Está en la página 1de 23

Tipos de Espirómetros

Existen dos tipos de espirómetros

  • Aquéllos que registran la cantidad de aire exhalado

o inhalado en un determinado intervalo de tiempo

(espirómetros de volumen) .

  • Aquellos que miden qué tan rápido fluye el aire cuando se desplaza hacia adentro o hacia afuera del pulmón, conforme se incrementa el volumen de gas inhalado o exhalado (espirómetros de flujo). Ambos tipos se usan para la detección de enfermedades pulmonares.

ESPIRÓMETROS VOLUMÉTRICOS

  • Se puede registrar mediante un lápiz conectado a éste, escribiendo sobre un papel especial que se mueve a una velocidad constante por segundo. Se

obtienen así curvas de volumen/tiempo. Algunas unidades incorporan un procesador que a partir del volumen y el tiempo calcula el flujo, por lo que

pueden obtenerse también las curvas de flujo/volumen.

  • Por su simplicidad y exactitud de medida son el patrón oro (gold standard) en espirometría.

Espirómetro de agua o de campana

  • Fue el primer espirómetro tal como los concebimos hoy en día.

  • Todavía se sigue utilizando en algunos servicios de función pulmonar, lógicamente con algunas mejoras; no obstante, el principio de funcionamiento es el mismo .

  • El espirómetro de agua consta fundamentalmente de una campana de plástico o metal ligero introducida en un recipiente con agua. La campana está perfectamente equilibrada mediante una pesa y un

sistema de poleas.

  • Al introducir aire bajo la campana , ésta se eleva haciendo que la pesa descienda. Este movimiento es registrado mediante un inscriptor en un rodillo de papel que se mueve a una velocidad constante (quimógrafo); en otros casos un potenciómetro transforma el movimiento del peso en una señal eléctrica que puede registrarse.

Lo mismo sucede con la inspiración, sólo que el movimiento es el

contrario: la campana baja y el peso sube.

Espirómetro de pistón

  • Se trata de un espirómetro seco, es decir, no va sellado en agua como el anterior.

  • Consiste en un pistón que se desplaza dentro de un cilindro a medida que lo va empujando el aire espirado del paciente. Este movimiento se transmite a un lápiz que registra el desplazamiento sobre un papel que se mueve a una velocidad constante, obteniéndose así curvas de volumen/tiempo. Como en el caso del espirómetro de agua, se puede colocar un potenciómetro, en este caso en el vástago del pistón, que transforma el movimiento de éste en una señal eléctrica, pudiendo así conectarse a un microprocesador.

Espirómetro de fuelle

  • Es también un espirómetro seco. Al soplar el paciente, el aire

espirado “hincha” un fuelle y el desplazamiento de la pared de

éste se registra sobre un papel que se mueve a velocidad

constante. Las curvas obtenidas son, pues, de

volumen/tiempo. Como en el caso anterior, también se pueden acoplar un potenciómetro y un microprocesador, de forma que a partir del volumen y el tiempo calcule los flujos, posibilitando así la obtención de curvas de flujo/volumen.

  • Hasta la aparición de los neumotacógrafos, éste era el tipo de espirómetro más extendido, y el que en cierto modo popularizó la práctica de la espirometría, al ser mucho más pequeño y cómodo que los de agua.

  • Inicialmente el papel sólo alcanzaba 6 s, aunque los modelos

actuales ya registran

  • 12 s. Generalmente sólo registra la espiración forzada, aunque algunos modelos recientes permiten registrar también la inspiración.

Espirómetros con sensor de flujo

  • La mayor parte de los espirómetros modernos presentan un cabezal con un sensor que determina el flujo de aire que pasa por él en cada instante, y lo relaciona con el tiempo medido por un reloj interno.

  • Casi todos los espirómetros con sensor de flujo son bidireccionales, es decir, registran tanto el flujo espiratorio como el inspiratorio. Esto posibilita obtener tanto volúmenes espiratorios como inspiratorios.

