LA IMPORTANCIA DE LOS CUENTOS TRADICIONALES DE TRANSMISIÓN ORAL

Elaborado por Ignacio Usera Febrero 2013

BREVE RESEÑA SOBRE EL LIBRO DE BRUNO BETTELHEIM , PSICOANÁLISIS DE LOS CUENTOS DE HADAS Ignacio Usera González.

El mundo de los cuentos transmitidos oralmente es fascinante para los niños. Son capaces de escuchar el mismo cuento una y otra vez. Tienen una función catártica y de conexión con sus conflictos internos, especialmente los cuentos tradicionales de hadas. Hace más de treintaicinco años Bruno Bettelheim publicó su libro The meaning and importance of fairy tales, traducido al castellano como Psicoanálisis de los cuentos de hadas. Con todos los problemas que nos plantean las interpretaciones que hace Bruno Bettelheim, el libro muestra respuestas muy interesantes a cómo los cuentos ejercen una función “liberadora” en los niños pequeños. Especialmente queremos reivindicar la importancia que tienen, tal y como los compilan primero Perrault y después, suavizándolos, los hermanos Grimm. Hay que destacar que algunas versiones de los Hermanos Grimm pueden ser más “crueles” que las anteriores, véase la versión que ellos nos dejan de Cenicienta. Bruno Bettelheim considera que en los cuentos de hadas siempre debe existir una amenaza, el héroe tiene que sentirse amenazado física o moralmente. Las historias de los cuentos de hadas nunca harán que el niño se sienta inferior, proporcionan seguridad, dan esperanza respecto al futuro y mantienen la promesa de un final feliz. Estos cuentos deben ser transmitidos a nuestros hijos contándoselos. Siempre es preferible contarlos que leerlos. Tiene que ser una transmisión dual, por lo general uno de los grandes valores de la literatura de hadas es alcanzar el inconsciente infantil y en esa transmisión también participa el inconsciente del que lo transmite. Nunca debemos contar los cuentos con intenciones didácticas, sino que debe ser una experiencia compartida.

Ignacio Usera

Página 2

Bruno Bettelheim, como especialista en niños, considera que lo fundamental en su desarrollo son sus padres y aquellos que están cuidándolos y en segundo lugar en importancia, lo ocupa nuestra herencia cultural, en especial los cuentos populares de hadas, de los que considera que se puede aprender mucho sobre los problemas internos de los seres humanos. Los cuentos aportan importantes mensajes al consciente y al inconsciente, liberándolos de sus pulsiones y ofreciendo a la imaginación del niño nuevas dimensiones a las que sería imposible llegar por sí solo. Los cuentos tratan de los grandes problemas y angustias de los niños, ofreciéndoles soluciones que están al alcance del nivel de comprensión de éstos. Existen cuentos para los distintos estadios de desarrollo de los niños, por eso en un momento dado son más importantes unos cuentos que otros. Descubrimos que un cuento puede ser importante para un niño por las reacciones que éste tenga respecto al cuento. En los cuentos de hadas los procesos internos se externalizan y se hacen comprensibles al ser representados por los personajes de una historia. El cuento es terapéutico porque “el paciente” encuentra sus propias soluciones mediante la contemplación de lo que la historia parece aludir sobre él mismo y sus conflictos internos en ese momento de su vida. Mantienen en los niños la esperanza de que algún día podrán aprovecharse del gigante, es decir, podrán crecer hasta convertirse en gigante y alcanzar los mismos poderes. Los cuentos tienen que ver con los mitos, pero existen importantes diferencias entre ellos, el mito suele ser pesimista mientras que el cuento de hadas siempre es optimista, el final de los mitos siempre es trágico mientras que en los cuentos siempre es feliz. Por mucho que haga un héroe de cuentos nunca se convertirá en un ser superior como sucede con los mitos. Tanto los mitos como los cuentos de hadas intentan responder a las eternas preguntas. Los mitos dan respuestas concretas, mientras que los cuentos de hadas nos dan meras indicaciones. El cuento pone el énfasis en cosas fantásticas, los hechos ocurrieron en tierras lejanas y dejan claro que ofrecen una esperanza y no unas descripciones realistas de cómo es el mundo aquí y ahora. El niño comprende que aunque estas historias son irreales no son falsas, que los cuentos describen de una forma imaginaria y simbólica los pasos esenciales en la evolución hacia la existencia independiente. Las historias Ignacio Usera Página 3

estrictamente realistas van en contra de las experiencias internas del niño, nunca extraerá ningún significado personal. Un aspecto de la personalidad de los niños, la disociación que tienen respecto a sus figuras importantes antes de integrarlas, se pone de manifiesto en muchos cuentos de hadas. Existen transformaciones de madres buenas que posteriormente son madrastras, abuelas buenas que pueden ser también malas. Aunque haya brujas también hay hadas buenas que son mucho más poderosas que las brujas. Los cuentos de hadas describen a los personajes en una sola dimensión, lo que permite más fácilmente que el niño comprenda sus acciones y reacciones; para los niños antes y durante el período edípico todo es ambivalente, no comprende los estadios intermedios de grado e intensidad, las cosas son todo o nada. Los cuentos en general desarrollan un tema principal que afecta profundamente a la psicología infantil, pero también puede haber otros temas secundarios que afecten igualmente al inconsciente del niño y que se traten en el cuento colateralmente. Los principales temas que podemos ver en los cuentos infantiles que afectan profundamente a los niños son:  La importancia de las normas y los límites. El cuento de los tres cerditos representa claramente este tema.  En la reina de las abejas- H.Grimm- podemos ver como se representa la lucha simbólica por la integración de la personalidad en contra de la desintegración caótica, donde predomina el Ello y el principio del placer. También en el cuento de los dos hermanitos el ello, el yo y el superyo deben integrarse para conseguir la felicidad. Esta historia también nos habla del abandono de la casa paterna y de la creación de una familia, dos momentos claves y de gran vulnerabilidad para una posible desintegración. Las historias de Simbad en las Mil y una noches también tratan de la integración de la personalidad. El rey es una persona dominada por el ello y Sherezade representa al yo aunque dominada por el superyo  Muchos cuentos tratan sobre la lucha por la independencia y la autoafirmación. El final feliz también exige que los hermanos se liberen de los celos edípicos y fraternos y que se ayuden mutuamente.

Ignacio Usera

Página 4

En el cuento de los tres lenguajes el hijo actúa repetidamente en contra de la voluntad de su padre, autoafirmándose al mismo tiempo y superando los

poderes paternos mediante sus acciones. El niño pequeño se suele sentir tonto e inepto cuando se enfrenta al mundo que le rodea, los cuentos de hadas le ofrecen consuelo y esperanza, convicción de que puede escapar de ese destino. Así por ejemplo el cuento de las tres plumas puede dar seguridad a los niños pequeños, ofreciéndoles la solución de que ellos también pueden ser capaces de enfrentarse al mundo tal y como lo hizo el protagonista  El conflicto edípico siempre suele estar presente en los cuentos, en general personas jóvenes que no tenían aspecto de héroe prueban su heroicidad matando a dragones hasta que liberan a la bella princesa y se casan con ella, siendo felices para siempre. Las niñas suelen estar cautivas por un personaje femenino egoísta y malvado, lleno de celos como Blancanieves o Cenicienta. El padre real de la protagonista suele describirse como una persona bondadosa, pero incapaz de rescatar a su hija. Muchos padres temen que el niño se vea desbordado por la fantasía, pero al no hablarles del monstruo (de nuestro inconsciente) evitan que el niño le de forma mediante imágenes que conoce de los cuentos de hadas y por ello les es más difícil a los niños dominar ese “monstruo.” Cuando los niños están familiarizados con los cuentos, el malestar que provoca la ansiedad se convierte en el gran placer de la ansiedad a la que uno se enfrenta y domina con éxito. Con los cuentos de hadas los padres pueden contribuir a que los hijos utilicen las esperanzas fantásticas en el futuro, sin engañarles con falsas promesas. Ayudan a transferir a una pareja no edípica sus sentimientos edípicos. Casi todos los niños están convencidos de que sus padres saben más que ellos de todo y además piensan que no les valoran suficiente. Para “superar” a sus padres el cuento de hadas utiliza frecuentemente el recurso de disociarlos en dos personajes. Con el cuento, el niño puede tener las fantasías de venganza frente al padrastro, sin sentir culpa o miedo respecto al progenitor real. En la segunda parte del libro pasa a analizar diversos cuentos de tradición popular en muchos países y con versiones distintas según sean los países o recopiladorescreadores. Exponemos algunos ejemplos. Ignacio Usera Página 5

Hansel y Gretel. Encarna las ansiedades y tareas de aprendizaje que el niño debe superar y sublimar sus deseos de destrucción más primitivos. Es un cuento dónde los protagonistas tienen una regresión oral importante, proyectando en sus padres el temor a ser devorados. La regresión al estado “ideal” da al traste con toda la individuación e independencia. El utilizar símbolos en los cuentos es menos peligroso que hacerlo con cosas reales. En el cuento logran volver a su casa y con una solución a la pobreza de su familia. Cogen las joyas de la bruja desarrollo. Caperucita Roja. La amenaza de ser devorada es el tema central de Caperucita, pero en una edad posterior a Hansel y Gretel. Debe resolver relaciones edípicas, luchando con los problemas de la pubertad (sexualidad) para los que aún no está preparada. El lobo no solo es el seductor masculino, sino que representa las tendencias asociales y primitivas internas de cada uno. Caperucita renace en un plano superior siendo una persona diferente. Serie de cuentos de Jack. Tratan en general de la lucha por alcanzar la madurez. En Jack y sus negocios es la aventura de un chico que está en proceso de autoafirmación. Jack y las habichuelas comienza con la expulsión del paraíso infantil, para continuar luego con un conflicto edípico representado en el ogro. Este grupo de cuentos describe los estadios de y atraviesan el lago individualmente para ir avanzando en su

desarrollo que el niño tiene que pasar para convertirse en un ser humano independiente. Jack al utilizar el hacha, renuncia a las soluciones mágicas y se convierte en su propio hombre, abandona la confianza en el poder mágico del padre para conseguir todo en la vida

La bella durmiente. Nos muestra que un largo periodo de reposo, contemplación y concentración en si mismo puede conducir a grandes logros. Por más que los padres intenten impedir el florecimiento sexual de sus hijos, éste se producirá de forma implacable. La espera de los padres que finalmente ven realizados sus deseos, indica que no hay que tener prisa respecto al sexo

Ignacio Usera

Página 6

Blancanieves. En la versión de Basile se pone más en evidencia los celos de la madre. En las versiones más modernas y conocidas los celos edípicos se ponen en la madrastra. Esta historia trata de los conflictos edípicos entre madre e hija y por último de la adolescencia. La Cenicienta. Es un relato sobre las esperanzas y angustias presentes en la rivalidad fraterna y el triunfo de la heroína rebajada por las dos hermanastras. La raíz profunda de la rivalidad fraterna es que el niño no se siente digno del amor de sus padres y este miedo al rechazo acarrea la angustia de que los otros son los preferidos. En la historia de Basile

Cenicienta es culpable, sólo en esta versión pone de manifiesto que ella despierta el amor del padre. En las versiones actuales la rivalidad fraterna suplanta al conflicto edípico. El relato preconiza que para conseguir una identidad personal completa y la autorrealización a un nivel superior se necesitan ambos tipos de progenitores: padres “buenos” en los primeros años y más adelante “padrastros” que parecen imponer exigencias crueles e inhumanas. En cualquier momento del desarrollo infantil ese padre “bueno”, puede convertirse en malo, así como el “padrastro” en maravilloso. Los niños son cambiantes y sus sentimientos son muy dicotómicos, pero lo importante es que tengan simbolizados unos padres que les aprecian, valoran y que les ponen los límites.

Cuentos del ciclo animal-novio. En estos cuentos hay tres elementos típicos, primero ignoramos cómo y porqué el novio se transforma en un animal. Segundo quien realizó el hechizo fue una bruja, que no suele ser castigada por su perversidad. En tercer lugar suele ser el padre quien obliga a unirse con el novio animal, cosa que ésta cumple sin rechistar por amor a su padre En muchos casos, como “La Bella y la Bestia”, ella transfiere el vínculo infantil que la mantenía ligada a su padre, transforma el amor edípico del padre al amante.

Para recordar los cuentos que nos contaron nuestros abuelos y padres están muy bien las dos recopilaciones que hay sobre los Hermanos Grimm tanto en Alianza editorial como en Anaya.

Ignacio Usera

Página 7

Sign up to vote on this title
UsefulNot useful