HySeL®

Asesoramiento, Control de riesgos y Capacitación en Higiene & Seguridad Laboral Te.: 0341- 155-59 57 29 o 155 98 50 90 Correo: info@hysel.com.ar Web: www.hysel.com.ar

NORMAS PARA LA CORRECTA MOVILIZACIÓN DE PACIENTES

El cuerpo humano es la más perfecta de las máquinas, contando no solo con la mayor cantidad posible de movimientos y palancas, sino además con la posibilidad permanente de detección y auto reparación de daños en la mayoría de los casos. En la movilización de pacientes, para evitar daños irreparables, se deben tener en cuenta algunas premisas que preservaran la salud de quien realice la operación, y la seguridad de quien deba ser movilizado.

Ellas son: 1. 2. Separar los pies, uno al lado del paciente y otro al costado, ligeramente detrás. Durante la posición de agachado (o posición de sentado) o al movilizar al paciente para cambiarlo de posición, deberá mantenerse la espalda derecha. Esto hace que: la espina dorsal, los músculos y los órganos abdominales estén en alineamiento correcto. se minimice la compresión intestinal que causa hernias el cuello y la cabeza sigan la alineación de la espalda, evitando daños en la zona cervical. 3. 4. Los dedos y manos han de extenderse por la superficie corporal para realizar el esfuerzo con la palma. Los dedos solos, tienen poca resistencia y pueden sufrir lesiones óseas o musculares. Acercarse al objeto con los brazos y codos al lado del cuerpo. Si los brazos están extendidos, pierden mucha de su fuerza y paralelamente, también se pierde el equilibrio corporal. Si acercamos la carga, el peso del cuerpo estará concentrado sobre piernas y pies. Comenzar el levantamiento con un empuje del pie posterior. Para evitar la torsión del cuerpo al tener que girar soportando la carga, (pues es la causa más común de lesión de la espalda cuando no se realiza el movimiento correctamente), se ha de cambiar el pie delantero en la dirección del movimiento antes de girar la cintura. Si el objeto o persona es demasiado pesado para quien realiza la operación, debe coordinarse la acción con un ayudante, contando entre ellos en vos audible hasta tres (a modo de preparación), para luego dar la orden de ejecución correspondiente al movimiento a realizar.

5.

Consideraciones generales Existen diferentes causas por las que se hace necesario movilizar un paciente. Ellas son: 1. 2. 3. 4. 5. 6. 7. Cambio de posición en el lecho. Traslado a un vehículo (que no sea ambulancia u otro medio de transporte adaptado a ese fin). Traslado del lecho a sillas de ruedas. Traslado al sanitario. Traslado de una cama a otra cama o camilla. Traslado desde el lecho a una silla y a la inversa. Cambio de posición sentado a parado.

