P. 1
Educación laica un elemento para la convivencia social

Educación laica un elemento para la convivencia social

|Views: 17|Likes:
Publicado porLagranmole_Est_5251

More info:

Published by: Lagranmole_Est_5251 on Mar 04, 2013
Copyright:Attribution Non-commercial

Availability:

Read on Scribd mobile: iPhone, iPad and Android.
download as PDF, TXT or read online from Scribd
See more
See less

11/12/2013

pdf

text

original

Libertades Laicas

red iberoamericana por las libertades laicas

Educación laica: un elemento para la convivencia social1
Juan Javier Morales García2 lagranmole@hotmail.com
Introducción La educación pública en México, desde 1917, se encuentra reglamentada por las disposiciones establecidas en el artículo 3° constitucional, en donde uno de los tres aspectos más importantes y controvertidos a lo largo de 90 años es el fundamento laico de la educación. Para muchos grupos sociales, la educación laica ha sido considerada uno de los aspectos negativos en la vida social del país. Pero para muchos otros, con pensamiento crítico y analítico, ha sido uno de los aspectos fundamentales para construir un país con igualdad, respeto y tolerancia. Recordemos que la educación impartida por la religión católica era aceptada y recomendada hasta los tiempos de la guerra de reforma según nos lo indica Anne Staples (Moctezuma: 2001, 6), pues era parte del proyecto educativo colonial (Gonzalbo: 1991, 32), sin embargo después de la secularización promovida por Gómez Farias y fortalecida con la reforma, se impuso el carácter laico en la educación moderna (Escalante y Padilla: 1988, 29). Esto ha desatado una batalla cultural entre diversos sectores de la sociedad en pro o en contra de la educación laica; grupos clericales de extrema derecha buscan la reinserción en la sociedad de sus fundamentos religiosos y la educación es uno de los objetivos estratégicos para lograr su propósito. La encíclica papal decretada por el papa Pío XI el 31 de Diciembre de 1929 (Torres: 2000, 226), establece que la educación deberá estar primeramente en manos de la iglesia, en la familia como segunda instancia y en tercer lugar, el Estado. Con este documento oficial que continua vigente a la fecha, podemos apreciar el valor que la iglesia le da al Estado como proveedor de educación.

1

Ponencia presentada en el II curso de verano “fomentando el conocimiento de las libertades laicas” en El Colegio de México. Evento organizado por la Red Iberoamericana por las Libertades Laicas a través del Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER) de El Colegio Mexiquense AC y El Colegio de México AC. Llevado a cabo del 10 al 21 de septiembre de 2007. 2 Lic. en Educación, maestro de grupo de educación primaria. Estudiante del programa de maestría en Ciencias de la Educación en el Instituto Superior de Ciencias de la Educación del Estado de México (ISCEEM) con sede en Toluca, promoción 2006-2008.
Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas El primer paso del clero católico fue hace 15 años con la reforma constitucional del expresidente Salinas3 al derogar la laicidad de la educación privada. Actualmente existe una propuesta por parte del clero católico por modificar el artículo tercero y eliminar el carácter laico de la educación. La educación pública es el último recurso que los mexicanos tenemos para conservar una educación libre de doctrinas religiosas, una educación que además de asegurar libertad de conciencia a todos los individuos, promueva la convivencia armónica entre los alumnos durante su recorrido por la escuela formal. Ante una población con una creciente diversidad religiosa y que en edad escolar se reúne y convive en un espacio como la escuela, las diferencias de credo, en muchas ocasiones, desencadenan conflictos en los que la violencia simbólica y física se hacen presentes entre estudiantes e incluso profesores. La educación laica en la escuela pública, incentivada por los profesores puede despertar en los alumnos los valores del respeto, tolerancia, igualdad y reconocimiento a la diversidad en un país que camina hacia la multiculturalidad. Estos valores pueden resumirse en dos palabras: valores laicos4. Valores indispensables para lograr una convivencia armónica entre los individuos de religiones diversas que tienen que compartir espacios públicos como la escuela.

