Está en la página 1de 561
3.1. Hucinel wbarismme deta 32, ‘iss vacanino dmc to eeesace ei - a GEES geeseageaue - Peblaci6n'y whanismy 126 Capitulo 7. ESPACIOS AGRARIOS. 25 Un rico palrimonia morienenal y usbaniticn. 27 a % Dotucidn y jrergute funcional del centro... 138 Concertos ¢. Reforma iatzriores 7 I PRACtcas 28. 37. La ciudad henwdida.. 133 i 28 28 Asuasiones deve ut BB mh Tes ee De 39. Flcemo hiskivico, un espacio simon. ve 7.3. Usos precirantes del suelo: cociente de localiza. 28 Breiogracts 135 7d. Grandes tipor de uprovechanniento panadero 2a 7.3. Agriculura de regaio... x Capitulo 4, REDES URBANAS ... 3 16, Balsaje agratio. 7 on * “ 1.7. Maps tepogtilico: Vega dal Tajo ea Aranice > Concertos “ 17 718. Productdad agricole so a) Pasicreas. . ee 79. Tiers de cwlV0 on eg ‘ 01 4.1, Delimitici6a Jel ce de influsreia urbana... i BI AOGRAHS eo a 42. Foumade la red ortana mundial... in sPActOs 5 3 43. Lacepla rango-tamaio on tl ssa a i ra Capituto8, ESPACIOS RURALES.. x 44. Dl indice ce primacia urbane . 195 Concerms . 30 £5, Espocializaciim fancional 16 ‘ $4. Deslgual crecimiento de les municipios dels Comunidad ge Madiid... 198 Practices . 47. Weolucisn de los muricipios espascles 19 8.1. Poblaciin ayricolaen el mundo nn0ce, 82 Bvolucion de la poblacion rural. -scsessoe Pram arian 0 83, Evoiutn ee spat bad Ce Hapa 34. Explotaciones agranas, 85. Segundee resideroias. (88 86. ‘Transformacion de los paissjesrucurbanos CONCERTOS ae 1 87. Agricultura pariurbus 88. Comumo de Setlizancs Pracicas an 204 89. Husllaccolégica. Sil. Densidad de poblacigin 204 RiLiocnaats 52. Byporanca de vida 205 53. Disribucion espacial 34. Iadiee do dispersién..... 3.5. Morcalidad infenti) en el raimdo S66. Anilisis de Ts obva de Malthus... Brmuperarts.. ‘€fpitsio9, EL MAR, UN ESPACIO DISPUTADO. butt Couientes marinas Cos recursos matings peoquas ‘Capitule 6, ESTRUCTURA Y¥ MOVILIDAD DE LA PORLACION Actividad pesqucra y Sobmeexplorciin dt os mise Yacimiartos de petren Concertos. Riquezs mireral de ios fordos inarinos. Pasomteas.. ‘uss juciscocionales or Rtas martimas y enclaves esiratdgioos ocala conic. 02. Crecimniente intercenssl ena nence 63, Migracién interior en Bspatis 64. Ceatras asisiencisles, 85. Crecimnionto natural de poblaci 64. Pinimides de pobvacisn 57. Ocupacién ce ls goblaciéa en spas 5.8. Bstuctusa socic-ceupacional déama pohiacién Brenuce avi. ‘La pesca y el maren Internet . Grandes puettos de] mundo. ois principales puctios cxpatoles, ul del tral a parti de ua ftogra IRI AORAPTS. cannes Capitulo 12. EL ESPACIO DE LOS FLUIOS 00.00 ar el a ial Tale dl ZMSEPESESES G48 S SRSeeSSeSSERS 2 & E 2 yeeeen 8 Introduccién _ La Geograffa Humana maneja tctminas que comparte en su mayorfa con otras disei- o ae penecen nal ng cn po a al se pranabe! putes ecsmedic tel scomteiohe Dal tte 6] ok nde los paiajes uctuales. En definitiva, se irata de poner al al- ry voriadas y tan actuales come la tendencia general de 1a pablacia a concentrarse en Jas cindades y las trunsformaciones funciona, morfolégicas y sociales que se producen ‘en su interior, de manera especialmente nipida desde el Ultimo forcio del siglo xx. Desde ‘enlonces. sc avanza a uni ritmo progresivamente acelerado hacia Ia formacién de wna au- ‘entica ecumenopolis, acia la integracion de todas las cluckukes en uo tnioo sistema mun- dial, con papcles difereniiados cada una de ellas en funcidn de sus capacielades para adaplarse a las exigencius de! actual sistema productive. A la vex, las desigualdades cam- po-ciudad desaparecen y la forma urbana sc modifica. as aglomesaciones adoptan una forma extensa, cada ver més difusa, y en sus periferias nacen paisajes nuevos que con- ‘trastan con los heredados de! pasado. sobre todo con los perteneciemes a las dreas cen- tales, .a huell de la historia se signe mostrando com fuerza i través del ermplaramienta, la situaci6n, las tipologtas ck les planos, Jas caracteristicas de la comstruceicn y los vss y las cuniddades vecinates de absorciéne (UWA), bas dos étinnos oneebidlos con carscter provisional 19s procesos mas xecicnies de immizracicn extranjera. vinculatlos a la globalizacién nan reves asentarhiehtos murginales en las inmediaciones de las ciudades expar con la diferencia de que la precariedad es mucho mayor que la del chabolisma de S alloy cincucnta. Los ndcleos de chabolismo de entances, creadas por genes de pd (ue acudion cn maist a las principales ciudades (Madrid, Barceloni, Valencia. Bibi...) en busca de trabajo y de mejores cportunidades de vide. stabaer integrados por “Viviendas dé sutoconstruccidn de una sola planta. Construidas generalmente en ladirille menudo encalixlas, se levanteban en uma noche para burlar la prohibicién de elificar HerFenos gericolas. La mayoria de lus veces suraian en suelox no calificadox de urba- 405 pero mediante sistemas de camprayenta a sus propictarios, Con el paso del tiempo y Por la fuerza de los hechas consumados. la administracion se veia obligada a revalificar ‘Tos suelos otorgrindoles ta categoria de suelo wrhano, speck Pettios stalelettos de chabolus del Pozo del Tie Raimundo. cle Bnirewias, ce la le Orcasitas, etc.. como los de tantas owas localidades espafiolas, avtuaron SSomn0 anténticds frontes poneses cle whan zacién en las décadas de los avs cineventa y Stent del siglo pasado. La tipoogia de las construcciones reeorilaba las viviendas ru S die los inmigrantes dejaban en sus lugures de origen. Ahura, los nucvoss usenta OS Marginales responden en sui forma y caracter‘sticas mis al significado literal de labra frances, sanches del xix. Por illimo, también forman parte de la calificaciGn legat que se aplice a esinx espucias, lax colomias viuiad jardin de principio dk! siglo 20x, las colonias deca “sais haratas Ue Les afios veinle y weinta. y tipologias asociadas & las actuactones de la sDirecciéa General de Regiones Devastadus» en la década siguiente al final de la ‘Guerra Civil expaala La globalizacidn y el modelo de produecién posfordista introduvent dinamicas nue- ‘vas ce wtilizavisn del suelo y de exmbio social qne repescuten en el fuaciemamiento y pen, dle los ceniros bistoricos. La admministraciGn, tos agentes sociales dc ia planificacién urbana se von oblizdos @ dar eexpuestas cotidianas «é nuevos desafios para garantizy la conseryacién del palrimonie enftural e nisticico act ‘lade en muestras, ‘Achualmente, se imponen cn todas las ciudades extrmtegias {de intervencién urbanistica capaces de hacer compatibles la canservacién y ky recupe- figura 1.2, Cerne Histotien de Len, racién del pattimonio heredacio. Con esa finalidad. se deticnden criterios de snstenihi- Tidad y bi necesidad de crear condiciones de calidad de vida para sus residentes aeonles con lis exigencias de Tos tiempos actuales. Cinturdn de expansién: Bs un térming acuftalo para definir las drcas de expansi6n ur- band que suegen por la desaparicién de «lines de jijacién» que per tuzones muy varia apiens cerecimiento de Ia ciudad en una determinads direccién durante: mucho En la mayerria de los casos, los ris, la orilla lel mar eiertas Formas ce aprovecha- iniento econémico del suelo y calificaciones legales de usos del suelo, come pueden ser = ones is ere vines, Seared innit «zona de pro- prise, ‘canto freno y ebstéevlo al erocimiento de las cid ‘en determines ditecciones. paneer) ‘he Con el paso ce! tiempo. cua las mecesidadey de expansin urbana han sido més ace antes los avances te-ncldgicos en la gonstrageidn \o han permitido, much de las ba. "tera fsicas «cle cuales ote tipo que han difientedo 0 impedido kk construcetén, han seminal por dengue. ty ugar ld aro 9 Zon navas. Las nas de Jacidn can entonces pass a zcinnuromes de expensici, uilzando la terminologia su aes cs eementextrae plano de cua po MGR Cones 6 | CONCEPIDS ¥ PRACTCASEN GEOGRAMA HUMANA a Ciudad funcional: Til deseo de solucionar los dde le welt insti: huck- namiento de parte de Li poblaciéin en barrios insaluhres, mezcka de inclusirias y asen- samientos | 5 vongestifn de tificn, motivé enel siglo xix diferentes alternatives -enlre lis que destacin: el siapiime reformist», que propugna la ereucidn de ciudades evs en ‘uma realidad que se comsidera injusta y que se quiers moditicar: los “eproyectos higienistas de ciudad jardin» de Therener Moward y Arturo Soria y Mata, que Honan cl acremin del impo a cad ox. programas deren erin “pomo los de Paris de Haussmann y los de apertnra de «grandes vias» em muchas cludades, los «planes de ensanche», como los de Barcelona (1859) y Madrid (1861), En dl siglo Xx, Gropivs y 14 Corbusier son urtifives de nuevas saluciones a través de { 6 que configuram el modelo de ta denominauka «cued fanctomal. La estrae~ ‘ura urbana que se propone debe cespordlr a criterios de efivacia tapaves de resolver los pr hhersdladas del pasado y sutisfueer las necosidades de los agentes sociales gue ntervienen en Ia constroccicn y tiso de la ciudad. Le Corbusier se inspira en la espe- “Cializacion en las tareas y en la division del uabajo que imperan en la peoduccisn in- ‘castrial para propuynar un modelo de ciudad en el que cada ung de sus Funciones ha de “ocupar jonas espacialmente diferenciadas y segregadas de ticuertio con sus necesiciades, ‘La funciGn residencial os usos industriales, las actividades enmerciales y cle cio oeu~ parin zonas cspeeificas. La relucivin entre ellas se asogura mediante vias rapids de cir= -Gulacién que {acalitan la wtilizacion del autoradvil privada y de los transportes colectives ‘cculacion rolada y la circulacidn peatonal también se separan pata evitar inconye- nicnies y situaciones de interferencia entre ells. La trama compacta de! pasadn.en el casa de la eiuidad del siglo xIx asada funda ‘mentalmenie en ki mancana verrada, donde la edificaciin acupa todos y cada uno de los frentes de la parcelu que existen enire calles. es sustituida por el eorilen ablerio» «open planning», por lx concentracién de los edificios en bloques y lates que dejan el resto de [parcels como esac re pre amie verdes yequiamlent oletivos: Ie, iglesias, -centros culturakes, estacionamientos, ote. Le Corbusier también defiende Ia consteuccién de los edificios sobre pilares de hier y hormigen, dejando diana ta plama del nivel de calle para facilitar Fisica y vir -spalmente la prolongacién de! campo, del verde por ¢l interior de la ciudad, De est ma ‘nera se podria levar 4 eabo La idea de lo que él denomind la «ended weve», la ciudad ‘que proionga por cl interior de! espacio. conseruido lus supertivies verdes del campo. Ta eeiudad vender quiere dur un paso mis respecto al madielo de «cited jareine _Btopiiesto por Thezener Howard y Arturo Soris Mata a finales del siglo x0x, que pre ‘endiata aproximacicn del campo aa ciudad como principal instrumento para mejorar ‘Iu calidad de vida de los habitantes de la «ciudad industrial» y permutirles exeapar de los “botrores de aquetla ciudad que tambign cra calificada de «ciudad de la muerte» por la yada mortatidad existente en su interior. El hacinamniemto de la poblacién en barrios indlubres, a polucisn del aire por ef humo de las fabrieas y la eoataminaeigin de las las por los vertidos industriales y urhunow exan i s causes ditectas 9 indi- ‘ectas cle enfermedades que provocaban clevadisimas lass de mortalidad. Una thima caracteristicu de la «ciudad feacional> es la introduccién del viario je- “Tarquizado. Frente a la regularidad dei viario existente en fa cuadricula de los ensanches, ada poligono u dred residencial dispone de su propia rel viaria. Vias principales (A.CIUDAD.UN ESPACIO HEREDADO 7 facilitan a lu circulacisn rodada el acces y la conexisn con wtros barrios y otras vonas do usos del sucle y vias secundarias hace posible la legacla de los residemies median 1 Ja utilizacign de su pnpio a vebfeulo a las puertas de su casa 0.en tele caso, alas In- mediaciones de su vivienda. La puiblicacion de li Carta de Atenas ¥ tos Congresos de Arquitectra fueron las ca minos de difusicn del modelo de ciudad funcional, [1 plancamiento oficial aswaniti en todo el mundo este modelo. FI Plan General de Ordenocién Urbana do Madrid de 1929, elabotado por los arqnitectos Zuazo y Jansen cs una uplicacién tempran del es- quema funcional a la organizacion de la ciudad, con un gran centio, corstituide por Ia cindd heredada, y un anillo de saldlites industtiales y residenciales separados por wi cintursin verde, Las nevesidudes de reconstraccisn de las ciudades europeas y de crear abundante suelo uirbano para hacer frente al fuerte crecimicnto urhano posterior a la Segunda ‘Guernt Mundial. vinculado a un inienso éxodo rural, propagaron el modelo funcional através del planeamionto oficial. Hubo que eyperar « los ufios setenta del siglo pasado para que este madila de eindad fuera euestionado por el planeamiento mis secicnte La ctitica ha carcido a cary, sobre todo, de! denominade «planeamienio de ta auste- ridad>. jue tachs 1a ciudad funcional de despitfarradora por su cariicicr extenso y su excesiva zonificacién. la que repercite, ent otras cosas, cn un consume muy elevte do de energta y en una segregaciGn social que origina (ensiones, murginacion ¥ ex- usin social (Ciudad industrial: Le industria fue el principal factor de urtvanizacicn elesd la segun: da mitad del 21% « Los aitos setentu del pasado sigio. [-as eindacles industrializadas con entrar los mayores crecimientos de pohlacién durante ese periedo, ovuparon los primero lugares de la jerarqaia urbana y sus paisajes experimenturon una gran truns- formacidn. La revolucidn industrial incrodujo ta Tabrica en. la ciusad y pravocd tna aflaencia imatsiva de campesingy hacia ella en busca de puestos de trabajo, Las nuevas formas de produccisn, los nucvos sisiemats de transporte, | éxodo rural y el espectacular aumenio Ue la poblacicn desde principias del siglo xix aniginaron un modelo de ciudad ciferenie al que habia exisiide hasta entonces. Muchas ciudades se convisticron en centras fabri- les y contros: neurilgicos de comunicaciones, fuvurceies por la eonstruccién dal ferro- cartil,ta intrxtuccin de tos hares de vapor y la stcumlacion de capitales. Las ciudades industriales del siglo X1x erecieron de forma espectacular, los Ingares tle tmihajo (las fbricas) y de residencia (barrios burgneses y proletarios) se separaron sgacias a los sistemas de transporte enlectivos que por primera vez hicieron posible los dlesplacanientos a grandes distancias. La forma urbana empezd « hacerse extensz, los aseatamientos urbsnas perilicron la escala humuna y se convirtieron en aglomeraciones. Ala vez, las cindades sc hicieron devoratoras de vidas por la falta de higiene. las malas condiciones ambiemlales y la densificacién de los espacios construids te Tas nuevas cla- ses trabajadoras. Las «cirralas» madilefias 6 las cciudadelas» asturianas son algunos Sjemplos dc los habitats residenciales urbanos vinculados a la revolucién industrial dentro de las ciudades, micatres que en les periferiay proliferaban también formas va~ sjadas-de asentamientos espontineos, generalmente apoyados en las vias