  • La miniaturización de los componentes electrónicos ha permitido la aparición de espirómetros de bolsillo, fácilmente transportables y de pequeño tamaño.

  • Algunos espirómetros poseen una pantalla para ver en tiempo real el trazado de la curva; otros no poseen esa pantalla, pero se pueden conectar a un ordenador para ver en la pantalla de éste la curva en tiempo real.

Neumotacógrafo

  • Realiza la medición de la diferencia de presiones del aire antes y después de atravesar una resistencia conocida.

  • El principal problema de los neumotacógrafos es que pueden verse afectados por la condensación; para evitarlo, muchos de los actuales neumotacógrafos vienen con algún sistema de calentamiento.

  • Existen varios tipos de neumotacógrafos, según el tipo

de resistencia que utilicen, de los que vamos a ver los

más utilizados en los equipos actuales.

Neumotacógrafo de tipo Fleisch

  • La resistencia en este tipo de cabezales está formada por multitud de pequeños tubosparalelos. Es el tipo más utilizado en los actuales
    espirómetros-

Neumotacógrafo de tipo Fleisch  La resistencia en este tipo de cabezales está formada por multitud
Neumotacógrafo de tipo Fleisch  La resistencia en este tipo de cabezales está formada por multitud

Neumotacógrafo de tipo Lilly

  • En este caso, la resistencia es una malla, generalmente metálica (fig. 11).

Neumotacógrafo de tipo Lilly  En este caso, la resistencia es una malla, generalmente metálica (fig.

Neumotacógrafo desechable

  • Se trata básicamente de un cabezal de tipo Lilly, pero la malla es de un material desechable. Este tipo de cabezal se desecha entero tras su uso con cada paciente, sustituyéndose por uno nuevo para el siguiente paciente.

Espirómetro de turbina

  • Este tipo de espirómetros tienen un cabezal con un eje sobre el que gira una pequeña hélice; en los extremos

del cabezal hay unas aspas fijas que ordenan el flujo de

aire al penetrar en el cabezal. El flujo de aire hace girar la hélice, y las aspas de ésta interrumpen una fuente de luz en cada paso que hagan. La velocidad de giro de la hélice es proporcional al flujo, y por tanto, a más flujo,

más veces se interrumpirá la señal luminosa. Esta

información se dirige al microprocesador, que en función de las revoluciones de la hélice calcula el flujo y luego, por integración, los volúmenes (figs. 12 y 13).

  • Este tipo de espirómetros están muy extendidos

actualmente, ya que son relativamente baratos y un gran número de aparatos incorporan este tipo de cabezal.

Espirómetro de hilo caliente

  • Denominados también termistores o anemómetros de hilo caliente, estos espirómetros tienen en su

cabezal un hilo metálico (generalmente de platino)

calentado a temperatura constante por medio de corriente eléctrica. Al pasar el flujo de aire se enfría el hilo; para mantener la temperatura del hilo

constante el circuito debe suministrar más corriente eléctrica. Así pues, la corriente consumida es directamente proporcional al flujo de aire, pues a

más flujo, más enfriamiento del hilo (fig. 14).

  • Este tipo de dispositivos están muy poco extendidos, no utilizándose prácticamente en Europa.

Espirómetro de ultrasonidos

  • Para el cálculo del flujo, estos cabezales se basan en la propiedad de los ultrasonidos de que, cuando

forman un determinado ángulo con la dirección del

flujo, los ultrasonidos que van en el mismo sentido que el flujo tardan menos en llegar al receptor que aquellos que van en sentido contrario al del flujo.

Esta diferencia de tiempo es tanto mayor cuanto mayor sea el flujo (fig. 15).

  • Este tipo de espirómetros está muy poco extendido,

a pesar de su gran exactitud, posiblemente debido a

que su precio es algo elevado.

Intereses relacionados