Ante el acuerdo unilateral de "Flexibilidad Curricular", reclamamos un diálogo horizontal para la transformación democrática de nuestra Universidad.

Actualmente, como desde hace algunos años, el sistema capitalista neolibreral viene profundizando a través de una serie de “reformas” y “ajustes” una nueva ofensiva contra los pueblos del mundo, buscando mantener a toda costa su dominación en todos los ámbitos de la vida cotidiana, y continuar con la reproducción de las desigualdades sociales y las relaciones de poder jerarquizadas. Se nos impone la absurda idea de que debe existir un único sistema de valores, que la conciencia social es una entidad homogénea que representa los intereses de todos por igual, ignorando las clases sociales, las diferencias históricas y culturales, y con ello, las diferentes formas de vida y de conocimiento que emergen y se producen desde la cotidianeidad de los sujetos y de los pueblos. En ese sentido, los organismos internacionales al servicio del imperialismo como la OCDE (Organización para la Cooperación y el Desarrollo Económico1) o la OMC (Organización Mundial del Comercio), imponen a los países subordinados un conjunto de políticas que orientan la vida interna en todos sus rubros, incluida la educación, con el fin de imponer un pensamiento universalizado a partir de la doctrina del mercado, mediante un modelo de enseñanza que forme sujetos que se integren y respondan de acuerdo a las necesidades del sistema económico, social, político y cultural hegemónico. Así, se impone un molde que generaliza un conjunto de técnicas y métodos pedagógicos como nuevo paradigma educativo obligatorio, que actualmente tiene como cúspide la noción de “competencias”, y que en realidad no es más que seguir supeditando la educación al capital. En México, el gobierno y las instancias de intervención educativa han aceptado con sumisión esas directrices que, por un lado, desmantelan paulatinamente las funciones públicas, incluida por supuesto la educación, dejando éstas en manos de privados; y por otro lado, a través de reformas educativas, trastocar el contenido de la enseñanza a beneficio del mercado, dejando completamente de lado su obligación para con el pueblo que la mantiene, así como toda posibilidad de intervención para la transformación social. En este contexto, el 15 de marzo de 2012, el Rector General de nuestra máxima casa de estudios, la Universidad de Guadalajara, en unión con el Secretario General, emitió el acuerdo No. RGS/001/2012, que establece una serie de lineamientos para promover la “flexibilización curricular”. Lo que en principio resulta preocupante, pues esa resolución que pretende servir de base para realizar ajustes en todo currículo de la Universidad de Guadalajara, fue tomada de manera unilateral, casi unipersonal, sin discusión ni consulta a los estudiantes y profesores, argumentando facultades discrecionales que centralizan de forma absoluta una decisión tan

1

Acuerdo de cooperación México-OCDE para mejorar la calidad de la educación de las escuelas mexicanas. http://www.oecd.org/dataoecd/44/49/46216786.pdf

Además. culturales e ideológicos de una comunidad. como en la formación de individuos comprometidos y solidarios con las necesidades de las amplias masas populares. Sin embargo. La “flexibilidad de contenidos” puede traer fuertes repercusiones en cuanto a la calidad de la educación. debe tomar en cuenta los contextos sociales. e impulsarlas en base a un ejercicio democrático que involucre una plena participación de todas las instancias académicas. se puede observar que este es un esfuerzo por deslindar a la Universidad de Guadalajara de los compromisos y obligaciones que tiene con el pueblo. Sobre este acuerdo. como se están tomando en este caso. queda fuera todo criterio académico y se da paso a la simple determinación burocrática. tanto en sus labores de extensión y vinculación universitaria. pudiendo incluso sustituir toda la currícula sin importar los contenidos o proveniencia de los cursos tomados fuera de las carreras. en detrimento de los tiempos necesarios para una formación verdadera. En realidad. son tres elementos planteados los que hay que analizar por su repercusión en la orientación y en la calidad de la educación: La flexibilidad de tiempos resulta. Además de esto. profunda y de calidad. y obligados a responder a ella. más que un esfuerzo por agilizar la titulación del estudiante. y plasmar la necesidad de la comunidad universitaria de convertirnos en sujetos sociales transformadores de la realidad. según lo establecido en el Acuerdo. el hecho es que los espacios que en principio fueron hechos para el intercambio de conocimientos y la interacción entre los sujetos de la educación quedarían eliminados. Es decir. por el contrario. al dejar fuera la necesaria currícula diseñada para cada profesión. más que reforma curricular. Observamos que el Acuerdo está incluido dentro de la lógica privatizadora que en forma y contenido dejaría a la educación superior impartida por la UdeG a la libre fuerza del mercado.importante que se comenzaría a materializar en el calendario escolar 2012-B en todos los centros universitarios. pues un currículum es el reflejo en la educación de los valores sociales. es importante mencionar que. En ese sentido. es necesario evitar las decisiones unipersonales. es evidente que este acuerdo llevaría a una . La flexibilidad de espacios. son disposiciones para la flexibilidad administrativa. pues somos nosotros los directamente afectados e interesados. justificada en el argumento de que todos los cursos pueden ser tomados en programas virtuales o en programas de modalidad semipresencial.son las administrativas. Por todo lo anterior. de profesores y estudiantes. un intento por incrementar los números de estudiantes egresados y mejorar las estadísticas internas. las instancias encargadas de dictaminar la validez o no de los cursos tomados en otro departamento o en otra institución –pública o privada. El diseño del currículum no debe ser un acto unilateral y administrativo. para dar paso a una simple dinámica instruccional así como programas y contenidos petrificados por la ausencia de estas interacciones que permiten una reconstrucción cotidiana de la educación. así como la situación de crisis. y su planificación debe surgir a partir de una deliberación conjunta que involucre a profesores y estudiantes en el proyecto. políticos y culturales.

.Difundir el acuerdo sobre la “flexibilidad curricular” para fomentar la discusión en la comunidad universitaria sobre sus alcances y repercusiones. 4. Por lo anterior. carteles para dar a conocer a la comunidad universitaria el contenido del acuerdo. y exigimos la consulta previa y el involucramiento en los procesos de reformas. proponemos el siguiente plan de acción: 1. saloneo. Que seamos capaces de visualizar un futuro diferente. este tipo de ejercicios deben realizarse de manera amplia e incluyente para tomar decisiones que permitan formar profesionistas con una alta calidad educativa y una visión de compromiso social. profesores. Convocamos a la comunidad universitaria a comenzar un proceso de transformación profunda de esta Universidad a través del análisis crítico que nos ayude a dar cuenta de nuestra realidad y así encaminar nuestros esfuerzos hacia la construcción de una universidad del pueblo y para el pueblo.. no flexible. crítica y profunda.Utilizar los medios electrónicos para la difusión y análisis. cada uno de nosotros a través de las redes sociales o contactos debemos asumir esta tarea. otro tipo de educación. egresados y todos aquellos involucrados en la educación. sino líquida. carente en todo sentido de una formación verdadera.Realizar brigadas. 2. nuestro posicionamiento como estudiantes y docentes de la Universidad de Guadalajara ante este “acuerdo de flexibilidad curricular” es de definitivo rechazo. Por lo anterior. dentro y fuera de la Universidad. tal y como lo establece el artículo tercero constitucional. se deben generar espacios de diálogo directo entre quienes conformamos la Universidad y el pueblo que le da vida. Considerando que la Universidad pertenece al pueblo mexicano al ser sostenida con los recursos públicos. comprometida.Constituirnos en Asamblea Permanente Universitaria en la que invitemos a participar a estudiantes. más humano y equitativo. por un lado.educación. volantes.. administrativos. por el otro. Creemos que para tener una educación verdadera. para comenzar a trazar un camino distinto hacia la transformación progresiva de nuestra realidad. 3. y la valoración que hemos hecho en este documento. Creemos que es necesario asumir la responsabilidad que tenemos como parte de la Universidad para construir. Asamblea Permanente Universitaria Universidad de Guadalajara 30 de Mayo 2012 .. a través del análisis profundo y crítico. Creemos que es tiempo de descubrir todos aquellos conocimientos que han sido negados desde las instituciones y comenzar un diálogo horizontal con todas aquellas colectividades que se organizan y actúan para la creación de un mundo más justo.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful