P. 1
Dolor de Cuello

Dolor de Cuello

|Views: 175|Likes:
Publicado porLalita

More info:

Published by: Lalita on May 12, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

12/01/2013

pdf

text

original

Dolor de Cuello Información muy Importante para personas con Fibromialgia.

O para cualquier persona con problemas en su Cuello.

“Si tu cuello esta destensado y descontacturado no tendrás dolor de Cabeza o serán menores los dolores.”

Debido a su estructura complicada (músculos, vértebras y nervios) y al hecho que se mueve constantemente y debe sostener la cabeza que pesa entre 3.5 y 5 kilos, el cuello es vulnerable a tensiones, rigidez y muchas veces hasta dolores. Entre las causas más comunes de dolores en el cuello tenemos:
• • • • •

Mala postura (mantener inclinada la cabeza o en una posición incómoda) Estrés Usar una almohada inadecuada Espasmos musculares debido a un movimiento brusco (tortícolis) Lesiones

Remedios populares
Remedio para el dolor de cuello #1 Preparar un baño con una infusión de tres cáscaras de naranja, cuatro hojas de lechuga y dos cucharada de miel los cuales deben ser mezclados en medio litro de agua y luego hervidos durante 20 minutos. Esta infusión luego debe ser añadida al agua de la tina de baño. Este baño relajante ayudará mucho si el dolor de cuello tiene es causado por tensión. Remedio para el dolor de cuello #2 Deslizar varias veces, de derecha a izquierda, una toalla empapada con aceite de mejorana o romero en el cuello. Remedio para el dolor de cuello #3 Preparar una cataplasma con un pedazo de tela de algodón limpio y varias gotas de tintura de árnica para aliviar el dolor. Remedio para el dolor de cuello #4 Masajear el cuello dos veces al día con la mezcla de media cabeza de ajo triturada con una barrita de alcanfor. Remedio para el dolor de cuello #5 Aplicar en el cuello una bolsa plástica que contenga hielo picado cubierta en una funda (una toalla de paño es demasiado gruesa para transmitir efectivamente el frío) si el cuello ha recibido alguna pequeña lesión para reducir la inflamación. Una vez se ha disminuida ésta, aplicar una toalla empapada en agua caliente por 10 minutos.

Recomendaciones
Algunas recomendaciones para las personas que sufren de dolores de cuello son los siguientes:

*El agua caliente alivia el dolor y la rigidez. Por eso se recomienda un baño o una ducha caliente cuando la persona se levanta de la cama y antes de acostarse. Por 10 minutos por lo menos, sin hacer otra cosa y relajándose solo dejar caer el chorro de agua sobre todo en las partes con más dolor. Si es posible comparar una regadera de masaje. Ayuda a tener un mejor día por la mañana. Al estarte bañando puedes hacer algunos de estos ejercicios, sobre todo los del cuello y hombros ayudara a que se relajen mejor. No te bañes con agua muy caliente, esto provoca mas fatiga.

Dormir en un colchón firme. Si al despertar el cuello estrígido o adolorido, el culpable pudiera ser el colchón. Se aconseja usar un colchón firme para mantener horizontal la cabeza. Evitar las almohadas demasiado gruesas. Las almohadas muy gruesas causan dolor de cuello. Por ello, se aconseja usar almohadas de espuma desmenuzada en lugar de las de espuma de goma sólidas.

Otra buena opción consiste en adquirir una almohada cervical las cuales dan el debido apoyo al cuello.

O usar almohadas de herradura suave, así evitaras que el cuello se este torciendo cuando duermes, mas si tienes un sueño inquieto. (Excelente consejo para personas con Fibromialgia).

Inclusive, existen personas con dolor de cuello que siente mejora con el solo hecho de dormir horizontalmente sin almohada. (Yo no lo recomendaría, se turce mas el cuello, pero si a ti te sirve es valido). Sentarse en una silla firme y con respaldo alto. Debido a que la espina dorsal incluye los huesos en la base del cráneo, el sentarse en una silla que no proporcione el soporte adecuado aumentará las posibilidades de tener dolor de cuello.