de acceso y ent Jas Linees de tranvias a a i _ La necesidad de controlar el crecimiento de la chudad industrial y el deseo de re solver los posibles vonflietos sociales «lontro de la ciudad en eneral impinlsiron tam- bign fa planificaciem y la legistacion urbanfstica a partir de medliados del siglo 1x, Los fensanches de poblacién (Madrid y Barcelona entre ellos) y las grandss reformas in- feriores (comp las de Paris y Views) Faeron fas principales resputestas desde la pla ficacién urbana a las contradicciones y contlictos generados por |a ciudad industrial HH plano cn cuedricula, la edificacién en manzana y lus grandes vias interiores me) taron las condiciones mediourbientales, Ia mavilidad ciududana y la calidad ce: vida de la pobacion Por oira parte, el deseo de super la contradiccivin dialgetica eampo-ciudad, acen- tuada por el model de ciudad-inclustrial,justifios también los proyectos higicnistas que pretendian facilitar e! contacto con la naturaleza y mejorar lus condiciones de uloja- Thiento-de las clases trabyjadoras. En Espa, estos icleales se plasman por primera yer ‘ena Ciudad | inaal de Maclrct (1885). de Arturo Soria y Mata, y en lis muraerosas co- Toniais det tipo «ciudad jarciia» que se constrayeron en la mayorfa de nuestras ciulades al ampiro de las Leyes de Casas Buraias (1908, 1911 y 1921), COLONIA ITURBE “POBSTE, se, BERAO" Figures 1.3. Cirlonia de Casas Baratas, Fuente del Bora © urbe en Mad Yaren el, las propuestas de planificacién urbana del fameionalismo, ascciadas ¢ bs planteamientiy de Le Corbusier y Gropius, luego difundides y gencralizados por le Cariade Atenas, representan el mado més completo de dar respuesta ¢ las exigencia ‘tspaciales cle la ciudad industrial de este siglo, de 1a eiudad vineulada 4 la industri ndista. En Espana, le Ley del Suelo de 1956 y los Planes Generales de Ordenacidr titer dibindicron ci modelo futcieinal de civlad zonificasin y-unon del sucls segre Eailos. Paligonos residenciales y 2onas industriales se convirtieran en elementos ca ‘avteristicas del paisaje de cualquier ciudad a partir de tos adios cincuentn, Lx edife ibn: en manzana Tue sustituida por la construccién en orden abierto (blogues 3 Hes) y lu regulacided. de la cnadvicula fue remplazada por fa imreguaridiad del viani¢ Jetarquizado. > Sai a a rico Ciudad postindustrial: Bs el modelo urbano correspondiente a las «eiedades is evo Jucionadas. La ciuchad adguiere una forma dispersa. muchas zona de las drwas centrales so dogradun y terccrizam, mientras crecen dilatades petiferias residencies «ce vetvicios donde se elimminan las iferencias entre el campo y la ciudad. Surgen, asl. deus metro politams, askomeracienes urbaness. conurhaciones y mnegalSpolis, que levan vada ver ids a tener que hublar de axentamientos complcjos. de earicter polinuelear, pacu tefe virnos a la forma de las ciudades comtemperdneas La forma urbana disperwa ebliga ata poblacigu a vivir simulténeameate en dite rentes escalas espaciales, agmapadas y concotadas Luncionalmonts, Las buses que la ha- cen posible son: ums buenas comunicaciones pa la maycwia che 1 poblacién. ana in- formovicn suliviente y adecuada pata sosiener el trabajo de las personas que residcn en estas ciudades y para satisfaccr sus necesidades personales y ¢olectivas, confienza en Iaeficacia de ios mecanismios de direccitn. pasibilidades de gestion y contral a di tancia de los recursos de trabajo, y, por dhimo, cxistencia de energéa y Tuaterias primas baratas Sinembargo, los problemas yue suscita fa forma dispersa de la ciudad postindustsia San mimerosos, lanes que muchos consickratt que la ciudad. actual se halla en crists (Clark, D, 1999), Las bases que la hacen posible. y 9 las que anteriormente se ha hecho referencia. esultan difictes de plasmarse enn eficacia en la reutidad sobre todo em las ‘luclades del ‘Tereer Mundo, Adkins, las actuales comliciones de rcipida urbanizacien, no ‘solo para ciudasles de crecimiento vertiginoso, inmersas en fendmenos de implosisn ur ‘bana, como ciudad de México, San Pano « Caluts, sina también para ciudades de mo nor eteeimicnte, como Pars, Tokio, Fstocaliny o Madrid, amenazan con poner en poli- ‘gre las sefias de iskentidad que las caracteriza. Los avanees en las telecomunicacioncs y e! desarrollo del automavil como modo de transporte cominante favorecen también fa tendencia a la Gespersonalizacion del espacio urhaano, ‘Todas las vircunstancias anteriores obligan a un nveve urbanismo, integrador ¥ de concertacién, basadn en politicas de reestructuracién de las periferias y de reequilibyia metropolitano. En las conas interiores y en los bordes de las aglomeraciones se em- prenden intervenciones de urbunismo concertado, entre las que destacan las que ac meten Ja transtormacisn de antiguas superficies industriales, viejas instalaciones ferro Viarias y frenics maritimos o Mluviales degradados para comvertirtos ext nucvas zonas residenciales y de servicios. EL Pasillo Verde dle Mactil, la remndetacién del barrio de la Rateelonela y la coms- truceion de: Ia Villa Olfmpica, gambién en Barcelona. ast camo la recuperyeiGn cela Il de la Cartnja en Sevilla, son alztmos de Tos ejemplos mis significativos de remodelacicn de espacios ccnsituicts y le st adptacién i lus exigencias de la citidad postindustial. La renovacidn del fica’ lel Tajo en 1.isboa correspondiente a la Expasicién Universal de 1098 y los «Dacklancl» londinenses son otros dos importantes ejemplos de estos pro esos de’ mejor urbana, Los intereses econdmicos de las grandes inmabiliarias y las nucyas formas de vieia asociadas a lt ciudad postindustrial favorecen la reconversivn de artiguos poligomes in dustriales cn espucios residentiales 9 en espacios de uso mixto: residencial, industrial y ‘ereiario. Antiguos almacencs y viejas instalaciones industriales se transforman inte- ‘ormente para detarias de un uso residencial en una nueva forma de oferta de viviendas ea corstituyen los denominados wlofis». Hn general, se ata We viviendas apenas com- Feraimenus interiormente y, a menudo, en dos niveles que resultan de la reestracta- “fcidn de amicriores instalaciones industriales en las periferias Fowmadas en ls fics ein “queria y sesenta Fin Jas nuevas periferias de la ciudad actual surgen también Ta penetracion de fa navegaci6n maritima hacia el interior. Es el punto el trashorda de kos viajeros © la ruptuna de carga de has meveanctas que Tegan 0 ene ine -Aveces la ciudad se eniplaza en el lugar en e] que Gusrante mucho tiempo existis el m0 p js na a vont, yg -atocemaceshacl a Gosermbeaa LACUDAD.UNES=ACIOHERERADO 1S imoosibitiaba [a eonstruccién «le ningun otro, Ejemplas significatives de este tipo de emplazamiento los constitayen las ciadades de Bilbao en la rin del Nervin, Burdcos en el Garona, Ruin en el Sena y Hamburgo en et Elba. En otros cases, el emplazamiento se cefevida mils cerca de la deseinbocaxlura, como acurze com Lisboa en el Tajo o Buenys ‘Aires en el Rio de la Plata Istas flaviates A veces son istas sittadas en medio de los rios, que faclitan el paso Tas, las que hin dado Lugar al primitive emplaramiento de una ciudad. Paris, fundada en «L’ Ie de ta Cité» .en medio del Sona, Confluencia de ries Hay ciudades que han surgide heneficidéndese de la confluenciat de varios rfos, Lass ciudades de Leén, Segovia, Valladolid. Lyon, Saint Louis y Manans son algunos ejem- plos significativos. ‘Todas Jas ciudaces emplazadas al bore de los rins responden en st orgon & um fun eidn comercial, defensiva ¢ de control de unat via estratéaica, A su ves, esas actividades actian come motores de desucrollo y creeimienw webano, al menos bajo ciertas cir- ‘cunstancias y durante lang tempo. ©) Retieves costrros Muchas ciudades uparecen asentadas sobre formas Uiferentes de relieve de ta costa: (Clidiz, sobre una isla plana, con cl paso sel tiempo convertsia en un timibolo unio a tie ‘ii por una lengua de arcna dongle todavia existen caiios y pantanos; San Sebastiin, s0- bre el tombolo que wae ef monte Ungull « terra firme. entre la bahia y ef rie Urumea: Cartagena, sob: una poyseria peninsula frente a una bahia dhe exeepcianales condiciones naturales de abrigo y defemsa; Rio de Janeiro, en una lianura costera entre la montafia y una zona pantanos; Salvador de Bahia, sabre un: promontorie rocosa: Manhattan, sobre una isla, ote La evolucién experimentacha por las ciuuducles a partir det siglo xx ha heehw que sus primitives emplazamientos resulten cast siempre incapaces de hacer frente a las nece- fidades de mayor espacio urban y de ulbergar 4 una cantidad erecieni¢ de hubituntes, rrios sacialistas de las ciudades dc la antigua Unicn Sovictica y de otros parses ‘Oriental, una ver que el Stalin opté en 1931 por lo edilicacvin con- fronte a la dispersién ‘emluxices por los cenominadks «desurbuanistas, ja mas pura teorfa espacial marxista, que protndia superar la antinomia earmpo- De este modo, el paisaje urhano de lus ciudades sociulistas so usemejaba en gran era al de los «casembles» franceses y sl de los potigonos residenciales espafieles, ‘con una concepeign urban(stica y anguitecitnica todavia més rigida y mondiona, econmicns del plano: L.os intereses econdricos han determinado skerapre cid intensiva del soclo y fian oFientado Ta expansicin de Tax ciudaekes a ex- |eniomo rural. Los cumerciantes y Jos artesanos duron origen a nummcroses ba: ‘y-arrabales en las ciuducles medievales, sobre todo durante los siglos de enaci- comercial. siglos x1 y xit. La mayorfa de ellos vio lugar a plnos imegulares.. ixjckoo extents por entonces,de manera que la ciudad acebs dexdablindose. ‘son los denominadas «Portus 0 «views» en Alemania y «hurgoss en 10s espacios dedicados » mereados en 1a entrada principal de muchas cindades -esparialas acsharon transformdndose en plazas maycves on inn praceso cae se ipl ry e pools hast finales de! sgh xv Vallaolil, Mai Vie ‘plazas mayorcs consorvarox li funciin comercial que les habia sécvi- -oriuen, pero incurporaron {2 de concentracidn del poder eivil, lugar de represen- de fiestas y juegos. y lu de punto de encuentro de grupos sociales de diferente -incluida la prepia Corona. todo ello dentro de-una escenogratla harroca. fuctores econtémicos definen también de manera dominanwe ta diseritucidn es- }de lus uses del suelo y la construccién urhana cn la ciudad industrial y postin . HI plano de la ciudad funcional. con su viario jerarquizads y zonas perfects cliferenciadas para satistacer las exigencies de las actividades que tienen lug en jidad (residir, producir, descansar, circulur), expresa el alin de eficacin de! mode de fordista y relleja el juego de intereses te las fuerzis econdmicas politicus del plano: La funcién politica de Las eiudacks y las posibilidades pro- ticas que permiten sus edificivs y entramade han determinado el interés de los plies a través de texos los tempos por dejar su twella en {a mertolugt y el ‘utilizar la coustruccidn de Ja ciudad al servicio de sus idealés. Por ese. cnet licionan safe todo los planos corespemdientes a las ciudades que desempeian in che 0 gue surgieron alrededor de una residencia real y on momentos his- exaltacidn del poder del principe, como fueron ly sils XV, XVI Bn la Roma imperial y. sobre todo, en los tiempos modernos a partir del Renaci- siglo xvi! Bstado muestra su poder mediante un monumentalismo que se en la realizaciin de plamos generales o parciales inspirados en los principles es del urbanisinio clésico: la Vinca rectal, la perspeetiva y Ta uniformidad. LACUDAD, UNESPACIO HEREDAOD 21 Con estns criterias monumentalistas, asociadas a la exaltacidn de! poder, se reali- ‘aren las grandes residencies reskes de las siglos Xi y XT y se ofdenaron sus entoraos turbunos, Todos estos conjuneos fueron estruciurados sobrt la base cle grandes esceno- ‘grafias que vonvergen en um punto 0 fovo central, denide s€sitda cl palaciw coma medio. Ge afirmaciin del absolutismo y eentrulisme politic de la époce Versalles, Nuney, ‘Curlsrube, Copenhagne. San Peiershurps y Aranjuee ‘Latmisma intencién politica persiguid la mayor parte de los ambiiosos proyectos de feformas 0 de ordenacidu urbana que se avometierem en las principales capitales eur peas duraite Ios siglos xvi, Xv ¥ XIX. Entre ellos destacn los que se efecmnaron en Pa fis: Ia comsicuccida de amplios bulevares y de la Plaza de la Concordia para cnaltecer el poder de Luis xi: la erdenacidn ue los Campos Eliseos eon sus arcos de triunfo, el de ja Esirella y o} del Curmusel, y su prolongacién por la calle ‘Tivoli, en tiempos dle Na- paledn, para emular a ta Roma imperial, y, finulmente. tas refurmas del. bardn she Flanssmann. que modificaron la trarra de In eivdad a base de grandes bulevares con- vergentes en plazas. Tumbién en Muclrid se llevizon a cabo en of sighs Sevut importantes obras urbuntsti- ‘eas.con alga dle memumeatalidad, entre las que sobresaten las cel reinado de Cartes mt, irigidas a converts lu ciudad en una aaténtica capital de rungo europes: Ia ordlenaci6n del Paseo del Prado, fa consiraccicn de pucrtas monuimestales, el trazaco de Jos paseos ‘abolados en la zona sur (Paseo de las Acacias. de los Chopos. de los Olmos, ete.) y Ia configaracion de las aciuales rondas. Enel siglo xx, cl monumentelismo urbunisticn estuvo especialmente active en Italia ¥ Alemania. donde sc impusieron durante un period de tiempo regimenes politicos ci- Figidos a ensalzar la fuorza del Estado y el pier dl gin, condicionan ta estructura urbana y contribuyen 4 configurar su paisaje. El andliss > lus funciones permite reconstruir fa historia urbana. va que el nacimient y la posterkor evolucisn ce cuslquier ciudad van ligadas al predominio de unas votes actividades, ‘medina estuba 2 ou yee interiormente compattimentada. Dentro de ellas haba ba- specializados en determinadas actividades, juderfas y urrahales, Estos Gltimos eran os oan vida. prop fuera del nucleo fundacenal y se agrapatn en torno w una Get Algunos barrios dispenian de cereus con puerta que se ertaba! por In nach rian por el dia. El viario cs extremadeinente imeyula’, ya que las calles sn to que ques libre una # Gite lox particulares fun ocupado el suclo de la civdad. Muchas calles terrninan en do de sacu (adarves) ys ckeram por la noche on una apropiacign del espacio publi- Bor los wecinos y en un afin por setuntizar Ia seguridad de las cusas. A memodo, lie ones cubien el vuelo de ia calle como consecueneia de un aprovechamientu i 'vo y en altura del territorio (eobertizos). También abundan las plazas privaelas (cor ®); ue se cicrran por pucrias en wn proceso de significado andloga al de los adaxves. _Elcardcier imegular y ubigairad dle! plana iskimico se acentéa por la tendencia u la Bpartimnentacion social y funcional del conjunto de la ciudad por razones prifticus, cas, sociales y de sonsibilidad esigiica.. 