Las batallas en torno a la educación laica La educación laica ha sido atacada y criticada desde su instauración en el artículo tercero de la constitución política de los Estados Unidos Mexicanos en 1917, como resultado de la separación del Estado y las iglesias promovida por Gómez Farias y Benito Juárez. Muchos han sido los argumentos en su contra, principalmente provenientes del clero católico que no ha cesado de luchar por la reincorporación de la educación religiosa. Desde 1917, como resultado del establecimiento de la educación laica surgió la Unión Nacional de Padres de Familia (UNPF) de origen clerical, con el principal objetivo de luchar contra el carácter laico de la educación, objetivo que hoy en día continúa vigente.

3 4

Reforma publicada en el diario oficial de la federación con fecha del 28 de enero de 1992 Entendiendo a los valores laicos como aquellos valores en la laicidad.

Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas Parte de estas luchas se mezclaron con la lamentable guerra cristera donde se atacaba a la educación laica con documentos como el volante “voz de alarma” de Octubre de 1936 emitido por “cuarenta y siete madres de familia” de Tecomán, Colima que dice entre otras cosas: “Damos la voz de alerta a todos los padres de familia que tengan a sus hijos en la escuela del gobierno, con el mas vivo deseo de que pongan a salvo a sus hijos de las garras del diablo…el enemigo de nuestros queridos hijos lo tenemos a un paso de distancia en la escuela oficial o laica, que no es laica sino ratonera del diablo…los profesores, olvidándose de su misión de educadores, se han convertido en ministros del infierno…no mandemos a nuestros hijos a la escuela del gobierno, donde se les quita su fe, su pudor y su inocencia.” (González: 2001, 4) Esto es una muestra de la manipulación ideológica de una religión sobre la sociedad y el resultado de un adoctrinamiento que desemboca en la intolerancia, y el rechazo a la aceptación de la diversidad. Esta batalla cultural rindió sus primeros frutos para el clero católico con la reforma del expresidente Salinas al artículo 3° de la Constitución Política Mexicana. Desde su toma de posesión se podían apreciar intenciones de acercamiento con el clero, pues en su discurso de toma de protesta, mencionó la necesidad de modernizar las relaciones con la iglesia como una estrategia por tratar de legitimar ante la población mexicana su victoria electoral rodeada de sospechas. Sus intenciones clericales en materia educativa se vieron reflejadas 3 años después en su reforma5 al Artículo 3° el año de 1992. Pareciera a primera vista que la reforma de Salinas no toca el fundamento laico de la educación, sin embargo, al reestructurar las fracciones y eliminar la fracción IV y parte de la III del Articulo 3°, abrió las puertas a la enseñanza religiosa en escuelas privadas. La fracción IV del Artículo 3° de la Constitución Política de los Estados Unidos Mexicanos, anterior a esta reforma, prohibía a las corporaciones religiosas y ministros de culto intervenir en forma alguna en los planteles de educación básica y normal. Además la fracción III, exigía a los planteles particulares dedicados a la educación en todos sus tipos y grados sujetarse sin excepción a la fracción I que habla de la educación laica y ajena a cualquier doctrina religiosa. Hasta antes de la reforma promovida por Salinas, ninguna institución educativa privada y mucho menos pública podía implementar educación religiosa como parte de sus enseñanzas.
5

Reforma publicada en el diario oficial de la federación con fecha del 28 de enero de 1992

Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas

De acuerdo con Marta Eugenia García Ugarte (García: 1993, 12), los motivos que llevaron al ejecutivo mexicano a restablecer las relaciones con el clero no sólo en México, sino también con el Estado Vaticano le proporcionaría a ambas partes amplias ganancias políticas. La cuales fueron temporales para Salinas y permanentes para el clero, quienes han sabido aprovechar tal oportunidad aún después de la administración Salinista. Es interesante resaltar que Salinas promovió una modernización de las relaciones con “la iglesia”, es decir, la religión católica, mostrando una nula importancia y reconocimiento a las diferentes religiones presentes en el país. Es de suponerse que evidentemente buscaba relacionarse con la religión mayoritaria con fines políticos. Con la reforma al Artículo 3° de 1992 se abrió la posibilidad de que la educación religiosa impartida por particulares quedara legalmente establecida, y por consiguiente la laicidad educativa quedara restringida únicamente a la educación que imparte el Estado. Aunado a esta reforma, también se restablecieron las relaciones diplomáticas con el vaticano promoviendo la visita del papa a México en repetidas ocasiones. Desde entonces las escuelas particulares con orientación confesional empezaron a propagarse por todo el país, ofreciendo sus servicios a un sector elitista de la sociedad, lo que originó, de acuerdo con Roberto Blancarte (Blancarte: 1991, 217), la diferenciación entre escuelas privadas confesionales de alumnos ricos y escuelas públicas laicas de alumnos pobres. La llegada de Vicente Fox Quesada a la Presidencia de la república (2000-2006), dio oportunidad al clero a una plena inclusión en la sociedad y al fortalecimiento ideológico clerical en materia educativa. Los grupos conservadores de filiación católica, se vieron fortalecidos durante su sexenio, destacan entre ellos la Unión Nacional de Padres de Familia, los Legionarios de Cristo, el Opus Dei, la Compañía de Jesús y la Asociación Nacional para la Moral, conocidos por su fuerte influencia educativa. Las principales demandas de estas agrupaciones se han expresado en documentos y protestas públicas donde destacan sus intenciones por detener las campañas de información en las escuelas acerca del uso del condón, incluir la moral religiosa en la escuela, eliminar el contenido relacionado con el aborto y adecuar los contenidos de la educación sexual a las doctrinas de la iglesia católica.

Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas En términos generales, muestran a la educación religiosa como necesaria incluso en las escuelas públicas (González: 2001, 37). Se le dio cabida al pensamiento clerical en la secretaria de gobernación a cargo del Monseñor Abascal, quién dio plena apertura y difusión a los eventos de la religión católica en los medios masivos de comunicación, impulsó con fondos federales proyectos de origen religioso como la distribución de la guía de padres elaborada por la fundación Vamos México, el SNTE y la UNPF. Estos actos sentaron las bases para la promoción de una educación religiosa en México. Instituciones como la Universidad Iberoamericana con una clara tendencia clerical desarrollan proyectos dirigidos a promover una educación pública basada en una moral religiosa, bajo un desvirtuado fundamento del multiculturalismo (Hamui: Otoño 2006). El pasado 9 de Julio, en el periódico La Jornada6 el representante legal de la Arquidiócesis

Primada de México, Armando Martínez, anunció que la iglesia católica presentará un “paquete de reformas” constitucionales a los artículos 3°, 24 y 130, entre otros, con el fin de alcanzar “una verdadera libertad de religión, sin dejar atrás el Estado laico”. Entre las propuestas incluidas esta la de buscar que el Estado provea de educación religiosa a los escolares. Estas son solo algunas acciones desatadas en contra de la educación laica, cuyo origen dogmático se encuentra entre otros fundamentos en la encíclica7 papal decretada por el papa Pío XI el 31 de Diciembre de 1929 (Torres: 2000, 226) donde se establece que la educación deberá estar primeramente en manos de la iglesia, en la familia como segunda instancia y en tercer lugar, el Estado. Esta educación religiosa que propone el clero católico, no es ni la más mínima aproximación a la que se imparte en otros países como Inglaterra, donde se enseña religión pero con un enfoque histórico-cultural. El objetivo de la enseñanza religiosa que pretende la iglesia católica apunta hacia un adoctrinamiento basado en dogmas que resultan en intolerancia y descalificaciones a otras
6
7

La Jornada. 9 de julio del 2007 Literalmente significa “cartas circulares”; su raíz latina es: Literae encyclicae. Las encíclicas son cartas públicas y formales del Sumo Pontífice que expresan su enseñanza en materia de gran importancia. Las encíclicas se proponen: * Enseñar sobre algún tema doctrinal o moral * Avivar la devoción * Condenar errores * Informar a los fieles sobre peligros para la fe procedentes de corrientes culturales, amenazas del gobierno, etc.
Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas religiones. En el clero y algunos grupos de derecha existe una fobia y odio por la laicidad educativa, puesto que la conciben como el laicismo anticlerical que los despojo de sus privilegios.

Laicidad incomprendida Uno de los artículos constitucionales más conocidos por los mexicanos es el artículo tercero. La gratuidad, obligatoriedad y laicidad son comúnmente aceptados pero poco analizados, principalmente el de la laicidad a cuyo significado se le atribuye la característica de anticlerical o antirreligiosa. Aunque en cierta medida tal apreciación es correcta, la laicidad también esta ligada a la igualdad, tolerancia, el respeto, la democracia, la separación iglesias-Estado y el reconocimiento a la diversidad. La laicidad va más allá de estos conceptos, pero los implica a todos. A pesar de su popularidad, el fundamento laico de la educación, no es retomado como uno de los aspectos fundamentales en la formación del ciudadano mexicano, formación que se moldea en gran parte en la educación básica. La educación laica no ha sido tomada en cuenta lo suficiente y en el mejor de los casos se le conceptualiza como la prohibición de religión en la educación. En la escuela pública donde se forma al ciudadano laico, los profesores carecen de una concepción de laicidad que a su vez puedan transmitir a sus alumnos. La escasa formación de los profesores en torno a la laicidad y todos los beneficios que esto pueda traer en su práctica docente, repercute en una frágil formación laica del individuo. Aunque la educación laica es la expresión del principio histórico de separación del Estado y las iglesias, actualmente su enfoque y utilidad en la formación de ciudadanos ha sido poco considerada y dejada al ámbito jurídico como un recurso de protección contra la enseñanza de doctrinas religiosas en la escuela. De ahí que se la haya caracterizado como enseñanza antirreligiosa. La educación laica puede describirse como aquella que promueve la tolerancia, la libertad de conciencia, el diálogo, la igualdad, el respeto, la democracia y el reconocimiento a la diversidad. Valores que se instruyen en la escuela por medio de la asignatura de educación cívica. Sin

Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas embargo, en pocas ocasiones se les relaciona con la laicidad, esto debido a un desconocimiento del concepto actual de laicidad y de su utilidad en la formación de ciudadanos. En un país donde la diversidad religiosa aumenta y la sociedad camina hacia una multiculturalidad, es necesario fortalecer la laicidad educativa como uno de los pilares de formación en el alumno, que procure una convivencia social armónica. Para esto, es imprescindible que la laicidad educativa sea considerada no solo como un fundamento más del artículo tercero constitucional, sino como un aspecto a estudiar y analizar dentro del aula de clases.

Valores laicos Al hablar de laicidad educativa no solo se habla de la separación Estado-iglesias, libertad de conciencia y reconocimiento a la diversidad religiosa, también se refiere a un cúmulo de valores necesarios para la convivencia de la sociedad, nos referimos a los valores mencionados anteriormente: tolerancia, respeto, diálogo, igualdad y democracia, valores que podemos denominar “valores laicos”. La escuela pública hace poca mención de una de sus principales cualidades: la laicidad. Solo se retoma a la laicidad como una ley que prohíbe la enseñanza de cualquier doctrina religiosa. Lamentablemente se ha dejado de lado su carácter formativo de principios que los mexicanos hemos asumido como fundamentales a lo largo de nuestra historia y que implican una profunda consideración de la libertad y de la justicia. La escuela vive una educación laica desconocida por los alumnos, incluso por los profesores, pues es un concepto que a veces se mira abstracto y lejano, fuera de todo estudio o análisis. Es necesario fortalecer la enseñanza laica como tal, como parte del curriculum de educación, donde se estudien y analicen los valores laicos, mostrando a la laicidad educativa como uno de los pilares de la sociedad mexicana actual, que provee de elementos para una convivencia social y que fortalece la democracia en nuestro país. El ex secretario de educación (1995-2000) Miguel Limón Rojas afirmó en el coloquio 8 Laicidad y valores en un Estado democrático que “La educación para la democracia implica capacitar al ser humano, para discernir, para optar, para comprometerse consigo mismo y con los demás, para

8

Coloquio realizado en El Colegio de México el 6 de abril de 2000.

Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas mejorarse continuamente. Esto sólo es posible en un ambiente de libertad, de libertad de conciencia, de la cual la educación laica es sostén y salvaguarda”. Hace unos meses el rector de la UNAM, Juan Ramón de la Fuente, declaró a los medios de comunicación que sin laicidad no hay democracia. Por lo tanto sin educación laica no puede haber una educación democrática, vital para el continuo desarrollo del México actual. Muy por el contrario a lo que muchos detractores de la laicidad piensan, ésta no crea una visión del mundo, sino que crea las condiciones para que cada quien, libremente, construya la propia. Miguel Limón Rojas afirmó: “La laicidad significa neutralidad en materia religiosa, pero no neutralidad valorativa o moral. No solo permite sino estimula una educación valoral.”9 Es precisamente en este punto donde la educación pública presenta debilidades, pues si bien es cierto que la educación laica puede contribuir a la formación de alumnos con valores necesarios para la convivencia social, tal potencialidad ha sido desaprovechada por encontrarse de manera implícita en la escuela y no de manera explícita. La laicidad educativa ha sido entendida como una ley que prohíbe la religión en la escuela, la aproximación a su análisis no ha sido valorada por los profesores en formación ni en servicio. La mayoría de ellos carecen de una concepción actual de la laicidad y de los beneficios que su estudio y enseñanza proveen en la formación valoral de los alumnos. Los valores en la escuela pública se enseñan de manera individual y muy pocas veces el profesor los interrelaciona para mostrar su interdependencia. El tema de laicidad es muy pocas veces mencionado en la escuela y siempre se alude a su fundamento jurídico. Sin embargo, la laicidad es un concepto que va mas allá del aspecto jurídico, es un tema generador de adquisición de valores. Es un árbol de cuyas ramas se producen los frutos de la tolerancia, el respeto, la igualdad, el diálogo, y la humanos. El plan y programas de estudio de educación primaria (SEP: 1993, 123-126) menciona en el enfoque de educación cívica que la orientación y propósitos de esta asignatura se desprenden democracia, encaminados a alimentar una sociedad con una creciente diversidad cultural que busca una verdadera presencia de los derechos

9

Miguel Limón Rojas, ponencia titulada “Educación, laicismo y vida cotidiana” presentada en el Coloquio “Laicidad y valores en un Estado democrático” realizado en El Colegio de México el 6 de abril de 2000.
Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas directamente de los principios que se establecen en el artículo Tercero Constitucional, los cuales se mencionan a continuación:  La educación que imparta el Estado será laica y, por lo tanto, “se mantendrá ajena por completo a cualquier doctrina religiosa”; será democrática “considerando a la democracia no solamente como una estructura jurídica y un régimen político, sino como un sistema de vida fundado en el constante mejoramiento económico, social y cultural del pueblo”.  La educación deberá fortalecer en el educando la conciencia nacional y el amor a la patria, “atendiendo a la comprensión de nuestros problemas, al aprovechamiento de nuestros recursos, a la defensa de nuestra independencia política, al aseguramiento de nuestra independencia económica y a la continuidad y acrecentamiento de nuestra cultura”; al mismo tiempo fomentará la conciencia de la solidaridad internacional, en la independencia y la justicia.  La educación deberá contribuir a la mejor convivencia humana, fortaleciendo en el educando el aprecio por la dignidad de la persona y la integridad de la familia, así como la convicción del interés general de la sociedad y de los ideales de fraternidad e igualdad de derechos de todos los hombres, sin privilegios de razas, religión, grupos, sexos o individuos.

Podemos apreciar que la educación cívica en la educación primaria gira en torno a los valores que se desprenden de la laicidad. Asimismo los contenidos a desarrollar se dividen en 4 aspectos donde destacan por su relación con los valores laicos los dos siguientes:  Formación de valores: En este aspecto se agrupan los valores y actitudes que deben formarse en los alumnos a lo largo de la educación primaria. Se busca que los alumnos comprendan y asuman como principios de sus acciones y de sus relaciones con los demás, los valores que la humanidad ha creado y consagrado como producto de su historia: respeto y aprecio por la dignidad humana, libertad, justicia, igualdad, solidaridad, tolerancia, honestidad y apego a la verdad.  Fortalecimiento de la identidad nacional: Este aspecto pretende que el alumno se reconozca como parte de una comunidad nacional caracterizada por la pluralidad de pensamientos, la diversidad regional, cultural y social, pero que al mismo tiempo comparte rasgos y valores comunes que la definen.
Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas

Analizando los principios y aspectos que el plan y programas de estudio de educación primaria tiene contemplado, se puede estimar que su base filosófica radica en los valores laicos de una manera implícita, es decir, sus elementos se encuentran presentes en la educación cívica pero no se hace mención explícita de la laicidad como concepto que contiene y provee los valores fundamentales para la formación cívica del sujeto en una sociedad con pluralidad religiosa y culturas diversas que camina hacia una conformación social multicultural. Al respecto, se considera pertinente citar la afirmación de Alain Touraine “No hay multiculturalismo sin laicidad”. (Blancarte, comp.: 2006, 229) Es conveniente mencionar lo que Julio Torres Santomé afirma al respecto: “La aparición del concepto multiculturalismo responde a las estrategias que las sociedades desarrollan para responder a la pluralidad y evitar la rivalidad y el conflicto entre comunidades culturales y políticas que comparten un determinado territorio”. (Torres: 2004, 203) Mas adelante afirma que “las instituciones escolares junto con los medios de comunicación de masas desempeñan un papel muy importante en la conformación de cualquiera de los modelos de sociedad por los que se opte”. (Torres Santomé: 2004, 203) Si la sociedad mexicana aspira a la multiculturalidad es indispensable el fortalecimiento de la educación laica, una laicidad explícita incluida como tema de estudio en los libros de textos gratuitos. El tema de valores laicos puede ayudar a promover una identidad nacional como lo pretende el enfoque de educación cívica, una identidad basada en elementos histórico-culturales pero no religiosos. A pesar de que la religión católica es un elemento trascendental en la historia de México, no puede formar parte de la identidad nacional de un Estado laico que en el año 2000 contaba con más de 11.5 % de mexicanos no católicos, según cifras del INEGI10. Un Estado laico debe basar la formación de la identidad nacional de los ciudadanos en elementos no religiosos, sino más bien con aspectos multiculturales. La imposición de elementos religiosos como un medio para fortalecer la noción de “identidad” en el alumno, se convierte en una imposición ideológica religiosa. Henri Pena afirma que “lo que es sólo de algunos no puede imponérsele a todos”. (Peña: 2002, 9)
10

http://www.inegi.gob.mx/est/contenidos/espanol/rutinas/ept.asp?t=mrel01&c=2581

Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas

Roberto Blancarte menciona que “el manejo de la identidad ciudadana en los últimos dos siglos (por lo menos en los países occidentales) se identifica con el surgimiento del Estado laico y de formas políticas de participación por medio de un común denominador, el cual ya no es necesariamente el de las creencias religiosas. Los nuevos estados nacionales han buscado, desde su fundación, la construcción de una identidad común que pase por encima de esas diferencias de convicciones” (Blancarte, comp.: 2006, 148). Ante todo lo anterior cabe recordar que la laicidad educativa no se puede considerar como anticlerical o antirreligiosa, pues a la escuela le corresponde partir de un pleno respeto a las convicciones del educando, lo que evidentemente implica una formación laica de quien imparte educación. Miguel Limón Rojas11, afirmó que “la escuela tiene la obligación de brindarle a los alumnos las herramientas conceptuales y de juicio que progresivamente lo ayuden a examinar por su propia cuenta el conjunto de los principios que guían su conducta, para sostenerlos o modificarlos según los criterios que libremente vaya formando en su proceso de maduración, de modo que pueda hacer compatibles sus convicciones con los imperativos de la convivencia y se encuentre en aptitud de hacer valer su libertad de conciencia ante la sociedad”. Coincidiendo con Miguel Limón Rojas, la escuela no es el lugar donde se examinan las creencias de los educandos, sino un espacio enmarcado por valores que hacen posible la convivencia de personas con diferentes religiones o sin ella. Sin embargo, es importante reconocer que persisten signos de intolerancia en las escuelas, conflictos religiosos que conllevan a la manifestación de violencia simbólica y en ocasiones física entre alumnos e incluso profesores. De ahí la necesidad de fortalecer la educación laica, incluyéndola como tema de estudio y análisis mas allá de la concepción jurídica. La laicidad es fuente generadora de valores interdependientes, necesarios en la formación de ciudadanos cuya identidad nacional no esté basada en aspectos religiosos.