Usar una toalla como soporte. Se puede enrollar una toalla y colocarla en la base de su espalda cuando se está sentado con el fin de alinear mejor ka columna vertebral y el cuello. Acomodar la posición del monitor de la computadora. Si es necesario trabajar todo el día frente a un ordenador, resulta conveniente que la pantalla sea colocada al nivel de la vista para que el cuello descanse y se evite así una posición inadecuada. Levantar las cosas con cuidado. Es importante levantar de manera correcta los objetos. Para ello, se debe doblar las rodillas y mantener erecta la espalda mientras coloca el objeto entre sus pies, que deben estar separadas. Luego, se levanta el objeto, manteniéndolo lo más próximo posible a su cuerpo. Evitar dormir boca abajo. Esta posición no sólo perjudica la espalda, sino también el cuello. En su lugar, prefiera dormir en posición fetal (de costado con las rodillas elevadas hacia el pecho). No duerma sobre su estómago, ya que fuerza la cabeza hacia arriba. Abrigar su cuello Si hace frío y hay humedad en el ambiente no sólo es aconsejable usar sombrero; sin también usar una bufanda que cubra el cuello, ya que este tipo de clima puede agravar la rigidez y el dolor de cuello. Aplicar técnicas de relajación. Debido que una gran parte de los dolores de cuello son causados por estrés, es necesario aprender técnicas de relajación, como relajación progresiva o respiración abdominal.

Para la relajación progresiva, se debe procurar un lugar tranquilo donde nadie lo pueda distraer. Luego, se debe sentar o acostarse y cerrar los ojos. Luego, empezando con la cabeza y el cuello y bajando por todo el cuerpo, ponga tensos los músculos y luego libere la tensión. Para la respiración abdominal, siéntese tranquilo y respire profundo dejando que el aire baje hasta su abdomen. Luego exhale completamente, apretando suavemente el estómago. Respire profundo de esta forma por varios minutos.

Además de estas dos técnicas, usted podrá crear sus propias formas de relajación. Haga lo que le funcione mejor. Evitar los malos hábitos que maltratan el cuello. No se debe sostener el teléfono entre el cuello y el hombro cuando se habla por teléfono y menos tratar de escribir a la vez, ya que es una posición incómoda que causa, después de cierto tiempo, rigidez y dolor al cuello. Igualmente, se debe evitar otras acciones como las siguientes:

• •

Afeitar la cara (en el caso de los hombres) con la cabeza inclinada hacia atrás. Lavar el cabello con champú en el lavamanos.

Tomar descansos frecuentes. Cambie frecuentemente de posición, especialmente si tiene que estar en una posición de mucha tensión física. Levántese y camine a su alrededor por lo menos una vez cada hora. Al nacer esto hacer los siguientes ejercicios un ratito. Hacer ejercicios para estirar y fortalecer el cuello. Para combatir la rigidez e impedir problemas futuros de dolor de cuello, se aconseja hacer los siguientes ejercicios cada uno cinco veces, dos ocasiones al día.
• • • • • •

Inclinar lentamente la cabeza lo más adelante posible y después mover la cabeza lo más atrás posible. Inclinar la cabeza hacia su hombro mientras mantiene éste inmóvil y luego enderezar e inclinar hacia el otro hombro. Hacer este mismo ejercicio con los brazos levantados a los lados. Volver lentamente su cabeza de un lado a otro hasta donde le sea posible. Colocar su mano a un lado de la cabeza mientras empuja ésta contra la mano luego hacer el mismo ejercicio hacia el otro lado. Hacer el mismo ejercicio anterior, pero oponiendo resistencia ligera contra la frente mientras se empuja ésta hacia adelante. Luego oponer resistencia ligera a la nuca, mientras empuja la cabeza hacia atrás. Después de este ejercicio Inclinar la cabeza hacia su hombro mientras mantiene éste inmóvil y luego enderezar e inclinar hacia el otro hombro.

Aunque la mayoría de los casos de dolor de cuello tiene como origen una tensión muscular el cual puede manejarse mediante remedios caseros, algunas clases de dolor de cuello deben ser atendidas por un médico. Por ello, se aconseja recibir asistencia médica si se presenta los siguientes síntomas:
• •

Dolor causado por una lesión. Dolor de cuello que está acompañado de fiebre, dolor de cabeza, y dolores musculares. Hormigueo o entumecimiento en los brazos o las manos. (personas con Fibromialgia, sabemos que puede suceder que nos pase esto NO, nos asustemos, mas si ya un medico descarto cualquier otra cosa).

