P. 1
LIBRO DE RUT

LIBRO DE RUT

|Views: 22.849|Likes:
investigación del libro de Rut
investigación del libro de Rut

More info:

Published by: Licenciatura en Ciencias Religosas on Jun 28, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

06/10/2013

pdf

text

original

UNIVERSIDAD LASALLE BENAVENTE

Lic. En Ciencias Religiosas

Resumen del libro de Rut

Profesor. Lic. José Juan Calixto Alonso

Alumna: Hna. Patricia García Mani

Puebla de los Ángeles 6 - 12 - 2007

INDICE

Introducción………………………………………………………… 1

Nombre del libro …………………………………………………… 2

Autor del libro ………………………………………………………. 3

Destinatario…………………………………………………………. 4

Estructura general………………………………………………….. 5

Redacción o propuesta del escritor ……………………………..

9

La teología del libro ………………………………………………. 10

Cronología glosario de palabras………………………………… 16

Mapas………………………………………………………………. 22

Conclusión…………………………………………………………. 25

Bibliografía………………………………………………………….. 26

Introducción Los antecedentes son los mismos del libro de Jueces. Josué ha muerto. La gente no tiene un líder fuerte, cada uno hace lo que bien le parece. El pueblo de Dios ha traicionado sus principios, tanto nacionales como religiosos. Cada uno hacía lo que bien le parecía, todos siguieron esa corriente. Note la vida de Sansón. Note la vida de Elimelec y su familia, Elimelec llevó su familia a Moab 1,1-7; 13, 15-16. Hoy día a nivel nacional: Todos hacen lo que bien les parece: “¡Nadie tiene derecho de decirme a mí lo que debo hacer!” No hay absolutos. Todos siguen la corriente. A nivel espiritual: ¡Hasta los hijos de Dios hacen lo que bien les parece!, Siguen la corriente como todo mundo. En aquel entonces y hoy día – ¡Donde hay confianza da asco!, Dios ha estado demasiado disponible, para su comodidad. Dan a Dios por sentado. Por haber dejado a Dios y a sus mandamientos están sufriendo una severa opresión. Como vemos al inicio de la historia de Rut, el juicio de Dios ha traído una severa sequía sobre la tierra. Para escapar de los efectos de la sequía, Elimelec llevó su familia a Moab. Él y sus dos hijos mueren allí. Al seguir la historia, las cosas se poner mejor en Israel, y Noemí y Rut regresan esperando encontrar mejores oportunidades allí. Ruth era de Moab. Como moabita, era descendiente de Lot. Los moabitas eran conocidos por su oposición al pueblo de Dios (Jueces 3). Balac, rey de Moab, trató de contratar a Balaam para maldecir a Israel. En este período histórico, los moabitas eran los opresores de Israel (Jueces 3). Su deidad principal era Kemos, el cual se aplacaba con sacrificios humanos, lo que Dios había prohibido. Por esto, había muchas razones para el odio que había entre un moabita y un israelita. Sin embargo, Dios trató a esta Rut representa un contraste dramático del pueblo de Dios descrito en Jueces. Los israelitas deberían haber reconocido la autoridad de Dios y obedecido sus normas. Pero en vez de someterse a la autoridad de Dios, estaban fuera de control, cada uno haciendo lo que bien le parecía. El país estaba lleno de idolatría y perversión inmoral, aun peor que las naciones paganas. Rut los puso en vergüenza. Llega de una nación pagana, pero voluntariamente acepta a Yahvè como su Dios. Se identifica con el pueblo de Dios y acepta sus normas como base de su vida. Todos la reconocen como diferente – Están hablando de ella, 2,11-12; 3,10-11; 4,15. Ella busca conocer el camino de Dios, Para identificarse con Dios. Para obedecerle. Entonces, ella recibe la bendición de Dios. El resultado – ¡Dio a luz a un hombre que vivió según el corazón de Dios!, La historia de Rut traza lo que es la sumisión a las normas de Dios. Y llega a la hermosa conclusión cuando Rut se casa con Booz. El clímax es una sorpresa inesperada: Esta mujer moabita es la bisabuela de David (4,17, 21). No pierda este punto, porque se repite dos veces (4,17- 21). El ejemplo piadoso de Rut y Booz, en medio de la degeneración severa del pueblo de Israel se refleja en el plan de Dios de proveer a su Rey por

medio de sus descendientes. ¡Ella deja todo para seguir a Yahvè!, ¡Él acepta una responsabilidad ante Dios que nadie más quiso!, Estos elementos se combinan para enseñar al pueblo de Dios muchas lecciones acerca de él y acerca de su voluntad para su pueblo. La lección principal de este libro es lo que Pedro comprueba en Hechos 10,34-35, que “Dios no hace acepción de personas, sino que en toda nación se agrada del que le teme y hace justicia”. Esta verdad es cierta tanto para mujeres como para hombres. El testimonio de Rut, la moabita que reconoció el derecho de Dios de reinar en su vida, identificándose con el pueblo de Dios y sometiéndose a su Palabra, sirve para convencer a Israel de su pecado. El trato de Dios en la vida de esta mujer y sus bendiciones para ella nos enseñan de nuevo que Dios bendice a su pueblo por la obediencia y lo maldice por la desobediencia. El ejemplo de Booz, el fiel pariente-redentor es significativo. Él fue obediente a las normas que Dios estableció para su pueblo y Dios lo bendijo. Su ejemplo también sirve como tipo para demostrar cómo funcionó Cristo como nuestro Redentor, Igual que en otros libros históricos, la fidelidad, santidad y soberanía de Dios se demuestran claramente. Él Cuida de Sus hijos y recompensa a los que le son fieles. Preserva un remanente de los fieles en cada generación y circunstancia. 1º Nombre del libro: Rut significa, "amiga", "compañera Rut, cuyo significado puede ser «la compañera», es una extranjera que por su iniciativa, fidelidad y valor entrará en la historia de salvación, haciendo posible el tronco del que había de nacer David. Rut es el primer libro de la tercera sección de la Biblia Hebrea, Pero la tradición Judíareciente lo sitúa junto a otros cuatro libros (Cantar de los cantares, Lamentaciones, Eclesiastés y Ester) para que sea leído en ciertas fiestas. Se leía en las semanas que se celebraba para concluir la cosecha de trigo, sobre todo porque narra la fidelidad indefectible de un Dios que hace vivir a su pueblo y le invita a vincularse definitivamente a su ley. Es al mismo tiempo historia de dos viudas pobres, Noemí y Rut, breve y bonita, de lectura agradable. ¡Casi una poesía! , parece una historia inocente, una novela, inventada para distraer al pueblo y hacerlo dormir. Esto no es así, es una historia muy fina, inteligente llena de sorpresas, de principio a fin, narrada por una persona que sabe transmitir un mensaje. Es también llamado Libro de Ruth ( Rut), es uno de los libros bíblicos del Antiguo Testamento, precedido en la versión católica por el libro de los Jueces y seguido por I Samuel. En el Tanaj hebreo se le cuenta entre los Ketuvim ("escritos"). En Rut parecen articularse los elementos para un análisis de la globalización, la migración y el género en la Biblia: siendo migrante adoptada por su nueva patria, queda viuda

y a merced de las leyes locales. En su historia confluyen los tres elementos enunciados en el título general de este trabajo, Rutuna joven moabita, una extranjera en Israel de la tierra de Moab, que salió del paganismo y la idolatría a un verdadero conocimiento del Dios de Israel, Booz uno de los personajes más importantes en este libro, lo dice de esta manera: “bajo de cuyas alas has venido a refugiarte.” 2, 12. A pesar de las tendencias nacionalistas y xenófobas de gran parte de la literatura bíblica de después del destierro, el libro de Rut es una ventana abierta a la universalidad de la salvación, es decir, Dios ha venido a salvar a todos, y no sólo al pueblo de Israel. El libro tiene solamente cuatro capítulos pero contienen mensajes importantes. Las últimas palabras de 4,17. "Este es padre de Isaí, padre de David," muestra porque el autor escribió este libro. Entonces sigue una genealogía de Obed, hijo de Rut hasta David. Con este libro podemos conectar la casa de David con la tribu de Judá. Esta cadena comienza con Génesis y llega al establo de Belén, a la cruz, y a la corona - al trono de David en el cual nuestro Señor reinará en el futuro. Este libro presenta el movimiento desde la amargura hasta la plenitud de la bendición. Una familia judía sale de Belén en tiempo de hambre para irse a la tierra de Moab. Este libro no contiene tratados ni demostraciones, ni sabios tratados sobre la alianza, el mesías o el matrimonio, pero tiene la gracia y el sabor de una pequeña novela en torno a tres personajes: Noemí de Belén, su nuera Rut, una extranjera, y su futuro marido Booz. Rut, libro del Antiguo Testamento, cuyo autor y fecha exacta de redacción se desconocen. Según la antigua tradición judía, su autor fue el juez hebreo Samuel. Pero los especialistas modernos sostienen que el libro, aunque describe el periodo 'en que juzgaban los Jueces' (1,1), date quizá del periodo posterior al exilio, más en concreto en algún momento entre el 400 y el 250 a.C. En las versiones cristianas del Antiguo Testamento, el libro de Rut aparece a continuación del libro de Jueces, aunque en la Biblia hebrea se 2 encuentra en la tercera parte del canon, conocida como Hagiográficos. Rut es un antiguo relato breve hebreo (tal vez basado en una historia popular más antigua). El libro cuenta la historia de una familia de la antigua ciudad de Belén de Judá, que se refugia en el país de Moab durante una hambruna. Mientras se encuentra allí, los hijos de la familia proveniente de Judá contraen matrimonio con mujeres moabitas. Cuando mueren el padre y los dos hijos, la desconsolada madre, Noemí, decide regresar a su hogar en Belén. Insta a sus nueras a quedarse en Moab

con su propio pueblo, aunque una de ellas, Rut, insiste en acompañar a Noemí (1,16-17). En Belén, la devoción y bondad de Rut pronto atraen la atención de Booz, pariente de Noemí (2,1-4,12). A pesar del hecho de que Rut es extranjera, el judío Booz contrae matrimonio con ella y se convierte en la bisabuela del rey David. Este hecho se destaca en la genealogía que aparece al comienzo del Evangelio según san Mateo.