Educación laica: en la mira
11

Miguel Limón Rojas, ponencia titulada “Educación, laicismo y vida cotidiana” presentada en el Coloquio “Laicidad y valores en un Estado democrático” realizado en el Colegio de México el 6 de abril de 2000.
Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas

Ante la gran importancia que reviste no solo la presencia de la laicidad educativa, sino también su fortalecimiento, diversos grupos religiosos han levantado la voz señalando la necesidad de extender la educación religiosa que se imparte en algunas escuelas particulares a las escuelas públicas oficiales. Hacer esto implicaría erradicar el carácter laico de la educación con todas sus consecuencias, e imponer una educación religiosa-doctrinaria. El pasado 9 de Julio, en el periódico La Jornada12 el representante legal de la Arquidiócesis Primada de México, Armando Martínez, anunció que la iglesia católica presentará un “paquete de reformas” constitucionales en donde destacan dos puntos relacionados al artículo tercero:

1. Borrar todo concepto de laicidad de la Constitución Política, al pretender que la educación que imparta el Estado deje de ser laica. 2. Proponer que el Estado provea educación religiosa en las escuelas públicas. En palabras de Miguel Limón Rojas, el llevar la educación religiosa a la escuela pública sería convertir a las escuelas en tierra fértil para el conflicto religioso. Además de las consecuencias que esto traería en la formación de valores que resultarían contradictorios a la realidad, aunado al hundimiento progresivo de la multiculturalidad y la democracia. Resulta irónico que algunos grupos religiosos, principalmente católicos, cuestionen la existencia del Estado laico y lo promueven como perjudicial, caracterizándolo como un impedimento a la libertad religiosa cuando una de las primeras libertades y garantías establecidas por el Estado laico es precisamente la libertad religiosa. Aunado a esto, se proclama la exigencia de un derecho a la educación religiosa13 como lo promueve Armando Martínez, presidente del Colegio de Abogados Católicos (CAC) y representante legal de la Arquidiócesis Primada de México: "Todos los padres tienen el derecho de libre educar a sus hijos, pero no necesariamente a una educación laicista, como la que tenemos, sino que debe de ir mucho más allá. Debe de ir en una

12
13

La Jornada. 9 de julio del 2007 La Jornada. 9 de julio del 2007

Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas verdadera libertad en la que los padres puedan determinar si quieren una educación religiosa para sus hijos y el Estado pueda proveer de esta educación religiosa". Al respecto, Roberto Blancarte afirma que es necesario establecer una diferencia entre libertades y derechos en materia religiosa, puesto que vivimos bajo un estado de derecho en el cual tenemos la libertad de profesar la religión que mejor nos convenga. (Blancarte, comp.: 2006, 148) En palabras de Blancarte “…se habla del principio de la libertad religiosa como si fuera un principio que no puede tener ningún tipo de límite y obviamente el derecho se construye para poner límites a las libertades, incluidas las religiosas”. Blancarte afirma acertadamente que no hay ninguna realidad nacional, o ninguna realidad de tipo social, incluida la del Vaticano o la de la iglesia católica, que no tenga en su propio Derecho una serie de limitaciones a las libertades de sus miembros. Enfatiza diciendo: “El derecho canónico establece una serie de limitaciones a las libertades de fieles laicos y del propio clero. Lo curioso es que todo esto se olvida, cuando los grupos religiosos reclaman al estado secular una serie de libertades religiosas, buscando que no exista ningún tipo de límites a su acción. Se ataca al estado secular, a partir de la falsa idea de que este no puede limitar las libertades religiosas”. Existe el intento del clero católico por volver a imponer educación religiosa-doctrinaria en las escuelas como lo era antes de la reforma, pero ahora pretende que el Estado sea el que la imparta, dejando a un lado no solo la educación laica, sino también el propio Estado laico, convirtiéndose en un Estado confesional proselitista y protector de la religión católica. El Estado laico y la educación laica, son aspectos que se tienen que fortalecer y fomentar como garantes de la convivencia social fundada en valores que nos dan identidad como mexicanos.

Reflexiones finales La educación laica, controversial desde su instauración, criticada por algunos y defendida por muchos, ha evolucionado en el transcurso de los años, desde su concepción antirreligiosa, que en su momento histórico fue benéfico para la construcción de un Estado democrático, hasta la actualidad cuyo concepto es más amplio y sus fundamentos promueven la formación de valores indispensables para la convivencia social.
Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas

Es este desconocimiento del concepto actual de la laicidad el que ha llevado múltiples confusiones en cuanto su uso y pertinencia en la sociedad actual. Su concepto más común, el anticlerical, ha llevado a diversas religiones a oponerse a la laicidad, cuando es precisamente ésta la que ha permitido la pluralidad religiosa en nuestro país. Resulta necesario y urgente que la laicidad educativa sea promovida y fortalecida en las escuelas públicas, desde la formación de los profesores en las escuelas normales hasta la implementación de la laicidad como tema de estudio y análisis en el plan y programas de estudio de educación básica, específicamente en la asignatura de educación cívica, y que se muestre explícitamente en los libros de texto gratuitos. El fundamento laico del artículo tercero deriva en una educación en valores que contribuye a consolidar el respeto y la tolerancia en una sociedad cada vez más plural. La educación laica ha significado neutralidad religiosa, pero no neutralidad valorativa y menos ausencia de valores. El célebre educador Gregorio Torres Quintero hacia el año de 1902 declaró: “la escuela laica es la conquista social más gloriosa del siglo XIX” (Bazant: 1993, 24). Finalmente, ante la presión de los grupos de extrema derecha que buscan incluir educación confesional, religiosa y doctrinaria en la escuela pública, quisiera mencionar a modo de cierre las palabras de Miguel Limón Rojas: “Las escuelas forman ciudadanos, las iglesias devotos”

Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

Libertades Laicas
red iberoamericana por las libertades laicas

Bibliografía  BAZANT, Mílada. (1993) Historia de la educación durante el porfiriato, México, COLMEX.  BLANCARTE, Roberto. Comp. (2000) Laicidad y valores en un Estado Democrático (Coloquio). México. SEGOB-COLMEX.  BLANCARTE, Roberto. (1991) El poder salinismo e Iglesia católica. ¿Una nueva convivencia? México. Grijalbo.  ESACALANTE, Carlos y PADILLA, Antonio. (1988) “Ensayo de metodología histórica” en: La ardua tarea de educar en el siglo XIX. Orígenes y formación del sistema educativo en el Estado de México. Toluca, México. ISCEEM-SMSEM.  GARCIA, Marta Eugenia. (1993) La nueva relación iglesia-estado en México. Un análisis de la problemática actual. México. Nueva Imagen.  GONZALBO, Pilar. (1991) “Algunas consideraciones para la periodización de la historia en la educación” en: Revista mexicana de pedagogía. México. Año 2, No. 8. Octubre-Diciembre.  GONZALEZ, Edgar. (2OO1) La última cruzada. De los cristeros a Fox. México. Grijalbo.  GUTIERREZ, Daniel. (2006) Multiculturalismo. Desafíos y perspectivas. COLMEX-UNAM-Siglo XXI. México.  HAMUI, Liz y HAMUI, Silvia. (Otoño 2006) “La educación y el multiculturalismo: el liberalismo plural” en: DIDAC. Revista semestral de la Universidad Iberoamericana.  http://www.es.catholic.net/biblioteca/libro.phtml?consecutivo=171&capitulo= 1562  http://www.inegi.gob.mx/est/contenidos/espanol/rutinas/ept.asp?t=mrel01&c =2581  http://www.jornada.unam.mx/2007/07/09/index.php?section=politica&article =003n1pol  MARTINEZ, Lucía. (2001) “Presentación”, en: La infancia y la cultura escrita. México. Siglo XXI-UAEM.  PEÑA, Henri. (2002) La laicidad. México. Siglo XXI.  SECRETARIA DE EDUCACION PÚBLICA. (1993) Plan y programas de estudio.  SECRETARIA DE GOBERNACION. (28 de Enero de 1992) Diario Oficial de la federación.  TORRES, Julio. (2004) “La educación escolar en las sociedades multiculturales” en: Por nuestra escuela. México. ISCEEM-Lucerna Diogenis.  TORRES, Valentina. (2002) “Iglesia y educación en el siglo XX” en: La Iglesia católica y la política en el México de hoy. (compilación de José de Jesús Legorreta Zepeda). México. Universidad Iberoamericana.

Libertades Laicas. Programa Interdisciplinario de Estudios sobre las Religiones (PIER), El Colegio Mexiquense, A.C. Ex Hacienda Santa Cruz de los Patos, Zinancantepec, CP 51350, México, Teléfono: (+52) 722 279 99 08, ext. 215 y 216. Correo electrónico: libertadeslaicas@cmq.edu.mx

You're Reading a Free Preview

Descarga
scribd
/*********** DO NOT ALTER ANYTHING BELOW THIS LINE ! ************/ var s_code=s.t();if(s_code)document.write(s_code)//-->