P. 1
Principios Rectores Del Alba y El Alba Ante Mercosur

Principios Rectores Del Alba y El Alba Ante Mercosur

4.67

|Views: 3.070|Likes:
Publicado porjuadito

More info:

Published by: juadito on Mar 25, 2009
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as DOC, PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

11/26/2012

pdf

text

original

PRINCIPIOS RECTORES DEL ALBA

La Alternativa Bolivariana para los Pueblos de Nuestra América o ALBA es una propuesta de integración enfocada para los países de América Latina y el Caribe que pone énfasis en la lucha contra la pobreza y la exclusión social. Se concreta en un proyecto de colaboración y complementación política, social y económica entre países de América Latina y el Caribe, promovida inicialmente por Cuba y Venezuela como contrapartida del Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA), impulsada por Estados Unidos. La institución surgió oficialmente en diciembre de 2004 cuando los presidentes de Cuba, Fidel Castro y de Venezuela, Hugo Chávez se reunieron en La Habana y firmaron los protocolos de su fundación como forma de integración y unión de América Latina y el Caribe basada en un modelo de desarrollo independiente con prioridad a la complementariedad económica regional que permitiera promover el desarrollo de todos y fortaleciera la cooperación mediante el respeto mutuo y la solidaridad (Venezuela, Cuba, Nicaragua, Bolivia, Dominica y honduras). De la Integración Neoliberal a la Alternativa Bolivariana para América Latina y el Caribe “Jamás hubo en América de la independencia a acá, asunto que requiera más sensatez, ni obligue a más vigilancia, ni pida examen más claro y minucioso, que el convite que los Estados Unidos potentes, repletos de productos invendibles, y determinados a extender sus dominios en América, hacen a las naciones americanas de menos poder...”. José Martí 1. La integración neoliberal prioriza la liberalización del comercio y las inversiones. 2. La Alternativa Bolivariana para América Latina (ALBA) es una propuesta que centra su atención en la lucha contra la pobreza y la exclusión social. 3. En la propuesta del ALBA se le otorga una importancia crucial a los derechos humanos, laborales y de la mujer, a la defensa del ambiente y a la integración física 4. En el ALBA, la lucha contra las políticas proteccionistas y los ruinosos subsidios de los países industrializados no puede negar el derecho de los países pobres de proteger a sus campesinos y productores agrícolas. 5. Para los países pobres donde la actividad agrícola es fundamental, las condiciones de vida de millones de campesinos e indígenas se verían irreversiblemente afectados si ocurre una inundación de bienes agrícolas importados, aún en los casos en los cuales no exista subsidio. 6. La producción agrícola es mucho más que la producción de una mercancía. Es la base para preservar opciones culturales, es una forma de ocupación del territorio, define modalidades de relación con la naturaleza, tiene que ver directamente con la seguridad y autosuficiencia alimentaria. En estos países la agricultura es, más bien, un modo de vida y no puede ser tratado como cualquier otra actividad económica. 7. ALBA tiene que atacar los obstáculos a la integración desde su raíz, a saber: a. La pobreza de la mayoría de la población; b. Las profundas desigualdades y asimetrías entre países c. Intercambio desigual y condiciones inequitativas de las relaciones internacionales d. El peso de una deuda impagable e. La imposición de las políticas de ajuste estructural del FMI y el BM y de las rígidas reglas de la OMC que socavan las bases de apoyo social y político. f. Los obstáculos para tener acceso a la información, el conocimiento y la tecnología que se derivan de los actuales acuerdos de propiedad intelectual; y,

g. Prestar atención a los problemas que afectan la consolidación de una verdadera democracia, tales como la monopolización de los medios de comunicación social 8. Enfrentar la llamada Reforma del Estado que solo llevó a brutales procesos de desregulación, privatización y desmontaje de las capacidades de gestión pública. 9. Como respuesta a la brutal disolución que éste sufrió durante más de una década de hegemonía neoliberal, se impone ahora el fortalecimiento del Estado con base en la participación del ciudadano en los asuntos públicos, 10. Hay que cuestionar la apología al libre comercio per se, como si sólo esto bastara para garantizar automáticamente el avance hacia mayores niveles de crecimiento y bienestar colectivo. 11. Sin una clara intervención del Estado dirigida a reducir las disparidades entre países, la libre competencia entre desiguales no puede conducir sino al fortalecimiento de los más fuertes en perjuicio de los más débiles. 12. Profundizar la integración latinoamericana requiere una agenda económica definida por los Estados soberanos, fuera de toda influencia nefasta de los organismos internacionales. Los mismos repetidos 1. La integración prioriza la liberalización del comercio y las inversiones. 2. La Alternativa Bolivariana para América Latina (ALBA) es una propuesta que centra su atención en la lucha contra la pobreza, la exclusión social, contra los altos índices de analfabetismos y de pobreza que existen principalmente de América Latina y el Caribe. 3. En la propuesta del ALBA se le otorga una importancia crucial a los derechos humanos, laborales y de la mujer, a la defensa del ambiente y a la integración física 4. En el ALBA, la lucha contra las políticas proteccionistas y los ruinosos subsidios de los países industrializados no puede negar el derecho de los países pobres de proteger a sus campesinos y productores agrícolas. 5. Para los países pobres donde la actividad agrícola es fundamental, las condiciones de vida de millones de campesinos e indígenas se verían irreversiblemente afectados si ocurre una inundación de bienes agrícolas importados, aún en los casos en los cuales no exista subsidio. 6. La producción agrícola es mucho más que la producción de una mercancía. Es la base para preservar opciones culturales, es una forma de ocupación del territorio, define modalidades de relación con la naturaleza, tiene que ver directamente con la seguridad y autosuficiencia alimentaría. En estos países la agricultura es, más bien, un modo de vida y no puede ser tratado como cualquier otra actividad económica. 7. ALBA tiene que atacar los obstáculos a la integración desde su raíz, a saber: a. La pobreza de la mayoría de la población; b. Las profundas desigualdades y asimetrías entre países. c. Intercambio desigual y condiciones inequitativas de las relaciones internacionales. d. El peso de una deuda impagable. e. La imposición de las políticas de ajuste estructural del FMI y el BM y de las rígidas reglas de la OMC que socavan las bases de apoyo social y político.

f. Los obstáculos para tener acceso a la información, el conocimiento y la tecnología que se derivan de los actuales acuerdos de propiedad intelectual; y, g. Prestar atención a los problemas que afectan la consolidación de una verdadera democracia, tales como la monopolización de los medios de comunicación social 8. Enfrentar la llamada Reforma del Estado que solo llevó a brutales procesos de desregulación, privatización y desmontaje de las capacidades de gestión pública. 9. Como respuesta a la brutal disolución que éste sufrió durante más de una década de hegemonía neoliberal, se impone ahora el fortalecimiento del Estado con base en la participación del ciudadano en los asuntos públicos. 10. Hay que cuestionar la apología al libre comercio perse, como si sólo esto bastara para garantizar automáticamente el avance hacia mayores niveles de crecimiento y bienestar colectivo. 11. Sin una clara intervención del Estado dirigida a reducir las disparidades entre países, la libre competencia entre desiguales no puede conducir sino al fortalecimiento de los más fuertes en perjuicio de los más débiles. 12. Profundizar la integración latinoamericana requiere una agenda económica definida por los Estados soberanos, fuera de toda influencia nefasta de los organismos internacionales. ¿CUÁLES SON SUS PRINCIPIOS RECTORES? “El ALBA se sustenta en los principios de solidaridad, cooperación genuina y complementariedad entre nuestros países, en el aprovechamiento racional y en función del bienestar de nuestros pueblos, de sus recursos naturales - incluido su potencial energético-, en la formación integral e intensiva del capital humano que requiere nuestro desarrollo y en la atención a las necesidades y aspiraciones de nuestros hombres y mujeres”. Del documento político de la V Cumbre del ALBA (esto es adicional).

Mercosur versus ALBA?
17 de noviembre de 1993 Aaron Benedek En su comentario pieza, "En caso de que Venezuela ha entrado en el Mercosur?" (GLW # 682), Raúl Bassi pone de relieve la incapacidad del Mercosur - el "Mercado Común del Sur", creado en 1991 entre Argentina, Brasil, Paraguay y Uruguay - a " EE.UU. realmente enfrentar la dominación "de América del Sur. Sostuvo que la decisión de Venezuela a unirse a Mercosur es un "golpe" a la Alternativa Bolivariana para las Américas (ALBA). 1) 4 de julio en la ceremonia pública en Caracas en la que Chávez firmo los protocolos para el ingreso de Venezuela a todos los miembros del Mercosur, dijo que "es importante recordar que el Mercosur nació en la era del neoliberalismo y que nació como una simple tratado de libre comercio”.

Por el contrario, ALBA se planteó a raíz del desarrollo de la revolución socialista venezolana, en alianza con la Cuba socialista. ALBA establece como su objetivo principal no "libre comercio", pero la eliminación de la pobreza y otros problemas sociales en América Latina. 2) A diferencia del Mercosur, ALBA, los acuerdos - que se han puesto en práctica entre Venezuela revolucionaria y socialista Cuba - explícitamente prioridad a las necesidades sociales sobre los beneficios empresariales. Así que ¿por qué Venezuela, por un lado, promover el ALBA, y por el otro, se unen el Mercosur? 3) Venezuela ha entrado en el Mercosur, porque este bloque comercial expresa una cierta oposición a la agenda de EE.UU. imperialismo en América Latina - sin embargo parcial y contradictoria - a través de sus miembros de la oposición a los EE.UU. Área de Libre Comercio de las Américas (ALCA), proyecto. Venezuela se ha unido a Mercosur, a fin de fortalecer la oposición. 4) Por supuesto, como señala Bassi, el Mercosur funciona dentro de "las normas de la rentabilidad capitalista, la competencia y las garantías de capital". Pero el gobierno venezolano es un reto estas - tanto a través del ALBA a través de su proyecto y que une el Mercosur. Por ejemplo, el 14 de marzo en una conferencia de prensa celebrada en Caracas, conjuntamente con el Presidente uruguayo Tabaré Vázquez, Chávez sostuvo que "transformar el Mercosur, ya sea en sí misma o será en el mismo camino que la CAN, la Comunidad Andina de Naciones - un proyecto heridos a la muerte”. En un discurso pronunciado en diciembre, Chávez sostuvo: "Necesitamos un Mercosur que da prioridad a las preocupaciones sociales, necesitamos un Mercosur que cada día se mueve más lejos de la antigua elitistas modelos empresariales de integración que busca ... beneficios financieros, pero se olvidan de los trabajadores, los niños, la vida y la dignidad humana. " En lugar de ser un "golpe" para el proyecto ALBA, la entrada de Venezuela en el Mercosur está claramente encaminada a la defensa y promoción de este proyecto anticapitalista. Sí, el Mercosur está dominado por los gobiernos capitalistas y mientras este es el caso, el gobierno de Chávez, sin duda, tienen que hacer determinadas concesiones para ellos. Sin embargo, Chávez también está operando en un contexto de todo el continente la rebelión social contra el neoliberalismo, una masa enorme aumento de la presión sobre los dirigentes políticos elegidos capitalista desafiando el imperialismo de EE.UU. y la agenda política de la consolidación del poder gubernamental por los revolucionarios anti-capitalista en Venezuela sí mismo (y ahora la apertura de un proceso similar en Bolivia, un miembro asociado del Mercosur). Bassi afirma que Brasil y Argentina han apoyado el ingreso de Venezuela al Mercosur para "detener, o al menos reducir" la influencia política de Chávez en la región. Si este es el caso, el plan parece ser backfiring. Chávez no sólo ha sido el centro de la atención de los medios en cada reciente reunión de Mercosur, también invitó a su aliado clave, el presidente cubano Fidel Castro, para hacer frente a la 30 ª cumbre del Mercosur. Castro utiliza esta

plataforma a la lista de los logros del ALBA como ejemplo de lo que el bloque del Mercosur debería aspirar. Contrariamente a la tesis de Bassi, parece que el capitalismo los gobiernos de Argentina y Brasil han dado la bienvenida a Venezuela en el Mercosur, a fin de fortalecer su posición frente a EE.UU. el imperialismo y su impulso para el ALCA, lo que reforzaría aún más la posición de EE.UU. en el imperialismo expensas de los capitalistas argentinos y brasileños. Los gobiernos revolucionarios de Cuba y Venezuela se están aprovechando de esta contradicción intra-capitalista para ganar una mayor audiencia para su proyecto ALBA entre las masas de América Latina. Su enfoque para el Mercosur no es en modo alguno un "golpe" para el proyecto ALBA, sino una táctica para ayudar a promoverla. Es un ejemplo de cómo los trabajadores revolucionarios de los gobiernos intervenir en distintos foros para tratar de promover un concurso internacional anti-imperialista frente unido con otros países del Tercer Mundo - países donde los trabajadores aún no han tenido éxito en derrocar a sus líderes políticos capitalistas. Como Ricardo Alarcón, presidente de la legislatura nacional de Cuba, señaló en una entrevista a principios de este año: "Ahora, más países han expresado su oposición [a las políticas imperialistas en la región]. Esto crea la posibilidad de un amplio frente contra el imperialismo, incluso si hay diferencias ... En caso de que una burguesía nacional ha estado dispuesto a hacer valer sus intereses en contra del imperialismo, es importante aprovechar esta contradicción para intentar avanzar las políticas anti-imperialista ". Marcelo Colussi: El proyecto de integración del ALBA – la Alternativa Bolivariana para América Latina y el Caribe– ¿es una alternativa de progreso para los pueblos? ¿En qué sentido lo sería? Alan Woods: Como una alternativa contra los tratados económicos imperialistas voraces, tal como el Tratado de Libre Comercio, el gobierno de Chávez está proponiendo un mecanismo de integración, ayuda y solidaridad entre los países de Latinoamérica (el ALBA), intercambiando petróleo y otros recursos naturales por alimentos, servicios educativos y prestaciones de salud. Se han dado ya algunos pasos adelante en esto entre Venezuela y Cuba, y ahora también en Bolivia, con resultados positivos. La importancia del ALBA está en que proporciona una visión de lo que sería posible si los colosales recursos de las Américas estuvieran en las manos de los obreros y campesinos. Por ejemplo, la utilización de los recursos petroleros de Venezuela, junto con el avanzado conocimiento médico de Cuba, hizo posible recobrar la vista a decenas de miles de pobres en Latinoamérica. Este ejemplo da una cabal idea en pequeño de las magníficas cosas que sería posible hacer sobre la base de una economía socialista planificada que unificara y movilizara los recursos de la región. De todos modos, la única vía para el uso de los recursos en esta manera, es decir: usados en el interés de las mayorías y no para el acrecentamiento de los beneficios privados de una minoría, es llevar a cabo la expropiación de los capitalistas y terratenientes bajo control obrero y campesino. A no ser que se tome ese camino, el ALBA quedará siendo algo potencial, un experimento limitado y una anécdota histórica cuyos resultados no serán duraderos. Las intenciones son buenas, pero todo ello es sólo el pálido reflejo del enorme potencial que se podría abrir para las masas empobrecidas de Latinoamérica si los recursos y economías de estos países se

integrasen y produjeran conjuntamente bajo un plan centralizado y controlado democráticamente. Sería ingenuo pensar, no obstante, que los otros países latinoamericanos, gobernados por agentes directos o indirectos de las burguesías locales o por el imperialismo, estuviesen interesados en tratados de este tipo. La unificación de Latinoamérica sólo puede lograrse por medios revolucionarios. Sólo puede realizarse con la forma de una Federación Socialista. Marcelo Colussi: ¿Qué escenarios podría abrir en Latinoamérica en el mediano plazo el proyecto de MERCOSUR? Alan Woods: La débil burguesía latinoamericana es incapaz de completar la gran tarea histórica propuesta tiempo atrás por Simón Bolívar: la unificación de América Latina. Los últimos 200 años han demostrado de modo conclusivo que esta tarea necesaria e históricamente progresista es imposible sobre la base del capitalismo. El MERCOSUR no es un paso en la dirección de la unificación de Latinoamérica sino sólo un débil bloque económico creado como unión aduanera, basado en la idea de tarifas externas comunes para los bienes importados de otras áreas por fuera de ese mercado común. Sin embargo, luego de las crisis económicas que infestaron la región hacia fines de 1990, el MERCOSUR también entró en crisis. No obstante la posterior recuperación económica, ninguno de los problemas fundamentales de la región pudo resolverse. Las altas tasas de crecimiento del último período condujeron al aumento de las desigualdades pero no al mejoramiento de los niveles de vida de las masas. Ahora el clima económico está empeorando nuevamente; Estados Unidos ya está en recesión y la economía mundial, en el mejor de los casos, está en estancamiento. Esto traerá serias consecuencias para Latinoamérica y el MERCOSUR. Cuando hay una lucha por los escasos mercados, se intensifican las tensiones entre los capitalistas nacionales, especialmente entre Brasil y Argentina. La burguesía argentina ha perdido terreno en el último período y fue desplazada por la brasileña. Buscó imponer numerosas defensas y tarifas para limitar las importaciones de Brasil hacia su propio país. Todo ello produjo severas tensiones en el MERCOSUR. Bajo estas condiciones, los países-miembros más débiles como Uruguay y Paraguay encontraron que sus intereses eran ignorados, por lo que intentaron abandonar el MERCOSUR conjuntamente para firmar sus propios tratados de libre comercio con Estados Unidos. Las maniobras del imperialismo para fortalecer su dominación en el continente estimularon esta tendencia con el objetivo de debilitar el MERCOSUR buscando su posible desmembramiento. Chávez está intentando entrar en el MERCOSUR como un arma diplomática contra las maniobras del imperialismo estadounidense para aislar internacionalmente a Venezuela. Pero la entrada de Venezuela no ha cambiado las perspectivas del MERCOSUR en los detalles. Si el MERCOSUR se las arregla para sobrevivir, será por los beneficios de las multinacionales que operan a ambos lados de la frontera brasileña y venezolana y porque ello es políticamente útil a la burguesía carioca, que está empleando su posición dominante en esa unión comercial para proyectase como potencia dominante en la región al par que demanda un papel en la diplomacia internacional.

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->