2ºAutor: Desconocido Desconocido, la obra se mueve dentro de los parámetros tradicionalistas, a la vez que innovadores. Respecto a la fecha de composición, las costumbres reflejadas en el libro retratan una sociedad anterior a la monarquía. Sin embargo, fue redactado mucho más tarde. El autor debe explicar alguna de las costumbres, señal de una diferencia notable en el tiempo, y los temas teológicos que trata son propios de los últimos profetas: *El universalismo. *El concepto de retribución. *El valor del sufrimiento. *La solidaridad con los desvalidos. No se sabe cuándo se escribió esta preciosa historia del tiempo de los jueces, que trata de los antepasados de David. Muy probable es la hipótesis de que fuera escrita en tiempos del mismo rey David, y se supone que el autor es aquel que escribió el primer libro de los Reyes, tal vez, el profeta Samuel (Juan Straubinger). El autor del libro de Rut es desconocido; algunos detalles de su estilo y argumento ubican la fecha de su composición en la época posterior al Exilio en Babilonia. Otros por su parte argumentan la posibilidad de que el escrito date de fechas posteriores a la coronación de David, pues al final de libro se encuentra su genealogía. El hecho de que no se mencione a Salomón convence a muchos estudiosos de que debe ser fechado antes del reinado de este. Ofosu Adutwumnos dice que el autor de Rut fue Samuel, pero los estudios recientes han sugerido fechas de composición del libro que van del primer periodo post-exìlico. Carlos Mesters, nos dice que el libro fue escrito hacia el año 450 antes de a. c, más o menos cien años después del fin del cautiverio. La forma en que está redactado el libro de Rut tal como lo poseemos actualmente, quizá se originó en tiempos del mismo David, y parece encuadrar mejor con los primeros tiempos de su reinado. Algunos han pensado que Samuel fue el autor del relato en su forma actual. Esto explicaría la posición del libro de Rut al fin del libro de Jueces y antes de

Samuel. Su posición en el canon hebreo posterior naturalmente estaría entre los escritos, pues no podría ser incluido apropiadamente ni entre los libros de Moisés ni entre los profetas. Según la tradición judía, registrada en el Talmud, el profeta Samuel no sólo escribió los libros que llevan su nombre sino también el libro de los Jueces y el de Rut. Aunque no es en sí mismo una profecía, el libro de Rut puede haber sido escrito por uno de los más grandes profetas. Comenzamos el estudio de este libro haciendo referencia al autor: Desconocido. Muchos dicen que Samuel fue el autor del libro, pero realmente no hay un versículo dentro del mismo o en otro libro de la Biblia que nos indique quién es el autor del libro de Rut. Por lo tanto y sin lugar a dudas podemos decir que el autor es de orden desconocido.

3ºDestinatarios: El autor de Rut se preocupa de mostrar a Rut como modelo de piedad, amabilidad, fidelidad, obediencia y coraje; es un ejemplo concreto de todas y cada una de las virtudes del judaísmo. Su suegra Noemí recibirá las bendiciones de Yahvè a través de ella. Este libro pertenece a la categoría de los que prescinden sin dificultad del Templo, de los sacerdotes y de las querellas religiosas: para los héroes de esta historia lo esencial de la vida y de la relación con Dios se da en otra parte. En realidad, y esto vale incluso para los profesionales de la religión, la vida diaria nos pone ante una serie de elecciones a las que podemos responder de maneras muy distintas. Dios nos reconoce en determinadas decisiones más personales y atrevidas que, siendo nuestras, también fueron obra de Dios. Rut no siguió los consejos de su suegra Noemí que le pedía que no se sacrificara inútilmente, sino que rehiciera su vida. Ella apostó por una opción más arriesgada, quedarse con Noemí sin más seguridad que su buena estrella. Escogió la fidelidad, y el Dios de Israel que es ante todo veraz y fiel, le reservó un lugar de elección en su obra de salvación: sería uno de los antepasados del Salvador. Rut es otro personaje del AT en quien parecen articularse los elementos para un análisis de la globalización, la migración y el género en la Biblia: siendo migrante adoptada por su nueva patria, queda viuda y a merced de las leyes locales. En su historia confluyen los tres elementos enunciados en el título general de este trabajo. En un período de carestía, Elimelec abandona su ciudad, Belén, y va a establecerse en el "país de Moab" (en Transjordania) con su familia, a saber: su mujer, Noemí, y los dos hijos Majlón y Kilión. Los hijos se casan con dos jóvenes moabitas. Entretanto, muere el padre, Elimelec. Unos diez años después

mueren también los dos jóvenes, Majlón y Kilión, sin dejar hijos. Quedan, pues, tres viudas: Noemí y sus nueras, Orfa y Rut. Sin marido y sin hijos, a Noemí le parece que no tiene sentido vivir lejos de su ciudad; por tanto, se pone en camino hacia Judea, camino de Belén. Al principio le acompañan las dos nueras sin hacer caso de sus protestas: ", volveos a la casa de vuestra madre... Volveos, hijas mías..., me llenaría de pena por vosotras..." (1,8-13). Al final, Orfa besó a su suegra y volvió a su pueblo; Rut, en cambio, le dijo a Noemí: "No insistas más en que te deje, alejándome de ti; donde tú vayas, iré yo...; tu pueblo será mi pueblo, y tu Dios será mi Dios. Donde tú mueras, yo moriré, y allí quiero ser enterrada..."(1,16-17). Llegaron, pues, ambas a Belén en tiempo de la siega de la cebada, es decir, a principios del mes de abril. Para satisfacer las necesidades de su suegra, Rut va a espigar a un campo que —según viene a saber luego—pertenece a un pariente próximo de Elimelec, llamado Booz. Este admira su virtud y la colma de atenciones (c. 2). Noemí ve la posibilidad de suscitar posteridad legal a su difunto marido y aconseja a Rut que haga saber a Booz que, siendo pariente suyo próximo, tiene el deber de casarse con ella. Booz no tiene dificultad alguna en cumplir su deber; pero advierte que hay un pariente más próximo que él; si éste renuncia a su derecho-deber, él está pronto a sucederle. El familiar cercano renuncia solemnemente. Y Booz se casa con Rut: el hijo que nacerá de la unión será legalmente hijo de Noemí y heredero de Elimelec. "Noemí tomó al niño, lo puso en su regazo y fue su nodriza". Las vecinas decían que le había nacido un hijo a Noemí; ella fue la que le impuso el nombre de Obed; éste fue el padre de Jesé, padre de David (cf. 3 – 4). 4º Estructura general del libro de Rut Capitulo I. Rut y Noemí: EL COMPROMISO DE RUT 1-3 A. SU DECISIÓN 1 1.- Su motivación 1,1-7 Primeramente, se presentan los antecedentes de la historia (1,1-7). La historia de Rut comienza con un cuadro de los días de los jueces. El juicio divino fue resultado de la desobediencia de Israel y que no siguieran a Dios. Dios mandó tanto a otras naciones como aflicciones naturales para oprimir a su pueblo. Dios deseaba corregirlos y traerlos de nuevo a comunión con él.

a. Sequía 1,1-2 Durante tal tiempo de aflicción, un período de sequía provocó que Elimelec abandonara su hogar en Belén y buscara mejores condiciones en Moab. b. Muerte 1,3-5 Al estar en Moab, Elimelec murió, dejando a su esposa y dos hijos. Los hijos demuestran su falta de sumisión a las normas de Dios al casarse con mujeres moabitas. En poco tiempo los dos hijos mueren. Sus muertes en Moab puede ser otra indicación de su condición espiritual. En cualquier caso, el libro indica que las decisiones que Rut hace sobresalen en un contexto donde ni la nación ni la familia se hacen notar por su fidelidad a Dios. c. Separación 1,6-7 Después de la muerte de los hombres de la familia, Noemí tiene que reevaluar su vida y circunstancias. Cuando recibe noticias de que Dios ha provisto alimento para su pueblo, decide regresar e identificarse una vez más con el pueblo de Dios. 2. Su identificación 1,8-22 a. Alternativas presentadas 1,8-13 Sus dos nueras ahora también enfrentan una decisión: ¿Deben quedarse con su suegra o regresar a sus hogares? Su decisión al principio fue quedarse con ella por lealtad y deber. Sin embargo, Noemí las confronta con el hecho de que ella no tiene nada que ofrecerles para el futuro y las anima a que regresen a sus casas y que comiencen una nueva vida allí. b. Decisión tomada 14-18 1) Decisión de Orfa 1,14-15 Orfa, reconociendo bien las implicaciones de las palabras de Noemí, decide regresar a casa. La descripción de la decisión de Orfa nos revela más de la condición espiritual de Noemí: en realidad está pidiendo a Orfa que regrese a sus dioses moabitas.