Molestias visuales. (Si ya te revisaste por un Oftalmólogo, y no tienes nada mas que resequedad en las corneas o ojos en general, es un síntoma común en la Fibromialgia, no te asustes, usa gotas de lagrimas artificiales, ayudaran a este síntoma).

Dolor de cuello que aumenta o persiste por varios días a pesar de los tratamientos caseros. (En la Fibromialgia síntoma muy común, tener dolor de cuello siempre o no).

Si tienes Fibromialgia esto es común ya lo sabes no te asustes, solo haz estos consejos y remedios, con forme vayas sanado tu organismo y vayas haciendo modificaciones y cambios en tu diario vivir y de hacer, sentir….todo ira mejorando.

Ejercicios Para el Cuello:

A continuación se ofrecen una serie de ejercicios para la práctica diaria

Inclinar la cabeza hacia la derecha y hacia la izquierda alternativamente intentando aproximar la oreja al hombro. Repetir el ejercicio 10 veces.

Girar la cabeza hacia la derecha tanto como le resulte cómodo, intentando mirar por encima del hombro. Efectuar el ejercicio girando también hacia la izquierda. Repetir el ejercicio 10 veces.

“Siempre con los ojos Abiertos para Evitar Mareos “ “No dar vueltas completas con la cabeza, mas de dos veces, hacerlo muy suave...si puedes hacerlo mas esta bien, lo importante es que no te lastimes y te sirva.”

Flexionar la cabeza hacia delante presionando con las manos hasta llegar al limite de la comodidad. Mantener postura 10 segundos.

Sentado y con las manos en la nuca, llevar los codos hacia atrás, y hacia arriba, hasta llegar al limite de la comodidad. Mantener la postura 10 segundos.

Sentado en una silla apoyar el pie derecho en la rodilla izquierda. En esta posición llevar con la mano la pierna hacia abajo, repetir ejercicio con la pierna contraria. Mantener postura 10 segundos.

Sentado en una silla, intentar tocar el centro de la espalda con la mano izquierda. En esta postura se saca la palma de la mano hacia afuera, mientras estirando del codo hacia el techo. Mantener 10 segundos. Luego repetir con mano derecha

De pie con los brazos estirados a lo largo del cuerpo. Coger aire por la nariz mientras elevamos los brazos hasta juntar las manos por encima de nuestra cabeza. Mantener la respiración durante 3 segundos y vamos expulsando lentamente el aire por la boca, mientras bajamos los brazos. Repetimos el ejercicio 10 veces.

De pie, brazos estirados, entrelazar las manos por encima de la cabeza. En esta postura y sin levantar talones del suelo, elevar mas los brazos estirándolos hasta llegar al límite de la comodidad. Mantener postura 10 segundos

Antebrazos y manos apoyadas contra la pared. El pie que esta adelantado apoyándolo firmemente en el suelo con la rodilla flexionada. Pierna de atrás estirada hasta el límite de la comodidad, apoyando solo la punta del pie. En esta postura intentar apoyar el talón en el suelo. Mantener postura 10 segundos. Repetir ejercicio con el otro pie.

De pie con los brazos estirados a lo largo del cuerpo. Coger aire por la nariz mientras elevamos los brazos hasta juntar las manos por encima de nuestra cabeza. Mantener la respiración durante 3 segundos y vamos expulsando lentamente el aire por la boca, mientras bajamos los brazos. Repetimos el ejercicio 10 veces.

De pie, brazos estirados, entrelazar las manos por encima de la cabeza. En esta postura y sin levantar talones del suelo, elevar mas los brazos estirándolos hasta llegar al límite de la comodidad. Mantener postura 10 segundos

Antebrazos y manos apoyadas contra la pared. El pie que esta adelantado apoyándolo firmemente en el suelo con la rodilla flexionada. Pierna de atrás estirada hasta el límite de la comodidad, apoyando solo la punta del pie. En esta postura intentar apoyar el talón en el suelo. Mantener postura 10 segundos. Repetir ejercicio con el otro pie.