26 CONCEPIOS v PPACTCASENGeDseAFA HUMANA LACUDAD.UNESPACISHERDADO 27 Megalépolis: Desde cl punto de vista de! proceso ske urbanizacivn, las megatépolis pue= den ser considersds como |s forme mis evolucionada de desarrollo nibs. Si origenes, se Tomoman 2 los afios sesenta del pasado siglo y son el resultado de la faerie urbaniza- “cin de las sociedades rnids avanzadas, J. Gotimann (1961) fue ef primero en idewtificar ja -existencia de varias megalépolis en cl planeta; la costa Este de Pstados Unidos, dese ‘Chicago a Piishurge; el territorio incluidy enure las cuencas londinense y del Rin. y el es- pacin comprendido entee lis cindades juponesas de Tokio y Yokubuma.Cada una de es las aglomeraciones poseia ya enlances mas de 20 millones de hubitantes y dents de ellas. eaistian dscas mewopolianas, conurbaciones y ciudades de diferente tamatio. Aparte de wna densidad demogrética muy alta, enie las caractevstions esenciales de Js megalépolis destaca la extstencia de uns red de exmuinicactones muy complesa y efi- cicnte, La movilidad de la poblacién ea su interior es muy inicasa y las velaciones de complementariedad y dependencia funcional son muy estroxihas, ‘Bn fa actualidad. tes grandes megalépotis contienen la mitad de la poblacién total de Estados Unidos: la de Boswash, desc Boston a Washingen, con &) millones: lade Chi pitts, formada por Ia franja que bordes los lagos desde Chicago a Pitisburg, con 40 mi Tones, y lade. desde Santa Barbara a San Diego, una de las sonas tevnalogica- ‘mente mds avanzadus y de mayor nivel de vida. Entre Boston y Washington DC se exticndle una yiguntercti regi urbana de més de 600 kildmetcos de didimetto. Todas lass ‘ciudades estén escrechamemw rlavionacas desee el punto de vista funcional y se en- ‘cyentrun muy bien comanicadkts por transpories aéroos y terrestres Figura 1,8, Megaldpolis dc la costa nonleste dle Bstacos Unides, . reunion de diferentes berries, Para el orgamicismo, la exmidad vecinad» es la entidad espacial hasien ce Io clad y la primera ostula de lu estructura social. De este modo, la «unidad verinal> aetia coro ‘elemento biisico de una teoria urbanistico-sovioliigica que s¢ muterializa ent lo que ¥€ ha Uenominadd la «riudad comunitaria». 1 comunidad se convierte dese esta perspeet ‘va en la pieza clave para alcanrar una sociedad mejor y, sonseeuenternente.una ciudad ij, enlazando eon lox ideales del wtopisma efarmista, Cabrict Alomar es Mejor 1c- ppresentante en Espaia de este urhanismo sociolsyivo, desarrallado a través de sus pu blicaciones y en los Planes Generales de Ordenaciéa Lithana de los aflos cinenenta en Jos que purticips (lerdin, T. de. 1982). Plan Especial de Reforma Interiar (PERI): Los Planes Hspeciales de Reflorina Interior oa instrumentos do planesmiiento contempladas por las Leyes del Suelo dk 1936, 1975 ¥y Sus posterinres reiorms. Esios plates tienen como objetivos descongestionat. creat doucioncs urhantslicas y cquipamicntos comunitaries, sanear bartios insalubres y te solver problemas de cireulacién, estétiea y mejora ce! medio ambiente En los afios sesenta, los Planes Especiales de Reforma Interior fucilitarom a ven: vaciémn de las devas centrales de lus ciudades espafiolas junto eon los mecanismois legit fos de la dectaracidn de ruina. cl derribo gubernative y el registro municipal de solares Sus resultados fueron la modificacidn del paisaje de Los centros histéicos y Ta tram formacién de amplivs scctores urbanos en benoficio de grupos sociales domitantes. Por el contratin, desde finales de los ufos setenta, los Planes Especiales de Reforina Interiee se adaptan a las necesidads y estrategias de rehabilitacién dentzo de eriterios de eet peracivin integral A través de Jos PERIS so establecen criterins ie intervenciGn, se dineiian programas de actuacion y se arbitran sistemas Ue financiacién para recupercisn y mejora de las reas do rehobiTitacién intograda. Por otras parte, los Planes Especiales de Reforma In- 30) CONCEPTOS Y PRACTICAS EN GEOGRAFIA HUMANA - jor (PERI) permiten disponer de informaciéin precisa sobre tipologits edificatorias de fis 2onas tirbanas en que son aplicadas, sobre los equipamiemos ¢ infraesiructuras Peistenies ¥ sobre la estructura social y eomportamienios de le pohlacién que los habita. {Los Planes Espociales de 1a «Ciutat Vella» de Barcelona constitnyen isn magnitico gjemplo de las posibilidades que proporcionan les PERL para intervenir on actuaciones Ge coaservacidn y mejora de los espacios centrales de nuestr¥s ciudades 196 las sisie- iiiticus operaciones de demolicion y sustiucidn efecudas en los afios sesenta ‘La «Ciutat Vella» coincide con ol miclen més imtiguo de Bareslona, com la ctidad de frigen romano y su expansidn hasta meciades del siglo XIX. ste espacio eoncentraa fete la poblacién y Woda La actividad de la ciudad hasta 1850. Bn las épocas de fucrte in- JisraciGe de los ifios veinw y del period de autarguia se tasCarmd en 1a zona dle mat or densidad residencial. Actualmente, es un espacio ocupado por una poblacion muy Fovejecida, ce escasos recurses y con un creeicnte proporcidn de inmigrantes extra eros. Bn su interior exisien Sreas diferenciulas que coinciden uproximaclamente con hos Himnites de los Planes Especiales, La tealizacivn de estos Planes Especiales comié 0 cargo del equipo de Oriol Bohizes ‘eomo responsable del fea cle uehanismo del Ayuntamiento, Un avance de los estuxtios previos fue pablicado en vl libro «Plans i Projectes per Barcclona».en 1983. Plan General de Ordenacién Urbana: Tis un instrumento jurilico ile ordenaciéin ur- bana:contemplado por la Ley General sobre Régimen del Selo y Ordenacién Urbana, ile 12 de mayo de 1956, y desarmollado por sus sucesivas y posteriores refomias. Me- dianie los Planes Gonerales de Ordenacicm Urtoina se regula la produceisn, ordenacion ¥ tlisificacidn de! sneio de nuestras ciucautes. Fl Act 10.1 de to Ley del Sueln de 1975 definga ol Plan General Municipal de Or- denacién , al tiempo que se [jan las comunis ‘iohes, se clinen las condiciones urhanisticas del equipamiento, sv hace una progra- Mlelon econdmica y se determinan los medios de proteccién de! medio ambiente y del monio heredado. Los Planes Generales establecen un plan de etapas part las ac: Tuaciones propucstas y obligan a la realivacién de un estudio econémice financiers ‘ata gurantizur ta ejecucidn de las petwaciones urbanisticas aprobadas EI Plan General > Madrid de 1997, reoogido en la Figura 19, responde Wenieamonte Aus fitacteitcas dl todas estas norms de planwnmieno y die ol punto cde wists del Battal urbanisice apuesta por esta cad como gran méxpoli del sur de Eurep en ‘HB murco de la glotulizacicn. Para conseguiclo, we impulsa la mejoru de las comneniea~ ‘lones internacionales, sobre todo a traves de 1a amplinckén del saeropuerto de Barajas, tee convierte en ta obra civil mais importante de Eurypa y en la pieza imprescineible ae, Asegurar el papel internacional de Madzic! en el sistema de grandes chudades dol ido, También como wovedad, se recuper Ii escala metnopaitana como Ambito de ac- hon LA CIUDAD.UN ESPACIOMEREDADO — 31 ‘Sen Sebastian, doles Royes 2 iadsions Opecasion Camnamente ©) hove del Culsbre 3) Rotormas de Méndez Aare Figura 19. Plan Gon de Ondenacin Urbana de Madrid de 1097 uavidn, aunque reduciéadola al espacio comprendidy dentro del anille invorapleta que forman la proyectada yfa de cireunvalackin M-50 y los limites del municipio madellefio parel norte (L. Rodriguez. y F. Nusarre, 1995). Fin su interior, as propuestas do inter~ ‘encién se dividen en clos coronas, la del nort: y Ia del suroeste-sur-sureste. Larecuperaciga del contro de la ciudad se apoya en Ia mejora de las infraesteuctuas turbanas y en la concesién de aymulas a los particulares para remexlelar viviendas y loce- Jes. Se sigue ta politica iniciada en décadas anteriores para frenar el deteriora del centr? yy 81 pérdida de vitalidad funcional, poro con criterions de exibilidad arquitectonica que ‘modifican el rigido proteccionismo anterior Plan Patcial: Los Phanes Pacciales desurrollan las propuestes de actuncién provistas pot Jos Planes Generales de Ordenacién Urbana (PGOU) segéin an plan de etapas para lot mbitos territoriales en que se descompone ta ciudad. Por eso Tos Pines Parciales bat sido calificados como figures de plancamiento operutivo 0 de aetuacién. Bn toda ead, constituyen instrumentos sctivas e inmediatos del planeamicnto para ordenar reas de superficie teducida y homogénea que se han de urbanizas y edificar en un plao celeti- vamente carlo (Léper de Lucio, K,, 1994), $2 CONCEPTOS Y PRHACTICAS EN. GEOGRATIA HUMANA. ; Planes Parciales de Ordenacién estableven los usos del suelo pormenorizados .0 poligenos y dibujan el trazaco de sus redes de vomunicaciones. minty Yariadas, ya que. junto a cindades de diferente tamatio, puede haber éro- tunas. agiomeraciones y comuraciones, En sine sain. apie amas localidacks, a menudo mlegracas en un area metropolitana, que acta 0 ac Mino clemenios capaces de verisbrar toda la reaitn. La Consunided de Madrid ta nig septentrional ule! Pais. Vaso, trdngulo integrado por las ctudades de Ovie- Evilés ¥ Gijdn en Asturias proporcionan alginos ejemplos espacles de regiones Blconjuntio de ciudides que integran lo que sc denomina el «Randstad holandés» cs ae: fone signifoao aa regi6n urbuna europea. El «Randstad» se dispone a modo defragja urbanizada yue enywelve una gran zona interior predominantomente agraria, especialivaxta cn horticultura, El «Randstad» est compuesto por cuatro conutbaciones dlrededir de las ciudades de Rotterslam, La Maya, Amsterdam y Utrecht. La capital ex ‘a Haya, donde reside el poder politico, ef Gebierna y el Parlamento, pero el poder jini Sobre todo Financiere, so eonenita en Amsterdam. Las actividades por- pars ¢ industriales més importantes se localizan en Rotterdam. Por tiltimo, Utrecht 1e- ta La metrépoli intelectual y comercial. xklemés-de aghtiiat ina iempottante in fd texlil. FI resto de la industria y de los servicios s¢ hallan dispersox por et iinesior del «Randstad». ress utarisadse Ba 4 ee ea | fe | 18.96 Note Flguea 1.11. Una regidn urbana. El Randstad holands, LA CIUDAD, UNFSFACIO HEREDADO 37, Ex telus los casos, el concepto de regi urbana implica el predominio de wxidey ds vida y Comportamientos propiow de le viudad. incluso on las songs rurarbanee Inds distantes de fas areas centrale. Tn lis regiones urbana, los moviimicnion pest dulares de lus personas. desencatlenaios por motives dk trabajo, cio 0 seticios. seq uy intensos, Pars que ello sea posible, lap redex le cornunicaciones sion densa, sistemas de transportes estin muy desarrallacos y resulian estrechameme comple mentarios. ; "i del Aynnto dL eProgruma Operative de Urbanism, Vivienda e Infraesiruetaras del Ay Bed Mitdrids para cl periodo 2004-2007 profundiza en los objettvos de revit Me gel Centro. dentro del propdvito de erear la imayen de un Madrid cosmopolita, jy de vangiardia,prencando wus valor cules © treo. Pa lo se instru: es de actuacién, las «Areas de Rehabilaacin inte- fs isouiow nei de usc, Aas de Rehan Ine ents) que bencficirs un tfal de 400 viviendas¥ cue tene muy en cuen- Jovenes de menos de 35 aiios y Tos mayores de 65 aflos. Tambisn ve quiere ‘en Ja mejora del entorne emblemitico para reforzar la memoria histérica y se tig uctuacitn sobre ejes estructurants nb contensplades antes. Dentro de estas jacreacidn de bulevares, el «Plan Especial Recolerus-Priador a recupers ‘Rehabilitacion: Actuacion urban istics en cl interior de ta ciudad en la que provilece i ideu de conservackin sobre la de eraibo para nuevas construcciones. Tntre mis objets figoran la conservackéa del patrimomio odilicado por su valor hist6rica, simhslied. coy yivencial y educative. asf como el mantenimiento de la poblaciim y de las furciones te dicionales. [La puesta on marcha de programas de rchubilitacién tequiere la volaboractbn de los podeces piblices, de los propietarias del suelo v de los yecinios como usuatiny de 1a ciudad para armonizat interescs contrapuestus. Las éreas de rebabilitacidn profe. Fonte son ¢jemplos representitivos de estas actancicmes en la inayoria de muesttay che dades. rte, cl «Plan dle Accid del Centro 2005 , con una inversion de 188 rnillo habitable, mis integrado socialmente, mas conempordnen v mas «active desde et vista cultural. De esas actuaciones, casi cl 40% corresponden a las reas del s nmunieipal de Urbanismo y Vivienda. Las actuaciones son coordinadas por la i del Centro y cada drea Concejalfa tiene capacidaal para desurrollar sus props “politics ie actuaciin con proyectos concretos En Madrid, la primera actaavién piiblica importante dirigida a la rehabilitacién dle viviendas en su centro histérico fue la que se sealizé en lu decada de lus achenta en el entornn del euartel del Conde Duque, afectando 4 un total de 2.400 viviendas, €! 32% de Ins existentes. Fue la primers aplicacién de uno de los denominados «Programas ie fntervenciin Proferenten que se diseRaron deuiio del «Plan Centra de Madrid» (pressntado en diciembre de 1987) para la rehabilitaciou del easco hic, Uitiet como eentinuscién del «Plan Especial Villa de Madrid» de 1981. Vsiox pro. gramas planteaton la mhabilitacin de las éroas especialmente més degraeladas iie- diante la concesidn de ayulas ecomdmicas y la intervencién directa, con vn horizcuic de mas ile 111000 viviendas en 800 editicios. Para conseguir estos hjctivos, se pu- sieron simultineamente en marcha los denominados «Programas de Adecucicwn Arquitecrdnicar, encargados de la mejons de clernentos comunes y esiructarales de Jos eatificias, ' i ‘ ere fen y vitalided Rourbanizacion: Se denomina esl proceso de reeupermcién demogricn y vitaidal eon nearly pr sess degen st pon se mens Betpattincos dorivan de vomportamientes «urhanitas y del deseo de muchus pervonss: eens Costes sociales y econcimicos ceasionados por la distancia entre el hagar de psidencia, en la periferia, y el lugar de trabajo. en el centro. e it eturacicn la wnias metropolitanas. de construccién: § Polliticas de reestructuracidm de las econo ictropol e Bees idecineey ac crenctcdoscrttoe ad cpclanicn on ni dloterminan que las arandes aglomeraciones hayen ywcito a registrar tases de re- lO Siperiores a las observadas en Ins ciudades mas poquerias partir de los afew Shenta, a cuntrario de lo que habia estado suvediendo en a anteriores _ glo- Haacidn de Is economia. los avances en las telecomunicaciones y Jas mejoras en ne Hie transportes favorecen la concentracién de las actividades dé direceién, innovaci ifn Financiera en las uglomeraciones principales. 