2) Decisión de Rut 1,16-18 Pero Rut hace una decisión muy diferente a la de Orfa. Su lealtad a Noemí es diferente. Noemí es su familia. Yahvè, el Dios de Noemí, ahora es el Dios de Rut. Está comprometida a Noemí y a Yahvè; no tiene nada a qué regresar a Moab. Se ha identificado con Noemí y con Yahvè. Dándose cuenta de la intensidad y naturaleza del compromiso de Rut, Noemí ya no trata de convencerla de regresar. c. Bienvenida en Israel 1,19-22 Las dos viajan a Belén juntas. La gente del pueblo está emocionada al ver a Noemí de vuelta. Aparentemente la querían y apreciaban en ese lugar. No obstante, en su vida en Moab, Dios había tratado con severidad a su familia. Ella regresa amargada. Dios tendría que hacer algo especial para resolver su problema de amargura. Ni ella ni Rut sospechaban que Rut sería el instrumento de Dios para traer bendición a la vida de Noemí. Después de instalarse en Belén, Rut otra vez demuestra su dedicación a su suegra al ofrecerse para ir a los campos como campesina común a recoger alimentos para las dos. Capitulo II. Rut en los campos de Booz B. SU DEDICACIÓN 2 1. Demostración de dedicación 2,1-7 Mientras trabaja diligentemente para proveer para sus necesidades, Booz se fija en ella. 2. Dedicación recompensada 2,8-23 Booz, al reconocer la lealtad de Rut y el esfuerzo que hace por Noemí, decide cuidarla. a. Necesidades provistas 2,8-9 Booz promete encargarse de ver que reciba lo necesario para llenar sus necesidades en los campos. b. Lealtad alabada 2,10-13 Le alaba por su lealtad e identificación con Noemí y con Yahvè. c. Amabilidad demostrada 2,14-16 Le demuestra amabilidad al invitarla a acompañarlo en la comida y al

protegerla del abuso de los trabajadores. d. Abundancia recogida 2,17-18 Cuando Rut regresa a casa con Noemí, ella le demuestra la naturaleza de la atención especial de Booz. Noemí reconoce que Rut nunca podría haber recogido tanto sin la amabilidad y el cuidado de alguien. e. Pariente identificado 2,19-23 Noemí comienza a entender lo que Dios está haciendo por ellas cuando descubre que el hombre que había demostrado amabilidad a Rut es su pariente, capaz de redimirlas.

Capitulo III. Booz dormido en la era C. SU SUMISIÓN 3 Cómo Rut se identificó con Noemí, con Yahvè y con el pueblo de Yahvè se demuestra dramáticamente por su buena disposición a someterse a las costumbres judías, por presentarse a Booz e incluso por convertirse en su esposa para dar herederos a su difunto esposo y a su suegra. 1. Instrucción de Noemí 3,1-5 Cuando llega el tiempo apropiado, Noemí instruye a Rut cómo presentarse a Booz. 2. Presentación de Rut 3,6-9 Rut consiente en someterse a la costumbre que Dios ha establecido para su pueblo y se presenta a Booz. 3. Pariente identificado 3,10-18 Booz se asombra por este hecho de Rut y la alaba por su compromiso y sumisión. Con entusiasmo se compromete a hacer los arreglos necesarios.

Capitulo IV. Booz se casa con Rut D. LA RECOMPENSA DE RUT 4 La fidelidad de Dios y su bendición para los que se someten a su autoridad al obedecer sus mandamientos se demuestra inmediatamente en las vidas de Rut y Booz, después de la historia de su sumisión. A. SU BODA 4,1-20 Booz se compromete a completar los arreglos de inmediato. 1. Primer pariente eliminado 4:1-8 Primero tiene que dar la oportunidad al pariente más cercano. El pariente más cercano no quiere el riesgo de tomar una mujer moabita como esposa, entonces deja pasar su obligación.

¡Temía perjudicar su propia herencia! 2. Booz motivado 4,9-10 Booz acepta su responsabilidad y procede con entusiasmo a reclamar su herencia y a Rut como su esposa. B. SU BENDICIÓN 4,11-17 1. Oración de los ancianos 4,11-12 Los ancianos que sirven como testigos en esta ocasión dan una bendición de Dios a Booz y Rut, y a su descendencia. 2. Heredero de Noemí 4,13-17 Ahora Noemí se presenta como alguien que está gozando de una bendición especial de Dios al cuidar a su nieto. Parece que su amargura ha desaparecido por la bendición abundante de Dios. C. SU POSTERIDAD 4,18-21 El autor nos revela una sorpresa más, un clímax totalmente inesperado en la historia. Esta pareja, que obedeció las normas de Dios y experimentó bendición abundante de Dios, llegó a ser bisabuelos del rey, quien la Biblia lo describe como un hombre según el corazón de Dios. Las bendiciones que esta pareja recibió por su fidelidad en medio de una sociedad infiel, continuarán siendo una fuente de bendición a todo el pueblo de Dios a través de toda la historia. 4,18-22 Genealogía de David El centro de nuestra estructura señala el tema central del libro, la redención. La temática del rescate (redención) permea el texto desde sus inicios, sobre todo a partir del capítulo dos. Este tema puesto en el centro sirve de espejo entre los dos extremos que representan dos realidades diferentes. En el primero se enfoca la dura realidad en la que se encuentra la familia de Elimelec (resumida en Rut y Noemí), en busca de sobrevivencia. El segundo extremo, invierte la realidad del primero. A medida que nos aproximamos al centro la esperanza va renaciendo. Difícilmente se puede acceder a la realidad que se dibuja en el extremo segundo de la estructura, si antes no pasamos por el centro. Este es el catalizador que invierte la realidad primera en la segunda. Si se analiza la situación que enfoca la segunda parte de la estructura a partir del centro, se van mostrando en detalle los pasos que se siguieron para que no solamente renaciera la esperanza, sino que se lograra la salvación para la familia

de Noemí. A medida que se va cerrando la estructura va captándose su máxima reserva de sentido: Cierra con la gran gloria de Israel, David. De ahí que tanto su centro como sus extremos, especialmente estos últimos, transmiten esa reserva de sentido. Prácticamente en la primera mitad, específicamente de cap. 1 - 2, se dibuja una situación de hambre, desgracia, muerte, pobreza, mendicidad y opresión. A medida que nos acercamos al centro, la realidad primera se va invirtiendo y se muestra nítidamente en el segundo extremo una nueva realidad. Debemos desplazarnos a partir del centro hasta el segundo extremo, si queremos llegar al clímax, a la plusvalía del sentido. En este caso, los dos miembros en el medio de la estructura apuntan al tema central de la historia, pero el extremo segundo, específicamente los tres últimos miembros de la simetría (A.cap. 4, 13b - 15 “Yahvè permite un hijo a Rut”; B.- cap. 4, 16 – 1 “Nace un hijo a Noemí”, y C.- cap. 4, 18 - 22’ “Genealogía de David”), enfocan a la reserva de sentido. Para que esto último se logre, es necesario pasar por el centro. Difícilmente David pudo haber llegado a la historia de no haberse realizado la redención de la viuda y de la tierra. “Las dos caras del libro, que nos reflejan los dos extremos, pueden resumirse en muerte-vida, desesperanzan - esperanza, marginaciónrestauración, opresión-liberación”.

Carlos Mesters comenta acerca de la pluralidad de interpretaciones que provoca el libro de Rut. Al hablar de los problemas del pueblo que trasluce, señala: “Hambre (1.1); migración (1.1-7); pobreza que obliga a buscar la sobra de la cosecha (2.2); imposibilidad para que una viuda pobre, sin hijos, pueda mantener su propiedad (4.3); rechazo de un pariente rico a ayudar a un pariente pobre del mismo clan (4.8); vejez e imposibilidad de tener un hijo para garantizar la continuidad de la familia (1.11-12); muerte y ausencia de un futuro (1.35); sentimiento de culpa delante de Dios (1.13; 21)”. Rut, como se recuerda insistentemente, a esta cadena de situaciones agrega el hecho de que asume la nacionalidad y a la religión de su suegra, pero hace algo más que eso: asume y participa también de la cadena de opresiones de que es objeto Noemí. Si ésta es una viuda pobre, Rut es una viuda joven, sin hijos, que está a merced de la legislación dominada por la cultura patriarcal. Es evidente la manera en que está construido el relato: por más infortunios

ya no podía pasar la migrante Rut. Sin embargo, la experiencia por la que atraviesa a partir de que decide quedarse en la tierra de su esposo, constituye eso que ahora muchos denominan con una palabra inglesa de difícil traducción al español: empowerment (acceso al poder, dominio de una situación). Rut se integra a la comunidad desde una situación de abandono y pobreza extrema, y junto con Nohemí, comienza un camino de auto aceptación, recuperación y gloria. Se trata de todo un proyecto en germen para cualquier migrante que enfrenta las diferencias raciales, culturales y religiosas, que se resuelve mediante su aceptación de la cultura en la cual se inserta. Rut fue absorbida por la cultura de su esposo fallecido y eso no se ve mal en su caso, pero tratemos de extrapolar esta condición a los migrantes hispano católicos en Estados Unidos o a los indígenas en las culturas urbanas y nuestra opinión cambia radicalmente. ¿Qué quiere decir esto?: pues que nunca han existido culturas o identidades químicamente puras, sino híbridas, para recordar otro término acuñado por García Canclini, en las cuales se da una fusión entre horizontes que resultan afines para llevarse a cabo. La perspectiva hermenéutica dominante (que llega a usar incluso Mesters en su comentario) acepta como “normal” que Rut se integre a la comunidad israelita, pero ve con malos ojos el proceso contrario. En este sentido, la universalización de la gracia de Yahvè debe ser retomada como criterio interpretativo, pues el relato sirve nada menos que para explicar el origen de la dinastía davídica, conectándola con un origen ajeno a la genealogía israelita. La apertura étnica entra en sintonía con Jonás e Isaías 40-66 y abre la puerta para afirmar que al pasar por el filtro de los movimientos migratorios, la historia de la salvación no contempla diferencias entre los seres humanos. Se trata, pues, de una narración con aristas muy ambiguas en donde la heroína de la historia, como ya se dijo, alcanza un estatus altísimo procediendo de los márgenes de la sociedad de su tiempo. Por último, no deja de causar sorpresa la presentación de una historia en la cual el pueblo, no los gobernantes o dirigentes religiosos, obedecen la ley divina relativa a los extranjeros.

5ºRedacciòn o propuesta por escrito (es decir, como se redacto y como se fue poniendo como escrito y que material se ocupo)

El libro de Rut es uno de esos que se leen sin dificultad como si fuera una novela. La historia está situada en tiempos de los Jueces, pero algunos opinan que lo esencial del relato es una creación tardía: el autor habría escrito en el siglo IV antes de nuestra era como una reacción contra las leyes de Esdras que separaban a los judíos de los demás pueblos y prohibían especialmente los matrimonios mixtos. La historia se sitúa en una época sin muchos marcos ni instituciones. En aquel tiempo, “sólo Dios reinaba en Israel” (Jc 17,6; 18,1), lo que quiere decir que cada cual hacía lo que quería. Era un tiempo de gran libertad tanto para el bien como para el mal. Más tarde se lo considerará como un tiempo de ignorancia, pero el autor valoriza aquí las riquezas escondidas de los seres sencillos para quienes Dios no es un desconocido.

El libro de Rut pertenece a la categoría de los que prescinden sin dificultad del Templo, de los sacerdotes y de las querellas religiosas: para los héroes de esta historia lo esencial de la vida y de la relación con Dios se da en otra parte. En realidad, y esto vale incluso para los profesionales de la religión, la vida diaria nos pone ante una serie de elecciones a las que podemos responder de maneras muy distintas. Dios nos reconoce en determinadas decisiones más personales y atrevidas que, siendo nuestras, también fueron obra de Dios. Rut no siguió los consejos de su suegra Noemí que le pedía que no se sacrificara inútilmente, sino que rehiciera su vida. Ella apostó por una opción más arriesgada, quedarse con Noemí sin más seguridad que su buena estrella. Escogió la fidelidad, y el Dios de Israel que es ante todo veraz y fiel, le reservó un lugar de elección en su obra de salvación: sería uno de los antepasados del Salvador. 1. FINALIDAD. Nos preguntamos con qué fin se escribió este delicioso libro sobre un tema de vida familiar fundada en la felicidad y en la entrega mutua, con rasgos de sobria grandeza y con la descripción de los personajes —Noemí, Booz, Rut— de forma precisa y viva, llena de simpatía. ¿Una página de historia hebrea escrita por un gran maestro o bien una novela? La hipótesis de una pura novela es apriorista: Rut se presenta como un personaje real; no se comprende cómo un escritor hubiera podido presentar como histórico el parto de su fantasía y querer convencer a sus connacionales —en el período xenófobo en que escribió — de que por las venas de su rey más famoso y admirado corría sangre

extranjera. Por otra parte, la afirmación del evangelio de Mateo 1,5-6. Booz tuvo de Rut a Obed; Obed fue padre de Jesé; Jesé, del rey David"— invita realmente a identificar esta Rut con la homónima de nuestro libro. Así pues, un cúmulo de observaciones muy convincentes induce a pensar que el libro se basa en un innegable núcleo histórico, y no sólo en sus líneas fundamentales. Después de todo, un novelista habría hecho más fidedigno su relato y más fácil su trabajo ateniéndose a las disposiciones legales del rescate y del levirato. El escritor era un artista e imaginó las palabras de los personajes siguiendo la verosimilitud psicológica, de modo que responden a los sentimientos de una viuda, triste, pero llena de fe y de espíritu de sacrificio; a los impulsos generosos de las nueras, especialmente de Rut, y a la adhesión de la familia de Elimelec por parte de Booz. Al afirmar de un modo tan sereno y solemne que una moabita entró a formar parte del pueblo hebreo, el escritor no parece haber estado movido por propósitos puramente históricos. Más aquí es necesario plantear la cuestión del tiempo de la composición. Hay indicios favorables a una fecha preexìlica: precisiones geográficas y cronológicas, estilo clásico. Otros motivos sugieren una fecha más reciente, a saber: el primer período de la época posexílica, en tiempo de las reformas de Esdras y Nehemías: arameísmos y neologismos, concepción universalista de la religión, sentido de retribución y recompensa por los sufrimientos, y quizá también un vivo sentimiento de rebeldía y consciente reacción a la mentalidad hebrea, contraria al contacto con los extranjeros, y en particular a los matrimonios mixtos, tan claramente reprobados por Dt 23,3-6; Esd capítulos 9-10 y Ne 13,23-29. La datación posexílica parece la más verosímil. La glorificación de la dinastía davídica y la contraposición de un cuadro de su historia a normas xenófobas que iban tomando cuerpo es muy probable que estuvieran entre los motivos que impulsaron al autor a elaborar el núcleo histórico innegable de la familia de David.

Un argumento para dudar de la historicidad de Rut lo encuentra algún estudioso en los nombres de los personajes: Noemí significa "dulzura mía", "graciosa mía"; Majlón, "enfermedad"; Kilión, "aniquilamiento"; Orfa, "nuca", "la que vuelve la espalda"; Rut, "amiga", "compañera"; Elimelec, "mi Dios es mi rey". Sin insistir en estos significados, no se ve lo que pueden valer contra la historicidad en el sentido antes enunciado. 2. LEY DEL LEVIRATO. En la historia de la relación entre Noemí y Booz hay una cuestión de paso de propiedad inmobiliaria complicada con la cuestión matrimonial. Omitimos la primera, para detenernos en la segunda. Concierne a una ley que es designada con el término latino de

levirato" (del latín levir, cuñado), ley codificada en Dt 25,5-10 (cf. Gen c. 38). Ella establecía que la viuda de un hombre muerto sin dejar hijos debía desposarse con el hermano de éste, para que el difunto tuviese descendencia. El primer varón que naciera sería considerado desde el punto de vista legal hijo del difunto, heredaría sus bienes y perpetuaría su nombre. La ley tenía como meta la conservación de una familia en Israel. Se le concedía al interesado la facultad de rehusar, pero esto debía manifestarse oficialmente ante testigos a la puerta de la ciudad. Mas el rechazo significaba un notable deshonor: la mujer escupía a la cara al que renunciaba y le quitaba la sandalia del pie, y se le transmitía el deshonor con la expresión "la familia del descalzo".
"

Se trata de normas corrientes en las civilizaciones del antiguo Oriente. En el libro de Rut las circunstancias son más bien diversas de las normas del Dt y de Gen 38,7-26. Ni Booz ni el otro pariente próximo no mencionado son cuñados de Rut ni de Noemí; no parece que exista una obligación grave, ni se censura al que renuncia. El mismo rito de la renuncia es diverso en Dt 25,5-10 y en Rut 4,7-8; además, si Noemí podía tener aún hijos, Booz hubiera debido casarse con ella para dar descendencia a Elimelec. A pesar de todo, el matrimonio de Booz con Rut está inspirado en la piedad para con un pariente difunto, en el deseo de conservar su nombre y la herencia en Israel (4,5.10.14); por ello es del tipo del levirato. Más que la ley sobre la materialidad, tenemos aquí el espíritu del levirato o un aspecto particular del mismo. Es interesante la actitud del historiador judío Flavio Josefo; él, que ciertamente leía el librito en el estado en que lo leemos nosotros, refiere el episodio de Rut uniformando el relato con las disposiciones mosaicas (relatos judíos). Las cinco razones principales expuestas por los que creen que el libro de Rut fue escrito en tiempos post-exìlicos son las siguientes: 1. La expresión "en los días que gobernaban los jueces" (cap. 1, 1) implica una fecha posterior para la redacción del libro. 2. El hecho de que el libro de Rut aparece en la tercera sección del canon hebreo, implica que fue escrito después del exilio. 3. El libro contiene una cantidad de arameísmos que no aparecerían en una narración preexìlica. 4. La genealogía al final del libro muestra la clara influencia de la escuela sacerdotal . 5. La expresión "desde hacía tiempo" (cap. 4, 7) parece implicar que la ceremonia del zapato y la redención de tierras y mujeres ya no se practicaban.

Las intenciones principales del libro son: a) Demostrar que había bondad y fidelidad de Dios en Israel durante el período cruel y desenfrenado de los jueces. No todos los hebreos se dieron a la idolatría, la concupiscencia y el derramamiento de sangre en aquel entonces. Ross comenta: “esta hermosa órbita nos pinta un cuadro de las santas bendiciones que descienden sobre la vida social y doméstica de cualquier época, cuando prevalecen una fe sencilla en Dios y un amor sincero al prójimo. b) Revelar la providencia divina. Dios en sus inescrutables designios, permite grandes males para traer bien a los suyos, y se interesa en las cosas más ordinarias de la vida diaria. Incluso para las personas menos importantes. Aunque la tragedia de la familia de Elimelec fue dolorosa y numerosa sus desgracias, Dios recompensó ampliamente la piedad de Noemí y la bondad de Rut. c) Proporcionar una lección misionera, demostrando de que manera una mujer gentil se convirtió en a seguidora al del verdadero Dios y como se incorporó a la vida del pueblo Dios. En Dios no hay acepción de razas; él toma bajo sus alas de protección a los extranjeros que confían en él. Noemí, misionera sin darse cuenta, ganó una pagana para la fe del pueblo de Israel d) Demostrar de qué manera David, el antecesor del Mesías descendió de una mujer cuya fe –no su raza- fue lo que la salvó. Puesto que la misión de Jesús sería Universal convenía que los gentiles piadosos tuvieran lugar entre sus antepasados. Casi todos los comentaristas consideran el libro de Rut como un ensayo sobre la soberanía de Dios que destaca su misericordia y relata el final feliz de una historia que comienza con una escena de hambre, muerte y desconsuelo. Desafortunadamente, esas observaciones se hacen a menudo invocando los reiterados lamentos de Noemí, quien se quejaba amargamente de que la mano de Dios se había levantado contra ella (1.13, 20, 21). Dos veces, en sus lamentaciones, Noemí usa el término «Todopoderoso» para referirse a Dios, haciendo énfasis en que su irresistible poder se había vuelto contra ella. Sin embargo, no es necesario presumir que el punto de vista de Noemí deba ser aceptado como una revelación espiritual llamada a convertirse en doctrina. Por el contrario, se comprenden mejor sus palabras como una expresión de humana perplejidad recogida por la historia. Esta aclaración, a la hora de considerar las palabras de Noemí, parece imprescindible para una sana interpretación del texto. Atribuir a la intención o a la mano de Dios los desastres que aparecen en este libro no concuerda con la revelación que ofrece la Escritura, en su conjunto, sobre la naturaleza divina. La hambruna (1.1) era un subproducto natural del pecado, un castigo que el pueblo se impuso a sí mismo por su desobediencia. El Señor les había advertido que la propia tierra se

volvería en su contra si le eran infieles (Dt 28,15-16; 23; 24, 38–40). Aun más, la decisión de Elimelec de mudarse con su familia a los campos de Moab (1.2) no se presenta como fruto de indicación divina alguna, sino de su propia elección. ¿Por qué sugerir que los acontecimientos que ocurrieron a continuación (su muerte y la de sus hijos) se debieron a la providencia divina? Existe otra razón para afirmar que estos infortunados acontecimientos, aunque no escapaban a la omnisciencia divina, no constituyeron un castigo de Dios, sino el resultado natural de circunstancias ajenas a la promesa divina. La protección de Dios es para aquellos que se mantienen obedientes en la heredad que de Él han recibido. Por lo tanto, Noemí representa algo más que una teología folklórica. Aunque obviamente era una mujer sincera y creyente, se revela vulnerable a la práctica común de culpar a Dios por aquellos acontecimientos que alejan, causan la muerte o perjudican a su gente, y frente a los cuales la humanidad indefensa no puede hacer nada. Pero la Escritura revela, a través de la integridad de su mensaje, que tales infortunios no proceden directamente de Dios, sino son el resultado del castigo que pesa sobre los seres humanos por el pecado original o el fruto de la carne cuando decide seguir sus propios caminos, no importa lo malicioso o inocente del intento, o consecuencia del asalto directo de nuestro gran adversario, el diablo (Jun 10.10). Rut es un libro que demuestra que la soberanía de Dios no está minimizada por esas observaciones. Por el contrario, subraya que el objetivo de Él es su soberana gracia y poder. Como Todopoderoso deja en libertad al hombre y no se opone, pero transforma las restricciones, los daños, las dificultades y los consejos que nos llevan al fracaso y que son el resultado del pecado, la carne o el diablo.

6º La teología (como se interpreta el libro teológicamente) El actuar de Dios en la historia se ve en todos los ámbitos. En el libro de Rut el lugar privilegiado de esa actividad se da en los eventos ordinarios de la vida y en el espacio cotidiano. Espacio que muy poco ha sido tomado en cuenta en las relecturas bíblicas. Sentido teológico del libro de Rut. Significación del libro de Rut en la fe de la Iglesia. Apertura universalista: la pertenencia a la comunidad judía no está condicionada por la raza; un extranjero puede formar parte de ella. Ya se va perfilando cómo la salvación es para todos y hay que evitar los nacionalismos fanáticos.

El libro de los Jueces y Rut son libros llenos de historia, aunque no por ellos sin fundamentos teológicos. En el libro de Jueces predomina el binomio infidelidad de Israel Viceversa. El amor de Dios por su pueblo. Especialmente en Jueces, la historia tiende a ser cíclica, se repite el mismo patrón constantemente. Esta estructura permite que se capte en seguida quiénes son los personajes importantes del libro, por una parte tenemos a Israel infringiendo el pacto, por otra esta Dios quien castiga a su pueblo por sus constantes infracciones y unos versículos más adelante proveyendo de un libertador, legislador a quien dota con su Espíritu. “La narración contiene elementos de un verdadero drama: penurias en grado extremo, hambre generalizada, muerte inesperada de todos los varones de una familia, país extranjero, abandono y soledad de unas viudas en un medio en que predominan los valores varoniles, leyes y costumbres adversas, etc.; pero también la fortaleza y tenacidad menos esperadas en la debilidad (Noemí y Rut), la comprensión y la ternura en un mundo de fuertes”. La trama de Rut es una propuesta subversiva a una cultura patriarcal, exclusivista e indiferente. Es una historia de mujeres con un contenido sumamente femenino-contra patriarcal. La protagonista principal es una mujer fuerte, independiente de carácter, y su relación hacia Noemí es vista como un ejemplo de unión voluntaria femenina única en la Biblia. La trama está confeccionada de tal manera que las mujeres toman la iniciativa desde el principio y elaboran los planes, decidiendo por su propio futuro. Nuestra obra como todo libro de la Biblia refleja una diversidad de temas que de acuerdo a cualquiera de ellos puede ser encarado. Esto depende de los intereses que constituyen a los que se acercan a él. Defensa del sentido de solidaridad familiar y la ley del Levirato. Los hebreos tenían un fuerte sentido de solidaridad familiar, también para garantizar una descendencia: en una época en que los hombres no tenían idea de la resurrección, ellos buscaban la inmortalidad del propio nombre a través de los hijos y nietos. La continuidad de la familia era amenazada también por la falta de hijos. La costumbre del Levirato venía a resolver esta crisis; al morir uno sin hijos, el hermano del difunto estaba obligado a tomar para sí a la viuda, y el primer hijo que nacía de esa unión era considerado hijo del muerto, heredero de su pertenencia. El hermano que cumplía con este cometido se llamaba “levir”, de donde viene el término “levirato” para designar a esta ley. Rut es un fiel reflejo de esta solidaridad de los tiempos antiguos, cuando podía pasar que incluso un pariente lejano, como Booz, se casara con una viuda sin hijos, para suscitar un heredero a la familia del difunto. La Divina Providencia dispone y hace que concurran aún los menores sucesos al cumplimiento de sus mayores designios.

