P. 1
Monografía Filosofía de la Educación

Monografía Filosofía de la Educación

|Views: 17|Likes:
Publicado porFederico Muzzolon

More info:

Published by: Federico Muzzolon on May 12, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOCX, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

03/17/2014

pdf

text

original

Universidad Nacional de Río Cuarto Facultad de Cs. Humanas Departamento de Filosofía Filosofía de la Educación Prof.: Mgtr.

Lilian Fernández del Moral Alumno: Muzzolón, Federico Américo

“Del Mito igualitarista a la Fragmentación del sistema educativo Argentino”

1

. fragmentación social y sus consecuencias……………….9 Conclusión………………………………………………………………………….13 Bibliografía…………………………………………………………………………14 2 .5 La construcción del Otro en la distancia social…………………………….Índice Introducción…………………………………………………………………………3 Desarrollo Mito igualitarista..

mercado. segregación. brinda formación religiosa pero recibe alumnos de todos los credos. estado. Una es confesional. este trabajo monográfico tiene por objeto reseñar y re-conceptualizar las ideas fundamentales que atravesaron la investigación con el fin de poder develar y esclarecer cuáles son los presupuestos filosóficos implícitos y que de alguna manera determinan el tipo de Filosofía de la Educación que impera en nuestro sistema educativo.Introducción A partir del texto “La educación de las elites“(aspiraciones. docentes y directivos y se relevó el material que producen las instituciones para presentarse socialmente. La elección de las escuelas procuró combinar distintas variables. se hicieron encuestas a padres. Estas ideas centrales rondan en torno a palabras claves como: mito igualitarista. Tres de las cuales pertenecen al sector privado. El resultado de este conjunto de datos empíricos revela la fragmentación del sistema educativo. este libro se basa en dos investigaciones de campo. distancia y cierre social. estrategias y oportunidades) de Guillermina Tiramonti y Sandra Ziegler. El trabajo que presenta el texto se llevó a cabo desde el Área de Educación de la Flacso. fragmentación. El caso Argentino y su peculiaridad radica en que la fomentación del mito igulitarista forjado desde el estado nacional encubrió las relaciones de 3 . La segunda investigación empírica que aporta datos para la elaboración de este libro fue realizada en el marco de la Universidad Nacional de La Plata por un equipo también coordinado por Guillermina Tiramonti. tradición e historia se ligan a la formación de las clases dirigentes. En esta investigación se entrevistó a tres generaciones de familia tradicionales. La primera de ellas fue realizada por el “grupo de los viernes” de Flacso en cuatro escuelas secundarias ubicadas en la Ciudad de Buenos Aires y en la zona norte del conurbano bonaerense. en el sentido de que traza la diversidad de trayectorias educativas en el marco de una heterogeneidad que hace imposible fijar una estructura determinante de la formación de los futuros sectores dirigentes o elites. escuelas y familias. la tercera es absolutamente laica. Se incluyó además una escuela pública cuyos mecanismos de selección en el ingreso. la otra es dirigida por laicos. se encuestaron alumnos del último año de la escuela secundaria/polimodal de catorce escuelas estatales y privadas de la Ciudad de Buenos Aires y el conurbano Bonaerense.

Esta situación genera una serie de interrogantes que se plantean como horizonte de reflexión del presente trabajo monográfico: ¿existe un piso común de valores compartidos?. Esta polarización se haya limitada por la distancia social que genera un nuevo tipo de violencia justificado desde el discurso de “seguridad social” y que determina el “cierre social” de sectores fragmentados en una heterogeneidad de valores incompatibles. ¿Cómo se construye la categoría filosófica de “el Otro” en el sistema educativo? Y ¿cuáles son sus presupuestos filosóficos implícitos? 4 . ¿Cómo debería el estado garantizar un verdadero usufructo de derechos educativos frente a la progresiva declinación del mito igualitarista ante la omnímoda presencia de la lógica mercantil?.poder y los mecanismos de segregación social en donde la sociedad civil se polarizó entre los sectores privilegiados y la formación de “nuevos pobres”.

Como producto histórico. se sigue manteniendo en un cono de sombra el complejo entramado de estrategias con que la sociedad actualiza oportunidades muy diferentes para los distintos sectores sociales que tienen una generalizada expectativa de ascenso y reconocimiento social. el avance y consolidación del capitalismo tardío. fragmentación social y sus consecuencias Las investigaciones de campo llevadas a cabo por las autoras brindan la posibilidad de trazar un recorrido reflexivo y esclarecedor de la constitución misma del sistema educativo argentino y sus peculiaridades. 5 . El caso Argentino se vio marcado por el mito igualitarista. Ziegler. deben sostenerlas en una permanente pugna con quienes pretenden desplazarlos para ocupar sus lugres. Los datos empíricos recolectados y el análisis contextual de los mismos ponen en evidencia un escenario sumamente complejo. la percepción que hemos moldeado los argentinos sobre nuestra sociedad se acerca a la idea de una formación igualitarista con posibilidades abiertas para el conjunto de los sectores sociales. No obstante. cuyos rasgos fundamentales permiten diagnosticar qué es lo que ha ocurrido con el sistema educativo argentino.Desarrollo Mito igualitarista. enmarcados en un fuerte proceso de desinstitucionalizacion del sistema educativo producto del proceso y de la crisis del proyecto de la modernidad. que sirvió como mascarada política e ideológica de los mecanismos de selección de los sectores privilegiados. En gran medida. con el objeto de dar cuenta de una situación en la cuál ninguno de los miembros de la sociedad se siente excluido de la posibilidad de disputar posiciones expectantes y en la que aquellos que las han logrado. se entrelazan el rol del estado. (Tiramonti. 2008:13) Oscar Terán nombró “populismo igualitarista” a esta peculiaridad de la cultura nacional.

De este modo. como para el resto de América Latina. había asegurado canales importantes de movilidad social ascendente. cuyo modelo se basaba en la competencia abierta y la exclusión de los “perdedores”. el proceso de diferenciación institucional es pronunciado. cuando la sociedad argentina asistía al final de un modelo de integración social. dio lugar a la conformación de un sistema educativo marcado por la acción estatal bajo el modelo de una escuela elemental única y colegios secundarios que eran de corte selectivo y excluyente. Las estadísticas de repitencia y deserción muestran claramente quienes pierden en dicha disputa. imperó un modelo de integración basado en la capacidad del estado de cohesionar mediante el gasto público y homogeneizar a la población a través de la incorporación a la sociedad de una parte importante de la clase trabajadora y la expansión de las clases medias asalariadas. hasta avanzados los años setenta. cuando en realidad lo que se abrió casi sin restricciones es el acceso a la institución y por lo tanto a participar en la lucha de permanecer y avanzar en el sistema. A la división planteada en la segunda mitad del siglo 20 a través de las 6 . Entre 1900 y 1970 se registra una notable expansión matricular en la educación secundaria. Esto da cuenta de que aquellos sectores que contaban con los recursos materiales y simbólicos para apropiarse de los beneficios de la educación hicieron uso de las oportunidades que brindaba el sistema educativo. Así el mito igualitarista de la Argentina se alimentó de una representación de la universidad como no selectiva y democrática.Como bien dice Maristella Svampa. En la educación secundaria. Dicho imaginario integracionista entró en crisis con la experiencia hiperinflacionaria de 1989. para el caso Argentino. La representación del igualitarismo se basó fundamentalmente en la posibilidad igualitaria de entrar en la disputa de lugares. la ausencia o debilidad de instituciones escolares preexistentes y la necesidad de homogeneizar a la población. en la Argentina. Sin embargo es sabido que el sistema de “libre acceso” contaba con estrategias selectivas que progresivamente se fueron complejizando. que desde los comienzos de la república y más allá de las crisis recurrentes. produciéndose un proceso de diferenciación en torno a circuitos de diferente calidad y prestigio.

De este modo. los colegios ligados a ciertas comunidades y grupos de inmigrantes que en algunos casos devinieron en establecimientos hoy vinculados a los sectores empresariales. los colegios religiosos que también compitieron por la formación de elites. y técnica. 2008:25) En este sentido es que el mito igualitarista se estableció en la sociedad Argentina como un imaginario social en donde las expectativas y las posibilidades concretas de ascenso social dieron rienda suelta a este juego de competencia de todos contra todos. (Tiramonti. los procesos de polarización y fragmentación social se expresan también en un sistema educativo que ya no puede sostener el mito igualitarista. No se trató sólo de una contienda de corte individual. 2008:13) La masificación de la educación secundaria. Es difícil. Ziegler. comercial. (Tiramonti. materiales y simbólicos. como ocurre en el caso de Francia o del cercano Brasil. sino que también las instituciones ocuparon una posición en el campo de batalla y disputaron sus lugares con la confluencia tanto del sector público como del sector privado. que según Pierre Bourdieu confluye en la constitución de una elite. En efecto podríamos afirmar que prácticamente no existe un único sector que haya logrado monopolizar el conjunto de capitales. hay que sumarle la coexistencia de instituciones que presuponían destinatarios bien diferenciados. en nuestro país. Ziegler. Entre ellas cabe mencionar: los colegios nacionales ligados a la formación de ciertas elites intermedias. tanto en el campo cultural como en el empresarial o político.modalidades bachiller. lo que se registra como rasgo de 7 . los procesos de reforma educativa y el escenario educativo y de quiebre social posterior a los años noventa han profundizado notablemente las brechas entre las instituciones. identificar trayectorias predefinidas que marquen los recorridos a seguir por aquellos que aspiran a conformar una elite dirigente. los colegios nacionales de dependencia universitaria que procuraron la formación de las elites dirigentes e ilustradas. Esta heterogeneidad de sectores fragmentados tampoco da indicio de trayectorias que determinen la formación de elites dirigentes de forma segura: Entre los cientistas sociales hay cierto consenso respecto de que en la Argentina no es posible reconocer un grupo que pueda ser incluído en la categoría de elite.

Como dice Tiramonti: “pareciera que la diferenciación social seguirá produciéndose en la libre concurrencia y pelea de todos contra todos. 2008:30) El concepto de fragmentación social intenta dar cuenta de una configuración de la sociedad que resulta de los modos segregados de las prácticas sociales. Para Durkheim. (Tiramonti. cultural y moral. pues el choque entre estos fragmentos inevitablemente produce violencia y determina el cierre social de dichos grupos. en tanto da cuenta de un modo específico de segregación social donde la tendencia es generar espacios socioculturalmente homogéneos. La fragmentación alude a un modo de segregación que construye una distancia social específica entre aquellos que habitan los diferentes fragmentos. A su vez. mientras 8 . legitima la sanción legal para quienes están dentro del marco normativo y el ejercicio de la violencia para aquellos que están fuera de la comunidad y no comparten las reglas establecidas. pero ahora en escenarios más delimitados. esta particular configuración genera una distancia social entre los grupos que se caracterizan por la ajenidad. La distancia social genera fronteras morales. La moral dibuja los límites entre la inclusión y la exclusión. La distancia social está relacionada con lo cultural y lo moral. el término fragmentación es tributario del concepto de cierre social Weberiano. A partir de esta perspectiva. hace alusión a los lazos de entendimiento e intimidad entre los grupos que conforman la sociedad. Se establece así una asociación entre distancia social y violencia.continuidad es la selección social que de todos modos genera este sistema abierto. la insuficiencia de contacto entre los grupos que conforman la sociedad está en la base de los procesos de desorganización social. Este punto es determinante para comprender cómo la heterogeneidad de trayectorias sociales se hayan sustentadas por la diversidad de modos de segregación social. Pero ¿Qué se entiende por fragmentación social del sistema educativo?: En definitiva. Ziegler. la cohesión y la solidaridad social no podrían desarrollarse si la distancia social entre los diferentes grupos es profunda.

cuyos contenidos no admiten la comparación y mucho menos el ordenamiento en una escala jerárquica. Tanto la fragmentación social como el debilitamiento y ausencia del rol del estado. ya sean conocimientos. Bauman sostiene que la estética del consumo gobierna allí donde antes lo hacía la ética del trabajo. inventó una ética. El ideal del sacrificio y la fe en el progreso es lo que sostiene el proyecto moderno. a su vez. Y es justamente este entramado de instituciones y justificaciones lo que pareciera estar modificándose. en cambio la distancia que se nombra con la noción de fragmentación hace alusión a la existencia de mundos culturales distantes. la del trabajo y una moral laica que impuso deberes y obligaciones tan exigentes como los anteriores dogmas religiosos. la fragmentación social y el desdibujamiento del estado como único dador de sentido para el conjunto de las instituciones educativas. sino que se distinguen por pertenencias a mundos culturales que difieren entre si en virtud de los valores. capitales culturales o habilidades intelectuales. 2008:29) La construcción del Otro en la distancia social El sistema educativo está atravesado por la dualización de la sociedad.que la diferenciación estructural hace referencia a condiciones objetivas (económicas y políticas) de desigualdad. De este modo usamos la idea de fragmentación para nombrar una distancia que se expresa en términos de extrañamiento cultural y de fronteras de exclusión. (Tiramonti. Ziegler. Cuando planteamos que el campo educativo está fragmentado hacemos referencia a distancias que no pueden medirse en términos de mayor o menor. La articulación estado-escuelafamilia constituyó el soporte institucional del orden social moderno que. las expectativas y los modos de vida que los organizan. (…) La segmentación hace referencia a un todo integrado donde las distancias entre los grupos pueden medirse en términos de grado. La ética del trabajo refiere a un principio fundacional de la 9 . son producto de un prolongado proceso de crisis del proyecto de la modernidad.

es la familia quien elige a la escuela pero ahora también es el tipo de escuela el que elige y determina el tipo de familia. sino la buena vida que se obtiene mediante la optimización de las posibilidades de elección. De hecho. Weber entiende por cierre social el proceso que permite a colectividades o grupos limitar el acceso a determinados recursos y oportunidades. 2008:140) 10 . de manera tal de optimizar su uso y recompensa. la aspiración no es la vida digna. está claro que no es la ética del trabajo la que estructura la comunidad actual y a los jóvenes de los sectores medios y altos. este modo segregado de habitar la sociedad se ha profundizado y difundido además entre diferentes sectores sociales en nuestro país. En estas condiciones se trazan trayectorias educativas bien heterogéneas en donde se produce el proceso de selección de doble vía para las clases media y alta. en una sociedad que los trata como “extraños”. establecer un principio normativo que regulara la moral pública y privada. Asociar esfuerzo con dignidad individual y social permitió. de los estratos más bajos de la escala social (que siguen atados a los principios de la ética del trabajo y lo asocian a la condición socialmente digna). el valor del trabajo es un factor de estratificación que diferencia a los sectores altos y medios (que asocian el trabajo con la vocación y la realización personal). Ziegler. También. (Tiramonti. los sectores más bajos de la sociedad y los excluidos desarrollan formas de cierre social como respuesta o defensa a su condición. satisfacer la demanda de mano de obra de la naciente industria. Según este autor. por un lado. mientras que para la clase baja la deserción escolar y la repitencia están a la orden del día. La vida se despliega entonces en ámbitos aislados donde se “reserva el derecho de admisión y permanencia” de los otros no pertenecientes a cada comunidad. y por otro.ingeniería normativa y política de la sociedad industrial. es decir. En las últimas dos décadas. En los sectores altos se observan estrategias de cierre social (que producen la distancia social). Para ellos. Un ejemplo de ellos es la proliferación de los barrios cerrados destinados a los sectores altos y a un amplio espectro de las clases medias más acomodadas.

no hay ciudadanos. por carencias. Levinas. Los necesitados (el Otro). el extranjero se presentan como iguales. Ziegler. Totalidad e infinito (Tiramonti.es presencia del tercero (es decir. El rostro en su desnudez de rostro me presenta la indigencia del pobre y del extranjero (…) El pobre. De este modo. el boom del voluntariado en los programas extracurriculares de escuelas de clase media acomodada. Esta “solidaridad privada” representa una forma de desviar la participación social hacia formas apolíticas. es ese otro quien le imprime al sujeto ensimismado socráticamente la escritura de una alteridad que hace posible la función ética. Justamente. que interfiere con la autonomía autista. 2008:121) En la actualidad del sistema educativo. E. en el seno de su miseria. Su igualdad en esta pobreza esencial consiste en referirse a un tercero. De este modo. basadas en derechos. de toda la humanidad que nos mira). son sustituidos por las iniciativas de buena voluntad del sector privado y del voluntariado. el voluntario siente una satisfacción personal. En este sentido. a partir de la presencia del otro. 11 . así presente en el encuentro y al que. a través de las cuales se reemplazan demandas. En términos de Béjar se trata de un altruismo endocéntrico que supone que la mejora de la condición del Otro posee un valor de gratificación inherente para quien brinda la ayuda. sino seres que viven una situación desdichada. lo que vuelve humano al sujeto es justamente esa interpelación. es un claro ejemplo de cómo se construye la categoría filosófica del Otro en un imaginario social signado por el cierre y la distancia social entre la futura o posible clase dominante y los sectores más desfavorecidos. La segregación y el distanciamiento permiten elevar una barrera protectora frente a la intromisión de los extraños y los ajenos que se prefiere evitar. el Otro sirve ya (…) La presencia del rostro -lo infinito del Otro.Según Levinas. lo público y lo político. se convierten en destinatarios de la asistencia social. antes que sujetos de derecho. un placer interno por un acto individual. transformando derechos en filantropía y asistencialismo.

Así. en ámbitos segregados. por un lado. la persistente experiencia de la desigualdad y la distancia social transmuta hacia nuevas formas de percibir y habitar el espacio social entre quienes se sumarán a las filas de la futura clase dirigente. por el otro. y en el marco de un hábitat de encierro entre semejantes. (Tiramonti. Ziegler.El voluntariado es la muestra de una participación en la esfera de lo social. en una zona situada entre el reducto de un individuo replegado en la esfera privada. 2008:146) 12 . y el desplazamiento del estado y la irrupción del mercado. Bajo estas nuevas coordenadas se despliega una serie de formas de intervención sobre lo social que se inscriben en el marco de la exigencia de individualización. propia del capitalismo contemporáneo.

es decir. sólo desde esta condición es posible pensar un piso común de valores compartidos que demande y ponga en claro cómo es que desde diversos sectores se construyen implícitamente preconcepciones sobre “los Otros” que no hacen al bien y la salud de la comunidad del sistema educativo y por sobretodo de la sociedad en general. pareciera que la fragmentación social es un acontecimiento que desborda al sistema educativo y reclama la presencia del estado enmarcado en políticas públicas como garantes de un verdadero usufructo de derechos civiles concretos. A mi juicio. Este distanciamiento a su vez produce y legitima la violencia como garante de “seguridad social y privada”. también cumplen un rol preponderante en el sistema educativo. Tanto la distancia social como el cierre social que se produce sobre todo entre la brecha entre las clases altas y medias acomodadas y las clases más bajas. es posible develar y esclarecer cómo operan implícitamente estos presupuestos filosóficos. determinan fronteras culturales que operan como modos de segregación de tipo moral. 13 . En este sentido. los procesos de selección y segregación. pero por sobre todo a partir de éste último. los aportes del texto “La educación de las elites” brindan la posibilidad de desenmascarar los presupuestos filosóficos implícitos del sistema educativo Argentino. a mi entender. Estas fronteras también se hallan en tensión entre la misma clase alta y la clase media acomodada.Conclusión A partir de las consideraciones expuestas entorno a la situación actual de la fragmentación social del sistema educativo. En este sentido. tanto del sector público como del privado.

estrategias y oportunidades”. primera edición. Ziegler. Guillermina. Buenos Aires. 2008.Bibliografía  Tiramonti. Aspiraciones. “La educación de las elites. Ed. Sandra. Paidós. 14 .

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->