P. 1
Efectos nocivos de la Pornografía

Efectos nocivos de la Pornografía

|Views: 44|Likes:
Publicado porDiego Eduardo Pech

More info:

Published by: Diego Eduardo Pech on Jun 11, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

02/04/2014

pdf

text

original

Efectos nocivos de la Pornografía

Diego Eduardo Universidad La Salle Cancún, Cancún Quintana Roo Resumen: La palabra “pornografía” tiene como significado “escribir sobre prostitutas”, pero actualmente se le llama pornográfico a todo aquello que tenga como destino generar excitación sexual. Sin duda alguna esta es la principal causa de los problemas psicológicos, sociales y sexuales que existen hoy en día. Psicológicamente la pornografía distorsiona los conceptos del sobre la naturaleza de las relaciones conyugales, convirtiendo al hombre en una persona violenta. Por parte de la sexual se encuentra un trastorno llamado “parafilia”, que se presenta cuando lo que antes excitaba a la persona ya no es suficiente por lo que busca más, adjudicándole conceptos como: Bisexualidad, Exhibicionismo, Travestimos, Transgerismo, Transexualismo, Sadismo, Masoquismo entre otros. Palabras claves: pornografía, excitación, sexual, problemas, psicológicos, sociales, violenta, trastorno.

Introducción: La pornografía ha existido desde tiempos inmemorables; se han encontrado decoraciones de retratos orgiásticos en paredes desde la antigua Roma, y es principalmente ese erotismo lo que convierte a la audiencia en un esclavo de sus propios instintos salvajes. La sociedad impone reglas que ha reprimido varias situaciones naturales en el hombre, y la pornografía abre algunas de las puertas que convencionalmente no podemos abrir. Ese es el punto en donde la pornografía ataca. La lujuria que provoca este material es muy evidente; muestran situaciones fantasiosas muy difíciles de conseguir, por lo que distorsiona radicalmente los pensamientos del sujeto sobre la sexualidad. Teniendo como consecuencia muchos trastornos tanto psicológicos, sociales y hasta sexuales. Lo más escalofriante es que no hay nadie que pueda concientizar sobre este tema, el cual una gran parte de los infantes ha tenido o tiene acceso; muchos padres prefieren no hablar sobre ello, o no se quieren dar cuenta de que sus hijos lo ven. Resultados: Para algunos sexólogos la pornografía es algo parcialmente sano; para la sexología es simplemente una forma

más de expresar y experimentar su sexualidad. Además, le encuentran también utilidades didácticas. Por ejemplo, en los casos en los que las parejas han caído en cierta rutina y monotonía, -dicen ellosla pornografía, digo, “material sexualmente explícito”, se vuelve una escuela para aprender cosas nuevas. Para desechar mitos como que “el hombre nunca se cansa del sexo” y que “la mujer siempre está lista para la relación”. En el 2002 la Academia Americana de Abogados Matrimoniales presentó en su artículo “¿Es Internet malo para su matrimonio? Los amoríos en línea, sitios pornográficos que juegan un papel más importante en los divorcios” estudios de varias parejas que como resultado arrojaron los siguientes resultados: un 68 por ciento de los casos incluía un nuevo amorío a través del Internet, 56 por ciento “uno de los cónyuges con un interés obsesivo en sitios web pornográfico”, 47 por ciento “envueltos con el computados por un tiempo excesivo” y un 33 por ciento estaba demasiado tiempo chateando en un foro frecuentemente sexualizado. Jennifer Schneider en su investigación Efectos de Cibersexo Adicción en la familia” rescato lo siguiente: El “cybersex”, que tiene lugar en estos lugares de chateo, fue un factor importante en la separación y el divorcio: en más de un 22 por ciento de las parejas observadas, el

esposo/a no estaba ya viviendo con el adicto al “cybersex”, y en muchos de los otros casos, los esposos/ as habían considerado seriamente dejar el matrimonio o la relación. Sin embargo, a pesar de las perspectivas sexológicas, la psicología sigue considerando el voyerismo como una práctica enferma y la enlista dentro de sus llamadas: parafilias. Como lo indica el Manual de Diagnóstico Psiquiátrico. Pero, por otro lado, David Scott en su libro: “La pornografía, sus efectos en la familia, la comunidad y la cultura” indica que además de ser adictivo, incita a la violencia, a la insensibilidad, la degradación del concepto de la mujer, impulsar a cometer actos criminales, entre otras cosas. Lo peor de todo es que es algo altamente adictivo, pero ¿Podría tener algo peor que la adicción? Sí, en efecto. La Asamblea legislativa de la república de Costa Rica. A través de la Comisión Permanente Especial de Juventud, Niñez y Adolescencia. Que se dedica a la supervisión de contenidos en internet que los jóvenes consultan enseñó lo siguiente: El 90% de los niños de entre 8 y 16 años han visto pornografía en Internet -sobre todo accidentalmentemientras hacían sus tareas; 26

dibujos animados populares para niños, tales como Pokemon, My Little Pony y Action Man, mostraron millares de enlaces con sitios pornográficos, cuyo contenido, en el 30% de los casos, era de sexo brutal. Esto es muy alarmante; a pesar de que hay páginas que sólo se dedican a distribuir este material, han alcanzado otras que ni siquiera tienen algo en común, como lo son páginas educativas. Lo que nos cambia el panorama radicalmente. Ahora esto ya no está al alcance de los adultos solamente, sino que para los menores también, lo que de igual manera atrae consigo todos los trastornos que genera. En general la pornografía afecta a todos los que la miran frecuentemente. Si creamos una familia bien desarrollada, y a eso le agregamos este material, podremos observar que la disolución no tarda en aparecer. Jennifer P. Schneider en su artículo “Efectos de Cibersexo Adicción en la familia: Resultados de un estudio” menciona lo siguiente: El impacto que tenga el consumo de pornografía por el padre de un hijo pequeño es variable y puede ser serio. La pornografía elimina el calor de una vida familiar afectuosa, que es el fertilizante natural en el desarrollo del niño. Otras consecuencias y

traumatismos asociados al consumo de pornografía en un niño pequeño incluyen: - encontrar material adquirido por el padre; pornográfico

- encontrar a su padre (o madre) masturbándose; - escuchar al padre envuelto en “sexo telefónico”; - ser testigo y experimentar la tensión en el hogar, debido a actividad sexual en el Internet; - aumento del riesgo de que los niños se transformen en consumidores de pornografía; - presenciar y encontrarse envueltos en conflictos de los padres; - estar expuesto a mirar a seres humanos, especialmente mujeres, como cosas, u objetos sexuales; - aumento del riesgo de pérdida del empleo por el padre, y dificultades financieras; - mayor riesgo de separación y/o divorcio de los padres; - menor tiempo y atención del padre – tanto del padre adicto a pornografía, como la madre, preocupada por la adicción de su esposo. Por otra parte Peter and Valkenburg en su libro "La exposición de los

adolescentes a Internet de material sexualmente explícito" destaca en sus investigaciones lo siguiente: De 2,343 adolescentes encontró que material sexualmente explícito en el Internet aumentaba significativamente su incertidumbre con respecto a la sexualidad. Lo que encaja con todos los efectos antes mencionados. Discusiones y Conclusión: La pornografía en general es un material que genera trastornos muy graves tanto psicológicos como sexuales. Es correcto el decir que es nocivo para cualquier persona, no importa ni el sexo, ni la edad; sin importar la capacidad mental, el hombre nunca deja de aprender, y es muy fácil de convencer. Una minúscula parte de los científicos (mayormente sexólogos) explica que es buena para resolver ciertos conflictos sexuales en el matrimonio, y que también indicarían un buen camino para aprender sobre la sexualidad. Sin embargo estudio más precisos y más concretos gracias las sus investigaciones de campo, logran contradecir todo lo anterior. Es la principal causa del divorcio. Los adultos, niños y jóvenes quedan confundidos sobre la sexualidad, sus pensamientos ante este tema están totalmente distorsionados. Además de que está comprobado que es uno de

los principales causantes de parafilias como lo es la pederastia. No es recomendable ver pornografía. Esta modifica las conductas del hombre a pesar de que este se intente resistir. Aunque lo veas sólo para “aprender” sobre la sexualidad, es mejor evitarla a toda costa. Referencias bibliográficas: Patrick F. Fagan Ph.D. (2009) “Los efectos de la pornografía sobre los individuos, las familias y la sociedad”. Recuperado el 10 de Junio del 2013. http://blog.plataformac.org/download /family/Fagan%20%20Los%20efectos%20de%20la%20 pornografia.pdf Psic. Everardo Martínez Macías (12 de Abril del 2013) “Pornografía: Una adicción nueva y poderosa”. Recuperado el 10 de Junio del 2013. http://www.venser.org/downloads/Po rnografia.pdf

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->