En el Libro de Ruth, capítulo 1,9-19, comienza el Viaje que cambiaría la historia: “Que Yahvè os conceda que halléis descanso, cada una en la casa de su marido. Entonces las besó, y ellas alzaron sus voces y lloraron, y le dijeron: No, sino que ciertamente volveremos contigo a tu pueblo. Pero Noemí dijo: Volveos, hijas mías. ¿Por qué queréis ir conmigo? ¿Acaso tengo aún hijos en mis entrañas para que sean vuestros maridos? Volveos, hijas mías. Id, porque soy demasiado vieja para tener marido. Si dijera que tengo esperanza, y si aun tuviera un marido esta noche y también diera a luz hijos, ¿esperaríais por eso hasta que fueran mayores? ¿Dejaríais vosotras de casaros por eso? No, hijas mías, porque eso es más difícil para mí que para vosotras, pues la mano de Yahvè se ha levantado contra mí. Y ellas alzaron sus voces y lloraron otra vez; y Orfa besó a su suegra, pero Rut se quedó con ella. Entonces Noemí dijo: Mira, tu cuñada ha regresado a su pueblo y a sus dioses; vuelve tras tu cuñada.” Ruth 1:9-15 Amaba verdaderamente a su amargada madre, la cual había escogido llamarse “Mara” (amarga) en lugar de “Noemí”(en hebreo significa: agradable). Entendió su amargura, sabía qué la había provocado y la clase de PÉRDIDA que había sufrido (la Inquisición Española, las Cruzadas, la Saho-Holocausto Nazi, los Mapas de Ruta). Ruth NO SE SINTIÓ OFENDIDA POR NADA, muy por el contrario, el rechazo de Noemí la hizo apegarse aún más, solidificó su compromiso. “Pero Rut dijo: No insistas que te deje o que deje de seguirte; porque adonde tú vayas, iré yo, y donde tú mores, moraré. Tu pueblo será mi pueblo, y tu Elohim mi Elohim. Donde tú mueras, allí moriré, y allí seré sepultada. Así haga Yahvè conmigo, y aún peor, si algo, excepto la muerte, nos separa. Al ver Noemí que Rut estaba decidida a ir con ella, no le insistió más.” Ruth 1,16-18, Ruth se ató a sí misma haciendo el voto de compromiso más serio que existe. Estaba determinada, decidida y NADA iba a detener su propósito de amar y seguir a esta Mujer Judía terca y obstinada. ¡NADA! ¿Es entonces una sorpresa el hecho de que Yahvè haya bendecido tanto a Ruth que la hizo casarse con el Pariente Redentor, el hombre más rico y de mayor influencia en la ciudad? ¿No es una maravilla que a Ruth le haya sido otorgado el privilegio de ser una de las tres mujeres (¡todas gentiles!) mencionadas en la Línea Sanguínea Real del Rey David y el Mesías? No, por supuesto que no es una maravilla porque Yahvè prometió hacerlo en Génesis 12,3 – y EL SIEMPRE cumple Sus promesas. ¡El no le debe nada a nadie! Cuando Ruth insistió, Noemí no dijo más nada. Así mismo, Israel callará sus argumentos al encontrarse con la insistencia de los verdaderos creyentes Injertados en amarla, muy a pesar de que ella los rechace. Será entonces, cuando el espíritu de gracia y súplica caerá

sobre los mismos que están “replicando”, los Judíos religiosos serán, finalmente, visitados con el Avivamiento.

¡Ellos verán a Y´shua! De hecho, el último y muy venerado Rabino Cabalista, el Rabino Kadouri, tuvo una visitación del Mesías y, al morir, les dejó una carta a sus discípulos donde les decía Su nombre YEHOSHUA (la cual es otra forma de decir Y’shua). ¡La carta fue abierta durante su funeral y muchos de sus seguidores permanecen impactados desde entonces! Están tratando de esconder el hecho, una copia de esta carta fue publicada en la página de este movimiento y luego fue removida por el miedo. Hay cosas ocurriendo en Israel. ¡El hombre común, en las calles, está MUY ABIERTO al Mesías! , "Y derramaré sobre la casa de David y sobre los habitantes de Jerusalén, el Espíritu de gracia y de súplica, y me mirarán a mí, a quien han traspasado. Y se lamentarán por El, como quien se lamenta por un hijo único, y llorarán por El, como se llora por un primogénito. Aquel día habrá gran lamentación en Jerusalén, como la lamentación de Hadad-rimón en la llanura de Me guido.”Zacarías 12,10-11 Que tu respuesta al Rabinato Mayor y a la prohibición de los Rabinos en contra del Sionismo Cristiano y del Movimiento de las Raíces Judías sea como la de Ruth. Pero Rut dijo: No insistas que te deje o que deje de seguirte; porque adonde tú vayas, iré yo, y donde tú mores, moraré. Tu pueblo será mi pueblo, y tu Dios mi Dios. Donde tú mueras, allí moriré, y allí seré sepultada. Así haga Yahvè conmigo, y aún peor, si algo, excepto la muerte, nos separa. Al ver Noemí que Rut estaba decidida a ir con ella, no le insistió más.” Ruth 1,16,17. Si bien el libro es bastante liberal y universalista, su sentido último es de equilibrio y compromiso entre las dos corrientes contrapuestas. Si bien es cierto que el judaísmo debe conservar su unidad y pureza doctrinaria, los analistas cristianos afirman que esto está balanceado por la aproximación del Evangelio que viene, en el sentido de que, a partir de aquí, será también misión esencial del pueblo judío preparar la difusión de la verdad entre las demás naciones. Hace casi un siglo que han vuelto del destierro de Babilonia, y tienen un gobierno nacionalista muy conservador, que ha decretado que todos los judíos casados con extranjeras, sobre todo si son moabitas, deben divorciarse de ellas. Dicen que sólo deben ser respetadas las descendientes de David. Suponen que ninguna extranjera puede ser buena esposa. En esta narración, escrita por los “Pobres de Yahvè”, Rut es el prototipo de la persona despreciada. Ella es mujer, extranjera, viuda y sin hijos. Pero a pesar de ello es una maravillosa mujer. Es noble,

cariñosa y totalmente solidaria con su suegra: “Tu pueblo será mi pueblo y tu Dios será mi Dios”. Los “Pobres de Yahvè” se oponen a divorciarse de sus esposas extranjeras, y para ello escriben esta hermosa novelita en la que muestran a una moabita que se convierte en una fervorosa judía, respetando y cumpliendo todas las tradiciones de su pueblo de adopción. Y como ironía final la ponen como bisabuela del rey David, con lo que el argumento de la pureza de la raza queda inutilizado. Así combaten el machismo y el nacionalismo de las autoridades de entonces. En los Libros Sagrados que existían hasta entonces estaba ya escrito que lo que quedaba atrás en las cosechas era para los huérfanos, las viudas y los extranjeros, y por eso Rut va a espigar las sobras de las cosechas para poder comer ella y su suegra. Existía además la Ley del Levirato que pedía que cuando una mujer enviudaba sin haber tenido hijos, el pariente más cercano del difunto tenía que casarse con ella para que tuviera herederos el difunto, y por eso ella busca al pariente más cercano de su marido para que le dé hijos que puedan heredar su tierra. De esa unión con Booz nacerá Obed, que será padre de Jesé, y éste de David. Nosotros tenemos que esforzarnos para no despreciar a ningún extranjero. 7º Anexos ( mapas cronología, geografía y instituciones, glosario de palabras que nos sirvan al estudio del documento) palabras claves. Cronología: El libro de Rut se desarrolla cronológicamente alrededor de los pasos mayores que dio al dejar a su pueblo y unirse a la familia de Noemí: Primero, se presentan los antecedentes de la historia1:1-7, Después, su decisión de ir a Israel con Noemí1:8-22; Al llegar a Israel y recoger espigas para alimentarse, conoce a Booz2, Después de los consejos de Noemí, se presenta ante Booz, dándole la oportunidad de funcionar como pariente-redentor3. Al final de la historia, recibe su recompensa por la noble acción de Booz al comprar la tierra y casarse con ella4:1-12, Juntos disfrutan la bendición de Dios sobre sus vidas y su familia4:13-22. Palabras centrales: DIGNIDAD, FEMENINA.

