, ra, jo, ca, lo, cu, jón.
Pero, en realidad, el comodín es el punto (.), ya que
permite mantener los niveles de decencia, controlar la arr., y
no soltar la sarta de groserías y vulgaridades que se merece
la porquería gobiernetera de este país. ¡Qué gran cag.! ¡Aaa!
No es por alabarlos, pero todos (sin excepción) han
sido una mie., y el actual va a la vanguardia de las excretas.

1
En cambio los franceses tuvieron una verdadera
revolución (no este moj. de payaso verborréico). Hartados de
ser pisoteados por la monarquía se restearon sin importar
que los mataran (la vida no vale nada si se anda con el tacón
de una bota machucándote el pescuezo); guillotinaron a un
gentío y se dieron a respetar por propios y extraños.
Han estado defendiendo su libertad desde tiempos
inmemoriales; usando manos, espadas, bayonetas y cañones.
Contrarrestaron a los ingleses en la guerra de los cien años,
ayudaron a los gringos a quitárselos de encima y se quedaron
como vecinos en Norte América. Les regalaron la Estatua de
la Libertad, que es el símbolo de la ciudad de New York y no
tuvieron que ser recibidos como los italianos en Ellis Island.
Tampoco se calan las altanerías de los yankees, como la vez
aquella que izaron su bandera con la hoja de maple al revés.
Sufrieron dos guerras mundiales y soportaron la
invasión de Hitler sin el aspaviento tercermundista: la planta
insolente del extranjero, bla, bla, bla. ¡Pura paja loca!
Tienen a un tipo inteligente que por un lado estaba
recibiendo la banda presidencial y por el otro le dijo au revoir
a la mujer, para empatarse con una modelo-actriz. ¿Qué tal?
Y tienen el espectáculo más colorido del planeta
Tierra, el Tour de Francia: Competición ciclista por etapas
disputada a lo largo de la geografía francesa y otros países de
su entorno durante tres semanas en el mes de julio. Se ha
celebrado anualmente desde 1903, sólo interrumpida desde
1915 a 1918 a causa de la Primera Guerra Mundial y desde
1940 hasta 1946 debido a la Segunda Guerra Mundial.

2
Aquí, por el contrario, la gente anda como zombie;
de aquí para allá en medio de cascajales, trancas de tráfico,
humo de las carcachas del transporte público y conductores
(de camiones, carros, motos, etc.) abusadores; mientras nos
invaden los cubanos comemie., a discrecionalidad del loco de
carretera que debe estar esperando que se termine de secar la
momia de Fidel para instalarla, a todo trapo, en el Panteón
Nacional. Y habla de soberanía nacional. ¡Qué bols!
Es el hazmerreír del mundo entero, de tal manera
que los venezolanos son blanco de bromas y comentarios en
otros países. Una persona tuvo que viajar a Angola, país del
sureste africano (en el c. del mundo), por motivos de trabajo
(¿de qué otra forma?); al llegar a inmigración y mostrar su
pasaporte le dijeron: ¡hahaha, loko chá! ¡Así es en toslaos!
¿Qué es lo que pasa? Parece que no fue suficiente
el sacrificio de nuestros libertadores por conseguir una patria
digna para los venezolanos. Hay una sociedad aletargada por
causa de un tipejo que anda echando chispas porque le
sacaron a su partner de Honduras a golpe y porrazo (a c.), sin
comer cuento. Le daba instrucciones (y reales) para montar
trampas electorales con reelecciones indefinidas y artimañas
de las que ha usado aquí. ¡Lo mandaron a laváse ese c.!
Además, tiene el descaro y la desfachatez de usar
la bandera de la democracia. Un pìllete golpista transformado
en dictador fascista a quien le tocó lo suyo el 11 de abril de
2002, cuando pasó un rato como cucaracha mal pisá. Preso’e
bol., en franelita blanca, igualito al Negro Tomás de la TV
mexicana, y formándole p.o. al soldadito que lo custodiaba.

3
Todo el mundo lo vio y sabe de la podredumbre que
está hecho; entonces no puede andar cayéndole a coba a
nadie, haciendo de redentor de los pueblos de América. Sólo
se trata de un vulgar estropajo humano, at best. ¡Scheiße!
Volviendo a lo otro, la geografía francesa es digna
del programa National Geographic, con paisajes de ensueño,
parajes de película, castillos medievales (o chateaux), iglesias
y santuarios (como el de Nuestra Señora de Lourdes), zonas
industriales, la campagne (el campo con sus plantaciones,
rebaños y regiones vinícolas), locaciones llenas de historia
patria y lugares de recreación que viven del turismo durante
todas las estaciones del año, monumentos de todo tipo y
edades, ciudades impecablemente organizadas, etc., etc., etc.
Todo esto conforma un panorama excepcional que
sirve de solaz y esparcimiento al televidente, disfrutando a lo
largo de 21 etapas (sin usar la limosna de CADIVI): la belleza
del escenario, los movimientos tácticos y estratégicos de los
equipos, el esfuerzo físico de los ciclistas, la originalidad de
los pobladores, los narradores de ESPN en idioma español (la
mexicana Georgina Goga Ruiz-Sandoval y Diógenes Esteves,
un venezolano que no está este año??), el cielo, las aves, etc.
Pero lo que más impresiona de este lado del océano
Atlántico es el estado en que conservan las carreteras del país
sin importar cuán apartado sea el lugar de acceso. De allí se
evidencia el respeto por los ciudadanos, sin discriminaciones.
Al final, circuito en París: Champs-Elysées, Tour
Eiffel y gloria del vencedor. ¿Cuándo c. habrá una etapa del
tour que pase por la entrada de Barbacoas? Vivre la merde!

Intereses relacionados