1 ss decisiones macroccondmices Sian ser coondinadus w escalu supranacional y ¢sa cooninciGn s¢ ealiza mejor des I Brandes metrdpolis que desde ningvin otto lugar. Resde entonces; la Timpresa Municipal de Ia Viviensta controle y supervisa el pro- sseso de rehabilitacisn de viviendas en Madrid y subvenciona las obras en fachad y | Lotfos elementos cl interés arquitecténico (cubiertas, plantas bajas, excalcras, mediiane- Tas). La Oficina Municipal de la Viviends concede también subvenciones a olsras de te habilitacién privada no programada en coluboracién con li administracisn antonsmaies Zarate, M.A, 2003}, a . = é 1a in vee desde finales de los altos se E} Plan General de Ordenacion Urbana de Madrid vigente en la actualidad, aproba- La cultura de la tecuperacicin ontsjl Jropaiee:n ms a HX wore do en 1997, mantiene Ios objetivos del Plan General de 1985 ve reviulitar cl rene) Bec sreanins de poblacin joven de eieluneocaluecrtodnd pore ‘t6rico, imtensificando esirategias rehubilitadoras que se simultancan ocn la creacion Je Den, las ciudaiies. Al desea de reducir la Irecuencia y Ia duracién a Plazamientos por racones de trabajy, s¢ afixlen las ventajas derivadas de la ceniralidad gue se desprenden de residir en ambientes de elevado valor simbdlico, wonu- Mal y convivencial, fuevo suelo urbane-en lu periferia. Aprovechando 1a expetieticiu acquirida en los iios ; Ovhenita en las tareas de tehabilitacign y los mecanismos previstos por lat legislacién de @ plancamienio urbuno. la recuperaciéa del cemey histérico se aburda ahora mediante lo Aefinicion y delimitacion de «Areas de Rehabilitacién Integradar» (ARV que incluyen Pricticas y féenulas de actuacién anterior: «Programas de Intervencidn Preferente» Piacicn: Esl eitome gengritice mas amplio en el que la ciudad se enmarca ¥ eon re (PIP) y «Programas de Adecuiacidn Anguitectinieas (PAA, i6n a cal se oegamiza, La situacion ee refiere a kas condiciones gencrules del expo ad Rete eae aa 3B CONCEHTOS ¥ PRACTICAS EIIGEOGRATIA HUMANA sass que rode a In ciudad: elementos del rlieve (rios, mnontadas, naturaicen del susie, vias de comunicacién y medios de proxuccién que condicionan y hacen posible el de! sarrollo de las funciones urbanas. La importancia de la situacion ¥ §u significado res. ecto al desarrevin de cada ciuclad es eaimbiante a lo largo dl tiempo en funcion de cite eunstacias histirieas, vicisitudes eeonémicas y el azar (Zérate, M.A, 1991). Bin el pasado, 1a titvacidn de las cludades venia definiga por diferentes nazones; nas veors,era el deseo de dominar por motivos de tipo politicu econdmiee y es. ‘ratégico-militar las autos mis importantes que facililabin los desplazamnientos dg {os hombres y dle Las mercancias. A estas circumstancias, responden las situuciones dy enerucijada, en lugares de confluencia We rfos (1 yon. Praga 0 Manaos) 0 de rule te, estres (Zaragoza © Mildn), y las situacignes en cjes de comunicaciones (las ciudades del Camino de Santiago o dela ruta de las antiguas ferias mediovales de la Cham, pagne). Otras veces, a situacién venia motivada por el intento de aprovechar Ios intercam: bios que se generan en zomas de: camtactt de econamias distintas y complomentarias, om cute, entre tanias, eon las Giudales del piedemionte andiny de Argentina (Men. doza y Ticuman). Las zonas de contacto de sistemys de cireulacisn difercates producen vyentajas parecidas y han constituide hisiGricamente la r236n principal de la sitancisn de muchas eiudades. En este senticio, las cludades situautas en fachacas mmaritimas propor. Clonan magnifices ejemplos, eniendo en cuenta jue las condiciones de situacion pueclen ser distintas ~ De frente de costa (Macao, Bombay » Ef Cabo), ~ Deestuario (Londres, Htamhurgo 0 | isbesa) ~ De delta (Rotterdam, San Petersburgo 0 Alejandra), Tn todos estos casos.at as ventajas de coniplementarietid entre expacios, econcenias y sistema do circulacicn diferentes, se a/taden las ie acvesibilidad y 1as gue resiitan de ios procesos de ruprira de carga En el presente. los progresos reulizados en Jos modos y sistemas de ninsporte y los vances de las mevas teenologis aplicados a la planificacién utbana han permitide w- ‘mentar la-independencia de la ciudad respecto a sa entome inmedialo ¢ incrermenta ia ‘orga de voluararism en ci lactor dle siuacidn, Asi. se hace posible la fandexicm de nue- ‘Yas chudades para aprovechur tecurses encrgéticns y mineros lejos de los centros de- mogréficos y econdmivis iradicionales, como Ciudad Cuayana (Venezuela). en la com Mlucneia def rf Caront con el Orinoco, 0 coma ha oeurride con ku mayoria de las cindades nuevas fundadas on Siberia durante Te épca de la UniGn Sovistica, ‘También son mumerosas las chuchides nuevas que se ham oreade en distintos mo- ‘mentos de la historia pow racones pallicas. Generalmente. con la fundacisn de estas civ- dades siempre se ha buscado impulsar el desarrofl le ércas deprimidas, anejorar la dis- {ribuci6a nacional de Ia poblacién y aprovachar las ventajas que s¢-derivan do la centralidad. Estos son, entre otras, los casos ce Brisilia. ck: Abuja, ia capital fedieeal de Nigeria, 0 de Yamusukro, la capital de Costa de Murfil ‘Las dltimas tconolngias, busaulas en la uilizacidn de la energta nuclear, la energia so- lary el uprovechamiento de jas marys, abren iumensas posibiliclades paca colonizar las 40 CONCERTOS y baACTCAS EN GEOGHATIA HUMANA gel «anecitinene> y situar en cllas nuevas ciudades. Ya se piensa en la cons- NE tava Wes avitcsnioa ca poraiciva vetdiventst fackcrticiec yas Grabmarinos Ue pewéleo y cahon. Tambicn se ha vstudiaca le creacign de chu. Madas de un microclima dentro de las regiones drticas y antérticas para us recursos minevales inaclém: Con este termina se designa cl pooccse de fMterte crecimiento resi- Has perilerias urbanas, Tos ferrcearilgs de eereantis y los tranvins eléctricos son desde finales dl XIX 1a peuliferaciein de formas residenciales de diferente ten los alrededores dc las cindades, enite ellas viviendus unifamiliares de “portcnecientes al modelo do ciudal jardin. cidit del automdvil en Norteameérica durante el period de entregueras ope tera ene separa aimapy aah sagen rar siles, Conectando com ideales naturalistas de fa snciedad de Estados Unidos y stas del arquitectn Frank Lloyd Wright (1869-1459) sobre 1a ciudad ine- i ¢ muitifarnil og ste cxiso por blogues y torres, de ares ¥ otras dc multifemiliares, imtegradas en este caso por y alo con los principios urbenfstivos y arquitecténicos del Funcionalismo. Los pro- esuburbanizacién» se generalizaron impulsados por la conquisia de las dress females por Ins actividades terviarias, por el waslado de actividad productivas a lass fey Ja construccisn de pol{gonos residenciales pare hacer frente al déficit de vi- iy Ia expansion de lox coexportamientos rururbumos de ln pablacién segiin pa “utes aslosajones. | Bina actualicad, lus zonas suiburbanas consagran la dualidael centro-periteria que ve le Dbservar en cualquier ciudad. Progrcsivamente, estas zomas se conviesten on es- cada yee mils complejos skesd lus puntos Ue vista mortnkigicn. social y funcie~ ston vanicdad de paisajes, diversidad de grupos sociales y multiplicidad de funcianes. Kuma situacion may disinta ce a que tavieron en sus origenes, an pur lz homogencidad. tin Histados Unidos, las zonas suburbanus empezaron, IRindose como zones residenciales de clases medias. ‘Duruite avs, te subyrtemizacicn hat hecho mumiemtar la pobciin de fas coronas me~ Mppitanas cn tas. civsades postindustriales o en irénsito u la postindusiialicacién, Signore aun ritmo muy saperor al de ls Areas centrales (Figura 1.12). Sin embargo, 8 iF de finales de lus afos yetente y peiacipios de los ocherta,en Tas sociedades ins HYOlicionadissempezaron a iniciarse procesox de wesurbanicacitn» 0 «contraarbani- aaciOtt» que. pueden ser considleradus como una etapa posterior a Ta de «subrerbaniza- Fibre ena evclucidn hacia un vamibio de modelo utbato (Hall, P., 1984), {Bl deterion rosidencial, la inseguridad. la congestidn de los expacios metropalitanos. qi ftmento de las economias dhe desaglomeracion en las areas inicrnas y la creciente des- iin de las actividades productivas y de intereambig provocaron 4 finales de los, 2 YY prineipios de los achenta la pérdida de intensidad de jas actividades product Bs y-el descensn de la pobiacion en muchas areas mettopolitanas. De manera sir I$ produje el crecimiento de los efectives demograicas y de las actividadles oco- dicus en las riudades pequefias o medianas, sobre todo cuando estas viudades 8 labin ubicadas en ambicnies naturales atructives, de buen clima..y en zonas de bue- i i ht ae Figura 1.12, Modelo de-eambio urbann. seutin P Fall (1984), Me Riri mibiciddl eidcnssiacedsaud’ 4: La implantaciin masiva de actividudes industriales y de servicios wy men ambientes de calidad mo~ a enorme expansicn de las ciudades det «Sun Belt» de Estados ‘cudaxles del arco mediterranco en Europa (Brunct, R., 1990), dea mar laces, a distribucidn espacial de los de la construccién cx la ciudad industrial y postin cio sobre el espacio de lon Factores econdimicos, sociales y poli- Tmodelo dé produceion capitalist. din mids Nencilla de los usos del suei es la que distingue entre ; ae licos y semipitblicos. Otras vlasifica ‘unsversil, ya qile genicralmente son el resultado de La sistemati- os del suclo de ciuclades concresas. suelo Zonifiesdos de ta cindadl funcional. atin vigente, com stt ‘dreas diferenviadas que se dodican a distintas aofivielades (resi- as ventajas y los inconvenieutes ae este empl de In ciudad mioxlema, Comente las posibles actuaciones de mejora ur- podria acometer para facilitar el crecimiemo de la ciudad © indique walizar esa in, Ragone convenientemente .oéntese ene estudio del empluauienio 9 de 4 sittin de la usted reside. Soba los elementos que definen sus factores de del ne del plano a de la fotograffa aéren de ‘Toledo que se le presenta cle manera adjunta: 1 Jos elementos esincturales que hat actuado en est ciudad como lincas eign ¢ inique hacia donde se sitdan los cintarones de expansign.. Ja ipologfa o tipologias de plano que usted pueda reconacer a través de ‘Compare el phino del caso histérico con el dé la ciudad moderna ‘qué elementos estructurales pertenecientes al pasado perviven en la ciu- actual y jusiifique de muncra rezonada por qué s¢ dice yue et plano es el mente de Ix morfologia que monos cambia u través del tiempo. ‘el plano que usted pucde observur mediante esta fotografia von el de su “Explique las principales diferencias y semejanzas entre ambos planos y omga las razones que las detcrminan. BoM ee ea Figure 1,13, Panu de Li Corie D) Analioe las relaciones que usted pueda enc ° iciones que unteel pueda encontrar entre lt situacidnt y Ta evakucicn histérica de su ciudad. Al igual que hizo al estudiar ei caso de La Conutlu, ahora indique las zonas més adecuadas para facilitar la expansidn de su localidad. Ri- zone también aqui su respuesia y sefale ventajas ¢ inconvenientes de su propitt = Propuesia. Figura 1.14. Kosografia when de Toledo 44° CONCEPIOS Y PRACTIONS EN GrOGRariA HUMANA IACUDAD UN ESPACIOLEREDADG 4B 1.8. Tipos de planos y su configuracion Observe el pliny que se le muestra en la figure adjunta y realice las siguicnies ty. reas: A) Teniendo en cuenta que et plano de cualquier eimdad es e| resultado de su eva. lucida historica, wlentifique Joy distimtos lipos de planos que se pueden observar en la eiudia! de Barcelona y que son el resultado de su cvulucidn hisidrica, Clasifiquetas por su forma y relaciéinelos con los perioctos histéricus ¥ modelos urbanisticos a los que correspponden cada uno de clio. 'B) Enumere las ventajas y los inconvoriontes para la cireulacidn y la vida de rola cidn que se desprenden de los diferentes tipas de planos que contorman ef eon. junio de Ta ciudad de Barcelona. ©) Recussde los factores que intervienen en ol rnodelado del plano de ta ciudad y apliquelos al caso concrete que le presentamos en este trabajo, 1D) Sefiale Hos clementoy estracturales que contribuyen a determiner fa farina wrbas na de Bargelooa y expliqne de qné manera condicionan el crecimiento de esta ciudad en una direecian 0 en ota. ) Comente les tipos de trama abana que s¢ pueden reconocer en el plano aljunio analice Jos posibles contrastes entre Jas tramas de kas distintas zomsts de (a cit- [Ed ct cane Hi 2 ue meter! FEB 2 nee vain [14-4 mnie 8 ia Beka Let a, IU rs Figure 1.18, Pian oe Hanvelnine Sa a 14 morfologia urbuna, haga wn andlisis detallade de las curacteristicas se Coslaa (Forograta adjunta)¥ en su ciudad «local de res Sjebe prestar ateaci6a w los siguientes aspectos se enitarnado en relaciGn com los distinios modelos urbanos ¥ con tas co- s wrbuinisticus que usted ha estuciado. as de la editicacidn en relacisn con el pusado de la ciudad, com las ac Fs econdmicas dominantes, los eomportamientos de los ciudadunos y dencies urbanisticas que se han sucedido a aves de! emnpo. tacidn cartoyrdfica sobre un plano ase de las tipolugins de edificacién fade de conservacidn, Preste especial atencién a las diferencias exis- ntre la consiruccicin del nclen histrica y de fos barrios posterires a me~ del siglo pasado, as aplicudas en su Tocalidad para la conservaciéin y tecuperaciOn de! pa 9 hisidrico. Averipe siexiste algun Plan Especial para la conservacin istGricd de su ciudad y para su revitelizacidn. Indique en que vio fue -cuidles eran 0 80a sus principales objetives - Figurer 1.16, Cansiruociin urbana en Cosiada. Pow: M.A. Zarate. . a cre irunrea ecnie ameetaieie a ee Se ah Pifepeetenereamerrcrateme tere reer ete a ee ae ee an og pus wow BCL Bd sup] WS ON ELL ANB {odo we fete See wee = Zr mao 4 ey $e[150] souurseon gral uo o oruoRUEUNy odo4d ns ue REEMUODUO Taped URIDAILO) Bi a5] “oprrrayn ney nj onb equatunzeue” 9p seuLON sea 1 SqEIOUAT SMe S64 US UOIORULOFIE RsOd AnD SONTEPAIoUIOAET a “TPS IKE "PRPIEAD| hs ap OfaES BP 8650 so] ap UOIONQLASID RUD joIYO TUARENANE|E [Sp MauIO KOU wy aTBAY (CT Sauoysemis stin0 X sian uwuruMaap on swiaiouOD susmeS sey epeUUR [2 eiourus ap suayjdxa wiagnp “sosea soguR UY ‘pepmis ns Ua odiUdi jap SKK Rotors jap sosn ap soiquaeo { srousuruatod ap soauousuais soydkuats IUUBSALg (> sexsony s90.£ sun unset anh BPvoee soyudiound sey opuereuay ‘prpiEao| Ns wa O[aNs 9p sosm 8} Mp [EID itso Homnquasp wy] axjos wemow sendgiiuoD X stBnyL 90 sezsany gnb onbnpA (Ef ‘SmyDay SRILSH ENA T-LOFIaNSOM wy { ofFes opased jam Piemraus soe soy ¢ sousuuy prpmID wl aaa opRUOS 159 UD KeySIXa anh $e.9U950) uptotians oysouc anh aqueysodun $3 “ojané Jop sosn Sapuna? snes WOW] aopeaoagy *onijanayauape operon \icenlian op seotamanes 69 wasiugusip 8 A wepEOOY 9s OLUOD NRpI|ROn, WS ap CAM ALGOX amMES Cy suj auazar K oouoysiy anuao ns ap sau] 99] PepMID né ap oad ‘ . SOpUPIARIDG Soquatns sep doUEON “UIpODAIA AsqAT NS ap waID sarNbjens :suspapad seqramn’rs sey angnal xix O18s fa HU 9 sprsay anh w) wo pepays w anjos amaseue epond pais anb muNUoUIO|duIOS eroMED e no UA aIgiqurea OpUaRay A epysas paisa onb Pf UDF Mz ap < of] Oper ap aad y "Sopepnia Se] UD O|IMS [BP SOSM SOF Ap [kigeSA UOLIMLUD “Sil esa gppyey we apeoupiy sta: pp enrguncowd angos apmpnrs wy anb of oper sponse soapecr ap rump any HSA) SOOUOISTY SoOsDD SOI ep |onJoo CAYOWATE ojensiepsesn “SL B) A contimuacidn, ucilizando un pupel vegetal superponible y tox una sere simbotos elegidos por usted mismo, represente sobre el plane tos princi 1us0s del sucio y el estado de conservacidn en que se encuenizan L28 consi ‘clones de esas zona, Tocalice las actuaciones nis importantes de renovacion y mhabititaciin cexistan, explicando los ebjetivos de unas y otras politicas de interven cin i tia. Indigue de manere aprosimada los afios ett que sé han efectusdo y jnstifgg ‘dl predominio de unas y otras acluaciones comsiderande cuande’ han tid Important unas ¥ ons Comenie las diferencias wociakes que se pucdar observar entre Tas clistints a de su cena histérica. Aptidese en su tarca del endlisis morioléyice y propia pereepeidn gue usted poven sobre exe espacio. 