Glosario de palabras El Tanaj (del acrónimo en hebreo ְ‫ )תַנַ"ך‬es el conjunto de los 24 libros de la Biblia hebrea. Constituye, junto a otros libros, el llamado por los cristianos Antiguo Testamento. El acrónimo Tanaj proviene de las iníciales hebreas de cada una de las 3 partes que lo componen, a saber:

La Torá (‫« ,)תורָה‬la Ley»; Los Nevi'im (‫ )נְבִיאִים‬o «Profetas» ; Los Ketuvim (‫ )כְתובִים‬o «Escritos» Los libros en el Tanaj se agrupan en 3 conjuntos: la Ley (Torá), los Profetas (Nevi'im) y los Escritos (Ketuvim). A continuación se enumeran los libros que pertenecen a cada apartado: Torá (‫ )תורָה‬la Ley La Torá se conoce también como el Pentateuco, del griego πέντε, pente, «cinco» , y τεῦχος, teûjos, «funda para libros»; proveniente del hebreo ‫ ,חֲמִשָָּה חֻמְשָׁי תורָה‬Jamishá Jumshei Torá, «los cinco quintos de la Torá» o simplemente ‫ ,חֻמָּש‬Jumash , «los cinco»: Génesis, Éxodo, Levítico, Números, Deuteronomio Nevi'im (‫ )נְבִיאִים‬o los Profetas : Yehoshua o Josue, Shoftim o Jueces, Samuel o Shemuel , (I Samuel o Shemuel y II Samuel o Shemuel), Reyes (I Reyes y II Reyes), Isaías, Jeremías, Ezequiel. El libro de los 12 profetas menores: Oseas o Oshea, Joel , Amós, Abdías, Jonás, Miqueas, Najum , Habacuc, Sofonías, Ageo, Zacarías o Zaharia y Malaquías. Ketuvim (‫ )כְתובִים‬o los Escritos Salmos, Proverbios, Job, El Cantar de los Cantares, Rut ,Lamentaciones, Eclesiastés, Ester, Daniel, Esdras y Nehemías, Crónicas (I Crónicas y II Crónicas). Los Ketuvim (del hebreo ‫« ,כְתובִים‬Escritos») es la tercera de las tres partes en que se divide el Tanaj (la Biblia hebrea, paralela al Antiguo Testamento de los cristianos); luego de la Torá o Pentateuco, y de los Nevi'im. Moab: es una ciudad en el condado de Grand, estado de Utah, Estados Unidos. Se encuentra a 374 km al sureste de Salt Lake City y a 569 km al oeste de Denver, junto a la autopista Interestatal 70, en el cruce de las autopistas U.S. Route 191 y la estatal State Route 128. Según el censo de 2000, su población era de 4.779 habitantes. Es la capital del condado de Grand. A Moab llegan todos los años un gran número de turistas, sobre todo para visitar el Parque Nacional de Arches y los cercanos parques nacionales Canyonlands. La liudad es famosa por los usuarios de bicicletas de montaña, que vienen a practicar el ciclismo en Slickrock Trail, y los todoterrenos quien vienen para el torneo anual Moab Jeep Safari.

Pagano: es una expresión despectiva que los cristianos aplicaban a todas las personas que tienen creencias religiosas diferentes del judaísmo, del cristianismo y del islamismo. Integra el género más amplio de «infiel», que también abarca a los creyentes del judaísmo, del islamismo y ateos1 . El término procede de la época imperial romana, en la que el cristianismo se convirtió en religión oficial del Imperio y fue utilizado para denominar y perseguir a las antiguas religiones europeas. Los «infieles» (paganos, judíos y musulmanes) se diferenciaban de los herejes, debido al hecho de que, a los primeros desconocían la religión cristiana o no les había sido presentada adecuadamente. Los herejes, en cambio son cristianos que rechazan ciertos contenidos de su propia religión. En este cuadro conceptual, los católicos consideran como herejes a los creyentes en las diversas religiones protestantes . Los paganos se diferencian a su vez de los judíos y musulmanes, en el hecho de que estos últimos comparten la Biblia con el cristianismo, mientras que los llamados paganos creen en religiones que no consideran a la Biblia como libro sagrado . Idolatría: (adorar y dar culto a dioses falsos): En la antigüedad había miles de dioses falsos: El dios de la guerra, del amor, de la paz, el sol, la luna... y se les hacían imágenes de distintos metales y piedras, y se les ofrecían sacrificios de animales e incluso de jóvenes y niños: Todo eso es "idolatría", un pecado gravísimo contra el único Dios verdadero. Ahora, sí se puede y debe adorar y dar culto al único Dios verdadero, y se puede y se debe representarlo con pinturas y esculturas que nos recuerden sus atributos, Ex.20:4-5. Se adoraba al Emperador Romano, cosa a que se negaron los cristianos Ap.2:1, 3:22.- La idolatría está prohibida en el cristianismo, Ro.1:23,2:22, Ga.4:8,5:22. El trato que se da a veces al dinero, a artistas, deportistas, etc. puede caer en idolatría. El espiritismo, brujería, astrología, santería, etc., es la forma más asquerosa de idolatría, porque es dar culto y adorar al diablo, 1 Cor.8:10, 10:20-21. Ver "Espiritismo". La Iglesia Católica nunca ha pecado de idolatría al honrar (venerar) a los santos y sus imágenes. Xenofobia: (del griego , xeno: extranjero, huésped. y fobia: Miedo) Es uno de los prejuicios con recelo, odio, fobia y rechazo contra los extranjeros, o, en general, contra los grupos étnicos diferentes, o contra personas cuya fisonomía social, política y cultural se desconoce. La xenofobia se basa en los prejuicios históricos, lingüísticos, religiosos, culturales, e incluso nacionales, para justificar la separación total y

obligatoria entre diferentes grupos étnicos, con el fin de no perder la "identidad propia". Combinando estos prejuicios con el poder económico, social y político la xenofobia de la mayoría, rechaza y excluye los extranjeros, inmigrantes a la medida que ve en ellos un competidor por los recursos existenciales. Canon: (cuyo nombre completo es Canon y Giga en Re mayor para tres violines y bajo continuo, en el original alemán: Originalmente, una giga en la misma tonalidad (re mayor) sigue al canon, pero esta última danza se ejecuta o graba con mucha menos frecuencia. Monarquía: es una forma de gobierno de un estado en la que el cargo supremo es vitalicio y comúnmente designado según un orden hereditario. Este cargo se denomina monarca en términos generales aunque este puede variar según la estructura jurídica del gobierno o la región, como rey o reina, emperador o emperatriz, zar o káiser. En algunos casos se elige por un grupo selecto, y el estado regido por el monarca también recibe el nombre de monarquía, junto con el de reino. Hipótesis: puede definirse como una solución provisional (tentativa) para un problema dado. El nivel de verdad que se le asigne a tal hipótesis dependerá de la medida en que los datos empíricos recogidos apoyen lo afirmado en la hipótesis. Esto es lo que se conoce como contrastación empírica de la hipótesis o bien proceso de validación de la hipótesis. Este proceso puede realizarse de uno o dos modos: mediante confirmación (para las hipótesis universales) o mediante verificación (para las hipótesis existenciales). La hipótesis es el elemento que determina el diseño de la investigación, responde tentativamente al problema el cual, es la verdadera guía de la investigación. Exilio es el estado de estar lejos de la propia tierra (ya sea ciudad o nación) y puede definirse como la expatriación, voluntaria o forzada, de un individuo. Algunos autores utilizan el término “exiliado” con el sentido de “refugiado”. Además de personas en exilio, también hay gobiernos en exilio, como el del Tíbet o naciones en exilio, como fue el caso de Armenia de 1078 a 1375, que después de la invasión de su territorio por tribus selucidas, se exilió en Cilicia, formando un nuevo reino. Talmud (‫ )התלמוד‬es una obra que recoge las discusiones rabínicas sobre leyes judías, tradiciones, costumbres, leyendas e historias. El Talmud se caracteriza por preservar la multiplicidad de opiniones a través de un estilo de escritura asociativo, mayormente en forma de

preguntas, producto de un proceso de escritura grupal a veces contradictorio. Más que de un único Talmud se puede hablar de dos: el Talmud de Jerusalén (Talmud Yerushalmi), que se redactó en la recién creada provincia romana llamada Palestina, y el Talmud de Babilonia (Talmud Bavli), que fue redactado en la región de Babilonia. Ambos fueron redactados a lo largo de varios siglos por generaciones de rabinos de muchas academias rabinicas de la antigüedad. El judaísmo considera al Talmud la tradición oral, mientras que la Torá (el Pentateuco) es sólo la tradición escrita. El Talmud extiende, explica y complementa al Tanaj, pero no puede, por definición, contradecir a la Torá. El paradigma de la halajá (‘ley judía’ en hebreo) supedita la autoridad del Talmud a la de la Torá. Talmud (en hebreo pos-bíblico, ‘instrucción’), cuerpo de ley civil y religiosa del judaísmo, que incluye comentarios sobre la Torá o Pentateuco. El Talmud consta de un código de leyes, denominado Mishná, y de un comentario sobre éste, llamado Guemará. El material del Talmud relativo a las decisiones de los sabios acerca de las cuestiones legales en disputa se conoce como Halajá; las leyendas, anécdotas y refranes del Talmud, que se utilizan para ilustrar la ley tradicional, reciben el nombre de Hagadá. Querella: Reclamación que los herederos forzosos hacen ante el juez, pidiendo la invalidación de un testamento por inoficioso. La querella: La reacción por parte de las autoridades civiles y de los mismos clérigos afectados fue virulenta, corriendo peligro en muchos casos la integridad personal de los legados [vaticano] enviados para publicar y hacer cumplir los edictos del papa.

l. Instituciones religiosas. a. Lugares de culto israelitas. Los lugares en que se daba culto a Dios solían estar elegidos por evocar una manifestación divina. b. Sacerdocio levítico; c. Centralización del culto en Israel; d. Función de las sinagogas; e. Calendario israelita; 2. Instituciones familiares: a. La familia israelita. Los documentos bíblicos más antiguos nos indican claramente que el tipo familiar común entre los hebreos era el patriarcal; b. El matrimonio en Israel; c. La posición de la mujer israelita; d. Los hijos en Israel; e. El testamento y la herencia; f. Exequias fúnebres. 3. Instituciones civiles. a. La organización tribal del antiguo Israel; b. Estamentos sociales en Israel; c. La monarquía israelita; d. El rey y su corte; e. La administración pública; f. El derecho y la administración de la justicia; g. El ejército israelita

Monarquía: Una vez se fue consolidando la federación tribal de Israel y su aglutinación fue conformando una única conciencia social de pueblo, se hizo necesario adoptar una administración pública semejante a la de los pueblos de sus contornos que ofreciese a Israel una cierta seguridad y estabilidad de gobierno, así como unicidad en el mando de la defensa: la monarquía = poder otorgado al monarca (una persona). A priori, esta adopción de gobierno en el sistema teocrático implicaba una contradicción y blasfemia, ya que el único Rey de Israel era Dios. Esta contradicción se salvaba otorgando la autoridad al monarca en nombre de Dios (el rey era como el delegado del gobierno de Dios). Arameo: Lengua semítica del mundo antiguo. Su fecha de aparición se calcula hacia el 3000 a. C. Fuente del alfabeto hebreo de letras cuadradas. Fue el idioma tanto de Abraham como de Jesús. La ley del levirato: La palabra deriva del latín levir, que significa "hermano del esposo". Cuando un hombre casado moría sin tener hijos, se esperaba que su hermano se casara con la mujer. Los hijos del matrimonio figuraban como del primer esposo. Esta costumbre existe en otros pueblos además de los hebreos. Esta práctica se fundaba en el hecho que si la mujer se desposaba luego de ser viuda, las partencias materiales que eran del esposo dejaban de formar parte de la familia. El fundamento principal es el de conservar lo acumulado por el matrimonio entre los bienes de la familia del esposo. La ley Mosaica o pentateuco está compuesto por cinco libros escritos por Moisés e inspirados (como todos los 66 libros de la Biblia) por Dios, son: Génesis, Éxodo, Levítico, Números, Deuteronomio, Génesis: Relata el principio de la vida y del universo por al mano poderosa de Dios. "La creación".¨ Esta Ley Mosaica queda abolida por el sacrificio expiatorio de nuestro Señor Jesucristo en la cruz, por lo que ya no hay mas sacrificios por el Pecado. Clímax (ecología), equilibrio estable óptimo alcanzado por los diferentes elementos del complejo clima–suelo–flora–fauna al término de una sucesión dinámica en un lugar y un momento determinados. La evolución de las comunidades vegetales y animales desde las fases pioneras, herbáceas, hasta las de equilibrio, con frecuencia forestales, en ausencia de toda intervención humana conduce teóricamente a un clímax. A partir de la roca desnuda, la vegetación se implanta poco a poco, primero líquenes, a continuación especies herbáceas seguidas de otras arbustivas y, por último, arbóreas; éstas forman un bosque en equilibrio dinámico con la fauna, el suelo y el clima.

Institución religiosa, agrupación de personas que se rige por el Derecho canónico, que es el conjunto de normas emitidas por la autoridad legítima de la Iglesia católica apostólica romana, para regular sus actividades y las relaciones con la sociedad civil. La fecha de promulgación del Código de Derecho canónico es del 25 de enero de 1983, y se trata de la puesta al día de la jurisdicción que la Iglesia católica ha ido produciendo a lo largo de los siglos. La primera codificación data del siglo XII y se conoce como Decretum Gratiani (de Graciano). La penúltima revisión es del año 1917, y después del Concilio Vaticano II se procedió a su revisión y actualización, que en 1983 fue culminada. Arameísmos: Secta religiosa cristiana basada en el arameo, el idioma hablado en los tiempos de Jesucristo. Existe una oración escrita en este idioma sobre una piedra, por la cual se guía el "arameísmos". Esta religión dice q no debemos hacer lo q un "pastor, predicador o cura" nos obligue a hacer; tampoco rezar y rezar sin tener idea de lo q dice y mucho menos ir a un templo a buscar a DIOS donde no estará. Hambruna es una situación que se da cuando un país o zona geográfica no posee suficientes alimentos y recursos para proveer alimentos a la población, elevando la tasa de mortalidad debido al hambre y a la desnutrición. Según el Proyecto Hambre de las Naciones Unidas, alrededor de 24.000 personas mueren cada día de hambre o de causas relacionadas con el hambre. Un 75% de los fallecidos son niños menores de cinco meses. El Instituto de desarrollo y política alimentaria afirma que la hambruna y las guerras causan sólo un 10% de las muertes por hambre, aun cuando éstas tienden a ser de las que trascienden con mayor frecuencia. La mayoría de las muertes por hambre se deben a desnutrición crónica. Las familias sencillamente no consiguen suficientes alimentos. Esto, a su vez, se debe a la extrema pobreza.

MAPAS RELACIONADOS CON RUT

22

Moab, lugar donde Elimelec llevó a su familia.

CONCLUSIÒN
La generación de israelitas que entró en la tierra de Canaán después del Éxodo debería haberse establecido con gratitud en la Tierra Prometida, y haber vivido para servir a Dios y dar un testimonio fiel a las naciones circundantes. Pero no fue así, pues se volvieron tan malos como sus vecinos. El libro de Jueces concluye con esta afirmación: "En estos días no había rey en Israel; cada uno hacía lo que bien le parecía" (Jc 21,25). Al abandonar los mandatos que Dios les había dado para vivir, consintieron en la violencia y la desobediencia. Pero contra este trasfondo de egoísmo, la refrescante historia de amor de Booz y Rut muestra cómo el amor abnegado puede inspirar a una aldea entera. Rut,

una moabita despreciada, demostró un amor fiel a su afligida suegra y a su Dios, y ganó el corazón de los habitantes de Belén. Booz, que podría haber abandonado la idea del casamiento, también mostró gran generosidad a Rut y Noemí. La providencia de Dios: El registro dice: "Y aconteció que aquella parte del campo era de Booz, el cual era de la familia de Elimelec" (Rut. 2,3). Entendemos que al comienzo de la historia las probabilidades de que Rut terminara casándose con Booz eran realmente minúsculas. Muchos eventos circunstanciales eran necesarios para llevar a su eventual encuentro y su casamiento. l. Había habido una hambruna en Judá; de otro modo la familia de Elimelec nunca habría dejado Belén. Habían elegido ir a Moab para refugiarse, en vez de ir a otro país, tal como Egipto o Edom, donde se pusieron en contacto con Rut. 2. Debía haber hombres disponibles en la familia de Noemí para casarse con Rut. El esposo debía morir para que Rut fuera elegible para un segundo casamiento. 3. El hambre en Judá debía terminar de modo que Noemí considerara volver. Rut había decidido acompañar a Noemí. Rut tenía que llegar a espigar en el campo de Booz. Compromiso con Dios: Uno se puede preguntar cómo un amor tan abnegado podía existir en un período tan difícil como el tiempo de los jueces. La respuesta es sencilla. Tuvo su origen en el compromiso con Dios que tenían Rut, Noemí y Booz. Rut había tenido la oportunidad de conocer al Dios de su esposo y de sus parientes políticos antes que él muriera. A ella le gustó lo que vio, y le dijo a Noemí: "Tu pueblo será mi pueblo, y tu Dios, mi Dios" (Rut 1,16). Esto no fue tan sencillo como podría parecer. Los edomitas y los egipcios no eran considerados totalmente corruptos. Los israelitas habían sido instruidos para que fueran más tolerantes con ellos. Los bisnietos (la tercera generación) de los idumeos y los egipcios podían ser aceptados en la congregación de Jehová (Dt 23,7, 8). Pero ningún descendiente de los amonitas ni moabitas podían entrar en la congregación de Dios ni siquiera hasta la décima generación (Dt 23,3) Esta frase podría equivaler a "todos los días para siempre" (Dt 23,6). Los moabitas y madianitas habían contratado a Balaam para maldecir a Israel (Núm. 22,4-6). Cuando el plan A de Balaam falló, él sugirió un plan B, que involucraba usar a las mujeres moabitas y madianitas para seducir a los israelitas a la inmoralidad. La estratagema funcionó y trajo la maldición de Dios sobre su propio pueblo (Nm 251-3). Por esto Dios prohibió a los israelitas casarse con moabitas.

BIBLIOGRAFIA

1.- El libro de Rut Au. André Wènin Ed. Verbo Divino 2.- Diccionario Bíblico Au. Ofosu Adutwum Ed. … 3.- Biblia de Jerusalén Ed. Española desclee de Broumer, S. A. 1966 4.- Instituciones religiosas Au. J. S. Agüero García Ed. Paulinas 5.- Rut, comentario Bíblico, san Jerónimo A.T. 11, 1971. 6. - Rut, Ester Au. Caulleti Ed. Pauline 1983. 7.- Girolamo asceta della lussuria e delle`infuriata Au. L. Moraldi Ed. Urano 8.- Biblia Latino Americana Au. Equipo de traductores de la biblia de Jerusalén, 2001 Ed. Descleè de brouwer, Bilbao S. A. 2001

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->