Ejercicios por (EDEPA)

Más Ejercicios:

1. Póngase de pie, con los talones y los glúteos contra la pared y el mentón metido. Incline la cabeza hacia atrás hasta tocar la pared y sosténgala hasta contar 5. Descanse. Repítalo 10 veces. 2. Siéntese en una silla rígida (en forma de L). Coja, con la mano derecha, por delante del pecho, el lado izquierdo de la silla. Extienda el brazo izquierdo por delante y después gírelo hacia la izquierda, llevándolo horizontalmente tan atrás como pueda y gire la cabeza hasta mirar por encima del hombro izquierdo; aguante esta posición. Después, empuje y gire un poco más; aguante esta posición y, a continuación, vuelva a la posición frontal. Repítalo 3 veces con cada brazo. 3a. Siéntese con los hombros relajados y el mentón metido, mirando al frente. Incline la cabeza de lado hasta acercar al máximo la oreja derecha al hombro derecho; aguante la posición. Asegúrese que los músculos del hombro aún están relajados e inclínese un poco más. Después, vuelva a la posición vertical. (Cuando efectúe la inclinación lateral, el perfil de la nariz debe continuar en el mismo sitio, para asegurarse que no gira la cabeza). Repítalo 2 veces con cada lado.

3b. Incline la cabeza hacia atrás como recorriendo con la mirada la pared y el techo. Vuelva la cabeza a la posición vertical. Repítalo. Ahora cambie e incline la cabeza hacia delante tanto como pueda hasta que el mentón toque el cuello. Vuelva a la posición vertical con el mentón metido. Repítalo.

4. Acostado sobre la espalda, con las rodillas flexionadas y los pies planos sobre el suelo, a) Ponga las manos sobre las costillas a la altura de los costados del pecho. Inspire profundamente por la nariz y espire por la boca empujando las costillas contra las manos mientras inspira. Repítalo 10 veces. (Recuerde que es tan importante espirar a fondo como inspirar profundamente). b) Póngase las manos sobre la parte superior del pecho. Inspire profundamente por la nariz y después espire todo lo que pueda por la boca. Empuje las costillas hacia arriba contra las manos, mientras inspira. Repítalo 10 veces. 5. Continúe acostado sobre la espalda con las rodillas flexionadas hacia arriba. Levante la ca-dera de manera que los glúteos no toquen el suelo y forme una línea recta desde los hombros hasta las rodillas. Sostenga esta posición hasta contar cinco y baje. Repítalo 5 veces.

6. Continúe acostado sobre la espalda con las rodillas flexionadas hacia arriba y los pies sobre el suelo, levante los brazos por el suelo, de lado, hasta la altura del hombro. Con las rodillas juntas, tuérzalas hacia la derecha, intentando coger la parte exterior de su muslo derecho más cercano al suelo. Repítalo hacia la izquierda. Repítalo 9 veces.

7. Acuéstese boca abajo, con la cabeza vuelta hacia un lado y las manos pegadas a los lados (si lo necesita, puede ponerse un cojín debajo del pecho, pero no debajo de la cintura, para estar más cómodo). a) Levante una pierna del suelo, aguantando la rodilla recta y asegurándose que el muslo se levanta del suelo. Repítalo 5 veces con cada pierna. b) Levante la cabeza y los hombros del suelo todo lo que pueda. Repítalo 10 veces. 8. Arrodíllese en el suelo "a cuatro patas". Extienda el brazo y la pierna opuestos paralelamente al suelo y sosténgalos así hasta contar diez. Bájelos y después repítalo con el otro brazo y pierna. Repítalo 5 veces con cada lado. 9. Todavía "a cuatro patas", encorve la espalda y doble el cuello hacia abajo de manera que mire a la parte delantera de los muslos. Luego tense los brazos de modo que no los doble por los codos. Levante la cabeza y allane o meta la espalda hacia abajo. (La parte delantera de las costillas hacia abajo y las nalgas ha-cia arriba). Repítalo lentamente y a fondo 9 veces.

Mantener la actividad deportiva es muy beneficioso para la persona. La natación permite ejercitar todos los grupos musculares y aumentar la capacidad respiratoria. Haz tu Rutina de Ejercicios y estiramientos como a ti te haga sentir mejor y el tiempo que tu vayas sintiendo mejor….puedes empezar por hacer Una Vez de cada uno, si no puedes hacer mas la primera vez y continuar hasta hacer cada día mas. Pero no lo dejes de hacer mientras mas Flexibilidad tengas, mas Movilidad, Menos DOLOR. Lalita

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->