7 ‘Anafice ef emplazamienty y las caravteristicas morfolégicas de 1a ciudad Paluncia en el siglo xix a partir de Ia ilustraciSn adja, sefiale Tos elementos g ‘ructurales de su plano y lox rasgos mals relevamtes de su morfologia indica de qué manera infiuyen y condicionan el deserrollo urban posterior. Cong todas esos aspectos con Jox de su lovalidad e indique las semujanzes y cig cigs mis siynificatiyas enti ambos casos. Elabure an resumen de los principales problemas que detecte en el centro hii rico ce st Ioealidaal, Por timo. haga tina propuesta razimaca de las actvaciong ‘urhantstices. econdmicas y sociales que habria yuc acometer para conseguir sai ‘italizaciGn y miejorur ls condiciones medioumbientales de sos resiclentes 17. intervencidn de les agentes sociales en la construce! de 'a cludad La ciudad es un producto fisica y social de unas funciones predominates at del Lempo y de unos agentes sociales que intervicnen constantemenite sobre elit, fe tray de que apfique a su localidad To que ha estudiado en este sentido. Para facili trea, le recomendamos que se ajuste a las cuestiones e indicactones que se le furl a.continuacidn y que consiga informacién de la historia le ou ciudad recuerioado 8 blicaciones locales y a la prensa diac, 'A) Indigue cémo intervienen los poderes pablicus en la ereucidin en general ciudad y-cimy lo han hecho en el caso concrete de Ia localidad et la que ti reside. Preste especial atencidn a st repercusion en fa forma en que se prodles expansion de su ciudad. j Fxplique mediante ejemplos coneretos la. intervencica de los propictar socio. los promotores e inmabliarias. los duciios de los medios de producsl Jos cludadanis en la construecidn de cualquier la ciudad y en ta locatidad que usted reside. Comige informcin de asoeinciones vebinales de su loealidud y haga Ung posicion de sus asciones, Indigle a la vex qué otros agentes sociales se onl Ge manera més frecuenté en la consirucci¢n y utiligacidn de la ciudad. JOSH (que de manera razonukla sus comportamienos I a a a EB ae minora repercuten los distintos agentes sociales en Ia creacion ie los principales problemas de vivienda en su local! y la ies agemies sociales cle Ia clude respecto a esos problemas, svt det iad ideas andamermales para on weave hanes. fd almanlsracion Lica, Madi dice (Oy. Représeter! espace Fl. Amopos. Pai apis. One Jace, Pars Csigeaicade de les ciudades, tal Bhame, Mukid. FISH Pespace bein. El. Masson, Pacis, i Cuaror, G. (190); Tratude de Geografia Urbana, Ed, Vivens Vives, ‘a clude rope. al Crea, Barcelona ills ropennes. Fal. Hachete, Pris (2003), Fypnclo publico. Ciudad y cackndawa. td. Selec, Rurockons Beoaraphic wineries Nowwoansi mondes. Ld acell, Pars wotscripes Ea, Penguin, Hardmonssoeth. §(1982): Urbanivmy v austericdad. Ld, Sigh XX1, Madrid jalisne y murfolegia urbana en Exputa, Ui. Los stro de la Frontera, j Le cunsrivin uname. Fal. Sigh XX. Mali. j2 ei: Unban World ' Global City. Fd, Routledge, London and New York ‘Aa Tntraduciery Guide. Pa, Croom Helm Lu. London, Inwick: a suady in own plan analysis Ln Zrenseetions, stitute ot a, 27. pp. 1-122 1950), The West Laropean Ch. Lenaon. Men's mavemenss and his setanenas. Pkistics, vot, 24 “oGoosraph space perception. past apyoactis and flare prospects. Li ed, Beware Amoi, Losndonpp. 68-10 nis. El, Altanza tatworial, Madi i cfuclades, Morjulogia y esirucrora. Hal Sitesis, Masri ): efrumslermaciones recientes y repercusione’s en Tos eypacios metepolita sogrcli deka Universichad Complutense. ° 1S 1M, (1997): Maaaficacton estrategiea de tas ciulides, Fd. Gustavo Ci IA. I9TTY: Laas hades de Gunmicena y Viger. Lil. Leopoldo Zaguza. a development and planning»a° 2 del vol. XXX, Leura ef the te ef Planners, mayo. 17): Mhievas ciudades. He ta Anriguedad « nwesiros dias. Bd. Gustavo Gil lure Amme (dir) (2001): Les tres grandes vildes. Reitions Aland, Neuilly. Fhe Word Cities, Bd. Weidenieid and Nicolson, Loudon, »CASTRLLS, M. y-inis (L983): Alerrdpalis. erritarie y Crist, Asuumblew de erHawAtrs. D_(IVKT): La clades de! Terver Made yet medta ambere LA CIUDAD, UN ESPACIO HEREDADO ST The strategic of economic development. Ra. Yale University Press, HE Rane (1999): La etude medieval: del Occidente cristiana al Oriente teas, 1918 na epee steel nde. En Rew, Hivodoie. 1.27 y. A (1966): I Dinedd, Tenz e Luca, R. (1904): de aetmacion, wrciales sa mec eee a \ BSS ela af Urban America Fd, Princentin University Provs, Pi 1 Rossi, A, (1981, 5a ed): La ‘SANCHIET. bk MAnamiea, gtd re rt Past and Present. Fd, The Vinee Press, New Yer, Cy. Pas and Vive ow Yor WS mers Ph co nb Sante Saag anes. Esualosertcon sobre as cindadesy las regis, t, Tuas. M (999): Moscone ex nowstes Ue $a venin. lain copa 4} |i ven e a per'isienne, lid -L'Harmattan, Paris ai 1 1042): ebm tan Sav, am, Ny ~ 92) Pencarian on Ua lespat Contempo (1900-1980). Fi Alien (| teal | Nivesa, J. oe a, a Los provewes dle urbunizaciein. Ed. Sintesis, Macirid alts ieee mosaive urbane, Organizacisa ‘iin interna y vider em las > (1991): rai interior se a cd Sei. Madr — (1992): «Peoria la vmotcion Bogen ac Goletin de ta Real Sociedad Ge ‘Seta ~ (199%): Cinta, | Franspane. erlete-Fd, UNED, Madrid, slobullzacton on fe i pent de Mad Ul. UN, Naa, = lackin del teniturig mailtilfiw. fi Generis Ce in ecol6gica, infuida por el Darwinisino social, aque toda ciudad es vn organismo vivo que estd compuesto por iteas tatu sifecenciadas entve si y con una porsonalidat especifica desde los puntos de acional, social y morfoldyica cada una de ellas, Por onra parte, el comeepls de utara estrecha relacion com toda una seric de extudios walizados nef matt erpretacivin ecoldgica de la ciudad que asuvian las paiolugi: sociales a kas 2 eas del grupo humane y del entorno en que se productan. & diferencias entre ditintas zomas y dcas cel interior Ue lap civddes, En cualquier Jeoacenio de area namical, muy wilizado en «evologfa urbana, es un término pace dll! de aplicar a la hora dc establecer limites entre unas y otras cas, Los barrios conslituyen unidades espaciales de variable tamariy, bien diferent nenie dentro de la vindad por el obscrvador gracias a la existencia de ras '¥ Peculiures. Nentro de las dreas centrules, lo3 barrios se identifican men por la herencia cultural y ln memoria colective que represenian cle fu ciudad. La LA CUDAD, UN ESPACIO OBJEIVO, PERCIDOY YIDO 53. Desde el punto de vista administrative, todas las ciudades disponcn de una divinity cs sibel an ipo e GCIAaT A exuibnnio mia Bs en barrios, con limites mis © menos antytrarins, pero siermpee dtiles para abordar la Cony. es Se ener as en uns crs ceolbgien de dimensiones tales que puede conearrestar plejacalidad social que supancn hos ascatiniientos urbanos. Desde un enfoque Vike, as de enriquecimiento cultural ¥ movilidad social que slemrpre kun representacc tivo, lus ciudadanos ticndon a diferenciar los burtios por las actividixls 0 funciones aug predominan en cada uno de ellos. par imigenes mentales coleetivas en las que ites ‘i sneno ieee ‘ oon tivanensesi aes vienen multitud de variables, y por el rango social predominate con el que Va coleny, ee ght ngrigtelyarinp a hoptormtyaletrenyinpchig pect nag enna AOE Sa aes del paisaje natural, los cambios de equilibvio tSenico, 1a continua generacién de 1g contaminacion utmosféricd, actistiva y temestre. ¥ los Mhyjos de importacicn in de maucriales. el deteriory ck: ta calidad de vida y el empobrecimienio de dirband, Aderais, on ol interinr de lis ciudades, los individuvs y grupos sociales am por la existencia a traves de procesos naturales cle dominacion, segregactin, rencia impersoael y sucesidn que se materializan en formas desiguutles de ocu- tidel espacio segiin capacicices de remta y niveles de tormacién ¢ informacién. Las pieas recientes lela globaliacidn no hacen sino agentur el juego de estos prove- sificande los fenimenvs de marinacidn y exclusién sovial yoo apareoea 1e- dos en todks las grandes aglomeraciones usbanss. Bordes: Seu elements Tinewles det paisajc que seratan espacios diferenciados morta Isgica 0 sovialmente. Unas veces, lus bordes constitayen limites lisicos. fécilmente ‘dentificades ¥ recomnacidos visualmente sohte el terreno, com lineas de ferrearril. ng tallas, rios, frente de costa, aemay de contacto de suelos de usos urfanos y rurales| |) tras veces, son lentes que kas personas percibem meatalmente en fuocidn ce wariateg| uty distintas, como dsay residencialcs d> caracteristicas sociales contrastadsss 0 frunjy y conas de la ciudad que se reconocen come espacios de temar y miedo. ‘BL (Central Business District): Hs el centro de activictad de la ciudad. Se carseterie + zapor su accesbilidad, por emcencrare! mayor volumen de trafica. lo que cariniuvea | __Bumiccntexto mundial en el que lz viabiidad del desarrollo social se cuestinst converilo on espacio problema, por alae les actividades tercianas y tatemutlasy py Inescasa presencia de la funcidin industrial, reducida casi siempre u actividades que bus can la proximidad a su clientela (joyerias, talleres de madas) o dispomer dle facilidades de: distribucidn (editoriales. imprentas), La variedad y cl alto umbral de sus funciones hacen del CBD el espacio rns cinamico de la ciudad. Je generacidn de resicians y por sts consiguientes alteraciones imhientales, las les $© convierten. como ceniros de prodnecidn. disiribucién y consumo que pobjetivos claves para rezonducir el modelo social hacia modelos mAs saste Pata aleanzar estos objetivos, se imponen criterios cle sostenibilidad en la ple Bu las viejas ciudades curopeas. los centrus de aciividad y los contros historicos nd) Siempre coinciden, micntras que en las ciudados de les denominados eonvenciomal mente paises-mievos. cl CBD y-ef niiclen urbano funcacional se confunden. d SoStenIDTIdAd ccondmica implica «ue las propuestas de mejora de los espucios ¥-de los dle nutevai construccidn a través de la planificacion sean realmente asiimibles por |i sociedad, Fin este sentido, restita prioritaria plantear un fecuac equilibriv de carga y beneticios del desarrollo urbanfstioo, aseguranc uta st mite Calidad urtuna, la cepacidad de gcaterar actividades productivus y la posibilidad inversion, OHENibilidad social persigue Ta adccuncisn dle los servicios « law mecesidades cle On, lit calidad de los espacios residenciales y dotacinmales y ka creacicin de ac- ales eneradoras de empicy. Tocioy ellos son requisitos previos para conseguir ile conviveniciu, integracicm y diversidad social. A través de fSrmulas mucvas de feiticta se busca integrin de los harios ens, i iversiiacin de i- fina cierta mezcla de usos del snelo de manera que se Cavorezea la cohesion ¥ bli-diversidud, frente a Ins modelos fucitemente segregadks y segmientacos (ux: Ja actualidad Mev formas de crecimicaw defendidas por ol planeanienio sostenible res- Etlierios de eficiencia medioambientel y econdmica, especialmente en cusinto ei6n de los nuevos suclos urbmizubles y x las morfologias urhanas que se Birecuperacién de la cdificacién compacta, en manzatna certada, dehetd re- IWS de la urhanizscidn sobre el teritorio en términos de su transformacién + Mediante esa misma formula de urbunizacioa se propugna una utilizacion sa de las infruestructunas bisicas y una mayor vipucidad de uprovechs- ASI transporte pyilice. Enel CBD, la poblucion es escesa, la Tuncidn residencial ticade a ser desplarada por tusos del sticlo mis intensivos que puynan por locslizaciones centrales y que. en & ‘case de las ciucades nocteamoricanas «de influcncia ue este modelo, clan lugar a ul Tuer crecimiento en altura, La funcicin vesideucial se limita a vivicudas dle Lujo, a po aefies apartamentos vinculados a las actividades terciarias y a inmuvbles dejgrtulos de Viejas vivientas oa lus sectores cenerales que no han sida renovaktos «que he inleresall alas actividades terviarius por sus escasay condiciones meslicambieniales. Ciudad sostentble: Por ciudad sostenible se entiende «aaquetta en la que ses heibitante) disfruran wns etevade calidad de vida w ta vez que evita transierir problemas socioee nuimicos « de salud @ otros lugares 0 « las generaciones fururas. (Girurdet, H., 199% Lat importancia actual de este coneepto es conseciencia de la espectacnlaridad aleanaie «da por los procesos de urbanizaciGm desde el sigha xrx hasta mucstios dies, weniendo & cuenta que la presicn de la ciudad sobre el teritori fue Timitada hast la nparicicn revolucidn industrial. Hast entonces. tos asentarnienios urbanos eran scsienibles ¥ P sultabun solidurios con Tos sistemas agrarivs y extactivas locales de los que depeniat Durante siglos,el hombre supo poner a su servicio la productividud de Ta bivslore me , docurnenta clave en la Cumbre de fa ‘Tierra en Rin de Jancira, que instaba i Ins auroridaies Io- les, la ciudadunia, a las emprosas y a todes lows grupos de interés a comprometorse en el destrrolla de las Agendas 2 locales. Figura 2.1. Rttmos tempore de netvidades. Comportamiento esxpacio-temporal de los eludacanns: La actividad del hombre se fealiza cn uaa sncesion de espacios ¥ tiempos conerems i través de los emales se com ce lu ciudad y se materializan pautas de comportamicio (I Kigerstaxd, 1975). La rela- ‘cign espacio-ticmpo favilita la conaprension de la conducts humana, explica la naturaiert ¢ imensidad de los desplazumientos y justifica la disiribucién espacial de las funciomes turbunas y lu uitizacién de tos uses del suclo. En lu eve, cf compoctamienta dv lox hombres esti rigurosamente putas n través del tiempo y del espacio, de manera que La mayeria de ta poblavién sigue horarios se ‘mejantes par leruntarse, aoustarse, comer, ir al trabajo. regresar a casa, escuchar la = dio, ver la televisicm, etc. Como sefialan Parkes y Thrift (1980), «cuando ef dia comienat el programa ya esta impreso y ta escena lista para una nucra fiencisin». Lit mayor pa te del tiempo que el hombre consume las cludades, aproximadaments la mitad de [as 24 horas del dia, corresponde a aciivichsles rutinarias como comer, demir a trabajar, Po Jo que el tiempo que pasa en la casa y el lugar de trabajo, ccupa la principal actividad y | fine Ja mayorta cle las conductas cotidiunas. En la pedctica, las diferencias entre per ‘sons en el uso del tempo y del espacio guardan bisicamente relacién cost tipe de ‘vidal lahoral (obreros, oficnistas, vendedares. protesiemales[iberales). la situackin pst, somal rexpecto i la actividad econdmica (parados, jabilados,niios) y la etapa dbentzo dh ‘ciclo de vida (Infancia, juventud, madurez, vejez) Por otra parte, ef comportamicnto: cio-tem de los individues sc adapt jms ste porfigss chong a sn msanoo ae he ‘Durant: lag horas de Off ‘cinas y de apertura del comercia, los centros urbanos se Henan de actividad: por la noche Y durante 10s fines de semana, esos isms espacio se vacien, Las zonas indusiriaks hilliciosas al principio y al final de tas jormacas laborales, coneidiendo com la saline lot tcabajadutes de i bras. jzacidin: Vroceso por el que las grandes metrapolis de: las sociedades pierden poblacidn comp conscecncia dela desconcemiracién indus- eremento del coste de vide en las irons mottopolitamts y de preferencias re- a a lala neque metas. La imagined ya moro en {as ciudades. las mejonts Ue las redes de comunicacidn, Ins avances en de transporie, ka generalizacién de! uso del automévil y la bisqueda de turales airactivos favorecen el crecimiento dc las cindades intermedias ¥ pe- ibanizacién es sindnimo de dosurbanizacién, Es un se inicié Jos aos setenta, coincidieuclo con el cormienz se aneurin del al ctivo mundial. ¥ que se acentd en lu década de los ochenta, Desde entonces, es pequefias y medianas. situadas en las periforias do las grandes -espucios lejanos de calidad medioambieatal, como la Casta inesiterrinea o el en Estados Unidos, experimentan tasay dc ctecimiento superiores a las que se dentro de la mayoria de las dress metropolitunas del planeta. No eibstante, hay et en cuenta. como ya indicaron D. Roihblatt y D. Garr (1985), que cxisten di- entre uns y otros pales sogin Tuciores hist6ricas.cullurales y pulfticos. del Centro de Actividad 0 CBD: EI interés de fiend nds cave etn lod be levedb ala sahoracign Ge dbzentes aloes $56 CONCEPIOSY PRACIICAS FN GEGGRAHA HuMANA, LA CUDAD, UN ESPACIO OSJEIVO, PERTEDO TYG ST Setar im cithoddas ne ees Orn mnenete ‘precisos del CBD. sks ln ceasortis arte se cenunetos te $ por un rio, eh mar, un instalaciones ferroviarias » edificaciones sledicadas a usos: aged reared peal ig tiveipioroty puesto por Murphy y Vance ( 1954), a partir suelo acupsd Fair sv fay a cen tos cfefener ae -edilivios localizadios en cl centro. Para deterininar la proparcia de suelo ccupado py ‘eso actividades, ke recurme ala uilizacisa ds varios indives: — fodice de Altura del Cenirw de Negovivs (ACN) c JACK «= Donde: IACN = Evel Indice de Altura del Centro dle Nevocios C= Bs tude ta superticie de ts diferomes pisus wtiizada por usos propios del tro de actividad 6 de negocios, 3S. = Esta superficie toral de la planta baja. El resultado eel imeto de plantas deslicadas i usos del CBD. — Indice de Tmtensislad del Centro de Negocios (ICN) c nen = e100 rT Donate: TICN = Bs el indice de Imtensidad del Contry de Negacios. (© = Fs la superficie total ocupada por los usus del centro de negocios en los semes pisos, CT = Blu superficie total del espacio ocupado por los tos espeeiioas del cent actividad y otto usos: viviendys, almacenes, comercins al por mayor, talleres, ote El resultado expres on je la proporcidin de sucla dedicada spi fe) CRD aspects t nsopenice pal ery atny ek sean de ponds ade ‘ ia, Segtin este inuive, ve considera que Tas uutnzumits con valores de mis del 50% ‘suelo ccupaclo por usos de negocios forman purte del CBD. — Indice cle Negocios Centrales (INC) INC = LACN de Io: mis + TICN del 50% ‘Todas les manzanas o odificios con un fndice de altura de 1 © midis y un fnuice de lensidil del 50% 0 mis leben ver Considevados como imtegeantes del CUD. Figuia'2:2. Delimritactin del eeniro de negocios de Ciudad det Cabo, $8 ConcerTas yPRACTICAS EN GLOGRAFA HUMANA LASURAD UN ESTACIO ORIETIVO, PERS IDO YMIDO 59 ial del interior de ts ciudad: Tl deterioro de los expacios ceutrakes partir de Ta década de los sctenta, mientras las periterias crecéan relativamente prt. eras. ha reforzado las contradicciones urbanas y ha pucsto ce manifesto tx com plejidad € los mecanisms de diferenciacién interior, entre cllos los que resultun de Tos con os entre incividuns, instituciones y usos del suelo que compiten por la utilizacion del Br bp ibniptersmiein.y lat hecancen que-miieras extn adhe = Imente en la percepcidn de la distancia (Preock y Huelsom, 1978). 10s reco La diferenciaeién interna de ta cindad exige interpretaciones muy variadas que jel parques, librerfas, espacios de acio. centrms comerciales o la propit vi uardan estrecha relacion con las turias de estructura urbana, pero en todas ellas apa. Mn apteciaces TiS cortos que Cuando se realizan hacia los lugares de tab 2x¢ la nocién de conflicto enire seviares y escalas de toma de decisicn que van desde lag Henios 0 intercambiawlores de transportes. En cuanto a la franja horaria en que s amilias y low individios 2 los responsables del gobierno local Cada mo de esos agen- 0 los desplazamicntos, los que tienen lugar durante la maiiana resultan ss sociales y de wma de decisidn se compurta seziin sus rentas € iniereses para decidit ip més breves que los vespertinos. ee re ,sefal6 Briggs (1973), ls formas de uso del territoria, la morfologts urbana, Apartirde las desigualdades de renta y de los flujos de capital que se generan ene sentaciones Simbslices de! entorno. 16s compenentes emocionales de la perso- ws cistintas zonas de las ciudades norteamericanus, Bunge (1975) sefula la existencia de (orario son los principales vondicionantes de la percepeién mental de la distan- +8 firoas socialmente bion definidas en su interior: la ciudad de la muerte, fa clued de a inecesidd ¥ la. ciudad de le abunclemeia, — Ta ciudad de la muerte. Comespoede a los ospacins contrales. Sus habitantes son cexplatados por el resio de la ciulad, porque, ademas de pager los impucstos y una tasa ocutta en forma de exploiacion de trabajo por su diferencia salarial con las remuncraciones medias, satisfucen precios ouperiores por la vivieads. ls alt ‘mentos y los servicins colectivos debido a la centraficad lo laigp de los desplazamientos, el trazado de las calles y la forma y estructurs ad. También, ciertos estuxdios han revelado que Ins trayevtes realizads desde, | centro son pervibides mds conus que Jos que se efectian en sentido in- fel ventro a la periferia (I-2e. 1970). smpo: La incorporacicin de la dimensidn jomporal al andlisis espactal ex Gaportacisn de las gedgrafos de la Universidad de Lund, dirigidos por Hiigerstrand., facidn espacio-tiermpo facilita la comprension de! comportamiento human, is ma vinicisidad de los desplazamientis, la distribucicn expacial de las funciones eh utilizacisn del suelo dentro de la ciudad. Se parte del hecho de que el hom- 25 hi sve-y realina su actividad en una sucesiGn de espactos y tiempos concretos a — Laciucla de la abundancia. Esti Formads por los entornos residencies le mu ides erence ba clay se cuaeniatién. ln prutee de Corapertamneras. ‘yor ealdad de la zona suiarbans. Las personas que viven 2qul (pderosas lites profesionaies, altos funcionarios, einpresarios y politicos) sau los propreterios de Ja miiquina de impuvstoo»: pagan menas que el valor de su trabajo y se bene- ‘Bcian de los llujos de eapital que legan de las tras dos ciadades oh emp clan od ly dal api . a bajo. El re fa se dedica a otras activikides en un peoporcion vie ~ La ciudad de la necesidad. Usté siuude ontre las dos wnteriores, Se cnenentea IIE ites, Ce: cad ode cx pereron pam 0c encnpertainizady dee: bs aca. ‘Ocupatla por clases medias que sctian como butrrera de separacién enn los &- Ba Gsbiatsts vigic horuries somejanice pore lovnotares, scostarac. com, ir al Pacis identificades con los cerns grupos sociales. Lows flujes monetatios son par fest a casa, oir la radio, ver fa television. Las diferencias entre individuos sitivos ¥ los equipamientos sociales, insuficiontes ¥ se mianifiestun fundamentalmente en relacin von el tipo de actividad 1a- 104, oficinistas, vendedores, profesionales liberates), la situacién personal res litaetividad econémica (parades, jubilados, nifios) y fa etapa a int gue $e pente- def cielo de vids (Infancia, jnventud, madurez, veiez). otro lla, todas las aceiones ejecutadas por los hombres en el tiempo se efecisinn S:conuretos de actividad. Seguin Jakle, Brunn y Roseman (1976) estos es tamiento de los hombres esté rigurosiamente reglado en el tiempo y el es icamente la mitad de lass 24 horas del da se yastan on actividades rutinarias, r, dormir 9 trabajar, por It que la mayor parte del tiempo se pass cm cast 0100 ‘istaneia percibida: La distancia percibidu es uno de los elementos que configura la agen mental de la ciudad. ya que sirve para organizar la infocmacién espacial que S€ ene del entorny y determina ios comportamientos respecto a kes lugares, hos camninos tte se siguen y los medias de transportes que se atilizan, rn un espacio no necesariaments euetidian, distancia peveibica y distancia fisica we ‘empre-coinciden, Dentro de Ta ciudad, la distancia pervibida sucle scr mas larga que bt istancia ebjetiva,al margen del amuaiio de la aghomeraciin y del sistema de transporte lilizado, aunque 1a scparacién entre ambas distancias tience a aproximarse conforrme amenta la distancia material, Para Bailly (1979), este desajuste se explica porque los = arridos se organizam mentalmente sobre puntos de referencia que compartimentan 1as istancias kilométricus en segmentos. Cuantos tenis puntos de referencia hay, més aa tenta la sensacién de distancia entre dos hugares, > Las vies pabticas por donde se canalizan kos desplazarnientos entre Tos centeus de actividad y ta casa, is lugares comespondicnics a servicios especializadus yue se utilizan ocasio- Por otra parte, est demostraclo que la distancia percibida depende de Factores com? i lmente, como auditorios, salas de conferencia. instalaciones deportivas. | variedad y riqueza del paisaje urbuno, los estimulos del entorne que reciben las pe 0. CONCEPIOS FRACHCASEN GEOSRAFA HUNANA LA CLUDAD, UN ESPACIO OREIVO. PRGBDOYVIVIDO 61 No obsiaine, la utilizacion de esos espucios deprende de los papsles:y Funcicinos ciales que desemmpetian lis personas,y sc relacionat, a su Ye2.con lis caracierisicas y lutctones expccificas de fos individds. Asi Ins amas de casa con nos peyuetins ¢ anciatios desenvuclven su actividad en espacios mas reducidos que la mayor parte ve (i personas obligadss en goncral a desplacarse pox raswmes de iba Para xepresemar la dimension espacio.tiempo y masteat de forms gr ratios expacio-temperales descrites a diario por los indi duos, se pueie rocarrie iagrama en forma de prisma como el que adjunta en la Figure 2-3, que muestra lag sigual distancia que en un misao perioda de tiempo pee reconrer un poatin y ua vomprilista. a distuncin xe coloca ea el eje horizontal el tiempo. en eje venta ssi Figura 2.3. Frisina vspacio-iempa. La divisiGn det trabajo hombre-mujer eu el hogar repercuite en ta ocupacién tiempo de cada uno de ellos y ee les desplacamiemos que realizan, pero es quis, cent las capaciclades y posibilidades cle movilidad de lay personas en un misma period ie ticmpo som desiguales por maltiples razanes y esas diferencias repercuten sobre ins a ‘idades de los individvos y sus eamportamientos espaciales, Asi. la movilidad conilicont las posibilidades de clevcidn dll lyear de residencia, las oportanidades para encantor eft pleo y el acveso a zomas comerciales y de ociv. Miontras unas personas pueden recor mportartes distancias en un determinate periodo de tempo para aleanzar eso in (tas $6lo pueden rcorrer pequeias distancia ¥ por eso mismo quedan marginadas ellos. [a desigualdad en lu movilidad se convierte entonices en un elemento de diferem ‘caci6n @ la hora de aprovechar las oportumidates que la ciudad cn particulary el espacll en general oftecen a las personas. De igual modo otra manitestaciin ie le desigualdad fie 1a movilidd es ja que se relaciona con Ia edad. Es evidente que, en una misina WR dad tiempo, el espacio secorrido por un anciano, que se despluza a pic. es muchisinno m3 Pequenin que el reecrrido por un joven que, udené, se umueve en automevil Ea cualquier eaxo, la muvilidad personal depende de variables como el nivel de 1 as, Iaecad. el estilo de vida, el moxiclo familiar y el medio de transporte utilizad. accesibildad individual se configura ast como un elemento de desigualdlad y difes Giacidin social deninw de la ciudad en: particular y del espacio en ueneral. Diversos If bajos han puesto de manifiesto la discriminacién tradicional experimentada dural mucho tenipo por la mujer Frente al hombre en el cvesa a Jos puestos de trabajo con CONCEFTOS ¥ PRACTICAS EN GEOGRAFIA HUMANA, 62 de tina metior movilidad por razcnes socioculturales (la mujer dedivabs faa toreus damésticas y al cvidade de Jos nites) y par su menor acces movil, anidades de erapleo de kas mujeres ana de casa con alos pequefies se han mente muy reducidas, ene ottos motives. por la trea de llevarles y nela dent de unos licrarios estublecides de forma rigida. PI viempo hire ino g¢ ajustabu 4 kus nevesidades tiempo requacido por la mavoria de fatrabajo, Ademds. lu mayor limitacin de la mujer al uso det automovil en hombre, sobre todo en cl pasacio y entre los grupos de poblucién de me- ga de renta, ha sido uno de Ine obstdctlos Frente & la plena igualiad hombre ac0e50 2 Ibs distintos tugares de Ta ciucad y a las eemdicxones de calidad de an proporcin, 1a movilidad de i mujer hu estude restringiaa dante lat sla que se derivabs de los desplazamientos: a pie 0 de La ulilizacidn de los publicos. Ast, incluso aunque ka mujer pudiera disfrutar de mas tiempo libre cert la tinea perma de la niclad femnidiar que trabajaba, 9610 io dentro del entorna lisico muis preveimo al lugar de residencia, las post plearlo en trabajos remaneracios fuera del hogar cen actividades perso- fh muy escasas ns espacio-temporales durante el dia también estin pautades por las ho- ¢ Jes quevli a las persomas una vez ralkzadus las actividades fis, coma dor aba. Los ritmos vitak’s y los que marcan dotorminadas actividades, ¢s- las relacionadas con et trabajo, el esparcimiento, las eompras.ta ontrada y olegios. afirman la importancia de la dimension espacio-tiompo dentro de fy su repercusisn en cl [uncionamiento de Ins vielades, mas avin cuandh las @$.21as que se acaba de hacer referencia se cumceniran espacialmente dertie de hus concretas, La eatructura de cuulquicr urbe. con le diferenciacin espacial que into de effus. aparece asi Fuertemente pautada y condicionuca en sus rites vi- lassitcesicn horaria y los desplazamientos de las personas a los que esis ritmos fugares y ka evinci ‘horarios laborales de Fabricas, comercios. servicios. idm nistraciém, entradas o. provocan atascos de trfico y deseconomias de escala que resulian cata vex ies perjudiciales para lax metrépolis ira pute, la morfologfa y Ju estructuia orientan ef comporiamiento Ue los era- I tiempo regula Ia actividad de los distintas partes de la ciudad. Los hactios us cenirales so lenan «ke vida y animacidn en haces de oficinas y ccmereios du- fas Iaborables y se yacian por in nocbe y durante los fines de seaman, Lins es 2i0 s6lo se ariman por la tarde y noche, « diario, y dante los fines de sc- S Zonuis indusiriales se yuelven hilliciosus par la entrada y salida de lores al princSpio y Cin ole las jomadas laborales pera urbana: C1 interior de las ciudack’s esti compuesto por sceas de paisajie y dominantes de\ suelo. a vous bien delinidas y diferenciadas desde los prunios de nal y social, que Forman um vesdndero mositico y conalituyen lo que se de Hrucsura urboria: centro, dieas residenciales, conav industviales: y franjas 80 periucbancs, Liesl Sls inde iat rind aie cel aici, idle! _La mayor o menor homogencidad dk eses divas depende del petiodo en ¢ue se suerte a Mais ro pgbormeonen egg aor eserepeoe tk beta ‘mucho menor en el pasado..en ticmpas dle le cindad concemirads., que en lat acral conel modelo de ciudad difusa.. También, hay que tener en cuenta que los paisajes, tyee comerciales, residenciales ¢ industriales, se ven cortados ¢ interrumpidos muchas ye por las arterias principales ce circulacidn. y otras son distorsionaclos por particularidage del emplazumicnto y de la siiuacién. “ Ademés, dentro de las areas funcionales aciuales perviven venclaves» de paisajey siduales y formas de activided que som una heroncia del ayer. Su rcsisiencia a desq ever bajo In ldgica dle las fuctuns del mercado se debe a muznnes muy vuriadses entre «que destacan la po flexibilidad para el tislado de cieras actividades y la existenct calificaciones de protcesién de paisaje, como sucede con los espacius declaralos cx juntos histérico-artisticas por sus valores momumentales, mocioambientales, smb y convivenciales para toda la ciudad, En las ciudades curopeas, e! centro estd compuesto por el mictea fnducional y gf ensanche del silo xpx. En su interior se encuentran Jos monumentos, que eepresentan I ‘memoria evlectiva. Las zonas de mayor calidaa! medinambiental funcionae como vena de activided 0 CBD, donde se conventran el comercia, los servicios y los negocion. ‘centro proporciona la mayor perle de! empleo tercizrio de la ciudad! y es la zona ccesible. La poblacién disminuye y lus zonas de mayor antigiiedad y" pourcs condi ‘medicambicntales se convierien en expacios de deteriors material y deurudacién social, Por tiltimo. como un elemento mas de la variedtad y complejicad det centro. hay que se iialar la existencia dentro-de él de lo-que los googralus anslosajones denoraian «zone de transicion» 0 «periceniros.Tsta zona vomesponde al borde de la ciudad histériee, ot lendird por eli cata anterior gran expan de lo af wine y ni 1 caso de las aglomeraciones noricamericanas, y el espacio antztior a Ia Segui ta Mundial enol caso de las cludades europea. vie ‘Mis ulld del spericentevs , se exlicndlen fas nuevas zonas residienciales 0 de otras \wiox del suelo que surgicron como comrecuencia de la aplicacidn del modelo de civded funcional y de la evolucicn de ta ciudad concentrada a la ciuulud dispersa; sw diferen ciacién social os favorecida pore! modelo vigente de ciuclal extensa y sezsewaca fuse cienalmente. Hn todos fos casos, esta diferenciacién refleja factores socinecondmivos, 8! nhicos, culturales y de estadio dentro del ciclo de vida que distintas toorias valuran eam desigual intensidad. [1 resultade-es que la ciudad aparece como un mosaico social riage y no como un Fenémeno homogéneo. Las teorias que inicrtan cxplicar ka diferenciacion y movitidad residencial lo hast a partir de enjogues microsociales, que se hasan cx los tipos de compariamniento y 16 modos de decisicin de los individuns,como la «izerfa subsactal» y la eteorta de os Jores sociales», y a partit de enfoques mucrosociales, que Vinculan la segregacién 18 dencial alos cambios globales del conjunto de la sociedad a teavés dl tiempo. come lt -«teorka del analisis de dreas sociales En Jos hordes de lu ciudad de los aos cincuenta y sesenta protiferan las coma i duszriales. planificadas, como las de Vitoria. y espantaneas (distritos del sur de Maat y alredecdores dk: Bascelona). Uns y ptras se apoyan en fas earreleras de acveso. ca i insialaciones ferroviatias, en Tos puerios y woropuertos, Mis alld se extienden las /raniad perturbanas, z0nas de mezcla de usos rurales y urhanos del suelo. : 64 CONCERTOS ¥ PRACIICAS IN GEOGRAFA HUNADA win espacia) de las zonas residencinkos 62 aproxima a los mexlelos pro. {feorias clisicas de-csiructara urhona: conccntrica (Burgess, 1925). sec- 41930) y de miicleos multiples (Herris y Ullman, 1945). | perlurhama: Tl creciente desarroio de las franjus petiurbanas es fiw dl Mor aglitinacion dc la ciudad; com ancxicn de los micleos de pablacisn on re desbonda cl marco administrative del ¢érmino municipal. ¢ incluso dc! pritana cuando existe esta figura politico-administrativa, 1 pesiasbanas avanzan cada vez ms lejos de Tas Greus contrales sogtn di- Helos, impuléadas por los process de «suburbunicacién» y «con wnrbuni surbunizacidins (Berry, 1976) que afoctan al conjunto de ia socked ve felox que caracterizan lu expansiGn de las mnjax perinrhanas som lay slo discontinug: L.on usus peciurbanos se extieniden alrededor de ta ciu- total, en forma de aureola concéntrica, Pista zona se caraescriza por las bar fensidndes residenciaics. con altemanciz de usos cle} suelo muy diferentes, llas Ios deticados todavia a actividades rurales, y presencia de numerasos shos sociales. armollo radiat. La vxpansién periurbana ticne lager « Jo lagu de Las princi § vfs ce acceso y se scaliza de manera seymentada. De ese mexdo, el conti- ‘edlificadg present un crecimiento en forma estrella. Desarrotlo « saltax: Los macvos aprovechamiontos urbinos det suelo se eon iran en nicleos sepacados entre xi,cn medio de explotacioncs rurales y pai s naturales. 1.a forma urbana se hace muy dispersa y jos flujus de mercan- Y personas se insensifican. s Jos casos, 1a expansidn periurbana impulsa el crecimiente de Tos asenta- ituados on su interior y propicia la desaparicién de la vida sural en yi entormo ‘nis amplio. 1.0s antiguos pucblos se convierten en «cindacles dormitories y suldlitess, favoreetende el madclo actual de ciudad dispersa. que ref la de las sociedtdes actuales a una organizavign cc! territorio dorvinada por Tus senologias, los modos de preduccisa del capitalismo flexible y los comport tos rururhanos de kas personas Fecupacién del sacle por usos propios de la ciuclad en les zonas poriarhanas se ie minera discontinus, Los promoiores inmobilfarics seomadan 4a urbanizaciGn mstruccion a la demanda para garantizar la pronta recuperaciGn de sus inyersiones ementar los bcncficios derivados de la plusvalia de los terrenos, por eso es muy. ‘que empiccon a urhanizur a pertir de los terrenns mis distantes del contintio Id, Otros agentes acciales propician también ta ocupacidn discontinua del sue~ ranjas periurbanas, Asi. la administracién promueve el crecimiento y desarralle ndud a través de la plunificacién oficial en sectores coneretos y no en forma de aceite desde los espacias va consolidados. Por su parte, los propictorios del fsionan sabre los pideres publicos mediante mecunistos variados. y en funcicin BlSposibilidadcs, para que sus terrouos seam calificadins cuanto antes como sbelos w- rabies. LACRDAD UNESrAcIOCRIIVe,PiRMIDOYYVRO 65 Franja periurbana: Mis alld de! continue edificad, hast una distancia variable sega teltamato de las cindades (por término medio de 19 u 50 kilometras desde ef centr gy sis correspondientes aglomeraviones), se extienden las franias rurusbanas 0 petiarbang Son ayucllos espacios proéaimos a las aglomctuciones principales donde se mezelan tg del suelo y formas de vida del campo y de Ja ciudad, y donde Ins cambios morfolog foncionales y de podlacion son répiios. Junto a sucios agratios v forestales. spare grandes supesficies ncupadus por iransportes. equipamients urhanos, industria y Yiicios. Los puchlos se transformat en diferentes tipos de « suhurbios» y «sniéliiess, giin la terminologia y los criterios de difirenciacion seftalados pare ellos por Victor fg fnes (1963)y Murphy (1974), Las fianjas periurhanas son e! resultado de ls process espromtdneos de expunsisin Jas aglomeraciones usbanas, Su desarroly se vincula con los feadmenes de suburhani aacién, que camienzaron cn las cindades angiosajonais 4 Files del siglo XIX, apoyudg cen las finews dé trinsportes colectivos, Ttante tos afks treinta y ctkirerta del paso gi lo, las fhanjas periurbanas alcauzaron ya gran extensi6n en las cindades de Tstades Ung dos, dehido a lai genoralizacidn del uso del automsvil, las facilidades de orSdito para fy adquisiciém de viviendas ¥ las inversiomes masivas en obras pulblicis, Despucs dé la See gunda Guerra Mundial estos process se han clifundisio por wocas las aglomeracinnes de planeta. En la actualicad, en tas franjas periurbanas pfoliferan las urbanizaciomes te bloques saultifauiliaees y viviendas unifamifiares de primera y segunda residencia, con tipald| aus, ests dltinies, muy variadas (acasados, exentas, de una 0 varias plantas) en rg Pulesta w ls preferencias residenciales cada vez mis gencralizacla por tas hajas densi dades y formas de habitat que fucilitan el conacte con la naturaleza, [a calidad medioambiental y morfoldgica de las urbanizaciones Ue viviendas umifariiarcs variade | dcuerde con el fango socioecondmice de sus ocupamtes. pero en tetas elles cxiste equipamicntos para facititar Ia utifizacién de uno» mds de un vehiculo por farnilia. La baja densidal residencial, ol alejamienro respecta a los eentans de trabajo yl cistancity con elaciGn a los lugares de compra, de-acio y de: prestacin de servicios. obl.gan tuk tiplicar los Uesplazamientom. Desie el prmin de vista soci, la mayoris de las Familias de las franjas periusbands 44. compuexcs par matrimonios jdvenes con nifios © matrimonio de meliana edad. 1 que favorece las relaciones de vacindad y de solidaridad, Lvs actividades y los moos de Vida som tipicamente arbanos ya que casi tadas las perscmas trahajan en la ciudad. Lis eompenamnientos también son urbanos puesio que del camp slo se consume espacio f nataraleza, todo lo demis se abtione en ka ciudad gracias a su prosimidad y a ls facile dades de comunicaciones con ella. Los amtiguox campesinos ubandonan de mado parti por completo sus acitvidades tradicionales y se emplean en empresas industriales 08 servicios. Gentrificacién: Es un término derivad de la palabra inglesa «gentry» pan expreser Ht Dneupacién de los sectores ce mayor calla! amabiental del centro de lis ciudades por grt os sockales de fentas altas, en general publaciones jévenes, de clevado poder adguisil™® y comportamiento eurhanitas». Razones dv proximidad a los lugares de eabaja, motivos de prestigio ambiental y 8 yuitecidnieo, facilidades de acceso para el conjunto de los eiusladanin y tendencia a # a a ell sacidny de la Vida urbana impulsan la «gentrificacicins de parte del centro. La Fede servivios espceializadas, de comercins de todo tips ¥ de actividades be spareimiento, hicen de las dreas centrules las principales conas de emplen ea y lugares de esparcimicnta y oviv para una soiedsel que cad ve7-¢h tiempo Libre “mmnitestaciones cultarales, que aetiian come objetos de consumo de masas Ge a podlacidn, inelisdos lox mennres de 20 aftos, se aftaden i las ant Buoraciones para ¢Stinulat las prefencncias residenciales de segmentos de Las Males alts porel interior de a catdad « través ce Formulas de alajamiento pet pisos de mayor cuperficie) 6 emporal (peques apartament). Se denomiina asi a elementos singulares del paisaje urbano, aeneralmente de ca itectOnico, que resultan fécilmente visibles, Las personas utilizan habiival~ pe Hitas camo puntos de referwncia para oricntarse dentro de lus ciudades y sirven fifo como gula para quienes se despluzan por su interior. ‘pito es Ja tome de una iglesiu, ot edificio dlel Ayuntamiento. las puectas monu- iesicceso 4 una ciudad, una fuente onumental, an aecidente tpogriticn, ete f (1960), los hitns constituyen las «claves de idemiidaby de la ciudad, urbana: Es un término umpleado pra expresar ins caracterfstieas de un ere- fico de Ins ciudades del Tercer Mundo tan fuerte que materialmente m0 sspacios Urbans libres dle ocupacion. Los vemnenterions se conyrerten en cindades de os tsentamientos marginales se Cxtienden » ho large de kilémetros y kilémetros nies utbanos, invadiendo cauces ce inundacisn de los rios y empinaas ver- ‘montaiigs donde los corrimientos de herta Son Frecuentes, meio de poblackén, provecady por una natalidad alta, caracteristiea de los pal- resairollados. y.cuckt vez mds, por una moraliad que se reduce. aproximnindo- de los paises desarrollados por los avances de ta medivina y la mejora de la st- reduce la disponibilidad de suclo Tbre para los asentamienios marginales en las as y propicia la «tugurizacién» de Jos Sectores centrales de peores condiciones mipientales y mayar deterinro morfoldgica. Maitila y Thompson: [sun indice selecnade para analizar Ja diferenciacion al del interior de la ciudad. Se parte del principio de comparar la properein de de una determinada condicién sociecondmica en una unidad expactal consi- feccidn. barrio, distrito) con la poblacién total de la ciudad de esas mismas ca 4S. Cada unided espacial se define por el grupo 0 grupos dle poblacivin cuyas Esl grupo socioeconsmion de lu unidad espacial 1 LA CIUDAD. UN-ESPACID OBIETVO. PRRCBDOYMVIDG 67 ‘ct= Es el conjunto de personas perienecientes 1 los distintos grupos i fies itor one (1965) lab am snd de rede m- ‘en lu sevein, bart 6 distito. > " ce pata diferencia tres tipos de suburbvox: «subaobios dormitiri>. ang” PS #9 personas os grapos socieconsenio consirados on gy equlibrodos> ycsubw bios gue proporciman emplee (C1= Kf. (ola! de persons del grupos socioeconmica considerade en lc ‘Bjemple: xtc a Tonle 8 ep xeiopitexiona de personal en inde transportcs, resulta segmemin de publacia tenia ‘vel dintito do Retin ot 3001 ine 4Lsi6 IRetire = 3.567 192.958 = : cuando los valores del indice son de 8 0 ai" i Aadiendae ouside Raves maori Ba 115 y wsuburblo que “bo cutande los valores son de 116.0 nds. eae dee as ns ar tm nar d puede imbién el indice | iy ice peri cre ue ra ‘caracterizan cada demarcacién. Retaciona las pablaciones totales dei unidad espacial objeto de antlisis y del conjunto de la ciudad con las personas ciemtes 2 los grupos consicerados de amhos niveles terviteriales, ‘Su formula es: Ces Pa Cos, Pp cS. ‘Donde: ‘C= Es el coeticiente basico sneiecunsmico. cial’? 1 eh mtimero de personas inteprante dol grup considerads en ta uni ep pabitecién de pensan 'y fenomenoiyicas que la foal de esas demarcation. r eli ingens ie sec i un Fs la poblacidn toval de la ciudad, 9 los espacios al tiempo que determinan las conductas y los criterios CS= Fs el niimero toral de personas del grupo soviveeenéumico en 1a ciudad. revelan lacxisicacia de dlistintos mundos deatro de la ciudad y ste mas 9 in open Beton funeicn de la namivaleza de los i personales. En el caso det mismo distrita cle Retiro de Madrid. -ol indice de Murphy, aplicade a 3 wagon sobre repmaentaiones menial, ue exe pulls y eacloecoatecicn de. Y¥ gerentes, confirma con su valor positive a & tivas que se expresan a través de los mapas mentales. Gopei9 Como una drea residencial de categoria alta cn relacin ene cl conjuto de -cueita la precisin con la que las incvidaes sealizan sus mapas ¥ el gue se enltiza, Appleyard (1970) os clastic en acognitivs» 0 265 128.936 A ga spas «socuenciales> son aquellos que enfatizan los clomentos lines, lon odode se ccua (retraces plas) NN — Los mapas sesructurales» dan mids protagonisme 2 los elementos espacialey us elementos constituyen punts Ge referencia espacial pacu las persorss, A {cistritos, harvios, bontes.0 hitos}. is. 10s individaos esiructaran sus actividades, organizem sas desplaamien- fi . resi rciomal. Las seria, Jos bores. 10s distrieas, los nodos.y los Los mupas nds simples suelen eorsesponder a personas de escasa Formacién cul, gaan seguridad emocional. | y tal ya lov individus do menores niveles ce renta, mientras que el gracin de eomplejidagy fie de 1a onganizacicn cognitiva del espacio urbane ¥. por ko tanto resultan duimenta conforme lo hace el nivel de inseraccién de las personas y el tiempo de tes.) rrsonas puedan oriencasse dentro de las ciucades. Te ese denis en la localidad o espacio consiglerado b> de las ures varia de unas w otras sezdn Ta facilidad com ciaeoncerse ex ellis estas elements. 1. planifiacicn y ol disefio urban les cada vez mayor importancia ya que meédianwe sw manipulacidn se puede “ie imagen de ia ciudad, tan s6lo hay que afadir nuevos elementos o mex que-exisicn. semsidad con 1a qe lus personas idkentifican y reconoven los clermentes visuales urbana varia fundumentulimeme de uaas 2 otras segiin variables morfold También hay una tendencia general de las personas a conocer mejur y a sobrevitlyd os Sunstancins personales. Tin cuumto a las variables naprfoligicas, hay que lenet tar los espacios mas familiares. aquellos en hos que se resicle, Por exo los indy dung S erenti la immportancia de Ta historia y del pasado artistica en In ermstruecidn de la clu. Cconsizuyen casi sicmpee sus mapas mentales alredecor del harris © de ta focal en qua fuella Hel pusacto clotermina que se recomozcen e idemtifiquen con yrds faciichad tienen su residencia. Fn el caso de las cidade. sobre todo eukando sn pequesis, tet lds paisaifsticos de Ins espacias centrales que los de las periferias initial i, cama sipt6 a Jas circunstancias personales gue tanto inciden eu Ia imagen visual de ta piprelen las que sc relacionan con el grado de conocimiento y fumilisridad de jyidios con sv peopia localidad, el tienspo de residencia, la distancia de fa vi Hugat ée trabajo, lis formas de desplazamniento utilizadas babiewalmente, el ni lus y estado dentso del ciclo familiar y de vida, el sontido de hugar y ht fami an cl medio en que se vive, y, coma no, lt existencia de estereottpos mentales. definitiva, Jas visiones perscnales del entomo. Jus estoy de vila y los scntimientors delerminantes a la hora de construir mapas mentales estracturales 0 descriptivos Porece evidente que la complejidad de los mapas mentales guards también relacig con la exiad, los grupos sociales, la furiliariiad coi ¢! medio vivido ¥ el estilo de vid dc las porsonas. Axi, los individuas de comiportamiento «localisit>. aquellos que apenas Salen de su battio p entorno mis priximno de vida, tienen una visidn espacial mas rage mentada y elerental que los individuos de eumportamiento «cosmopolita» ‘Mapas mentales estructurales: Descle planteunientos estructurales © descriptive, que se han aplicado sobre todo a la Lectura de la eludad, s¢ considera que las ionigenes tenteles que determina el womportamiento de los individues, se arganizan a partir de elementos vistitles del paisaje: sendas, hordes, distritos, nodes ¢ hits en el case dea ‘ciudad segtin la termindlogia de Kevin Linck (196). Sendas. Son tas vias 6 caminos que sigue cualquier obsorvador normal .ocaslonal potenciaimente: pueden ser calles, sonderos, lincas de trinsic, canales © vias térea¥y Para muchas personas, Jas sendas som los elementos principales de la ciudad, Nodes. Son puntos: estrarégicos ce Ia cindact lugares de conflucncia de elrwnlacién de rupnura de transporte, coro plazas u estaciones de ferracamil, En los nodos pred siinan los usos intensives del sucto, se concentran las actividades centrales y, a menu éenciecran un valor simbélicn que representa la personalidad de Ta civehtd 9 de barsic. tales preferenciaes: Son los mapas que reflejan Jos sentimiicmos ue les por gia los lugares, Fl ineres el aniss gvogrico por estos mupas estibuven que fimientos de Ins personas respocto a Ios espacies vividos yesultan decisivos 2 la ‘decisiones.o de comportarse de una u otra forma, De ahi que los aspectos i$ upreciativus de las imégencs mentales sean tan importantes coma sus us selurales 9 deseriptivos, Los vomportamientos de Tas personas depentien no |percepcion y localizacion referencial de los diferentes elements del paisaje is 9on Sento ¢ interpretads, sobec todo considerando que los espacios pro- aimnienins de atraccidn, repulsion, calms o inguietud, que mueven a.compor- Barrios. Constituyca espacies urhanos ben diferenciados mentalnente por el secvador gracias a la existencia de rasgos peculiares dentro del canjunto dc 1a cinta Bien ideniificadns desec c! interior por las personas que residen cn ellos, tambin 52 Utilizados como elementos de referencia desde el exterior por el resto de los indi anos. ‘Hitos. Son clementes del paisaje tailmente visibles que la mayeria de tos habit tes de la ciudad uliliza como puntos de referencia y guia le torre de una iglesia. el oll ficio del ayantariento, un monument, tn accidenie de relieve, En general, les hitos claves de identidad que el observador utiliza selectivamente entre una multitud de sibilidades. andes. Son elementos lineales no wtilizadas como seadas que separan espacios Mt forencladios motfoldgica o socialmente, En unos eases. son limites fisicos, como lined dle fertocareil, muralias, ros. frente de costa, contacto dle suelos de usos urbanns ¥ rales: en aios, som limites pereibicos, como sreas 1esidenciales de caracteristivas 8 iales concretas, Was ls aglomeraciones urbanas, eaisten harvins 0 zanas que son desealificadas tos de vista residencial y social por esicseotipos mentales poco favorables intencionados. Como cansecuencis de ello, ta capaciclad de commpetencia cios en cl libre mercado de le vivienda distnimaye y sus habitantes son mal A fjorel resio de ciuidadanos sl identificdrseles con comportamicnios sucia dos 0 simplemente con malas repulaciones. En casos extremos, la imagen stos barrios Hegk a ser tan negaliva que sus hubitantes pueden tener difical- fade encontrar exopioo, alquilar 0 vender una vivienda. de Ta ciudad, los ba:tios que se Kcatifican mentalinente con el abo, el droga g la prostituckn, se porciben como puntos aegros que Ia mayoria de los Os trata de evitar. A veces, esas imiigenes depeniken de las clistinias horas de! 70 CONCETOS y PRACTICAS EN GEOGRATIA HUMANA, LACIUBAD UN ESPACIO CALETIVO.PERCIBDO'YvMIDO 71 Ais; Bor ejemplo, los parques, percibidos como tugahes Seguros curunte el dia, se Henten en pcligross dirante La noche. De este mou, eu todas hs cindades existe ‘eaticos mapas taentales del miedo. Por et comtrario, en sentido inverso, cxisten ure ateas que 19 mayoria de los ciudadanos percibo Tavorablemente. i tremmade de Tvs cesiva par la acumulacign de simbulos qu se fun desuevollade en determinadie {extos culturales y sc hacen presente on el subconsciente ile las personas. Hate x e de Ins centras histéricos, que representa la herencia cultural y la tcmaria colecthy pasado, o de Jos barrios adiministrativos y de negocios, que refiejn loy valores de lng finciones do gobiemo y de les fucrzas econdmicas a ia vés de morfologtn urbang comportamicnio y los kignos extomnes de quiencs los fivcuettan. También inflaye percepeisn positiva del espacio, la carga de-sentimentalisano que enciexian pani ‘personas los bartios en los que han vivido durante ss infancia, En general. la vidloracién del espacio ae hace en funcién de factones muy variag fomo couvcimiento de} medio, settido del lugar, caracieristieny componentes medicambientales. [ay prefirencias resicen dirigea hacia barrios de calidad esiética y urbanistica, hacia Tax. habitadas por poblacion amsible y dispucsta a ayudar, Ademis, se Valonun p tivamente clementos relacionados oan la tranquilidad ambiental. aspectos de locale GiGn, aoeesibitideal y mavilidad., condiciones de seguticad [rente a peligrus de watiog de seguridad de la poblacion y de defenta de la propiedad frente ul roa. Tampocy lem dentro de esies valocaciones, peru ahora de manera neyutiva, los aepectos refiriy 4 molestias. como fal de intimidad, ineidencia de vendederes umbulantes, resend de perrus, et, For itime, la-estimacién de los Ingaces vacke segiin la ulllizactin que las petsoad hacen de eflas. Ast, cuando los eiudackinos huscun vivienda, ls beetles Son {zat Preferentemcnie por su calidad miedioambienta, peeo cuando lo que desean ex patra ‘ellos para ir simplemente cle un lugie a otro de fa ciudad. 1 valoracion ve hace ante fen funcin de sus condiciones de seguridad, més ain sfectiian por la noche. ‘A todo Jo anterior hay que uftadir«! sontinienio de identificacioa yue las perso ‘enon en general con el medio de fesirencia y que les lleva a sohrevalorarte esti ‘Yameme, Es un sentimiento que procede de la influencia del entorna immediate sic Social durante el desmrrolle psigolOgicn y social det individuo, arrmea de i peticncia y se relaciona com las ideas le famliariciad y tervitarilidael que crea +(e is de afin eidentidad cow los vecinos, gon lx mayor de In pohlackon que ha Vf do 0 vive en una misma rea cluranie cierto tiempo, Todu ello se potencia., ademas, i {a fuerte relucidn existente entre el «sentido del lugar» y ol «espacio uctividiel, Presentado ésie Ghimi por ef enurno mis préximo a la vivienda, donde se comp Convive con los ¥eeinds y se coincide en los oficins religienos, ‘Todos las valowacionies uivctivas del expacia sefuladas, sea cual sea lu escala cows emda (localidad, viudad. region), pueden expresarse grificamente n trivss de mB Mentales preferenciales, de mapas que pacten de encuestas dane se pide a las indivi vos que clisifiquen Tos barrias de su cia por ren de mayor a menor entinabllidi Apane de tsenicas complejas de andlisis Cactorial. ta simple aplicacign cle una excal inal a los hugares 0 elementos seleccionados ea una 72 CONCUPIOSY PRACTICAS EN GELGRARA HUMANA epider se comers coms sess tds setii- telus gue a pola dene Ge los diferentes bases © Jado pint Francois Ascher (19S) para aludir duiblesmerte a ney al pecese de ntonieacion que scompaia a sie tb idenira ie 10 que et mistno denomina cupuclnyecoa wha ceso de inctrupalitanizacidn iniciado hee treint ji areal cana por nega oneal des wtp si jepson ay ese nd = iy oe hacen espaciuhnente caca ver ms diss y extenses, Br dn meres de ec pn yo on tance ese gei6s. A sa vez. los plsajes sen heieroeéacos y In leo de cent fiplican, contraponicndo el policeatrisina a in exclusivide sD), como oeuiris en el pasade ; des ucruales incluyer de su influencia dreas cada vez mds extensas er cts en een te igs emaeea cei que wag den ets ve, La ngs fm ret ‘ e-comunicacién debilitan ta imporiancia le + palpate eugene elle ilar, de encuenira entic amigns y de asociacionismn civieo, Lgue ia globtizacén, ls metapolizacion impulsa un doble prac de he- gh vd dfereaciacion dels lug, Fe Henogsnczacai, pong Ls ak émi siales son lus miismos en todes las ciudades, y de di . Tasloftnnestn propocions oportiidaics ce desall ye creiieno gs Secondmivos y sociales locales aprovectan de manene cesigual sn r éatri 00s Jo y tas éreus reside ructura urbana coneéatriea: Los uses del site! bas Tease es ceicn cocci ale el espacio ental, acupado pox bho sus Usigvals capacdades eoonsiicas porn hacer frente & tn pes Misminuse regvlarmente del interior ala periferia en Fncion de la dis~ (1920) dlistingue ainclero, comercial y social isirite Cental de Negovias. Es el centro financiero, comercial Cte leer converges evs, stern de spon us Por lo tanto,es el area de mayor accesibiliciad n sa se merclan con es Hone Comercio, slinacenese indostrin ger e me7clin con les dograddados soctulmonte y deterioralos morfoldgicamente. En esta Meeniran minorias étnicas y grupos de poblucién marginal, Lresidencial cle rentax medias, Predominan oaiticios antiguos de viview~ mereid, servictos ttabajaciores estables que encucnizan eplco en el comnereio, ser Bi spon pematen, eco dc eno usbajaoresdesiehen ose € antiguos inmigrances LACRDAR, UNESPACO.ORETVO.PERCIDOWVMDG 73 Figura 2.4. Salsio cccnémico de vakwes Cl waco, sepun W. Aliso | 1980) {as curvascomespondientcs a lay downs uillzaione dl suo inc tH trop hnaakeedinoat Gigaace spa ‘ventajosas para sus intereses. En cual Papeinihooy: ali mpramet au se ence ms ere dl interior de a eu, cs det, dicaetoe Sto mils altos: por el aprovechaiiento del Kiseedine eet eg i las Curvas oe remade Ios tes us0s del suelo 360 grado sure wu ej, se ohtione un di por prt a te, i se practica un corte transversal de este ditgrama, resulta un de toy val desl an exposes coun eects or Da ee oe {wscindad nortemericana de Topeka eu el Estado de Kareoe, Asu ver, las cxigencies espevificus de localizacidn de las distinuas actividades mics han Mcvadd lt eeesrucet Ue modelos expeifcon ue dinibucin de Gener Oy Bona ner a geograa pat Ios maps mente hai do la eluboracicn reaaeneeees oS is cognitivos y la conelacta espacial, Estos ‘sanismos que intervienen en la fermion de Lis ‘Seadin Downs (1970), las imnigenes se claboran fndktmentalmenic ope een ree a lamente a través de los reveptores -A.continuacin, las personas filiran esa informactin nes infividuales y eolectivos, 76 CONCEPIOS ¥PRACIICAS FN GEOGRATA HUMANA \ereidles. propuesios en primer lugay por Berry (1963) mediante sus sister Alaura 2.5. Modelo cle pereepeidin, extn Downs (1970), esta determinants en i frac ds ingens zn constituide por el entorno mais pro 1 oF aaoh | a telgsoaretes tales ee os vs de compra, cde diversion y de eelacion, 1odos los lugares a lo ser nes il tio informacion ‘conexiones entre higares y “reas, caracteristicas de ly cumstruccion oubmiges yvaltals Ue hs areas ques ecoren ecto oe commen ia devas papel de oe necaenDsiekgioon rls lain y aati de ncenisede ie canpiees Sears rece 2308 sobre el cerebro son filtrados por oe las experiencias persons ¥ serena Pas seni oats a de encuentro de citeulacida Sens, Luu axes de es Jase roca os 0s intensives dota a menudo de un eardcier LACHOAD, UNESTATIO OBIEING, PERSIBDOVWMIOD 77 Es facil reconover ent cualquier civdad nodos que acttiant como simbolos represon, tativos del conjanto de la aglomeracidn o de determinados barrios por su certetlidad y funciomalidad. Poligono industrial: Espacios especializados para alhergar usos indusriales que, Espafia se asocian en sus origenes a lis Planes Generales de Orcenacion Urbana y. los pengramas de lineus de crinsito, canales © vigs fereas. Constimyen un elemento 2 imagen mental de la ciudad ya que la mayoria de fos individuos constra- Reni Sus representaciancs mentales en tomo a las sondas. LA CUDAD, UNESCO ORIETVO,PERCIIDOY VDD 2%