1

Utilice los cinturones de traslado de ser necesarios para asegurar la correcta sujeción del paciente al momento de levantarlo. Utilice frases cortas y concretas para dar directivas al paciente sobre la ayuda que el mismo deberá prestar. o pasivo (que no puede valerse por si mismo) Pautas básicas 1. Compruebe la fuerza que posee o la resistencia que ofrece al movimiento el paciente. producen su rotación en forma suave y firme. y actuando todos al mismo tiempo. Con su mano derecha tome el muslo de este. mareos. Utilice siempre calzado que posea suela antideslizante. yesos. Antes de realizar las maniobras de traslado. 5. No se confíe. 4. se deberán tener presentes los siguientes aspectos: • • • • Tome conocimiento del estado general del paciente. cual es el objeto de la maniobra o traslado. 7. Si el paciente puede caminar. analizaremos cada caso de movilización de pacientes en forma particular. teniendo en cuenta la existencia de drenajes. Movilice al paciente hacia el lado que el mismo mejor pueda valerse por si mismo. efectuando el esfuerzo con las piernas (que poseen los músculos más grandes) y no con la columna (zona más débil). hágalo junto a él. Efectúe antes de del esfuerzo un análisis adecuado del estado del paciente. para evitar posibles desplazamientos de las mismas. Mantenga su columna recta. infórmele sobre las mismas. El o los asistentes toman los hombros y nalgas del paciente. u otras causas que afecten su estabilidad. grado de comprensión o entendimiento que el paciente posee para recibir y ejecutar indicaciones que se le impartan (aún las más simples). 9. 8. 2 . a fin de evitar eventuales caídas o esfuerzos incorrectos. Importante: Verifique que haya espacio suficiente para efectuar este movimiento. evitando así tomarlo de los hombros. Explíquele. Verifique su estabilidad observando la limitación de movimientos por existencia de férulas. grado de colaboración. No intente movilizar pacientes obesos o poco colaboradores sin la asistencia de otra persona. Observe si usted se encuentra frente a un paciente activo (que requiere solo una asistencia parcial). patologías óseas. canalizaciones. de ser necesario. a fin de evitar su caída. sillas de ruedas o camas.Al efectuar cualquiera de las maniobras de movilización arriba descriptas. Aliéntelo conforme se esfuerce a fin de incentivar su colaboración. Pautas ergonómicas a tener en cuenta • • • • • • Utilice fajas lumbares si han sido consideradas necesarias para la movilización de un paciente. Compruebe que el calzado utilizado por el paciente no presente el riesgo de resbalar o tropezarse. Realice la movilización en forma parcial. Solicite ayuda idónea. esto es. 3. Trabaje junto a él. tubuladuras y otros elementos que puedan trabar el desplazamiento. Trabe las ruedas de camillas. Tome las precauciones necesarias para asegurar al paciente durante el traslado. Diferentes formas de movilización Cambio de posición en el lecho Rolar al costado (Maniobra a realizar con la ayuda de otra persona): • • Cruce las piernas del paciente (la derecha sobre la izquierda). causas por la que se encuentra internado. 2. recorriendo tramos cortos por vez. 6. así como tendencias a inclinarse hacia un costado. colocando la mano izquierda sobre el estómago del mismo. etc. Efectuadas las consideraciones iniciales.

3 . Indique al paciente la maniobra que debe realizar. una las manos del mismo. Traslado a una silla de ruedas • • • • • Siente al paciente en el borde de la cama. Acompañe los movimientos que la persona deba realizar para sentarse. tomará las del paciente con su mano izquierda. mientras que coloca la derecha debajo de la nuca del paciente. Traslado al sanitario Las maniobras son similares a las descriptas anteriormente. acompañando al paciente en la maniobra. Si el paciente se encuentra sentado sobre una cama. dejando el lugar necesario para la maniobra. situando la silla frente a él. Ayúdelo a bajar de la cama tomándolo de las axilas. Trabe las ruedas de la silla y compruebe que se encuentre accionado el freno de mano del vehículo. indicándole que se asista utilizando los apoyabrazos de la silla. trabando las ruedas de la misma y de la cama si correspondiere. Cambio de posición sentado a parado • • • • • Separe sus piernas (si el paciente se encuentra sentado en una silla. tirando del paciente. Importante: Antes de realizar cualquier maniobra trabe las ruedas de la silla. Ayude al paciente a incorporarse. acercándolo hacia usted. soportando el peso a medida que sus pies se van acercando al piso. y comience a acercarlo contra usted. comenzando los movimientos a la cuenta y a su orden. permítale que se sostenga de sus hombros o apoye sus manos en el lecho para mantener el equilibrio. y manteniendo sus piernas separadas. y asista al paciente al incorporarse como al sentarse. a fin de evitar eventuales caídas o esfuerzos dañosos. coloque una de sus piernas entre las del paciente (para lograr mantener el correcto equilibrio de ambos). Traslado a un vehículo • • • Acerque la silla de rueda al borde de la puerta donde ascenderá / descenderá el paciente. levante el torso del paciente hasta lograr la posición de “sentado”. Una vez el paciente se encuentre parado frente a usted. Agáchese lentamente. manteniendo la espalda recta y compensando el esfuerzo al levantarlo inclinándose hacia atrás. Importante: Manténgase cerca del paciente pero déjele suficiente espacio para que pueda realizar los movimientos cómodamente. rotando al mismo hasta dejarlas fuera del lecho. solicitando al paciente que se asista sosteniéndose con sus manos sobre los apoyabrazos de la silla. Tome al paciente por debajo de sus axilas. girando paulatinamente con el hasta ubicarlo de espaldas a la silla. sus piernas estarán por fuera de las del paciente) con el objeto de mantener el equilibrio y no realizar el esfuerzo sobre la zona lumbar. realice la operación inversa.Cambio de posición acostado a sentado sobre el borde de la cama • • • • Cruce las piernas del paciente (la derecha sobre la izquierda). Importante: Verifique que el paciente utilice un calzado que no resbale. Tome ahora las manos unidas del paciente con su mano derecha. tomándolas firmemente con su mano izquierda. Si el paciente se encuentra en una silla. Si se encuentra ubicado a la izquierda del paciente. Solicitando la ayuda para el esfuerzo.

si posee sonda. apoyando sus manos sobre las sábanas volcadas sobre el paciente a la altura de los muslos y hombros de este.Traslado de cama a camilla (y a la inversa) – Maniobra de DAP 1. colocándolas sobre el paciente. adecuando su postura a fin de realizar el esfuerzo en forma correcta. disminuyendo considerablemente el rozamiento producido por el roce entre ambas superficies. colocando el borde de la sabana. y procuran generar una base de procedimiento sobre la cual adaptar las propias posibilidades. colostomía. 3. Coloque la camilla lateralmente. y la otra en el lado libre de la cama. Estas situaciones se encuentran generadas o bien por ignorar las correctas formas de realizar esfuerzos o por falta de recursos materiales o humanos para efectuar el trabajo de manera correcta. y reduciendo el esfuerzo necesario para la movilización. 4. anteriormente puesto sobre el paciente. Es preciso asumir que nadie cuidará mejor de cada trabajador. SON LAS PROPIAS BASES PARA PREVENIR ACCIDENTES Y LESIONES DURANTE LA VIDA LABORAL. ahora sobre la camilla (que a su vez se encuentra cubierto por un paño o sábana*). A medida que el cuerpo del paciente avanza sobre el plano de apoyo. sujetando firmemente el borde de la sábana que se encuentra debajo del paciente. empujará en forma conjunta al esfuerzo de su compañero. tirará del mismo. Descubra el cuerpo del paciente y observe en que situación se encuentra el mismo (es decir. yeso.) con el objeto de evaluar las medidas a tomar. La primera. y dóblelas. aproximando lo más posible los hombros a la altura del borde de la cama. Estas sugerencias se han realizado para la actuación ante casos convencionales de movimientos y esfuerzos. por lo que cada uno debe tomar conciencia respecto de procurar siempre las mejores condiciones de trabajo y el mayor cuidado en la ejecución del mismo. 2. Se ubicará una persona en el lado libre de la camilla. manteniendo la espalda recta. * Es importante destacar la función del paño o sábana colocada sobre la camilla o cama a donde debe trasladarse al paciente. la persona que se encuentra tirando de la sábana deberá alejarse paulatinamente. HySeL® Higiene y Seguridad Laboral para Empresas ______________________________________________________________________________ 4 . durante la realización de las tareas. etc. vendajes. con piernas y brazos. EL CONOCIMIENTO SOBRE LA CORRECTA MANERA DE ACTUAR DURANTE LA REALIZACIÓN DE UN TRABAJO. La otra persona. Por sobre todas las cosas es necesario entender que las lesiones osteomusculares se producen por esfuerzos mal realizados o sobrecargas sobre el paquete muscular. es decir. Quite los bordes de las sabanas que se encuentran debajo del colchón. dado que aquel se irá retirando al tiempo que este ocupa el plano de apoyo. que él mismo. en forma contigua a la cama. 5. manteniendo las piernas abiertas. Y EL CONVENCIMIENTO SOBRE ACTUAR DE ESA MANERA.

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful